www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3220558
Para todos los públicos  Insuperables - 20/07/15 - ver ahora
Transcripción completa

Yo creo que esto es, eh, celebración, alegría, jarana.

Yo he disfrutado como un enano. Impresionante.

El dominio de pectorales que tiene.

(RISAS) ¡Por favor!

(APLAUSOS)

Caritas no, que los débiles no me gustan nada.

Es que dices cosas implacables. Como yo.

"A mí los débiles no me gustan".

¡Muy bien!

Pobres criaturas.

(APLAUSOS)

Un día te voy a montar la del dos de mayo, como dice él.

(APLAUSOS)

La capacidad de enamorar con tu música y con tu voz

como un Pablo Alborán, pero la gestualidad de El Fary.

#Ay, carabirubí, carabirubá.#

(TARAREA) No, no, no.

Una bombona de oxígeno para Pitingo, por favor.

¿Tú has comido hoy lengua? A ver...

El gusano lo sé hacer yo. ¡Que te calles ya, Santiago Segura!

(SINTONÍA)

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

¡Muy buenas noches! ¡Bienvenidos una semana más

a "Insuperables"! El gran talent show de TVE.

Hay muchos artistas, muchos, buscando una oportunidad,

pero solo aquí tenemos a los que nadie puede hacer sombra.

En esta fase, 10 nuevos se harán con el escenario, pero solo tres

merecerán ocupar un sitio en el palco de

la Galería de los Insuperables.

Y, una noche más, nuestros aspirantes deberán demostrar

que merecen el gran premio de... ¡30 000 euros!

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

¿Pero quién juzgará a tanto talento junto?

Pues tres artistas que ya han demostrado

que no tienen pelos en la lengua:

¡Ana Milán, Santiago Segura y Pitingo, bienvenidos!

(APLAUSOS)

Miembros del jurado,

hasta ahora hemos tenido grandes alegrías,

pero también alguna lágrima.

En los tres programas que llevamos nadie, ninguno de vosotros,

ha accionado el interruptor, ¿será esta noche?

Yo espero que no porque me da mucha impresión,

pero nunca se sabe. Claro.

No, hombre, no, tiene que ser muy mala

la actuación para abortarla en medio de...

No sé, me parece... Pobres criaturas.

Me ha gustado lo que has dicho:

"Hay mucha gente con talento, tenemos a los que nadie..."

Creía que dirías: "A los que nadie quiere".

(Risas) No, Santiago, no,

aquí están los Insuperables. Exactamente.

Pero cada semana nos cuesta más.

Sí, es verdad. Te doy la razón, de hecho,

ya vemos que cada programa se va complicando

y que, cada vez, es más difícil decidir quién debe acceder

y quién debe estar en el palco de los Insuperables.

Mientras el jurado va calentando, repasemos la mecánica:

Tras cada actuación, el jurado valorará

con un voto positivo o negativo.

Si el artista consigue dos o tres vosotros negativos,

queda eliminado. Si logra dos o tres positivos,

se clasifica pasando a la Galería de los Insuperables

donde se encuentran los tres palcos que dan acceso

a la semifinal. ¿Y cuando esté llena?

¿Y cuando una actuación consiga clasificarse qué pasa?

Pues que toca hacer hueco. El jurado tendrá que sustituir

a un artista por otro o pedir un duelo

entre el nuevo candidato y uno de los que estaba ahí.

¡Ah! Y, ojito,

porque el jurado puede pedir la ayuda del público

en cualquiera de sus decisiones,

así que, por favor, un aplauso también para el público.

(APLAUSOS)

Además, nuestros aspirantes tendrán, por primera vez

una madrina que es toda una defensora de oro.

Es, con seguridad, la mejor gimnasta olímpica

del deporte español.

Con todos nosotros, ¡Almudena Cid!

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

¡Buenas noches!

¡Hola! Almudena,

un placer que nos acompañes esta noche,

además, yo creo que has podido estar viendo las actuaciones

y has visto que hay grandes actuaciones.

Hay nivel. Y, además del nivel, puedes dar

grandes consejos en actuaciones de tu materia.

Eso es, esta noche pasarán por aquí gente con mucho talento.

Tengo muchas ganas de disfrutar y verles en acción.

Te aseguro que, disfrutar, vas a disfrutar,

vamos a reír y pasar un rato estupendo.

Muchas gracias, por favor, puedes ir a tu asiento.

Gracias por acompañarnos hoy.

(APLAUSOS)

Y arrancamos con el turno de un acróbata francés que,

de tanto veranear en Benicàssim se enamoró de España.

Ha actuado en Las Vegas con El Circo del Sol,

pero quiso tomar su propio camino.

Si nombre artístico es Mateo Bolillo.

Vengo a "Insuperables" para que toda España me conozca

y para ir también más lejos durante la competición.

Empecé con la gimnasia desde que tengo ocho años

y, después, he hecho un casting para El Circo del Sol

y fue en Las Vegas durante cinco años.

La etapa en Las Vegas fue estupenda.

He tenido que actuar enfrente de 2000 personas cada noche.

Y, después, volví a Francia para crear unos números únicos.

Soy francés, pero mi padre es español.

Me siento más español

porque me encanta más la gente española.

¡Hala! (RÍE)

He actuado enfrente de Britney Spears,

Madonna, Michael Jackson,

¿pero seré capaz de actuar enfrente de Santiago Segura?

(APLAUSOS) (RÍE)

(MÚSICA INSTRUMENTAL LENTA)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

(MÚSICA ELECTRÓNICA)

(MÚSICA INSTRUMENTAL LENTA)

(APLAUSOS)

(MÚSICA ELECTRÓNICA)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

Me siento genial.

He hecho mi número

perfectamente y le he gustado al público

y a todos. Es perfecto para mí.

Enhorabuena, ¿eh?

Mi más sincera enhorabuena porque has estado brillante.

Yo no sé, si ensayas en los parques

los niños debe alucinar, pero las mamás de los niños

tienen que estar... (RÍE)

Por eso lo hago.

¿Por eso lo haces? (RÍE) Bueno...

A ver qué opina nuestro jurado. Santiago.

Bueno, a mí me ha fascinado totalmente,

me ha parecido impresionante,

eh, el dominio de pectorales, además, que tienes, ¿eh?

Para arriba y para abajo. De hecho...

(RISAS) Yo, como siempre estoy pensando

en espectáculo, eh, lo he visualizado de repente:

Si te juntas con Pitingo y él taconea

y tú, al ritmo, mueves los pectorales,

os hacéis una gira por Las Vegas.

Santiago, no des ideas porque aquí se puede hacer todo.

No deas ideas. Me gustaría que lo probaran.

Me gustaría verlo.

Vamos, ven. Amiguete.

(APLAUSOS) Vamos, Pitingo, por favor.

Santiago...

¿Pero que taconee y que él haga algo con las tetillas?

Claro, al ritmo. Tú te pones al lado, taconeas,

y al ritmo. O sea, tú taconeas

y él mueve los pectorales.

(APLAUSOS Y RISAS) ¡Ay, por favor, ay, por favor!

¡Espera, que no lo he visto!

A Carolina le ha gustado esto, a ver.

A ver, así se ve mejor, ¿no?

A ver, ahí. Venga.

(RISAS) ¡Ay, por favor!

(APLAUSOS) Qué alegría.

Bueno, utilizo los pechos siempre durante cada espectáculo.

Es mi, digamos, marca de fábrica.

Insuperable. Es impresionante,

de verdad, os están esperando en Santa Cruz de la Zarza

para esa gira que hay que empezar. Al margen de eso,

me ha impresionado, es una especie de mezcla

entre la rueda americana y los aparatos

de tortura de Torquemada. O sea, el dominio que tienes

me ha sorprendido gratamente.

Ana. Gracias.

Hola, Mateo, enhorabuena porque, además, este artilugio

lo has inventado tú, ¿no? Sí, sí.

Me ha hecho gracia que eres una especie de "Mad Max"

y "50 sombras de Grey".

(APLAUSOS Y OVACIÓN) Estás ahí con los pectorales.

Ya veo que lo habéis leído, ¿no?

Perdona, que tengo que estar un ratito aquí.

A mí no me gustó, me pareció ciencia ficción,

pero bueno. Pitingo.

A mí me ha gustado mucho.

Me ha parecido diferente,

aparte, que hayas fabricado tú ese artefacto,

no sé cómo lo llamas.

Es una rueda de equilibrio.

Rueda de equilibrio. Un número potente,

lleno de fuerza. Las vueltas que has dado

me han parecido increíbles.

Es de superhombre hacer todas esas cosas,

hay que tener mucha fuerza y, aparte, me gusta ver

a personas bajitas y...

Y con esa destreza, ¿no?

(RISAS) ¿Te gusta?

Me gusta, me gusta.

(APLAUSOS) Gracias.

Reivindico a los bajitos. ¿Qué tiene que decir Almudena?

No lo voy a tener muy difícil por lo que veo.

Has estado maravilloso, una calidad técnica estupenda.

Se notan muchísimo tus años de experiencia también

en El Circo del Sol. Lo que más me gusta de él

es cómo un deportista de élite o gimnasta que has sido

durante muchos años, después, coge, se recicla,

crea su propio show, su propio espectáculo

y es un tío emprendedor. Es lo que más me ha gustado

aparte de este aparato que es muy creativo,

muy diferente, una combinación de las paralelas

de la gimnasia artística

con la rueda. Creo que es lo que más

hay que valorar de Mateo hoy.

(APLAUSOS) -Muchísimas gracias.

Las valoraciones fueron buenas. Después de lo que ha dicho

tu madrina, a ver si esto lo recoge el jurado

y lo utiliza para las votaciones.

Santiago. Pues aunque solo sea

por el número este que han creado aquí

de pectorales a ritmo de taconeo de Pitingo,

yo te doy un sí descarado.

Sí. Gracias.

(APLAUSOS) Hemos empezado muy bien. Ana.

Bueno, por nuevo, por innovador... Sí.

Bueno, ya tenemos dos síes, con lo cual

(APLAUSOS) debes estar contento pero,

Pitingo, ¿qué dices? Que sí.

Que sí. Muchísimas gracias.

¡Un pleno! Tres síes.

(APLAUSOS Y OVACIÓN) Muchísimas gracias,

vas a estrenar hoy ese palco de los Insuperables.

Por favor, accede a él de momento.

Gracias. Queda mucho programa por delante.

Pues no sé lo que va a pasar, pero espero que me quede ahí

hasta el final.

El siguiente grupo viene a poner un poco de ritmo al plató.

A los 16 años se hacían llamar Los Berberechos en su Salsa

y, con los años, no han perdido el buen humor.

Empiecen a dar palmas con Los Desmadraos.

Los Desmadraos somos una agrupación de rumba flamenca catalana

y queremos fomentar la rumba clásica de siempre.

La rumba que se hace desde la cuna la hacemos igual,

no le metemos más. -La nuestra es auténtica. ¡Ole!

-¡Ole!

-Somos una familia rumbera, entonces, nos juntamos con músicos,

unos gitanos catalanes rumberos de siempre

que han tocado con gente... Pues los más grandes.

-Empezamos como de cachondeo, ¿no?

Y mira donde hemos llegado.

-¿Que si tememos al jurado? ¿Van armados?

(RÍE) Estás iluminado.

-Si nos conocieras en una juerga con las guitarras,

sabrías por qué nos llaman Los Desmadraos.

-¡Todos invitados a bailar con Los Desmadraos!

(DAN PALMAS Y JALEAN) #¡Marcha, marcha!

#¡Queremos marcha, marcha!

#¡Marcha, marcha! ¡Queremos marcha, marcha!#

(APLAUSOS) #La noche del hawaiano yo

#le dije a mi Lola.

#La noche del hawaiano que...

#que no venga sola.

#Tú tienes cuchillo charlatán y yo llevo pistola.

#La noche del hawaiano yo le dije a mi Lola:

#"Baila, bailaora, para que veas tú, para que,

#para que veas tú, para que veas tú, para qué,

#para que vea yo. Para que, para que,

#para que veas tú, para que,

#para que vea yo. Para que, para que,

#para que veas tú, para que,

#para que vea yo".#

#La noche del hawaiano

#ay, yo...

#Que yo le dije a mi Lola

#que tenga cuidado mi hermano que si él tiene cuchillo,

#yo también tengo pistola y que...

#Que li, que li, que li, que li, po, po, po, po.

#Que mi cielito, po. Que li, que li, que li, que li.

#Po, po, po, po, po, que mi cielito, po.

#Po, po, po, po, que mi cielito, po.

#Po, po, po, po, po, que mi cielito, po.

#Po, po, po, po.

#La noche del hawaiano yo le dije a mi Lola.

#La noche del hawaiano que, para que no venga sola.

#Tú tienes cuchillo charlatán, yo tengo pistola.

#La noche del hawaiano yo le dije a mi Lola.

#"Baila, bailaora, para que veas tú, para que,

#para que vea yo, para que, para que,

#para que veas tú, para que,

#para que vea yo. Para que, para que,

#para que veas tú, para que,

#para que vea yo. Para que, para que,

#para que veas tú, para que,

#para que vea yo".

#La noche del hawaiano...

#Ay, que...

#Que yo le dije a mi Lola

#que tenga cuidado mi hermano que dice

lleva cuchillo y yo también tengo pistola y que...

#Chiquipaun, paun, paun, paun. Chiquipaun, paun, paun, paun.

#Chiquipaun, paun, paun, paun.

#Chiquipaun, paun, paun, paun. Chiquipaun, paun.

#Chiquipaun, paun, paun, paun. Chiquipaun, paun, paun.

#Chiquipaun, paun, paun, paun. Chiquipaun, paun, paun, paun.

#¡Paum, paum, paum, paum!#

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

Muchas gracias.

Nos hemos sentido muy bien, la verdad, porque, además,

la gente ha respondido mucho, Pitingo se ha levantado a bailar

con Almudena y ha sido grato porque la rumba tiene alegrías.

Si no la transmitiéramos haríamos otra cosa.

¿Cómo es que cantáis rumba sentados?

¿No os dan ganas de salir y arrancaros a bailar?

Sí, dan ganas, sí. Dan ganas, ¿eh?

Seguro que al jurado también. Ana.

Hola, chicos. Bueno, lo primero que quiero decir

es que la misión fundamental del arte es hacérnoslo

pasar muy bien, y lo habéis conseguido.

A mí me habéis hecho muy feliz y he estado moviendo, eh...

Los flecos. He estado "tiqui, tiqui, tiqui".

Sí, parezco un pollo cuando los muevo, no es por nada.

Vamos, que muy bien. Gracias.

(APLAUSOS) Pitingo, a ver, experto en materia.

Yo me he puesto hasta a bailar, ¿no?

O sea, que... Ole.

Me ha parecido maravilloso.

Aparte, yo soy de la gente que reivindica la rumba catalana

porque yo creo que es un género que hay dar

a conocer en todos lados del mundo.

Tuve la suerte de trabajar con Peret

y que viva la rumba y viva vosotros.

¡Ole, qué grande! Gracias, Pitingo.

(APLAUSOS) Santiago.

Yo es que yo creo que esto es... Celebración, alegría,

jarana, eh, cachondeo de alguna forma, o sea,

alguien rumboso es alguien generoso,

al público le ha alegrado. Lo que sí os he visto es eso,

ahí sentaditos poco desmadrados, o sea, les podéis contratar

en celebraciones familiares, o sea, que desmadrados, eh...

Se desmadran a partir de la tercera.

¿De la tercera copa o de la tercera rumba?

¿Cómo te llamas? Jack.

Jack, tienes una cara de sinvergüenza.

(RISAS)

¿A que sí? Bueno, que el resto no andáis mal tampoco, ¿eh?

(RISAS) Mirad qué madrina tan guapa tenéis,

seguro que tiene algo que deciros.

Mira, yo no entiendo de cante, pero el público

se ha puesto en pie... Han dicho... Perdona.

Os he oído. Han dicho: "Uf, me muero".

Y ha dicho el de atrás: "Uf, me muero".

Pero si yo no valoro, los que valoran son ellos,

yo los defiendo. Porque estás buena.

¡Ah! ¡No, claro!

(APLAUSOS) ¡Ay, que me muero!

¡Bueno, los protagonistas son ellos!

Menos mal que Ana traduce vuestros sentimientos.

Acércate, ponles un poco nerviosos, un poco de tensión ya.

No, que habéis levantado a todo el público y se ha visto.

Mira cómo agarra, mira, mira, mira, mira.

Lo has pillado, ¿eh? Me ha encantado,

para una noche de verano tomándonos un refresquito

en una terraza sois maravillosos y tenéis que darle

una buena valoración, por favor. -Guapa.

-¡Hombre, público! ¿Qué?

(APLAUSOS) Me parece estupendo,

haciendo presión para el voto positivo.

Lo que yo pienso lo piensa el público, ¿no?

(PÚBLICO) ¡Sí! -¿Ves?

Bueno, pues vamos a ver. Me quedo al lado de ellos.

Te puedes quedar, que van a estar más a gusto

y mucho más contentos. A ver, Ana.

Un sí como una casa para vosotros.

(APLAUSOS)

Pitingo.

Yo he disfrutado como un enano, la verdad.

Un sí como una casa también.

(APLAUSOS) ¡Bueno! Empezamos con un jurado

muy positivo esta noche. Santiago.

Me pregunto por qué se dice "disfrutar como un enano",

¿por qué son los reyes del disfrute?

Pero que también, que también...

Que les iba a dar un sí, pero con Almudena al lado

os doy un resí. ¡Toma!

¡Bueno! Me voy a levantar

(APLAUSOS) en todas las actuaciones.

Hemos tenido buen arranque de programa.

Podéis subir y acceder al palco de los Insuperables,

os lo habéis ganado. Esto va cogiendo forma.

Santiago nos ha dicho que no somos muy desmadrados.

Santiago, ¿dónde estás? Que se venga un día de juerga

y te vas a enterar de si lo somos o no.

(RÍEN)

Tenemos un jurado que hoy viene contento, viene positivo.

Muy bien, Santiago. Estando eso vacío da pena.

Que se llene, ya los vamos echando.

Está cogiendo vidilla, está cogiendo calor.

Se definen como unos frikis de la magia.

Mezclan sus trucos con una simpatía innata

en el escenario. Llega el turno de Lluc & Lluch.

Mi nombre es Lluc. -En mío Andrés Lluch.

-Juntos somos... (AMBOS) Lluc & Lluch.

-Este dúo artístico se forma

a través de un grupo de cuatro magos.

Con el tiempo, el grupo se paró

y decidimos juntarnos para hacer este dúo.

Veíamos que entre él y yo había feeling

y encajamos muy bien a la hora de hacer los juegos y todo,

de transmitir a la gente.

-Bueno, siempre intentamos diferenciarnos del mago típico,

esa figura de chistera, capa, varita, ¿no?

-Nuestro sueño es poder dedicarnos

a las grandes ilusiones en la magia

pero, de momento, nuestra ilusión

es poder triunfar aquí hoy, en "Insuperables".

(APLAUSOS) ¡Gracias!

(APLAUSOS)

(MÚSICA POP ELETRÓNICA)

(PALMAS)

(MÚSICA POP ELETRÓNICA)

(PALMAS)

(MÚSICA POP ELETRÓNICA)

(PALMAS)

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

Enhorabuena.

Os estaba viendo y decía: "Si nos pudiéramos cambiar

tan rápido de conjunto, nos metemos ahí dentro".

Qué contentos estarían nuestros maridos.

(RISAS) Eso sería maravilloso.

Santiago, ¿qué opinas?

Me ha gustado el dinamismo, la energía que tenéis.

Luego, esa especie de renovación de la magia tradicional,

parezco más mago yo que vosotros ahora.

O sea, ese rollo de ir vestido sport,

llevar un gorrito, tal, o sea, quitar un poco de importancia

a la cosa escénica esa de las plumas,

las lentejuelas del mago tradicional.

Pero el truco es el del siglo XVIII,

creo que empezó Houdini con él, o sea, lo he visto muchas veces,

pero quitando eso me ha encantado.

Pitingo. Bueno, a mí me ha gustado mucho,

pero... Yo hice un programa de magia

con muchísimos magos, vamos, los mejores del mundo, ¿no?

Y he visto muchísima magia y he visto, eh...

Números que me han sorprendido, que me han puesto

los pelos de punta y esto es lo que me ha faltado quizás aquí.

No me ha emocionado lo suficiente.

Lo único. Ana.

Yo me he divertido mucho

y lo único que he echado en falta y espero que suceda

si llegáis a la semifinal,

es que os modernicéis. ¿Qué quiero decir con esto?

Que ya sabéis hacer un clásico y qué más tenéis que aportar.

Me da mucha pena cuando gente que es tan buena como vosotros,

que sois muy buenos, no innova, no va un poco más allá.

Me falta que, con la edad y el talento que tenéis,

deis un pasito más.

Pero lo he pasado fenomenal.

(APLAUSOS) Bueno, hemos pasado, seguro,

un muy buen rato. Vamos ahora con este subidón

que seguro nos dará vuestra madrina. Almudena.

Yo lo he pasado muy bien, habéis estado superdinámicos,

me ha alucinado, no sé cómo lo habéis podido hacer.

Entonces, eso lo he valorado mucho. Desde aquí...

Claro que sí. Sí.

(APLAUSOS) Entonces, Santiago, tu votación.

Está muy bien lo que habéis hecho, o sea, que sí.

(APLAUSOS) Ah, muy bien. Pitingo.

Mira, yo os tengo que dar un no, pero os lo explico.

Os doy un no, no para que os desaniméis,

sino para que sigáis luchando y sigáis aprendiendo

y, así, el marrón se lo come Ana ahora.

Claro. Efectivamente,

tenemos un sí, tenemos un no y, yo creo, que si a Ana

le ponemos un poco de carita, a lo mejor conseguimos un sí.

Caritas no, los débiles no me gustan, caritas no.

Caritas ya me ponen mis hijos y voy que me mato, lo sacan todo.

"Los débiles no me gustan nada". Los de "pongo carita" no.

Pero, vamos, eres terrible. Tampoco te pongas de duro,

que no me vas a gustar tampoco, así que déjalo, lo dejamos así.

Escúchame una cosa, cada vez que hablo me interrumpe.

Es que dices cosas implacables. Como yo.

"Los débiles no me gustan", ahí. ¡Yo no pongo esa cara!

Eres un sargento. Yo no pongo esa cara.

Chicos, no empecéis a discutir, estamos al principio del programa.

Como entra al trapo, me hace gracia.

Perdón, no vuelvo a... Ana, tu valoración.

Me ha encantado vuestra rapidez en el cambio, la expresividad,

por lo tanto, tenéis un sí. ¡Bueno!

(APLAUSOS) Yo os recomiendo que,

antes de que se lo piensen más, por favor, subid al palco,

el palco de los Insuperables.

(APLAUSOS Y OVACIÓN) Puede ocurrir que pasemos

al siguiente o puede ocurrir que nos echen

o puede ocurrir que hagamos el duelo

en el que intentaremos dar el 100% no, el 150%

y que digan: "Estos chicos sí que son Insuperables".

-Somos un grupo de chicas que hacemos gimnasia rítmica.

Somos de un club de Zaragoza

y este conjunto lleva junto tres años y vamos a presentar

el ejercicio que llevamos haciendo en esta temporada.

-Si consiguiéramos pasar a la segunda fase del programa,

el dinero que conseguiremos lo usaremos para gastos

del campeonato de España. Son gastos que siempre

han tenido que afrontar nuestros padres pues,

por una vez, queríamos ayudarles.

-Tenemos miedo de colgar un aro en un foco

o darle con una maza, porque más de una vez

se ha colgado y pierdes bastante tiempo en bajarlo.

-Lo que nos hace Insuperables es el empeño que le ponemos,

la fuerza y lo que disfrutamos haciendo lo que hacemos.

(APLAUSOS)

(MÚSICA INSTRUMENTAL)

(MÚSICA LATINA INSTRUMENTAL)

(PALMAS)

(MÚSICA ELECTRÓNICA)

(PALMAS)

(MÚSICA LATINA)

(PALMAS)

(MÚSICA ELECTRÓNICA)

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

¡Pero qué guapísimas estáis! Vamos a apretarnos un poquito.

Vale. Guapísimas. ¿Cuántas horas entrenáis

para hacerlo así de bien?

Para lo que es este deporte pocas, la verdad,

dos horas dos días a la semana.

Dos horas dos días a la semana, bueno, pues os cunde mucho.

La verdad es que sí. A ver qué dice Santiago.

Estoy encantado.

Las chicas estas qué alegres, divertidas, además,

ha estado muy entretenido: "A ver si se cae algo".

(RISAS) Venga a tirar cosas para arriba,

yo digo: "A alguna le da en la cabeza",

o sea, está... Y, luego, según la música,

cambiabais bien de expresión. La música era así

y cara de velocidad, luego así, felices y tal.

Yo tengo que decir, Carolina, un secreto, está feo que lo diga

pero, generalmente, al padrino o madrina que ponemos aquí

yo no le hago ningún caso, o sea, me es indiferente,...

...siempre dicen lo mismo pero, en este caso, claro,

Almudena lo que diga va a ser fundamental

en mi valoración. Tenemos que escucharla.

Cuatro olimpiadas, sabrá si lo hicisteis bien o como el culo.

(RISAS)

Pitingo.

Me ha faltado un poquito de...

De, pues eso, de horas, o sea,

lo habéis dicho vosotras mismas, ¿no?

Con los seis minutos estos me ha parecido suficiente.

No, no, no los seis minutos, qué hombre este, hay que ver.

Qué hombre, ¿eh? Ah, ¿que ensayen más?

Qué duro es Pitingo, quiere, como esta, ocho horas diarias.

Hombre, me refiero, a que es una...

Es una disciplina y, como tal, hay que dedicarle tiempo.

Que hay que... Hay que echarle más horas, ¿no?

Un poco descoordinadas también he visto cosas,

no habéis llegado bien al final.

Hombre, tú sabrás más que yo, bastante más que yo.

Bueno, pero... Pero...

Yo me he quedado un poquito frío.

Bueno, vamos a ver, porque esto es la opinión.

Luego veremos qué pasa en las votaciones.

Ana. Hola, chicas.

Bueno, sois preciosas, sois alegres, expresivas,

lleváis unos maillot, yo creo, de los más bonitos que he visto

en mi vida, guapísimas. ¿Tendrán mi talla?

(RISAS) No, ¿no? No las fabrican.

Dan de sí, dan de sí, pero no tanto, cariño, no tanto.

Si la tienen, Santiago, va a ser un punto

verte vestido de esta guisa. Podemos conseguir muchas cosas,

no des ideas. Si llegan al final las chicas,

me solidarizo y me pongo el maillot.

(APLAUSOS) Te vamos a tomar la palabra.

Ana.

Bueno, eh, bien es cierto que, cuando vemos esta disciplina

por televisión o en campeonato en directo,

siempre vemos la perfección. Con cuatro horas

a la semana, a mí me parece un prodigio lo que hacéis.

Frente a grandes campeonatos, que es a lo

que tenemos acostumbrada la retina,

ha habido fallos que han sido visibles, ¿no?

Que sí, se ha caído una maza. ¿Se llaman mazas?

Sí. Una maza y demás.

Y, bueno, eh...

Esto por ahora. Pero guapas estáis como vosotras solas.

(APLAUSOS) Creo que es importante ahora

escuchar la valoración que vosotras, imagino,

estaréis como locas por escuchar.

Yo me voy a levantar, me pongo al lado de ellas.

Eh... Chicas, comparto con el jurado

la felicidad que irradiáis, que es lo más maravilloso

del deporte, que uno disfrute haciendo lo que le gusta.

Es verdad que hay que trabajar mucho,

hay que mejorar cosas pero me encanta ver que...

¿Pero lo han hecho bien, Almudena, o no?

Tiene mucha razón Ana que, para las horas que ellas invierten,

en proporción a lo que han hecho, han hecho un buen ejercicio.

Además, hay que tener en cuenta que este tapiz no mide 13 por 13,

han tenido que reducir la amplitud de sus movimientos.

Los aparatos no pueden coger la altura porque

daríamos en los focos y te caerían en la cabeza.

Ay, pues mira a ver si los tiráis un momentito para arriba.

(APLAUSOS Y RISAS) A ver...

Santiago, es que tú puedes probar, si quieres,

toquetéame un aro, prueba con un arito

y nosotras vamos a decorarle, ¿eh?

Un spagat en semicírculo. La maza, si no lleva fuego,

no me interesa. En semicírculo.

Y enfocamos a él para que todos se fijen en Santiago.

¿No te animas, Pitingo? Lo tiro para arriba,

a ver si lo coges. Seguro que se te da bien.

Muy bien, chico, muy bien. Inténtalo.

Yo ensayo cero minutos a la semana, que lo sepáis, que también...

¡Un momento, me va a dar! (GRITA) ¡Ah!

(RISAS) He matado a dos niñas,

no pasa nada. Mira a Almudena, con el taconazo

que lleva, haciendo eso. Pitingo, va.

No, no. ¡Ay! ¿Has visto? Lo ha cogido.

(APLAUSOS) ¡Muy bien, muy bien!

¿Veis las caras que ponéis? Ellas con una sonrisa

de oreja a oreja. Tú ábrete de piernas.

¿Así? Venga.

(RISAS) ¡Muy bien!

(APLAUSOS) Mira, mira...

Válgame el Señor.

Un fuerte aplauso para el jurado. Muchísimas gracias.

Santiago, tu votación, por favor.

Yo... Almudena, ¿tú crees que merecen un sí, no?

Dales un sí. Cuatro olimpiadas,

¿cómo voy a decir algo contrario a ella?

Tenéis mi sí más entusiasta.

Muy bien, hemos empezado con un sí.

(APLAUSOS) A ver cómo continuamos, Pitingo.

Bueno, yo es que

pensando, viendo y mirando lo que hay en la Galería,

no creo que haya que bajar a nadie para poner a otra persona, ¿no?

O sea, no me ha emocionado de esa manera.

Me parece muy difícil lo que hacéis,

pero no puedo bajar a nadie de ahí...

Seis chicas por un chico, no está mal.

(RISAS) Ya, pero no...

Piénsalo, Pitingo, que... Lo siento, pero es un no.

Perdonadme. Tenemos un sí, tenemos un no.

Me parece, Ana, que tienes en tu mano

el poder de cambiar las cosas tanto de los del palco

como de estas chicas que están aquí.

Bueno, chicas, me pasa lo mismo que a Pitingo

no puedo bajar a nadie donde veo... ¡Oh...!

(RISAS)

Pero, pero... Un día te voy a montar

la del dos de mayo, como dice mi amigo.

No os puedo bajar porque sería injusto,

hasta para vosotras. Mira sus caritas.

¡Que te calles ya, Santiago Segura!

Pero... ¡Llévate...! ¡Carolina!

Mira, voy a conseguir, en lo que nos queda de programa,

una caja de mago que podamos meter a Santiago

y que desaparezca durante un rato, ¿vale?

¡Por favor! Carolina, que bajen

y lo hagan desaparecer. Porque nos encantaría,

de pronto, tener una cajita y decir: "A la caja",

y ahí quieto calladito, que no se te escuche.

Carolina, ¿no te dan pena? Me dan penilla.

Cuatro horas a la semana con lo del arito.

Creo que deben estar en el palco de los Insuperables,

pero no es mi responsabilidad es de Ana.

Qué fácil, qué fácil, mi hermana.

Mira cómo se lo ha quitado. Bueno, que sería también injusto

para vosotras porque sería llamaros Insuperables

cuando tenéis mucho que superar a base de trabajo.

Yo lo que espero es volver a veros

con muchas más horas de trabajo en el cuerpo, ¿vale?

Eso lo entendemos como un... Como un no, Mario.

Claro. ¡Oh...!

Ha estado muy bien, chicas.

(APLAUSOS) Lo siento.

Ha estado muy bien, luego os veo.

Gracias, lo habéis hecho superbién.

-Sí que se nos queda esa espinita de no haber podido pasar

a la siguiente fase pero, sobre todo, lo que dice el jurado,

seguir trabajando, seguir mejorando

y el siguiente es en nacional, al que queremos ir.

Si lo conseguimos, estaremos contentas

de haber vivido esta experiencia y conocido a Almudena Cid

y a todo el mundo. Bueno, no ha podido ser.

Se viene a enfrentar al jurado tan solo armado con una guitarra.

Compone, toca, canta y sus padres le apoyan sin límites.

Un aplauso para Ginés.

(APLAUSOS)

He trabajado de socorrista, de pizzero,

de organizador de torneos de fútbol,

pero siempre compaginando con la música.

El arte me viene de mi familia por parte de madre y de padre,

casi todos trabajan de cantantes.

Para mí, actuar delante de Pitingo es un sueño.

Pitingo es como, bueno, el primero que me ha hecho

mirar la música de otra manera.

Que no sea o flamenco o soul, quería fusionar eso,

y ahí está Pitingo y, encima, lo hace muy bien.

Es mi artista favorito.

Yo soy cantante y vengo a cantar, pero también soy socorrista

y, si alguna chica se desmaya

al escucharme o al verme, la puedo salvar.

(APLAUSOS) (RÍE)

(MÚSICA DE GUITARRA)

#Nada es para siempre, amor.

#Hoy nos toca compartir la misma Luna

#y mañana quién sabrá

#si hay una separación o habrá fortuna.

#Nadie sabe amor,

#nadie sabe qué podrá pasar mañana.

#Quiero amarte hoy,

#quiero abrir toda la puerta de mi alma.

#Te quiero...

#Quiero abrirle al corazón

#una ventana.

#Esto es amor,

#es tan grande

#que no cabe en mis mañanas, no...

#Quiero amarte hoy,

#quiero amarte hoy

#por si no hay mañana.

#Quiero amarte hoy.

#Quiero amarte hoy

#por si no hay mañana.#

(TOCA LA GUITARRA)

(APLAUSOS Y OVACIÓN) Gracias.

Me he fijado en que Pitingo se ha levantado antes que todos

y eso, la verdad, es importante para mí.

(APLAUSOS Y OVACIÓN) Es un placer escucharte, ¿eh?

Cómo me gusta a mí una voz y una guitarra,

nada más. Me ha encantado.

Muchas gracias. ¿Cómo ha sido esta experiencia

de cantar ante tu ídolo? Pitingo para ti es muy especial.

La verdad es que sí. Ponte de pie, ven.

Ven conmigo un poquito aquí.

Nos vamos a acercar aquí, aquí.

¿Qué se siente? Que me escuche un grande

me alegra y me motiva,

la verdad. Muchas gracias.

Ana Milán te desmotiva un poco, ¿verdad?

(RISAS) No, que es broma.

Oye, me ha parecido muy previsora la letra,

me ha encantado "quiero amarte hoy

por si no hay mañana". Es importante,

es una letra previsora. Se lo recomiendo a todos.

(RISAS)

Y, luego... Pitingo.

Pitingo... A ver...

(BALBUCEA) ¿Has comido hoy lengua?

¿Has comido lengua hoy? No paras. Estoy muy emocionado

porque nunca había visto que el público se cimbreara,

he visto juncos al viento. Muy bien, señoras.

Qué pesado es. ¿Qué le pasa hoy?

El ídolo de Ginés es Pitingo,

vamos a empezar por su valoración,

estará deseando escucharla. Que no te interrumpan,

pensaba que eras Ana. Llegaremos a Santiago.

Pitingo, cuéntanos. Bueno, lo que hace él con la voz

es muy difícil. Yo lo conozco bien

porque es una mezcla de

giros aflamencados con soul latino, ¿no?

Aparte, me has recordado a veces a los Boyz II Men,

los has escuchado mucho, ¿verdad?

Me ha impactado, la verdad, porque no es nada fácil

hacer las dos cosas, es muy difícil colocar la voz así

y no irte en un giro, ¿no? ¿Tú cantarías algo conmigo?

(RÍE) Sí, por favor.

Di que sí. Claro que sí.

Claro que sí, por favor.

(APLAUSOS) Es que me gusta, me gusta mucho.

¡Qué bonito! ¡Claro!

(TOSE)

Un abrazo.

¡Ole! Un fenómeno.

Tú sí que eres un fenómeno. ¿Qué tema...? ¿Sabes tocar...?

Estoy impresionado, ¿eh?

No he escuchado cantar así muy a menudo, es muy difícil.

Muy difícil. Bueno, ¿qué canción vamos a hacer?

(RÍE)

"Me rindo ante ti". Ah, ¿"Me rindo ante ti"?

O.K.

#Mi amor por qué...# Ole.

#¿Qué nos pasó?

#Tuvimos lo mejor

#y lo echamos a perder.

#Si me das otra oportunidad

#de cambiar mi amor por ti.

#Si me dices que sí te puedo jurar

#que jamás dirás de mí

#"¿por qué no recuperamos nuestro amor?".

#Eh... "¿Por qué no olvidamos

#lo que nos pasó?

#¿Por qué no me dices

#cómo puedo conquistarte una vez más?".

#Mi amor, aquí me tienes

#rendido a...

#A...

#Eh, ah...

#Ti...#

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

-He cantado con él, mi artista favorito,

y, además un tema que siempre canto.

La verdad es que hoy he cumplido un sueño,

ya está hecho.

(APLAUSOS) ¡Impresionante!

Gracias. Un lujo.

Para mí sí.

Un lujo.

Sí, bueno, no, la verdad es que llegar aquí,

cantar con el gran ídolo... Ha sido un placer, de verdad,

y me ha sorprendido muchísimo.

Y mira que he estado con muchísimos artistas

y me impresiona que haya otra persona

que pueda coger un poco de aquí, un poco de allí y unirlo, ¿no?

Viva tú.

(APLAUSOS) Gracias.

Ana, yo he visto un ojo... Los ojos emocionados,

un poquito de babita por aquí, ¿eh?

Babita no, pero el ojo emocionado sí.

Teníamos la boquita abierta. Babita no, Mari, no tenía babita,

no me digas eso. Bueno...

Me he visto babeando superpatética, no, no, no, no.

Boquiabierta. Boquiabierta sí.

Lo primero, porque es muy emocionante

ver cumplir el sueño de alguien,

lo segundo, porque entiendo que admires a Pitingo.

Yo no lo conocía hasta ahora y el otro día mi marido

me preguntaba: "¿Qué tal es?" y le decía:

"Ha sido mi gran descubrimiento" que tú y yo compartimos,

como esa sensación, porque es un grande en la música,

pero como persona es más grande y se puede decir de poca gente.

Un besito a mi Ana.

(APLAUSOS) ¡Muac!

Te quiero. También me he emocionado mucho

verte a ti cumplir un sueño y demás.

Ginés, ¿compones tú?

Sí. A mí me gustaría mucho, eh,

si hay posibilidad, escuchar qué compones tú.

Me gustaría mucho escucharte con uno de tus temas.

En cualquier caso, cantas muy bonito,

tu falsete es maravilloso. Maravilloso.

Con una calidez impresionante. Ten cuidado con las caras, Ginés,

con lo guapo que eres te pones más feo

(RISAS) que todas las cosas.

Él no se puede poner feo. Cuando aprieta, te digo yo,

pero no pasa nada, es para que no lo haga.

Todos cuando apretamos nos ponemos feos,

o sea, a ver quién se pone guapo apretando.

Yo se lo digo desde todo el amor del mundo,

seguro que tienes un carrerón por delante

y de vez en cuando se te va la cara como se nos va a todos.

Es la motivación. Hay que buscarla y que estés guapo.

Cuando hay sentimiento no se puede controlar el gesto.

Sí se puede controlar. Santiago, a ver.

Es que creo que tiene razón Ana Milán, extrañamente.

Sí, eso sí que es raro. He visto la capacidad de enamorar

con tu música y con tu voz como un Pablo Alborán,

pero la gestualidad de El Fary, o sea, que...

No, no... Ni caso.

Muchas gracias. Esa cosa que hace El Fary así.

#Ay, carabirubí, carabirubá.#

Estoy de acuerdo con Santiago, que sí.

Pitingo, ahora en serio, que os he visto...

Mira, Ginés, tú hazme caso, cuando esto te lo haya grabado

tu madre, estará grabándotelo para ponértelo en bucle,

que has cantado con Pitingo. Tú mira a Pitingo,

cuando aprieta sonríe y enamora.

Y tú estás así como diciendo: "Madre mía...".

Sí, pero, vamos a ver, es normal que cuando uno

está nervioso, está empezando y quiere transmitir algo...

No se puede cantar como un soldado con los ojos abiertos.

No como un soldado, solo que tenga cuidado

cuando se pone feo. Pero, pero...

(RISAS) A ver, Almudena.

A mí me ha llegado muchísimo tu trabajo,

ha habido un momento en que me he olvidado

que estaba en el plató, me has absorbido completamente

con tu guitarra, tu voz.

Ni siquiera me he fijado en su rostro

porque estaba tan metida en lo que me estaba transmitiendo

que me daba igual su cara. A mí me daba igual.

(APLAUSOS) Vamos ahora con lo importante

y, antes de las votaciones, yo quiero recordar

que tenemos un problema porque no hay sitio

para cuatro artistas en la Galería.

Dicho esto pues, bueno...

Pitingo, ¿qué hacemos?

¿Un sí? ¿Un no? ¿Pero qué voy a decir?

Un sí, vamos, más claro que...

(APLAUSOS) Muchas gracias.

-¡Muy bien, Pitingo!

Que la clara del huevo. Ana.

Sería muy injusto darte un no porque te mereces un sí muy grande.

(APLAUSOS Y APLAUSOS) Clarísimo.

No se lo han tenido que pensar. Vamos a escuchar, igualmente...

Me ha hecho rabiar un poco, jamás yo,

por unos gestos de estreñimiento iba a decir no. Sí.

Perfecto.

(APLAUSOS) Perfecto.

Te vas con tus tres síes y te vas, te vas

a un galería que está llena.

Necesito, Santiago, que, por favor, me des una solución.

Pues, hombre, mira, aquí yo te mandaría, Ginés,

que eres un monstruo, para subir,

a hacer un duelo con alguno de los de ahí.

Lo más justo sería, pienso, aunque tendrás un problema

porque, claro, juzga el público, ¿y qué va a juzgar el público?

¿La cosa tuya intimista, esa música bonita que llega

o la alegría de la rumba, por ejemplo?

Tengo una gran curiosidad.

Estamos hablando, entonces, de un duelo, Ginés.

Un duelo a muerte entre Ginés y Los Desmadraos.

¿Está claro? ¿Sí?

(APLAUSOS) Pues, por favor,

tengo que pedir que Los Desmadraos bajéis

aquí conmigo, tenéis que abandonar, momentáneamente,

el palco de los Insuperables y veremos si luego

lo recuperáis o no. Por favor...

No me da miedo nada porque ya me llevo lo mejor,

que es cantar con Pitingo, la verdad.

Sabéis que tenéis ambos un minuto, máximo un minuto,

para conquistar, para convencer al público,

que es quien os va a votar.

¿Lo tenéis claro? ¿No hay ninguna duda?

Pues que comience el duelo.

Él hace un estilo de música muy diferente al nuestro,

es difícil valorar los dos juntos. -Hacen disfrutar a la gente

en el escenario y la gente flipa.

-Haremos una pieza que sorprenderá,

nadie la hizo en rumba, nos la vamos a jugar.

-Voy a por todas, quiero ganar.

(APLAUSOS)

#En un puerto

#italiano,

#al pie de las montañas,

#vive nuestro amigo Marco

#en una humilde morada.

#Se levanta muy temprano

#para ayudar

#a su buena mamá.

#Pero un día la tristeza

#llegó hasta su corazón,

#mamá tiene que partir

#buscando el mar a otro país.

#"No te vayas, mamá,

#no te vayas de aquí.

#Adiós, mamá, pensaré mucho en ti.

#No te olvides, mamá,

#que aquí tienes tu hogar.

#Si no vuelves, pronto iré,

#a buscarte a donde estés.

#No me importa donde vayas,

#te encontraré.

#Te encontraré.#

(APLAUSOS Y OVACIÓN) ¡Muchas gracias!

A ver si le gusta al público y hay suerte

y seguimos adelante en el programa. -Ole tú.

(APLAUSOS) (TOCA LA GUITARRA)

#Me siento en esta habitación contigo

#teniendo tu respiración tan cerca.

#Haces que se me vaya

#mis dudas sobre ti.

#Me acerco lentamente con mis manos

#sabiendo cuál será nuestra respuesta.

#Hoy sin saber lo que harás de mí.

#Prefiero callarme a confesar

#qué me haces sentir.

#He abierto mis ojos

#cancelando mis enojos

#y he sentido que te tengo

#un poco más.

#Aprovecho y me cuelo enredándote en mi pelo

#insistiendo en que me vuelvas a buscar.

#90 minutos no puede durar el amor.

#Pídeme... Pí...

#Píde... me más.#

(APLAUSOS Y OVACIÓN) Muchas gracias.

Me visto en el público una reacción muy buena,

el público entregado.

Y me ha sorprendido.

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

Bueno, momento de tensión.

Va a ser el público quien decida qué actuación,

qué artista vuelve a acceder o accede

a la Galería de los Insuperables.

Si queréis que sean Los Desmadraos,

tenéis que pulsar el botón rojo.

Si, por el contrario, queréis que sea Ginés

el que acceda a la Galería, por favor, botón azul.

Podéis votar.

Atención,

porque el público ya ha votado.

Vamos a desvelar quién va a ocupar

ese asiento que tenemos libre

en el palco de la Galería de los Insuperables.

Y el ganador

del duelo, del primer duelo

de la noche es...

¡Ginés!

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

Con 168 puntos,

55 para Los Desmadraos.

Muchísimas gracias.

Gracias por haceros pasar un rato tan bonito,

tan divertido. Os lleváis este fortísimo aplauso.

Muchas gracias. Gracias.

(APLAUSOS) Ginés, enhorabuena.

Te veo emocionado. Un poquito.

¿Contento? ¿Nervioso?

Por favor, ocupa ese palco en la Galería de los Insuperables.

(APLAUSOS Y OVACIÓN)

Está nervioso.

En el momento de la tensión de rojo, azul, rojo, azul,

estaba, bueno, estaba... Un poco rayado.

Pero, en cuanto ha dicho "Ginés", subidón.

Subiendo la escalera estaba más feliz que una perdiz.

El programa es así, no hay nada decidido

hasta el último momento.

Hay muchas actuaciones, vienen nuevos Insuperables

que tienen que sustituir a los que estaban en la Galería.

Así que, chicos, no os confiéis que nos queda todavía aún programa.

Son autodidactas y aprendieron los pasos de baile en YouTube.

La motivación y la ilusión les ha llevado a participar

en musicales o en videoclips de Pablo Alborán.

Hoy vienen a por todas los Alto Voltaje Crew.

Nosotros somos Alto Voltaje,

somos un grupo de b-boying de Málaga.

Entrenamos en la calle sobre todo

y, cuando nosotros estamos entrenando, estamos bailando,

para nosotros eso es 100% felicidad.

Gracias al break hemos realizado un videoclip

con Pablo Alborán, grabado para una película de Bollywood,

hemos hecho también el musical de "Mamma mia" como bailarines.

El resultado para nosotros es inigualable.

De la calle vamos a pasar a un plató de TV

y venimos dispuestos a soltar toda nuestra energía

y electricidad y daros una fuerte descarga de alto voltaje.

(APLAUSOS)

(MÚSICA INSTRUMENTAL LENTA)

(APLAUSOS)

(MÚSICA FUNKY)

(CANCIÓN SOUL EN INGLÉS)

(MÚSICA FUNKY)

(APLAUSOS)

(MÚSICA ÉTNICA)

(APLAUSOS)

(MÚSICA TECHNO)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS)

-Hemos notado la energía de nosotros

y la del público en cada movimiento.

Nos encantaba escuchar los aplausos

del público, la reacción. Nos encanta.

(APLAUSOS) Huy, huy. Paso por atrás, chicos.

Qué bien. Enhorabuena. Qué energía, eh.

Esto que hacéis boca abajo

con la cabeza y dando vueltas, ¿se llama

(RISAS) el destornillador o parecido?

Bueno, el nombre que tiene, giro de cabeza o...

Coge aire, coge aire. (RÍE)

(RISAS) O hernia discal en un futuro.

Vamos a ver qué opina nuestro jurado. Ana.

Bueno, a mí me encanta vuestro look,

en todos los aspectos. Me encanta cómo vais vestidos.

Me parece que sois como un catálogo de chicos guapísimos.

Hay para elegir. Falta un calvo, pero el resto, estáis todos.

Una pregunta... El del pañuelo yo creo

(RISAS) que tiene problemas.

Tú no le hagas ni caso, que la envidia es muy mala.

Una pregunta. ¿La coreografía de quién es? ¿Es vuestra?

Sí. La coreografía la montamos entre los cincos.

Es lo que me falla.

Me parece que sois buenísimos en potencia.

Y que hace falta pulir. Entonces, me falta

esa cosa... Bueno, vosotros habéis trabajado

en "Mamma mia", con Pablo Alborán.

Quiero decir, que no sois nuevos.

La perfección, que siempre impresiona en el baile.

Esto era lo que me falta un poco.

Muchas gracias. Bueno. Santiago.

(APLAUSOS) Pues yo...

Me han parecido unos breakers muy peculiares.

Con su pajarita ahí. Los muchachos tienen estudios.

Tienen formación las criaturas.

Y luego, además, unos breakers que empiezan

con música de John Williams, a mí eso... me vengo arriba.

Pitingo, no sé si te ha convencido.

Sí, me ha gustado. Me parece dificilísimo

lo que hacen. Lo que pasa es que estoy

un poco de acuerdo con Ana. El tema del baile

se me queda un poco flojo.

Me hace falta un poquito de garra.

A mí su actitud me encantaba. Pero yo creo

que, esta vez, no me ha sorprendido, la verdad.

Bueno, vamos a ver si luego eso se ve reflejado o no

en la votación. A ver, Almudena

qué tiene que decir. Tengo que decir de los chicos

que creo que han sabido elegir bien

en lo que son buenos cada uno.

Es la parte individual que hemos visto.

Creo que es una parte muy inteligente de su coreografía.

Tenemos que hacer algo para conseguir

que Ana y Pitingo se pongan un poquito más a favor.

(APLAUSOS) Sí. ¿Qué propones?

Igual os perjudico más que beneficiar.

¿Sabéis hacer alguno el gusano?

¿Ninguno? Un gusano. El gusano.

-Sí. -Me pongo a hacer el gusano.

¿Qué es? Pues gusano. ¿Quién se pone?

De perfil, de perfil. ¿Vas para adelante o para atrás?

¿Vas para adelante o para atrás?

Para adelante. Yo contigo. Una, dos y tres.

¡Huy! ¡Venga ya!

(APLAUSOS) ¡Ostras!

Esto es lo que tiene tener una madrina de lujo como ella.

Hay que ganar puntos como sea. Santiago, ¿te animas?

Voy a hacer el gusano. Lo que pasa, también os aviso,

que yo hago el gusano, la modalidad gusano muerto.

(RISAS)

(APLAUSOS) Eso es un capullo.

Gracias, Santiago. Gracias.

Ha sido un gusano un poco raro, eh.

Ahora entiendes por qué les valoro bien. Porque yo...

Ya lo habéis probado. Vamos con las votaciones. Ana.

Yo espero... Haz el gusano primero,

antes de decir nada. Eso, eso.

(RISAS) Yo haré la lombriz.

La lombriz. Bueno.

Yo espero veros en una segunda edición,

con un coreógrafo a vuestro favor.

Y ahora Carolina me preguntará: "¿Eso es un no?"

Eso, por ahora, es un no.

(PÚBLICO) ¡Oh! Tenemos dos votaciones más.

Y Santiago seguro que lo puede arreglar.

¿No, Santiago? Arreglarlo, no.

Con esta coreografía misma, que os la habéis currado vosotros,

demostrando cada uno vuestros talentos,

lo bordáis y os vais a hinchar a currar.

De momento, os doy un sí. Muy bien.

(APLAUSOS) Muchas gracias.

Pitingo.

Tienes una marrón importante.

Tienes un marrón y tienes un problema,

porque tienes que decidir. Haz la larva primero.

No, hombre. ¿Qué larva ni larva?

Este hombre, de verdad. ¿Qué hacemos?

¿Suben y acceden a la Galería?

(PÚBLICO) ¡Sí! ¡Sí! ¡Sí!

Es que yo... me tengo que mantener

en lo que he dicho. Y aparte.

Cuando veáis vosotros tranquilamente,

como yo he hecho mil veces, que me he visto en videos.

He dicho: "Nunca más haré esto o intentaré mejorar esto".

Cuando lo veáis tranquilamente,

a lo mejor estáis de acuerdo conmigo. Ahora me odiaréis.

Pero tiene que ser un no.

¡Oh! (PÚBLICO) ¡Oh!

Lo hemos intentado. Muchísimas gracias.

Nos habéis hecho disfrutar. Hemos pasado un buen rato

con vosotros. Y, además, os lleváis este aplauso.

(APLAUSOS) Muchísimas gracias.

Nos hemos quedado con muchas ganas de más,

pero esto es totalmente un regalo,

una buenísima experiencia.

-Desde pequeño ha estado metido en el mundo de la competición.

Empecé con mountain bike y luego me pasé al duatlón.

Luego perdí la motivación por esos deportes

y justo conocí el slackline.

Entonces, la mentalidad que yo tenía era competir,

competir. Y eso me llevó a ir mejorando.

En poco tiempo, si tienes una condición física

y la motivación, puedes llegar a ser de los mejores.

El slackline es una modalidad de equilibrio

que empezó en EE.UU. La utilizaban los escaladores

como método de entrenamiento. Ahora ha ido evolucionando

y la modalidad que yo practico es trickline.

El susto más grande, tal vez, ha sido ahora, últimamente.

Intenté un truco y, de repente, fui a caer a la cinta

y estaba a un metro más a la izquierda. Pero nada grave.

Una vez que subo, pienso que estoy arriba

y en lo que hago. Me da igual

que me vean dos personas que 100 000.

Podría hacerlo con los ojos cerrados.

(APLAUSOS)

(SUENA "MARK RONSON")

(SUENAN PALMAS)

-¡Guau!

(SUENA "MARK RONSON") ¡Vamos!

(SUENAN PALMAS)

¡Uh!

¡Guau!

(SUENAN PALMAS)

¡Guau! ¡Cómo mola!

(APLAUSOS Y VÍTORES)

-Muy buenas sensaciones. El plató increíble.

Un público genial. Un poco de nervios al principio,

pero se solventan rápido y una vez

que estás encima, solo piensas en hacerlo bien.

Creo que he hecho una buena actuación.

(APLAUSOS) Yo invito al jurado,

si quiere probar. Venga, Santiago. Te veo animado.

Santiago, ¿algún saltito? ¿Por qué yo?

(RISAS) Me has tenido como

el marido de este muchacha cuando lo ve al tenis. Así.

Pero me has tenido al revés. Parecía tonto.

Ya parezco tonto sin hacerlo, pero he estado todo el rato así.

Aunque parezca que es difícil, cualquiera lo puede intentar.

Aunque parezca que es difícil, lo es.

¿Y qué quieres que haga?

A ver. Si no, no se te oye. Quiero probar.

-Yo me voy a sentar. Siéntate como estoy yo, mirándome.

Venga, Santiago. Siéntate. Dame la mano.

¿Me puedes sujetar el micro? -Yo, yo.

Pero yo quiero probar, eh.

Además, hacías así y mirabas para el tendido.

Hacías así. Mirabas para el tendido, ¿no?

Dame la mano un momento.

Pié encima. ¿Este pié encima de dónde?

De la cinta. Hombre, que estoy mayor.

Venga. Sin miedo, Santiago. No. Solo ese.

Solo este. A la de tres, arriba.

¿Cómo arriba? Uno, dos y tres.

(GRITOS) ¡Ay, ay!

Estaba nervioso. Que se cae. No, por favor.

Rápidamente, se ha puesto de pié.

(RISAS) Nos tiene que quedar jurado

hasta el final de la noche, eh. Tú tranquila, Carolina.

Mírale a él. ¿Así?

Sí. Ah, mirándote a ti, los dos pies.

¡Muy bien!

(APLAUSOS) Bien, bien, bien.

-Un saltito. ¿Salto para abajo?

Venga. Que voy. Una, dos y tres.

(APLAUSOS) ¡Hombre!

Almudena, algo tienes que hacer. Yo sé hacer así.

¡Ay, que no puedo! Mira. Tú súbete.

Qué sencilla ella para levantar la pierna.

El spagat encima. -¡Sí! ¡El spagat!

-¿Vale? Súbete.

Por partes. Yo ya como tú, Roberto.

Soy profesor. Vale. Haces de profesor.

Cógeme la mano. Cógeme la mano, ya verás qué mal vas.

(RISAS) Huy. ¡Madre mía!

(APLAUSOS)

Bótame un poco. Bótame. ¿Te voto?

(GRITA)

Quieta, quieta.

¡Ay, qué bien! Aquí me quedo yo.

(RISAS) ¡Ay, qué guay! Gracias.

Pitingo, venga. ¿Qué dices?

(APLAUSOS) Qué facilidad.

Ten cuidado.

Yo lo quiero probar un poco.

A ver, Ana. ¡Envidiosos!

No, si yo solo me voy a sentar.

Ana, ¿sabes qué pasa? Que ha visto a Almudena estupenda

y se ha venido arriba. Espera. Me quito los tacones.

Me voy a quitar los tacones.

Cuidado, que tenemos programa por delante.

Yo os veo. Yo os veo mejor. Pitingo, ¿no te animas?

¡Ay, qué romántico!

(RISAS)

Oye, esto está muy bien para echar la tarde.

(RISAS) Esto está fenomenal.

Carol, pruébalo, por favor.

Espera. No te muevas. Pitingo, dale.

No, no, no. Sí. Te cantas algo.

Pitingo, una bulería ahí encima. Sí, claro.

Qué graciosos. O unas palmitas.

Que no pasa nada. Me gusta, porque me mandan a mí

de conejillo de indias y ahora ya dicen:

"No se ha matado. Vamos nosotros".

¡Ay, ay, ay! ¡Venga, Pitingo!

¡Ay, ay, ay! Se va a poner arriba.

(APLAUSOS) ¡Bueno!

Cántate algo. Cántate algo. Venga.

(QUEJIDO FLAMENCO)

(RISAS)

Que me caigo. A ver, coge el micro.

Dame la mano. Un salto.

No. Espérate. Una sentadilla.

Ay...

(APLAUSOS)

Es la primera vez que veo a alguien cantando.

Me ha parecido bien. Lo único se tenía

que haber animado más a cantar una canción entera un poco.

(APLAUSOS) Vamos a poner un poco de orden.

Tenemos un jurado que se viene arriba,

que no le da miedo nada. Sí que cansa.

Qué bien me lo he pasado.

Una bombona de oxígeno para Pitingo.

Bueno. Qué calor.

Tú has cogido aire. Que era lo importante.

Ya he cogido aire. Estamos preparados.

Has visto la seriedad de nuestro jurado.

(RÍE) (SUSPIRA)

Venga. Vamos, Santiago, con la valoración.

Yo, Roberto, te valoro muy positivamente.

No has dejado que me mate

y eso me parece ya muy bien. Gracias.

(APLAUSOS)

Pitingo. Bueno, a mí me ha parecido

una pasada. O sea, yo, al principio, creía:

"Ya verás tú la boca dónde te la vas a dejar". Te lo juro.

No es nada fácil. No. Me has dejado impactado.

Luego te he visto y decía: "Hay que ver

la concentración que tiene con todo el mundo aquí,

con nosotros, con Santiago". (RÍE)

No hay Dios que se concentre con Santiago.

Es una actitud que hay que tener encima de la cinta

y no puedes estar más pendiente de otras cosas,

que de donde estás. Yo utilizo como referencia

el final de la cinta y de ahí no me muevo en todo el espectáculo.

Bueno, Roberto, yo quería darte la enhorabuena,

porque tienes un don, que es hacer algo muy difícil,

haciéndolo parecer muy fácil.

Eso es un don. Y, además, yo me he divertido

muchísimo contigo.

Enhorabuena, de verdad. Muchas gracias.

(APLAUSOS) Y a ver qué tiene que decir

vuestra madrina, Almudena. Bueno, yo poco más que añadir.

Es una disciplina que se practica al aire libre,

es perfecta para que la gente que esté en casa...

Eso, una manera de hacer deporte al aire libre,

para merendar, mientras hablas con tu amiga.

Si no tienes dónde ponerlo en casa, lo pones en el balcón

y vas ensayando, vas ensayando.

Como no cansa... No.

Son dos minutos, pero, normalmente,

haces 30 segundos, un minuto y medio.

Con lo cual, aumentar esos minutos...

perdón, segundos, en esta disciplina

requiere una capacidad que igual para esto

ha tenido que improvisarlo y adaptarse.

Bueno, es multiplicar por cuatro lo que haces normalmente. ¿No?

Normalmente, competimos un minuto y medio,

pero estamos dos personas, cada uno con su tiempo.

Y yo, por ejemplo, me subo y puedo gastar mi minuto entero

o hacer 30 segundos y bajarme. Mi tiempo se para. Sube el otro.

Te da tiempo a ir pensando lo que vas a hacer.

Dos minutos, así has acabado. Claro.

Bueno, de momento, vamos a empezar a votar. Santiago.

Yo, a pesar de que ha dicho que le ha sido muy difícil ahí,

cuando yo soy un tío ágil

(RISAS) e intrépido,

te voy a dar un sí. Gracias.

(APLAUSOS) Tenemos un sí.

Pitingo. Bueno, yo he vivido

en mis propias carnes lo que cuesta.

Sí. Lo que cansa, ¿no?

Y yo te voy a dar un sí. Por supuesto.

(APLAUSOS) Gracias.

Enhorabuena. Ana, tienes un momento

complicado. Mira cómo tienes los palcos.

Bueno, Roberto. A ver.

A mí me ha gustado mucho lo que has hecho.

Pero, sobre todo, me gusta tu actitud,

tu humildad y esa cara que tienes de buen tío,

que te estamos aquí todos echando flores

y tú estás haciendo una cosa muy bonita. Tienes un sí,

porque te lo has ganado.

(APLAUSOS) Muchas gracias.

Tres síes. Que eso ya te tiene que llenar de satisfacción.

Y ahora, Ana, su satisfacción y tu problema.

Dime qué hacemos, porque a alguien vamos a tener

que sacar de la Galería de los Insuperables.

Y me tienes que decir si te planteas un cambio directo,

si te planteas un duelo. Si es un duelo,

mira las actuaciones que han accedido

y cuál crees que deberías quitar, cambiar o retar.

Voy a proponer un duelo.

Y voy a proponer un duelo entre Mateo y Roberto.

(APLAUSOS) Bueno.

Mateo, por favor, entonces,

vamos a reubicarnos. Baja conmigo.

¿Sabes lo que significa el duelo? Sí, sí.

Será, finalmente, el público el que vote

qué actuación se debe quedar.

Tenéis un minuto para conquistar al público

y para hacer vuestra mejor actuación.

Que empiece el duelo.

Lo que más temo de él, es que él no va a fallar.

Y yo para este duelo voy a subir un poco más el nivel.

-El punto de Roberto es que el público

no sabe lo que va a hacer.

Y el mío... lo mismo.

-Creo que al público lo tengo a mi favor

y eso será el detonante de este duelo.

-Los pechos... en un minuto...

Ya veremos.

(APLAUSOS)

("INTRO" DE THE XX")

(APLAUSOS)

(APLAUSOS)

Si ganas o si pierdes, al final es lo mismo.

¿Sabes? Somos artistas.

Somos dedicados para el escenario.

(MÚSICA TECHNO)

(APLAUSOS)

-Pues yo creo que el duelo me ha salido bien.

Un poco cansado tras actuar los dos minutos

y hacer un duelo seguido. Pero ha salido bien.

El público estaba conmigo.

Bueno, entramos ahora en un momento de máxima tensión.

Es el público quien debe votar.

Os recuerdo. Si queréis que el Insuperable

de esta noche, el Insuperable que acceda al palco,

se Mateo Bolillo, pulsad el botón rojo.

Sí, por el contrario, queréis que sea Roberto Pérez,

botón azul.

Podéis votar.

El público ya ha votado.

Y el Insuperable que esta noche

debe acceder a la Galería de los Insuperables

y tener, de momento, ese pase a la semifinal, es...

Roberto Pérez.

(APLAUSOS)

(SINTONÍA) Enhorabuena.

211 puntos,

frente a los 18.

-Así, de caliente, no me parece justo. Claro.

¿Solo 18? Pues es así.

Por favor, accede a ese palco

que te está esperando y disfrútalo.

Siento que todo el trabajo que he hecho merece la pena.

Y ahora es como una motivación para seguir adelante.

La meta que tenía, pasar este programa,

la tengo. Ahora toca ganar.

-Cuando yo era pequeñita, yo era como más insegura.

Era muy callada. Mucho. Tenía miedo con la gente.

Me costaba muchísimo hablar con la gente.

Entonces, empecé a cantar. No sé.

De alguna manera, la música

me ayudó a afrontar el miedo a la gente.

Al miedo a todo.

Empecé con Eurovisión Junior porque escuchaba a María Isabel.

Me encantaba. Yo siempre cantaba.

Siempre. Aunque estuviera triste, contenta.

Yo estaba cantando todo el rato.

Era como un: "Cristina, cállate".

A partir de ahí, pues sí. Fui a las clases de canto.

Ya llevo cuatro años.

Yo tengo un problema. Que cuando hay poca gente,

yo no me acabo de motivar. Pero cuando hay mucha gente,

yo saco lo mejor de mí y hago que la gente disfrute.

Eso es lo que me gusta. Creo que lo vais a comprobar.

(APLAUSOS)

(CANTA EN INGLÉS)

(CANTA EN INGLÉS)

(CANTA EN INGLÉS)

(APLAUSOS) Gracias.

Me he sentido muy nerviosa. Creo que es normal.

Y he tenido algún fallo. Lo he intentado remontar.

Pero ha estado bien. Me ha gustado mucho.

Cristina, me parece que hoy

te has hecho un poquito más mayor.

Has crecido. Porque es la primera vez

que cantas en un escenario,

delante de tanta gente y con este jurado.

Sí, sí. ¿Cómo ha ido la experiencia?

Pues estoy muy nerviosa. Se me nota

un montón. Pero bien, bien, bien.

Lo has hecho fenomenal.

A ver qué opina el jurado. Santiago.

He leído que has dicho que empezaste a cantar

porque también te quitaba un poco la ansiedad y la tristeza, ¿no?

Pues con la voz que tienes y la sonrisa que tienes

y cómo miras, yo creo que le puedes quitar

la ansiedad y la tristeza a la gente también.

Y eso es muy bonito. Muchísimas gracias.

(APLAUSOS) Santiago no le dice

estas cosas de forma gratuita a nadie.

No. Luego te cobraré algo.

(RISAS) Pitingo.

Es increíble que, con esa edad, cantes así,

que tengas ese peso. Por supuesto, hay muchas cosas

que pulir, pero es normal, tienes 15 años.

Hay un momento que creo que de los nervios,

lógicamente, que a lo mejor la voz se te ha desafinado

un poco. Pero muy poco. Sí. Suele pasarme.

Pero estoy nerviosa. Son nervios y años.

Me ha gustado mucho y me ha llegado al corazón.

(APLAUSOS) Muchas gracias.

Que me lo diga un grande así...

"Que me lo diga un grande así", dice.

"Me has llegado a corazón".

Memoriza esa frase. Ana.

Hola, Cristina. Hola.

Yo te voy a decir algo muy cortito.

Y es que mientras estabas cantando, no me apetecía mucho

que se acabara la canción. Eso para mí es muy importante.

(APLAUSOS) Gracias, de verdad.

Dichas las valoraciones, vamos a lo importante.

Vamos, me parece, después de la valoración,

vamos a los problemas.

Insisto. Los palcos están llenos. Santiago.

Eh... Están llenos, pero la vida es muy dura.

Cristina me ha gustado mucho. Yo le voy a dar un sí.

Te amo. Te amo. Bien.

(APLAUSOS) Tenemos un sí.

Pitingo.

A mí... me ha encantado, la verdad.

¿Qué voy a decir? ¿Es un sí?

Sí. Tenemos otro sí. Bravo.

(APLAUSOS) Y por último, Ana.

Sabes que tienes que trabajar, ¿verdad?

Sí, lo sé. Sabes que la cosa va en serio.

A veces yo he visto a más gente triunfar

con ganas que con talento. Hay mucha gente

que con el talento se queda ahí un poco como...

Tengo ganas. Tengo ganas.

Tú estás como cuando a mí me decía mi madre:

"¿De verdad que me vas a aprobar?"

Yo te lo digo de verdad. Yo tengo ganas.

Sí. Bien.

(APLAUSOS) Enhorabuena.

Enhorabuena, Cristina. Lo siento por el jurado.

A ver. ¿Este marrón quién lo soluciona? ¿Pitingo?

Ana. Decide tú, Pitingo. Me tenéis que decir

si vais a optar por el cambio directo o por un duelo.

A ver, Pitingo. Que decidan ellos.

No cabe ahora mismo duelo.

O sea, yo creo que... aunque no me gusta,

y no vayáis a poneros a decir: ¡Uh!

¡Oh! Porque para darle al botoncito,

no tenéis problema.

Os ha caído la bronca. Cuando se pone serio, impone.

Es verdad. Luego le dais al botoncito

y como sois 200, pues no pasa nada.

Eso es verdad. Si le dais uno solo,

lo pasaríais mal. Lo que está claro

es que Cristina tiene que subir.

Yo... mira, considero, y lo hago

con todo el respeto del mundo,

que ha superado a Lluc & Lluch.

Por lo menos, a mí esa sensación me ha dado

y me has emocionado mucho. Ellos también.

A mí también. Tú bastante más.

Así que, chicos... Entiendo que es un cambio directo

de Lluc & Lluch por Cristina.

¿Es correcto? Sí.

Pues un fuerte aplausos, por favor,

para Lluc & Lluch. Por favor, tenéis que abandonar.

Nosotros, a trabajar duro y... -A trabajar.

Y a no parar. No puede nada con nosotros.

Olé. -Muy bien.

Habéis sido Insuperables durante un ratito,

os lleváis la satisfacción de haber estado con nosotros,

hacernos reír y pasar un buen rato.

Y este aplauso. Gracias.

Subo a la Galería por esperanza, porque esto ya es...

QU eme hayan subido ya es, simplemente, increíble.

Y muy ilusionada.

Y volvemos a tener esa Galería de Insuperables...

De momento, de momento Insuperables.

Y veremos qué pasa, que aún nos queda un poquito.

Le conocen como el Van Damme español.

Las artes marciales son su gran pasión

y ahora su pareja también se ha apuntado al carro.

Pablo y Gema se convierten en el escenario en Diamond Team.

Mi disciplina es nunchaku.

Es una modalidad de artes marciales.

Y en el nunchaku, practico el free style.

Desde que lo conocí a él, me metí más en las artes marciales

y, bueno, manejo diversas armas como kalis, nunchakus,

el bo... y bueno, la katana también.

Bruce Lee, para mí, es un icono.

Un icono y un inicio de un camino.

Yo no voy de místico ni de los templos de Shaolín;

no tengo los ojos rasgados...

Nunca me he sentido un chino ni oriental, yo soy un occidental.

Hasta Van Damme, eran todos orientales, chinos.

Y yo me identifico bastante con él como un artista marcial occidental.

Mi sueño máximo sería ser protagonista

de una película de acción y artes marciales.

Me da igual "Made in Hong Kong" que Hollywood, pero me gustaría.

Yo soy el Van Damme con nunchakus

y ahora vais a ver qué soy capaz de hacer con esto

(APLAUSOS)

Hola, buenas noches, somos Team Diamond

y vamos a realizar un número muy peligroso y de alto riesgo.

Por lo tanto, necesito el silencio del público. Gracias.

(MÚSICA)

(MÚSICA TECHNO)

Tengo que ver un poco más.

¡No, por favor, espera...!

¡No le des...!

Páralo.

Bueno, yo lo primero que he pensado es que había fallado la música.

Sinceramente es lo que he pensado.

Un momento, porque ha pasado por primera vez...

Que Pitingo ha accionado el interruptor.

No sé si sabes lo que eso supone.

Que se paraliza automáticamente la actuación.

Siento decirte que estaríais descalificados...

El interruptor se acciona Sinceramente...

Que no te gusta para nada. No, no. Seguro que es un fenómeno

y no lo niego. Y con los nunchakus es una maravilla,

pero viendo lo que tenemos arriba, creo que no vale la pena continuar.

Si tú no dejas que un espectáculo continúe hasta el final...

Tiene que dejar, para valorar un poco lo que...

Tú no puedes decir sí o no si no lo ves entero.

Ella está tumbada con la sandía,

no se sabe muy bien qué va a suceder.

Yo, si les parece bien a mis compañeros, que creo que sí,

me gustaría verlo.

¿Queréis verlo, el público también? Sí, sí.

Sí, sí. ¿Os animáis?

Sin problema, lo hago porque soy un profesional.

Esto es un juego, a veces se gana y otras se pierde.

Claro que sí, ¡esa es la actitud! El haber seguido

después del interruptor, no es que tenga doble mérito,

tiene triple mérito. Porque le sumamos de que ya...

Los nervios de que te han cortado, que te puede afectar.

Y después, que es un número de bastante riesgo y peligroso.

(MÚSICA INSTRUMENTAL)

(MURMULLOS DEL PÚBLICO)

(GRITA)

(GRITA)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS)

¿Me enseñas la mano?

¿No te haces daño? Nada.

¡Ay, Dios mío, qué momento...! ¡Qué momento de tensión, eh!

Bueno, pero soy un profesional y no me afectan los nervios

ni me tomo esto con mal rollo ni revancha.

Yo, palante siempre. ¿A Pitingo no le guardas rencor?

Más vale que no. Un aplauso para ellos.

Os quedáis con esto, muchas gracias. A seguir trabajando

y gracias por acompañarnos esta noche.

Bueno, la verdad... me he quedado con un sabor agridulce.

No he realizado mi espectáculo en las mejores condiciones.

Pero esto no me afecta para nada.

Si se cierra esta puerta, otra mejor se va a abrir.

Pues yo empecé cuando tenía diez años de edad,

porque vi un malabarista en un parque de mi ciudad.

Me enseñó un par de trucos y tal

y al día siguiente me compré mi primer diábolo;

empecé a ensayar yo solo y... ahí empezó todo.

Pues yo entreno en mi casa, me subo a la azotea

y allí practico. Porque si me voy a un parque,

la gente se va a acercando y no puedo ensayar.

Lo que menos me gusta de ser artista es

los nervios que paso cuando me subo al escenario,

el miedo que tengo por si se puede caer el diábolo.

Lo paso mal y ahora estoy muy nervioso. ¡Estoy atacado!

Sé que estaré atacado pero, cuando cojo el diábolo,

me vuelvo un artista insuperable.

(APLAUSOS)

Hola, Fran. Hola.

¿Cómo estás? Muy nervioso.

¿Estás muy nervioso?

¿Pero muy nervioso de chungo, de ay...?

¡Pero si te estás secando las manos! Ven aquí.

Ven aquí. Yo te voy a dar una cosa. ¡Pobrecito!

Que no falla, que es un abrazo. Ven aquí.

(APLAUSOS)

Escúchame una cosa.

¡Estás nerviosísimo!

Está atacado. Me gustaría superar

los miedos que tengo al salir al escenario,

porque también... yo qué sé, la gente está preocupada por mí.

Cuando me ven tan nervioso, dicen: ¡le va a dar algo!

No sé, una técnica parasuperar eso...

Dame otro abrazo a mí.

Santiago, dale un abrazo a Fran.

Quédate tranquilo, eh. Tranquilo, eh.

Tranquilidad.

Eh...

Fran, te voy a dar un abrazo. Que te abrace Ana Milán,

eso te puede arruinar el número. Así que te abrazo yo.

Lo sabía. Y sobre todo, no sufras,

porque esto es para disfrutar.

Ya sufro yo por ti con estos.

Mira, lo que te iba a decir, mi vida, es que esto

tiene que ver con tu sueño. Y en realidad, yo creo

que tienes mucha más emoción

que nervios. Una mezcla.

Todos los que estamos aquí,

todos estamos dispuestos y nos apetece mucho verte.

No lo pases mal, mi vida, ¿vale?

Respira y dale duro.

(GRITOS DE ÁNIMO)

(MÚSICA INSTRUMENTAL)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS)

(APLAUSOS)

(PALMADAS AL COMPÁS DE LA MÚSICA)

(OVACIÓN)

(OVACIÓN)

(VÍTORES)

Hasta que no llego a la mitad,

que veo que la gente aplaude, entonces me animo,

lo paso; al principio lo paso mal.

Los nervios que tengo...

Tengo que intentar arreglar eso como sea porque...

Lo paso mal.

¡Vaya pedazo de número! ¿No?

¿Contento?

¿Te puedo pedir una cosa? Sí.

¿Me das un abrazo? Sí, hombre.

(RISAS)

Muchas gracias.

Tengo un amigo que dice que los abrazos efectivos duran 7 segundos.

Que así se pasa toda la energía positiva.

Estás emocionadísimo. Sí, la verdad es que sí.

¿Sí, pero has disfrutado? Vamos, vente conmigo un poco.

Mira, tienes que disfrutar, tenías a todo el mundo en pie,

han disfrutado... ¡ha sido un numerazo!

Muchas gracias. Qué ojos tan bonitos,

están así, con un poquito de agüilla...

A ver, Pitingo.

Cuando te he visto así de nervioso,

yo digo: verás tú... va a ser un desastre.

Pero... ¡es alucinante verte, la verdad!

El dominio que tienes...

¿Cómo es posible que puedas controlar

el estado de nervios en el que estás

y puedas hacer todo eso? Si llegas a salir tranquilo...

No me quiero imaginar la que formas.

Estás sembrado. Muchas gracias.

Podemos empezar a respirar porque ha sido...

¿Pero por qué te emocionas tanto?

Pero si ya está, ya han pasado los nervios;

ya lo has hecho, superbién.

Seguro que todo el mundo superorgulloso de ti.

Vas a ser la sensación cuando salgas de aquí, ya verás. A ver...

Santiago. Yo... si yo creo que el número

es el rollo este de que estoy nervioso...

¡Que no se lo cree nadie, Fran!

Pero si estás como aterido y luego haces...

O sea, nos estás timando de alguna forma.

No puede ser. ¡Yo estoy flipado! O sea, primero, dices...

Número de diábolo y yo pienso: ¿diábolo?

A eso jugaban en el siglo pasado las niñas.

O los magos chinos... ¡qué coñazo! Y has salido y he flipado.

Me ha parecido interesante el diábolo,

que me parece la cosa menos interesante... como el yoyó.

¿Qué van a hacer? Y luego...

Pues tú me has hecho flipar con el diábolo.

Y encima con esto del nerviosismo, ya lo has bordado.

(APLAUSOS)

A ver, Ana.

Y eso que, después de que te abrace Ana Milán,

es más difícil hacer nada.

Por la emoción, claro.

Bonito, que eres muy bonito. ¡Guapa, guapa!

Fran, ¿por qué lloras?

Por la emoción. ¿Es emoción realmente, no?

Sí, porque... ¿Por qué, mi amor?

Gracias.

¿Por qué, son nervios... a ver? Sí...

Sácalo. Hínchate a llorar, muchacho,

que eso sienta fenomenal.

Porque... sabiendo lo que me cuesta actuar delante del público...

¿Te estás venciendo a ti mismo? Cuando sale bien, me emociona.

Esto ha sido un reto personal, yo creo...

Almudena.

¿Emocionada también, no? Sí.

Me parece muy injusto que tú ya sabes

que cuando entras en un escenario,

eres capaz de hacerlo bien, porque no es la primera vez.

Entonces me parece muy injusto que tengas que pasar lo que pasas,

antes y después. Creo que tienes los recursos suficientes

para apoyarte en que, cuando entras en un escenario,

eres capaz de hacerlo bien.

Y disminuir un poco todo el sufrimiento que tienes.

Los nervios son normales, lo que está en juego nos importa,

pero hasta cierto punto. -Sí lo sé. No sé qué me pasa que...

Por eso, que creo que te mereces disfrutar lo que te está pasando,

porque los miedos... los nervios son superables.

Muchas gracias. Yo no sé...

No sé si te vas a ir de aquí,

no lo sé, con un sitio en la Galería de los Insuperables,

eso lo veremos ahora. Pero sí te tienes que ir

con un buen chute de autoestima y seguridad en ti mismo

porque lo haces muy bien y llevas un buen número.

Gracias. Vamos a ver la votación.

Pitingo.

Cualquiera te dice que no.

(RISAS DEL PÚBLICO)

Aparte que me ha encantado, no iba a ser no. Yo te doy un sí.

Muchas gracias.

(APLAUSOS)

Otro sí y nos metemos en un bonito problema para Fran,

en un marrón para el jurado

y en un problema para los que están en la Galería. Santiago.

Si es un marrón para el jurado... parael último que vota.

O sea, que yo doy un sí entusiasta. ¡Muchas gracias!

(APLAUSOS)

Bueno, Ana, en tu mano está. Dime qué hacemos. Primero tu voto

y luego vemos qué solución ponemos. Tú sabes que existen dos Fran:

el que actúa y el que tiene miedo a actuar.

Yo, que tú, iría eliminando... Al que actúa.

Al que tiene miedo a actuar,

porque mi voto es un sí. Muchas gracias.

(APLAUSOS)

Enhorabuena, tres síes.

Eso significa que tienes un sitio en el palco de los Insuperables

y volvemos a tener al última actuación

y cambia la Galería.

Dime si afrontamos un intercambio...

No, vamos a hacer un cambio directo.

¡Hala, venga! Cambio directo. ¿Lo tienes claro?

Bastante claro. Bastante claro.

Bueno, pues en tu mano está la solución.

Cristina, ¿has visto la actuación de Fran?

Sí, flipante.

Ese es el trabajo al que yo me refería cuando te decía:

"te hace falta trabajo". ¿Lo sabes?

De alguna manera, mi voto... quería que estuvieses ahí

porque tienes una voz realmente maravillosa.

Las dos sabemos que te falta el trabajo.

Ese es el trabajo y yo lo tengo que premiar.

Así que voy a hacer un cambio directo y espero

que me firmes pronto un disco.

¡Olé! ¡Oh!

(APLAUSOS)

Yo, cuando he visto salir a Fran con el diábolo, he dicho:

"adiós, chicos"; he mirado a Ginés y a Roberto:

"no hay pa más, ya me van a bajar".

Lo tenía muy claro, que Fran es increíble.

Has podido ser Insuperable durante gran parte del programa,

has disfrutado, has tenido los síes del jurado...

Sí, yo trabajo. Mira, con esa cara,

con esos ojos y con esa voz...

Esto va a ser un paseo por el parque, de verdad.

Enhorabuena. Quédate con todas las cosas bonitas que te han dicho.

Gracias por estar aquí.

Muchas gracias. Adiós.

Me ha faltado trabajo para ser Insuperable, porque tengo 15 años

y, claro... había personas

que ya llevaban mucho tiempo trabajando y se lo merecían más.

Lo siento, pero, por otra parte, me alegro de darte

la enhorabuena y decirte

que, aunque sea por poquito tiempo, enseguida vas a bajar,

porque era la última actuación. Pero, por favor,

sube para hacer esa foto de los Insuperables de esta noche.

Fran, sube al palco.

Me sabe muy mal haber sacado del sitio a Cristina

porque, la verdad, es una chica que canta fantástico

y me he emocionado al ver que se iba.

Pero, bueno... a ver si puedo verla y le doy un abrazo y cuatro besos.

Bueno, pues ya tenemos a los tres ganadores de esta noche:

Roberto, Ginés, Fran, por favor, bajad aquí conmigo.

(APLAUSOS) Sois los tres

Insuperables de esta noche, que acabáis de ganar 1000 euros...

1000 euros y, además, el pase a una de las semifinales.

Por favor, Almudena os hace entrega de estos 1000 euros a cada uno.

Almudena. Muchísimas gracias por estar con nosotros,

por ser la madrina de nuestros aspirantes.

Y por no perder la sonrisa en ningún momento.

Y a los demás, nos vemos la próxima semana

con diez nuevos aspirantes a ser el primer

artista insuperable del país.

Aquí, en TVE, ¡no nos falten! Muchísimas gracias.

(APLAUSOS)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Insuperables - 20/07/15

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Insuperables - 20/07/15

20 jul 2015

Almudena Cid, la única gimnasta del mundo que ha conseguido estar en cuatro finales olímpicas será la defensora del concursante de la tercera gala de "Insuperables" en la que tres concursantes conseguirán su pase a la semifinal.

ver más sobre "Insuperables - 20/07/15" ver menos sobre "Insuperables - 20/07/15"
Programas completos (10)
Clips

Los últimos 152 programas de Insuperables

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos