Enlaces accesibilidad

La vanguardia feminista de los años 70. Obras de la Colección VERBUND

Emisión 29 de junio de 2020 · La 2

Por
La artista Birgit Jürgenssen.
Birgit Jürgenssen. Metrópolis

Aprovechando su reciente paso por el CCCB en Barcelona, Metrópolis ofrece un recorrido por la exposición La Vanguardia Feminista de los años 70. Obras de la Colección VERBUND, Viena. Fundada en 2004 en Viena por la compañía de energía hidroeléctrica austríaca Verbund y dirigida por Gabriele Schor, esta singular colección reúne 600 obras de 73 mujeres, pioneras en el arte de desafiar y subvertir los estereotipos establecidos en torno a la mujer. La emisión de este programa, originalmente prevista para el 23 de marzo, tuvo que ser pospuesta debido a la crisis sanitaria provocada por la propagación de Covid-19.

Cuando se fundó la Colección VERBUNDGabriele Schor decidió otorgarle una característica diferenciadora recuperando el extenso e importante cuerpo de obras producidas en los años 70 por mujeres artistas, que, sin embargo, brillan por su ausencia en los museos y el mercado del arte contemporáneo. Para inscribir estos trabajos en la historia del arte acuñó el término Vanguardia feminista, título bajo el que la colección ya ha sido presentada en una decena de museos europeos. En cada una de las paradas, se incluye además, previo asesoramiento de expertas en el tema, a artistas locales, cuyas obras, en la mayoría de los casos, luego pasan a formar parte de la colección. En el caso del CCCB se expusieron trabajos de Pilar Aymerich, Eugènis Balcells, Mari Chordá, Marisa González, Eulàlia Grau, Fina Miralles, Àngles Ribé y Dorothée Selz, al lado de los pertenecientes a la colección de artistas como Helena Almeida, Eleanor Antin, Renate Bertlmann, Lydia Benglis, Dara Birnbaum, Teresa Burga, Judy Chicago, Esther Ferrer, Lynn Hershman, Sanja Iveković, Birgit Jürgenssen, Ana Mendieta, Orlan, Gina Pane, Ulrike Rosenbach, Martha Rosler, Carolee Schneemann, Lydian Schouten, Cindy Sherman, VALIE EXPORT, Hannah Wilke o Francesca Woodman, para nombrar solo a las más conocidas.

La exposición está organizada alrededor de cinco ejes temáticos que reflejan los principales intereses y enfoques de aquellas primeras artistas feministas. Las obras reunidas en el apartado Ama de casa, madre, esposa muestran la rebelión contra la reducción de la mujer a estos tres roles impuestos a la mujer por la sociedad patriarcal. En Reclusión y evasión se representan las consecuencias psicológicas de este reduccionismo identitario, las cuales, en ocasiones, hallan su expresión en intervenciones sobre el propio cuerpo. Las artistas también se rebelaron contra Los dictados de la belleza, promulgados de forma masiva desde la llegada de la televisión a los hogares, y que, una vez más, reducían a la mujer a una serie de estereotipos que, sin embargo, constituían las únicas representaciones que ofrecían de ella los cada vez más omnipresentes y poderosos medios de comunicación de masas. La revolución sexual y el debate en torno al aborto, dos temas que tuvieron un gran impacto sobre la sociedad en la época, inspiraron a un gran número de artistas a explorar La sexualidad femenina y a reivindicar no solo el derecho sobre su propio cuerpo sino también el derecho a una sexualidad activa y al placer. Paralelamente, los Juegos de rol constituyeron una práctica muy extendida, ya que permitían experimentar con un amplio abanico de identidades y, de paso, cuestionar el carácter supuestamente inamovible de identidad y género.

El gran número de fotografías y videos que se pueden ver en la exposición dan testimonio de la predilección de muchas de las artistas por nuevos medios y formas de expresión como la performance, que les permitieron trasmitir sus mensajes con mayor rapidez e incluso cierta inmediatez. De este modo se liberaron, además, de tener que competir con los hombres, dominadores indiscutidos de los campos de la pintura y la escultura. Descubrieron asimismo en la ironía un arma y una aliada en su lucha por la igualdad. Tanto si lo hicieron mediante llamativas y multitudinarias acciones en el espacio público, como si sus obras fueron el resultado de un trabajo solitario en sus respectivas casas, lograron, definitivamente, llevar lo privado al terreno de lo político.

La próxima parada de la exposición prevista para este verano en el IPC (International Photography Center) de Nueva York tuvo que ser pospuesta a causa de Covid-19.

Imágenes de las obras cortesía de las artistas y VERBUND COLLECTION

Televisión

anterior siguiente