www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5634158
No recomendado para menores de 7 años Españoles en el mundo - Venecia y el Friuli - ver ahora
Transcripción completa

Dicen de ella que es

un pez que se quedó a dormir sobre el Adriático,

que sus escamas son 119 islas unidas por 450 puentes

y que su belleza puede dejarte

atrapado en uno de sus canales para siempre.

Con nosotros lo hizo y, por eso, hoy volvemos a Venecia.

Es el lugar donde todo es posible.

-Venecia me lo dio todo, muchas amistades,

mucha satisfacción personal y cada día descubro algo nuevo.

-Esto era un sueño que he perseguido muchos años.

Su ritmo de vida, su gente y su particular carnaval han hecho

que sea la cuna de inspiración para artistas de antes y de ahora.

(AMBOS) Bienvenidos a Venecia.

-Hola.

-(TODOS) Bienvenidos al carnaval de Venecia.

En la otra orilla del mar Adriático se encuentra la ciudad de Trieste.

Un enclave multicultural y cosmopolita que vive a caballo

entre sus vecinas Eslovenia y Croacia.

Es una ciudad de frontera,

todo lo que encontraréis en Trieste es de diferentes culturas.

-Bienvenidos a Trieste.

-(TODOS) Hola, "Españoles por el mundo".

-Es un ejemplo más de que Trieste es

una ciudad muy particular dentro de Italia.

Buenísimo, buenísimo.

Estamos aquí, en Friuli-Venezia Giulia,

en la provincia de Udine.

Estamos muy cerca de Eslovenia y muy cerca de Austria.

Hoy nos salimos de las vías para conocer la auténtica Venecia.

(TODOS) "Españoles en el mundo".

-(TODOS) ¡Bienvenidos a Venecia!

Eugenia, buenos días.

¿Con quién hablabas?

Con mi marido, que está ajustando el utilitario.

Este es nuestro barquito, le llaman "papamóvil".

¿Nos vas a llevar en el barco? Sí, claro.

Vamos a subir.

Me llamo Eugenia Rico, soy escritora,

vine a Venecia en busca de un personaje,

me enamoré para siempre y me quedé a vivir aquí.

Es una ciudad que demuestra

que el ser humano es capaz de lo que se proponga,

incluso vivir en el agua.

Qué cómodo es esto de vivir en Venecia.

Este es el barrio Cannareggio,

uno de los barrios más populares de Venecia.

Era un barrio de pescadoras, un barrio pobre

y, hoy en día, un barrio carísimo, como todos los de Venecia.

Aquí no somos residentes, resistentes.

Queda muy poca gente en Venecia

y se está haciendo todo para echarlos.

Vemos que estamos parando.

¿Dónde estamos? En el cole de mi hija.

¡Iris!

¿Ahora sales del cole? Sí.

¿Cómo ha ido el día? Bueno...

Teníamos un examen.

¿De qué? De arte.

Me he saltado la última hora, que es la más bonita,

porque es el club de lectura.

Leemos una parte del libro y después comentamos sobre eso.

-Aquí podemos ver al barco que recoge la basura.

Es como os avisáis de que venís para no chocar.

Si tienes una bocina, lo haces con bocina.

Si no haces un grito.

Te sale muy bien.

El otro, si está, pega un grito

y sabemos que tenemos que ralentizar un poco.

Aquí vas a 5km/h dentro de Venecia, en la laguna a 20.

-Ese es el cementerio de San Michele.

Era un convento

y Napoleón lo convirtió en cementerio.

Saca las tumbas que estaban en la ciudad por todas partes

y las pone en esa isla.

Estas son las ambulancias,

todo es igual que en tierra, pero en agua.

Este es el puente de Rialto, uno de los más famosos del mundo.

En este puente se inventó la banca.

Se llama "banca" porque ponían un banco para cambiar el dinero.

Es muy bonito vivir aquí,

pero el turismo masivo hace que no se pueda caminar

y ha hecho que se haga un poco duro.

¿Qué tal te has adaptado a esta ciudad?

Ha sido fácil porque vine cuando era muy pequeña.

Me he ido acostumbrando, he hecho muchos amigos.

-Estamos en Castello, estamos al lado de San Marcos,

vamos a ir a la biblioteca.

Nos despedimos y los veo después.

Yo vengo aquí todos los días

a pasarme ocho o nueve horas escribiendo.

Me parece que los libros, desde las estanterías,

me dicen cosas.

Aquí están algunas de mis novelas.

"Aunque seamos malditas", que tuvo mucho éxito internacional.

Sobre Venecia y sobre el amor todo el mundo ha escrito.

Siempre digo que hay que escribir sobre Albacete y sobre unos zapatos.

El Puente de los Suspiros,

el puente más famoso de Venecia con el de Rialto.

El nombre "de los Suspiros" se lo puso Lord Byron,

porque es el puente que une las prisiones con el palacio ducal.

El prisionero, al pasar, mira Venecia por última vez

y echa ese último suspiro.

Creo que sería más una lágrima.

Estamos llegando a la plaza de San Marcos,

la única plaza que hay en Venecia y, como veis, no desierta.

Todo esto viene a ser como si fuese Wall Street.

Para entender Venecia hay que pensar que Venecia era como Manhattan,

era una isla en la que vivía gente muy bien de dinero,

muy bien de intelecto y aquí estaba el poder económico del mundo.

Desde que se creó Venecia, todo el mundo venía a verla.

Hay una cosa en Venecia que se llama "el milagro del Campanile".

El Campanile se cae a principios del siglo XX

y no coge a nadie debajo, milagroso total,

porque fijaos cómo está de gente.

En Venecia, durante seis meses al año,

los que hacía bueno, iban con sus barcos,

pero había seis meses al año que se quedaban sin dinero.

Entonces, empezaba el carnaval.

Estamos delante del palacio del Dodge,

era el príncipe de Venecia.

Imaginaos que vosotros sois un visitante importante.

El Dodge saldría a recibiros delante del palacio ducal

entre esas dos columnas.

Mi familia ha venido a verme

y solo les ha gustado la plaza de San Marcos.

Yo soy asturiana y han dicho que es mucho más bonito,

pero que esta basílica tampoco está tan mal.

Entre tanta gente, vamos a ver a una amiga que quiero mucho

y que os va a sonar.

Maribel. -Beso.

-Os sonará de "Españoles por el mundo".

¡Hombre! Música celestial.

¿Os acordáis?

(Cantan)

Nos la cantaste hace siete años.

¿Sigues animando la fiesta igual? Más aún.

-Se cortan los vestidos, los diseñan, los buscan por cuadros,

reproducen vestidos históricos y las cosen ellos mismos.

-Este es el 1700,

este es ya es finales del 1800, tirando al inicio de 1900.

Este también, que tiene el culete así.

-Hay una idea de que el carnaval solo es

para la gente que tiene mucho dinero,

pero para mucha gente es una pasión, es una pasión de vida.

-Mira quién está aquí, que me la encontré antes por aquí.

-La conocí viendo "Españoles por el mundo".

-Aquí tenemos otra española.

¿De dónde eres? -De Gerona.

Todo es tan perfecto, tanto ellos como el entorno.

Esperamos que, si volvemos dentro de diez años,

te veamos tan salada como siempre.

Venid antes y hacemos más programas.

Os dejamos con la foto. Adiós, españoles.

-Es el propietario de la Librería Acqua Alta,

la librería más famosa de Venecia y una de las más famosas del mundo.

"Acqua alta" sabéis que es el agua que invade Venecia

y, de hecho, el agua que inunda esta librería.

Han hecho de la necesidad virtud y arte,

de manera que los libros floten, se salven.

Vamos a salir

hacia la escalera de libros más famosa de Venecia y del mundo.

Toda esta escalera está hecha

de libros que han sobrevivido al agua.

Salida de incendios, salida de emergencia.

Vamos a salir directamente al agua

y escaparnos como Casanova en una góndola.

Ahora más bien bajar. A ver cómo hago.

Está un poco complicado. Muy bien.

Esto es una góndola veneciana.

Las góndolas eran el vehículo que tenían todas las casas nobles.

Tenían un gondolero en la puerta para llevarles y traerles.

Falta solo Casanova.

Me voy a quedar aquí a leer y escribir.

-¡"Ciao"!

-Ya veréis lo que hay detrás de la puerta.

-Viene gente de toda Europa.

Aquí hay franceses, alemanes, españoles...

En un baile como este se colaba Casanova.

Era uno de estos jóvenes que estaba abajo,

donde los pobres, aunque era abogado,

y a los más guapos y simpáticos: "Vosotros al baile".

Estamos haciendo un baile del "Settecento".

Mucho intercambio de parejas y poco contacto físico.

Poco a poco, de la calle, de los bailes populares,

van a subir a palacio bailes como la polca, el vals...

En el "Ottocento" se va a tocar a la chica

y se va a poder bailar y hablar largamente con tu pareja.

-Estuvimos hace dos años y nos gustó muchísimo.

-¿Cuesta mucho venir a una fiesta como esta?

-Creo que nos ha salido por 600 la pareja.

-¿Merece la pena? -Totalmente. Sí, sí.

-La vida es un baile

y lo importante es bailarlo con quien tú quieras.

-Vosotros tres lo bailáis juntos.

-La familia, el amor,

es la cosa que te defiende de la muerte.

-¿Tú echas de menos algo de España? -A mis abuelos y a mi familia.

Que vengáis a Venecia.

¿Cómo ha sido la experiencia hasta ahora en Venecia?

Ha sido una experiencia muy enriquecedora.

También ha requerido de mí adaptarme a un sitio nuevo.

Echo de menos España, pero me encanta Venecia también.

¿Volveréis a España? Claro.

Una se va de España solo para volver.

Los españoles somos como el salmón,

nos vamos muy lejos y siempre volvemos al río de casa.

Ha sido muy divertido conocerlo con vosotros.

Muchas gracias. -Adiós.

Hasta luego.

Dani, hola. Hola.

Eres tú. Soy yo, Dani.

Soy Dani, soy de Santiago de Compostela

y me vine a Venecia porque mi chica es de aquí,

de la región del Véneto.

Hago una pequeña actividad.

Vendo cuadros y vino

porque soy pequeño empresario y mi pasión es el vino,

soy "sommelier" también.

Voy a coger el "bus". Estoy mirando los horarios.

El "bus", el "vaporetto".

Voy a una isla que se llama Mazzorbo a ver unas viñas.

Son 40 minutos más o menos.

Cuesta 1,50 euros con la tarjeta de todos los días

y si no al turista 7,50 euros.

Estamos en Fondamente Nove, que es la parte que da al este,

que sería la parte que da a Croacia.

Donde empezó la ciudad de Venecia, los orígenes,

son en las islas de Mazzorbo.

Recuerdo a Galicia 100%.

Pones aquí a un gaitero

y ya se mi iría la morriña en un minuto.

(Canta en italiano)

Esto son las alcachofas. Aquí hacen los guisantes.

Él tiene esta parte del terreno.

"Ciao, buon lavoro". "Ciao".

-Los terrenos se inundan con agua de mar.

Esta uva la recuperó una familia véneta, familia Bisol,

y se lleva cultivando muy poco.

En todo el mundo, aunque parezca raro,

solo se cultiva en Mazzorbo.

Salimos de las viñas y entramos en Burano.

Este puente de madera une Mazzorbo con Burano.

Esta es la típica postal veneciana, Burano.

Parece un arcoíris.

Es una isla muy bonita, muy colorida.

¿Por qué son las casas aquí de colores?

Para que se vea en la niebla.

El ayuntamiento les dice

que si la casa es verde tiene que estar verde,

entonces cada uno tiene que pintarla del mismo color

que el reglamento del ayuntamiento dice.

Vamos a coger el "vaporetto" y vamos a volver a Venecia.

-(AMBOS) "Benvenuti a Venezia".

-Seguimos en el barrio de Cannaregio.

Aquí lo típico es tomarte el aperitivo.

¿Tú por qué te viniste a Venecia?

El motivo siempre es el mismo, el amor.

Vine porque conocí a Alexia.

La conocí en Chile,

pero nos vinimos los dos a vivir a Venecia.

Aquí los disfraces venecianos son los preferidos,

pero cada uno se puede disfrazar de lo que quiera.

(Hablan en italiano)

(Hablan en italiano)

Él ha hecho su bastón.

Cogió un palo de billar y lo convirtió en un bastón del 700.

Estamos en el Canal Grande ahora mismo

y ahora empieza el desfile del Carnaval.

Vienen disfrazadas las góndolas.

Sí, y esa es la Pantegana, una rata, que no es el símbolo de Venecia,

pero como hay tantas ratas, o hubo tantas ratas,

hacen el desfile de la Pantegana.

Cada uno cuenta una historia distinta,

que si por la peste,

para celebrar que se acabó la penuria...

Este desfile de la Pantegana creo que tiene 12 años más o menos.

La máscara blanca es una máscara veneciana muy típica

y se llama "bauta".

Este es uno de los tres puentes

que cruzan el Canal Grande de Venecia

y ahora vamos hacia mi barrio, que es Dorsoduro,

un barrio un poquito, no más exclusivo,

pero sí que vive la gente un poco más pudiente de Venecia.

Este es uno de los canales de tu barrio.

Sí, de todos los días,

donde se compra, donde se habla con los vecinos...

El barco está casi a ras de canal.

Cuando está con marea alta, suele tener como dos o dos y pico.

Ahora estará apenas a un metro.

¿Esto es la frutería? Sí.

Voy a aprovechar para coger un ticket

y comprar algo de fruta.

La huerta murciana.

(Hablan en italiano)

Para mí es un poquito rara.

Es como preparan las alcachofas,

que tiran todas las hojas y se quedan solo con el corazón.

¿Y esto se lo comen crudo?

Lo puedes cortar muy fino y tomártelo crudo o cocinarlo,

después hacer una salsa...

85, y después dicen que Venecia es cara.

Se ve que tampoco es tan cara. "Arrivederci. Ciao".

Ahora estamos en Dorsoduro, donde tengo el negocio.

"El cuadro divino".

El nombre vino solo, no tuvimos que pensar mucho.

Hola. "Ciao". Alexia. -Soy Alexia.

-Yo creo que han venido porque es domingo,

porque tienen más tiempo libre, y para ver a Alexia.

¿Cómo es tener un nieto español?

Llegué y me acogieron muy bien.

Realmente el ambiente es este, de familia.

"¿Cómo es Dani?", "A veces bien, a veces mal".

Integrado completamente en familia.

"Ciao", familia.

"Arrivederci". Adiós.

Está mezclado el arte de mi familia con el vino,

que es la pasión de Dani.

-Pruebas un vino veneciano

y disfrutar de una obra de arte veneciana,

con los amigos, mejor que eso es imposible.

Tú te hiciste sumiller aquí. Sí.

¿Qué hacías antes en España?

Estudié una carrera, una ingeniería, que nunca me gustó.

Antes de venirme a Italia, era responsable en un bar de verano.

Yo creo que tengo madera de estar con la gente,

no madera de ingeniero.

Creo que no me equivoqué, al final, estoy en Venecia

y estoy fantásticamente y hago lo que me gusta.

Gracias. Por "Españoles en el mundo".

Qué bueno.

¿Cómo os conocisteis?

Nos conocimos en Chile, en un hostel,

viajábamos de mochileros, ella es de Sudamérica

y yo estaba dando la vuelta al mundo.

Después de los días que pasé con Alexia,

me fui a continuar la vuelta al mundo

y me fui a Santiago de Chile.

Cuando bajé del aeropuerto, me encontré a Alexia,

que se había recorrido un montón de distancia en bus

por si me encontraba.

-Pensé: "O voy ahora o lo he perdido".

Al final, lo encontré en el aeropuerto.

-Esto me lo dijo después, primero me dijo que era casualidad.

Esta es nuestra casa, las entradas son así, es una corte,

se entra, porque las calles son muy pequeñas.

Uno entra, deja las bolsas dentro,

esta calle se llama Corte del Scaleter.

Y no tiene nada que ver con las escaleras,

es donde vivía el pastelero.

El pastelero ponía unos pasteles siempre en unas escaleras.

Es un dialecto antiguo, que se está perdiendo esa palabra.

-Bienvenidos.

Una cosa veneciana auténtica 100%.

Es muy pequeña pero a mí me gusta mucho.

Pensar que tiene 300 años y estas maderas tienen 300 años,

para mí es como estar en un museo.

Para poner los cuadros, lo tenemos muy fácil.

Aquí sigue el salón, una habitación.

Está muy bien.

¿Cuánto puede costar un alquiler de un piso así?

Unos 1.000 euros.

Depende si ves un canal, si estás al lado de un canal grande,

depende del sitio.

Este, que está en el centro, unos 1.000 euros.

Vamos a ir a correr ahora, que Venecia se vacía.

Vaya cambio con todo esto desierto. Así parece otra.

¿Cómo está siendo esta aventura? Es perfecto, un sitio perfecto.

¿Habéis encontrado vuestro sitio de momento?

Sí, absolutamente.

Dani, ¿tú echas algo de menos? Muchas cosas.

Pero están los aviones para ir a visitar la familia.

De momento, me quedo aquí.

Un saludo a todos los que me estáis viendo.

Si queréis tomar un vino en Venecia, tenéis un amigo aquí.

Muchas gracias por todo, chicos.

Que paséis una muy buena noche. Gracias a vosotros.

Hola. Buenas.

¿Aquí dais la mano?

Aquí se dan dos besos, pero al contrario que en España.

Soy Tomeu Abad, tengo 29 años, vengo de Mallorca,

trabajo de promotor digital para el territorio de Trieste,

me he transferido a Trieste hace unos cuatro años por amor.

Ahora os voy a enseñar

la multiculturalidad que encontramos en Trieste,

que la vamos a encontrar en la gente,

en la gastronomía y la arquitectura.

¿Dónde estamos? En la Plaza Unitá de Trieste.

Es la plaza más grande de Europa con vistas al mar.

Estos días hay un carnaval de música europeo.

Es una ciudad de frontera,

todo lo que encontraréis en Trieste es de diferentes culturas.

Cuando vienes a Trieste no tienes que pensar que vienes a Italia.

Estamos en Italia,

pero Trieste tiene una influencia muy importante

del imperio de los Salzburgo,

es el puerto más importante de su imperio.

De hecho, el único, se ve en la arquitectura,

se ve en la cultura, se ve en la gastronomía.

Aquí tenemos el palacio, tenemos el Comune,

es el ayuntamiento.

Aquí tenemos el Palazzo del Governo.

De aquí es donde Mussolini promulgó las leyes raciales.

Estamos llegando al Caffé degli Specchi,

que es parada asegurada cuando llegas a Trieste,

que puedes pedir el café en más de 100 maneras diferentes.

¿Cuál sueles pedir tú? "Capo en b".

Sería lo que conocemos

como un cortado en un vaso de cristal.

¿Cuánto has pagado? Dos euros, un euro por café.

¿Solo? Solo.

Entienden que el café es para todos, el café del pueblo.

En un sitio lleno de lujo,

puedes encontrar el café más barato de Trieste.

¿Cuesta lo mismo un café en barra que un café fuera?

Si te sientas, te puede salir por diez euros el café.

¿Le echamos azúcar?

Dicen que el café bueno no necesita azúcar

y que el malo no lo merece.

Buenísimo.

"Españoles en el mundo".

-Mi abuela es la persona que más echo de menos

desde que estoy aquí.

Se compró un mapa de Trieste, de la región, de Croacia,

de Eslovenia.

Cada vez me pregunta dónde he estado,

dónde no he estado, sabe todo,

es la que más se ha informado de toda mi familia.

¿Le quieres mandar un beso? Un beso, abuela.

Estamos en la Cámara de Comercio, que es el sitio donde trabajo.

Yo soy el promotor digital de la Cámara de Comercio

para el territorio de Trieste.

Lo que hacemos es ayudar a las empresas a digitalizarse.

Estas son mis compañeras.

Os voy a enseñar una sala de la que están muy orgullosos,

es imponente.

Aquí hacemos muchos eventos, sobre todo, con otros gobiernos.

Trieste, al ser una zona en el centro de Europa,

es una zona que tiene mucha relación con los gobiernos de los Balcanes,

ha venido Merkel, han venido políticos importantes,

creo que ha estado Berlusconi, políticos de nombre.

Ella es Julia, es triestina.

Fue mi primer amor y el último.

Nosotros teníamos 14 años, casi 15.

Nuestros padres nos mandaron a Inglaterra,

lo típico que vas a estudiar.

Fue un flechazo, no había Internet, no había WhatsApp,

cada mensaje era más de un euro.

Los padres no eran felices.

Duró hasta que los padres nos cortaron el grifo.

Diez años después yo vengo a buscarla y a encontrarla.

Y la encuentras. Y la encuentro.

Esta vez sí que estaba Internet.

-Hasta en Twitter me buscó.

Al final, me fui yo a Barcelona.

Se abrieron las puertas del Prat y lo vi.

Yo me lo esperaba un poco más alto.

-Me dijo: "Te esperaba más alto".

"¿Pero te gusto o no te gusto?". "Sí, siempre me has gustado".

Llegamos al Buffet da Pepi, que es el típico buffet triestino.

Esto es el paraíso del cerdo, para que os hagáis una idea.

-Comida de toda la mitad de Europa.

Se hace como un caldo que cocina la carne,

digamos que es típico.

-Espectáculo. -Espectacular. Fantástico.

-Buen provecho. -Gracias.

-Tipos diferentes de carne de cerdo

y solo un tipo de carne que es lengua de buey y esto.

¿Esto qué es? Una col.

-Un tipo de col. Es como un chucrut.

Más o menos, sí. Un poco como un chucrut alemán.

Es raro ver una mesa llena de comida en Italia

y que no sea pasta o pizza.

Es un ejemplo más de que Trieste

es una ciudad muy particular dentro de Italia.

Un poquito de mostaza y para dentro.

Buenísimo.

Ahora os hemos traído a la Risiera di San Sabba,

que es el único campo de concentración y extermino

de Italia.

Risiera inicialmente era una fábrica de arroz,

de allí el nombre.

La entrada ha sido proyectada para que ya enseguida que entras

tengas la sensación de que entras en un sitio

del que seguramente mucha gente ya no salía más.

Había un edificio

que cuando los nazis antes de escapar derrumbaron,

pusieron minas en lo que era el horno crematorio,

cuando se derrumbó la chimenea cayó encima del edificio

y entonces destruyeron también el edificio

con la idea de no dejar pruebas de lo que había sucedido.

Aquí tenían a los prisioneros.

Podían tener desde uno a cinco prisioneros.

Todavía se siente como una herida abierta.

Sí.

En la ciudad todavía se siente como si fuera algo

que no ha pasado hace muchísimos años.

-Podía ser que no saliesen nunca más

como podía ser que fuesen deportados a otros campos de concentración.

Dentro han encontrado nombres y fechas

de las personas que estaban encerradas.

Os hemos traído al Castello di Miramare,

que es el castillo que construyó

el archiduque Maximiliano de Habsburgo,

que era el cuñado de la conocida Sissi.

Esto es la biblioteca de Maximiliano.

Los libros todavía están colocados tal cual,

es decir, nadie los ha tocado, están en orden como los dejaron.

Aquí trabajaba.

Una de las lámparas de araña cuando se desmanteló el castillo

la pusieron a subasta y se vendió al Casino de Murcia,

así que la tenemos en España y podemos disfrutar de ella.

No me digas. La tenemos en casa. La tenemos en casa.

Ahora entramos en la sala del trono,

que también se usaba como sala de baile.

Cuando vine a Trieste no sabía todas las cosas que había

y cuando vi este castillo...

La última cosa que me imaginé es que Sissi,

que la habíamos visto en películas cuando éramos pequeños,

había estado aquí.

-Ahora es más triestino él que yo casi.

-Ya empiezo a hablar triestino. -El dialecto.

Ya empieza a sentirse en su propia casa.

A mí me encanta España, pero también Italia,

así que veremos dónde nos lleva.

-Nos encontramos ya en casa tanto en Mallorca como en Trieste,

así que veremos.

¿Tú has estado en Mallorca? Sí, muchas veces. Me encanta.

-A mi familia,

que van a ver antes Trieste en televisión que viniendo a verme,

y a mis amigos,

que no han podido venir todavía porque tienen niños pequeños,

pero vendrán.

Nos veremos por allí. Os dejamos en este paraíso.

Adiós, chicos.

-¿Cómo te llamas?

¿Cómo te llamas?

¿Cómo te llamas?

Hola.

¿Cómo te llamas tú?

¿Qué estás haciendo? Mi clase de español.

Soy la tutora de la clase

y soy la profesora de Matemáticas, Ciencias, Historia y español.

Soy Rafaela Siles,

he nacido en Alcalá la Real, en la provincia de Jaén,

me vine aquí por amor,

soy profesora de un colegio de Educación Primaria

y ahora os voy a enseñar mi tierra,

la tierra que me ha acogido en Italia.

-De Utrera. -"Un piacere".

Este es un colegio paritario.

Viene gestionado como un colegio estatal,

pero es privado.

Es una escuela bilingüe.

Aquí se enseña inglés con una profesora nativa

y español con una profesora nativa.

Estamos aprendiendo el abecedario, lo estamos repasando.

¿Qué es lo que más les cuesta del abecedario?

Sobre todo la "j" y la "z",

porque tienden a no poner la lengua entre los dientes.

Este año ellos aprenden muy bien

todo lo que son todas las regiones italianas.

¿Nosotros dónde estaríamos ahora?

Estamos aquí, Friuli-Venezia Giulia, en la provincia de Udine.

Estamos muy cerca de Eslovenia y de Austria.

Estás contenta aquí Muy contenta con mis alumnos.

Hay que hacer

que al niño le guste muchísimo lo que está aprendiendo,

así que hay que hacérselo gustar.

Han hecho un proyecto de correspondencia

y se están escribiendo cartas con una escuela de Almuñécar.

-(TODOS) Un saludo a nuestros amigos de Almuñécar.

-Yo ya he acabado hoy mi día y me voy a casa.

Aquí tenemos el Consulado Español en Fagagna.

La bandera de España.

Los tres idiomas que se hablan en el colegio:

español, inglés e italiano.

Cuando viniste aquí por primera vez y viste esa bandera,

¿qué dijiste?

La pusieron por mí, no estaba.

Nos vamos a Ragogna, que es el pueblo donde yo vivo.

¿Cómo llegas hasta aquí? Por culpa del estudio.

Hice el proyecto Erasmus en Francia, en Dijon,

y allí conocí a mi marido, que es friulano, véneto en realidad,

sus padres vinieron aquí a vivir.

Así he acabado en Italia.

¡Hola! -¡Hola!

-¡Hola, mami! -¡Hola, mamá!

-Aquí tenéis a mi familia, al sex symbol, Valentino,

y aquí tenéis a mis dos tesoros, Bianca e Isabel.

Hola. Hola.

-Estamos en una torre donde se puede mirar todo el lago.

¿Qué estáis viendo por allí? Un corazón.

-¿Y quién vive ahí? -Nosotros.

¿Vosotras habéis estado en España? Sí, muchas veces.

-En Granada.

También en Íllora

en la casa de nuestra tía con nuestros primos.

Nos gusta mucho el tiempo que hace.

Hay mucho sol en verano y se está muy bien.

Hola, guapísimo. Pero qué cariñoso.

¿Os lo lleváis para casa? Sí.

-Papá, ¿podemos?

-Acabamos de adoptarlo. Se llama Paco.

Aquí tenéis a mi suegro, Alberto.

Es carpintero y es restaurador de muebles.

Ahora está jubilado, pero sigue trabajando.

Isabel, ¿alguna vez ayudas a tu abuelo?

De vez en cuando.

No pasa muchas veces,

porque cuando trabaja él son cosas muy complicadas.

¿A ti te gustaría hacer estas cosas? No, la verdad.

No es que no me guste, pero es que tengo otros sueños.

Ser una bailarina o una escritora de libros

me encantaría.

-"Ciao".

Aquí os presento a mi suegra, que se llama María Assumpta

y a mi cuñada, que se llama Danussia.

Están haciendo la polenta.

¿Es buena cocinera la suegra? Buenísima, la mejor del mundo.

Se corta con un hilo, se come mucho con la carne,

la carne en salsa.

Chicas, ¿tenéis frío? -(AMBAS) ¡No!

Siempre les hablas en español.

Casi siempre procuro hablarle en español, en andaluz,

porque mi español es muy andaluz.

Sobre todo, desde que vivo aquí, que se me están olvidando las eses.

¿En qué habláis entre vosotros?

En italiano, porque mi menda lerenda no le apetece hablar en español.

Le da pereza.

-Es verdad que es un poco por mi culpa.

Pero es más cómodo hablar italiano en Italia.

Sí es verdad que se me está olvidando un poco el español.

Tendría que hablar un poco más.

(Habla en italiano)

-La comida ya está preparada

y, si queréis, mientras ellos comen, nosotros vamos a otra cosa.

¿Dónde nos has traído? Al castillo de Ragogna.

Esta zona es sísmica, como mi Granada,

el último terremoto fue en 1976,

que fue un terremoto en Friuli,

devastador, murieron muchísimas personas

y se cayó al suelo.

La gente friulana, que tiene mucho coraje y mucho valor,

lo reconstruyeron todo casi igual que en el siglo XVI.

¿A qué te recuerda?

A la fortaleza de la Mota de Alcalá la Real.

Las veces que me han regañado mis padres

porque no me encontraban y estaba dentro de una cueva,

aquí venían los niños a jugar.

Los señores de una cierta edad me dicen

que sus hermanos le juran y perjuran que aquí había un orco,

que lo habían visto.

Ella es Alma, que es una grandísima amiga mía,

es la alcaldesa del pueblo.

Estamos en el río Tagliamento,

que es el río más importante de toda la zona.

Antes, el río era mucho más grande,

pasaban muchos barcos llenos de madera de los Alpes,

con las que se construían todas las cosas en Venecia.

Tenemos los Prealpes, que es esta montaña que veis sin la nieve.

La parte que veis con la nieve son los Alpes.

Pollina, llanura, río y montaña. ¿Qué queréis más de la vida?

Estamos en la Hostería "El Borgo",

una hostería es una especie de tasca,

ahora os voy a presentar a mis amigos.

Tenemos a mi amiga Luz, que es la única española de la mesa.

Y se nota. Se nota.

-Mi padre era sevillano, me gusta mucho el espíritu andaluz.

¿Ninguna habla español? Sí, Ana, un poquito.

-¿Dónde está la parada del bus?

-En la mesa tenemos un poco de jamón de San Daniele,

tenemos diferentes tipos de quesos de la zona.

-(TODAS) ¡Arriba, abajo!

¡Al centro y para dentro!

Les has enseñado bien. Claro.

Si no, no tiene gracia ninguna.

Con tanta alegría, ¿tú echas de menos algo de España?

Muchas cosas. ¿El qué?

A mi gente, a mi tierra.

Ahora me emociono.

¡Que me emociono!

Echo de menos a mi hermana, que es mi pilar fundamental,

a mi hermano.

Mucha gente que llevo en mi corazón

y que yo sé que los quiero mucho y ellos a mí también.

Me voy a poner a llorar, ya está.

¿Dónde ves tu futuro? No lo sé.

Donde la vida me quiera llevar.

Disfruta mucho. Muchas gracias, un beso.

Adiós, chicos.

Montse. Hola.

Te vemos muy concentrada. Sí.

Estoy probando hacer una perla de cristal de Murano.

Me llamo Montse, vengo de Barcelona y vine con mi marido.

Llevamos seis años viviendo en Venecia.

Conseguí arrastrarlo,

dado que los dos trabajábamos en la misma empresa.

Tenemos una galería de arte dedicada a la fotografía.

Esto era un sueño que he perseguido muchos años y aquí estamos.

Aprendo de esta maestra. -Hola.

-Está dando más fuego para intentar modelar.

Estas herramientas sirven para modelar

aprovechando el calor que tiene,

adhiriendo la hoja de plata al cristal.

Una perla pequeña más simple,

ella la puede hacer en un cuarto de hora.

Lo bonito no es solo aprender la técnica,

sino crear.

Lo más importante son las ganas.

La voluntad, las ganas y el amor que se le pone para hacer esto.

Lo que necesita es coger un poco de temperatura

para llevársela aquí dentro,

que esto es la témpera para ir enfriando la perla.

Tiene más de 1.000 años de historia este cristal en Murano.

Cuando hablas de Murano, lo relacionas con el cristal.

La ciudad vive de eso.

Dejamos el laboratorio de las perlas venecianas

y vámonos para mi ciudad, vamos a Venecia.

Hemos tardado 5 minutos

y el taxímetro te dice lo que tenemos que pagar, 60 euros.

Estamos en el barrio de Castello,

uno de los barrios donde vive más gente de Venecia.

Esta preciosidad es el Arsenal,

servía para hacer todo tipo de embarcaciones.

Trabajaban diariamente entre 1.500 y 2.000 personas.

Utilizaban un sistema de ensamblaje para montar las piezas

y no perder tiempo.

Se conseguía hacer un galeón diario.

Hola, cariño. -Hola, bienvenidos.

-Estamos en la ribera franciscana. -Os presento a Aldor.

¿Él es el que te enseñó a remar aquí?

Sí, sí.

Se hace lo que se puede.

¿No subes con nosotros? No.

¿Por qué?

Porque hay un máximo de personas que pueden subir en la barca,

sería peligroso y yo os espero aquí.

Vivo en Venecia rodeada de agua y no sé nadar,

gran pecado de la historia, no me lo perdonaré nunca.

Que vaya muy bien, adiós.

-Estamos en la remera, que es un club deportivo,

venimos a remar.

Se boga solo con un remo, tienes que combinar

el giro a la izquierda con el de la derecha.

Aquí hay inscritos 150 socios.

Es como ir al gimnasio, que pagas una cuota.

Calcula que unos 100 euros al año.

La peculiaridad es que estamos en el Arsenale.

En la II Guerra Mundial estuvo ocupada por los nazis.

Construyeron bunkers,

el submarino es emblema de la II Guerra Mundial.

Ahí tenemos la puerta principal del Arsenale.

Este es el río de Le Galeazze, el canal donde hacían los galeones.

(Canta en italiano)

¿No te atreves? No, yo canto fatal.

Las barcas históricas que hay en el Arsenale la utilizan

para las regatas principales.

Para llevar las barcas hacia el agua,

le ponen grasa de cerdo en las maderas

y van apoyando las barras

y van haciendo palanca para bajarlas.

-Nosotros acabamos aquí enamoradísimos de esta ciudad.

Después de venir durante nueve años de vacaciones,

decidimos hacer el gran salto.

Esto es un museo al aire libre.

Siempre decimos lo mismo, Venecia no te la acabas nunca.

Estamos en esta pequeña joyita, que es nuestra galería.

La fotografía las hace él,

él es el artista y trabaja digitalmente.

Este tipo de efectos especiales para dar una originalidad a la foto.

Esta es la parte que trabajo yo,

que es la fotografía pintada para hacer los dorados,

los cobres, los colores del agua, utilizo este tipo de polvo metálico,

mezclo con diferentes colores para obtener

la tonalidad más aproximada al color real de la fotografía.

Con esto hago todos los relieves de las ventanas.

¿Cuánto tiempo te lleva hacer una fotografía de estas?

Unos cuatro o cinco días.

¿En cuánto saldría esta imagen?

Entre 125 y 150 euros.

Entre tantas fotos, te voy a enseñar esto,

que son las fotos de cuando nos casamos.

Os casasteis en Venecia. Sí.

En agosto hará 11 años.

Todos los que pudieron, vinieron.

Unas vacaciones en Venecia también.

Vas a una boda y haces las vacaciones en Venecia.

La gente muy contenta, muy bien.

Ahora vamos a ver dónde trabajo yo, en el hotel.

Aquí tenemos la puerta de agua del hotel,

que es por donde se llega por el agua.

Antiguamente, las mercaderías llegaban por aquí.

Os enseño una de las habitaciones que da al canal.

Estará siempre lleno.

Sí, por la posición que tiene, está muy céntrico,

a cinco minutos de San Marcos y a cinco minutos de la academia.

Estilo veneciano, con muebles antiguos del 1800.

Es lo que la gente busca, el estilo veneciano,

es difícil encontrar un hotel moderno en Venecia.

¿Cuánto puede costar pasar una noche aquí?

Entre 100 y 200, depende de la temporada.

Como veréis, ahora mismo pasa alguna góndola.

Este canal da al teatro "La Fenice".

Afortunados los que duermen aquí. Sí, sí.

Ya habéis visto el hotel, ahora os enseño el palacio.

Aquí se realizan eventos, desfiles.

Os presento a la propietaria, Rosella.

Hola. Hola, encantada.

-Esta es la sala de música, está ensayando el hijo de Rosella.

Vienen a ensayar los chicos

y también se hace conciertos de cámara en esta sala.

-Aquí hacemos cosas importantes

para lograr hacer vivir la cultura a muchos jóvenes,

porque en Venecia tenemos el Conservatorio.

-Hemos vuelto otra vez a Castella, nuestro barrio.

Vamos a ir una hostería,

que vamos a escuchar a unos amigos nuestros

cómo cantan canciones italianas, melódicas y canciones venecianas.

(Cantan en italiano)

Son nuestros amigos.

¿Se echa de menos España? La familia.

La suya y la mía, las dos, la familia.

A mi hermano y a Rosi, que os quiero con locura,

y a todos nuestros amigos.

¿Pensáis volver a España? De momento, no.

De momento, nos quedamos aquí.

Os dejamos con la tropa, divertíos. Gracias, adiós.

-Hola, España.

Hola, Argentina.

Hola, ¿qué tal? Hola, ¿qué tal?

(Cantan en italiano)

-La televisión de España.

Saluda a todo el mundo, españoles y no españoles.

-Olé, niños, vamos a picar un poco, una tapilla.

# -Qué lástima, pero adiós,

# me despido de ti y me voy. #

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Venecia y el Friuli

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Españoles en el mundo - Venecia y el Friuli

28 jul 2020

El noroeste de Italia es el último destino de la temporada de ‘Españoles en el mundo’. Un viaje por las regiones de Veneto y Friuli que hace paradas en las islas de Burano y Murano; Venecia, Ragogna y Trieste.

ver más sobre "Españoles en el mundo - Venecia y el Friuli" ver menos sobre "Españoles en el mundo - Venecia y el Friuli"
Clips

Los últimos 2.119 programas de Españoles en el mundo

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios