Enlaces accesibilidad

Un grupo liderado por Sacyr construirá el tercer juego de esclusas del Canal de Panamá

  • Ha obtenido la mayor puntuación de los tres aspirantes al presentar la oferta más económica
  • Si cumple los requisitos adicionales y si el proceso no es impugnado, tendrá la concesión
  • Compite junto a la italiana Impregilo, la belga Juan de Nul y la local Constructora Urbana

Por
La esclusa de Miraflores en el Canal de Panamá
La esclusa de Miraflores en el Canal de Panamá. REUTERS REUTERS/Alberto Lowe
El consorcio Unidos por el Canal, liderado por la española Sacyr Vallehermoso ha logrado la mejor puntuación en la licitación para la construcción del tercer juego de esclusas del Canal de Panamá, al presentar la mejor oferta económica, que asciende a 3.120 millones de dólares  (2.244,6 millones de euros). El consorcio, integrado también por la italiana Impregilo, la belga Juan de Nul y la panameña Constructora Urbana, obtendrá así la concesión de la obra si cumple algunos requisitos adicionales y no impugnan el proceso los otros dos grupos aspirantes.

Por esta obra, uno de los mayores proyectos de ingeniería civil de  la historia, puja también otro grupo participado por compañías españolas (Acciona, FCC y ACS, además de Hochtief y la mexicana Ica), que presentó una oferta de 5.548 millones de dólares (3.991 millones  de euros), y un consorcio internacional integrado por la americana Betchel y las japonesas Mitsubishi y Tasei, que pujó con una oferta de 4.185 millones de dólares (3.010 millones de euros).

Tras anunciarse la adjudicación,  el ministro de Fomento, José Blanco, ha felicitado a Sacyr Vallehermoso y a su presidente, en la clausura de unas jornadas organizadas por la Confederación Nacional de la Construcción (CNC). Blanco ha querido iniciar su discurso "felicitando a Sacyr y a Luis del Rivero" por esa adjudicación "tan importante", señalando que le "enorgullece mucho el papel que las empresas españolas están jugando en el mundo".

Esta obra supone la licitación del contrato de diseño y construcción del tercer juego de esclusas, que cuenta con un presupuesto de 5.250 millones de dólares (3.770 millones de euros). Los sobres con las propuestas de precios de los tres consorcios participantes en la licitación han permanecido sellados y depositados en la bóveda del Banco Nacional de Panamá, desde el pasado 3 de marzo.

Duplicar la capacidad

El gerente encargado del contrato, Adiano Espino, ha anunciado en un acto celebrado en la sede de la Autoridad del Canal de Panamá (ACP), que el proyecto presentado por Unidos por el Canal lograba la máxima calificación técnica y el precio que presentó de 3.118 millones de dólares esta por debajo de los 3.481 millones de dólares fijados como tope por las autoridades de la vía acuática. La propuesta presentada por Unidos por el Canal incluye la fabricación del tercer juego de esclusas por la compañía holandesa Heerema Fabrication.

El Canal, diseñado en 1904 para barcos de 267 metros de eslora y 28 metros de manga, como máximo, se ha quedado pequeño con la aparición de los barcos conocidos como post-Panamax, que superan con creces esas medidas, por lo que la ampliación a través de la construcción de este nuevo juego de esclusas venía siendo necesario desde hace tiempo.

Con esta obra, la ACP, la entidad estatal que administra la vía acuática desde su entrega por los estadounidenses en el año 2000, pretende duplicar la capacidad de tránsito, que actualmente se calcula que alcanza el 5% del comercio mundial.

Cien años de vida útil

Las nuevas esclusas, un juego en el Atlántico y otro en el Pacífico, tendrán tres escalones cada una, 427 metros de largo por 55 de ancho y 18,3 de profundidad, y contarán con piscinas laterales que permitirán ahorrar cerca de la mitad del agua que usen, ya que todo el sistema se abastece de la lluvia de la cuenca del Canal.

La obra también requerirá la construcción de tres presas y a las compañías contratistas se les ha requerido que todo el sistema esté diseñado para que tenga una vida útil de al menos cien años.

Tras este proceso, sólo quedará por convocar, a finales de mes, la licitación del cuarto y último contrato de excavación seca del programa, considerado el segundo más importante de la ampliación, que supone la construcción de un cauce de acceso al Pacífico de 6,1 kilómetros que unirá al tercer juego de esclusas en el Pacífico con el Corte Culebra, la pare más estrecha del Canal.

Noticias

anterior siguiente