www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5467340
Para todos los públicos El cazador de cerebros - Vidas sin cuerpo en el mundo digital - ver ahora
Transcripción completa

LOCUTOR: Es un momento importantísimo para él.

Si consigue dominar el dragón puede ser muy importante para él.

¡Luque se puede morir!

Con el sacrificio de Lucio, parece que va a escapar.

¡Se lo está buscando! ¡Está loco! ¡Eh!

(VITOREAN)

LOCUTOR: ¡Lo tenía claro!

¿Quién gana?

(HABLA APASIONADAMENTE)

Vale, yo veo que hay cinco jugadores azules y cinco rojos

¡Ah! ¿Hay la repetición y todo?

Hostia, esto es como el fútbol.

(LOCUTOR HABLA APASIONADAMENTE)

(LOCUTOR HABLA APASIONADAMENTE)

"Si estás viendo esto, es que eres una mente inquieta.

Ya somos dos.

Me llamo Pere Estupinyà y quiero investigar

cómo la ciencia intenta solucionar problemas globales,

explicarnos cómo funciona el mundo y hacernos más felices.

Y, para ello, busco cerebros que estén en la mismísima frontera

del conocimiento para que nos cuenten lo que saben.

Bienvenidos."

Esto del torneo de videojuegos creo que me ha sobrepasado.

De hecho, hay un estudio

que vio que si bien los adultos percibimos el mundo virtual

como una herramienta, como algo más de ficción,

y que lo integramos perfectamente en nuestra vida,

los jóvenes lo ven como una extensión de la realidad.

No perciben las relaciones, las experiencias virtuales

o los espacios tan separados del mundo físico.

Y si lo pensamos bien, esto es muy nuevo.

Y avanza tan rápido que no nos da tiempo a reflexionar

sobre cómo estas vidas sin cuerpo, estas identidades plurales,

afectan a nuestras capacidades cognitivas,

emociones, personalidad, a nuestras expectativas de vida

y si redefinen de alguna manera aspectos biológicos

de nuestra esencia.

Hoy vamos a reflexionar en profundidad sobre estos cambios

que en realidad no sabemos lo radicales que son.

"Para empezar,

me interesa saber si movernos cada vez más por entornos virtuales

nos llevará a tener personalidades paralelas más marcadas

con comportamientos muy diferentes

en el mundo físico y en los digitales.

Es decir, a tener vida sin cuerpo.

Antonio Rodríguez de las Heras

estudia los cambios culturales y educativos

que está conllevando la tecnología."

Usted dice que la tecnología cambia el espacio-tiempo.

¿A qué se refiere?

Nosotros nos hemos movido...

Por tener un cuerpo

nos movemos de lugar en lugar.

Y para ir de un lugar a otro, nos desplazamos de alguna manera

ya desde la Revolución industrial

con máquinas cada vez más poderosas, más rápidas,

pero que nos exigen un pago del tiempo.

Pero a la vez, como somos desde hace poco

ya no solamente automovilistas o viajeros de trenes y aviones,

sino somos protéticos, es decir, tenemos una prótesis...

¿que nos comunica con qué?

Nos comunica con un espacio sin lugares.

Y si no hay lugares, no hay distancias,

y si no hay distancias, no hay demora.

Es decir, espacio y tiempo se dislocan.

Y, claro, es tentador tener aquí un mundo

que alcanzas con solo indicarlo.

Claro, eso produce por un lado

una inmensa atracción, como se ve,

y por otro un conflicto aún no resuelto

que es cómo poder armonizar los dos mundos

cuando el mundo de siempre, que es también muy absorbente,

nos pide una actividad diaria de un lugar a otro

y a la vez esto que tiene

otras capacidades que son muy tentadoras.

Y en ese conflicto estamos

y eso provoca el malestar que todos los seres protéticos,

como somos ahora todos nosotros, estamos sintiendo.

Música

"En el programa de hoy nos alejamos de las ciencias exactas

y nos dirigimos a las humanas y sociales

con una pregunta muy clara en mente:

¿qué efectos están teniendo las vidas digitales en la sociedad

y directamente en nosotros mismos como humanos?

¿Estamos frente a una revolución sin precedentes o no?

Reflexionaremos sobre el concepto de realidad,

haremos una entrevista virtual entre avatares,

analizaremos si en un mundo con tantísimas opciones

los conceptos de amistad, compromiso

o incluso amor romántico están en riesgo.

Y mirando más lejos todavía,

exploraremos los retos éticos que plantea la inteligencia artificial

y la conexión directa entre circuitos electrónicos y neuronales.

Música

"Los videojuegos son un claro ejemplo de vida sin cuerpo.

Con personajes e historias hechas de ceros y unos

y donde la mente sustituye al cuerpo físico.

En España, ya hay más de 16 millones de gamers y subiendo.

Por eso nos metemos de lleno en el Barcelona Games World,

un evento multitudinario que no para de crecer.

¿Qué tienen estos mundos virtuales

que atrapan nuestras mentes con tanta facilidad?"

Es como un libro.

Un videojuego para mí es como un libro.

Me meto mucho en la historia y la vivo muchísimo.

Es una forma de desconectar, de ser el protagonista.

El juego te deja escoger un rol dentro de él.

A mí me gustaría ser dentro,

pero al fin y al cabo siempre tiendes a ser uno mismo.

"Pero ¿hace falta mucho tiempo para engancharse a un juego?"

Tengo poco tiempo para meterme en una historia muchas horas.

Te conectas, te matan y otra vez.

"Espero que lo que pasa en los videojuegos se quede ahí.

¿Será que nos interesa más la fantasía que la realidad?"

Sí.

Me parece algo más... creativo, más interesante.

La realidad se repite.

Desconectas de tu vida normal

pero no es como si empezaras a vivir otra allí o algo así.

-Creo que te da como una libertad

de poder conocer a gente nueva rápido y sencillo.

Me es más fácil entablar una conversación

con una persona online.

No es lo mismo un amigo en la vida real,

pero es un amigo de internet.

A mí me ha ayudado.

Soy más extrovertida, me acerco más a la gente,

la saludo, le hablo.

A mí me ayuda mucho.

Normalmente las cosas en internet son poco formales.

Es como más humano, por así decirlo, más cercano.

Música

"Los e-sports,

competiciones con jugadores profesionales de videojuegos

como el League of Legends, Fortnite, Clash of Clans...,

son un clarísimo ejemplo de cómo el mundo virtual

está adquiriendo a nivel social y económico

tanta relevancia como lo analógico."

Mira, les hacen entrevistas.

"Álvar Araneae es entrenador del equipo MAD Lions."

Cuesta creer que se saque dinero con los videojuegos,

que los videojuegos movamos estas masas

que llenemos estos eventos.

Y no solo eso, hay escenarios o estadios

que se han llenado con 40 000 personas

para ver un evento de videojuegos.

Música

LOCUTOR: Efectivamente, ¡es victoria!

-¡Sí! -¡Vamos!

Actualmente, en MAD Lions tenemos un segundo entrenador.

(HABLA EN INGLÉS)

Tenemos un analista,

un psicólogo deportivo,

un preparador físico,

un nutricionista,

una persona que se encarga de la imagen del club, una estilista

que les dice casi cómo vestir, qué tipo de ropa ponerse,

cómo cortarse el pelo.

Es un poco la misma estructura y la misma idea de las boy bands,

esto de que tienes al malo, al guapo, al deportista...

Poco a poco así.

Ahora hay cinco jugadores y cinco o seis personas detrás

que velan por su bienestar futuro y profesional.

LOCUTOR: ¡MAD Lions está haciendo un 2018 histórico!

¡Bicampeón de la Superliga Orange,

campeón del European Masters...!

A veces la idea es que estas experiencias

sean lo más inmersivas posibles.

No tener solo la mente en el mundo digital,

también el cuerpo.

Para eso están registrando todos mis movimientos,

para crear un Pere virtual que habite en el Second Life.

Y ya puestos, que esté más cachas y tenga mejor pelazo.

"Voy a hacer una inmersión en Second Life.

No es un juego,

sino un espacio virtual donde con un avatar puedes vivir

una existencia paralela con usuarios de todo el mundo.

Es un verdadero espacio de exploración

donde tú decides parecerte a ti mismo o ser alguien diferente.

Yo he digitalizado mi cuerpo y mis movimientos

para configurar un cazador de cerebros digital.

¿Qué os parece?

Guapetón, ¿no?"

Música

"Cuantos más movimientos míos capturen,

más parecido a mí será el avatar.

Mi primera entrevista virtual será a un antropólogo

que ha pasado años investigando Second Life desde dentro.

Se llama Tom Boellstorff

y está en Los Ángeles,

pero yo visito a Tom Bukowski en su casoplón digital."

Cualquier cosa que imaginéis hay un científico investigándola,

hasta nuestro comportamiento en Second Life.

Tom, o Bukowski,

lleva años haciendo un estudio antropológico y psicológico

sobre qué ocurre en esta sociedad y cultura virtual.

¡Eh, Tom!

¡Hola! ¿Cómo estás? Muy bien.

Qué piso más bonito. ¿Es propiedad o alquiler?

La casa es de propiedad.

Compré el terreno

y la construí yo mismo.

Es mi casa en Second Life.

Ven, acompáñame, que te enseño la casa.

¿Te has fijado qué vista? Aquí vengo a relajarme.

Es fantástico.

Oye, qué bonita tu casa. Gracias por invitarnos.

Mira, estos son mis libros.

Todo el mundo que quiera los puede consultar.

Debo confesar que no sabía

que Second Life seguía siendo tan activo.

¡Sí! Vamos, aquí sigue, y sigue creciendo.

Hay más de medio millón de personas.

Muchos mundos virtuales

continúan durante años y años,

y 500 000 personas

son muchas personas.

¿Los avatares de la gente son parecidos a ellos físicamente

o hay quien intenta ser otra persona?

¿O son ellos mismos haciendo otras cosas?

Algunos intentan hacerse avatares

deliberadamente muy parecidos a su aspecto físico,

otros quieren ser Mickey Mouse,

y muchos quieren las dos cosas.

¿Por qué hacerse solo uno si puedes tener dos?

¿Hay leyes éticas o morales

o normas en Second Life?

Un tema muy importante

es que la mayoría de los espacios virtuales

son propiedad de empresas, como Facebook o Google.

Dichas empresas no se crearon para dirigir una sociedad,

no están diseñadas para eso,

así que suelen dejar que las personas de ese mundo lo gestionen.

Pero eso es muy difícil.

Por ejemplo, lo que ocurre en Second Life

es que si a mí no me gustas, si me dices cosas malas,

te puedo silenciar o bloquear para que no vengas a casa.

Te podría echar

y también podría quejarme de ti a la empresa.

Pero reciben tantas quejas que no dan abasto.

¿Cuánto tarda un usuario en sentirse integrado del todo en Second Life?

Porque ahora te estoy hablando

pero aún no siento que sea mi avatar.

Para muchas personas en Second Life

lo que hace que lo sientan suyo, que sea importante y útil,

suelen ser los amigos,

encontrar una comunidad.

¿Sabes? Hay muchos clubes en Second Life,

grupos de personas a los que les gusta construir cosas juntos,

o la música en directo o este tipo de cosas.

Pero hay algo muy interesante,

y es que algunos vienen a Second Life para estar solos.

No todos vienen para socializar necesariamente.

¿Cuál es el futuro?

No solo el de Second Life,

sino el de la realidad virtual, incluso el de nuestra vida digital.

Tú eres antropólogo digital.

Muchos de los grandes mundos virtuales

están diseñados como juegos, y seguirán siendo muy grandes.

Los que tienen una orientación más social y abierta, como Second Life,

también seguirán por aquí.

Y serán grandes, y atraerán a millones de personas,

pero no dominarán el mundo, no acabaremos en Matrix.

Tom, ha sido una conversación maravillosa.

Muchas gracias.

Espero visitarte en California alguna vez.

O en Second Life, quién sabe.

Ambas cosas serían geniales.

¡Eh, venga, hasta otro mundo! (RÍE)

¡Nos vemos!

¡Hasta luego! (RÍE)

Oye, mucho más realista de lo que pensaba.

Era un avatar, pero sí he tenido la sensación de conocerlo.

Yo creo que he empatizado más que con otras entrevistas en Skype.

Música

"Hemos usado videojuegos y entornos virtuales inmersivos

para ilustrar conceptos sobre nuestra adaptación al mundo digital.

Pero incluye redes sociales, comunicaciones, libros

y toda la información ya digitalizada en una realidad online

que hemos unido a la física.

Es hora de reflexionar sobre la convivencia de estos dos mundos."

¿Hay algunas capacidades cognitivas

que se refuerzan,

otras que es lo contrario, que se pierden?

A mí me llama la atención mucho una que es que en realidad

el cerebro en este entorno se hace hacker.

Estás mirando ya el mundo no como antes te lo ofrecían,

que era un mundo completo, acabado, obras.

De lo que fuera. Un mueble o un cuadro en un museo.

Era algo acabado.

Así que en todo caso lo que te quedaba era

contemplarlo, usarlo, cuidarlo.

Y lo que está produciendo este entorno

es la idea de que ven todo el mundo,

desde lo más importante hasta lo cotidiano,

como si fueran construcciones de piezas de LEGO.

Sí, esto ya lo veo que está completo, ya veo que es un castillo,

pero ¿no podría ser un avión?

Esa idea hacker de con lo que tienes

alterarlo, recombinarlo y obtener otra cosa,

eso, para mí, me parece que es uno de los síntomas interesantes,

porque es la fuente, si se explota bien,

de la creatividad.

"El mundo digital cambia la realidad del mundo físico.

Jugamos no solo para divertirnos,

hemos vencido las distancias y el tiempo

y podemos crear nuevos mundos

en los que interactuar sin necesidad de un cuerpo.

Nuestro cerebro sigue siendo el de un primate,

pero modulamos sus partes más plásticas.

En la historia de la humanidad, ha habido muchas revoluciones,

pero ninguna a la velocidad de lo que estamos viviendo ahora.

Hace millones de años aprendimos a andar erguidos,

luego a crear herramientas, a tener pensamiento abstracto,

a cultivar, a imprimir conocimiento, a hacer experimentos,

a crear máquinas de vapor, motores, electricidad,

antibióticos, ordenadores.

Y hoy en día podemos programar mundos e inteligencias artificiales.

Y en El cazador de cerebros,

yendo al MIT, a Lausanne, a California, a Barcelona,

hemos visto cómo la electrónica

se empieza a integrar en nuestros cuerpos y cerebros.

Para algunos este será

el verdadero siguiente paso evolutivo,

que nos puede llevar del Homo sapiens al Homo virtualis."

Música

"¿Vamos demasiado deprisa?

Si alguien conoce el potencial de la tecnología y de la IA

y analiza posibles riesgos, esta es Nuria Oliver."

Muchos expertos dicen: "Sí, la tecnología, el mundo digital

nos está cambiando,

pero llevamos siglos cambiando y siempre vamos a mejor".

¿Tú estás en este grupo

o dices: "No debemos ser tan..."?

No exactamente.

Creo firmemente en el potencial positivo de la tecnología

para mejorar el mundo,

pero también creo firmemente

en que tenemos que acompañar este progreso tecnológico

de un discurso crítico, ¿no?

No toda innovación tecnológica

representa progreso.

Y a lo que deberíamos aspirar es al progreso,

no necesariamente a innovar por innovar, ¿no?

A nivel cognitivo, o a nivel de autenticidad,

¿qué riesgos debemos contemplar?

¿Cosas obvias? Pues el impacto que puede tener en nuestra memoria.

¿Para qué vas a rememorizar cosas

cuando puedes delegarlo todo en la tecnología?

¿Cosas quizá no tan obvias?

Creo que la tecnología

nos genera una ilusión

de ser superhéroes, superpersonas,

en el sentido de que pensamos que somos capaces de hacer multitarea.

Otro elemento derivado

de este mito de la multitarea

es quizás la incapacidad o la habilidad que estamos perdiendo

a mantener la concentración sostenida

durante un periodo largo de tiempo en una única tarea.

Si perdemos habilidades sociales críticas,

estamos perdiendo quizás la esencia

de lo que nos ha definido como Homo sapiens

y ha permitido nuestra supervivencia.

¿Afecta la manera como hacemos algo a su esencia?

Las relaciones humanas son de lo que más ha cambiado.

Hablamos o ligamos con fotos, con perfiles anónimos,

editando lo que escribimos.

Podemos mostrar o esconder lo que queramos de nosotros.

¿Somos menos sinceros, menos auténticos,

más egocéntricos, menos comprometidos?

¿Le damos menos valor a las relaciones

de amistad, sexuales o incluso románticas

porque nos son más fáciles de conseguir?

"Según estudios recientes,

hasta el 40% de las parejas actuales se ha conocido a través de internet,

y tenemos amigos a los que ni conocemos la voz.

¿Hay una distinción profunda

entre relacionarse con perfiles o personas?"

(SILBA)

"Nuestro siguiente cerebro

es un sociólogo que afirma que el amor romántico

está amenazado por este mundo digital con tantísimas opciones,

y la capacidad de compromiso también.

A ver si no es tan apocalíptico."

¿Los vínculos de amistad o de enamoramiento

que creamos en estas vidas digitales que llevamos

son menos sólidos o no, son parecidos?

Yo creo que son bastante menos sólidos.

Como la sociedad, se han vuelto líquidos,

porque el medio facilita la desconexión

en el momento en que quieras desconectar.

Además, la relación no está situada en un lugar,

las relaciones humanas suelen ser también espacio-temporales.

Tú estás con alguien allí compartiendo, haciendo actividades,

llevando a cabo el día a día, o una relación amorosa,

o una amistad, que está hecha de encuentros.

También puedes crearte

una personalidad diferente a la que tienes.

También es mucho más fácil mentir o incluso performar una imagen,

una identidad diferente, ¿no?,

porque tú te editas.

El wasap no lo envías directamente,

lo puedes escribir, corregir, cambiar,

añadirle detalles, matices...

Editas tu personalidad.

Editas la imagen que quieres dar. Editas tu presencia en la pantalla.

¿Eso es mentir? Bueno, no es mentir, es en todo caso maquillarte,

pero también cuando salimos al front stage, al escenario,

salimos maquillados.

Está el back stage, que dicen, cuando estás entre bambalinas.

Te representas a ti mismo de cualquier manera

y cuando sales frente al público te arreglas.

Lo mismo en la pantalla. Claro.

Con lo cual te puedes atrever mucho más

a mostrar diferentes aspectos de ti mismo,

y si resulta que te dan likes, pues dices:

"Oye, esto funciona". ¿Somos más egocéntricos?

O sea, ¿tenemos más centralidad del yo?

Incluso en la amistad.

¿Es menos sólida?

Sí. El yo juega un papel muy importante

en las vidas de los individuos modernos y contemporáneos.

Y es muy importante no solo cómo nosotros nos vemos,

sino cómo queremos que nos vean

y cómo nos dicen que nos ven.

De ahí que juguemos en estos espacios

a dar esa imagen que no es solo la que te sale de dentro,

y de ahí que estemos tan preocupados por los selfis,

por lo que decimos, por la foto...

Música

Y esto lo estás analizando.

¿Afecta a las relaciones románticas el mundo digital?

Sin duda.

El medio virtual es más eficiente,

se liga más rápido porque te saltas muchos procesos,

pero si lo que quieres tener

es un encuentro físico,

aunque va muy rápido y te saltas muchos procesos,

luego hace falta el encuentro físico, real.

Y ahí, pues eso, una alitosis,

un pelo mal puesto te puede echar abajo

todo ese tiempo que has ganado en la interacción virtual.

Claro.

Sí puede haber una sensación de descontrol

en el sentido de que llega esto,

reconfigura el mundo, en general para bien,

y nos adaptamos a él sin mucho margen de resistencia.

Pero no tenemos la sensación de que somos otros seres,

de que haya llegado el Homo virtualis.

En cambio, la transformación llegará

cuando esto se integre en nuestros cuerpos.

Este escenario a lo Black Mirror

es lo que será revolucionario de verdad.

"La fusión física con las máquinas y el software llegará, sin duda.

Pero la conductual, laboral

o incluso emocional ya está aquí."

¿Es posible tener una empatía tan grande

con un software de inteligencia artificial

que casi lleguemos a enamorarnos?

Sí. Sí, esa parte sí es posible

porque los humanos tendemos a antropomorfizar la tecnología

y desarrollamos una conexión altamente emocional

con la tecnología con la que interaccionamos.

Hay ejemplos particularmente

con las mascotas robóticas que se usan con personas mayores,

que son muy populares en Japón.

Hoy en día le hablamos a nuestro móvil y nos entiende.

Hoy en día hablamos

a asistentes personales en el hogar sin teclado, sin pantalla.

Hace diez años esto era impensable,

decir que podías hablar a una tecnología

y que te iba a contestar y a entender.

Con lo cual es inevitable

que generemos una relación emocional con la tecnología

con la que interaccionamos en nuestro día a día.

Eso va a ser inevitable.

Quizá la pregunta es:

¿cuáles son las consecuencias para nosotros

de desarrollar ese vínculo emocional?

¿Qué consecuencias puede tener si ese vínculo emocional es explotado

por los que han fabricado esa tecnología para su ventaja

pero no necesariamente

para nuestro bienestar o nuestra ventaja?

En cualquier relación, conforme es más íntima y afectiva,

y tú de eso sabes más que yo,

tienes más vulnerabilidad hacia la otra entidad, ¿no?

Quizá la pregunta interesante que nos podemos hacer es:

¿cómo van a usar ese poder que tienen sobre mí?

Música

"Estamos ante el paradigma de una nueva era.

Hemos creado un mundo que nace dentro de otro mundo,

y no debemos perder el control."

Es como si estuvieran coexistiendo dos mundos.

Dos mundos.

Pero dentro de 20, 50, 100 años, ¿quedará uno solo?

Cuando se dice:

"Lo que estamos viendo y que está ya aquí

es la cuarta fase

de la Revolución industrial". ¡No!

Eso sería muy consolador, porque ya sabes lo que es.

Estamos en el umbral de un nuevo modelo de sociedad

que no sabemos cómo es

pero está mostrando ya unos destellos, un malestar.

O sea, mucho más revolucionario que las otras revoluciones.

Mucho más, mucho más.

Y sobre todo es que lo que viene

es una crisis cultural.

Pensamos: "No, esto es simplemente

una mayor productividad económica,

es un cambio en los conceptos culturales de entretenimiento,

un cambio también educativo,

porque llegan nuevos artefactos que potencian...".

Qué va.

Lo que va a traer es dislocar por completo el concepto que tenemos

y reinstalarnos en un mundo

que ya no es del que venimos.

Y eso quizá no nos atrevemos a mirarlo de frente,

pero ahí está.

"El mundo digital ha extendido sus raíces.

Y porque es más eficiente, diverso,

estimulante, práctico...

se ha convertido en indispensable

en casi todos los niveles de nuestra realidad.

Además, no da la sensación de que haya transformado

radicalmente al ser humano. Todavía.

Si sigue acelerando a este ritmo, quizá lo que viajará

será nuestra mente y no nuestro cuerpo."

Música

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Vidas sin cuerpo en el mundo digital

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

El cazador de cerebros - Vidas sin cuerpo en el mundo digital

16 dic 2019

Se habla mucho de que existe una revolución digital que ha creado una realidad paralela al mundo al físico y ha provocado cambios en muchos aspectos de nuestra sociedad, pero ¿Hasta qué punto este mundo digital nos ha cambiado o nos cambiará en el futuro?

ver más sobre "El cazador de cerebros - Vidas sin cuerpo en el mundo digital" ver menos sobre "El cazador de cerebros - Vidas sin cuerpo en el mundo digital"
Programas completos (39)
Clips

Los últimos 80 programas de El cazador de cerebros

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios