Enlaces accesibilidad

Elecciones europeas

La movilización contra el cambio climático impulsa a Los Verdes en el Parlamento Europeo

Por
Los líderes de Los Verdes, Ska Keller y Bas Eickhout
Los líderes de Los Verdes, Ska Keller y Bas Eickhout, celebran su ascenso en las europeas. REUTERS / YVES HERMAN

La creciente preocupación por el cambio climático en Europa ha extendido una marea verde en el continente con el gran ascenso de Los Verdes en las elecciones europeas, que suben de sexta a cuarta fuerza parlamentaria. Los buenos resultados en Alemania, Francia, Irlanda y Dinamarca han impulsado al grupo liderado por la germana Ska Keller, que suma casi 20 escaños más que en 2014 con los que pretende imponer su agenda climática y social en las instituciones europeas.

La fuerza de la conciencia ecológica impulsada por el movimiento Fridays for Future, que reclama medidas urgentes para proteger el medio ambiente, ha sido especialmente relevante en los países donde nació, en el norte de Europa. Pero la sorpresa más acusada se ha dado en Alemania, donde los ecologistas han desbancado a socialdemócratas como segunda fuerza; mientras que en Francia han subido al tercer puesto con 13 escaños.

Los Verdes se logran así un papel clave en la formación de mayorías en el hemiciclo y podrán aspirar a cargos en el nuevo reparto de presidencias de las instituciones europeas.

'Fridays for Future' protesta por el clima en casi 1.500 ciudades antes de las elecciones europeas

Los ecologistas ganan terreno de norte a sur

Las victorias más importantes se han producido en el norte de Europa, la antigua cuna industrial del continente donde la activista Greta Thurnberg ha conseguido movilizar a miles de jóvenes para exigir el fin de los combustibles fósiles. Así, países como Suecia, Dinamarca, Finlandia, Alemania y el Benelux, cuya mayor preocupación es el cambio climático según el Eurobarómetro, han sido los mayores caladeros de votos de los ecologistas.

Pero también han logrado escaños en Austria (dos); en Bélgica, con tres; dos en Finlandia; los dos primeros en dos décadas en Irlanda; uno en Letonia; dos en Lituania; uno en Luxemburgo; tres en Países Bajos; y uno en Portugal. También en el Reino Unido, los ecologistas han adelantado al Partido Conservador en el Gobierno en la cuarta posición.

El líder en Alemania, Sven Giegold, ya ha anunciado sus intenciones: "La protección del clima ha sido votada en toda Europa porque los jóvenes han salido a las calles y por la realidad de las políticas climatológicas. La gente no salió a las calles para votar contra un partido, sino para resolver estos problemas. La cuestión no depende únicamente de una persona, sino del programa y el contenido que negociaremos", ha señalado en rueda de prensa.

Una política climática "sin fronteras"

Con sus 70 escaños, Los Verdes se ven imprescindibles para conformar la futura Comisión Europea y el reparto de altos cargos de la UE, para lo que colocarán la "acción climática, la justicia social y la democracia" como los tres pilares inamovibles en las negociaciones, según ha adelantado el líder de la formación de Holanda, Bas Eickhout.

Ska Keller espera que sea la "justicia climática" el primer punto de consenso: "El clima no se detiene en las fronteras. [Nuestro resultado] es un claro llamamiento al resto de partidos y grupos para que se tomen en serio este asunto y dejen de obstruir las votaciones, como han hecho en el pasado", ha advertido. 

Noticias

anterior siguiente