Anterior Detenido en Torrevieja un hombre de cuarenta y cinco años por grabar a una menor en unos probadores Siguiente París vive otro nuevo episodio de la era Chris Froome Arriba Ir arriba
El bombardeo del Gernika llega al cine de la mano del director Koldo Serra

'Gernika', una historia aún no contada

  • RTVE.es entrevista a María Valverde, James D'Arcy y Koldo Serra

  • Es la primera película que se hace sobre el bombardeo de la ciudad vasca

  • La cinta, que cuenta con la participación de RTVE, se estrena el viernes 9

  • En Guernica se ensayaron tácticas empleadas en la II GM y el bombardeo de civiles

  • RTVE.es te adelanta el making of del bombardeo de Gernika

|

"(...) Por el modo de su ejecución y la magnitud de la destrucción producida, además de por la selección de su objetivo, el ataque de Guernica no tiene paralelo en la historia militar. Guernica no era un objetivo militar. Una fábrica de material de guerra situada en las afueras de la ciudad quedó intacta. Al igual que dos cuarteles ubicados a cierta distancia de la ciudad. La ciudad estaba muy por detrás de las líneas. El objetivo del bombardeo era aparentemente la desmoralización de la población civil y la destrucción de la cuna de la raza vasca. Cada hecho corrobora esta apreciación, comenzando con el día en que se realizó la acción (...)".

Este es un extracto del artículo que el periodista británico George Steer publicó en el Times el 27 de abril de 1937 describiendo el bombardeo de la ciudad vasca durante la Guerra Civil española el 26 de abril de 1937. 126 personas murieron en el ataque aéreo realizado por la Legión Cóndor de Hitler durante tres horas y media sobre la ciudad símbolo de los fueros vascos en una jornada que era día de mercado. Ese ataque, como el reportero vaticinaba en su crónica, supuso un paso más allá en el horror de la guerra al suponer el ensayo de las tácticas aéreas que se emplearían en la Segunda Guerra Mundial y el inicio de los bombardeos indiscriminados de la población civil, que tuvieron su continuación en las masacres de Hiroshima y Nagasaki.

El artículo de George Steer sirvió para el mundo pusiera sus ojos en la Guerra Civil española y también se cree que inspiró a Pablo Picasso para pintar su inmortal obra maestra, el Guernica, símbolo universal de los horrores de la guerra.

Así se rodó el bombardeo de 'Gernika'

Y en el infame bombardeo y en la figura de George Steer y otros corresponsales de guerra también se centra Gernika, la nueva película de Koldo Serra (Bosque de sombras), participada por, RTVE, que se estrena en los cines este viernes 9 de septiembre y cuenta con un reparto internacional encabezado por los británicos James D'Arcy y Jack Davenport, además de María Valverde.

La cinta arranca unos días antes de los sucesos de Guernica. Teresa (María Valverde) es editora de la oficina de prensa republicana en Bilbao, encargada de censurar la información sobre la Guerra Civil que transmiten los corresponsales extranjeros, por lo que chocará con uno de ellos, Henry (James D'Arcy), un periodista americano en horas bajas que cubre el frente norte. Teresa, a la que a su vez corteja su jefe, Vasyl (Jack Davenport), asesor ruso del Gobierno republicano, se sentirá atraída por el idealismo durmiente de Henry y querrá volver a despertar en él la pasión por contar la verdad.

La primera película sobre el bombardeo

"Me pareció una historia muy importante que había que contar. Igual en España es algo conocido, pero fuera no lo es tanto porque la Guerra Civil quedó a la sombra de la Segunda Guerra Mundial. Había que contar las atrocidades que ocurrieron", cuenta a RTVE.es D'Arcy (El atlas de las nubes, Hitchcock), que da vida al protagonista, Henry Howell, un periodista americano cuyo personaje se inspira en George Steer.

Sorprendentemente, Gernika es la primera película que se hace sobre el bombardeo, en España y fuera -solo se había rodado una pequeña TV movie de la ETB-. Y María Valverde y Koldo Serra coinciden también en la necesidad de que al fin se contaran los atroces hechos acaecidos hace 79 años.

"Esta película es bastante necesaria para todas las víctimas y familiares", explica a RTVE.es la actriz madrileña, que revela que cuando estaban rodando en la ciudad vasca el hijo de un superviviente la abordó y le agradeció "con lágrimas en los ojos" que se hiciese la película. "Eso me hizo darme cuenta de la gran responsabilidad que todos teníamos y en, ese momento, dejó de ser un trabajo y empezó a ser una necesidad para mí contar esta historia".

María Valverde, censora de la Guerra Civil en 'Gernika'

Para el director de la cinta, esa carencia de registros cinematográficos previos puede obedecer a la "dificultad y la ausencia de medios, técnicos y económicos" para recrear los hechos, pero también a un cierto "tabú" en torno al tema pues, en el proceso de documentación, se han encontrado desde la versión de los supervivientes como "otros que decían que el bombardeo ni había ocurrido o que duró 10 minutos".

Serra, que reconoce que el hecho de ser vasco le suponía una mayor "responsabilidad" a la hora de abordar el proyecto, pero también le dotaba de más "sensibilidad", destaca, no obstante, que el hecho de que Gernika se centre en el punto de vista del trabajo de los corresponsales extranjeros durante la Guerra Civil supone darle "cierta objetividad" al tratamiento de los hechos. "Cuando leí el guion, tenía, como todo el mundo, el miedo de que fuese una película maniquea o que hablara otra vez de los bandos, pero no era así, y ese es uno de sus puntos fuertes", afirma el cineasta bilbaíno, al que también le interesó contar el "incipiente nacimiento de la propaganda política" y la censura que usaron ambos bandos para "desmoralizar" al contrincante, algo todavía presente en las guerras del siglo XXI.

Con un presupuesto de seis millones de euros y rodada en inglés, castellano, alemán y euskera, Serra está deseando que la cinta, que se estrenó en el pasado Festival de Cine Español de Málaga, pueda proyectarse al fin en Euskadi para ver cómo se recibe, aunque cuenta ya con el "beneplácito" de cómo se recreó el bombardeo por parte de los supervivientes que visitaron el set de rodaje.

Heridas no cerradas

En opinión del cineasta vasco, es "evidente" que los españoles "no han aprendido nada" de la Guerra Civil porque "todavía se puede hablar perfectamente de las dos Españas" y existen "muchas heridas no cerradas".

Además, considera un "estigma" que se diga que se han rodado muchas películas sobre el conflicto bélico español porque, si se comparan con las de otros géneros, no son tantas, incluso, en su opinión, son escasas: "Ojalá se hicieran más películas históricas, no solo de la Guerra Civil, porque es importante contar nuestro legado. Habrá mucha gente que se entere de lo que pasó en Guernica gracias a la película, que no sepan más allá del cuadro o ni eso, por lo que, si conseguimos que vaya gente al cine, será bueno".

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente