Un programa que centra su mirada en los aspectos humanos inherentes a la arquitectura, el urbanismo y el diseño. Todos ellos forman parte de nuestra vida cotidiana y generan historias que merece la pena ser contadas.

En 'Escala humana' mostraremos lo que se esconde detrás de las fachadas, de los paisajes, de los edificios, de los objetos. Explicaremos cómo piensan, a veces cómo sueñan, tanto los creadores de grandes estructuras arquitectónicas y urbanísticas de nuestro país como los profesionales que realizan pequeños proyectos con el objetivo de hacer un mundo mejor. Reflexionaremos, en definitiva, sobre nuestra relación con el entorno natural y social.

El programa estará presentado por Núria Moliner, arquitecta, compositora y cantante del grupo musical Intana, que nos aportará sus conocimientos sobre arquitectura desde una sensibilidad especial hacia los aspectos humanos que hacen que la técnica cobre sentido.

En trece capítulos de media hora, 'Escala humana' descubrirá muchas maneras de entender la vida a partir de historias particulares tan diversas como la de una vivienda enterrada cuyas ventanas miran al cielo, edificios que son verdaderos pulmones de la ciudad, ecosistemas que se desarrollan en las paredes o materiales para el diseño que se auto-generan de forma natural.

5001605 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
Para todos los públicos Escala humana - Digitalmente - ver ahora
Transcripción completa

Durante miles de años,

hemos usado las manos para inventar,

para modelar el mundo a nuestra manera.

Con ellas también hemos creado la tecnología,

que ha conseguido hacer posible lo que parecía imposible.

Y ahora, cuando todo va más deprisa,

nos obliga a preguntarnos

si el futuro del planeta continúa en nuestras manos.

La fabricación digital es la unión de tecnología y artesanía,

de lo global y lo local.

Va a cambiar nuestra industria, nuestra economía, nuestras ciudades

y a nosotros mismos.

(Sintonía "Escala humana")

La fabricación digital está cambiando la manera

en que concebimos la arquitectura, el diseño o el arte.

Hoy en día, Miguel Ángel no necesitaría martillo y mármol.

Podría crear a partir de un ordenador

y una impresora 3D como esta.

Y lo podría hacer desde cualquier parte del mundo.

En pocas horas se puede materializar

una idea o un diseño,

pasando de ser un archivo digital de ceros y unos

a ser un objeto físico.

Mientras se empieza a imprimir un nuevo mundo,

en el barrio barcelonés de L'Eixample

han decidido unirse a la causa imprimiendo un bar de copas

donde casi todo está impreso en 3D.

"L'ex-designer" es un proyecto ideado por el diseñador Martí Guixé

y el arquitecto Pau Badia

para explorar las posibilidades de la fabricación digital.

Hay un estereotipo de lo que es el bar,

que ha marcado Barcelona con todos los bares, que son iguales,

que no coincide con algo que intenta...

buscar un formato estético nuevo.

Por lo tanto, digamos que polariza a la gente

de manera que, o no le gusta nada, o le gusta mucho.

Pero la idea,...

ver hasta qué punto la tecnología de impresión en 3D,

que en teoría es esta democratización

de la producción industrial,

puede... ayudar a construir algo en la realidad,

es decir, no hacer un prototipo de la realidad, sino directamente

imprimir la realidad.

Empezamos hace tres años con el espacio completamente vacío.

Desde entonces abrimos cada día.

Hemos impreso el 37 % del interior,

que es muy poco.

La verdad es que yo pensaba que... en un año estaría todo listo,

pero es mucho más lento de lo esperado.

El bar, de alguna manera,

enseña una colección de pruebas que hemos ido haciendo,

tanto estéticas como técnicas.

Es más como coger e ir probando,

e igualmente se va quedando...

como un catálogo de la evolución del espacio.

El interior está hecho a través de... como baldosas de plástico,

de una medida de 14 por 14 centímetros,

que es la medida de la baldosa catalana,

porque las máquinas tienen un límite de 20 centímetros,

es decir que todo lo que hacemos no puede superar este límite

de 20 por 20,... por 20 de altura.

Y luego hemos impreso vasos, copas,

cubiertos, boles para aperitivo,

pinzas, lámparas, letreros y marcos,

y letras para poner los precios.

En este bar mutante,

no se trata solo de imprimirlo todo en 3D.

Aquí también investigan nuevas formas de diseño digital,

y lo hacen de la mano de la última tecnología.

Justo ahora estamos empezando a dibujar con realidad virtual,

y esto es realmente lo que ha hecho un paso muy grande

en relación a lo que sería...

trabajar con programas tradicionales de dibujo en 3D.

En los programas tradicionales tú construyes un elemento

a partir de un dibujo o de una idea, mientras que...

en la realidad virtual este dibujo, o este "sketch",

directamente pasa a ser... el producto final.

Llegará un día en que si no sabes dibujar en 3D,

serás como analfabeto

dentro del contexto de la sociedad.

Uno, si sabe...

dibujar en 3D, pues sabrá...

crear cualquier objeto.

Yo creo que usar esta tecnología para construir espacios

tendrá sentido en un futuro,

cuando la tecnología haya evolucionado más.

Cada vez estamos más cerca de que cada uno, en su casa,

solo apretando un botón,

pueda fabricarse digitalmente un utensilio de cocina,

una pieza de ropa o una silla.

¿Es el inicio de una nueva revolución tecnológica y social?

A mí personalmente

la palabra "revolución" me provoca cierta distancia,

quizás es porque soy venezolano.

Pero sí es verdad

que se están moviendo los cimientos de la sociedad.

Estamos... en un momento clave, porque...

por un lado tenemos una presión, yo creo que tanto medioambiental,

o sea, la situación en que estamos ahora mismo

en relación a la forma en que explotamos los recursos...

Es como una prioridad,

no es una opción no atacar estos problemas,

y por otro lado estamos viendo la convergencia

de un montón de tecnologías

que ya no son solo ordenadores e Internet,

sino otras dimensiones.

Van a ser que...

Lo que entendemos como el mundo no será lo mismo.

El mundo está cambiando

y no sé si estamos cambiando al mismo ritmo que lo está haciendo.

Tomás Díez es experto en fabricación digital

y director del Fab Lab Barcelona,

uno de los principales talleres de fabricación e innovación digital

que forma parte de la red internacional de Fab Labs.

Esta red de talleres y laboratorios digitales

se creó en Boston en 2003.

Actualmente hay más de 1500 Fab Labs en todo el mundo.

¿En qué consiste todo esto y cómo funciona Fab Lab?

Tú puedes diseñar algo en Barcelona

que a lo mejor te resuelve un problema en tu casa,

no sé, un mueble que te gustó...

Tú puedes subir este diseño y alguien en Lima

puede modificarlo y fabricarlo localmente en su Fab Lab.

Y esta es la idea, generar una red de conocimiento abierto

en torno a los nuevos medios de fabricación,

y en este caso la fabricación digital.

Fase dos: si puedes hacer casi cualquier cosa,

puedes hacer las cosas que hacen casi cualquier cosa.

¿Vale? Suena como un trabalenguas,

pero son Fab Labs que se reproducen a sí mismos.

Es decir, son capaces de hacer las máquinas

que necesitas en un Fab Lab.

El tercer paso es tener...

ensambladores de materiales a nanoescala.

Es decir, llevar el concepto de los Lego

a una escala poco perceptible para el ojo,

en la cual tú puedes ensamblar un objeto...

y lo puedes desensamblar, y convertirlo en otro objeto.

Es decir, que tus zapatos se pueden convertir en...

la silla del comedor, ¿vale? Guau, vale.

El cuarto paso es tener materiales digitales,

y tener materiales digitales

significa poder introducir código en los materiales

para que se fabriquen a sí mismos. ¿Como que crezcan?

Claro, vamos a cultivar cosas en lugar de fabricarlas.

La fabricación digital no es otra cosa

que convertir datos en objetos a través de diferentes tecnologías.

La impresión 3D es la más llamativa, pero no la única.

La mayoría se basan en máquinas

de control numérico por computadora,

herramientas robotizadas con movimiento y velocidad

controlados por un ordenador.

El corte láser, por ejemplo,

recorta gracias a la aplicación de calor a alta potencia.

La fresadora, en cambio, da forma a una pieza de tres dimensiones

extrayendo el material mediante la rotación de la herramienta.

Las tecnologías varían, pero comparten resultados:

rapidez, alta precisión y mínimos residuos.

En cualquiera de sus formas, es una nueva manera de fabricar

que parece destinada a llegar a nuestras casas.

La idea de que en lugar de mover átomos en el mundo

usando petróleo barato,

muevas solo información y fabriques localmente...

O sea que, en vez de mover un objeto, una mesa o una silla...

Exacto. ...se envía un archivo.

Envías la información. Eliminas el transporte, ¿no?

Sí.

Yo quisiera ver, mientras viva, el cierre de los puertos.

Y creo que... O reducirlos al mínimo.

Entonces reducir el impacto,

no solamente ambiental sino social del actual modelo industrial,

es uno de los beneficios de la fabricación digital.

Y nuestras casas, ¿cómo van a ser? ¿Van a ser casas taller?

Hace tiempo que dicen que todos tendremos impresora 3D.

Yo creo que no será la fabricación personal,

yo creo, la que prevalezca...

sobre la idea de la fabricación local.

Yo me imagino esta redistribución de los medios de producción

como la generación de un nuevo ecosistema

que funcione de una manera complementaria, ¿vale?

Que va desde la impresora 3D en tu casa

con la que te puedes imprimir la suela de los zapatos,

la pata de las gafas que rompiste

o una pieza de la nevera que falle...

Pero luego hay un tipo de fabricación

o de relación social en torno a la producción...

que pasará a la escala de barrio, ¿vale?,

y que luego se conectará

con la idea de que las ciudades

adopten un nuevo tipo de infraestructura,

que son las fábricas flexibles.

Fábricas que en lugar...

de producir un solo tipo de producto

millones de veces,

sean capaces de, una semana, hacer coches,

la siguiente hacer móviles y la siguiente, zapatos

cuando haya necesidad de producir en exceso.

Y a mí eso me parece

una de las infraestructuras de la ciudad del s. XXI,

que no estamos pensando.

Trenes, puertos, aeropuertos, aviones, carreteras...

Mover materiales de un lugar a otro con petróleo barato.

La ciudad del s. XXI

tiene que empezar a desarrollar una serie de infraestructuras...

Esto va a cambiar las ciudades, entonces...

Totalmente. No será la estructura...

de las ciudades tal y como las conocemos.

Es lo que tratamos de hacer con el proyecto Fab City.

Es hacer que las ciudades produzcan localmente

todo lo que necesitan para satisfacer a sus ciudadanos,

no solamente en productos, sino también en energía y alimentos

y que intercambien conocimiento a nivel global.

Cómo afrontaremos este cambio tecnológico

es una pregunta clave a responder desde las instituciones.

El ayuntamiento de Barcelona, por ejemplo,

desarrolla desde hace unos años, junto al Fab Lab,

los Ateneos de Fabricación Digital.

Talleres como el del barrio de Les Corts

ponen la última tecnología

a disposición de la gente de la calle

porque si, como dicen,

la tecnología ha venido a traer el poder a la gente,

lo primero que hace falta es saber dominarla.

El tema de la brecha digital

es un problema que nos vamos a encontrar cada vez más

a medida que la evolución del equipamiento,

de las maquinarias, vaya extendiéndose, ¿no?

Cualquier persona particular que tenga un proyecto

que crea que puede servir, ser útil a la sociedad

y que las nuevas tecnologías le puedan servir

para hacerlo evolucionar,

puede venir aquí y presentar el proyecto

a los responsables del ateneo,

y a partir de ahí se crean las sinergias necesarias

para tirar adelante el proyecto.

Mi proyecto se llama "Inter, una arquitectura textil",

y consiste en una serie de bolsos

diseñados con un sistema constructivo

fabricado digitalmente

y aplicado sobre un plástico de burbujas,

de forma que le otorgo una segunda vida útil a este plástico

y más valor a un material

que se tira a la basura tras el primer uso.

Sin darnos cuenta estamos nutriendo sistemas productivos

totalmente contaminantes e insostenibles.

Generamos una cantidad de residuos que no son nada necesarios

y con la impresión 3D

podemos producir la cantidad de material justa

sin generar recortes ni residuos.

Y un plástico, aunque esté producido con tecnología y sea un plástico,

es biodegradable,

podemos utilizarlo las veces que quieras...

Bueno, yo... De formación soy lutier

y siempre me ha apasionado también la tecnología...

La idea era hacer un violín con fabricación digital

y hacerlo de manera mucho más barata

y saliendo de la convención que sería un violín tradicional.

El diseño...

lo sacamos de un repositorio de Internet,

de una persona en Dinamarca que lo había diseñado.

Lo descargamos, lo cortamos con láser

y nosotros hicimos todo lo que es el montaje.

Es un instrumento con una sonoridad...

Evidentemente no se puede comprar

con una de un violín tradicional.

El tener una sonoridad baja

puede ser un factor positivo para algunas personas, porque...

te permite, si eres estudiante,

no molestar a tus vecinos

y que se utilice en las clases de música...

como una alternativa a los instrumentos comprados, digamos.

Cada año, más de 9000 personas desarrollan sus proyectos

en un ateneo como el del barrio de Les Corts,

lo que lo convierte no en un taller de máquinas,

sino en un taller de ideas, de integración social

y de aprendizaje.

Es la idea de los ateneos, del movimiento "maker",

que es generar comunidades locales,

compartimos conocimiento

y yo podré aportar algo nuevo a otra gente.

La idea del Ayuntamiento de Barcelona

es que exista un espacio de este tipo

en cada barrio, si es posible, como mínimo uno por distrito,

para democratizar esta tecnología, para que la gente entienda

que no hace falta tenerla en propiedad,

sino que se puede compartir

y que tú también tienes que compartir tus ideas,

de la misma manera que se comparte el material para hacerlas, ¿no?,

para tirar adelante.

Paralelamente a esta revolución tecnológica,

también hay una evolución en los materiales,

porque supongo que los que había hasta ahora van evolucionando,

se adaptan a estas nuevas tecnologías,

pero también aparecen nuevos, ¿no? Sí.

El problema de estos materiales es que son muy poco digeribles

por los sistemas naturales del planeta,

con lo cual no hay ningún tipo de avance tecnológico posible

en cómo producimos,

que no pase por reinventar también la materialidad de esta producción,

reinventar la forma en que producimos arquitectura

usando materiales que tienen propiedades estructurales,

propiedades térmicas, de confort y estéticas

que cumplan con los objetivos de lo que un edificio debe dar

a sus habitantes, pero que también sean capaces de...

reciclarse, por ejemplo.

Un edificio que se deconstruye

y con ese mismo material se puede reconstruir otro, ¿no?

Por ejemplo.

¿Cómo encaja, o más bien casi choca este cambio de paradigma

en esta sociedad de hoy en día,

que está basada en el consumismo y el capitalismo?

Sí. Es difícil imaginárselo, ¿no?

Yo creo que lo estamos viendo... sobre todo, por ejemplo,

no solo en el mundo material sino en la inteligencia artificial.

Y en el impacto que va a tener en el reemplazo de muchos trabajos

que no tiene sentido que lo hagan humanos.

El concepto de trabajo también habría que repensarlo.

Creo que ese trabajo debería estar enfocado en generar valor

lo más cercano a ti.

Y ahora mismo estamos generando valor lo más lejano a nosotros.

Estamos yendo a una mina de carbón todos los días,

a respirar aire que es una porquería,

a meternos allí encerrados, con luz artificial,

a minar... moneda... que emiten unos bancos centrales

y que dependen de una economía global que es ficticia.

Somos mineros de cosas que no existen.

Lo importante de este momento es que tenemos la capacidad

de inventar lo que queremos que pase, y no lo hemos asumido.

Asumimos que hay cosas que no se mueven,

que son sólidas, cuando en realidad dejaron de serlo.

En lugar de predecir qué va a pasar en 50 años,

me interesa más crear lo que va a pasar mañana

y empezar a generar las estructuras

y las condiciones para que las cosas vayan mutando

y cambiando de una manera mucho más ágil y fácil

para la mayor cantidad de gente posible.

Mesas, sillas, zapatos...

Son objetos fáciles de imaginar impresos en 3D,

pero esta tecnología tiene cada vez menos limitaciones de tamaño

y ya se está adaptando al urbanismo y la arquitectura.

En Alcobendas podemos cruzar

por el primer puente de hormigón impreso en 3D de todo el mundo.

Con 12 metros de largo y 1,75 m de altura,

este puente muestra una semilla, un camino.

Otro ejemplo lo encontramos en la capital del Turia.

Valencia es la sede de la patente

que permite imprimir una casa de 60 metros cuadrados de hormigón

en menos de un día,

y un 35 % más barata que las casas tradicionales.

La impresora, desarrollada por la "startup" Be More 3D,

y la Universidad Politécnica de Valencia,

no necesita grúas para el transporte.

Eso facilita su uso en áreas de difícil acceso.

Con esta tecnología,

en solo cinco horas podrían construirse pequeñas viviendas

disponibles para la gente afectada por desastres naturales,

por ejemplo.

Es una pequeña muestra de cómo el 3D

puede ayudarnos en un futuro próximo.

Son Espanyolet, en Palma de Mallorca,

es un barrio tranquilo de casas bajas cerca del centro.

Allí Alberto y Aina, una pareja de arquitectos,

decidieron reformar una casa típica de la zona

para convertirla en su nuevo hogar, la Plywood House.

La llamamos Plywood House porque principalmente está...

hecha con una estructura de "plywood", de madera...

prefabricada, y para nosotros es como una casa mueble.

Es una casa que hicimos en un taller

y pusimos encima de otra casa que nos encontramos.

-Era una casa que estaba deteriorada,

donde habían vivido cuatro familias con anterioridad,

y una casa que tenía un patio lleno de trastos,

lleno de casetas... Lleno...

Una jungla, una jungla llena de cosas.

Estaba en muy mal estado,

pero... con muchas edificaciones en el patio, con mucho caos...

Pero dijimos: "Bueno, puede ser algo bonito".

Cuando nos encontramos con la casa, con la planta baja,

sí que tenía una cubierta, tenía unas tejas,

tenía unos elementos constructivos

que cuando los desmontamos, había el dilema:

o los vamos a tirar o qué hacemos con ellos.

Las vigas las usamos para hacer carpintería,

la bovedilla, que es preciosa...

porque es como hecha a mano,...

de barro mallorquín, que ya casi no se encuentra,

hay muy poca gente que lo haga...

Todo esto que hemos ido encontrando, lo hemos ido usando.

-Las bovedillas se hacían en los años 20, años 30,

se hacían de barro.

Eran extrusionadas. Se hacían de barro...

y se dejaban secar al sol.

Mientras se secaban,

había gatos o perros que pasaban por allí,

entonces hay algunas que tienen estas marcas,

y la verdad es que le dan esta especie de valor...

casi como escultórico, muy bonitas.

-Es como hacer un poco de "collage".

Cuando nos encontramos cosas con valor e interés,

¿por qué no se pueden quedar, por qué no pueden convivir?

Al revés, a todo... le das un poco más de valor.

La idea era hacer una estructura de madera,

primero para poder mantener la estructura original

de muros de carga sin tener que...

tocar cimentación ni nada, ¿no?

Intentar mantener lo que había, que para nosotros es importante.

Para eso idearon una estructura ligera

basada en más de 150 cajones de madera fabricados por ellos mismos,

que a la vez se convierten en decoración interior.

Una apuesta por el minimalismo y lo funcional.

Todo está construido y fabricado con una máquina de corte digital,

con una fresadora de control numérico.

Nos basamos en un sistema de "open source"

que, más allá de trabajar con montantes de madera,

con barras de madera y con madera maciza,

trabajamos con madera en plano.

-Todo estaba dibujado en 3D y desde el primer momento sabíamos

cuántos cajones había, cómo los íbamos a transportar

y luego solo fue el instalarlo.

Cuando lo trajimos a la obra,

irlos montando uno con otro como si fuera un Lego, ¿no?

-Tenía sentido hacerlo de madera por rapidez, ecología también,

porque fuese una casa...

con una sensibilidad medioambiental alta,

y que fuese rápida de ejecutar.

Y sobre todo reducíamos el mapa de recursos.

Todos los materiales que iban dentro de la obra,

teníamos claro que queríamos intentar

que fuesen lo más próximos posible.

Y estos materiales, como la piedra de marés o la terracota,

los encontraron en Felanich.

Allí Miquel Soler trabaja la arcilla

de la misma manera que su familia lo hacía hace cien años:

con un molino, un lugar donde mezclar tierra y agua

y un horno de madera para calentar las piezas.

Llegamos a Miquel Soler

porque sabíamos que era un artesano que hacía las cosas bien

y sabíamos que tenía una pequeña empresa

e íbamos a trabajar con una baldosa de Mallorca

que funciona bien, fantástica,

que encima tiene como...

sus manos, ¿no?, en la baldosa...

-Las hace igual que hace 60 años o más,

de hecho él es una tercera generación

que sigue haciendo lo mismo

y para nosotros esto,... vamos, es que es increíble.

O sea, realmente...

hay que darle un valor y hay que ponerlo en valor, ¿no?

Tierra, piedra y madera.

Los materiales primarios

son los que dan vida a la Plywood House.

El resultado es una nueva mirada

que demuestra que tecnología punta y artesanía

no son conceptos opuestos.

Al contrario: se complementan.

Como somos pareja de arquitectos, encima, y pareja sentimental,

es verdad que...

hay momentos en que tienes que pactar.

Pero como en todo en la vida. "Yo hago esto y tú, aquello".

Pero siempre al final todo... fluía, ¿no?

Ha habido cosas que...

han sido más de uno y otras de otro, y yo creo que eso...

ha sido positivo.

Es una casa donde...

intentamos unir, ¿no?, dos mundos,

el mundo de la tecnología y también el de la artesanía.

La reutilización de los materiales y la preocupación ecológica

llevan a la Plywood House mucho más allá de la madera.

La casa es una mirada a la tecnología,

pero sobre todo a la artesanía de la isla,

que viste la casa de diferentes texturas y colores.

Creíamos que, aparte de utilizar un sistema constructivo puntero,

podíamos hacer un buen proyecto de arquitectura,

y eso no solo depende de cómo la fabriques,

sino de qué otros materiales coloques,

de la historia que hay detrás de la casa

y de cómo la casa original

tiene una historia que contar, ¿no?

Nunca sabremos lo que habría pensado Miguel Ángel

si hubiese visto esto,

pero la verdad es que la fabricación digital

no solo ha venido para quedarse: ha venido para cambiarnos la vida.

(Música)

(Música)

Subtitulado por Accesibilidad-TVE.

Escala humana - Digitalmente

29:00 20 feb 2019

Hoy en día Miguel Ángel no necesitaría usar el mármol para crear sus esculturas. Con un ordenador y una impresora 3D ya hubiera podido mostrar su genialidad. La tecnología digital está cambiando los hábitos sociales y nuestros usos cotidianos. ¿Cómo vive la arquitectura ésta revolución?. En este episodio veremos cómo la tecnología digital democratiza la arquitectura y el diseño. Visitaremos un bar de copas que decora y construye todo su material con impresoras 3D. Conversaremos con Tomás Díez, director del Fab Lab de Barcelona, para que nos ayude a vislumbrar el futuro de la tecnología digital. Veremos algunos ejemplos sorprendentes de proyectos de fabricación digital al alcance de cualquier ciudadano y visitaremos una casa construida a base de piezas de madera ensambladas. Esta vez, en Escala Humana, descubriremos el potencial de la tecnología digital 3D.

Hoy en día Miguel Ángel no necesitaría usar el mármol para crear sus esculturas. Con un ordenador y una impresora 3D ya hubiera podido mostrar su genialidad. La tecnología digital está cambiando los hábitos sociales y nuestros usos cotidianos. ¿Cómo vive la arquitectura ésta revolución?. En este episodio veremos cómo la tecnología digital democratiza la arquitectura y el diseño. Visitaremos un bar de copas que decora y construye todo su material con impresoras 3D. Conversaremos con Tomás Díez, director del Fab Lab de Barcelona, para que nos ayude a vislumbrar el futuro de la tecnología digital. Veremos algunos ejemplos sorprendentes de proyectos de fabricación digital al alcance de cualquier ciudadano y visitaremos una casa construida a base de piezas de madera ensambladas. Esta vez, en Escala Humana, descubriremos el potencial de la tecnología digital 3D.

ver más sobre "Escala humana - Digitalmente" ver menos sobre "Escala humana - Digitalmente"
Xcerrar

Añadir comentario ↓

  1. Cristina

    ¡Hola! Me ha encantado el programa. Es cierto que ahora las nuevas tecnologías están por todos sitios y creo que es una buena oportunidad para aprender y aprovecharse de ello. Yo por ejemplo, cree mi página web con la ayuda de una agencia chiquitita y equipo de dos profesionales que supieron atender mis necesidades y asesorarme en todo lo que estuvo en sus manos para poder adaptar mi negocio local a la nueva era de internet. Por si a alguien le interesa, la agencia de la que os hablo se llama CimasDigital Creo que si no nos adaptamos a lo que viene nos quedamos obsoletos y los que nos dedicamos a comercializar nuestros productos o servicios nos quedamos sin clientela y sin vender nada. Aunque nos cueste, sobre todo a personas de edades más avanzadas, tenemos que hacer el esfuerzo para intentar comprender lo que tenemos delante. Enhorabuena por el programa, ¡un saludo!

    08 jul 2019
  2. Luis

    Algo que la mayoría de la gente aún no termina de entender es que ahora la tecnología nos rodea en todo momento. Y me extraña que no se esté usando para más. Esto me recuerda a un anuncio nuevo, que muestra todo lo que la tecnología puede hacer dependiendo de que manos la use, en el se ve a una niña, unas madres, un diseñador (creo) y algunos casos mas. El caso es que cada persona usa estas herramientas de manera diferente al resto, pero la clave está en sobresalir de el resto con los mismos medios, por eso http://www.offonline.es/diseno-web-almeria/ es una web que me gusta mucho (por ser lo que estoy tratando de comentar). Lógicamente con dar una buena imagen puedes tener mucho ganado pero si a la buena imagen le das un buen diseño web, consigues un gran éxito. No se si se me entiende.... pero lo que estoy tratando de decir es que las tecnologías y el mundo digital se ha vuelto nuestro pan de cada día, es solo que algunos "usan ese pan" y otros lo ignoran... Saludos

    04 mar 2019

Los últimos 43 documentales de Escala humana

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • 2:04 07 abr 2020 ‘Miradas’ es el último capítulo de la segunda temporada de Escala Humana. Nuria Moliner habla con los arquitectos Izaskun Chinchilla y Josep Lluís Mateo para tener una visión intergeneracional. La profesión de arquitecto, los procesos participativos en la definición de un proyecto o la sostenibilidad son algunos de los temas que tratan.

  • Miradas

    Miradas

    29:07 06 abr 2020

    29:07 06 abr 2020 Cada persona interpreta un edificio a su manera. No hay una mirada mejor que otra. Hemos querido profundizar en la mirada de los arquitectos hacia su profesión, conversando con dos profesionales de generaciones distintas para hablar sobre lo que comparten y lo que los distingue.

  • In corpore sano

    In corpore sano

    28:09 30 mar 2020

    28:09 30 mar 2020 Más allá de las grandes construcciones dedicadas al espectáculo deportivo, el urbanismo y el diseño del espacio público ayuda al bienestar de las personas creando ciudades pensadas para la actividad física. En este capítulo observaremos cómo el deporte se integra en el tejido urbano.  

  • Tierra, aire, vida

    Tierra, aire, vida

    28:08 23 mar 2020

    28:08 23 mar 2020 Los materiales de construcción que se usaban habitualmente en el pasado vuelven a ser una buena alternativa. Materiales naturales como la tierra, aplicando la tecnología y los conocimientos actuales, hacen que sea posible hacer viviendas y edificios más respetuosos y saludables.

  • 5:23 23 mar 2020 Seleccion de los mejores momentos del capítulo ‘In corpore sano’ de Escala Humana en el que hablamos de salud urbana. La proximidad a las instalaciones deportivas y espacios públicos es clave para mantenernos activos- Descubre ejemplos en los que se ha integrado el deporte en el tejido urbano. 

  • Por amor al arte

    Por amor al arte

    29:14 16 mar 2020

    29:14 16 mar 2020 La buena arquitectura nos puede emocionar, nos hace pensar, nos conecta con el mundo que nos rodea. Como el arte. Nos podemos cuestionar si la arquitectura es o no es una forma de arte, pero de lo que no hay duda es del hecho que arte y arquitectura van de la mano muy a menudo.

  • 4:07 16 mar 2020

  • 4:01 10 mar 2020 Lo mejor del capítulo de Escala humana 'Sueños urbanos' ¿Cómo tienen que ser las ciudades del futuro? Urbanistas y arquitectos de todo el mundo trabajan en los proyectos que se convertirán en realidad en los próximos años. Proyectos que deben configurar ciudades con otra cara, donde prevalezca la calidad de vida de sus habitantes.

  • Sueños urbanos

    Sueños urbanos

    28:34 09 mar 2020

    28:34 09 mar 2020 ¿Cómo tienen que ser las ciudades del futuro?. Urbanistas y arquitectos de todo el mundo trabajan en los proyectos que se convertirán en realidad en los próximos años. Proyectos que deben configurar ciudades con otra cara, donde prevalezca la calidad de vida de sus habitantes.

  • 4:15 03 mar 2020 En el capítulo de Escala Humana 'Necesito espacio' Nuria Moliner muestra ejemplos arquitectónicos en los que las personas están en el centro de todo. Cada colectivo y cada momento de nuestras vidas requiere necesidades específicas que la arquitectura debe ser capaz de satisfacer. Descubrimos una casa de uso flexible, viviendas con espacios compartidos y otros con finalidades paliativas.

  • Necesito espacio

    Necesito espacio

    28:37 02 mar 2020

    28:37 02 mar 2020 Cada colectivo y cada momento de nuestras vidas requiere necesidades específicas que la arquitectura debe ser capaz de satisfacer. En lo referente al diseño de espacios, ya sean para la privacidad o para la convivencia, las personas están en el centro de las decisiones.

  • 3:32 25 feb 2020

  • Todo es de color

    Todo es de color

    28:19 24 feb 2020

    28:19 24 feb 2020 El color es un elemento de expresión importante en nuestras vidas y no podía ser menos relevante en el ámbito de la arquitectura. El color da personalidad a pueblos, ciudades y paisajes. En este capítulo veremos algunos ejemplos.

  • Casi cero

    Casi cero

    28:27 17 feb 2020

    28:27 17 feb 2020 La crisis climática del planeta es una realidad que ya no se puede ignorar. ¿Cuál puede ser el papel de arquitectura en la construcción de un futuro más limpio y sostenible?. Podemos empezar por buscar soluciones al consumo desmesurado de energía a partir de la generación de energía limpia.

  • 3:38 17 feb 2020 En el capítulo de Escala Humana “Casi cero”, la presentadora y arquitecta Nuria Moliner habla de los edificios energéticamente autosuficientes. En la época del crecimiento industrial y del petróleo barato la arquitectura podía permitirse grandes edificios que no respondían al clima ni a las condiciones del lugar. Para poder afrontar los retos medioambientales del futuro, la Unión Europea ha estipulado que, a partir del 2021, todas las construcciones de nueva planta deberán tener “un consumo energético casi cero”. Ahora, cada vez vemos más placas fotovoltaicas en nuestros paisajes, reflejando así nuestra voluntad de obtener energías limpias, pero no es suficiente.

  • 3:20 11 feb 2020 En el capítulo de esta semana de Escala Humana, “Vivir para adentro”, nuestra presentadora y experta en arquitectura, Núria Moliner, nos habla de los patios. De estos espacios cuya definición en el diccionario es: ‘El patio es aquella parte de una construcción que carece de techo y que, por lo general, se destina a la recreación para que los habitantes o los usuarios del edificio puedan disfrutar al aire libre.’ Y que a lo largo de la historia ha ido evolucionando en su utilidad.

  • Vivir para adentro

    Vivir para adentro

    28:18 10 feb 2020

    28:18 10 feb 2020 Los patios se identifican en muchas culturas con el ocio, el descanso o la contemplación. Son lugares para conversar y en los que confluye la vida de la gente. Los patios tienen una función esencial en la vida de las personas los y se merecen un capítulo para reflexionar sobre ello.

  • Piel y huesos

    Piel y huesos

    28:58 03 feb 2020

    28:58 03 feb 2020 Si los huesos son la estructura del edificio y la piel es el revestimiento, entonces ¿las fachadas son piel o son huesos?. La arquitectura, a través de la historia, ha solucionado de muchas maneras este dilema.

  • 4:24 28 ene 2020 En el capítulo 'Despoblados' de esta semana Escala humana se adentra en el fenómeno de "La España vacia". Una España desconocida e ignorada en la que a menudo nos preguntamos ¿quién vive aquí y cómo? Núria Moliner habla con el escritor y periodista Sergio del Molino. Juntos analizan distintos aspectos de esta despoblación y las posibles alternativas. Sergio considera que la sociedad española debe exigir a la clase política que no deje atrás a la España vacía por un tema económico. Actualmente en España el 90% de la población vive concentrada en el 30% del territorio mayormente en las zonas costeras y Madrid. Eso quiere decir que un 10% de la población vive dispersa en un gran territorio sin servicios y sin recursos. El abondono rural es una de las causas de despoblación en nuestro país. El último gran éxodo rural fue provocado por el franquismo. En unos 15 años se pasó de una España básicamente agrícola a una España urbana. Actualmente la gente se va yendo de los pueblos porque no hay trabajo provocando despoblación y evejecimiento de sus habitantes, apunta Abel de Añón de Moncayo.

  • Despoblados

    Despoblados

    28:24 27 ene 2020

    28:24 27 ene 2020 La despoblación del interior de España ha dejado muchos pueblos olvidados, y con ellos la gente que los habita. Pueblos que forman parte de lo que se conoce últimamente como la "España vacía". En este capítulo estaremos allí para buscar la esencia de esos lugares aparentemente perdidos en la nada.

Mostrando 1 de 3 Ver más