'Diario de un nómada' es la primera serie de aventuras protagonizadas por Miquel Silvestre en motocicleta hecha para la televisión española. Empezaron sus emisiones en enero del 2015 con un recorrido por toda Sudamérica, continúo en su segunda temporada por México y Estados Unidos con el título de 'La última danza de guerra' y continúa por el extremo oriental de Asia Menor, al Cáucaso y al monte Ararat; por el Sáhara hacia Dakar; y por la España vacía. Pudimos seguir la aventura casi kilómetro a kilómetro en RTVE.es y en el blog Diario de un Nómada: http://blog.rtve.es/nomada/

5543657 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
No recomendado para menores de 7 años Diario de un nómada - Las huellas de Gengis Khan: De Barnaul al Altair ruso - ver ahora
Transcripción completa

"Vuelven Miquel Silvestre y su Gorda".

"El escritor que viaja en moto para enseñarnos

que el mundo es un lugar apasionante".

"Pero sobre todo, que la gente que vive en él

es mucho mejor que lo que nos hacen creer".

"Comienza un viaje apasionante por Asia Central

para seguir las huellas imborrables de Gengis Khan".

"Acompáñanos en la décima temporada de 'Diario de un nómada'".

"Episodio 11: de Barnaúl al Altái ruso".

"En el episodio anterior:

Miquel Silvestre había entrado en Rusia desde Kazajistán".

"Ya está en Siberia, más cerca de Mongolia".

"Pero, como pudimos comprobar, Siberia no es sinónimo de soledad,

ya que ha llegado a Barnaúl, una de las ciudades

más pobladas de la Federación Rusa".

Pomodoro.

500. Vale.

Este.

Dame este.

"Boteta, boteta

y boteta".

Esto.

Y pepino.

Me voy a hacer una ensalada

con el aceite de oliva y estos tomates y los pepinos.

Porque los tomates de supermercado no tenían ninguna buena pinta,

tenían bastante mala pinta.

En cambio, antes de entrar, vi esto y dije:

"Aquí lo voy a comprar, cuando consiga dinero".

Pero ya conseguí dinero.

Lo que no he conseguido es una tarjeta de teléfono.

Okey.

"Spasibo".

Échalo ahí.

Okey. "Dasvidania".

Esta va a ser mi primera cena en Siberia.

Y la verdad es que simplemente decirlo me causa emoción bárbara.

Nunca había estado antes en Siberia.

He estado en otros territorios nórdicos, como Alaska,

los territorios del norte de Canadá, por supuesto,

la Península Escandinava, Finlandia, Noruega, Suecia...

Pero me faltaba Siberia.

Y aunque es muy grande y solamente estamos en Siberia Occidental,

ya estamos aquí.

Y eso significa un avance más en mi mapamundi,

un territorio más conocido

y una cena más que voy a descubrir

y que voy a disfrutar

junto con otros comensales que han sido no invitados,

pero que están aquí antes que yo, que son los mosquitos.

Los mosquitos siberianos,

lo que pasa con todos los territorios nórdicos,

que en invierno son insoportables por el frío,

pero en verano, surge la vida y con ella los mosquitos,

que también son muy insoportables.

Pero bueno, yo tengo aquí mis viandas.

Voy a probar lo que serían estos embutidos.

Esta especie de salami.

Que es una especie de salchichón.

Me recuerda a la chuleta de Sajonia. La conocéis, ¿no?

No es tampoco mi favorita,

pero...

para eso...

he comprado los tomates, para la ensalada...

suavizar el sabor de los embutidos rusos.

Entonces, voy a hacer la ensalada con estos tomates.

Están un poco maduros más, pero era lo que había.

El nómada se tiene que adaptar a los recursos

que haya disponibles, porque si no, no comería.

Y hablando de nómadas,

creo que es el momento de recordar

al gran viajero Marco Polo.

Lo he mencionado antes, al salir de...

Semiparatidisk.

Porque Marco Polo es la escuela de todos nosotros.

Es el viajero más conocido de la historia.

Universalmente célebre.

Conocido por un libro que se llama "El millón"

o "El libro de las maravillas".

Y lo curioso es que Marco Polo,

que se hizo famoso por la literatura,

jamás escribió una coma.

Él no escribió el libro.

El verdadero autor del Libro de "Las maravillas de Marco Polo",

es solamente conocido por los eruditos.

Rustichello de Pisa.

Marco Polo nació en una familia comerciante.

En...

Dicen que en Venecia,

pero en realidad nació en una isla de la actual Croacia.

Lo que pasa es que la República Serenísima de Venecia

entonces era la potencia militar,

marítima y comercial del Adriático

y sus dominios se extendían hasta allí.

Y Marco Polo se fue con su tío y con su padre,

Niccolò y Maffeo, a las Indias

y se tiró 23 años.

Cuando regresó,

ya convertido en hombre adulto,

pues encontró que en su sociedad

luchaban por la hegemonía Génova y Venecia.

Y fue hecho prisionero por Génova.

Y en la cárcel coincidió

con su compañero de celda,

que era Rustichello de Pisa.

Y entonces él le empezó a contar sus aventuras.

Entonces, fue Rustichello de Pisa quien escribió

"El libro del millón".

Era tan maravilloso lo que estaba narrado allí

que se convirtió en un personaje celebérrimo.

¿Y sabéis por qué Marco Polo se hizo tan famoso?

Pues imaginad un mundo

en el que no hubiera internet,

no había televisión,

no existía la radio, ni siquiera la prensa escrita.

¿Qué sabía la gente del mundo

más allá de sus fronteras, de su territorio conocido?

En Oriente, sabían que estaban... que estaba el turco,

que estaban los musulmanes, que estaban Islam,

que era el enemigo.

Pero ¿y más allá?

Las Indias Occidentales, es decir, América,

ni siquiera se sospechaba su existencia.

Pero ¿y el territorio más allá del Islam?

Aquello era la nada, una incógnita,

un agujero en el mapa.

Y que, de repente, un tipo llegara de allí

escribiendo o contando hechos maravillosos,

pues fue como descubrir un mundo nuevo.

Efectivamente, fue eso, descubrir un mundo nuevo.

La gente es curiosa por naturaleza. Todos somos exploradores

por naturaleza, nómadas por naturaleza

y todos somos curiosos.

Marco Polo también se hizo querido

por Kublai Khan, que era nieto de Gengis Khan,

el emperador de China, precisamente porque Marco Polo

le servía de televisión.

Kublai Khan era un emperador con un imperio tan extenso

que no lo conocía físicamente. Era imposible que lo conociera.

Y mandaba a embajadores.

Estos embajadores, que iban a los confines de su imperio,

cumplían la misión que había sido encomendada,

pero a Kublai Khan no le interesaba eso,

según nos cuenta Marco Polo, lo que le interesaba de verdad

era que esos embajadores llegaran hasta él

y le contaran qué habían visto.

A Kublai Khan lo que le interesaba

no era el cumplimiento de la misión encomendada para los embajadores,

sino que estos le contaran las costumbres,

los hechos curiosos, las historietas de los territorios

que él dominaba sin conocerlos.

Y entonces, en eso Marco Polo era muy bueno.

Tenía una fértil imaginación

y adornaba sus relatos de forma que los hacía

completamente cautivadores.

Y ese es el secreto, a mi entender,

de la...

del éxito de Marco Polo.

Los grandes viajes existen porque existen cronistas,

gente que nos lo cuenta. A los escritores de viajes

y a los cronistas de aventuras es a quienes les debemos

el conocimiento del mundo.

Y ahora, que ya tengo pelada mi ensalada,

es el momento de aliñarla con un chorrito de aceite español.

Conseguido en Siberia.

Es que el mundo es flipante.

La globalización.

No sé de dónde será el tomate,

pero es que es real y jugoso.

El aceite, pues bueno...,

es aceite español.

Y ahora, llega el momento

de probar el vino.

Espero que no sea semi sweet.

Vino georgiano.

Del que bebía Stalin,

que era georgiano.

No es semi sweet. No está mal.

Muy suave, parece aguado, pero...

No es un gran vino, pero no es desagradable.

Vamos a probar el negro.

Yo lo veo como más...

Es chulo. Ahí, con un monasterio georgiano...

y una montaña. Bueno, vamos a ver.

Huele mejor.

Por Siberia.

Ese semi sweet.

Al final, la tenía que pifiar.

Así que este es el que le voy a dar a la señora

y este me lo voy a beber, no entero,

pero sí me voy a beber un par de copas mientras ceno.

Así que nada,

dejadme disfrutar de mi cena

y mañana seguiré contando cosas.

Que mañana nos toca hacer otros cuantos kilómetros.

Un nuevo día en Barnaúl.

Hoy, nos dirigimos hacia la capital

de la República del Altái,

que es Gorno-Altaisk.

Y no voy a entrar en la ciudad de Barnaúl

porque es una de las ciudades más pobladas

y tampoco tiene nada que ofrecer. Y para comerme estrés,

atascos y polución, prefiero pasarla, circunvalarla

y desaparecer.

La buena noticia es que he consultado la previsión del tiempo

y aunque ahora está nublado, parece que no dan lluvia.

La mala noticia, porque siempre tenemos una mala noticia,

es que la moto tiene otro desperfecto,

un desperfecto que he descubierto esta mañana,

pero que, sin embargo, no sé cuánto tiempo llevará ahí.

Y es que la membrana, la goma que protege el rodamiento

o el engranaje del cardan, que une el cardan con el motor

está rajada.

Por ahí entra el agua y el polvo

y eso es lo peor que le puede pasar a un engranaje.

Y aquí se ve la raja del rodamiento,

o sea, la raja de la membrana, de la goma.

No sé si el cardan estará afectado como consecuencia del desperfecto,

porque no sé el tiempo que lleva.

Y en todo caso, es un cardan que la moto tiene desde que la compré

hace muchos años y muchísimos kilómetros.

Pero no hay repuesto para eso.

Tampoco puedo ir a un taller a que me desmonten media moto,

porque la sustitución no es fácil.

Voy a intentar sellarla con cinta americana, una navaja

y paciencia, porque está realmente complicado

manipular esa zona, porque está ahí,

completamente escondida entre el chasis.

Y a ver qué es lo que puedo hacer.

En fin, bueno, sustitución.

"Reparatodo" con la cinta americana,

navaja y paciencia. No queda otra.

Bueno, pues una buena chapucilla.

Ya bastante cinta americana.

Esto ya parece la modo Frankestein.

Pero bueno,

espero que...

que lo proteja un poco del agua y del polvo...

hasta que podamos ir a otro servicio oficial,

que eso no sé cuándo será.

Además, me he dado cuenta también que la moto pierde aceite, gotea.

La Gordita.

Está...

está sufriendo mucho, pero se porta todavía.

"Miquel se pone en marcha

y se dirige al interior de la cordillera de Altái".

"La carretera está perfectamente asfaltada

y la región que la rodea es verde y fértil".

"El clima no es malo, pero hay demasiado tráfico

para sentirse cómodo en la moto".

Hemos llegado a la frontera

de la República del Altái.

Si recordamos de la temporada Operación Plaza Roja,

ya os expliqué la diferencia entre los óblast y las repúblicas.

Los óblast serían las provincias

con un gobernador que se pone directamente por Putin.

Mientras que las repúblicas

tendrían Constitución, Parlamento

y su propio presidente, elegido en elecciones democráticas.

Aunque ya se sabe que aquí...

todo democrático es lo que manda Putin,

al cual tenemos hoy vestido de guerrero defensor del Altái.

Y, por tanto, una vez que entremos en el Altái,

pasaremos por la capital, que es Gorno-Altaisk,

que es una capital curiosa, porque no tiene aeropuerto.

Así que, si quieres visitar esta región

tienes que volar a Barnául

y luego, ya venirte en vehículo hasta aquí

para perderte por estos bosques y montañas

que llaman la farmacopea del planeta,

porque es donde hay más variedad de especies vegetales del mundo.

Pero para mí es el paso hacia Mongolia.

Así que vamos a pasar a dejar atrás Gorno-Altaisk,

que tampoco me interesa quedarme,

y a seguir por la famosa Chuya Highway,

que se supone que es de las carreteras más bonitas del mundo.

Y espero que sea así, porque hasta ahora,

aunque la naturaleza es bonita,

hay un tráfico endemoniado y es muy pesado conducir por aquí.

Claro, como solamente hay una carretera,

porque en Siberia hay pocas carreteras,

pues es que todo el mundo va por ahí.

Una estatua.

Me he parado porque cuando la he visto,

no sabía si era una estatua de verdad

o un tío haciendo de estatua,

como las que hay en la Puerta del Sol.

Pero creo que es una estatua de verdad,

porque la gente se acerca mucho.

Y tocan el perro.

Y no veo que haya monedas.

Así que debe ser una estatua de verdad.

Pero parece un tío haciendo una estatua.

"Una vez cruzada la frontera de la República de Altái,

la vegetación es aún más frondosa".

"La carretera igual de buena".

"Y por momentos parece que hay menos gente".

"Miquel aprovecha para hacer kilómetros

hasta que ve algo que le llama la atención".

Un monumento a los pueblos originarios.

A Los pueblos indígenas de esta región.

Que...

probablemente se reunían aquí,

al lado del río

y celebraban sus rituales chamánicos,

porque ahí veo una especie de pirámide de piedras,

que es lo clásico del chamanismo,

colocar esas piedras apiladas

que constituyen...

pirámides de cantos rodados, vamos.

Algunos símbolos y simbología.

Y después.

leo aquí algunas algunas...

algunas notas sobre el origen de este monumento.

Y es bastante curioso.

Porque esto es un mensaje a los descendientes.

Aquí que dice: Hemos elegido este monumento

en Gorno-Altaisk,

en el lugar donde las tribus antiguas

tenían sus reuniones y solventaban

sus distintos problemas y asuntos, ¿no?

Donde los héroes montaban a caballo,

cortaban la hierba

y la gente se reunía para celebrar competiciones deportivas.

Desde aquí la civilización turca se originó.

Nietos...,

recordad vuestro origen...,

sed orgullosos de vuestros ancestros...

y llevad vuestro nombre con dignidad.

Que...

el cielo eternamente azul os bendiga.

Y lo más curioso es que hay...

lo que veo es el dibujo o el mapa

de los Estados Unidos de América.

Pero es que ahí encuentro

un mapa de Turquía y un texto parecido escrito en turco.

Esto tiene que ver...,

por una parte, porque los turcos actuales,

los que hoy viven en Turquía, la antigua Anatolia griega,

se originaron en esta región, en Asia Central,

en Siberia, y de ahí se movieron.

Pero es más, según esto,

cruzaron el estrecho de Bering

para poblar los Estados Unidos de América o Norteamérica.

Es curioso el...

el monumento.

Y, como vemos, tenemos el Altái

plagadito de estas mariposas blancas

que de vez en cuando me las como, cuando llevo el caso abierto.

Una de las cosas que siempre me ha llamado la atención

al comparar la conquista del oeste, de los norteamericanos

con la conquista del este por parte de los rusos,

que, al final, hacían un poco lo mismo,

expandían sus imperios, sus territorios,

hacia tierras poco pobladas o pobladas por pueblos originarios,

aborígenes, tecnológicamente menos avanzados que ellos,

es que mientras que los norteamericanos

prácticamente exterminaron a los pieles rojas,

causaron un auténtico genocidio

y los confinaron en reservas,

los rusos no hicieron eso.

En primer lugar, durante los zares,

más o menos se mantuvieron con colonos,

pero manteniendo la identidad de los pueblos originarios.

Pero es que después, durante el Comunismo,

como hemos visto en Kazajstán, en Uzbekistán,

en Tayikistán, los pueblos originarios siguen estando allí

y se le reconoce igualdad de derechos

que a los colonos rusos, ucranianos, alemanes del Volga,

porque todos estaban...

todos estaban oprimidos por el mismo poder

y no discriminaba para nada.

No estaban privilegiados los rusos con respecto...

o por lo menos no oficialmente, o no legalmente

con respecto a los pueblos originarios.

Así que hoy, todavía en Siberia,

los pueblos originarios forman parte de la población,

de modo ordinario y no hay diferencias

ni en Rusia ni en Kazajstán,

por lo menos legales con respecto a...

los, digamos, occidentales, caucásicos o eslavos,

cosa que, como sabemos, no ocurrió lo mismo en Norteamérica

y, por supuesto, en Sudamérica.

Ahí lo que se produjo es el mestizaje.

Los españoles se mezclaron,

cosa que aquí los rusos no hicieron tanto.

Digamos que aquí los pueblos se mantienen....

estancos, los buriatios, los kazajos, los uzbekos

y la mezcolanza, que no está prohibida, no se ha dado tanto.

Pero sin embargo, los españoles engendraron toda una raza

híbrida mestiza, que es la que mayoritariamente puebla

los países de Sudamérica.

Y...

la expansión territorial, como vemos,

es una constante en casi todos los pueblos

tecnológicamente avanzados.

Siempre se ocupó la Tierra de aquellos que eran menos.

Justo e injusto, así es la historia.

He tenido una suerte impresionante.

Claro, estaba cansado.

O sea, acabo de hablar ahora de los pueblos originarios del Altái

y me tomo un té y, de repente,

aparece esta señorita vestida con el traje típico altaico

y le van a hacer una sesión de fotos.

(RIENDO) Lo tengo para mí solo.

Es la dueña de... la hija de la dueña del café, ¿no?

Que, bueno,

pues supongo que abrirán en temporada

y... y se está haciendo una sesión de fotos,

pues no sé, vete tú a saber para qué.

Igual para una...

Para su Tinder, ¿no?, o su Facebook o lo que sea, ¿no?

Altaico, lo que sea, ¿no?

Pero es... es impresionante.

Se me viene al pelo para ejemplificar

lo que os acabo de contar, ¿no?

Esto me recuerda otro de los momentos guapos que hemos vivido

para "Diario de un nómada".

En Armenia, que veíamos un templo romano,

el único templo romano que hay en Armenia,

porque llegaron hasta allí y más allá no se pudieron expandir,

porque estaba el Imperio Sasánida,

pues justo en el momento en que estábamos allí,

apareció una modelo vestida con gasas y un vestido muy tenue

para una sesión fotográfica.

Y fue alucinante.

También tuvimos ahí unos planos maravillosos

de aquella cosa casi etérea

en el templo romano,

casi ya al final de nuestro viaje,

porque ya había conseguido ver el monte Ararat, ¿no?

Fue como un momento, pum, de clímax.

Y este momento aquí, en el altar

y con estas dos señoritas vestidas con sus trajes típicos altaicos,

pues me está pareciendo una de esas casualidades maravillosas

que escribió el guionista para nuestro programa.

Porque esto no estaba preparado, esto es así. (RÍE)

La vida sucede así continuamente.

A ver qué es esto.

"Chak, chak".

"Chak, chak". "Chak, chak".

Y esto...

"Talkan".

Sal. "Niet".

¿No? "Talkan".

"¿Talkan?". Okey, lo que sea.

Y ahora, miel. "Piot".

"Piot". Pi. No.

"Yes". Ya, miel.

"Charkoya". "Charkoya".

Esto es carne con patatas. (HABLA EN RUSO)

"Karova". No. Niet. "Marot".

(BALA) "Niet".

¿No?

(HABLA EN RUSO)

No me entero. Bueno, será carne, estará bueno, seguro.

¿Y eso? Ah, pan.

"Pioska" Ah, "pioska".

"Ah, very good".

Esta es la comida típica del Altái.

Bueno, pues esto no se lo que es, me han dicho que es...

Es como la harina, como el gofio cananeo, parecido.

¿Y esto?

Me recuerda a los pestiños.

La carne.

La patata está buena.

Es ciervo, es carne de caza.

Está my bueno. Ay, el pan está caliente.

El pan está un poco amargo.

Me recuerda a lo que los anglosajones llaman "sour dough".

Es como la masa amarga. Está bueno.

Está muy bueno todo.

Bueno, vamos a probar la miel.

Buenísima.

Estupendo.

Pues vamos a comer y a meternos 144 más kilómetros de viaje.

Ah, 144 kilómetros más.

Que ya hablo un poco como los siux.

No porque ellos sean siux, sino porque el cerebro ya no me...

no me llega bien el riego.

Porque pasamos de un frío tremendo, de repente, calor.

Y el tráfico enloquecido este, que van como locos.

Tengo que apartarme porque si no, me arroyarían.

Pero muy bueno.

Aquí, a la vera del río.

Con las montañas de Altái de fondo.

Si es que tengo una vida fabulosa.

Me encanta hacer esto.

Viva "Diario de un nómada".

Si no existiera, tendría que inventármelo.

Diario de un nómada - Las huellas de Gengis Khan: De Barnaul al Altair ruso

26:57 22 mar 2020

Miquel Silvestre se encuentra en la ciudad rusa de Barnaul, en Siberia occidental, así que aprovecha que hay supermercados bien surtidos para hacer la compra y prepararse una opípara cena. Al despertar descubre nuevos desperfectos en La Gorda que debe reparar con pocos medios y salir de viaje pues aun le quedan muchos miles de kilómetros para llegar a Mongolia.

Miquel Silvestre se encuentra en la ciudad rusa de Barnaul, en Siberia occidental, así que aprovecha que hay supermercados bien surtidos para hacer la compra y prepararse una opípara cena. Al despertar descubre nuevos desperfectos en La Gorda que debe reparar con pocos medios y salir de viaje pues aun le quedan muchos miles de kilómetros para llegar a Mongolia.

ver más sobre "Diario de un nómada - Las huellas de Gengis Khan: De Barnaul al Altair ruso" ver menos sobre "Diario de un nómada - Las huellas de Gengis Khan: De Barnaul al Altair ruso"
Xcerrar

Añadir comentario ↓

  1. CSP

    Muchas gracias por seguir haciendo televisión de calidad, sería estupendo que repusiesen las temporadas pasadas para el periodo de confinamiento.

    22 mar 2020
  2. Carlos

    Excelente programa, sería estupendo que repusieran todas las temporadas para verlas de nuevo en estos tiempos de confinamiento. Muchas gracias por seguir haciendo televisión de calidad.

    22 mar 2020

Los últimos 221 documentales de Diario de un nómada

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
Mostrando 1 de 12 Ver más