Andrés Vargas es un inspector de policía que muere persiguiendo al Carnicero de Medianoche, un asesino en serie que ya ha matado a cinco mujeres. Vargas tendrá la oportunidad de regresar a la vida, pero cinco años más tarde y en el cuerpo de Manuel Márquez, otro agente policial. En su empeño por detener al Carnicero de Medianoche, Vargas, ahora Márquez, tendrá como compañera a Susana, una joven policía. Entre ellos tiene lugar una relación muy especial y juntos se enfrentarán a este asesino que vuelve a actuar cinco años después.

Javier Gutiérrez, Roberto Álamo y Anna Castillo encabezan un reparto, que completan Alejo Sauras, Cristina Plazas, Alfonso Bassave, Fele Martínez, Jesús Castejón, Lucía Caraballo, Zorion Eguileor, Mon Ceballos y Goizalde Núñez y que se remata con la colaboración de lujo de Julia Gutiérrez Caba.

NO Permitido: España; EEUU; Anguilla; Antigua and Barbuda; Aruba; Argentina; the Bahamas; Barbados; Belize; Bermuda; Bolivia; Bonaire; Brazil; the British Virgin Islands; the Cayman; Islands; Chile; Colombia; Costa Rica; Cuba; Curaçao; Dominica; Dominican Republic; Ecuador; El Salvador; French Guiana; Grenada; Guadalupe; Guatemala; Guyana; Haiti; Honduras; Jamaica; Martinique; Mexico; Montserrat; the Netherlands Antilles; Nicaragua; Panama; Paraguay; Peru; Puerto Rico; Saba; St. Kitts & Nevis; St. Lucia; St. Martin; St. Vincent and the Grenadines; Suriname; Trinidad & Tobago; the Turks & Caicos Islands; Uruguay; the US Virgin Islands; Venezuela.

La Temporada 3 de este contenido no esta disponible en EEUU; Anguilla; Antigua and Barbuda; Aruba; Argentina; the Bahamas; Barbados; Belize; Bermuda; Bolivia; Bonaire; Brazil; the British Virgin Islands; the Cayman; Islands; Chile; Colombia; Costa Rica; Cuba; Curaçao; Dominica; Dominican Republic; Ecuador; El Salvador; French Guiana; Grenada; Guadalupe; Guatemala; Guyana; Haiti; Honduras; Jamaica; Martinique; Mexico; Montserrat; the Netherlands Antilles; Nicaragua; Panama; Paraguay; Peru; Puerto Rico; Saba; St. Kitts & Nevis; St. Lucia; St. Martin; St. Vincent and the Grenadines; Suriname; Trinidad & Tobago; the Turks & Caicos Islands; Uruguay; the US Virgin Islands; Venezuela. 

La Temporada 3 no estará disponible en España a partir del 3 de enero de 2020. 

Temporada 1

Andrés Vargas es un inspector de policía que muere persiguiendo al Carnicero de Medianoche, un asesino en serie que ya ha matado a cinco mujeres. Lo paranormal hace aparición cuando Vargas regresa cinco años después, usando para ello el cuerpo de otro agente policial, Manuel Márquez. En su labor de detener al Carnicero de Medianoche, Márquez está acompañado por una de las dos hijas de Vargas, Susana. Junto a ellos, el Enlace, un ser sobrenatural, que acompaña en el tránsito entre esta vida y el más allá.

Temporada 2

Marquez y el Enlace deben enfrentarse a un escenario personal radicalmente distinto provocado por la aparición de la mujer de Márquez, un personaje cuya existencia se desconocía hasta el último episodio de la primera temporada y que hará que este reservado policía sin familia ni amigos descubra una vida pasada que ignoraba. También el Enlace, un ser que roza lo angelical, se verá afectado por acontecimientos que se remontan a los años 30 y que mostrarán su lado más humano.

Temporada 3

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5469828
No recomendado para menores de 12 años Estoy vivo - Temporada 3 - Capítulo 39 - ver ahora
Transcripción completa

Le dije que estaba en buenas manos.

Todo tiene principio y fin. El embarazo de Susana también.

Sebastián tiene una familia y les vas a joder la vida.

Óscar... ¡Que no me llames Óscar,

que así solamente me llaman mis amigos! ¿Estamos?

¡De Vallecas a las estrellas!

"(RÍE) De Vallecas a las estrellas."

De Vallecas a las estrellas.

Ha desaparecido un policía, Adrián Villa.

¿Sabes qué me jode más de toda esta historia?

Que alguien que conozco de toda la vida

me haya traicionado de esta manera.

Yo también sé lo que es que un amigo te traicione,

porque soy el puto Andrés Vargas,

al que dejaste tirado en el lago la noche que el carnicero me mató.

¿Porque un chalado dice

que es la reencarnación de mi amigo muerto?

Es una locura, pero si hubiera una posibilidad,

una sola de que tu amigo Andrés estuviera con nosotros,

no sé tú, pero yo preferiría creerlo.

Él no te guarda rencor por lo que pasó aquella noche

en el lago, Óscar, ya te ha perdonado.

Andrés está muerto.

Mañana trasladan a Vero a Soto del Real.

¿Está pensando lo mismo que yo? Alto al furgón.

Me cago en mi puta vida. ¿No había nada más discreto?

Nos vamos de excursión, comisaria.

-¿Es necesario? -Quizá a usted se le ha olvidado,

pero a algunos policías nos gusta respetar las normas.

Ya he descubierto de quién es,

TH72, tu amiga funcionaría.

Fue ella quien entró en casa de Verónica.

Buscan las cápsulas. Buscan a su familia.

¿Por qué? Solo hay una persona

que tiene todas las respuestas. Tu directora.

Nuestra directora, que tanto y tan bien ha hecho por nosotros,

está perdiendo el control.

Nunca quiso que Susana y tú estuvierais juntos,

Permitió la muerte de las Vargas.

Ella siempre ha hecho

lo que ha considerado mejor para todos.

El nacimiento de tu hija lo va a cambiar todo.

Estáis muy seguros de eso. Una nueva raza, un nuevo orden.

Suena bien. Pero para eso, debemos encontrarlas.

Si ese nuevo orden justifica la matanza de personas inocentes,

prefiero no formar parte de él. Está todo preparado,

y vamos a conseguirlo contigo o sin ti.

Joder, qué pestazo.

¿Se puede saber qué has quemado?

-Mis recuerdos, a tomar por culo.

-Donde no llega la memoria, llegan los sentimientos.

-Dime, Iago. -¿Qué pasa?

-Se va a liar pardísima, eso pasa.

# De los cuatro muleros,

(Golpes)

# de los cuatro muleros # mamita mía, que van al río,

# que van al río. # Me cago en mi puta vida. ¡Al suelo!

¡Santos! No, joder.

¡Márquez!

(GRITA)

Tuviste tu oportunidad, pero no quisiste escuchar.

Ahora es demasiado tarde. ¿Dónde está?

Tranquilo, te vas a poner bien.

¿Por qué todo el mundo dice eso cuando no es verdad?

Me cago en tu puta vida, Márquez.

Tienes que creerme.

¿Pero qué coño eres, un fantasma? Soy Andrés, tu amigo.

Créeme.

Andrés...

Tira las armas.

DH4, las mataremos a las dos.

-Te diré dónde están.

-¡Vamos!

(SUSURRA) No puede ser... ¿Dónde están las cápsulas?

-Te juro que no las vas a encontrar nunca.

-Mala elección, Aranda.

(Disparo)

(Golpes)

(SUSURRA) Lo ha matado.

El hijo de puta ese lo matado.

Fue una gran idea esconder a su hija en el cuerpo de un hombre,

inspector.

Lo reconozco.

Se preguntará por qué he vuelto.

Tengo una cuenta pendiente con usted y toda su familia.

-(SUSURRA) Ya sabemos dónde está.

Adiós, inspector, volveremos a vernos muy pronto.

Aranda...

¡Aranda, eh!

Eh, David, colega...

Joder...

¿Este cabronazo era...?

Ese cabronazo era el carnicero de medianoche, sí.

¿Qué? Pero qué cojones...

¿no lo habíamos matado? Dos veces ya.

¿Qué? Mejor no preguntes.

¿Qué? (SUSURRA) Tenemos... que guardarlo.

Pero... ¿qué? ¿Qué?

Hay que esconder el cuerpo solo por unas horas.

¡No empecemos a mover cadáveres, Andrés!

A ver, espera un momento, un momento...

esto ya lo habéis hecho más veces.

(SUSPIRA) Por si acaso...

Cómo que por si acaso, María, ¿cómo que por si acaso?

Pero que está muerto, joder.

Hay una posibilidad de que las Luciérnagas...

¿Pero qué Luciérnagas? Pero... ¿pero qué cojones estáis hablando?

Es que no lo sé, esto no puede estar pasando.

¿Me vais a ayudar sí o no?

Me voy a arrepentir toda la vida de esto,

pero hay un sitio en que creo que lo podemos guardar.

Vamos. No me jodas, no me jodas.

Sí, venga, vamos.

(Relinchos)

(Teléfono)

¿Andrés? Laura...

¿Andrés?

¿Dónde estás, Laura? Estoy en medio de la nada.

El furgón que me trasladaba ha tenido un accidente.

¿Qué? Pero ¿tú estás bien?

Sí, sí, sí. ¿Cómo están las niñas?

¿Ha pasado algo?

¿Están bien sí o no? Sí, las niñas están bien.

Escúchame, es muy importante.

Tienes que ir a un claustro a las afueras de la ciudad.

¡Alto! Laura, ¿qué cojones estás haciendo?

Robar un coche.

¿Qué?

Policía. Bájese del coche.

-¿Cómo dice?

-Rapidito.

¡Vamos, vamos!

Llame a la Policía.

Pásame la ubicación. Nos vemos allí.

¡Laura, Laura!

¡Oiga, oiga!

¡Oiga!

Tengo que irme.

¿Qué, qué? No, no, no. No te mueves de aquí

hasta que solucionemos todo esto.

Luego te cuento. Es urgente.

¿Cuándo van a venir?

¡Joder!

(SUSURRA) Venga, va...

# Ahora que empiezo de cero,

# que el tiempo es humo, # que el tiempo es incierto.

# Abrázame fuerte, amor,

# te lo ruego,

# por si esta fuera # la última vez. #

¿Que dónde están?

No lo sé.

(GRITA)

No te lo volveré a repetir.

-¡Déjalo!

Hola, DH65.

Jamás las encontraréis.

Ya sabemos dónde están.

Se acabó.

No... Te di muchas oportunidades.

¿Cómo pudiste elegir tan mal?

Lo tenías todo:

la eternidad, una vida tranquila, a nosotros...

a mí...

Yo te estaba esperando,

pero bajaste y todo cambió.

Te enamoraste de esa humana.

¿De verdad vale la pena todo lo que estás sufriendo por ella?

Lo volvería a hacer mil veces.

Ya eres como ellos, un ser irracional.

Irracional, sí.

La amo.

La amo como no he amado a nadie nunca.

(RÍE)

La voy a matar, Iago.

A ella y a tu hija.

¡No si yo puedo impedirlo!

Pero ya no puedes.

Adiós, DH65.

Vamos.

A la de tres.

Venga. Una...

dos... Para, para, para, para, para.

(EXHALA) No puedo. Óscar...

No, ni Óscar ni Óscor, que...

que es el cuerpo de un compañero, Sebastián, que hay que enterrarlo,

hostias, que...

que hay que tratarlo con un poco de respeto, coño.

Óscar, mírame, mira aquí. No, no.

¡Mira aquí! ¡No!

¡Que me mires, coño!

(Sirenas)

Ese que acaba de salir por ahí

es nuestro amigo Andrés...

Sí.

El mismo que se ahogó en un lago hace la tira.

Sí. Pero ¿y qué más...?

¿qué más pruebas necesitas para darte cuenta

de que algunas cosas no son lo que parecen?

Ya, joder, pero es que... joder, joder. ¡Joder!

¡Joder! Es que esto, Sebastián, es que esto es...

María, María.

¿Qué?

Di algo, coño.

No sé.

Si ellos siempre tienen razón.

-Igual sí o igual no, yo qué cojones sé,

pero aunque solo sea una posibilidad,

¿no te gustaría volver a ver vivo a tu amigo David?

¿Tomarte una cerveza con él?

Perdóname, Aranda.

Estés donde estés, perdóname.

Venga, ahora sí.

A la de tres.

Una...

dos... Dos...

Y tres. Tres.

-Venga. -Pero cómo que vamos, ¿tú sabes...?

-Sí.

Cuidado, la cabeza, cuidado con la cabeza.

La madre que me parió, Sebastián.

¡La cabeza! Pero joder, que se me ha escapado.

-Ya vale, ya vale. Ya estamos.

Hostia puta.

Es muy grande, copón.

-Esperad...

si le sentamos aquí, sentado en esta silla...

Qué mierda...

Aquí.

Va, va, va, va.

(AMBOS RESPIRAN ACELERADAMENTE)

-Ahí no cabe. -Que sí, hombre,

que lo achuchamos un poco.

Joder. ¿Pero quién ha metido aquí las bebidas?

Conservación de pruebas periciales, ¿qué es lo que no entendemos, joder?

Trae, dame.

Bueno...

Venga, vamos.

Joder... Venga, vamos.

(RESOPLA)

-Ahí la cabeza. -Cuidado, cuidado con eso...

Cuidado, cuidado con la pierna.

-Sí, ay, un poquito, cuidado con el hombro aquel.

Bueno. Así se mantiene fresquito.

-Fresquito...

¡Iago! ¡Iago!

Nunca me he alegrado tanto verte, paliducha.

¿En serio, paliducha?

No sé cómo lo han hecho, pero han encontrado a Susana...

Se lo he dicho yo.

Tenían a Manuela y a Inma...

¿Están bien?

Lo siento mucho, Iago. Ayúdame

¡Bea! He tenido que salir por el balcón.

¿Cómo estás? Eres muy valiente, Vargas.

Hola, Bea.

-Hola. -Tenemos que irnos.

Dame un minuto. Iago, no tenemos tiempo.

¡Me avergüenzo de lo que soy! Iago.

¿Qué haces?

-Jo, qué piel tan bonita.

-Muy sutil.

-(RESOPLA) -Vamos.

¿Señor Márquez?

¿Y Sebastián?

Se ha marchado con Márquez.

Que nos ha dejado con todo el marrón.

Yo ya no pregunto, Santos.

Joder, menudo día...

(SUSPIRA)

¿Cómo estás?

Cómo quieres que esté María...

Recupero a un amigo que estaba muerto

y ahora pierdo a un compañero.

Igual no...

No me jodas, María, que acabamos de meter a Aranda en un congelador.

Piensa que lo hemos hecho por su bien. Por si vuelve.

Pero qué cojones va a volver, María...

Ya.

Bueno... Ni ya bueno, ni hostias...

Es que igual Andrés no es el único que ha vuelto.

¿De qué estás hablando?

De Laura.

¿Cómo?

¿Laura ha vuelto?

Sí.

¿Y quién es?

Vero.

Vero la comisaria es Laura.

Adrián es Susana y...

y mi niñera es Bea.

(RÍE) ¿Cómo te quedas?

Creo que necesito un cigarro.

(CARRASPEA)

No puede ser...

¡Mamá!

-Bea, cariño.

-¿Qué es esto?

-Somos nosotras.

-¿Qué?

-También está Susana.

¡Laura!

¡Andrés! Laura, cariño...

¡Andrés!

Bea... (BESA)

Márquez, perdóname, fui yo quien...

No, tú no tienes la culpa de nada.

¿Esta gilipollez qué es?

Es una declaración, señor Márquez.

Cojonudo. Tenemos que irnos ya.

Están viniendo. Deben volver

a sus antiguos cuerpos. Así, despertarán.

Vamos.

¿Cómo se hace?

¿Tú no lo sabes?

Es la primera vez en mi vida que veo estas cápsulas.

Bueno, Iago sabe cómo... Negativo, Señor Márquez.

Ni idea.

Ja.

No me jodas, Iago, no me jodas.

¿Estamos delante de las cápsulas y no sabemos usarlas?

No me lo puedo creer.

"Bienvenida, familia Vargas."

(Vibraciones)

-¿Qué hacemos aquí? -Hola, DH4.

¿Qué cojones está pasando con sus Enlaces?

Es complicado de explicar, señor Vargas.

Me temo que no hay tiempo. ¿Qué no hay tiempo?

Han matado a David, vienen a por mi nieta...

Así que, discúlpeme, pero no hay tiempo, mis cojones.

Están muy cerca,

saben que el parto de Susana es inminente

y su único objetivo es acabar con ella.

Fallaron una vez, pero ahora son muchos más.

No pararán hasta lograrlo.

¿Y por qué quieren matarla?

Su nieta supone la unión de dos seres diferentes.

La primera que nacerá entre dos razas.

Esa diversidad es algo

que los Enlaces no están dispuestos a aceptar.

No la entiendo.

Es un problema de poder, señor Vargas.

Hace mucho tiempo que decidí que esa niña fuera mi sucesora.

¿Mi hija?

Así es.

Alguien que no fuese de aquí, pero tampoco de la Pasarela.

Un ser que estuviera entre dos mundos.

Alguien capaz de liderar el cambio

y de integrar a todas las civilizaciones.

¿Civilizaciones? ¿De qué cojones está hablando?

Son incontables, señor Vargas...

-Por eso los Enlaces se han rebelado.

-Visten igual, hablan igual, piensan igual...

Ahora vuestros hermanos se consideran parte de una élite.

Por eso mandé a DH65 aquí a la Tierra.

Él es especial.

Debí asegurarme de que mandaba a la persona adecuada.

Debía amarla tanto como para ignorar mis órdenes.

Por eso esa niña debe nacer.

Ella devolverá el orden entre el bien y el mal.

¿Me está diciendo que usted sabía que todo esto iba a pasar?

Ha llegado el momento.

Debéis acoplaros ya.

Espere, ¿y Susana?

Susana estará esperándolas.

Os fuisteis juntas y volveréis las tres juntas.

Bastará con acercaos a vuestra cápsula.

-Joder, pues era bien fácil...

-Ha llegado la hora de marcharme.

Mucha suerte. Iago...

recuerda...

El llanto de tu hija te salvará.

Vamos allá.

Todo va a salir bien, ya verás.

Qué tontería, no sé por qué estoy tan nerviosa...

Si nos vamos a ver dentro de nada.

Ha sido un placer, comisaria.

Lo mismo le digo, inspector.

Te quiero, mi amor.

Y yo a ti.

Hasta pronto.

¿Y si algo sale mal, Sebas?

-Bueno, no te preocupes,

podemos hacer una cama de invitados con tu cápsula.

Ya han oído a la directora.

Si están listas, deberíamos proceder cuanto antes.

No tengáis miedo. Yo estoy aquí.

No pienso moverme hasta que volváis.

¿Qué ha pasado?

(TITUBEA) Unos tipos han entrado a hierro y han arrasado con todo.

¿Cuántas bajas?

-Dos.

¿Y esas heridas?

Tuvimos un accidente al trasladar a la comisaria.

-¿Ella está bien?

-Se ha escapado.

-¡Inspectora!

¿Puede venir un momento?

¿Qué pasa? ¿Por qué no se abren?

No lo sé. Se nos acaba el tiempo...

Tiene que haber una forma de despertarlas. Piensa.

No sé, señor Márquez. Lo siento, no lo sé.

¡Eh, eh, mirad! ¡Mirad!

Eh...

Mi amor, ¿cómo estás?

Pues... pues, no sé qué decirte...

Como si me hubiera fumado un par de porros...

(RÍE)

Despacito, despacito... Despacio.

Te he echado tanto de menos.

¿Y la comisaria qué?

Porque tú te has hecho un dos por uno en toda regla...

Pero si yo solo te amo a ti, mi amor.

(RÍE)

Estás más bajita, canguro. (RÍE)

-Vete a la mierda, Sebas. (RÍE) Ven aquí.

Papá...

Ah...

(BESA) No me puedo creer que estéis aquí...

Susana...

Susana, cariño.

Susana, tienes que despertar. ¿Me oyes?

¿Qué pasa? ¿Por qué no se abre?

Soy yo, cariño...

Ha llegado la hora. ¿Qué pasa?

¡Despierta! (GRITA) ¡Están llegando!

Hay que salir ya de aquí. No podemos.

Susana no ha despertado todavía. Iago, están muy cerca.

-¿Y qué hacemos con Susana?

A tomar por culo... Nos la llevamos.

¿En la cápsula? En la cápsula.

Venga, vamos. Sí.

¿Cuántos eran?

Pues no lo sé. Pasó todo muy rápido.

Yo creo que... unos diez o así. Una docena, diría yo.

Puede ser.

¿Y notaron algo característico que les llamara la atención?

Pues... no sé, que iban todos iguales.

¿Cómo iguales?

Sí... Iban muy elegantes.

Y muy guapos. (ASIENTE)

Quiero decir que no parecían narcos ni el tipo de perfil de...

No. De terroristas

al que estamos habituados.

-¿Y Aranda?

¿Qué?

Aranda.

¿Qué pasa con Aranda?

Que un testigo asegura que le dispararon.

¿No saben dónde está?

-No sé, yo, la verdad, que... hace rato que no le veo.

A lo mejor se lo han llevado los médicos.

Igual.

(Teléfono)

-Supongo que tampoco sabes donde está tu amigo Márquez.

Pues si no está por ahí, no...

(Teléfono)

¿Puedo?

¿Andrés?

(SUSPIRA)

¿Qué?

¿La pantera?

Pero...

y yo qué sé, si no tiene ni seguro.

Vale, vale, que sí, que sí, que sí, pero ¿dónde estáis?

Está bien, está bien, pero...

que sí, que sí, intentaré hacer lo que pueda. Vale.

(SUSURRA) ¿Qué pasa? Mejor que no lo sepas.

(SUSURRA) No, no, sh... sea lo que sea, te acompaño.

Total, estamos de mierda hasta el cuello.

(SUSURRA) Está bien, pero a ver cómo despistamos a estos dos.

(SUSURRA) Cómo sea.

¿Y la niña?

¿Qué niña?

Cuidado. Cuidado...

Con cuidado, con cuidado.

¡La rubia, joder!

¿Dónde cojones se ha metido?

(Música)

¿Dónde estáis, cabrones?

(Disparos)

Tengo que ir con la paliducha.

¡Sebas, Sebas! No, no, no hay tiempo.

¡Está sola, coño! No hay tiempo, Sebas.

Cobra es muy grande y sabe lo que hace.

(Motor)

Eso es una moto...

No, no es una moto,

es una pantera.

Joder, los frenos están de adorno y solo entra la segunda,

pero todavía... ruge.

(RÍE) ¡Oscar!

¿Laura?

Óscar...

Gracias.

De nada, comisaria...

(RÍE EMOCIONADA) Vais a volverme loca con tanto cambio.

Tenemos que irnos.

Santos, ¡Santos! Échanos una mano. (TODAS RÍEN)

Joder, qué oscuro está esto.

(Disparos)

(Disparos)

(Pasos acelerados)

(Disparos)

(Zumbidos)

Pues al final sí han servido de algo las putas Luciérnagas.

(Disparos)

Esto por las embarazadas...

Esto por hacer llorar a mi sobrina...

Y esto porque me sale del coño.

(Disparos)

¿Qué ha sido eso? Nada, nada... una rascadita solo.

Me cago en mi puta vida, que mi hija está dentro.

Cuidado por favor, ten cuidado, cojones...

¡Cuidado, cuidado, despacio! Gira despacio...

-Aquí pasa, aquí pasa. -(HABLA EN INGLÉS)

¿Eh? (HABLA EN INGLÉS)

¿Qué dice este? Ahora los del piso turístico...

No, "thanks". No "hand" no pollas.

(HABLA EN INGLÉS)

Una máquina de rayos UVA, para el bronceado.

¡Che, che! ¡No, no! ¡No "pictures"!

¡Vete a sacar fotos del coche fantástico!

Que me entendáis. ¿Cómo vais?

De lujo, ¿no ves?

¿No la habríais traído mejor en el ascensor?

Venga. Pasad, pasad.

Pasad, las chicas se están cambiando de ropa.

Un momento que pase Sebas, joder. Lo tengo.

¡Ah! ¡Joder! ¿Qué hacemos aún de miranda?

Venga, vamos...

Giro, cuidado. ¡La esquina, la esquina!

La mesilla. Espera, espera, espera.

Entonces, todo este tiempo, Adrián ha estado embarazado.

Déjalo, ni lo intentes. Vale.

Susana, por favor, despierta.

(SUSURRA) Venga, Susi,

venga, cariño...

¿Qué está pasando, Iago?

Algo va mal, señor Márquez.

La directora dijo que debíamos tener paciencia, ¿vale?

A la mierda.

¿Qué haces?

¿Qué cojones estás haciendo, Iago?

Una vez fui médico, ¿recuerda?

(Latidos)

¿Qué pasa, Iago?

Su pulso...

es muy débil.

Déjame.

Tranquila, mi amor, tranquila.

No respira, joder.

Susana...

Susana...

No respira.

(LLORA) Susana.

Sh...

No sé si has decidido rendirte,

o alguien ha decidido que te vayas,

pero no voy a quedarme aquí sin ti,

¿me oyes?

Me voy con vosotras.

-(SUSURRA) Ya está. -(LLORA)

No sé en qué nos convertiremos.

Puede que en flores bonitas,

O en koalas...

o en árboles, muy altos,

que se pierdan en el cielo,

pero vamos a seguir juntos toda la eternidad,

porque eso es lo que quiero,

estar con vosotras.

Para siempre.

No me dejes solo.

Susana...

(Golpe)

Andrés...

(TOSE)

Susana... Cariño.

¿Estás bien? Susana...

¿Estás bien? Cuidado...

¡Susana!

¡Susana!

Por follarte a Alicia, cabrón.

(RÍE)

Te he echado muchísimo de menos. Y yo.

Madre mía, qué friki eres, Iago.

(RÍE) (RÍE)

Te habría comido a besos, lo sabes, ¿no?

¿Con barba y todo? Con barba y todo.

Lo sé... Eh, Iago, deja un poco

para los demás, por favor.

Eh, qué mareo. Mamá...

Mi ni... Uy, madre mía...

Hostias, ya parezco Manolo el del Bombo.

(TODOS RÍEN)

Ay, Susana.

Ay. Quietos, quietos, quietos.

Ay. Quietos.

Creo que ha roto aguas.

¿Cómo? ¿Qué?

-Sí. -O te has meado...

Mamá... Ay, mi niña...

No me jodas. No, no, no, no, pero ¿ni un minuto?

No, ven, ven. ¿Qué hago?

Al cuarto, venga. Vente conmigo, verás qué bien.

¡Ay! Túmbate en la cama, vamos.

¡Por favor, que alguien traiga toallas y...

y un barreño! Voy.

¡Y agua caliente! Iré yo.

Sebas...

(Música)

(Disparos)

"Marta era mi hermana chica.

Yo siempre cuidaba de ella.

-Ah, ¿qué tenías una misión? -Si.

Proteger a todos los inocentes del mundo.

-Madre mía, que serás mi hermana y todo lo que tú quieras,

pero tienes una pedrá' en to' lo alto..."

(Música)

Hola DH4.

¿De qué te ríes?

-Llegáis tarde.

(TOSE)

-No puedo entender por qué les ayudas

y matas a los que hasta ahora eran tus hermanos.

-Te diría...

que es porque me engañasteis,

y que...

y me hicisteis matar a dos mujeres inocentes.

(TOSE)

O porque me dijisteis que tenía que proteger a las Vargas

cuando en realidad fui yo la que provocó aquel accidente,

pero en realidad lo hago porque me caéis de puta pena.

-¿Has terminado? -Espera, joder.

Solo he pasado dos días con mi hermana,

pero prefiero esos dos días

que una eternidad en tu puta Pasarela.

(EXHALA)

(SUSURRA) Ahora sí.

(GRITA)

Sopla, sopla, como si apagaras una vela,

que te dolerá menos. Va a soplar tu puta madre, Iago.

Aquí están los refuerzos. Vamos, venga, va, va.

(GRITA) ¡Joder!

¡Joder, hostia, puta...! Hostias.

¡La madre que me parió! Oye...

-Venga, venga, los refuerzos nos vamos a ir yendo.

-Todo el que no sea de la familia, que se vaya fuera, por favor.

-Creo que me voy, aquí mejor no... ¡Ay, mamá!

¡Mamá, me duele! ¡No me cabe!

¿Cómo voy a parir algo del tamaño de una sandía?

Que no me cabe, no me cabe.

Que sí te cabe, que lo estás haciendo muy bien.

Quiero un médico, quiero una puta epidural, mamá...

Levanta la pierna así.

Cariño, en la naturaleza,

los mamíferos alumbran a sus crías sin asistencia.

¿Tú crees que yo tengo cara de mamífero?

Sí, eres un mamífero. ¡Cállate, Iago, cállate, por favor,

cállate, cállate! Yo mejor me voy a ir.

¡No, no, te quedas, te quedas! Me quedo, me quedo.

Te quedas. Vamos a ver, Susana, por favor.

Relájate y trata de respirar hondo así... ¿vale? Por favor.

(GRITA) (SUSURRA) Tranquila.

¿Pero este señor qué hace aquí, mamá?

¿Eh? Márquez, está muy bien que es el novio de mi madre,

está todo muy bien, pero por favor,

mi "chiti" no es patrimonio nacional, que se vaya.

Tiene razón, perdón... No, no, espera.

¡Pero cómo que espera, mamá, por favor, ni que fuera mi padre!

Susana, escúchame, él... él...

No, no, no, no, no, no. Sí, sí, sí, sí, sí, sí.

No, no, no. Él...

te vio nacer.

¿Qué?

Él estaba ese día a mi lado, cogiéndome la mano.

¿Cómo?

¿Que Márquez es mi padre?

Cariño...

¿Qué?

Soy yo.

(SUSURRA) Soy yo, cielo.

Pero...

pero ¿te pasó igual que a nosotras?

Sí.

(GRITA) Ya...

(GRITA)

Joder, pero esos gritos no son ni medio normales, ¿no?

-Sí, hija, sí.

Yo no he tenido dolor igual en toda mi vida.

-Yo pienso adoptar, te lo digo. -¿Dónde se apaga esto?

-Por favor, no toques nada.

Mierda...

¿Qué pasa?

La calle está llena de esos putos pijos con traje.

No me jodas, no me jodas, no me jodas...

Bea, vamos para allá.

-Vamos.

Avisa a Andrés.

(GRITA)

Andrés, Andrés, siento interrumpir...

No, no, ahora no, Sebas, por favor.

Es que tenemos... ¡Sebas! ¡Sebas!

¡Andrés! Estoy a punto de ser abuelo,

Sebastián, ya puede ser importante.

(SUSURRA) Estamos jodidos. ¿Qué? ¿Suficientemente importante?

¿Estamos listos?

No sé.

(Pasos)

La hostia...

¡Joder!

¡Cubríos! ¡Cubríos!

(Disparos)

(GRITA) ¡Viene, viene!

(Silbidos)

(SUSURRA) Voy a salir. Ni de coña.

No, no, de eso nada, que tú vas a ser abuelo.

Te recuerdo que yo soy el cabronazo que se regenera.

Vargas...

antes de matar a tu nieta y a tu hija,

tengo un...

regalo para ti.

(SUSPIRA)

(SUSURRA) Mierda...

(SUSURRA) ¿Eso qué es?

Ya os he dicho que me regenero, ¿no?

Sí.

Y dale, que sí.

Pues con lo que lleva no funciona.

¿No?

-Siempre has sido un contrincante a la altura.

Ahora te voy a ayudar a descansar de una vez por todas.

(SUSURRA) A tomar por culo. ¿Dónde vas?

Aquí me tienes, boca chancla.

¿Qué te pasa? ¿No te hartas de fracasar?

¿Cuántas veces te he matado ya?

¿Estos niñatos te han contratado para hacer el trabajo sucio

o cómo es la cosa?

¿O es que ahora eres el sicario de las galaxias?

Algo así.

Pero no sabes cómo voy a disfrutar cuando termine con todos los Vargas.

Los nacidos...

y los que nunca van a nacer.

Tú eres muy malo, ¿no?

Pero no malo de: "Uy, qué malo soy".

Malo de dar pena.

Tú eres el puto charcutero de la medianoche.

(GRITA)

Hay que entrar ya.

(Disparo)

(GRITA)

Sí, sí, sí.

Ya, ya está. Ya está.

(LLORA)

(SUSPIRA)

(Vibración)

(LLORA)

(Zumbidos)

(TOSE)

Te vas a poner bien, ¿me oyes?

(Golpes)

¡Joder!

¿Qué pasa, Pablo?

-¿David?

-(RESOPLA) Chico, espabila y échame una mano.

Tranquila...

Y esto...

No pasaba nada.

(LLORA)

"El llanto de tu hija te salvará."

¡Que va para allá, cógelo!

(Timbre)

-Que alguien vaya a abrir... -Voy, voy.

David, haz algo, por favor, que tampoco...

Voy a por algo... Vale.

Bueno, mira, la Suprem.

Venga... (RÍE) Bienvenidos.

-¿Qué tal? -Cariño, pero qué tarde.

Sí, bueno... Espera un segundo, no te vayas,

un momento. Nos hemos entretenido.

Sí, por favor... Toma.

A ver, ¿ayudo a algo más? No, lleva esto.

Muy bien. Yo llevo esto.

¿Qué tal, chicos? Ay, hola.

Pero bueno, ¿qué le pasa a esa niña?

Los dientes le pasan.

¿Los dientes?

Un poco de huego... A ver, esto por aquí.

-Andrés...

(HABLAN TODOS A LA VEZ)

¿La copa?

¿Qué tal, chicos? ¿A qué jugáis?

¿Eh? ¿Qué le pasa a esta niña? Que está raruna...

¿Qué pasa, mi amor? Pobrecita, tiene cara de enferma.

¿Qué le pasa? ¿A ver?

Señor Márquez, acompáñame un momento por favor.

¿Ahora? Sí, ahora.

¿A dónde? Es una sorpresa.

Pase.

Ahora que las aguas han vuelto a su cauce en la Pasarela,

les he pedido un favorcillo...

como recompensa, por haber salvado el mundo.

Iago, ¿ahí dentro hay lo que yo creo que hay?

Acérquese sin miedo.

Verá qué sorpresón.

¿Soy yo?

Es, es...

Menuda percha tenía. Y que lo diga...

¿Cómo...?

Coloque su mano sobre la cápsula, igual que hicieron las chicas.

Gracias, Iago.

Le voy a echar de menos, señor Márquez.

Bueno, yo vuelvo enseguida.

(EXHALA)

(Vibraciones)

No recordaba qué a gusto me sentía en mi antiguo cuerpo, Iago.

¡Uy! ¡Estoy vivo!

(RÍE) Eh... señor Márquez...

No, señor Márquez no. Andrés, Andrés Vargas...

Ese es el problema...

¿Qué cojones es esto?

¿Por qué coño sigo siendo ese?

La verdad que no contaba yo

con ese giro de los acontecimientos.

¿Dónde cojones está mi cuerpo?

¿Qué habéis hecho con mi cuerpo?

A mí no me mire, señor Márquez. Ha sido la cápsula.

¡La cápsula, mis pelotas!

(GRITA) ¿Dónde está mi cuerpo, cojones?

No se ofusque... ¿Que no me ofusque? Me cago...

Dígalo, dígalo...

Cáguese en su puta vida.

No, no me voy a cagar en mi puta vida,

¡me voy a cagar en mis dos putas vidas!

¡Esta y la que me habéis perdido!

(GRITA)

¡Oye! ¿Qué hacéis?

¡Que os estamos esperando!

¡Venga, subid!

Anda tira.

Tira...

Si es que...

(SUSPIRA)

¡Iago!

No... Venga, ya estamos todos.

Ya están aquí. ¿Pero bueno, dónde estabais?

Son muy pesados.

-Oye, Iago, ¿dónde estabas...? -¿Todo el mundo tiene copa?

Nuestras cositas... Sí, ¿no?

Coge la copa, ya. Vale, vamos a brindar...

(Teléfono)

Perdón... No... ¡no!

-No lo cojas... -¿En serio?

La que faltaba...

Eh... hola, Carlota... Bueno, la rubia.

Hola, Márquez...

Bueno, di hola a todos...

¿Qué pasa, rubia?

-(TODOS) ¡Hola! -¡Hola! ¿Cómo estáis?

¿Qué tal por el norte? ¿"Oso ongi"?

"Oso ongi", Márquez...

Si ya sabes que con la familia "oso ongi" siempre.

Ya, ya...

Bueno, pues ya estamos todos. A ver.

-Esta no se pone morena... -Venga, ven.

-Pero, a ver. -Carlota...

No te muevas de ahí, eh.

Bueno, a ver, brindo yo primero por...

Porque eres la abuela. ¡Oye! Y tú eres el abuelo.

¡No lo digas! A mucha honra, claro.

¡No lo digas! Vale.

Brindo por el primer cumpleaños de Adriana.

Oh... Mira...

Por Adriana.

(TODOS) ¡Por Adriana!

Bueno, y un segundo.

También me gustaría brindar porque...

porque volvemos a estar todos juntos de nuevo.

¡Salud! ¡Salud!

Bueno... ¿Las croquetas bien?

No, mamá...

(ANDRÉS VARGAS) "Ahora es cuando me gustaría llamar

a la Pasarela y decirles que congelaran el tiempo.

Aún no sé si es porque estamos celebrando

el primer cumpleaños de mi nieta

o que llevamos un año tranquilos,

y eso, eso es más raro que los hostiles,

los fantasmas y los marcianos juntos.

Porque ahora, después de todos estos años,

por fin todo está bien.

Bueno, casi todo...

Y casi te sientes culpable

por lo cojonuda que puede ser la vida,

porque la mayoría de la gente no tiene una segunda oportunidad.

Una segunda oportunidad para pararse

y disfrutar de una buena tortilla, una cerveza fría...

porque la felicidad se reduce eso, a las pequeñas cosas.

Una caricia puede contener todo el amor del mundo,

o un beso devolverte una vida que creías perdida.

Una mirada puede estar cargada de algo tan extraordinario

como el perdón.

Y una risa decirnos que todo está superado,

que nunca más habrá miedo,

que nunca más estarás solo,

Esas pequeñas cosas son las que nos hacen

verdaderamente inmortales,

porque la muerte no es el final, porque la vida sigue.

Porque si algo hemos aprendido

es que ser eterno significa permanecer

en la memoria de los tuyos,

que esbocen una sonrisa por ti cuando faltes

y que te recuerden con cariño para siempre.

(Teléfono)

Es la Directora. No lo cojas.

Pero, señor Márquez... Que no lo cojas.

(Teléfono)

Señora Directora...

Me cago en mi puta vida... Cuánto tiempo.

Hola, Iago. Señor Vargas...

Oigo el suave rumor de las olas.

¿Dónde está? ¿En Bahamas?

No.

En Menorca.

Me dijeron que no había sitio igual para el descanso.

Y acertaron de pleno.

Tengo una nueva misión para ustedes...

¿Ah sí? Qué bien.

A tomar por culo. Señor Márquez...

¿Una cerveza? Venga.

Me han colgado.

-Se lo dije.

-Ahora más que nunca es cuando deberían estar a la altura.

-Y lo estarán. Han sido meses muy duros.

Deles un respiro. Se lo han ganado.

-Y nosotras también.

Gracias.

-Y otro para mí, por favor.

-Bueno, ya que estamos podíamos pedir un arrocito, ¿no?

¿Hay tiempo para un arrocito, directora?

-Para un arrocito siempre hay tiempo.

-Oye, si hay tiempo para un arrocito,

para otra de gambitas también, ¿no?

-De acuerdo. Una de gambas y un arrocito a banda.

-Qué bien se está cuando se está bien.

-Tenemos que recuperar fuerzas para lo que nos espera.

-¿Tan grave es?

-Me da a mí que vamos a tener pocas vacaciones...

-¿Esquiamos un poco?

-No tío, playa...

-Uy, no, no, no. Playa, playa.

-Vale, pues playa.

(Música)

Estoy vivo - Temporada 3 - Capítulo 39

19 dic 2019

Programas completos (39)
Clips

Los últimos 376 programas de Estoy vivo

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios