Un programa que centra su mirada en los aspectos humanos inherentes a la arquitectura, el urbanismo y el diseño. Todos ellos forman parte de nuestra vida cotidiana y generan historias que merece la pena ser contadas.

En 'Escala humana' mostraremos lo que se esconde detrás de las fachadas, de los paisajes, de los edificios, de los objetos. Explicaremos cómo piensan, a veces cómo sueñan, tanto los creadores de grandes estructuras arquitectónicas y urbanísticas de nuestro país como los profesionales que realizan pequeños proyectos con el objetivo de hacer un mundo mejor. Reflexionaremos, en definitiva, sobre nuestra relación con el entorno natural y social.

El programa estará presentado por Núria Moliner, arquitecta, compositora y cantante del grupo musical Intana, que nos aportará sus conocimientos sobre arquitectura desde una sensibilidad especial hacia los aspectos humanos que hacen que la técnica cobre sentido.

En trece capítulos de media hora, 'Escala humana' descubrirá muchas maneras de entender la vida a partir de historias particulares tan diversas como la de una vivienda enterrada cuyas ventanas miran al cielo, edificios que son verdaderos pulmones de la ciudad, ecosistemas que se desarrollan en las paredes o materiales para el diseño que se auto-generan de forma natural.

5544334 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
Para todos los públicos  Escala humana - Tierra, aire, vida - ver ahora
Transcripción completa

(Sintonía de "Escala Humana")

"En nuestro incesante camino al futuro

a veces olvidamos volver la vista atrás,

reconocer de dónde venimos".

"Nuestra soberbia nos ciega".

"Nos impide escuchar la llamada más profunda

de nuestra esencia".

"La voz que nos recuerda

que continuamos siendo una especie interdependiente".

Este antiguo complejo agroindustrial

tiene una particularidad.

Está construido en tapial

o, lo que es lo mismo, tierra compactada.

Una tradición constructiva que encontramos por todo el mundo

desde hace casi 10 000 años.

Hoy en día volvemos la mirada hacia la bioconstrucción.

Queremos materiales naturales,

locales, reutilizables y respetuosos

con el medio ambiente,

pero con una ventaja respecto a nuestros ancestros.

La tecnología nos permite que sean más resistentes,

más eficientes energéticamente y más saludables.

"Aunque cada vez utilizamos más materiales naturales,

lo cierto es que nuestras ciudades se edificaron

bajo otros parámetros".

"Y el crecimiento y la masificación han generado

nuevas problemáticas".

Todos sabemos que en nuestras calles

los índices de polución son muy altos.

Pero la Organización Mundial de la Salud

ha demostrado que el problema de la contaminación

es aún peor en los interiores,

donde pasamos el 90 % de nuestro tiempo.

El aire en el interior de los edificios

de estos espacios que consideramos seguros

está cinco veces más contaminado que el de la calle

y esto afecta directamente a nuestra salud.

La pregunta es: ¿de dónde viene esta contaminación?

Y, sobre todo, ¿qué podemos hacer para afrontarla?

La contaminación interior es menos conocida,

se habla menos,

pero es muy importante justo por eso,

por el tiempo de exposición, que pasamos muchas horas.

"La contaminación interior

es un tema que investiga desde hace años

Elisabet Silvestre,

bióloga experta en bioconstrucción

y una de las voces más prestigiosas

a la hora de hablar de salud ambiental".

Y todas estas partículas tóxicas que se acumulan

en los espacios que habitamos,

¿cómo nos afectan, cómo pueden afectar

a la salud de las personas?

Así de modo genérico, pues temas como alergias,

asma, problemas respiratorios

e incluso temas de problemas cardiovasculares,

de memoria, de cansancio...

Hay una lista interesante

de síntomas que pueden estar asociados

a que la calidad del ambiente interior

no es saludable.

A todos nos afecta,

pero no todos los sistemas biológicos

reaccionan de la misma forma

y ahí digamos que tendríamos que fijarnos mucho

en los grupos de riesgo.

O sea, cuando construimos, cuando pensamos

a nivel de diseño urbanístico, de diseño de edificios,

tendríamos que pensar

en los grupos de población más sensibles,

como serían las embarazadas, la etapa de la infancia

y después, en la etapa adulta,

las personas que tienen algún problema de salud.

Lo que es bueno para los niños, podríamos decir,

sería bueno para el resto de la población.

O sea, sería como cambiar esa mirada

para ir hacia la población más sensible.

Una ciudad buena para los niños,

unos edificios buenos para los niños,

sería bueno para todos.

Ahora que somos conscientes del problema,

vamos a hablar de la solución.

¿Cómo podemos evitar la contaminación interior

y conseguir que haya una buena calidad del aire

en nuestros edificios, en nuestras casas?

Pues, básicamente,

incidiendo muchísimo en todo el envolvente interior.

Qué materiales vamos a poner,

cómo vamos a hacer los acabados, qué tipo de pintura,

qué tipo de barnices,

qué tipo de pavimentos...

O sea, todo lo que tiene en contacto más con la persona

es lo que más nos va a afectar.

Además, este no es tanto un tema de los arquitectos,

pero todo lo que es el interiorismo.

El mobiliario, las alfombras, las tapicerías...

¿Qué tipo de materiales por ejemplo recomendarías?

Para el acabado interior, los más naturales posibles.

Materiales como la cal,

como la piedra, la madera,

o sea, materiales que realmente pues sean naturales.

Evitar los que tienen... los más sintéticos

porque tienen la capacidad de crear electricidad estática,

que todos ya sabemos cómo nos crea ese desconfort.

Es muy importante tener en cuenta también

cuando escogemos el material

cómo se comporta con el electroclima,

porque no vamos a renunciar a la tecnología.

Queremos edificios que...

Tener instalaciones eléctricas, tener comunicaciones...

Entonces, los materiales, además de ser naturales,

tienen que tener un comportamiento con todos los campos eléctricos

que ayuden a disiparlos.

Es un poco volver a los materiales de toda la vida.

En ese sentido, ¿la bioconstrucción

nos puede ayudar a que un edificio sea más saludable?

De hecho, la bioconstrucción es a nivel histórico

un poco la que recupera toda esa sabiduría más tradicional

e incorpora también toda la temática de salud directamente

en la construcción.

O sea, sería cómo podemos construir y edificar edificios

que realmente sean saludables

no solo para las personas, sino para el medio ambiente.

Yo entiendo que la tierra

no a todo el mundo le transmite de la misma manera,

pero sí que creo que a todo el mundo transmite.

Y siempre son sensaciones difíciles de explicar.

Yo creo que son sensaciones que tienes que experimentar.

"Hace años que la empresa Fetdeterra

experimenta con las bondades de la tierra

aplicadas a la arquitectura".

"Su trabajo constante de investigación y desarrollo

les ha permitido crear el 'tapialblock'".

Es un bloque prefabricado de tierra,

es un producto que está estandarizado

y que partir de la formulación de la tierra

nosotros mezclamos las proporciones que nos dicen la fórmula

y ponemos el agua

hasta conseguir la humedad óptima.

Esta humedad óptima nos dará la máxima densidad

y, por tanto, la máxima resistencia de este material.

Montamos un encofrado

e introducimos la tierra en el interior del encofrado

con capas de 15 a 20 centímetros.

Las compactamos,

volvemos a introducir la tierra o volvemos a compactar

y así vamos repitiendo la misma acción

hasta llegar al coronamiento del muro.

Es un material que transpira,

que regula la humedad y la temperatura interior del edificio,

que aparte es aislante de las ondas electromagnéticas

y acústicas, ¿no?

La típica frase de "más sordo que una tapia".

"Con el 'tapialblock'

en Fetdeterra adaptan un método artesanal

a los sistemas modernos de gran producción".

"Donde antes solo había hormigón ahora ha llegado la tierra".

Porque es un material natural

que no tiene tóxicos, se fabrica sin cocción

y, por tanto, disminuimos las emisiones de CO2

y, aparte, es un material que no genera residuos.

Estamos al lado del río Segre.

Hace millones de años el río pasaba por aquí

y arrastraba

áridos, piedras y cantos rodados que venían del Pirineo.

Aquí es donde el agua perdía velocidad

y, por tanto, el árido sedimentó

en gran medida en este emplazamiento.

El hecho de que trabajáramos con unos materiales

todos propios del emplazamiento

hacía que paisajísticamente el aspecto fuera similar

y recordara un poco a los paisajes propios de la zona.

"El entorno no es otro que el complejo industrial

la Plana del Corb,

en la provincia de Lleida".

"Allí se levanta el proyecto planta,

donde confluyen arte, arquitectura y paisaje industrial".

Es un proyecto que está basado

en tres criterios muy claros,

que es la sostenibilidad, la innovación

y la economía circular dentro de la propia empresa.

Teníamos claro

que debíamos utilizar los materiales del lugar,

es decir, kilómetro cero,

sobre todo no añadir aditivos

y en este caso también incluimos

pues subproductos que genera la propia empresa,

que no tienen salida comercial,

como son los lodos de la limpieza de los áridos

y nosotros los introducimos dentro de nuestro material.

La realidad es que tenemos un patrimonio muy extenso

y diverso, ¿no?,

de construcción con tierra incluso milenaria

que aguanta y aguanta con dignidad.

No es que deshaga la tierra.

O sea, la tierra es un material

que si está bien tratado no hay ningún problema.

Hablamos de bioconstrucción, pero tú vas un poco más allá.

Hablas de biohabitabilidad.

¿Qué es exactamente este concepto?

La biohabitabilidad sería

como poner al alcance de todos los edificios

el poder tener un ambiente saludable.

O sea, sería como hacer habitables

desde el punto de vista de la biología humana.

O sea, no hacer edificios

y que después las personas se adapten a esos espacios,

sin hacer espacios que estén diseñados ya

desde el punto de cómo funcionan nuestros sistemas biológicos.

A partir de ahí es el edificio el que se adapta

a cómo funciona la persona.

Y también un factor muy importante es el uso,

cómo usamos ese espacio y cómo lo limpiamos.

O sea, de alguna forma

nosotros introducimos esos elementos

que después pasan al aire y acaban contaminándolo.

Especialmente sustancias químicas que se comercializan a dosis bajas,

pero que esas pequeñas dosis bajas

cada día, cada día, cada día, pueden acabar haciendo

que esa calidad del ambiente interior

pues no sea tan saludable como necesitaríamos.

Nosotros somos como el médico del edificio.

Cuando un edificio sufre el síndrome del edificio enfermo

hay que buscar las causas para poder corregirlas

y que no afecten a sus usuarios.

Diríamos que el edificio sufre el síndrome del edificio enfermo

cuando a partir de un 15 o un 20 % de sus usuarios sufren dolencias

o llegan a enfermar.

"Los arquitectos técnicos

Daniel Alcalda y Baldrich Farre lo tienen claro".

"Vale más prevenir que curar".

"Por eso, su trabajo consiste en diagnosticar y mejorar

las condiciones del ambiente interior del edificio".

Para medir los diferentes factores

utilizamos diferentes aparatos,

entre ellos se encuentra el termohidrómetro

para la temperatura de humedad,

el medidor de calidad del aire para el CO2

y partículas en suspensión,

y para los campos eléctricos y magnéticos medidor

específico para ello

y medidor de campos electromagnéticos

para altas frecuencias.

También utilizamos el voltímetro,

que es este aparato que nos da tanta información de cada persona.

El síndrome de edificio enfermo

va muchas veces relacionado con edificios que están acristalados,

con poca ventilación natural

y pocos protegidos de la 'anchoación'.

Cuanto más 'anchuación' en el edificio,

la temperatura será más elevada,

con lo cual la humedad relativa nos bajará.

Son edificios muy estancos, con poca renovación de aire,

masificados de instalaciones eléctricas

y aparatos electrónicos,

lo que va haciendo que nos vayamos cargando energía electroestática.

Lo que intentamos hacer con nuestro trabajo

es que no nos carguemos electroestáticamente.

Si no nos cargamos no hay nada que disipar.

En este sentido no nos podrá parecer la lipoatrofia semicircular.

La lipoatrofia semicircular es una pérdida de grasa

bajo el tejido de la piel,

se hacen unas pequeñas marcas, unas hendiduras,

similares a las que puede crear un calcetín de forma permanente.

Se produce por microdescargas electroestáticas

normalmente del mobiliario que tenemos alrededor

hacia nosotros.

Puntualmente, y un ejemplo muy claro, sobre la mesa.

La mesa tiene una barra en la parte de abajo

o un canto en el cual nos pasa su carga,

la carga de la mesa hacia nosotros o nosotros descargamos hacia ella.

Se cuta la lipoatrofia.

Prácticamente, yo no conozco ningún caso donde no se haya curado.

Tan solo hay que dejar de utilizar ese edificio

o ese puesto de trabajo.

Lo principal es hacer un buen proyecto

teniendo en cuenta la 'anchuación' que recibe esa casa

y la ventilación que queremos.

A partir de ahí, también es importante

estudiar bien la instalación eléctrica,

la cual nos dé un servicio

y no nos genere campos electromagnéticos.

Todo el mundo debería saber que no es bueno

tener un aparato electrónico cerca,

que el cargador de móvil no hay que tenerlo cerca,

que si dormimos lejos de esas instalaciones

descansaremos mejor,

y en un trabajo donde pasamos seis u ocho horas sentados en una mesa

ese entorno nos puede afectar más que nuestra casa.

En este caso podemos ver cómo dentro del mismo edificio

hay dos mesas que son totalmente iguales

y colocadas en la misma planta con diferencias de cinco metros.

Una nos puede dar un resultado correcto

y otra incorrecto

por el simple hecho de tener instalaciones eléctricas

tocando hacia nuestro puesto de trabajo

y hacia la persona que está utilizándolo.

En este sentido sería sencillo.

Habría que retirar el ordenador de esa zona de trabajo

y las instalaciones eléctricas no tenerlas junto a tus pies.

Un edificio que ha sufrido el síndrome del edificio enfermo

es fácilmente curable

y, de hecho, el resultado obtenido seguramente es mejor

que en cualquier edificio que no haya sido analizado.

El desconocimiento nos hace sentirnos seguros en un edificio

y conocer un edificio enfermo

a las personas usuarias les crea mucha reticencia

volver a entrar a él.

Pero cuando realmente entran

y ven que toda la instalación es correcta y se sienten mejor

es muy reconfortante ver

cómo un edificio ha pasado de ser enfermo

a ser uno saludable.

Cuando la OMS

acuñó esta etiqueta del síndrome del edificio enfermo,

pensaba en edificios de oficina básicamente.

En los últimos años,

se ha ido como haciendo más visible,

especialmente

por cambios también que se han ido sucediendo

a nivel de las tipologías arquitectónicas.

Se han ido haciendo unos edificios más herméticos,

con materiales predominantemente más sintéticos

y también lo encontramos en las viviendas.

De hecho, desde el 2007,

en la bibliografía científica un doctor ya propone

el síndrome de la casa enferma.

Entonces ahí sí que es verdad

que tanto a nivel médico y a nivel sanitario,

cuando se visualiza que la causa

del problema de salud tiene que ver con el ambiente

la solución no está en tratar el síntoma en la persona,

sino en tratar la causa en el ambiente.

¿Y por qué crees que nos hemos preocupado tanto

de la salud, de nuestra salud,

y no tanto de la salud de los lugares en los que vivimos?

En realidad, nuestra exposición real,

aquí y ahora,

es a múltiples factores a la vez.

Ya no estamos expuestos solo a un factor.

Y, hasta ahora, la toxicología

se basa en el análisis de factores independientes.

Entonces, cuando tú analizas toda esa exposición global,

desde el momento que naces durante toda tu vida,

ahí realmente encuentras como muchas respuestas

o un poco es la vía para encontrar respuestas

a este incremento de enfermedades crónicas

que van en alza, relacionadas con el ambiente,

y que hasta ahora o hasta hace un par de décadas

no teníamos conocimiento

porque no vivíamos en ese tipo de espacios.

Aquí tiene que haber un cambio de paradigma

y aplicar desde el diseño del proyecto

el vector transversal de tener en cuenta

cómo me afecta en la salud

cada uno de los pasos que yo voy a estar dando,

de todas las opciones que vaya a proponer en ese proyecto.

"Esto es lo que hizo la familia Hurlimann López".

"Cuestionarse la relación entre arquitectura y salud".

"Fue el punto de partida para construir su nueva casa,

la 'hulohouse'".

Hace 21 años que me diagnosticaron esclerosis múltiple

y el tema de la salud para nosotros es muy importante.

Entonces, cualquier aspecto que pueda afectar a mi salud...

Bueno, a mi salud y a la de toda mi familia.

Para nosotros es muy muy importante.

"El encargo recayó en manos de Celobert,

una cooperativa preocupada por una arquitectura sostenible,

eficiente y saludable".

La 'hulohouse' es una casa

que pretende abordar tres cuestiones

en una misma operación,

que sería una casa energéticamente eficiente,

una casa ecológica desde el punto de vista

de la procedencia de los materiales

y una casa saludable desde el punto de vista

de la calidad

del ambiente interior para la vida de las personas

que hay dentro.

Tuvimos la gran suerte y la oportunidad también

de poder ayudarlos en el proceso de pensar

esta casa

y luego hacerlo también bonito.

O sea, que fuese una casa que resolviese los problemas

pero que también una casa

que desde el punto de vista plástico,

desde el punto de vista del espacio,

pues una casa que estuviese bien y que fuese agradable.

Este edificio está construido principalmente

con estructura de madera, de madera de abeto,

hay aislamiento térmico que es de algodón reciclado,

o sea, de tejanos triturados y metidos dentro de esta estructura,

y también se ha utilizado el mortero de cal

para hacer el revestimiento exterior,

que es un mortero natural.

Los materiales naturales tienen la particularidad

de que en la mayoría de casos son transpirables al vapor de agua,

con lo cual la calidad de los espacios interiores

cuando estás envuelto de un elemento transpirable

es como tener una camiseta de algodón

o una de poliéster.

La sensación es mucho más agradable y mucho más saludable.

Entras aquí y estás a gusto, ¿no?

Estás... o sea...

No sé, es como una sensación de confort muy grande.

Es el aire, ¿no?, es el olor.

Es muy reconfortante.

"Ya hay promociones privadas

que se preocupan por la calidad del ambiente interior".

"Es el caso de Espai Natura,

un conjunto de viviendas que se ha edificado

bajo la supervisión de H.A.U.S Healthy Buildings".

Espai Natura es un proyecto residencial

que tiene como aspectos y valores diferenciales

el cuidado y el trato que se ha hecho

de la salud y la sostenibilidad.

Es decir, son los dos ejes sobre los cuales...

o dos de los ejes

sobre los cuales pivota todo el proyecto.

Espai Natura recoge todo eso.

El trato que se hace de los materiales,

la solución al sistema, las soluciones energéticas,

el cuidado por el confort acústico, por el confort lumínico,

la incorporación de fuentes energéticas renovables,

el trato del aire, el cuidado por el agua,

la recuperación de aguas de lluvia,

el...

En fin, hay muchos capítulos que hacen de Espai Natura

un proyecto diferente.

Un punto muy importante

es la recuperación de las galerías,

de lo que conocemos como cojín climático.

El cojín climático acaba siendo una quinta fachada.

Esa galería que en el caso de Espai Natura Dos

está encarada al sur

lo que hace es

aprovechar la fuerza, la carga energética del sol

en los meses de invierno

y aprovechar y calentar la vivienda

gracias a esa fuerza calórica al sol,

y en verano nos protegemos de ella.

"El proyecto Espai Natura

cuenta con la certificación energética

y el refrendo del sello Green Building Council".

"Un reconocimiento, entre otras cosas,

a su sensibilidad

por el impacto de los materiales en la salud de las personas,

algo que hoy por hoy

en muchos casos aún debe demostrarse científicamente".

No disponemos de los 30 años

para ver si el Wifi o determinados campos

o determinadas ondas o determinados materiales son tóxicos.

Ante esas situaciones,

escuchamos a aquellos que más saben, aquellos que más aportan

y, como os decía, aplicamos un criterio de prudencia,

incorporándoles siempre que se puede.

Respirar un aire limpio,

beber un agua con ausencia de contaminantes

o de metales pesados,

tener confort acústico, disfrutar del silencio

aunque vivas en comunidad,

no estar irradiado o sometido a ondas o campos agresivos

o desconocidos.

No debería ser un lujo.

¿Y cómo podemos hacer cambiar la mentalidad

de otros agentes que también acaban determinando

cómo serán los edificios?

Desde políticos, instituciones,

grandes promotoras y constructoras de edificios,

y ¿qué papel tienen los arquitectos en este sentido?

En definitiva, el fin último de la arquitectura

es crear espacios para la vida.

Espacios donde se desarrolle la vida.

Entonces, bueno, la vida forma parte, ¿no?

La biología humana es lo que nos explica esa vida,

cómo funciona.

Entonces, ahí los arquitectos tenéis un papel importante.

Y sobre todo también hay un punto clave de la salud

que no hemos comentado pero es clave.

O sea, el derecho a la vivienda.

El problema fundamental es a veces que todos tengamos

acceso a la vivienda, a viviendas en condiciones evidentemente.

O sea, promover también que en esas viviendas

no haya la pobreza energética que se está visualizando

en muchos casos actualmente.

Y, después,

que de alguna forma se incorporen

todos estos conocimientos para que ya desde las normativas

se puedan aplicar todo este tipo de criterios.

En realidad, es un cambio como de forma de mirar,

de volver a diseñar

poniendo en el centro a las personas.

(Cánticos)

"Tras el terremoto que asoló Nepal el año 2015

la ONG Conscious Impact

inició unas tareas de reconstrucción

que permitieron levantar escuelas y casas particulares

en áreas afectadas

con ladrillos hechos de arcilla local,

un material económico fácil de obtener

y con mayor resistencia a nuevos terremotos".

"Su sistema de producción de ladrillos

sigue el mismo concepto del 'tapialblock' de Fetdeterra,

aunque más artesanal".

"Y, a diferencia de Fetdeterra, se le añade algo de cemento

a la mezcla de tierra prensada con agua".

"La bioconstrucción no es una mirada romántica al pasado".

"Su objetivo es avanzar hacia un futuro más sostenible y saludable

sin olvidarnos de nuestros orígenes".

Todos recordamos la historia de "Los tres cerditos".

El lobo tiraba abajo la casa de paja y la de madera

porque eran rápidas de construir pero poco resistentes.

Quizás es hora de reescribir el final del cuento.

A través de la bioconstrucción y las nuevas tecnologías

podemos vivir en edificios

que sean funcionales y ecológicos,

donde el diseño está al servicio de la salud de la personas.

Es el momento de los nuevos viejos materiales.

Madera, tierra, cal, paja o caña.

Canya Viva somos un grupo de constructores

y formadores de una técnica

de construcción

basada en las propiedades de la caña y el bambú.

"Canya Viva ha llevado a la práctica

proyectos que fortalecen el respeto a la naturaleza".

"Sus propuestas de bioconstrucción con caña o bambú

han sabido aprovechar la abundancia de materiales naturales,

así como su capacidad de regenerarse constantemente".

La caña es una planta invasiva

y entonces no es tanto una cuestión de cultivar,

sino de hablar con las autoridades,

de cosechar la caña por donde crece abundantemente.

Y así mantenemos un control de la caña

y sigue haciendo su trabajo

de mantener la fórmula de los ríos

y también da un lugar

donde viven los pájaros.

Entonces, lo que nosotros ofrecemos no es quitar la caña,

sino mantener un control de animales.

Por la forma que tienen las estructuras,

y según el tipo de acabado,

pues se puede crear una estructura que dure siglos.

"Imperecederas o efímeras,

las construcciones de caña son una propuesta interesante

para las estructuras del futuro".

"En verano de 2017,

los asistentes al festival Primavera Sound

fueron testigos de hasta dónde puede llegar la imaginación

con un material tan maleable como la caña".

No veo ningún límite.

Eh... quizás con la caña

se puede llegar a un cierto tamaño de estructura.

Pero donde la caña no llegue

siempre hay el bambú, que llega a alturas mucho más grandes.

O sea, el bambú

en diferentes partes del mundo crece hasta 40 metros.

Se puede, con la misma técnica, crear...

crear estructuras de varios pisos.

Escala humana - Tierra, aire, vida

28:08 23 mar 2020

Los materiales de construcción que se usaban habitualmente en el pasado vuelven a ser una buena alternativa. Materiales naturales como la tierra, aplicando la tecnología y los conocimientos actuales, hacen que sea posible hacer viviendas y edificios más respetuosos y saludables.

Los materiales de construcción que se usaban habitualmente en el pasado vuelven a ser una buena alternativa. Materiales naturales como la tierra, aplicando la tecnología y los conocimientos actuales, hacen que sea posible hacer viviendas y edificios más respetuosos y saludables.

ver más sobre "Escala humana - Tierra, aire, vida" ver menos sobre "Escala humana - Tierra, aire, vida"

Los últimos 41 documentales de Escala humana

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • In corpore sano

    In corpore sano

    28:09 pasado lunes

    28:09 pasado lunes Más allá de las grandes construcciones dedicadas al espectáculo deportivo, el urbanismo y el diseño del espacio público ayuda al bienestar de las personas creando ciudades pensadas para la actividad física. En este capítulo observaremos cómo el deporte se integra en el tejido urbano.  

  • Tierra, aire, vida

    Tierra, aire, vida

    28:08 23 mar 2020

    28:08 23 mar 2020 Los materiales de construcción que se usaban habitualmente en el pasado vuelven a ser una buena alternativa. Materiales naturales como la tierra, aplicando la tecnología y los conocimientos actuales, hacen que sea posible hacer viviendas y edificios más respetuosos y saludables.

  • 5:23 23 mar 2020 Seleccion de los mejores momentos del capítulo ‘In corpore sano’ de Escala Humana en el que hablamos de salud urbana. La proximidad a las instalaciones deportivas y espacios públicos es clave para mantenernos activos- Descubre ejemplos en los que se ha integrado el deporte en el tejido urbano. 

  • Por amor al arte

    Por amor al arte

    29:14 16 mar 2020

    29:14 16 mar 2020 La buena arquitectura nos puede emocionar, nos hace pensar, nos conecta con el mundo que nos rodea. Como el arte. Nos podemos cuestionar si la arquitectura es o no es una forma de arte, pero de lo que no hay duda es del hecho que arte y arquitectura van de la mano muy a menudo.

  • 4:07 16 mar 2020

  • 4:01 10 mar 2020 Lo mejor del capítulo de Escala humana 'Sueños urbanos' ¿Cómo tienen que ser las ciudades del futuro? Urbanistas y arquitectos de todo el mundo trabajan en los proyectos que se convertirán en realidad en los próximos años. Proyectos que deben configurar ciudades con otra cara, donde prevalezca la calidad de vida de sus habitantes.

  • Sueños urbanos

    Sueños urbanos

    28:34 09 mar 2020

    28:34 09 mar 2020 ¿Cómo tienen que ser las ciudades del futuro?. Urbanistas y arquitectos de todo el mundo trabajan en los proyectos que se convertirán en realidad en los próximos años. Proyectos que deben configurar ciudades con otra cara, donde prevalezca la calidad de vida de sus habitantes.

  • 4:15 03 mar 2020 En el capítulo de Escala Humana 'Necesito espacio' Nuria Moliner muestra ejemplos arquitectónicos en los que las personas están en el centro de todo. Cada colectivo y cada momento de nuestras vidas requiere necesidades específicas que la arquitectura debe ser capaz de satisfacer. Descubrimos una casa de uso flexible, viviendas con espacios compartidos y otros con finalidades paliativas.

  • Necesito espacio

    Necesito espacio

    28:37 02 mar 2020

    28:37 02 mar 2020 Cada colectivo y cada momento de nuestras vidas requiere necesidades específicas que la arquitectura debe ser capaz de satisfacer. En lo referente al diseño de espacios, ya sean para la privacidad o para la convivencia, las personas están en el centro de las decisiones.

  • 3:32 25 feb 2020

  • Todo es de color

    Todo es de color

    28:19 24 feb 2020

    28:19 24 feb 2020 El color es un elemento de expresión importante en nuestras vidas y no podía ser menos relevante en el ámbito de la arquitectura. El color da personalidad a pueblos, ciudades y paisajes. En este capítulo veremos algunos ejemplos.

  • Casi cero

    Casi cero

    28:27 17 feb 2020

    28:27 17 feb 2020 La crisis climática del planeta es una realidad que ya no se puede ignorar. ¿Cuál puede ser el papel de arquitectura en la construcción de un futuro más limpio y sostenible?. Podemos empezar por buscar soluciones al consumo desmesurado de energía a partir de la generación de energía limpia.

  • 3:38 17 feb 2020 En el capítulo de Escala Humana “Casi cero”, la presentadora y arquitecta Nuria Moliner habla de los edificios energéticamente autosuficientes. En la época del crecimiento industrial y del petróleo barato la arquitectura podía permitirse grandes edificios que no respondían al clima ni a las condiciones del lugar. Para poder afrontar los retos medioambientales del futuro, la Unión Europea ha estipulado que, a partir del 2021, todas las construcciones de nueva planta deberán tener “un consumo energético casi cero”. Ahora, cada vez vemos más placas fotovoltaicas en nuestros paisajes, reflejando así nuestra voluntad de obtener energías limpias, pero no es suficiente.

  • 3:20 11 feb 2020 En el capítulo de esta semana de Escala Humana, “Vivir para adentro”, nuestra presentadora y experta en arquitectura, Núria Moliner, nos habla de los patios. De estos espacios cuya definición en el diccionario es: ‘El patio es aquella parte de una construcción que carece de techo y que, por lo general, se destina a la recreación para que los habitantes o los usuarios del edificio puedan disfrutar al aire libre.’ Y que a lo largo de la historia ha ido evolucionando en su utilidad.

  • Vivir para adentro

    Vivir para adentro

    28:18 10 feb 2020

    28:18 10 feb 2020 Los patios se identifican en muchas culturas con el ocio, el descanso o la contemplación. Son lugares para conversar y en los que confluye la vida de la gente. Los patios tienen una función esencial en la vida de las personas los y se merecen un capítulo para reflexionar sobre ello.

  • Piel y huesos

    Piel y huesos

    28:58 03 feb 2020

    28:58 03 feb 2020 Si los huesos son la estructura del edificio y la piel es el revestimiento, entonces ¿las fachadas son piel o son huesos?. La arquitectura, a través de la historia, ha solucionado de muchas maneras este dilema.

  • 4:24 28 ene 2020 En el capítulo 'Despoblados' de esta semana Escala humana se adentra en el fenómeno de "La España vacia". Una España desconocida e ignorada en la que a menudo nos preguntamos ¿quién vive aquí y cómo? Núria Moliner habla con el escritor y periodista Sergio del Molino. Juntos analizan distintos aspectos de esta despoblación y las posibles alternativas. Sergio considera que la sociedad española debe exigir a la clase política que no deje atrás a la España vacía por un tema económico. Actualmente en España el 90% de la población vive concentrada en el 30% del territorio mayormente en las zonas costeras y Madrid. Eso quiere decir que un 10% de la población vive dispersa en un gran territorio sin servicios y sin recursos. El abondono rural es una de las causas de despoblación en nuestro país. El último gran éxodo rural fue provocado por el franquismo. En unos 15 años se pasó de una España básicamente agrícola a una España urbana. Actualmente la gente se va yendo de los pueblos porque no hay trabajo provocando despoblación y evejecimiento de sus habitantes, apunta Abel de Añón de Moncayo.

  • Despoblados

    Despoblados

    28:24 27 ene 2020

    28:24 27 ene 2020 La despoblación del interior de España ha dejado muchos pueblos olvidados, y con ellos la gente que los habita. Pueblos que forman parte de lo que se conoce últimamente como la "España vacía". En este capítulo estaremos allí para buscar la esencia de esos lugares aparentemente perdidos en la nada.

  • 3:28 21 ene 2020 Desde hace 10.000 años, la madera ha sido un material básico en la construcción. Las casas se levantaban con ramas, hojas, troncos... La madera y la piedra fueron la base de la arquitectura hasta que llegó el hierro y el hormigón. En el capítulo “Tocar madera” de Escala Humana, Núria Moliner demuestra que la madera no es sólo un material del pasado. Será el que se utilice en el futuro, entre otras razones, porque tiene una menor huella ecológica, es decir, un impacto medioambiental bajo.

  • 1:43 20 ene 2020 En Escala humana Núria Moliner habla con Salvador Ordóñez, coordinador del gremio de la Madera y el Mueble de Cataluña, es uno de los grandes defensores que la madera es la próxima gran revolución en la arquitectura. Ordóñez apunta que el tratamiento actual de la madera es muy diferente a la del pasado gracias a que se aplican nuevas tecnologías que permiten ampliar sus ventajas en la construcción.

Mostrando 1 de 3 Ver más