Enlaces accesibilidad
MasterChef

El pique culinario entre Arnau y Toni

  • Arnau y Toni resucitan la pelea de gallitos en las cocinas de MasterChef
  • Disfruta de los mejores momentos del programa en la web oficial

Por
Toni acaba con aceite hirviendo en el zapato

La noche comenzó con una de las pruebas más esperadas: el robo. Los aspirantes de MasterChef 9 entraron de uno en uno a las cocinas para, ante la atenta mirada de los jueces y Josie, robar 10 ingredientes de las cestas de sus compañeros. Pero lo que no sabían era que la situación daría un giro inesperado. Toni por ser el aspirante más saqueado, solo le dejaron 3 ingredientes, tuvo la oportunidad de elegir con qué cesta trabajaría cada uno. “¡Estupendo!”, afirmó de manera irónica Arnau. El pique culinario que tienen entre ambos iba a vivir un capítulo nuevo en esta prueba.

Ya en su turno para robar Toni se confesó: “Vengo con ganas”. Su primer ingrediente robado fue directamente de la cesta de Arnau: la mantequilla. “Si quiere hacer algo de repostería, le va a fastidiar”, aseguró el mallorquín. Pero no se quedó ahí y también le quitó la levadura química. Al terminar su turno, Toni lo dejó claro: “Hoy he venido a hacer justicia. Hoy empieza un nuevo MasterChef”. Y si Toni no tuvo dudas, Arnau tampoco: “A mi amiguito Toni le voy a quitar el chocolate, las manzanas y las frambuesas. Le dejo cuatro cositas para que se saque un as de la manga”. 

Una vez terminaron todos los aspirantes su turno de robo, llegó el momento de reflexionar. “Mantequilla, queso crema y levadura química”. Solo tres ingredientes en la cesta de Toni. Ahí es cuando el mallorquín pasó al ataque: “Me ven un rival fuerte y por eso me saquean. Esto confirma la teoría de estrategias que venía pensado”.  Y en ese momento, apuntó a Arnau. “Ha sido el más estratega. Tenemos algo que tenemos que zanjar aquí en cocinas”. Entre risas, Arnau le preguntó a Toni que “qué pensaba hacer sin sobrasada”. 

Por encima del sano pique gastronómico de ambos, el respeto es mutuo y ambos se consideran rivales a batir por el resto de los compañeros: “Arnau es el que mejor cocina y es al que más ganas tengo se poner en evidencia”, sentenció Toni. Las peleas de gallitos vuelven a MasterChef de la mano de Arnau y Toni. Dos compañeros y rivales que se respetan pero que quieren marcar territorio. 

Un accidente involuntario

Superada la primera prueba, con el plato de Toni mejor valorado que el de Arnau, a ambos aspirantes les tocó compartir equipo junto a Meri, Dani y Fran. Y fue en el cocinado de exteriores donde un accidente involuntario unió más aún a los dos aspirantes. Después de que Arnau dejara en el suelo una olla con aceite caliente, Toni tropezó y se quemó parte del pie. Tras ser atendido por los servicios médicos, dejando unos minutos a su equipo con uno menos, Toni regresó a cocinas restándole hierro al asunto: “No pasa nada. Estoy bien. Seguimos”. 

Por su parte, Arnau reconoció su error, puso en valor la importancia de la seguridad en las cocinas y quiso pedir disculpas: “No me queda más que pedir perdón a Toni, al resto de los compañeros y a toda la gente que se dedica a esto”. MasterChef es una competición culinaria con piques dentro de cocinas, pero siempre dentro del respeto.

Una gran relación

Más allá de piques y tensiones en el programa, Arnau y Toni mantienen una gran relación fuera de MasterChef y el pasado fin de semana los hemos visto compartir su tiempo de ocio junto a José María, Alex y Alberto (de la edición anterior) en Barcelona, antes de compartir un fin de semana rural con alguno de sus compañeros de MasterChef 9.