Saber vivir La 2

Saber vivir

Domingos a las 12.00 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5856970
No recomendado para menores de 12 años Saber vivir - 18/04/21 - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

Bienvenidos a "Saber vivir".

Hoy va a ser el domingo más dulce del año

y vamos a ver qué alternativas al azúcar

son mejores para la salud.

¿Será la miel? ¿Será la panela? ¿Será la estevia? ¿Cuál será, será?

Y cuidado con el dulce de los postres lácteos,

del yogur al flan, pasando por las natillas.

Cuidado con su grasa y también sus aditivos,

aunque, para natural natural, la cocina de "Saber vivir",

que hoy apuesta por las empanadillas de primero

y de postre. Atención también a los bombones

que os esperan. Y, si andáis con la autoestima baja

porque os sobra peso

y os falta salud, atención a la receta

que nos trae el doctor Mario Alonso

para trabajar la mente y ganar bienestar.

Y nuestro médico de familia hoy nos anima a tomar menos fármacos,

empezando por los jarabes de la tos

y también a cuidar la vista

y cuidar los ojos. Y qué importante es cuidarlos

para ver la vida, ver la televisión

y, por supuesto, ver el cine.

Y en él brilla como nadie la actriz Melani Olivares.

Así se cuida por dentro y por fuera.

Hola, soy Melani Olivares y os enseñaré cómo y dónde me cuido.

Sí, sí trato de cuidarme,

dentro de lo que cabe. Vengo normalmente a Babel

y ahora vengo de una clase de hipopresivos.

Así que vienes aquí, te haces la clase, subes

y te haces un desayuno tardío.

-¡Ay, qué rico! -Pan de cristal con tapenade,

huevo frito y los brotes.

-Es verdad que, cuanto más agobiada estoy,

más me gusta desahogarme haciendo ejercicio,

pero también es cuando menos tiempo tengo.

Con lo cual lo que sí que llevo muy muy al pie de la letra

es la alimentación.

Sobre todo, cosas que no me vayan mal,

como el gluten, la lactosa, el azúcar.

Soy bastante obsesiva con eso

porque me parece que nos hace muy mal en casa.

Y luego siempre intentar ir a sitios

donde sí que la alimentación

sea coherente con lo que llevo en casa conmigo

y para los niños.

Y cocinar, como ya visteis en "MasterChef",

me gusta más comer.

Me gusta cocinar para los demás,

me gusta hacer cositas que les gusten

y que me salen bien.

Me gusta que mis hijos coman bien.

Y creo que la alimentación es una parte

de la educación fundamental para el buen crecimiento de ellos.

Tengo tres hijos muy pegados a mí.

Sí. Y sí, utilizo un tiempo en el que digo:

"Esto es mío y esto no quiero compartirlo.

Esto es para mí, es para cuidarme yo,

para sentirme mejor,

porque, si no, te vas perdiendo también.

Creo que es importante parar

y ver, verte, chequearte y volver.

Y una de las cosas que me parece fundamental

es que los productos que comemos en casa sean

productos ecológicos

y de proximidad.

¡Hola!

La interpretación es siempre ponerse en el lugar del otro.

Para mí es una terapia.

Con "Vuelve a la vida", lo que necesitamos transmitir

y lo que queremos transmitir con este proyecto:

que volvemos a los escenarios.

Empresas se han juntado

para poder emocionar y dar el lugar que se merece

a la cultura.

Acabo de rodar una peli en Barcelona.

Acabo de rodar también una serie que se llama "La reina del pueblo".

Gracias, linda.

-Buen día. -¡Ay! Para mí,

saber vivir es esto, es tener el tiempo para hacer

una compra, tener el tiempo para cocinar,

para dedicarle a mis hijos,

a mí, a... Saber vivir a veces sabemos

y a veces, no tanto.

(RÍE) Hasta luego.

Con lo bien que se cuida Melani Olivares,

seguro que toma fruta de postre

y, si le da por un lácteo, seguro que mira la etiqueta,

Beatriz. Buenos días, Miriam.

Es que en los postres lácteos tenemos que mirar la etiqueta,

es muy importante porque, en realidad,

los postres lácteos no los tomamos por hambre,

los tomamos porque tenemos el capricho tentador

de endulzar nuestra boca después de haber comido.

Y en el mercado nos encontramos

muchísimas variedades. Muchas de ellas, con reclamos

que hacen que parezcan equivalentes a opciones

que son verdaderamente saludables,

como el yogur.

Pero hay muchos y tenemos que saber distinguirlos.

Empezamos entonces por el rey de los postres lácteos,

que es yogur natural. Dicen que es el mejor, ¿es así?

Sí, en efecto, es así. De hecho, ni siquiera se considera

un postre lácteo. El yogur natural entero

tiene dos ingredientes: la leche y los fermentos lácticos,

y puede llevar algún otro ingrediente

también procedente de le leche, como proteínas o leche en polvo.

No lleva nada más, no necesita azúcar,

no necesita nada más.

Si, además de poner "yogur natural",

pone que es yogur desnatado, 0 % azúcar, grasa, 0 % todo?

Pues depende, porque puede ser 0 % azúcares,

pero tener grasa para compensar la falta de sabor;

o al revés, puede ser 0 % de grasa,

ser desnatado, pero llevar azúcar;

o ser 0 % azúcar, 0 % grasa y llevar edulcorantes.

Los yogures naturales no llevan ni saborizantes

ni colorantes. Sí que pueden llevar edulcorantes,

que son perfectamente seguros.

Pero lo bueno es que nos acostumbremos

al sabor real de los alimentos,

al sabor de yogur natural. Puede costarnos un poquito

porque es un poco ácido y lo podemos corregir endulzándolo

nosotros en casa. ¿Con qué?

Con frutas, con frutas desecadas sin azúcar,

con frutos secos, pero siempre partiendo

del yogur natural natural.

¿Y qué me dices del yogur natural versión yogur griego,

que, además, es como muy cremosito, fíjate.

Tú lo has dicho: versión yogur griego,

porque la mayor parte de los que encontramos nosotros

en el supermercado son estilo griego.

¿Qué quiere decir esto? Que no se ha usado la receta griega

para conseguir esa densidad tan apetitosa,

sino que se consigue añadiendo grasas, generalmente nata.

¿Qué pasa? Que esto hace que tenga hasta el triple de grasas saturadas

que un yogur natural entero.

Y, si el rey de los lácteos es el yogur,

seguramente, el príncipe de los postres lácteos sea el flan.

¿El de huevo es el más nutritivo?

También depende de sus ingredientes,

porque hablamos del de huevo

o hablamos del de vainilla. Muchas veces vemos "receta casera".

Eso lo descartamos, no es un criterio para elegirlos

porque "casero" no quiere decir nada,

no está regulado.

Lo que tenemos que mirar es los ingredientes,

que a veces se destacan con imágenes,

con palabras, viene la figura de un huevo.

En ese caso, esos ingredientes destacados

van a poner su proporción en la lista de ingredientes.

Ahí ya sabremos qué proporción de huevo tiene,

si es lo que nos interesa. Pero tenemos que saber algo.

El de huevo y el de vainilla, indistintamente, sea cual sea,

tiene una cantidad elevadísima

de azúcar, hasta una cuarta parte de su peso

es azúcar. Así que tenemos que insistir

en que, sea de huevo

o sea de vainilla, su consumo debe ser ocasional.

¿Y ese consejo vale también para las natillas?

Están buenísimas, por cierto. Para las natillas, más todavía,

porque en las natillas nos vamos

a encontrar que sus ingredientes básicos

son el azúcar, lleva también almidones

para conseguir esa textura un poquito más densa.

Y este sabor y este color tan apetecible

que vemos en las natillas no proviene de sus ingredientes,

precisamente. El color no es porque tenga huevo,

es porque tiene un colorante,

el E120. Volvemos a decir: son seguros,

pero ¿es mejor hacerlas caseras?

En realidad, sí, porque, sabiendo, insisto,

que es consumo ocasional, y lo subrayamos: consumo ocasional,

si las hacemos caseras,

lo primero, vamos a disfrutar en la cocina

cocinándolas y preparándolas.

Y lo segundo, vamos a saber la calidad de los ingredientes

y qué cantidad lleva de cada uno.

Lo dicho, Beatriz: cuanto más casero, mejor.

Y eso vale también para postres lácteos

tan emblemáticos como el arroz con leche

o la crema catalana.

Fijaos con qué mimo lo preparan estos cocineros.

El arroz con leche es el plato dulce tradicional

por antonomasia de Asturias.

El origen es totalmente incierto.

No se sabe muy bien por qué se empezó.

Se hizo popular a través de las romerías

y de las fiestas populares.

Mucho calcio, mucho hidrato.

Es un plato muy completo.

-¿Cuáles son los ingredientes

del arroz con leche?

-La leche.

El arroz, un arroz redondo.

La canela, que es muy importante.

El azúcar.

Cáscara de naranja.

Cáscara de limón.

Y nosotros añadimos un poquito de anís,

que es lo que te hace más digestiva la comida.

Hay gente que le añade

un poquito de mantequilla, nata para que quede más cremoso.

Nosotros no añadimos nada de eso

porque hacemos una cocción muy larga.

-Ya estamos en cocina.

-¿Cómo lo elaboramos? -Ponemos la leche al fuego,

junto con la canela,

la cáscara de naranja y la cáscara de limón.

Muy lento muy lento, si no, se llegaría a pegar.

Cuando rompe a hervir,

añadimos el arroz

y movemos sin parar durante 15 minutos.

Luego seguimos moviendo cada cinco minutitos o así.

Esto, durante tres horas.

-O sea, son tres horas moviendo constantemente.

-Pasado ese tiempo,

echamos el azúcar y un chorrito de anís.

-¿Y cuándo sabemos que ya está listo?

-Queda como una cremita.

Lo echamos en un recipiente

y dejamos enfriar para luego quemarlo.

-La receta tradicional incluye también canela molida.

En este caso, no.

-Echamos azúcar por encima, lo quemamos, caramelizamos.

Y queda por arriba un caramelo.

Aquí tenemos nuestro arroz listo para degustar.

-La crema catalana

ya forma parte del glosario de postres tradicionales de España.

Los primeros orígenes de los que datan son del siglo XIV.

Es la continuación o la tradición de las natillas.

Un postre voluptuoso, tiene muchos nutrientes.

Os lleva al cielo.

-¿Cuáles son los ingredientes para elaborar

una buena crema catalana?

-Principal, la nata, leche entera de vaca,

azúcar blanca, almidón de maíz,

yema de huevo.

Luego, los aromáticos: canela, vainilla de Madagascar

y cáscara de limón. Pero esto es opcional.

Hay que, en lugar de limón,

le aporta naranja. -Hay que tener cuidado

con el tema de las cáscaras, ¿no?, porque no podemos incluirlas

en la receta tal cual. -Le quitamos el albedo,

la parte blanca, porque, a la hora de hervir, de darle calor,

puede que se te corte la leche.

Y, segundo, porque amarga bastante.

-¿Cuáles son los pasos que se siguen para elaborarlo?

-Primero, pondremos a infusionar la nata

con los aromáticos para que vayan soltando

todo el aroma y todo el sabor.

En frío, se van mezclando el resto de ingredientes,

como es el azúcar, almidón de maíz,

la yema de huevo y la leche.

Y es el momento de mezclarlo.

Empezamos a varillear. Que vayan haciendo efecto

los espesantes.

En el momento en que nosotros indiquemos,

que es cuando empieza a hacer un chup, chup muy ligero,

lo sacamos, lo colamos y lo refrigeramos seis horas.

-¿Qué sistema utilizáis para quemar el azúcar?

-Una pala de quema eléctrica,

que es menos peligrosa.

Te voy a proponer una variante:

una receta, que es la espuma de crema catalana.

Unca copa de tipo cóctel.

En la base ponemos un poquito de crema

de sirope de limón, un poquito de la espuma

de crema catalana, un corazón helado de dulce de leche,

más espuma de crema catalana y luego quemamos como si fuese

una crema catalana normal.

Al cocinar un postre, como al preparar cualquier plato,

el reto siempre es, para empezar, que sepa rico.

Y, si hablamos del sabor dulce,

el reto con mayúsculas es endulzar sin azúcar blanco.

Sí, el reto en la cocina y el reto para nuestra salud,

porque tenemos que limitar el consumo de azúcar,

no solo del azúcar blanco, también del azúcar moreno,

que no es ni más nutritivo ni más saludable.

Tenemos muchísimos endulzantes

en el mercado y a veces nos parecen todos iguales,

pero no, no son equivalentes.

Los vamos a analizar, empezando por la fructosa.

La fructosa tiene muy buena fama

porque es el azúcar de la fruta y es verdad, cuando lo consumimos

a partir de fruta entera, fenomenal, no tiene ningún problema.

El problema es que lo encontramos mucho

como endulzante, que podemos comprar una bolsita

de fructosa, o en alimentos ultraprocesados.

Y ahí sí tiene efectos adversos

porque su consumo puede subir los triglicéridos

y producirnos una patología en el hígado

que se llama "hígado graso". Así que lo que tenemos que hacer

es no equipararla a otras opciones más saludables,

no pensar que es mejor que el azúcar normal,

porque, al final, es lo mismo.

¿Qué me dices de la panela? ¿Es una opción más saludable

que el azúcar? La panela es azúcar,

es el jugo de la caña, tiene el 90 % de azúcares

y una cantidad pequeñísima de vitaminas y minerales, sí,

pero es azúcar, puro azúcar.

Endulzante natural es la miel.

Sí, se usaba mucho en la cuenca mediterránea

cuando no usábamos el azúcar de caña

o el azúcar de remolacha. Pero volvemos a lo mismo:

es que prácticamente puro azúcar.

Pensamos que es natural y que tiene vitaminas, minerales

y pasa un poquito como con la panela,

que están en cantidades tan pequeñas

que no es significativo.

Así que no debemos optar por ella

como una opción más saludable

ni dejarnos llevar por esos reclamos del etiquetado

que a veces la destacan y que muchas veces o tienen

poquísima miel o ni siquiera son miel.

Al fin y al cabo, estamos hablando de lo mismo:

de azúcar. ¿Qué me dices de la estevia

que es superendulzante, no?

Sí, tiene un poder endulzante 300 veces superior al del azúcar

y cometemos dos errores con la estevia.

El primero: pensar que, como viene de una planta,

es más natural y, por tanto, es más sano.

Y esto no es así.

Desde luego, la caña y la remolacha son plantas también

y nos dan el azúcar. Y ya decimos que no es saludable.

Y, por otro, pensar que estamos tomando la planta,

cuando lo que estamos tomando

son glucósidos de esteviol,

que son compuestos químicos que se extraen industrialmente.

Que no tiene ningún problema, que son absolutamente seguros,

pero que no la hace más saludable.

Y muchas veces la estevia se utiliza como reclamo

en los alimentos, precisamente, por eso,

porque parece más saludable. Y lo que tenemos son endulzantes

con una proporción mínima de estevia

y mezclados con otros edulcorantes

que tienen como peor fama,

como la sucralosa. Algunos productos sin azúcar

llevan polialcoholes,

como el xilitol. El xilitol, que se conoce

como "el azúcar de abedul",

que es de la misma familia que el sorbitol o el maltitol,

por ejemplo. Son polialcoholes que no se absorben

en nuestro tracto digestivo. Así que aportan menos kilocalorías,

no son azúcares, endulzan igual que la sacarosa,

pero tienen un pequeño problema:

que, al no absorberse, llegan intactos al colon,

ahí lo utilizan las bacterias para alimentarse,

lo fermentan y nos pueden producir gases,

malestar, alguna diarrea si los comemos en exceso.

Tenemos que tener cuidado e intentar no tomar esos alimentos

que los llevan en exceso.

Los clásicos edulcorantes son la sacarina y el aspartamo.

¿Son perfectamente seguros? Son seguros y tenemos que insistir

y subrayarlo mucho porque corren muchos bulos

en torno a ellos, incluso que están relacionados

con el riesgo de cáncer.

Es una barbaridad, es absolutamente falso.

Son perfectamente seguros,

pero eso sí, tenemos que intentar bajar el consumo

de edulcorantes, sean del tipo que sean,

porque tenemos que reacostumbrar nuestro paladar,

nuestras papilas gustativas,

a los sabores de verdad de los alimentos.

Nuestro cerebro no necesita el dulce,

necesita glucosa. Y la glucosa la obtiene

de hidratos de carbono complejos,

que son los verdaderamente saludables

y los que nos dan azúcar que es de verdad buena para nuestra salud.

Nos lo has dejado muy claro. Muchísimas gracias, Beatriz.

Estoy segura de que te encantará

el siguiente reportaje porque hablamos de un alimento diez

en hidratos de carbono complejo.

¿Sabéis qué son los caricos? Las alubias rojas de Cantabria.

Vamos a conocerlas.

El carico montañés es

la legumbre autóctona de Cantabria

y la verdad es que es supermantecosa,

tiene una piel muy fina.

Luego tenemos también la alubia de riñón,

que es también plantada aquí,

en Cantabria, en la zona de Valderredible,

y esta se usa más para el cocido montañés.

Al final, el objetivo del Súper de los Pastores

es conectar la ciudad con el campo

y traer aquí todos esos pequeños productores

que toda la vida han estado yendo a la ciudad

a vender sus productos

y aquí podemos tener el queso de María Jesús,

los caricos de Rafaela.

Bienvenidos a la finca María Luisa,

a Comillas, donde tenemos un proyecto de cultivo ecológico

de caricos, de verduras y de diversas cosas en función

de la época del año.

Este es nuestro cultivo de carico.

Esto es un planta que llega a coger una altura

entre metro, metro y medio y dos metros

que hacemos con el cultivo tradicional del maíz

y a la vez entutoramos por las adversidades de los vientos,

para que no nos lo tiren.

La fecha de recolección siempre es entre últimos

de septiembre y todo el mes de octubre.

Os enseño un poquito,

una vez seca la vaina, cómo queda.

Por vaina suele haber entre cinco o seis caricos.

Tanto como una en una, no,

las metemos en un saco y les damos unos palos.

Y luego tenemos muchos amigos jubilados,

que los tenemos granando alubias.

-(RÍE)

-Sí.

Una vez que ya están desgranadas,

hay que escoger todas estas que están descoloridas

para dejarlas en una presentación

como estas otras.

La ventaja que tiene este color es que supera

al arándano en antioxidantes.

Simplemente, con un poco de verdura y un truquillo por ahí que utilizo,

están muy buenas.

Mira, ahora os voy a enseñar un poquito la forma más sencilla

y más rica de cocinar los caricos.

Se ponen a cocer, se le echa un par de ajitos.

Yo suelo echarle medio pimiento.

Es aconsejable cocinar las legumbres

diez minutos a fuego fuerte

para destruir las lectinas y que sean más digestivas,

den menos gases.

Se añade la cebolla. Una vez está pochadita,

se pasa por la batidora para que no se encuentre nada

y se le añade. Y se deja cocinar durante dos horas

en su punto de sal.

Lo mejor para nuestra salud es comer con cabeza, es decir,

tomando los alimentos que sabemos que son más saludables,

como las legumbres,

y evitando los que no nos convienen.

Y para eso tenemos que reeducar a nuestro cerebro,

como nos va a demostrar hoy el doctor Mario Alonso Puig,

autor de este libro, que es "Resetea tu mente

y descubre de lo que eres capaz".

Nos preguntamos: ¿realmente todo podemos hacer eso?

Buenos días. Buenos días. Claro que sí

y siempre me gusta muchísimo recordar

a don Santiago Ramón y Cajal, nuestro Premio Nobel en 1906,

el neurocientífico más grande

que el mundo ha conocido y que dijo clarísimamente:

"Todo ser humano, si se lo propone,

puede ser escultor de su propio cerebro".

Hoy sabemos que la neuroplasticidad,

la reinvención cerebral, es una realidad incuestionable

e independiente de la edad.

Hoy vamos a intentar aprender a trabajar nuestra mente

para cambiar y mejorar nuestra salud.

Para empezar, queremos saber en qué parte de nuestro cerebro

están esos pensamientos que nos dicen:

"Esto te conviene, esto no te conviene",

algo que te limita, ¿no?, de alguna manera.

Pensamientos como las burbujas que van emergiendo

del fondo de un estanque.

Entonces tienen distinto nivel de profundidad.

La vocecita que oímos, ese pensamiento que escuchamos,

procede del lado izquierdo,

del hemisferio izquierdo. Pensamientos más profundos

que vienen del inconsciente acuden desde el hemisferio derecho.

Entonces, al final, algunas burbujitas acaban aflorando

en la superficie y otras sencillamente desaparecen.

Luego hay otros pensamientos que nos dicen:

"Yo de esto no voy a ser capaz,

no sé hacer esto, no sé hacer lo otro".

¿Esos pensamientos dónde están?

Esa voz tan limitante, esa voz que se llama "la rumiación",

procede del hemisferio izquierdo,

de lo que el gran neurólogo

Michael Gazzaniga llamaba "el intérprete".

Nosotros tenemos esa voz limitante

en el lado izquierdo,

entonces tiene una visión muy reducida

de quiénes somos, de quiénes son los demás

y de qué es el mundo. Y, desde esa visión reducida,

emergen esos pensamientos limitantes.

¿Cómo reconciliamos ese choque de nuestra mente?

En primer lugar, el hemisferio izquierdo

tiene que reconocer la excepcional sabiduría

del hemisferio derecho.

El hemisferio izquierdo, por el entrenamiento cultural

al que ha sido sometido, desprecia al hemisferio derecho

y, además, el hemisferio derecho sabe

que las heridas que tenemos desde la infancia,

los traumas antiguos, están en ese hemisferio.

Entonces teme encontrarse con lo que se llama "la sombra"

porque no sabe qué va a hacer con ella

y teme descubrir que el hemisferio derecho

tiene capacidades superiores

a las que él tiene. Por eso el hemisferio izquierdo,

en gran medida, es prepotente

y, además, ignorante. Fíjate. Vamos a la práctica.

Defiendes una herramienta,

que es la meditación.

La meditación es un sistema muy probado

para integrar la función de los dos hemisferios.

No hay uno bueno y uno malo, están sencillamente no integrados.

Durante la meditación,

lo que sucede es lo que sucede en el movimiento

de las olas del mar. Vas prestando atención

a las sensaciones de tu respiración y, en ese momento, se va produciendo

una sincronización,

un diálogo, entre los dos hemisferios.

Entonces todo lo que puede aportar

el hemisferio izquierdo en cuanto a lógica y razón

y todo lo que puede aportar

el hemisferio derecho en cuanto a imaginación

se unen para que la persona tenga

lo que se considera una consciencia unificada.

Entonces empieza a ver la realidad con unos ojos nuevos.

Pongámoslo en práctica. Muchísimas gracias, doctor.

Gracias.

Cuidemos la mente. Cuidemos también nuestro cuerpo.

Y fijaos cómo nos anima un hombre que vive el deporte

con auténtica pasión. Es el atleta olímpico

Chema Martínez, medalla de oro en carrera de fondo.

Chema ama el deporte, el deporte como revolución,

la revolución de la salud.

Mi nombre es Chema Martínez,

tengo casi 50 años y me he pasado la vida corriendo

Carreras de alto nivel, maratones,

pista y ahora, últimamente,

en la selva corriendo carreras de aventura

intentando buscar experiencias nuevas

que me sigan motivando cada día.

Mi vida en el alto nivel terminó hace muchos años

y la vida sigue. No corro como corría antes,

pero necesito estímulos que me hagan aún superarme cada día.

Desde entonces, no paro de ir probando

diferentes disciplinas, seguir haciendo lo que me apasiona,

que es correr, más allá del alto nivel.

¡Ay!

2:42.

Todas las experiencias las recojo en este último libro,

en "Revolución",

para ver que nunca es tarde, para seguir afrontando objetivos.

En la vida hay que reinventarse constantemente.

No podemos vivir anclados en el pasado.

Si vivo pensando cómo corría cuando hacía 10.000 m,

viviría frustrado. El paso del tiempo hace mella

en nosotros y hay que estar preparados

para seguir reinventándose y seguir evolucionando en la vida.

Trato de entrenar casi todos los días que puedo.

Tengo una parte física, la cual entreno, al menos,

una vez al día, y luego sigo cuidando,

para mí, lo que es muy importante:

una buena alimentación,

una buena hidratación y trato de estar en la cama

todo lo que puedo, un buen descanso.

Son las claves de un buen deportista.

Puede hacer deporte todo el mundo,

no importa la edad,

no importa el sexo, no importa nada.

Lo que importa es querer. Incorporar esos hábitos deportivos

en tu día a día creo que es clave.

El deporte nos hará llevar un estilo de vida saludable

que hará que vivamos mejor. Al menos, debemos tener en cuenta

que hay que hacer ejercicio tres veces por semana

y, para mí, unos 40 minutos de la forma que lo hagamos.

Lo que viene a ser un zumito de naranja y mandarina.

He cuidado mucho todo lo que comía

a lo largo de mi vida de deporte

y lo sigo haciendo. Tengo dos vicios confesables,

que son un exceso de fruta.

Me encanta la fruta. Sigo comiendo fruta cada día,

al menos, 2 o 3 kg. Y el café. Suelo comer más o menos de todo,

pero lo que no utilizo son salsas, grasas, comidas un poco excesivas.

Y sigo cuidando cada día todos esos hábitos alimenticios

que me han llevado a ser el deportista que fui

y a ser la persona que soy.

Soy una persona a la que le encanta sonreír,

trato de sonreír todo lo que puedo,

creo que hay que tomarse la vida con humor.

Para mí sonreír es otra forma de vida,

es algo imprescindible en mi vida.

Trato de sonreír todo lo que puedo

porque no solo yo me voy a sentir

y me siento mejor cada vez que sonrío,

sino que todas las personas de mi alrededor se sienten mejor.

Si no, haced la prueba.

Ser optimista, ser una persona positiva,

nos facilitará poder conseguir los logros

que nos proponemos en la vida.

Así que positivismo al poder y optimismo todo lo que se pueda.

Y, sobre todo, muchas sonrisas.

"Chema gana, campeón de Europa, Chema Martínez".

¿Cómo describir la felicidad?

Es algo complicado. Muchas veces nos empeñamos

en la búsqueda constante

de la felicidad y nos olvidamos de ese camino

que recorremos que está marcado

de pequeños momentos repletos

de felicidad, pero a veces no nos damos cuenta.

Pasamos demasiado de puntillas.

Hay veces que debemos saborear esos momentos

en que nos encontramos bien,

disfrutamos, sonreímos.

Está cayendo la del pulpo.

-(SILBA)

-Creo que, al final, debemos ser conscientes

de que la vida evoluciona constantemente,

que tenemos momentos buenos,

momentos menos buenos,

momentos malos. De todos ellos aprendemos.

Así que debemos vivir tratando buscar esas cosas

que nos hacen feliz, rodearnos de gente positiva.

Y, si hacemos eso, posiblemente,

los momentos más difíciles y más duros que nos encontraremos

los vamos a solventar.

A lo que sí podemos hacernos adictos

con mucho gusto es a la cocina de Marta,

que hoy apuesta por las empanadillas caseras

y también por los bombones.

Mirad qué pinta tienen, que, además, los vais a poder comer

sin remordimientos porque son muy saludables.

Esto será justo después de la consulta

con el médico de familia. Hoy, para tomar menos pastillas,

menos fármacos y más salud.

Está claro que tomamos más medicamentos de la cuenta

y, seguramente, muchos no los necesitamos,

doctor Fabiani, a pesar del miedo que nos dan

los efectos secundarios de las pastillas y de las vacunas.

Miedo no, Miriam, la palabra es "precaución".

Todas las vacunas, todos los tratamientos

tienen efectos secundarios

y solo tenemos que usarlos cuando están claramente indicados.

¿En el caso de la vacuna para el coronavirus?

Claramente indicada. Las vacunas que están autorizadas

y que se están utilizando es porque los beneficios superan

claramente a los riesgos. En el caso de los medicamentos,

tenemos que tomar solo los que son necesarios

y evitar los innecesarios.

Tenemos que tomarlos solo si nos hacen falta

y no tomarlos así por costumbre.

Vamos a ver algunos de esos medicamentos

que mucha gente toma por costumbre

y que a lo mejor no son tan necesarios

como creemos. Por ejemplo, los que tomamos

cuando viene la tos: jarabes y pastillas para la tos.

En general, los jarabes y las pastillas para la tos

hay que evitarlos. Tenemos que recordar,

primero, que la tos es un mecanismo de defensa

que nos ayuda a limpiar las vías respiratorias.

Mira, si la tos es productiva,

esas toses que generan un poco de moco,

cuidado, mucho ojo con querer combatir esa tos

porque nos ayuda a la limpieza.

Ahora que hablamos de los mocos, recordarte que los mucolíticos son

otro gran grupo de medicamentos

que no tienen eficacia para estos procesos agudos,

para estos catarros o resfriados.

Pero es que, si la tos no es productiva,

es una tos seca, es que los tratamientos

con jarabes o pastillas para la tos son

muy poco eficaces, pero, a pesar de ser poco eficaces,

tienen efectos secundarios, tanto en niños como en mayores.

Así que tenemos que evitarlos.

Esas toses irritativas, pesadas, secas no suelen tener

ninguna importancia y pasan solas.

Podemos intentar aliviarlas bebiendo, por ejemplo,

un poco de líquido. Lo que sí es cierto

es que este año ya sabemos que la tos es señal de alerta

y, por tanto, cuando empecemos con tos,

tenemos que sacar el semáforo ámbar

porque es un síntoma que nos tiene que hacer pensar

en coronavirus. Así que, ante la aparición de tos,

uso de mascarilla, me quedo en casa y contacto con mi médico de familia.

Y otros medicamentos a los que mucha gente

está acostumbrada son los antiácidos.

Tratamiento que tampoco debe ser lo primero

a lo que recurramos si tenemos ese síntoma.

Si empezamos con un poco de acidez,

lo primero que tenemos que hacer es cambiar los hábitos.

Tenemos que empezar a hacer comida menos copiosa,

menos abundante. Tenemos que evitar alimentos

o formas de cocinado que favorezcan esa acidez,

por ejemplo, con mucho frito, mucha grasa,

alimentos muy condimentados.

Eso hay que evitarlo. Cuidado con el tabaco

y el alcohol, que favorecen la acidez.

Tenemos que evitar también tumbarnos inmediatamente

después de comer o hacer ejercicio físico muy intenso

recién comido. Tenemos que combatir el sobrepeso.

Si haciendo todo esto la acidez persiste,

puede ser que sí, que nos haga falta ocasionalmente

algún antiácido, pero, ojo, ocasionalmente.

Si nos empieza a hacer falta el uso de antiácidos a diario,

tenemos que contactar con nuestro médico.

¿Y qué le dices de los laxantes

para ir bien al baño?

Es que, une vez más, no es el primer paso.

Si tengo dificultad para ir al baño,

si tengo un poco de estreñimiento,

lo primero que tenemos que hacer es aumentar la ingesta de fibra,

recordemos: una dieta rica en frutas,

en verduras, en legumbres, en cereales 100 % integrales.

Tenemos que aumentar la ingesta de líquidos,

de agua fundamentalmente, beber más cantidad de agua.

Y tenemos que hacer más ejercicio físico.

Recuerda: moviéndote tú se mueve también tu intestino.

¿Que con esto no es suficiente? Podemos tomar suplementos de fibra.

Ya. Lo malo de la fibra es que a mucha gente le da gases

y son muy molestos. Por eso también van a la farmacia

en busca de medicación para eso.

La mejor medicación para los gases es la que no se toma

o, si quiere, hablando de gases,

la que se lleva el aire, esa es la mejor medicación

para los gases. Son medicamentos muy poco eficaces

y con efectos secundarios que pueden ser importantes.

Para esto, lo que tenemos que hacer es

reajustar un poco la dieta si detectamos algunos alimentos

que nos favorecen los gases

y hacer otras cosas que sabemos que van muy bien

para la digestión. Por ejemplo, el ejercicio físico,

formidable para la salud de nuestro cuerpo

y también de nuestro aparato digestivo.

A calzarse las zapatillas saliendo de casa

y buscando un destino saludable.

Si queréis un ejemplo, aquí va uno espectacular

a los pies de la montaña y con un patrimonio lleno

de historia: Manzanares el Real.

Sed bienvenidos, estimados huéspedes,

a este nuestro humilde ho...

-Querido, que este no es nuestro castillo,

es el castillo de la familia de los Mendoza.

Disculpad a mi marido.

Somos los encargados de cuidar el castillo de Manzanares el Real

en ausencia de nuestro señor,

el duque del Infantado.

-Hace más de 500 años, se construyó esta fortaleza palacio.

Es el castillo mejor conservado

de la Comunidad de Madrid.

-David, qué gusto escuchar a estos actores,

que parece que el tiempo se ha parado en el siglo XV.

-Totalmente.

Se pueden hacer visitas teatralizadas

los fines de semana y los jueves y viernes.

-¿Y cuál es el origen del nombre de Manzanares?

-El valle que podemos ver aquí,

que está ahora el embalse de Santillana,

se construyó a principios del siglo XX.

Lo que había era un valle de manzanos.

De ahí viene el nombre de Manzanares el Real.

-Hola, María Luisa. -Muy buenos días, Patricia.

Ahora mismo nos encontramos

en la parroquia Nuestra Señora de las Nieves.

Se construyó a finales del siglo XV.

Intervienen los mismos arquitectos que en el castillo de los Mendoza.

Como curiosidad, en el interior, tenemos un pozo.

Creo que os va a gustar. Manzanares está atravesado

por múltiples arroyos,

a pesar del río, todas las casas de Manzanares

tenían pozo en su época.

Controlaba esas subidas y bajadas del caudal.

(Campanadas)

Menudas vistas tenéis desde el campanario.

-Podemos ver la plaza del Ayuntamiento;

la maravillosa Pedriza al fondo;

el río Manzanares, que nace en nuestras montañas,

desemboca en el embalse de Santillana

y ahora mismo es una zona protegida

de edificación de aves, garzas, cigüeñas, somormujos.

-Hola, Emilio. Aquí huele de maravilla.

¿Qué nos estás preparando?

-Hola, Patricia. Esto es una ensalada vietnamita.

Ponemos una base de rúcula, le añadimos cebolla morada,

le ponemos fresas, arándanos, hierbabuena, cilantro,

un poquito de anacardo machacado,

tomate cherry y luego va todo con un "dressing"

de naranja y pasas.

Es muy fresquita, que, además, para la temporada

de ahora, de primavera, viene muy bien.

Y este es nuestro plato estrella:

el bacalao al douro.

Hemos hecho un revuelto con el bacalao,

con las patatas pajas,

con huevo y con un poquito de cebolla caramelizada, una base

de puré de boniato,

le agregamos unos dátiles

y un poquito de miel.

-Vaya pinta tiene, Emilio.

Y cargamos energías y de una manera muy saludable.

-Por supuesto.

-¿Qué deportes se pueden practicar en Manzanares?

-Al principio del camino en dirección al embalse,

hay unos ejercicios biosaludables.

La verdad es que son

muy visitados, sobre todo, por la gente mayor.

Bici, patines, senderismo, escalada.

-Estamos en un entorno,

como podéis ver, privilegiado, en la Pedriza

y lo que vamos a hacer es un bautismo de escalada,

es decir, no os tenéis que preocupar para nada

por el tema de la seguridad.

Vosotros tenéis que tratar de disfrutar

r de lo que es este deporte, ¿vale?

Lo que tenéis que tener en cuenta

es que se sube, sobre todo, con los pies y con las piernas.

Y las manos nos van a ayudar a equilibrarnos

y a podernos sustentar dentro de lo que es la roca.

-Al principio, es difícil. Pero la verdad es que luego,

una vez que llegas aquí, es estupendo, sobre todo,

por las vistas. Una pasada. Lo recomiendo.

Qué bien sienta hacer ejercicio,

y más todavía al aire libre y con el sol de la primavera.

Por la mañana tenemos más luz

y hay que aprovecharla, que dicen que estar a oscuras

y leer con poca luz es malo para la vista,

aunque tú, en cambio, doctor Fabiani,

dices en tu libro, te puedo hablar claro,

que eso es solo un mito.

Decir que leer a oscuras daña la vista

sería como imaginar que te diga alguien:

"No escuches música muy bajita

que se te daña el oído", ¿verdad?

Sería justo al contrario, ¿verdad? El exceso es lo que te puede dañar.

No daña la vista.

No te vas a volver con más problemas de vista,

lo que pasa es que no tiene mucho sentido,

también te lo digo, que, ya que vas a leer,

ponte una buena luz,

abre la ventana, enciende la bombilla.

No tiene mucho sentido leer a oscuras.

Si intentas leer con poca luz,

lo que sí ocurrirá es que se te cansará

en ese momento un poco antes la vista

porque estás forzando,

pero algo que se arregla dejando de leer un poco,

mirando al horizonte y dejando que la vista descanse.

Leer es una muy buena costumbre,

una costumbre estupenda, y debemos hacerlo lo más posible.

Pero, si lo vas a hacer, enciéndete una bombilla,

que es más agradable leer con luz.

¿Vale también para leer en una pantalla como esta,

como la de mi "tablet", que mucha gente acostumbra hacer

a cualquier hora del día?

El problema es que estamos

demasiadas horas del día con esas pantallas de "tablets",

de ordenadores, de teléfonos móviles, ¿verdad?,

constantemente retroiluminadas.

Tenemos que evitar el abuso de ese tipo de pantallas.

Respecto a la lectura, evitarlo, sobre todo, a últimas horas del día.

Sabemos que el uso de pantallas retroiluminadas

de este tipo, al final de la tarde

o al principio de la noche, pueden dificultar a la hora

de conciliar el sueño. Así que vamos a sacar una señal

de prohibido a leer utilizando esos dispositivos

a última hora del día,

pero a esos dispositivos,

no una señal de prohibido a leer.

Leer a última hora del día es algo formidable,

pero mejor en un buen papel,

en un buen libro, para evitar esa retroiluminación

que puede perjudicarnos.

Y así cuidamos los ojos desde fuera,

peor también hay que cuidarlos desde dentro,

doctor Fabiani, que la vista depende de los ojos.

Miriam, ¿no has oído de que lo importante está

en el interior? Claro que sí, tenemos que cuidar nuestra vista,

nuestros ojos, pero también y especialmente el interior

de nuestros ojos.

Concretamente, en el fondo de nuestros ojos,

lo que se llama "el fondo del ojo",

está la retina.

Y la mejor forma de cuidar la retina,

la circulación de esa parte tan importante

de nuestros ojos, está en cuidar nuestra tensión

y en controlar nuestra diabetes, en caso de que seamos diabéticos.

Así que eso es lo que tenemos que controlar,

recordando, lo hemos dicho mucho, que mucho ojo, que, cuando tenemos

la tensión un poco alta o el azúcar un poco alto,

muchas veces esto no da síntomas.

Tenemos que asegurarnos de que está bien controlado,

aunque no veamos los síntomas.

Y una forma excelente de cuidar nuestra tensión

y de cuidar nuestra diabetes es cuidar nuestra alimentación.

Muchas gracias, doctor Fabiani.

Vamos a cuidar los ojos comiendo bien,

empezando por el pescado. Nuestro experto en nutrición,

Aitor Sánchez, me está esperando en la pescadería.

Hoy apostamos por el pescado blanco,

tan blanco como azul es el mar.

A simple vista, Aitor, ¿podemos diferenciar

un pescado blanco de uno azul?

Sí, de hecho, uno de los trucos más sencillos

es fijarse en la cola.

Fíjate que tienen la colita un poco más plana.

Esto es para maniobrar bien,

para girar más, no tienen que recorrer

grandes distancias.

Y, en cambio, los pescados azules,

que también por eso almacenan más cantidad de grasa,

porque tienen que hacer grandes viajes,

tienen una cola en esta forma de flecha,

en esta forma de V, que nos da ya una pista

de que es un pescado azul.

¿Menos grasa significa que ese pescado

se va a digerir mejor? En líneas generales, sí,

pero tampoco es que el pescado azul sea

un producto que se digiere mal

o que sea pesado. ¿Y tienen menos proteína?

No, no necesariamente.

El pescado blanco y el azul tienen una cantidad muy similar.

Me fijaría, si nos preocupa la proteína,

en comprar pescado que sea fresco, que sea congelado, y no derivados.

Es decir, si nos vamos ya a los palitos de mar,

a esos sucedáneos de cangrejo,

el surimi, ahí nos vamos a encontrar

mucha menor cantidad de proteína.

José Antonio, ¿cómo sé que un pescado blanco,

por ejemplo, un rodaballo, es fresco?

Mira, se aprecia muy bien en la textura de la carne,

que esté durita; los ojitos, que tenga claritos,

la agalla, que esté bien rojita;

y el aspecto general.

Ayuda mucho también tener un pescadero de confianza.

Desde luego.

Como la naturaleza es sabia,

seguro que esta forma plana del rodaballo tiene algo que ver

con su modo de vida.

Sí, por supuesto. El rodaballo es un pescado plano

y pasa mucho tiempo en el fondo marino.

Sobre todo, en los salvajes, lo que buscan es mimetizarse

un poco con el entorno.

Y también tiene esta cola, no necesita hacer grandes viajes.

Y, de hecho, como pasa tiempo justo con la tierra,

a veces se dice que puede recordar un poco

la carne a lodo, a tierra, pero no es un sabor desagradable,

sino que es más bien algunos matices.

Es el turno ahora del cocinado,

que tenemos un alimento de muy buena calidad,

no lo vamos a echar a perder. Lo suyo sería respetar el producto

con una cocción que no modifique mucho.

Por ejemplo, la corvina se está empezando a utilizar mucho

en cebiches, también en "sushi".

El cabracho es muy típico para el pastel de cabracho

de toda la vida.

EL rodaballo, por su cobertura, puede tolerar muy bien el horno.

O la propia merluza, que a veces se hace en rodajas

a la plancha y por eso, como es fácil de cocinar,

es uno de los pescados también más consumidos en España.

Como ya sabía lo que me ibas a decir,

te he traído al puesto de frutas y verduras

para buscar la mejor guarnición.

Algo así rápido a la plancha,

podemos coger esos espárragos trigueros,

unas alcachofas al horno.

¿Que somos más cómodos y queremos algo rápido?

El brócoli o la coliflor al microondas quedan muy bien

y también en crudo. Estos propios guisantes tiernecitos

en crudo quedan muy buenos. O una ensalada con estas endibias.

Estas patatas "baby".

Pero también nos valen unas patatas normales.

O, si nos fuésemos, por ejemplo, a los cereales,

también podríamos añadir una guarnición de arroz.

Se nos está quedando un domingo redondo para tomar

un buen pescado blanco.

Bien cocinado, el pescado siempre está riquísimo,

pero hay mucha gente que no sabe comer pescado sin pan.

Mientras que acompañemos el pan con pescado, todo bien,

pero tomar pan con pan, ya sabes, es comida de tontos.

De tontos, no lo sé; de empanados, seguramente sí.

O de tener una empanada mental también cuando tomamos mucho pan.

Empanada mental. ¿Sabes de dónde viene esa expresión?

Sí, es muy curioso. Se acuñó hace ya un siglo

en el ejército porque los soldados,

después de comer, estaban empanados,

estaban cansados, lentos, porque tenían un empacho de pan,

que era la alimentación básica

del rancho. Y de ahí, esta expresión:

"empanado", "empanada mental".

Hoy en "Saber vivir" apostamos por las empanadas

y por sus hijas, las empanadillas,

sin ningún tipo de empanada mental,

que eso no nos gusta. Y menos cuando vamos al mercado

a comprar. Nunca tenemos que ir empanados

porque es cuando nos tiramos de cabeza a las empanadillas,

a las empanadas precocinadas, y no.

Vamos a despejar la mente y de qué mejor forma que cocinando

y metiendo las manos en la masa.

Venga. Voy a arremangarme,

como diría la canción,

las manos en la masa. ¿Cómo es esa canción?

# Siempre que vuelves a casa,

# me pillas en la cocina. #

Es que no canto muy bien, tú sí.

No, tú cantas mejor.

# Con las manos en la masa. #

Además, hasta puedes cantar y entrenar el canto cuando cocinas.

Esta canción de Vainica Doble y Joaquín Sabina

fue sintonía en un programa histórico

en TVE, "La cocina de Elena Santonja",

hace ya 37 años. ¿Dónde estaríamos tú y yo?

Ni pensadas. Imagínate también nuestros padres.

Ellos seguro que estaban en la cocina

porque antes se pasaba más tiempo cocinando que ahora

y era una ventaja para nuestra salud

porque se hacía más comida casera más saludable,

empezando por una masa de empanadillas.

Estoy deseando saber cómo has hecho la masa, para empezar.

Es mucho más saludable que una que podemos comprar

en el mercado. ¿Por qué? En primer lugar, el tipo de harina.

Utilizamos harina integral son salvado.

Y, en segundo lugar,

el tipo de grasa. Mientras que las que podemos comprar

tienen manteca de cerdo,

en nuestro caso, tenemos aceite de oliva virgen extra.

Mezclamos todos con un poquito de agua, huevo.

Es facilísimo de hacer. ¿Y el relleno? Cuéntame.

Tenemos salado y dulce.

Saladas: te propongo para un picoteo

unas empanadillas integrales

de atún con pisto.

Uy, qué bueno.

Aquí lo bueno es que podemos rellenar

las empanadillas de lo que mejor nos venga,

siempre con verduras y con un pescado azul, por ejemplo.

¿Y las dulces? Las rellenamos de una fruta.

Siempre aprovechamos el dulzor natural de las frutas

en los postres.

En este caso, una merienda dulce, es estupenda.

Hemos utilizado manzana,

que combina fenomenal con la canela,

un aromático que también nos recuerda a los sabores dulces.

Utilizamos nueces para el toque "crunchy"

que tanto nos gusta, y pasas. Qué ricas. Mira que son provechosos

los cereales. De ellos viene la masa

y de ellos viene la sémola,

la sémola del cuscús. Y así de rico lo cocinan

nuestro viaje por la cocina española,

que hoy llega hasta Melilla,

querida Melilla, tan lejos y tan cerca de nuestro corazón.

-Aixa, sémola de tres tipos. -Sí, de la parte dura del trigo.

-¿Con cuál hacemos el cuscús?

-¿Con el grueso? -O con el mediano.

-¿Plato trabajoso? -Un poquito, entretenido.

-Vamos a empezar, ¿no?

¿Qué es trabajar la sémola?

-Trabajar la sémola sería hidratar los granos que tenemos.

-Trabajarla es moverla, mezclar.

-Sí, hidratar todos los granos.

-Se nota ese cambio de color,

está más brillantito.

-Ahora le voy a echar el agua.

-¿El agua es fría?

-Sí.

-¿Cuánto tiempo estás trabajando la sémola?

-Unos diez minutillos.

-Ya lo tenemos, ¿no? No está seco y duro,

está un poco más blandito.

-Y sueltecito.

-Aixa, una cuscutera. -Tiene que estar perforado

toda la parte de abajo. -Si no, no entra el vapor,

con lo cual no hacemos nada.

-El recipiente de la parte de arriba de la cuscutera lo vamos

a poner al vapor.

-Las verduras, ¿cómo hacemos?

-Vamos a rehogar la cebolla.

Cuando veamos que ya ha cogido colorcito,

le vamos a añadir lo que es el tomate.

-Ahora, las especias.

-Vamos a añadir lo que es las verduras.

Vamos a empezar por las que son más duras,

que tardan más en hacerse.

-Han pasado como diez minutos aproximadamente.

-15 minutillos.

Ahora lo vamos a verter otra vez aquí.

Ahora lo que tenemos que hacer es otra ve hidratarlo con agua

y volver a trabajarlo.

-Aixa nos están enseñando en la Escuela de Hostelería

de Melilla. Por Europa, en la ciudad autónoma, promesa.

-Sí, sí.

Ahora vamos a añadir el calabacino,

lo que es la col.

-Perejil y cilantro van ahí.

Para ti, fundamental.

-Sí. Ahora le añado unos garbanzos que ya están cocidos

y sin piel.

-Aixa, después de la tercera vuelta del cuscús,

que han sido otros 15 minutos, se ve que ya está gordito, blandito.

-Añadirle nuestro caldito.

-Vaya mesa más bonita con dulces trigos del Rif.

Y esta otra maravilla.

-Hombre, esto es una sorpresa. -Sí, es una cebolla caramelizada

que hice para darle un toque.

-Vamos a darle, ¿no?

Anda, quita, que vamos a comer.

Gracias, Aixa.

-De nada.

Después de comer un plato tan sabroso

y tan saciante, ¿por qué apetece tanto

acabar la comida con un dulce?

Dulce, como el chocolate. Bueno, el chocolate es amargo.

Te refieres a que el chocolate negro

es amargo, ¿no? No, me refiero a que antes

solo teníamos un chocolate,

tan amargo como el cacao,

el cacao que trajo Cristóbal Colón de las Indias

hace ya 500 años y se lo llevó a la reina Isabel la Católica.

Como era tan amargo, lo mezclaban con canela,

con vainilla. Gracias a ese amargor,

se inventó el bombón,

que tanto nos gusta. Qué bien que se inventara.

¿Cómo fue ese proceso de elaboración del primer bombón?

Fue el maravilloso, me habría encantado conocerle,

pastelero de Versalles del rey Sol.

Para que no fuera tan amargo,

fundió el chocolate y en él bañaba frutas

que fueran muy maduras, muy dulces.

Así era más agradable de tomar. ¿Sabes qué pasó con el rey Sol,

que vas vestida como él?

¿Cómo? Como el rey Sol, como Luis XIV.

¿Qué pasó? ¿Sabes qué hizo cuando lo probó?

¿Qué? Dijo: "'Bon, bon'",

"bueno, bueno", "rico, rico". Bombón.

Seguro que muy ricos están también estos bombones

que has hecho al más puro estilo siglo XXI

en este caso. Exacto. Pero, en realidad,

se parecen mucho a los clásicos

porque hemos utilizado un chocolate negro 85 % de cacao.

A mayor porcentaje de cacao,

menor porcentaje de azúcar. Nos podemos animar a su amargor

porque los hemos rellenado

de una fruta. En este caso, arándanos.

Me encantan. Puedes, además, utilizar aquí

la creatividad. ¿De qué lo rellenarías? Frutas.

De Fresas. Genial, muy rico.

Sí. Frambuesas, el coco

va genial también con el chocolate.

Es tan sencillo como fundir el chocolate,

los ponemos en unos moldes de silicona para bombones,

hundimos la fruta, a congelar toda la noche

y mira qué cosa más rica. Algo más les habrás puesto,

los veo muy brillantes.

Esto tan brillante es porque hemos atemperado

el chocolate. En la cocina podemos tener

termómetro para tener y garantizar la seguridad

la seguridad de nuestros alimentos,

pero también para hacer las recetas más ricas,

como es el caso del chocolate. Hemos fundido este chocolate negro

a 40 o 50 grados y después lo hemos sacado del fuego

y hemos incorporado chocolate sin fundir

hasta bajar la temperatura a 30 grados.

Y así cristaliza mucho mejor

y queda tan brillante.

Deliciosos, Marta. Y, en la web de RTVE

y nuestras RR. SS. de "Saber vivir", podéis encontrar

todas estas recetas,

la de los bombones y también la de las empanadillas.

Y, si seguís navegando,

seguro que dais con un entrenador personal

y nutricionista tan conocido

como Àlex Yáñez De la Cal.

Atentos al consejo que nos dará para perder peso sin perder salud.

La alimentación más adecuada

es la dieta mediterránea,

una dieta alta en verduras, vegetales, legumbres,

aceites de buena calidad, como puede ser el de oliva,

y el consumo de pescado,

carnes, frutos, etc.

Esa es la mejor alimentación que podemos tener en nuestro país

y la que mayores beneficios tiene.

El ejercicio más adecuado

para la pérdida de grasa

es, sobre todo, el entrenamiento HIT,

es entrenamiento de "high interval training",

de intervalos de intensidad elevada,

junto con el entrenamiento de fuerza.

El entrenamiento de fuerza es el que nos va a propiciar

que tengamos una mejora de salud

y, además, que ayudemos a aumenta nuestro gasto calórico.

Con eso también evitaremos muchas patologías

que previene el entrenamiento de fuerza

y, además, ayudaremos a la pérdida de grasa.

Ejercicio y una buena alimentación

es la regla de oro para cuidar la salud

y así la sigue el gran Fernando Romay,

experiencia de vivir en primera persona.

Comer bien, y, cuando digo "comer bien",

no significa comer mucho, sino bien,

o sea, de forma saludable,

pegándote de vez en cuando tus alegrías,

eso es saber vivir.

Y yo procuro practicarlo.

¿Cómo lo practico? Me voy a un gimnasio

o a un box de "crossfit",

al Ragnarok, y ahí me pongo a hacer mis pesas

y reírme mucho de lo torpe que estoy

o de la poca fuerza que tengo, comparado con la gente de allí.

Fuerza tendrá menos que la gente joven, claro,

porque Romay tiene ya 61 años, pero seguro que gana en altura,

Jesús, a casi todos porque fíjate lo alto que es.

Es grande grande. Seguro que bota la pelota

mejor que yo. Te voy a explicar.

Fíjate si es grande

que esto es una foto a tamaño natural, 2,13 metros.

El techo del baloncesto español

hasta que llegó Pau Gasol, que, para que tengan referencia

los más jóvenes, mide dos centímetros más, 2,15.

Aquí le tienes. Era el gigante,

la referencia del equipo, era el muro infranqueable

para los rivales. Y tan muro. Con esa altura,

no creo que nadie se atreviera a entrar en la zona.

Te voy a dar un dato,

que lo tengo aquí, una estadística impresionante:

en una sola temporada, consiguió hacer 677 tapones,

incluido uno al mítico Michael Jordan,

que fue en los Juegos de Los Ángeles

con la Selección española.

Le hizo un tapón al mítico Michael Jordan.

Luego era un segurola con los tiros libres

porque tenía un 100 % de efectividad.

En ese sentido, también ayudó mucho para ayudar

a su conjunto, al Real Madrid,

a conseguir títulos y a la selección española.

En el Real Madrid, como seis o siete Ligas,

cinco Copas del Rey, ocho títulos internacionales,

ocho títulos europeos y una copa del Mundial de Clubes.

Todo eso lo hizo Fernando Romay

con la ayuda de sus jugadores, con sus compañeros del Real Madrid.

Gran deportista, ya nos lo estás explicando.

Pero quiero saber, porque lo conoces,

quién hay detrás de ese gran deportista.

Detrás de Fernando Romay,

con todo lo grande que es y todo lo alto que le ves,

hay una persona con un gran corazón,

casi tanto como el 56 que usa de pie,

que es dificilísimo encontrar zaparos del 56,

como puedes imaginar, con la misma dificultad

que puede tener para entrar en un coche.

Pero todo lo que tiene de grande también lo tiene de menos tímido

y de poco vergonzoso, porque se ha atrevido con todo.

Eso me lo creo. Lo hemos visto en techo,

y también a ti, en "Mira quién baila".

Sí. Te puedo decir que, en "Mira quién baila",

el baile no es solo baile,

es un deporte. Para que te hagas una idea,

en los cuatro meses que estuve en la temporada

que me tocó, estuve en la temporada de después

de Fernando Romay, perdí 7 kg y tenía agujetas hasta en el pelo.

Pregúntale a Helen Canadell.

Esta profe de baile.

Madre mía. (RÍE) Es que dicen, además,

que quien ama el deporte lo ama de principio a fin,

para toda la vida. Creo que Romay es un ejemplo en esto.

Romay lo ha amado desde el principio,

desde que se ha dedicado a él de manera profesional,

pero no solo lo ama desde ese punto de vista,

sino también desde uno social.

Él predica el deporte social para que lo practiquen, sobre todo,

los jóvenes, para que estén

en forma con el deporte, pero también lo recomienda

a las personas mayores

porque piensa que, si no hacen el deporte

en plan profesional como lo hacía,

hacer ejercicio también viene muy bien

para mantenerse en forma, para tener un espíritu alegre,

sonriente, para combatir muchas veces la soledad,

en fin, para que disfruten

como el niño que fue Fernando Romay,

que a los diez años medía el tío 1,85, imagínate.

Menudo niño. Fernando Romay, el grande,

grande de planta y grande de corazón.

¿Y qué es saber vivir para este hombre tan grande?

Respóndenos, Fernando.

Disfrutar de mi familia, disfrutar de mis amigos,

disfrutar de este sol, disfrutar de este clima,

disfrutar e intentar crear buen rollo.

El buenrollismo es fundamental.

O sea, vamos a ser buenrollistas para saber vivir.

Yo espero seguir sabiendo vivir como vivo.

Sabias palabras. Muchísimas gracias, Jesús,

por traernos su historia a "Saber vivir".

De nada. Un placer, como siempre, hasta la próxima.

Digamos sí al deporte

y sí a la vida sana y digamos no a los tóxicos,

porque la propia palabra ya nos invita a apartarlo

de nuestra vida. Pero, si os cuesta,

porque los tóxicos es verdad que enganchan,

atención a los consejos de nuestra profesora de "coaching",

Joana Fernández, para vivir libres

y vivir sanos. Feliz domingo y cuidaos mucho.

Una adicción es un hábito de consumo o de comportamiento

que nos perjudica. Por ejemplo, el tabaco,

el alcohol e incluso el móvil. Hoy vamos a compartir un método,

el método Freemind, que nos ayudará a dejar de fumar.

La adicción al tabaco tiene dos componentes principales:

uno físico, la nicotina,

y otro mental. El componente emocional

es más difícil de quitar.

Existen unas conexiones neuronales muy fuertes entre tareas

y en lo que es el hábito de fumar.

-Yo me veía totalmente incapaz

de dejar de fumar, tenía mucho miedo a fracasar.

Me uní a este curso un poco porque yo sola

me veía un poco incapaz.

-¿Cuáles dirías que son las principales claves

para que funcione vuestro método?

-La primera y principal

es que la persona quiera dejar de fumar.

-El rechazo al tabaco fue llegando solo a la cabeza.

-¿Cómo nos dirías que funciona el cerebro

cuando tenemos esa adicción al tabaco?

-Nuestro cerebro, en un 95 % de nuestra actividad

y nuestras decisiones, se realiza a nivel inconsciente.

Cuando ya hemos metido el tabaco como comportamiento inconsciente,

luego tenemos que aprender a eliminarlo.

-¿Cuáles son estas técnicas?

¿En qué consisten?

-El anclaje a un beneficio importante.

-Mi anclaje fue verme libre,

verme con salud.

-También generamos

neurotransmisores y hormonas apropiadas

con la utilización del humor,

con el ejercicio físico.

-Cuando creas que no puedas, crear tú tu propio entorno positivo,

crearte tú tu propia dopamina.

-Otra técnica es el autorregistro y la autovaloración de los cigarros

que vamos a fumar durante un periodo de tiempo.

-Y ahí te empiezas a dar cuenta

de los cigarros que te fumas a lo tonto,

sin necesidad.

-Son todo técnicas basadas

en el trabajo mental,

en la visualización, en el poder de nuestra mente.

-He sido capaz de dejar de fumar sin sufrir

porque he sido muy consciente

de saber que la dependencia no es tanto adictiva, sino que es

una dependencia, sobre todo, emocional.

Vamos a realizar una dinámica de "coaching"

basándonos en lo que acabamos de aprender.

Hola, Elena.

Me has comentado que quieres dejar de fumar.

-Sí, llevo tiempo intentándolo

y no lo consigo.

-Lo primero es ver qué motivación podemos tener.

-Cuando salgo a correr con mis amigo,

me ahogo; económicamente, al final, gastas mucho dinero.

-Ahora quiero que identifiques

cuáles son esos momentos en los que te apetece más

y no puedes dejar de fumar ese cigarrillo.

-Por la mañana, con el café

o cuando salgo en el descanso con mis compañeros,

a tomar algo con mis amigos.

-Me gustaría que sustituyeras esos momentos

por algo que te guste hacer.

-Con el café, un zumo de naranja.

En el descanso, una manzana.

Después de comer, un paseo.

-Muy bien. Es decir, que tratas de quitar ese cigarrillo

y poner una actividad que te motiva

y tu cerebro también lo va a interpretar como una recompensa.

Las claves son: pensar en los beneficios

que vas a obtener, identifica tus momentos de debilidad

y, por último, sustituye esa adicción

por un hábito sí saludable.

De esta manera, lograrás superar tu adicción.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Saber vivir - 18/04/21

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Saber vivir - 18/04/21

18 abr 2021

En este programa hablamos de los postres lácteos y la mejor opción de endulzante, descubrimos los efectos secundarios que tienen muchos medicamentos, aprendemos a preparar dos versiones de empanadillas saludables, una dulce y otra salada, y unos bombones de chocolate negro con arándanos para chuparse los dedos. Hablamos de cómo reeducar nuestro cerebro nos puede ayudar a ganar en salud y ser más felices, y repasamos la carrera del gran Fernando Romay.

ver más sobre "Saber vivir - 18/04/21" ver menos sobre "Saber vivir - 18/04/21"
Programas completos (451)

Los últimos 3.668 programas de Saber vivir

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios