Anterior Puigdemont pregunta a Montoro si responderá con su patrimonio por la "amnistía fiscal ilegal" Siguiente Prisión sin fianza para Villar y su hijo por lucrarse con la federación Arriba Ir arriba
Cynara, uno de los cachorros de lince nacido en cautividad
Cynara, uno de los cachorros de lince nacido en cautividad en 2011. www.lynxexsitu.es

La Comisión Europea admite la queja de WWF sobre los atropellos de lince ibérico

  • WWF teme "un desastre" para el lince, que está en peligro de extinción

  • La ONG denuncia "la inacción" del Gobierno ante el aumento de atropellos

  • Piden que se construyan pasos para fauna y arreglar los puntos negros

|

La Dirección General de Medio Ambiente de la Comisión Europea ha aceptado la queja que presentó la ONG conservacionista WWF en relación a los atropellos de linces en las carreteras españolas, que han aumentado un 375% desde 2012.

En lo que va de año han muerto 20 ejemplares, que según WWF es "una cifra histórica" que hace les temer un desastre para esta especie que está en peligro crítico de extinción.

Petición para que se tomen medidas

En la queja, la ONG denunciaba "la inacción" del Gobierno español ante el aumento de la mortalidad de linces en las carreteras y pedía que se construyeran nuevos pasos de fauna y mejorar el mantenimiento de las carreteras.

La organización ha pedido a Europa que intermedie para que la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía y Fomento arreglen los puntos negros en las vías para evitar más atropellos del felino más amenazado del mundo.

Hasta el momento, "se han ejecutado unas labores de mantenimiento parciales, pero estas medidas son insuficientes para poner fin a los atropellos", explica WWF en un comunicado.

WWF también ha denunciado que las autoridades españolas incumplen la obligación de aprobar adecuados planes de gestión de espacios de Red Natura 2000 designados para proteger al lince, como en varios Lugares de Interés Comunitario (LIC) de Sierra Morena.

Campaña de firmas 

Más de 16.000 personas se han sumado a la campaña de la ONG Ni un lince más atropellado, que pide a las administraciones poner fin a los arrollamientos de linces.

Además la organización va a solicitar nuevas reuniones a la Consejería de Fomento de la Junta de Andalucía y al Ministerio de Fomento, para trasladarles la apertura de la queja y volver a solicitar la aplicación de nuevas medidas en los puntos negros localizados

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente