www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5553052
Especialmente recomendado para la infancia Somos Cine - La tropa del trapo en la selva del Arco Iris - Ver ahora
Transcripción completa

(CANTURREA CONTENTA)

(Música cabecera)

(TARAREAN)

(Continúa música)

Alto, parad todos inmediatamente.

¡Uy!

(AMBOS) ¡Ay!

(RÍE) ¡Uy!

¡No!

¡No! ¡Uy!

(GRITA)

(Golpe)

¿Por qué nos has parado, qué pasa?

Pasa que tengo una idea genial.

(INTENTA HABLAR)

No me fío mucho de tus ideas, Mumu.

Vamos a hacer una coreografía.

(Música)

Buena idea, una coreografía.

¿Una qué?

Rayos X para poder mirar el hueso de mi pobre pata.

¿Es que crees que me he roto la pata, Mumu?

¿Sois tarugos o qué?

He dicho coreografía, no he dicho radiografía.

Coreografía, radiografía, filosofía para Sofía.

Madre mía, es que no sé de qué estamos hablando.

Venga, poneos en línea recta delante de mí.

¡Yuju!

Ya está.

Y ahora tenéis que seguir mis instrucciones todos a la vez.

Patinad en línea recta, levantando la pata derecha, ya.

Ahora hacia el otro lado, y levantando la pata izquierda.

Patinamos hacia atrás tocándonos la nariz.

¡Ah!

Olga, pareces un pato mareado.

Jo, ¿tan mal lo hago?

No, pero ahora viene lo complicado.

¿De qué se trata?

Y ahora el no va más,

preparaos para hacer la acrobacia más arriesgada y difícil

jamás realizada sobre patines.

Un momento.

Es que...

Pues es que...

Hay que darse prisa, se está poniendo muy negro el cielo.

(Truenos)

Sí, dejémoslo para otro día.

Poneos todos en posición, que empieza el espectáculo.

¡Sí!

¡Vamos!

(Truenos)

Una, dos, y tres.

Dos volteretas y un revés.

Soy la mejor, ya lo veis.

Y ahora súper-Rita, señoras y señores.

Estas exhibiciones no me agradan.

Dos, y tres.

¡Alfred, se va a caer!

¡Cuidado!

(GRITA)

Súper-Rita casi se da un superporrazo.

(GIME ASUSTADA)

(Música)

¡Vamos, Olga, que es para hoy!

Ya, ya, es que...

es que se me ha metido algo en este ojo.

¡Rápido, Olga, que solo faltas tú!

(Truenos)

(Truenos)

Olga, lloverá en breves instantes, deberías lanzarte ya.

No podemos seguir esperando, o ahora, o nunca.

(PÍA)

Es que...

es que...

Lo que te pasa es que no te atreves, Olga, reconócelo.

Es que...

es que...

es que tengo pis.

A nosotros no nos importa que tengas miedo, Olga.

(Truenos)

Sugiero que nos pongamos inmediatamente a cubierto.

¡A correr!

Tonto el último.

(RÍEN)

Soy una cobarde.

No lo he conseguido, soy una cobarde.

(RÍEN)

(Música TV)

-Se están...

(Música TV)

Se están...

(Música TV)

Se está destruyendo el hábitat de algunos animales.

¿Qué es el hábitat?

Es el lugar donde vive cada animal.

Ah, las cuevas, los nidos, las madrigueras... hablas de sus casas.

Pues sí, es el lugar donde están sus casas,

por ejemplo, las de los osos polares están en el polo.

Y el polo es su hábitat. Correcto.

Los camellos viven en el desierto.

Y el desierto es su hábitat.

Los monos de la Amazonia también están en peligro,

con la destrucción de los bosques y la contaminación del agua,

los monitos no tienen condiciones para vivir.

Oh. Hay que hacer algo.

Pobres monitos.

¡Solidaridad!

Pero... no sé cómo podemos ayudarles.

¡Queremos ayudaros!

¿Por qué no lo hacemos?

Es evidente, nosotros no estamos en Brasil.

¡Nos vamos para ahí!

¡Vamos a ayudaros!

¿Os habéis vuelto locas?

(Música)

Puag.

Es para los monitos.

Nunca hacemos nada por los demás, ha llegado el momento de actuar.

Yo ayudo a los topos a cruzar las carreteras,

y les doy caramelos para la garganta a las ranas.

Eso está bien. Ahora se trata de algo grande, de una gran obra:

¡salvar vidas!

Mumu, no sé cómo.

Brasil está al otro lado del mar.

A ver, os recuerdo que somos los propietarios

de un maravilloso artefacto acuático.

¿Que nosotros tenemos un artefacto acuático? ¡Qué horror!

Mi querida Rita, estoy hablando del barco.

Ah.

Olga, ¿estás preparada?

Pero... ¿queréis que vaya con vosotros?

¿Acaso lo dudas?

Como no he podido hacer la pirueta en el tobogán, pensaba que...

Porque te daba miedo, ¿pero ir a salvar a los monitos te asusta?

No, yo también quiero ayudar.

Somos un equipo, y te necesitamos con nosotros, Olga.

(ASIENTE) Sí.

¡Ja!

¡Viva!

Vamos a salvar a los monitos. Todos para uno...

(TODOS) Y uno para todos.

Ya puedo ver desde mi altura que se avecina una aventura.

(Música animada)

Ya está todo preparado.

Hola. Hola.

Mirad el arcoíris, qué bonito.

Guau, qué grande, y qué descolorido.

(PÍA)

Qué raro, el arcoíris, no veo ni un solo color.

Ya.

Es extraño, "really, really" extraño.

(Música animada)

Qué emocionante.

(Continúa música)

¡Soltad amarras!

¡Ahora!

(Música animada)

(GRITA)

(Chapuzón)

¡Levad anclas!

(Música)

¡Izad las velas!

¡Vamos, Talalo!

(RÍE)

¡Viva!

Todo controlado.

Norte, sur, este y oeste.

Viento a favor. Empieza la cuenta atrás.

(PÍA)

-¡Oh, "yes"!

¡Yuju, a salvar a los monitos!

Tripulación, cada uno en su puesto. ¡Sí, a navegar!

¡Vamos, amigos!

(Música animada)

Según mis cálculos, América debe de estar por el sur, claro que sí.

¡A toda máquina, tripulación!

(Música animada)

(RÍE)

(Continúa música)

(RÍE)

Hola.

¡Guau, qué bonito!

(Foto)

Ay, qué chulo eso, y eso también, qué preciosidad.

¡Uy!

Qué poco ha faltado.

Rita. ¡Ay!

¡Uy!

¡Ay, ay, ay, ay!

¡Ay, ay, ay!

Hola, Talalo, foto.

Adiós.

(Golpe)

Vaya porrazo, qué mareo.

(MAREADA) ¡Ay, ay!

Estupendo, Rita, yo también quiero bailar.

(PÍA)

¡Con ritmo!

(Música animada)

(RÍEN)

(MAREADA) ¡Uy, qué mareo!

¡Socorro, un monstruo!

(RÍEN)

(TARAREA)

¡He dicho un monstruo!

(Música suspense)

Chan, chan, chan, chanchán.

Desde el país del sol de poniente os saludan las sombras chinas.

(ADMIRADOS) ¡Oh!

(RÍEN)

El cocodrilo.

El helicóptero.

¿Cómo lo haces?

Alfred, haz la sombra de un plato de macarrones con tomate.

Rita, no sé hacer sombras de salsa de tomate, pedid otra cosa.

Un caballito de mar.

El caballo de mar. Claro, Olga, es muy fácil.

(Golpe)

Qué bien te sale, Alfred.

(RÍE)

¿Cómo lo consigues?

Me ayuda el sol, Mumu.

(Música oriental)

Los rayos del sol iluminan la vela,

yo me pongo en el medio, y lo que aparece es mi sombra.

(ADMIRADOS) ¡Ah!

Qué pasada, yo quiero probar.

Haz algo raro.

Esto es el "Cacatus pinchus".

(RÍEN)

Ahí voy.

(RÍEN)

(Música)

Están destruyendo nuestro bosque y nuestro hábitat.

Si seguimos bebiendo ese agua, nos vamos a enfermar.

-¿Y sin agua qué hacemos?

-Tenemos que descubrir quién es el responsable.

-Estoy segura de que son gigantes.

-Y muy, pero que muy fuertes, necesitamos que alguien nos ayude.

(Música dramática)

(TODOS) ¡Oh!

(Música tranquila)

(RONCA)

(RONCAN)

Vamos, déjame dormir, Talalo.

¡Ah!

Uy. Tropa, tenéis que ver esto.

¿Qué pasa? ¿Hemos llegado ya?

Comida, patatas... ¿Qué pasa? ¡Ay!

¿Qué ocurre aquí? Tenemos visita.

(PÍAN)

No hablan el mismo idioma.

(PÍA TRISTE)

Sí, ya me lo imaginaba, es una lengua distinta,

debe de ser amazónico antiguo.

Uco, loco, choca cinco, moco, poco, toco.

¡Ay, qué daño!

Pero si anda por aquí,

es señal de que la tierra no debe de estar muy lejos.

Pobrecito, parece que lleva sin comer una semana,

le daré un poco de pan.

Toma, pajarito. Come, anda.

(RÍE)

Tenías hambre, ¿eh?

Mirad qué simpático es.

(PÍA)

Parece que nos quiere contar algo, pero es imposible entenderle.

(PÍA)

(GRITA)

¡Socorro, socorro!

¡Olga!

¡Suéltala, pajarraco!

Ayudadme, amigos, me dan miedo las alturas.

¡Olga!

Talalo, eres el único que puede ayudarla, ve tras ellos.

(Música dramática)

¡Vuela, Talalo, vuela!

(Ola)

Mirad esa ola.

¡Guau!

(Música dramática)

¡Es un tsunami!

No, es una pororoca, el encuentro del mar con el río.

Eso no es poca, es mucha, mucha. Vamos a morir.

Vamos a morir, vamos a morir. Mi chupete, mi flotador.

Mi chupete, mi flotador. Vamos a morir, vamos a morir.

Que no panda el "cúnico".

¡Basta!

Aquí no va a morir nadie.

Mumu, tú y Rita agarraos a algo seguro del barco.

(AMBAS) Vale.

Alfred, al timón, no es más que una ola muy grande, vamos a surfearla.

(Música)

¡Socorro!

¡Mumu!

(GRITA)

Alfred, prepárate y vira todo a babor cuando yo te diga.

De acuerdo, Milo.

(Música)

Un poco más.

¡Ahora, Alfred, vira!

(Música)

(SE ESFUERZA) ¡No puedo!

¡Alfred! Alfred se ha dado un golpe.

¡Oh, ah!

(Música dramática)

Yo cojo el timón, ahí voy.

(Continúa música)

Ale-hop.

¡Guau!

Rápido, Milo, la ola se cierra.

¡Nos va a tragar, estamos perdidos!

(Estruendo)

¡Yupi, lo conseguimos!

(RESPIRA DEPRISA)

¿Estáis todos bien? (ASIENTE)

¡Oh!

(LADRA)

¿Qué tal, cómo me queda? Te queda genial.

(Música)

¿Estás bien, Mumu? Pensaba que te habías escondido en el camarote.

De esconderme, nada, he estado fregando los platos.

(RÍEN)

(RÍE)

¡Oh, no me lo puedo creer!

(GRITAN ASUSTADOS)

-¡Socorro!

¡Otra ola!

(GIME)

¿Qué ha pasado?

¿Dónde estoy?

Alfred, ¿estás bien?

Sí, Mumu. ¿Qué ha pasado?

Aquella ola tan grande ha traído el barco hasta esta playa.

Rita, Milo, ¿estáis bien?

Estoy bien. Yo también.

(GIME)

¡Ayuda, por favor, ayudadnos!

(Música)

(HABLAN A LA VEZ)

-Ya se despiertan.

¿Dónde estoy?

¿Quiénes sois? ¿Qué queréis?

-Somos los Coloritos, estáis en nuestro poblado.

-Os rescatamos en la orilla.

-Vaya, os doy mi más sincero agradecimiento.

(Música)

-Hola, soy Gran Pluma Tutti Frutti, jefe de los Coloritos. Bienvenidos.

¿Colo qué?

Qué graciosos, qué bolitas, parecen canicas.

Ejem, ejem.

-Nosotros somos los Coloritos.

Coloritos, hagamos nuestra presentación.

(GRITAN CONTENTOS)

(Música animada)

-"Eu sou rosa".

-"Eu sou amarelo"

-"Eu sou verde".

-"Eu sou vermelho".

-"Eu sou carmim".

-"Eu sou roxo".

-"Eu sou azul"

-"Eu sou laranja"

-"Eu sou marrom".

-"Vermelho". -"Amarelo".

-"Verde". -"Roxo".

(TODOS) Somos Coloritos.

(Música animada)

(RAPEA EN PORTUGUÉS)

(Continúa música)

(ADMIRADOS) ¡Oh!

Seguro que estoy soñando. El arcoíris, pero si es mágico.

Qué pasada. Entonces, vosotros construís el arcoíris.

Somos el arcoíris. Y vosotros, ¿quiénes sois?

¿Que hacéis por estas tierras?

Somos la tropa de trapo.

Venimos de muy lejos para ayudar a los monitos.

¿A los monitos?

Sí, están en peligro, ¿no lo sabía, señor Gran Palomo?

(RÍEN BURLONES)

-Pues no, y que yo sepa, por aquí no hay monitos.

Amigos, rescatemos a Olga y regresemos a casa.

¿Quién es Olga?

-Nuestra amiga. Olga ha sido secuestrada por un pajarraco.

No la habréis visto, ¿verdad?

-No, no hemos visto a nadie, lo siento.

(Música)

¿Qué pasa, qué pasa?

(Música suspense)

Oh.

Ah.

Uy.

¡Ah!

Oh.

(SORPRENDIDA) Oh.

(Música)

Estoy soñando, seguro.

Hola, tú no eres una monita de esta selva.

-Claro que no es una monita. ¿Cómo te llamas?

Yo me llamo Olga.

Nosotros vivimos aquí. Eres una monita preciosa.

¿Qué te ha ocurrido?

Recuerdo que estaba en mi barco dando de comer a este pájaro,

y luego no sé qué paso, que nos hemos estrellado.

Sí, lo hemos visto, ha sido terrible.

Hemos venido para ayudar a los monitos que están en peligro.

Nos estamos muriendo de sed.

¿Qué puedo hacer?

Desde hace un tiempo el río está sucio,

y cuando bebemos en él, enfermamos.

-Sí, cuando bebemos en él enfermamos.

(SUSPIRA)

Vaya.

Yo sola no puedo hacer nada, pero si me ayudáis a buscar a mis amigos,

os prometo que lo solucionamos.

¿De verdad?

-Tu amigo pájaro también nos está ayudando.

Se acaba de ir, creo que a buscar al resto de tus amigos.

¿Talalo? Pues tenemos que seguirle.

Nosotros iremos contigo. Muchas gracias, amigos.

Volveremos con refuerzos.

(GRITAN CONTENTOS)

-Hasta pronto, mami.

-Hasta pronto, papi.

(Música)

(RÍEN)

-Pensé que veníais a ayudarnos, necesitamos mucha ayuda, ¿no lo veis?

Es verdad, parece como si los hubieran lavado con lejía.

Están pálidos, como descoloridos.

¡Ah!

-El arcoíris está en peligro, no sé qué ha pasado,

pero nos estamos apagando.

¿Por qué?

El cielo se puso gris, muchas plantas murieron,

y ahora todos estamos enfermos.

(SE QUEJAN)

Esto no puede ser, el arcoíris no puede apagarse.

¿No os dais cuenta? Si se apaga el arcoíris, se muere la fantasía.

Ya no podremos soñar.

Hay que salvar a los Coloritos y el arcoíris.

¡Claro que sí!

Y si tuviéramos pintura...

Podríamos fabricar tintes para pintar el arcoíris.

(GRITAN CONTENTOS)

No hay más que hablar, a fabricar colores.

(Música)

Hola, mariposas.

¿Me regaláis un poquito de azul?

Aquí vimos, todos unidos,

juntos soñamos bajo este sol.

(Música animada)

Todos unidos,

juntos soñamos bajo este sol.

¡Au!

(Música animada)

¡Verde!

¡Más verde, que es amarillo! Ya traen más.

-¡Traemos el rojo!

(TODOS) ¡Viva, viva!

-Coloritos preparados.

-Sí, sí, preparados.

-Venga, venga, rápido. -Sí, vamos, todos a la fila.

(TODOS) ¡Preparados!

(RÍEN)

(Música animada)

Qué colores.

Qué bonitos son.

La pintura ha funcionado.

Los Coloritos han recuperado sus colores.

(Música animada)

(RÍEN)

(Truenos)

(TODOS) ¡Oh!

(Música triste)

¿Qué pasa con el color?

(Truenos)

La pintura se cae, qué fracaso.

(SE QUEJAN)

Como diría nuestra querida Olga: "¿Y ahora qué hacemos?".

No sé, me he quedado sin ideas.

¡Ah!

Mira, un arcoíris en miniatura.

Sí, Mumu, la luz del sol tiene todos los colores,

y una sola gota de agua es capaz de sacar su reflejo, mirad.

(ADMIRADOS) ¡Ah!

No entiendo nada, pero es increíble.

Por esa razón si llueve y hace sol, podemos ver el arcoíris.

-Resulta casi mágico.

Es como un diamante, ojalá tuviésemos muchos diamantes.

Nosotros tenemos un montón, los usamos para que el arcoíris

tenga más brillo y color.

Venid aquí, ya veréis cuántos tenemos.

¡Ah!

¡No, nos han robado los diamantes!

-Ahora sí entiendo por qué están tan pálidos.

No se hable más, iremos a recuperar los diamantes,

volveremos con ellos y salvaremos al arcoíris.

Esto está chupado. ¿Quién se llevaría los diamantes?

Oh, oh.

Han sido los Sombras, eso seres sin luz.

Uy, me pones los topos de punta.

¿Pero son malos?

No, no son malos, pero siempre hacen cosas para fastidiarnos.

-Los Coloritos somos la suma de todos los colores.

Es decir, somos la luz.

-Ellos han perdido su luz y su color,

y por eso nos tienen envidia.

(TARAREA) Hay que pensar en un plan

de ataque rápido y eficaz.

Esperaremos a que anochezca,

entraremos sigilosamente en su poblado

y les quitaremos los diamantes sin que se enteren.

Oh, pobrecitos.

Pues yo también estaría envidiosa si no tuviera colores en mi vestido.

¿Vestido? ¡Vestido! ¡Claro!

¿Cómo no se nos ha ocurrido?

Eso es lo que les hace falta a los Sombras.

Un vestido de colores alegres como los nuestros.

Tengo un plan.

Monito, monita, ¡corred! Se están cayendo los árboles.

(AMBOS) ¡Ah!

(Música)

Ay, ay, ay.

Rápido, vamos a un lugar más seguro.

(Árboles cayendo)

Pero ¿qué está pasando?

Hay árboles caídos por toda la selva.

Seguro que alguien los está cortando.

-¿Quién puede ser tan malo como para cortar los pobres árboles?

No lo sé, pero tenemos que salir de aquí en seguida.

(Música animada)

¡Epa!

Por cierto, ¿cómo vamos a entrar en el poblado de los Sombras?

-Los Sombras viven rodeados de todo tipo de sistemas

de alarma y vigilancia.

Además, para llegar al poblado de los Sombras,

hay que pasar por un estrecho desfiladero

que ellos vigilan desde arriba continuamente.

Ah, entonces la solución es intentar camuflarse, ¿no?

Como los soldados. Brillante idea, Rita.

(Música)

Espero que no estemos lejos.

Este barro se me está empezando a meter en los ojos.

-Pío, pío.

Talalo, ¡eres tú! ¿Estás bien? Pío, pío.

Pero ¿y Olga? ¿La has encontrado?

Pío, pío.

¿Que está a salvo con un monito y una monita?

¿Seguro que está a salvo, Talalo? Pío.

Genial, pues ahora...

¡Chis! Silencio todo el mundo que tenemos una misión.

(Música tensión)

(Rugido)

¿Qué es ese ruido? Perdón, son mis tripas.

Es que tengo hambre. ¡Chis!

(Continúa la música)

Rita, eso no pueden ser tus tripas. No consigo que se ca...

Ay...

Amigos... Juraría que están lloviendo pedruscos.

¡Todos ha cubierto! ¡Nos atacan!

Uy... Ay, ay, ay...

(Continúa la música)

Seguidme, rápido, hay que buscar un refugio.

¡Somos amigos!

¡Tengo el chupete de la paz!

¡Socorro!

Por aquí, amigos, aquí. ¡Ah!

No puedo seguir, no me queda color, me apago.

No vamos a dejarte aquí solo. Id sin mí.

Os espero hasta que volváis con los diamantes.

-Pío, pío.

De acuerdo, Talalo, tú te quedas aquí de guardia.

Cuida que no le pase nada.

(Música)

Volveremos pronto.

(TOSE)

(Sonidos de la selva)

Notáis ese olor tan raro. -Viene del otro lado.

Qué extraño me parece esto. El río está lleno de porquería.

Por eso nos duele la tripita cuando bebemos.

Ya... Y al acercarse, el olor es insoportable.

¿De dónde vendrá este agua tan sucia?

El agua negra viene de aquel chorro.

Hay que encontrar a quien contamina el río.

Hala, amigos, andando. Sí, vamos.

(TODOS) ¡Ah!

¿Qué está pasando? ¡Socorro!

Monita, ayúdanos. ¡Olga! ¡Hermanito!

No os preocupéis, voy en busca de ayuda.

(Música)

(TODOS) ¡Oh!

Vaya...

(Continúa la música)

(TODOS) Guau...

¡Oh!

¿Qué están mirando?

-No tengo ni idea.

(TODOS GRITAN)

¡Alto! ¿Quiénes sois y cuáles son vuestras estas intenciones?

Os parecerá bonito recibir así a la familia.

Menuda bienvenida...

Y nosotros que os traíamos de regalo una paella riquísima.

-Mmm...

¿Y es de marisco?

-¿Quiénes sois? Pero, ¿no nos reconocéis?

Somos los Sombrinos y vivimos al otro lado del río.

Veníamos a merendar con vosotros,

pero nos perdimos y se nos ha hecho tarde.

Estamos todos muertos de hambre, familia.

Mira a los pobres, tienen pinta de haber pasado un mal día.

Pobrecita, una meriendita, para la Rita.

Bueno, venga, que pasen.

(Música)

Oh... Vamos allá, compañeros.

-Adelante, Sombrinos.

Por aquí, seguidnos.

Qué sitio tan raro.

Esas son las cuevas en las que vivimos.

Qué chulas.

Interesante construcción.

La verdad es que me recuerda a las cuevas de Altamira.

-Aquí abajo tenemos el anfiteatro.

En él representamos todo tipo de actuaciones

y obras de teatro oscuro.

(Tarareos)

Hola, me llamo Borrón, soy tan oscuro, tan oscuro,

que me caí en la olla de calamares en su tinta y no me encontraron.

-Yo soy un puntito opaco, soy tan sin color, tan sin color,

pero tan sin color, que el otro día un camaleón intento imitarme

y no me vio.

-Ey. (SE TIRA UN PEDO)

(RÍEN)

Rita, huele a huevos podridos. Pero si yo no he sido.

¡Chis!

(RÍEN)

-Ahora, una adivinanza.

Nunca podrás alcanzarme aunque corras tras de mí.

Si te paras, yo me paro y siempre iré junto a ti.

¿Qué es?

Está chupado. La sombra.

Uy... Perdón. (RÍE)

(Temblor)

¿Qué es eso? Oh...

Es una fábrica. ¿De qué?

Prohibido hacer más preguntas.

Vamos a la mesa.

(Música)

Ese humo tan negro sube al cielo directamente.

Claro, eso es lo que está ensuciando el cielo

y enfermando a los Coloritos. Yes, tienes razón, Milo.

Gran Sombra, ha llegado la familia Sombrino

del otro lado del río.

-Oh, sed bienvenidos. Pasad y sentaos a la mesa.

Ahora mismo estábamos a punto de comer.

¡Por fin, comida! Es que me muero de hambre.

(Música alegre)

Me lo voy a comer todo.

Suflé de huevas de escarabajo con morcilla de ciempiés.

-¡Qué manjar!

Uy...

Buaj...

Qué asco me da.

Buaj... No puedo comerme esto.

Haz un esfuerzo.

Hay tribus en las que te cortan la cabeza si rechazas su comida.

¿Serán capaces?

Ñam, ñam.

Tiradlo al suelo, bajo el mantel aprovechando que no miran.

Exquisitos intestinos de murciélagos sazonados con mocos de rana verde

y arroz de sabrosos gusanos liliputienses caramelizadas.

Buaj...

Ay...

¡Ah!

(RÍE)

-Oh, qué lástima, un plato tan exquisito.

Traedle otra ración.

Y también el quitamanchas.

No, no se moleste. Insisto.

Y tienen que limpiarte ese lamparón.

Qué asquito. Ya voy.

¡Oh!

Pero ¿qué es esto?

¿Quién eres? Tú no eres mi sobrino. Bueno, verá, yo...

En efecto, nosotros no somos Sombrinos.

¡Oh!

Entonces, ¿qué sois? ¿Coloritos?

No, somos la tropa de trapo y vivimos muy lejos de aquí.

¿Y qué os ha traído hasta aquí desde tan lejos?

Hemos venido a ayudar a los Coloritos.

Están enfermando y perdiendo sus colores.

¿Ayudar a los Coloritos? ¡Ni de broma! ¡Imposible!

-Son nuestros enemigos. ¿Y qué os han hecho los Coloritos?

¿Por qué les tenéis tanta manía?

Porque ellos tienen colores y nosotros no.

Sois unos envidiosos. Sí, y descoloridos y amargados.

¿Qué? Esto es intolerable.

A la olla con ellos, inmediatamente.

(Música)

¡Chis! Hola, Olga.

Creíamos que te habíamos perdido.

No te lo vas a creer, hemos visto el arcoíris,

lo forman los Coloritos.

Y tenemos que ayudarlos, están en peligro y los pintamos.

Pero llovió y se les fue la pintura.

Ahora necesitamos unos diamantes.

(TODOS) ¡Ay!

(RÍE)

(SILBA)

Y ahora, ¿qué hacemos?

(TODOS) Ah...

Esa es mi Olga.

Cómo me gusta oírte decir tu frase favorita.

Cuánto te quiero.

Yo también os quiero mucho. ¡Abrazos! Qué asco.

Oh, ¿qué hace un monito en la sopa? Hola.

Es amigo mío, le estoy ayudando a descubrir

por qué el río está tan sucio.

Es porque la fábrica de los Sombra lo está manchando todo.

(Música)

¿Qué será esto?

¡Ay!

Pero... ¿Qué rayos haces, Cenizo?

-Yo... Esto... Lo siento, jefe, he tropezado y...

-¿Qué es esto? Vas a pasarte una semana pegando escarabajos.

(Murmullos)

¿Qué lleva puesto? -Parece un Colorito.

-Pero ¿qué os pasa? ¿Se ha vuelto loco todo el mundo?

-Está muy guapo, mola mucho y me encanta cómo brilla.

-¿Molo? ¿Brillo? ¿Cómo si tuviera luz?

-Dejadme pasar, por favor, tengo que ver a Gran Sombra.

Mire. Está llena de telas de colores.

-¿De colores?

(TODOS) -¡Oh!

-Tranquilos, tranquilos, chicos. Hay telas para todo el mundo.

Podemos repartirlas entre todos. Tranquilos.

(Voces de los Sombra)

¿Qué será ese ruido? Parece que se están riendo.

Están celebrando que por fin van a dejar de comer escarabajos.

Al menos estaremos juntos cuando los Sombras nos merienden.

Nos servirán en las bandejas al lado de esos gusanos repugnantes.

Opino que no vamos a salir de esta.

Oh...

(Música)

Oh...

Juraría que he visto un lazo.

¡Oh! Es monita que viene al rescate.

(Música)

¡Ah!

¡Ay!

¡Ah!

(TODOS) -¡Ay!

(Continúa la música)

(TODOS) ¡Ay!

-¿Estáis todos bien?

Qué mareo. Sí...

Yo estoy tan mareada que veo a Olga muy lejos.

Hola, amigos, soy yo, estoy aquí arriba.

Esta debe de ser la máquina que está ensuciando el río.

Olga, ¿a qué estamos esperando? Intenta apagar este trasto.

(ASIENTE)

Oh, ahora ya sé quién está cortando los árboles.

Venga, Olga, date prisa.

(Música)

Tropa, he encontrado los diamantes. ¡Genial, Olga! Buen trabajo.

Tenemos que llevarlos rápidamente al poblado de los Coloritos.

No creo que aguanten mucho más sin ellos.

Olga, ¿puedes cogerlos? (ASIENTE)

(Alarma, música tensión)

¡Ah!

(TODOS) Oh...

(RÍE)

Ya los tenemos. Ahora, baja de ahí.

(Alarma, continúa la música)

Vamos, Olga, tienes que bajar.

Creo que es demasiado alto para que salte.

¡Está perdida!

No os preocupéis.

Está todo controlado. ¿Controlado?

Ya no soy una cobarde.

(Alarma, continúa la música)

Está muy alto, te vas a lastimar.

Uy, uy, uy, que lo va a hacer.

(TODOS) ¡Sí! Eres una campeona.

Lo has conseguido. Ha sido fantástico.

-Estupendo, Olga.

Esta es mi Olga. (RÍE TÍMIDA) Sí...

Eres la "number one". (LADRA)

(Estruendo)

Salgamos, rápido. Esto se va a derrumbar.

(Alarma, música tensión)

¡Ah!

(TODOS GRITAN)

Creo que tenemos problemas.

Estos nos meten en la cazuela otra vez.

(AMBOS) Ay...

(AMBOS) Ay...

(AMBOS) Ay...

-¿Cómo me veis? ¿Luzco bien?

¿Qué? Gran Jefe, luces como el sol.

Nunca un Jefe Sombra había deslumbrado así.

-¿De verdad? Oh, qué emoción. -A mí me encanta.

-Sí.

Jefe Gran Sombra.

Tenemos que hablar de un asunto de vida o muerte.

¿Qué es eso tan importante?

Gran Jefe, los monitos y todos los animales de la selva

están en peligro.

¿Y qué tenemos que ver nosotros con eso?

Estáis ensuciando el río con vuestra fábrica.

Y estáis cortando todos los árboles de la selva.

Pues... Sí, es verdad. -¿Y por qué lo hacéis?

-Odiamos el río. Pero ¿por qué?

Sus aguas cristalinas son como un gran espejo

que cada mañana nos recuerda nuestra sombría apariencia.

-Sí, es cierto.

Pues ahora necesitáis un espejo limpio donde miraros

y ver la alegres y guapos que estáis.

¡Tienes toda la razón! ¡Cenizo! ¡Hollín!

Id a la fábrica y aseguraos de que está totalmente destruida.

(ASIENTEN) -El resto, id al río a limpiar

y plantad todos los árboles que hemos cortado.

-Gracias, Gran Sombra.

-Gracias por salvar a nuestra familia.

¡Sí!

Y ahora... ¡La tropa al rescate!

(Música)

(Continúa la música, aplausos)

(Música animada)

Juntaos todos un poco más. Por favor, más a la derecha.

Y sitio, que voy.

(TODOS) ¡Coloritos!

(Música créditos)

Somos Cine - La tropa del trapo en la selva del Arco Iris

08 abr 2020

En esta nueva y divertida aventura, la Tropa viajará hasta la selva del arcoiris para ayudarle a recuperar sus colores que, debido a la contaminación en la Tierra, va a apagarse y perderá su brillo original y... ¡la Tropa no puede impedirlo!

Contenido disponible en España hasta el 29 de noviembre de 2026.

ver más sobre "Somos Cine - La tropa del trapo en la selva del Arco Iris" ver menos sobre "Somos Cine - La tropa del trapo en la selva del Arco Iris"
Programas completos (80)

Los últimos 95 programas de Somos cine

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos