Shalom La 2

Shalom

Domingo a las 09:45 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5707950
Para todos los públicos Shalom - El deber de recordar - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

Muy buenos días.

"Shalom" y bienvenidos un domingo más a nuestro programa.

La importancia de la memoria es de todos conocida

y recordar a veces se convierte en una obligación o un deber.

Pero recordar, si hablamos de Holocausto nazi

o hablamos de la Shoá,

es quizá una labor mucho más importante,

y más si lo hacemos recordando

la vida de sus propios protagonistas.

Esto es lo que hace Cecilia Levit

en Radio Sefarad en su programa "Tributo".

Y hoy la tenemos aquí con nosotros para que nos cuente este proyecto.

Muy bienvenida, Cecilia.

Gracias. Gracias por venir a "Shalom".

Muchas gracias por la invitación.

Tu historia con la memoria, con recordar sobre la Shoá,

sobre el Holocausto,

viene de lejos. Cuéntanos cuándo empiezas

a necesitar hablar sobre este tema.

Siempre cuento que cuando yo era joven,

en Buenos Aires sobre todo, crecí en una comunidad judía muy grande

y también muy comprometida.

Entonces cada acto de Yom Ha-Shoá,

del Día del Holocausto, era muy movilizante, sobre todo,

para la juventud.

Se hacían actos, inclusive se alquilaban teatros,

un teatro importante en Buenos Aires

y toda la juventud se acercaba ahí con pancartas

de "no olvidar", "nunca más".

Y teníamos mucho protagonismo también

en estos actos. Esto, por supuesto, te va marcando.

Pero luego, ya cuando estudié,

cuando ya me formé, tuve un profesor que me marcó

que es Abraham Huberman,

"Zijronó LiBerajá", que fue un profesor

que me dio realmente el marco teórico

y también me enseñó a cuestionar,

a preguntarme cosas.

Y, a partir de ahí, creo que mi aproximación

fue como ya no parar en este tema.

Tú eres profesora en el Colegio Judío de Madrid,

en el Ibn Gabirol, y allí transmites cada año,

me consta, tengo a un hijo allí que ha trabajado contigo,

sobre profundizar sobre sus raíces

y también les hablas con mucho.

vamos a decir, sobre la Shoá. ¿Cómo es esta relación que tienes

con los chicos y cómo vives esa transmisión

que les haces de una cosa tan importante

como es la memoria?

Siempre, en el tema de Holocausto, de Shoá,

mi gran preocupación siempre fue la didáctica,

cómo transmitir un tema tan complejo

a los jóvenes; sobre todo, a los adolescentes.

Junto con colegas de verdad, con profesores de Historia en España

y también en el Gabirol,

el colegio al que le agradezco enormemente

ese escenario que me brinda

como para poder subirme y desarrollar y probar y elegir

por qué camino caminar, andar.

Invertimos mucho tiempo desde el Gabirol

con un equipo de profesionales buenísimo

y también la libertad

que me dan para trabajar en este sentido

y también con otros colegas, profesores de aquí en España.

Y entonces fuimos como incursionando

diferentes caminos hasta llegar a entender

que hay una filosofía para enseñar la Shoá

y también la formación de Yad Vashem Israel,

al que asistí a cursos. Y esto fue muy interesante,

entender que hay una filosofía educativa

para enseñar la Shoá.

Eso está claro, es así como lo haces.

Pero trabajas en otros proyectos además,

estás colaborando con distintas instituciones

siempre en torno a esta memoria de la Shoá.

Siempre, hace muchísimos años.

Tengo que también rescatar

al Centro Sefarad Israel, que desde el primer momento,

desde comienzos,

estuvo muy cerquita de mí y yo también de ellos.

Desde el 2007, ya aparece este primer viaje a Israel

a estudiar directamente ahí.

Para mí ese fue un punto de inflexión,

estar dos semanas con profesionales.

¿Te refieres al viaje con los profesores?

Exactamente, con profesores españoles, año 2007.

Fue, de verdad, una inmersión y una inversión

en el sentido de mucha formación,

mucha teoría, marco teórico,

estar en el museo con los mejores guías.

Y, a partir de ahí, cuando regresamos de ese viaje,

ese primer grupo inmediatamente todos

nos pusimos como a generar proyectos:

gente que escribió sus guías didácticas;

nosotros, desde el Gabirol, emprendimos muchas muestras,

exposiciones, con el único objetivo de atraer

a jóvenes de otros institutos,

de otros colegios, rindiendo homenaje a sobrevivientes.

Fue como un sin parar aproximadamente desde el 2007.

En este sentido, el proyecto del que hablábamos

al principio, cuando te presentaba en el programa

el programa "Tributo",

que realizas a través de Radio Sefarad,

¿cómo surge este proyecto y cómo decidís ponerlo en marcha?

Esto para mí es como un sueño. Primero, es una iniciativa personal,

algo que yo tenía ganas de hacer hace mucho tiempo.

Tenía ganas como de darle voz

a la gente que atravesó la Shoá con todas sus vicisitudes,

perdiendo familia, perdiendo sus sueños.

Quería darle voz y no lo pensé mucho, dije:

"¿Por qué no contar?". Siempre me gustó la historia,

siempre me gustó contar historias

y hacerlo también desde un punto también reflexivo:

contar la historia, dar un marco teórico,

pero también cuál es el punto para reflexionar

qué nos llevamos de esto.

Claro. ¿Cómo decidís ponerlo en marcha?

¿Cuándo empieza a ponerse en marcha este proyecto?

Yo, fue en el verano, ya junio, que llamé a Jorge,

de la radio, y majísimo, le dije:

"Mira, Jorge, yo tengo este proyecto.

Lo quiero llamar 'Tributo'.

Quiero contar historias de muchísima gente

que no se conoce y que alguna vez la hemos escuchado.

Y sé que esto no es nada nuevo.

Tenemos en las redes sociales

o en los grandes museos, Yad Vashem, el museo de Washington,

la fundación de Spielberg,

están las voces de los sobrevivientes.

Pero yo tenía ganas de contarlo yo en primera persona

y también relatar cómo acerqué a esos personajes,

qué significan para mí esos personajes.

Eso nos gustaría saber: cómo llegan a ti estas historias,

cómo conoces a estas personas,

cuál es tu acercamiento a estos supervivientes.

Es interesante. Primero, que, ya estando en Buenos Aires,

estuve siempre rodeada de mucho sobrevivientes,

inclusive padres de mis amigos

o abuelos de mis amigos habían llegado a la Argentina

ni bien acabó la guerra.

Con lo cual siempre estuve rodeada de ellos.

Cuando ya llegué aquí,

también en el colegio, a través de Centro Sefarad,

traían a sobrevivientes.

A veces, simplemente con comprar un libro,

un libro que me llega de una manera especial,

y luego transmito a mis alumnos

o en algún curso de Shoá trabajo o escribo alguna unidad didáctica

sobre esta persona

o una vez me pasó que, estando en el memorial

de la Shoá en París, veo que hay cola en una vitrina

porque están observando el diario personal de Hélène Berr.

Y lo cuento en "Tributo",

que yo estaba ahí y no sabía qué era.

Era una cola de estudiantes, de jóvenes que hacían cola para ver

el original del diario, que la familia lo había donado

hacía muy poco tiempo.

Nos cuentas que has empezado este proyecto desde el verano.

¿Cuántas personas han aparecido ya en tus programas?

¿Qué cadencia tiene el programa?

El programa se emite una vez por semana.

Con las restricciones de ahora del COVID,

estamos grabándolo, haciéndolo por teléfono.

Ojalá podamos volver a la radio.

Pero aproximadamente ya hay, con el que tengo que grabar hoy,

14 historias.

Son para mí historias, pero 14 tributos, 14 homenajes

que ya vengo haciendo. Y lo hago con muchísima ilusión.

Yo termino uno y ya estoy armando el otro

y espero que llegue el jueves de tarde para poder grabarlo.

Con toda la ilusión del mundo.

Sí. ¿Alguna de estas historias

te ha impresionado especialmente por algo que, con todos los años

que llevas hablando e investigando sobre la Shoá,

te ha sorprendido o te ha llegado más directamente?

Te voy a ser sincera:

todas me sorprenden y todas me llegan al alma

y es una semana que tengo a ese personaje

dentro de mí.

Lo siento así, que, cuando ya grabé,

me cuesta desprenderme.

Entonces, en general, te puedo hablar de todas.

Pero una de las primeras,

por ejemplo, que es el caso de Gele Sekstein,

que es una artista en el gueto de Varsovia

cuyo marido, Israel Lichtenstein,

trabaja para el archivo Ringelblume.

Y, cuando ya el gueto de Varsovia llega a su fin

y entienden que las cajas con toda la documentación

que habían recogido la tienen que esconder bajo tierra,

Israel era el encargado de esconder estas cajas,

Israel coge una caja vacía y le dice a su mujer, a Gele:

"Esta caja es para ti y guarda aquí lo que tú quieras".

Y Gele, que era una artista que había iniciado su carrera

antes de la guerra, va a colocar 350 obras de arte,

pero, sobre todo, obras de antes de la guerra,

obras alegres, bonitas, coloridas,

que van a reflejar esa vida tan ferviente

y tan dinámica de Varsovia.

Y ella guarda todo ahí y lo suma con una carta,

que va a ser un testamento que ella va a dejar.

Y ese testamento es increíble porque ella dice:

"Si algún día van a crear un museo, un museo judío,

yo quiero que mis obras estén ahí

y quiero que le cuenten al mundo quién soy yo, Gele,

quién es Israel Lichtenstein,

mi marido, y mi pequeña de dos años, Margalit".

Y es una historia que de verdad me...

Pero te puedo hablar de muchas.

Estos testimonios están recogidos

o se pueden consultar porque están accesibles

dentro de Radio Sefarad, vamos a poner el link de acceso

en la pantalla, lo podrán ver los que nos siguen en "Shalom",

para que puedan acceder a estos capítulos anteriores

que ya has hecho de "Tributo"

y también pueden seguirlo...

¿A qué hora o cuándo estáis en emisión

en directo del programa de "Tributo"?

El directo sale los días viernes,

a partir de los viernes, a las 19:00, ya se puede escuchar

el nuevo programa.

Pero, si entras en la página de la radio,

están ahí todos los programas de "Tributo".

Siempre hago una reseña pequeñita

y abajo les dejo un link para que la gente que quiera ampliar

información, que esto es otra cosa muy interesante,

gente que me llama y me pregunta: "No entendí esto. Pero ¿por qué?".

Siempre hay un link de referencia,

para mí, tanto Yad Vashem Israel

como Washington son referencias muy importantes

para buscar información.

Con este proyecto, que has querido dar voces

a estas personas que fueron víctimas

del terrible Holocausto que tuvieron que vivir, la Shoá,

¿qué es lo que has querido conseguir

o cómo te sentirías satisfecha,

con qué objetivo, con qué situación me dirías:

"Con esto de verdad he conseguido

lo que pretendía hacer".

Siempre digo: "Difundir",

quiero que esto llegue a mucha gente.

Tengo a veces una obsesión con el tema de la memoria.

A veces pienso que, de aquí

a unos años, nadie se va a acordar de esto.

Es un temor que tengo.

A veces muchos me dicen: "Cecilia, te obsesionas".

Me obsesiono un poco

porque tengo miedo de que alguien diga:

"Pero ¿esto qué fue?".

Y que, con suerte, queden los libros de historia.

Entonces me quedo satisfecha

cuando la gente no es que me escuche a mí,

sino que las historias

te ayudan a reflexionar

o puedes empatizar

o puedes distribuirlas y que la gente las conozca.

Este es como para mí mi gran objetivo.

Es un granito de arena, un medio más, una radio

donde puedas escuchar, puedas descargar también

y en formato pódcast también los puedas escuchar.

Este es como mi objetivo.

Luego tú sabes, luego se me van ocurriendo cosas

y a lo mejor esto irá a más.

Pero me encantaría que esto esté en otras radios,

que pueda llegar a otros sitios,

pero no yo, Cecilia, sino las historias.

Sí, la voz de estas personas y que no queden en el olvido.

Exacto. Las vivencias que ellos tuvieron,

la situación que pasó

y que de verdad aprendamos de la historia,

que quizá sea lo más importante de todo esto.

Exactamente. Y tú sabes, como digo,

que hubo otros genocidios después de la Shoá,

y después de Mandela, y después de Martin Luther King,

el racismo sigue existiendo

y el antisemitismo también sigue existiendo.

Entonces, con más razón, tenemos que abrir los ojos,

estar atentos,

ser sensibles a lo que pasa alrededor

y entender que esto puede volver a ocurrir.

Si ocurrió, puede volver a ocurrir.

Muchas gracias, Cecilia, y "mazal tov", enhorabuena,

por este proyecto tan bonito

que estáis desarrollando desde Radio Sefarad, "Tributo".

Y te esperamos pronto por aquí.

Mi agradecimiento es enorme. Gracias a ti, Gemma, y al programa.

Y a ustedes les esperamos la semana que viene aquí,

en "Shalom", para hablarles de temas que tienen que ver

con el recuerdo, con la memoria y con otros temas

que nos llevan a conocer un poco más de lo que son

la tradición, la cultura y la vida judías.

Les esperamos la semana que viene aquí,

en "Shalom".

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • El deber de recordar

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Shalom - El deber de recordar

08 nov 2020

Más de 70 años han pasado desde el final de la Segunda Guerra Mundial y el Holocausto continúa estando en el centro del diálogo judío y universal. Hoy nos visita Cecilia Levit para mantener viva la memoria de la Shoá.

ver más sobre "Shalom - El deber de recordar" ver menos sobre "Shalom - El deber de recordar"

Los últimos 669 programas de Shalom

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos