www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5527211
Para todos los públicos El señor de los bosques - Braojos de la Sierra (Madrid) - ver ahora
Transcripción completa

"En el valle del Lozoya encontramos Braojos de la Sierra,

a unos 16 kilómetros del puerto de Somosierra, en Madrid.

La gran cantidad de pastos y huertos familiares

son ejemplo del estilo de vida de sus cerca de 200 habitantes.

Siguiendo un arroyo entre fresnos nos espera nuestro chef Javier Peña

con una receta muy madrileña".

Esta piedra va a jugar un papel fundamental

en la receta de hoy.

Estoy ansioso de saber las setas que me van a traer

para elaborar unas mollejas de cerdo

con remolacha y "mozzarella" fresca.

"Santiago Urrialde es un humorista

que ha hecho historia de la televisión.

Todos le recordamos por su imitación de Rambo.

Ahora está centrado en el teatro.

Ha sido un cómico y reportero sagaz

que lleva por bandera el humor absurdo".

La sierra de Braojos no es la selva de Vietnam,

pero vamos a disfrutar con el cómico Santiago Urrialde

de un buen paseo hasta que no sintamos las piernas.

¿Al campo sueles ir? ¿Te gusta ir al campo?

Me encantan las cosas rurales:

el turismo rural, visitar pueblos,

sobre todo los pueblos antiguos es lo que más me gusta,

y, sobre todo, visitar un bosque como este,

que no suelo meterme en el bosque, pero si a lo mejor voy con el coche,

me adentro un poquillo. Ajá.

Pero me da un poco de respeto.

Santiago, ¿y el asunto de recolectar en el campo cómo lo llevas?

¿Has cogido cosas silvestres de vez en cuando?

Fui una vez con un amigo a por espárragos

y mientras él llevaba un manojo, yo no los veía.

Llevaba dos o tres, era imposible.

¿Y ves eso? ¡Ahí va!

¡Ahí va!

Boletus.

Boletus... ¿Es boletus?

Boletus parece, tiene el sombrero así muy hemisférico.

No la toco, a ver si es venenosa.

Bueno, habría que verla. Vamos a ver.

Boletus tiene pinta, pero para saberlo vamos a ver...

Los boletus, debajo,

en la parte fértil, en vez de tener láminas o pliegues, tienen poros.

Como una esponja. Ah, vale.

Con lo cual, vamos a ver.

La voy a sacar completa para que se vea bien el pie.

A ver si sale. Está un poco metida, pero vamos a intentar sacarla.

Mira, tiene poros y se puede mirar.

Tengo una lupa, que hay que llevar

los que nos dedicamos a estas cosas para ver detallitos y tal.

Los poros están aquí, pero quiero que mires en el pie,

porque los boletus, en muchos casos, ahí se ve bien,

tienen una malla reticular...

Sí. Un retículo, que es una red.

Y los hay que tienen un retículo en forma de puntitos.

¿Esto a ti qué te parece si lo miras con el...?

¿Red o puntitos? Es verdad. Puntitos.

Puntitos.

Es característico de este boletus.

Esto era un antiguo boletus que se llamaba "Boletus erythropus",

de pie rojo, pero le han cambiado el género

y se llama "praestigiator".

En vez de "Boletus erythropus".

¿Qué te parece? Qué bueno.

Es un boleto curioso, porque tiene

la carne, en vez de blanca como algunos que se comen,

como el "edulis", que es el que venden en el mercado,

estos son boletos azuleantes.

¿Le cortas y ves que va cambiando de color?

Se va poniendo un color entre verdoso azulado oscuro

casi negro. Es verdad.

Hay boletales como este que azulean.

No significa que sean tóxicos,

pero algunos casos como este y otros boletus,

en crudo no se deben consumir.

Y necesitamos asesorarnos por una persona experta.

Sí, yo me fío de ti. Bueno.

¿A ver? Déjame ver las fibrillas.

Es fibroso, ¿eh? Es curioso.

"Antes denominada como 'Boletus erythropus',

ahora su género es 'praestigiator'.

Seta grande y maciza

de sombrero redondo y color cuero.

Su carne azulea al corte y al roce".

Oye, esta zona, esto está bonito, ¿eh?

Tiene una gama ya de colores bastante...

De estos verdes, está cogiendo un tono más ocráceo.

Está lleno de musgo todo.

Sí, es muy estético, muy bonito. Mira.

Mira qué tenemos. Hablando de estética.

¿Eso es una seta? Eso es una seta.

Pero es una seta de estas curiosas, ¿no?

¿Qué pinta tiene esto? ¿A ti qué te sugiere?

Es como una esponja, ¿no?

Sí, bueno, podría ser una esponja de ducha.

A esto lo llaman "coral de tierra". Coral, es verdad.

Fíjate. Voy a coger un cachín para que lo puedas apreciar.

¿Esto es comestible?

A ver, alguna Ramaria es comestible,

pero como son muy parecidas unas y otras,

mejor no comerlas. Vale.

Hay que ser un experto para identificarlas.

Algunas se comen y otras son tóxicas.

Vale. Con lo cual, mira.

Si no controlamos bien...

Si no se sabe, no se toca. No.

Que no se le ocurra a nadie recolectarlas.

Mira el aspecto que tiene.

Para mí es una "Ramaria flava".

Pues es cierto, parece un coral.

Sí, parece un coral. Está ramificado.

Falta el pez payaso entre... ¿verdad? (RÍE)

Como bien dice Santi, parece un coral,

pero es una seta.

La Ramaria es una seta llamada "coral de tierra".

Entonces, si quieres,

como no queremos dañarla mucho y queda bonita,

la dejamos aquí, que es un sitio húmedo.

Suelen salir entre zonas de alguna caída de agua y musgos

y seguimos dando un paseo

a ver qué encontramos por ahí. Venga.

Vamos viendo cositas. Vamos.

"Seta con forma de coral.

Es amarilla en sus puntas y blanquecina en el pie.

Crece en zonas húmedas de pinares, robledales o castaños".

¿Tú cómo empezaste en el mundo de la comedia?

Chico, empecé un poco por casualidad.

Con un amigo que tenía un programa de radio en una radio pirata.

Y nosotros, con un compañero de clase,

que imitábamos, hacíamos imitaciones, pues...

nos oyó este chaval. "Oye, venid al programa".

Empezamos a hacer programitas de radio

y llegamos a grabar un programa con cinta,

lo movimos por las demás radios, empezamos a trabajar,

nos llamaban de sitios,

y una cosa llevó a la otra,

me llamaron para hacer un castin de imitaciones

para Televisión Española

y me cogieron.

Fue la primera... el primer programa que hice.

¿Y la famosa frase de:

"No siento las piernas"?

Salió con Javier Bardem en el programa de por la mañana

que te digo de Televisión Española, "El día por delante".

Había una serie

que se hacía dentro del propio programa

y siempre daba paso a esa serie con un "sketch" o algo.

Entonces, nos montamos Javier Bardem y yo esa historieta,

ese "sketch", y empezamos a decir gritos que se dicen en la guerra:

"¡Camillero, camillero! ¡No siento las piernas!",

y se quedó la frase.

Se creó como un mito, además.

Lo hemos usado todos, así de claro. Sí, sí.

"El abandono rural de pueblos como Braojos

y la protección de los bosques

ha provocado un aumento de la vegetación en España.

Parece increíble, pero hay casi un tercio más de árboles

que hace 30 años.

Ricardo Ruíz-Peinado toma medidas y recoge datos

de estos gigantes para investigar su evolución".

¿Cómo se miden los árboles?

Una de las mediciones básicas que hacemos

dentro del inventario forestal es medir el diámetro,

o sea, lo gruesos que son los árboles,

y medir la altura, lo altos que son.

-¿Lo grueso lo mides en una zona determinada del árbol?

Porque hay nudos y tiene más grosor en unas zonas.

-Por convenio estamos midiendo

a una altura de 1,30,

que se denomina en lo forestal "a la altura del pecho".

-Sí. -Y medimos dos diámetros

para hacer una media, porque los árboles, normalmente,

no son cilíndricos. ¿Y la altura?

La altura de los árboles

la medimos mediante este instrumento,

que es un isómetro.

Este instrumento mide por ultrasonidos. Entonces,

yo me tengo que colocar a una distancia dada del árbol

y por trigonometría, disparando a la altura,

me da la longitud de... -O sea, este aparato

te ayuda a medir la altura... -Me ayuda a medir la altura.

-¿No es mejor con un metro?

O una cuerda con nudos, se va haciendo uno cada año.

Cada vez que...

-Hay que subir arriba, ir haciendo los nudos...

Con una escalera. Sería un poco lento.

¿Preguntamos cuánto mide el árbol? Sí, ¿no?

¿Me lo puedes decir? Ahora mismo.

¿Te estorbamos aquí o estamos bien? No, no.

-Oye, qué curioso, ¿eh?

Sí. Nunca había pensado

que se hiciera así. ¿Decimos a ojo?

17,2. Yo digo 12 metros.

¿Hemos acertado alguno de los dos?

¿Está en medio? Han sido 17 metros.

-¡Ahí va! ¡Eh!

Qué ojo, qué ojo tienes. -Buen ojo.

-Ha dado la medida del árbol, pero si...

Es sinuoso, ¿no? Ahí es muchísimo más difícil.

Lo único que podemos hacer con estos instrumentos

es dar la medida desde el suelo

hasta la copa. Si el árbol es sinuoso,

habría que medirlo como tú lo has dicho, subiendo

y con una... A la antigua usanza.

Al final llevaba yo razón.

Toda, siempre.

¿Y mides todos los árboles del bosque?

-No.

Medimos una parcela

y eso nos da unos datos medios de cómo está el monte.

Qué densidad tiene el monte,

qué gordos son los árboles en el monte

y cómo son de altos para saber la productividad.

"El rendimiento económico de la madera de pino

está en el fondo de muchas repoblaciones.

La gestión forestal ha favorecido

el crecimiento de pinares como en el que estamos".

Santiago, tu imitación del personaje de Rambo

supuso un hito

o un mito casi en la televisión,

del cual se hicieron al final, yo qué sé,

chucherías, camisetas, imágenes diversas...

Me acuerdo en una tienda

que entré un día a comprar chucherías, patatas fritas o algo así

y tenía chicles la señora.

Y me veo mi cara ahí y digo: "Coño, esto qué es".

Y dentro llevaba un cromo. En cada chicle.

Y me llevé toda la caja de los chicles.

Dije: "Me la llevo toda". Y la señora: "¿Y eso?".

Había 120 chicles o por ahí y te traía los cromos.

Tenían una pegatina, se la quitaba,

lo puse en una tablita e hice un marco...

Y lo conservas.

Lo tengo colgado en la habitación de al lado de casa.

Y aquella famosa entrevista,

que yo vi también y que la vimos casi toda España,

que hiciste a Stallone en directo en el plató, ¿cómo se lo tomó?

Al principio creo que se lo tomaba

como si yo le estuviera boicoteando aquel evento.

Luego, Antonio Banderas le explicó un poco

de qué iba el asunto y dijo: "A ver cómo arreglo este entuerto,

que han venido a hacer la promoción".

Entonces, saltó el tío del escenario,

me vino a abrazar y estuvimos ahí haciendo un paripé un poco.

El abrazo me acuerdo que fue... Yo le decía:

"'Repeat with me: I can't feel my legs'".

El tío no se fiaba mucho, como diciendo:

"¿Que diga que no siento las piernas? ¿Por qué?".

Era como... me lo decía como diciendo: "Lo digo y me largo".

Sí, sí. Se quitaba de en medio rápidamente.

¿Has visto esta zona? Está chula, ¿eh?

Está fresquita, además, porque, mira,

tenemos un montón de plantas. Sabes lo que son, ¿no?

Los helechos, ¿no? Helechos. Te voy a contar.

Qué bonito. Parece la selva del Vietnam.

Sí, que tendrá sus helechos. Quizás no este,

que ese es el helecho águila, el "Pteridium aquilinum" se llama,

o "acuilinum".

Es un helecho muy común. Los habrás visto.

He oído que son las primeras plantas que aparecieron en el planeta.

Son muy resistentes,

son tóxicas... ¿Sí?

La espora es muy tóxica, es una planta...

La espora y la hoja también lo es.

Los herbívoros no se las comen,

porque son tóxicas. Sí.

Pero el ganado vacuno, que es bastante bestia, los rumiantes,

el ganado vacuno lo que hace es comérselas

en algunos casos y suelen desarrollar

con más frecuencia algún tipo de cáncer

de esófago o de estómago que otros animales

que no las comen.

Es una planta que ha conseguido sobrevivir a...

y defenderse de todos los ataques de cualquier animal

o de cualquier... Sí.

Es una planta muy adaptativa. Muy sencilla.

Eso es. Y ha permanecido...

Muy antigua y muy adaptativa.

O sea, que es muy curiosa. Cuando hay un incendio,

las primeras plantas que aparecen

son estas. Los helechos.

Son superduras, resistentes, pueblan las zonas que están quemadas...

¿Sus esporas son resistentes al calor?

Sus esporas son muy resistentes, se propagan muy bien

y pueblan las zonas donde ha habido incendios.

No necesariamente, aquí no hubo. Unas supervivientes.

Lo son.

"Aunque prefiere los bosques húmedos y sombríos,

se adapta con facilidad a cualquier terreno.

Algunas colonias de helechos tienen más de mil años.

Se ha demostrado que los rumiantes que consumen sus hojas

desarrollan ciertos tipos de cáncer".

Si quieres seguimos, a ver si vemos más cosillas por ahí.

De las plantas más sencillas y que tienen mayor vigor

y mayor fuerza. Y se adaptan genial.

Maravilloso, como nosotros.

Sobre todo, para cruzar el arroyo. Exactamente.

"Trabajar en una zona donde han ardido helechos

es un riesgo añadido.

Se deben extremar las precauciones

cuando se busca al responsable del fuego.

Es la misión de las Brigadas de Investigación

de Incendios Forestales,

los CSI del fuego.

Siguen el rastro del incendio hasta localizar el foco.

Con las pruebas recogidas,

responden a la gran pregunta: ¿qué ha provocado el fuego?".

En cuanto empieza la extinción, se da despacho a la gente de la zona

que esté de guardia o esté de servicio de incendios.

Esa gente ya lo que se encarga es de intentar preservar

esa zona de inicio para evitar que los medios de extinción,

digamos, puedan dañar ese punto de inicio,

porque, entonces, no quedan vestigios

para poder identificar ese área de inicio.

Esto es simplemente una simulación del trabajo que hacemos

en la investigación de incendios,

en buscar la causa y origen del incendio.

-¿Esto sería la zona cero?

-Lo que hacemos cuando es un incendio,

imaginaos que esta zona se ha quemado,

se recorre todo el perímetro del incendio,

digamos, y esa zona

es en la que tenemos que buscar el detalle

de cuál ha sido el inicio del fuego.

-Viendo al compañero que está ahí de rodillas,

¿le puedo ayudar? -No.

No. Cuando balizamos una zona,

esa zona queda preservada. Puede haber algún tipo de prueba

y puede haber un posible delito.

-Vale. -De ese delito hay que preservar

cualquier prueba para ponerla a disposición judicial.

¿Y determinar el origen, si es una negligencia

o es intencionado o es accidental...?

Hay veces que cuesta. O sea,

luego se une con testimonios.

En caso de que haya unas posibles grabaciones de cámaras,

se utilizan. Se utilizan para buscar

a las personas que hayan podido estar cerca.

Pero hay bastante porcentaje

de causas supuestas.

-¿Una botella de cristal podría generar un incendio?

-Sí, lo que pasa es que tienen que darse unas circunstancias

muy muy excepcionales.

Hay causas más pueriles, por decirlo de alguna forma.

El estacionar un vehículo sobre el pasto,

los catalizadores

generan mucha temperatura.

Puede haber causas de tendidos eléctricos,

porque no hay un buen mantenimiento del tendido

y haya un contacto con la vegetación, que eso ya sería una negligencia.

Vamos a pasar por aquí a ver.

Mira, hay que andar con cuidado. Estas zonas húmedas

son resbaladizas.

Mira, mira.

Hay un setal ahí. ¡Ahí va!

Ahí hay muchas. A ver, tienen muy buena...

Me da buena sensación esto.

A ver. A ver.

Vamos a ver.

Esta seta se llama rebozuelo.

Vulgarmente, la llaman "xixa" en el País Vasco.

Tiene buena pinta. Y "rossinyol" en Cataluña.

Ah, ¿es el "rossinyol"? Esta es muy...

Muy comercial, ¿no? Sí, señor.

Muy comercial. Llamada...

¿Son todas iguales? Todas iguales.

"Cantharellus cibarius" es su nombre en latín.

Y el olor es... A ver qué te parece.

¿A qué te recuerda el olor que tiene?

Es muy característico, llamativo.

No sé. Afrutado.

A una fruta.

A albaricoque dicen las guías.

Puede ser. O melocotón, un poquito ahí.

Melón con jamón me suena a mí.

¿Melón con jamón?

"Seta muy aromática, que crece siempre en zonas húmedas boscosas.

Está formada por unos pliegues que parecen láminas,

de ahí su nombre: pliegues laminiformes.

Al caramelizarse, aporta un toque delicioso a los guisos".

Qué bueno. Entonces, se pueden comer, ¿no?

Estas setas son excelentes comestibles.

De hecho, vamos a coger unas cuantas.

Siempre dejamos en el setal un par de ellas por lo menos

para que sigan esporando y salgan más.

Vale, para repoblar.

¿Sabes qué hacía mi abuela cuando hacía guisos de setas?

Para saber si se podían comer o no,

le echaba algo de plata al guiso:

un anillo, una medalla...

Y si el anillo de plata salía oscuro,

no se podía comer.

Tú fíjate. Eso es una tradición que se hacía en muchos sitios

y ha llevado a la tumba a bastante gente.

¿Sí? Porque la plata

hay algún veneno al cual no reacciona, bastantes.

Por ejemplo, las falotoxinas de la "Amanita phalloides"

no ennegrecen la plata.

Entonces, ¿me he jugado la vida con mi abuela

comiendo...?

Pues sí lo solía hacer ella.

Bueno, llevamos ya para la cocina cosas.

Sí, sí. Interesante, ¿no?

Qué hambre, ¿no? Bueno.

Vamos. Están muy ricas, ¿eh?

"Esta zona de la sierra de Guadarrama

nos ha traído muchas sorpresas.

Hemos redescubierto el sentido del humor

y la cercanía de Santiago Urrialde.

Nos hemos adentrado entre helechos,

hemos encontrado ejemplares de coral de tierra

y boletus de pie rojo.

Y le llevamos unos rebozuelos a Javier Peña

para sacarle todo el sabor a este día".

Bueno, Vicente, Santiago. ¿Cómo ha ido la mañana?

¿Habéis logrado conseguir alguna seta

que me venga bien para cocinar?

Unos rebozuelos. ¿Unos rebozuelos?

¿Te vienen bien? Me vienen fenomenal.

A la receta le va a ir estupenda. Perfecto.

Qué preciosidad. ¡Oy, oy!

Es como una pequeña trompeta.

Vicente, para limpiar esto, ¿cómo lo limpiamos mejor?

A ver, las setas, para limpiarlas, lo mejor es no darles mucha agua.

Pierden características organolépticas:

textura, sabor, olor.

Entonces, darles un pequeño duchado, quitarles un poco

la impureza que tenga y pasarles un trapito.

Una cosa, me podías echar una mano.

Cuenta con ello. Voy a explicar lo que vamos a hacer.

Espero que os guste,

porque he elegido un producto poco habitual.

Unas mollejitas de cerdo.

¿Vale? Las vamos a hacer bien frititas

con su ajito y, además, luego le vamos a meter

la verdura más carnosa que yo conozco, que es la remolacha.

La vamos a hacer como si fuera una carne.

Vale. ¿Nos ponemos manos a la obra?

Échame una mano. Vale.

¿Vale? Vale.

¿Qué tal se te da la cocina? Bien, mira.

Mira, pero mira el truco. Mira el truco.

Ah, bueno, está todo estudiado. Ahora, nos hemos puesto ya...

Puedo cortar lo que quieras.

Bueno, lo primero que vas a hacer para ayudarme

va a ser pelar ajos. No, no, otra cosa.

Aquí te podría dejar, pero esta parte es mi parte.

Aquí no te pienso dejar, porque es la parte más peligrosa.

Pelo ajos. Eres el invitado,

al invitado hay que cuidarle. Venga, te dejo unos ajos.

¿Sabes pelar ajos? Sí.

Te dejo aquí una puntilla.

Mira, yo hago así.

Se raja... Ah, muy bien.

Y se saca. Qué truco.

Este es nuevo.

Haces así, haces así

y sale. Ahí lo tenemos, perfecto.

Mientras, voy a enseñar

una parte fundamental que os decía de la receta.

Esto son

las mollejas.

Las vamos a cortar muy pequeñitas

y las vamos a freír en un aceite que tenemos ya

con ajo.

Mientras, voy a coger el cuchillo grande.

Yo me hago con las setas ya.

Vicente, échame una mano con las setas.

Sí, claro. Les vas pegando una lavadita.

Mira, yo tengo aquí cociendo

una remolacha.

Está hirviendo eso, ¿no?

Bueno, está un poquito caliente,

pero yo creo que lo vas a poder aguantar.

Te voy a dar un poquito de papel... ¡Ah!

Mira, me he hecho sangre.

Porque la cosa que tiene la remolacha es que está muy rica,

pero mancha mucho. Vale.

Lo que te voy a pedir es que la peles.

Se pela prácticamente sola con la mano,

pero corta aquí, corta aquí y vas tirando de la piel.

Vale. Esto es como cuando estás pelando

una zanahoria para hacer ensaladilla rusa.

Vale. Pues así, más o menos.

Esto ya lo tendríamos. Las tenemos ya

bien doraditas.

Vicente, ¿cómo van esas setas?

Muy bien, ya están prácticamente. Si las quieres usar...

Venga, las vamos a tirar.

Y ahora tiro de acá, ¿no?

Eso es. Has ido a por el más grande, cómo se nota que hiciste de Rambo.

Sí, sí, sí.

¿La fileteo? A la mitad, que es grande.

¿La corto en juliana?

No, te voy a pedir que me hagas

una cosa mucho mejor. ¿Qué?

Ya que te has manchado las manos... Sí.

Yo he ido al río y he cogido una piedra.

Lo que quiero que hagas con la remolacha

es que la machaques. ¿Que la machaque?

Sí, simplemente con la mano.

¿Vale? Vale.

Y la pasamos a la sartén.

La tengo ahí, Vicente. Aquí está.

Eso es.

Además es muy plana, muy buena para esto.

Está perfecto. Pues nada.

¿Pongo el papel encima y la machaco? Y la machacas con la mano.

¿Sin piedad? Sin piedad.

Tiene que quedar un filete.

Que no se diga, ¿eh? ¡Ahí va!

Espera, la lavamos. Sí que está dura.

Venga, a lo mejor media es mucho.

Un cuarto, venga. Vale.

A ver si puedo ahora.

Yo creo que va a pasar lo mismo.

Ahí, ahí.

Ahí la tienes, ahí. Sí, señor. Ahora sí, ahora sí.

¿Y esto por qué se hace en la piedra?

Lo estamos haciendo en la piedra para no manchar demasiado.

Al final, la remolacha nos mancha y es difícil sacar luego el color.

Ah, muy bien, muchas gracias, hombre.

Tengo un poco de rúcula y tengo ahí "mozzarella" fresca.

Sí. ¿Vale?

Lo que vas a ir haciéndome es la ensalada.

Vale. Va a llevar un acompañamiento

de ensalada un poco particular. A las mollejas les vienen muy bien

un toque ácido. En los restaurantes nos las ponen

con un poco de limón. Sí.

Nosotros vamos a variar.

En esta zona de aquí hay mucha mora, frambuesa...

He cogido unas frambuesitas y vamos a poner unas.

Un fruto seco, elemento sorpresa. Vale.

Para que cuando estés comiendo, notes el crujiente.

Con las frambuesas vamos a hacer

prácticamente lo mismo que con las setas.

Las vamos a partir así, con la mano.

Nos pasa lo mismo con la "mozzarella",

también la vamos a partir así.

Bueno, esto ya va dorando.

¿Me puedo comer una? ¿Un trozo? Puedes comer lo que quieras.

¿Eres de cocinar en el campo?

Alguna vez. ¿Alguna vez la típica barbacoa?

Un día hicimos unas chuletas de cordero en una baca de un coche.

¿En una baca de un coche? Sí.

Y salieron tan buenas que untábamos las chuletas en las cenizas.

Donde habíamos hecho la leña,

en la ceniza untábamos las chuletas con ceniza y nos las comíamos.

Estaban buenísimas.

Es una receta que deberías incluir... En mi restaurante, ¿verdad?

Chuletas de lechazo con ceniza.

Muy bien. ¿Echamos lo que queda?

Sí, echamos todo y vamos a ir recogiendo lo que tenemos aquí.

Y lo vamos a ir emplatando. Es muy sencillo el emplatado,

pero también lo que queremos hacer es que sea bastante visual.

Bueno, este color.

¿Qué te parece? Maravilloso, ¿eh?

Más o menos es el mismo color

del que se te está quedando la cabeza hoy,

porque nos está pegando bien el sol.

Me he echado un poco de remolacha por la calva.

Mira, vamos a ir poniendo así poco a poco.

Un poquito de esa rúcula.

Madre mía.

El toque que nos va a dar

también la frambuesita.

La buscamos por aquí y la dejamos para acompañar.

Si no tenemos frambuesa, ¿qué podemos echar?

Cualquier fruta ácida.

El albaricoque, como hemos dicho, le va fenomenal a esta seta.

El melocotón sería estupendo para acompañarlo.

Ahora toca probar. Os retiro esto para que lo hagáis bien.

Perfecto. Voy directo a la molleja.

Ahí, ahí, muy bien.

Tú eres de los míos. Ahí estamos.

Yo lo que os recomiendo... ¡Oh!

Que quitéis un poquito así.

Qué bueno. Un poquito de todo

y vayáis mezclando

todos los ingredientes.

Encantadora la molleja.

Bueno, un plato

en el que buscamos el dulce, el ácido

y el saladito,

todo ahí bien combinadito.

(IMITA A RAMBO) No siento las piernas, Dios mío.

¡No siento las mollejas!

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Braojos de la Sierra (Madrid)

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

El señor de los bosques - Braojos de la Sierra (Madrid)

01 mar 2020

Viajamos junto al humorista Santiago Urrialde a Braojos de la Sierra. Un entorno de pastos y huertos familiares rodeado por un inmenso bosque de pinos

ver más sobre "El señor de los bosques - Braojos de la Sierra (Madrid)" ver menos sobre "El señor de los bosques - Braojos de la Sierra (Madrid)"
Programas completos (51)

Los últimos 51 programas de El señor de los bosques

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos