Enlaces accesibilidad

La izquierda abertzale presenta el día 26 una declaración con su posición tras cesar la violencia

  • Los tres ejes serán la paz, la verdad y las consecuencias del conflicto
  • Resalta la necesidad de que todas las partes se sientan ganadoras de la paz

Por

La izquierda abertzale hará pública el domingo 26 de febrero una declaración sustentada en la paz "como objetivo por construir en Euskal Herria", la "respuesta a las consecuencias del conflicto" y "la necesidad del pueblo vasco de conocer la verdad".

El texto se dará a conocer en un acto que se celebrará en el Kursaal de San Sebastián, al que acudirá una delegación internacional, de la que formarán parte representantes de países "que han superado sus conflictos con procesos democráticos", según ha explicado en rueda de prensa el dirigente de la izquierda abertzale Rufi Etxeberria, que ha comparecido junto a Maribi Ugarteburu.

En ese acto, la antigua Batasuna "renovará su compromiso con el proceso de soluciones abierto" y mostrará "su entera voluntad para alcanzar un escenario de paz justa y duradera".

Lo hará mediante la citada declaración que, además de estar apoyada en los "ejes" de la "paz", la "verdad" y "la respuesta a las consecuencias del conflicto", se sustenta en "el diálogo y el acuerdo democrático como garantía de no repetición" y en "promover el reconocimiento desde el respeto mutuo".

"Estos ejes responden -ha dicho Etxeberria- a la necesidad urgente de conseguir un escenario de soluciones definitivas donde todos resultemos ganadores, ganadores de la paz y de la normalización política".

Ha hecho una llamada "a la unidad" para lograr este objetivo, en un momento en el que cree que la mayoría de los vascos desea que, "de una vez por todas, se rompan discursos y las políticas del pasado para entrar en un nuevo tiempo".

Ha criticado que el Gobierno esté "atrincherado en la dinámica de las no soluciones", aunque opina que vive "dificultades crecientes para mantenerse en el inmovilismo, tal y como lo acreditan las últimas y contradictorias declaraciones del ministro del Interior", quien el pasado miércoles afirmó que ETA "hoy en día no es sólo un problema policial", sino que tiene "una dimensión política que no podemos obviar".

Fernández Díaz: "El problema de ETA tiene una dimensión política que no se puede obviar"

"El PP se encuentra en una situación de soledad política y se ve obligado a tener que mover ficha y a adoptar nuevas posiciones ante la demanda social y política, y también ante la interpelación internacional", ha destaco Etxeberria.

Al acto del Kursaal, que será abierto al público, también han sido invitados representantes de EA y Alternatiba, como integrantes de Bildu y Amaiur, además de Aralar, como socio de esta última coalición.

Noticias

anterior siguiente