www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5646775
Para todos los públicos  Cocina al punto con Peña y Tamara - Ternera gallega - ver ahora
Transcripción completa

Pues mira, estas son partes

de una ternera gallega. Me pude haber traído un chuletón,

pero he traído diferentes partes que creo que pueden dar a conocer

otras zonas de la vaca, de la ternera gallega,

que son también muy, muy, muy jugosas y muy sabrosas.

¿Qué es lo que le hace ser rubia? Eh... Pues supongo...

La... La genética.

No. Será su pelo. ¿Son rubias las vacas?

Son... Sí, bueno. Más bien rojizas. Rojizas.

Pero una rubia gallega,

exactamente, es lo que he ido a ver ayer a Galicia.

Eran realmente rubias o no.

O rubias de bote. Son... Son rubias...

Tirando a rojizas.

¿Vale? Vale.

Y de ahí

sale una carne espectacular y que para mí es una de las mejores

que tenemos en España. Eh...

Muy apreciada por sus chuletones y por... Bueno.

Por sus partes así, como estas, que son

un poquito menos conocidas, pero de las que vamos a sacar

muchísimo, muchísimo sabor.

Genial. Hoy tenemos receta de llana,

que muchos dirán: "¿Qué es la llana?". Bueno, aquí Tamara y yo

os explicamos qué es la llana. Saber bien qué es.

Es esta pieza.

Que os voy a enseñar a limpiar

y que, además, vamos a cocinar con dos salsas.

Hoy toca hacer dos salsitas. ¿Qué parte es exactamente la llana?

La llana es una parte,

si yo soy una vaca... ¿Espalda?

No, viene dada aquí. Vale.

Está muy cerquita de la pata. Costillas.

Y que cuando limpiemos, nos va a sacar dos filetes.

Luego lo muestro bien. Es ideal para hacer a la parrilla

o a la plancha y un poquito más barata.

Además, ya que estamos en Galicia, nos metemos con un pescado,

una de las reinas del mar, como es la merluza,

y la vamos a hacer, por supuesto, a la gallega,

pero diferente, así que hoy tocan dos recetas muy gallegas.

La primera va a ser llana con chutney de maíz

y chimichurri. Todo con chi.

Ingredientes para hacer una llana con chutney de maíz

y chimichurri.

Ingredientes para el chutney.

Ingredientes para el chimichurri.

Pues hoy tenemos un plato muy de parrilla,

muy de hacer entre amigos y no gastarnos demasiado dinerito.

¿Vale? Vamos a hacerlo con una parte un poco más barata,

pero no quiere decir que sea menos buena y menos jugosa.

Y además, me dijo

una de las personas que veremos en el reportaje

que tienen una APP y puedes encontrar en cada mercado,

encuentras la rubia gallega. Qué bien.

Estupendo. Te lo ponen bien fácil. Vamos a hacer dos salsas.

Nos vamos a la India. Sí.

Y nos vamos a Argentina. Genial.

Bueno, a mi forma de hacer, ¿vale? Vale.

A mi forma de hacer. Como he estado en Galicia

para ir a ver y conocer cómo se crían las rubias gallegas,

allí se utiliza mucho el maíz. De hecho, es parte del alimento

de la vaca. Vamos a hacer un chutney de maíz y un chimichurri

con unos cuantos encurtidos. Dos salsas diferentes

para que, al hacerlo a la parrilla en casa,

vayáis probando una u otra, ¿vale? Una que va a ser un poco picante

y dulce por el maíz y la otra un poco más acidilla.

Así que abrimos el abanico y tenemos dos pedazo de salsas.

Bien. Venga, nos ponemos con el chutney.

Lo primero que vamos a hacer va a ser... El chutney...

es una elaboración... Cogemos... ¿Lo dices mal a propósito?

¿Chutney? Sí.

Chutney.

No sé. ¿Cómo lo pronuncias tú? Yo digo chutney,

que es como se escribe. Chutney.

Chutney. ¿Y lo digo mal? No lo sé.

¿Y por qué me preguntas si lo digo mal?

Yo siempre lo he escuchado decir en inglés.

Chutney. Los indios son ingleses.

Siempre dicen chutney. Chutney.

Chutney. Eso.

¿Ves? Es que no... Aprendéis cocina

y aprendéis a pronunciar bien inglés con Tamara.

Se ríe mucho de mí,

pero el inglés es el idioma más hablado.

¿Qué vamos a hacer? El... Chutney.

Chutney. Venga, un poco de aceite de oliva. Normalmente,

ellos no utilizan aceite de oliva, pero nosotros sí.

Vale. Para hacer el chutney. Y echamos...

cebolla. Bien picadita.

Yo he elegido una cebolla roja.

Vale. A fuego...

medio-alto. Necesitamos que vaya con caña.

Y mientras, os puedo explicar

alguna cosilla acerca del chutney.

Vale.

Que es tan apreciado por los ingleses.

Realmente, es una mezcla de especias

que se van aplastando algunas para llegar a hacer

una salsa, un acompañamiento que siempre tiene que tener

un toque dulce y un toque picante.

Vale. El picante que no se nos olvide.

Lo ponemos aquí. Yo pongo aquí, Tamara,

los ingredientes para no olvidarlos.

Vale. Muchas veces se me olvidan.

Vale. ¿Pongo yo el maíz al lado? Eso es.

Vamos a echar un poquito de guindilla.

Vale.

Yo al mío le voy a poner, le pongo guindilla.

Bien de guindilla. Sí. De hecho,

esa que tenía picada y un poquito más.

Cuando tengamos bien...

doradita la cebolla, en este caso,

la queremos un poquito marroncita,

es el momento de añadir

el beicon, que tiene que soltar toda su grasita.

Todo su aroma ahí a ahumado y potencia de sabor.

Vamos a echar...

aquí el beicon.

Más o menos, lo que acabo de echar

es una loncha y media de beicon.

Para que veáis que de muy poquito vamos a hacer mucha salsa.

Y en cuanto empiece a dorarse el beicon,

vamos a añadir el curry.

Mirad. Echamos.

Como me gusta a mí estas especias, como me gusta echar el pimentón,

simplemente, con cubrir

la parte que hacemos. Sí.

Tendríamos el suficiente curry

que va a llevar el plato. Es un truco muy bueno.

Vale. Así no nos pasamos nunca

y echamos lo que tenemos que echar. Cubres, despacito, así.

Sin hacer montones. Con eso, sería suficiente.

Y el aroma que entra por aquí, te imaginas cómo es.

Porque... El curry tiene además ese punto dulzón de aroma,

que, cuando sube, es muy agradable.

Y el maíz, pues echamos.

Esto sería un botecito pequeño, ¿eh?

Huele delicioso.

Ya huele, ¿verdad? ¿Te gusta? El aroma que tiene el curry.

Sí.

Bueno, pues esto,

ya que chutney significa en hindi aplastar,

lo que vamos a ir haciendo es aplastando un poco

con la cuchara o la espatulina. Vale.

En este caso, la de Tamara,

esta elaboración.

Bien. Y un chutney o "chatney"

no es absolutamente nada

si no añadimos una parte de ácido.

Vale. ¿Y qué le vamos a echar? Tengo vinagre y tengo limón.

Vale. ¿Le echamos los dos o solo uno?

Quiero que tú decidas hoy.

Vinagre. ¿Vinagre?

Sí. ¿De vino blanco?

Sí. Echamos vinagre.

Tenía limón y vinagre de vino blanco. Venga, vamos a echar

vinagre de vino blanco.

Vinagre. Vale.

Sigue aplastando.

Tiene que soltar todo el jugo el maíz.

Queremos que suelte el azúcar.

Es que tiene muchísimo el maíz.

Mucho azúcar.

Tú sigue ahí achuchando. Y cuando tengamos, que veas que ya

prácticamente no tiene nada, nada, nada

de agua,

porque, al final, eso buscamos, que se seque, es cuando añadimos

el vinagre. Bueno, yo creo que lo tenemos.

¿Le has echado ya tu vinagre? No, vamos a echarlo ahora.

Vale. Hablaba de vinagre.

Tú tienes ahí tu botecito. Sí.

Qué botecito más mono. Y ponemos el vinagre.

Ahora con el vinagre ya tenemos el ácido, el dulce,

el picante, ya estamos terminando nuestro chutney.

Que vaya cocinándose ahora a fuego lento.

A fuego lento. Has probado sal.

He probado sal. Echamos un pelín.

Cuidado, que el beicon está salado. Exacto.

No me hacía falta. Y un poquito de pimienta.

Un poquito. Venga, que esté picantón.

Pues esto, si quieres, añadimos un poquito de agua.

Sí. Para que cueza lentamente.

Vaya partiéndose bien ese maíz

y ya tenemos hecha la primera salsa.

Vale.

# Un poquito de agua. #

Un poquito, medio vaso.

Va. Primera salsa, acompañamiento.

Guarnición. Llamadlo como queráis.

De la ternera.

Vamos a por la segunda. La dejamos a fuego suave.

Sí, está a fuego suave. Recojo esto y nos ponemos

con el chimichurri.

Tamar, si te digo chimichurri, ¿a qué te suena?

A Argentina. A Argentina, ¿verdad?

Bueno, pues cuenta la leyenda. Sí.

Los españoles que estaban en el Río de la Plata, en el siglo XIX,

fueron invadidos por los ingleses

y los españoles tomaron a los ingleses por prisioneros

y que los ingleses decían: "Give me curry, give me curry".

Ah. Y que de ahí,

de "give me curry, give me curry", salió chimichurri.

Yo no sé si creérmelo mucho o no, pero la historia mola.

Qué civilizados somos.

Me quieres decir que los ingleses pedían curry

y los otros se pusieron a hacer una salsa que se convirtió

en el chimichurri para que sus prisioneros comieran bien.

Vamos a necesitar aceite de oliva.

Un cuenco. Coge el aceitito. Sí.

Lo tienes aquí. Voy a coger el cuenco.

Venga, aceite de oliva.

Y una de las especias que llevamos los españoles para allá es, bueno,

pues una que ya os he contado mucho, que yo la tengo aquí metida

en la biblioteca, que es el pimentón.

Es lo primero que vamos a echar. Al final, es como una vinagreta.

Ojo, que tampoco tiene mayor dificultad.

Vamos aceite de oliva. Más o menos,

medio vaso. Así. La mitad, ¿vale? Vale.

Y...

lo primero y lo que más nos va a costar

es que se deshaga dentro del aceite

el pimentón. Vamos a echar una cucharada.

Echamos una cucharada distribuyéndolo bien

para que no queden grumos.

Y a mover. A ver.

Creo que me he pasado un poquito. ¿Eh?

Nada.

Bien. Ha cambiado de color totalmente.

Vale. Mezclamos el pimentón. Sí.

Y echamos un poquito de sal.

Para que no se nos olvide. Vale.

Echamos un poco de sal y ahora, pues eso.

Es mezclar especias. Las que teníamos hoy aquí,

que ya están secas, por ejemplo,

orégano, orégano en casa.

Orégano seco. Orégano seco.

Podíamos echarlas frescas, que es mucho mejor.

Para mí, de verdad, mucho mejor para este tipo de elaboraciones.

Como una cucharada.

Si no, el truco que te he dicho.

Pones justo para cubrir encima. Vale.

Y así sabemos que echamos la medida...

No sé si la idónea o no, pero para mí creo que es la perfecta

para no pasarnos. Vale, vale.

Oye, ¿dónde has estado?

Esta semana para ver a esta rubia, me he ido a Aldea de Abaixo,

en Santiago de Compostela.

La verdad. Si vais a ver alguna vez dónde pastan las vacas,

ya sabes lo que te vas a comer después. Al final,

lo que comen ellas, es lo que comemos nosotros.

Venga, vamos echando

un poco de tomillo.

Luego un poquito también de perejil.

Vale. El perejil aparece mucho

en el chimichurri. Comino.

Aquí sí que con el comino no os paséis. No vamos a cubrir,

sino que vamos a echar la puntita de una cuchara.

Bien. El comino siempre es muy,

muy fuerte, pero la verdad que es una especia

que es muy agradecida. Sobre todo, con otra mezcla.

Bueno, comino.

Y luego, hay que darle crujiente

y acidez. Y se lo vamos a dar. En el anterior echamos vinagre.

Sí. Lo hacemos con limón.

Fenomenal. Limón.

Se lo echamos al final, pero primero, cebolleta.

Echamos cebolleta encurtida. Ya picadita.

De esta, la pequeñita que conocemos de... de esa que...

Yo, por ejemplo, muchos domingos me compro para casa.

Sanísimo. Sanísimo.

¿Es sano? Sí.

Yo no sé si es sano o no,

pero los domingos siempre cae

una bolsita de encurtidos fijo. Es sanísimo.

Y luego, pepinillos.

Y pepinillos. Los tengo así picaditos.

Venga, lo añadimos todo dentro.

Otra elaboración que podemos dejar también

tiempo en la nevera. Esto aguanta muy, muy, muy bien.

Y el limón, aquí pues te dejo a tu elección.

Vamos echando limón y probamos. Vale.

Lo que digas: "Peña, echo medio". O: "Me gusta más ácido".

Recordad que esto, cuando lo tiráis encima de una...

chuleta, de una llana, como esta,

que luego os explico bien cómo se limpia y se sacan los filetes,

es una gozada.

Venga, pues limón.

Medio limón.

Bien, has ido a por el utensilio que más me gusta.

Exacto.

Ahí va. Ahí va, ahí va.

¿Te echo una mano? Vale.

Venga.

Así, ¿ves? Es cuestión un poquito también de maña.

Que vaya ahí. Y luego, un poco de fuerza.

A ver.

Y tenemos ya hecho el chimichurri.

Vale.

Meneíto.

Chimichurri.

Chimichurri. Chutney.

Chutney. Chutney.

Y vamos con esto. Os voy a enseñar cómo se limpia

una pieza de llana y de aquí salen dos filetazos.

Limpio esto y os lo muestro.

Pues mira, Tamara, esta pieza

que tenemos aquí, normalmente,

se utilizaba para hacer carne guisada.

Vale. Pero en Galicia se han dado cuenta

de que esta pieza tiene dos piezas

porque tiene aquí un nervio. Sí.

Mira, os voy a enseñar.

Que divide dos filetes.

Entonces, esos dos filetes, cuando los saquemos,

limpiar bien por fuera

esa telilla que tenemos aquí.

Y vamos tirando y vamos metiéndole el cuchillo así, como si cortamos.

Así de fácil sale. Vale.

Parece solomillo así casi. Parece ya un solomillo.

Sí. Es una carne supernoble.

Y luego, vamos a limpiarlo bien

y esta pieza, de verdad, a mí me ha enamorado

en cuanto lo probé.

Me pareció que estaba comiendo magra sin nada de grasa

y que para una parrilla iba a estar superbién.

Bueno, lo que os decía.

Aquí hay un nervio.

Tenemos que seguirlo.

Y vamos siguiendo y vais viendo cómo aparece ese nervio.

¿Lo veis? ¿Se ve bien?

¿Sí? Vale, venga. Pues seguimos ese nervio

y vamos a sacar dos filetes.

Tenemos un filete

y otro filete.

¿Le vamos a dar dos salsas?

Dos salsas.

La misma carne con dos. Eso.

Pero Tamara, ¿qué te parece si damos paso al vídeo

y así vemos de dónde viene

esta pedazo de carne de ternera? Venga.

Galicia es bien conocida por todo el mundo

por sus pescados,

por sus mariscos, por sus quesos, por sus paisajes, por sus meigas,

por sus queimadas... Madre mía. Y también por su ternera gallega

con Indicación Geográfica Protegida. Me he venido

para conocer esta raza tan autóctona de Galicia

hasta Aldea Baixa.

A conocer a María Jesús,

ganadera de tradición familiar, que me ha comentado

que me va a presentar a una rubia muy gallega.

Toma. Hola, María Jesús.

Las estoy espantando. Hola, ¿qué tal? Con este gesto...

¿Cómo estás? Muy bien. Mira.

Te invito a ponerte las calzas por cuestiones higiénicas.

¿Y esto por qué es? Por sanidad.

Por sanidad. Exacto.

Para proteger un poco. Exacto.

No venir de otras explotaciones con problemas.

Muy bien, así me gusta. No queremos virus.

Exacto. Ya hay bastantes. Ya hay bastantes virus.

Qué maravilla estar aquí rodeada de vacas. Eso lo primero.

Pastando. Están como quieren.

Están fuera y ellos hacen lo que quieren.

Oye, ¿qué tiene esta ternera

para que tenga una Indicación Geográfica Protegida?

Tiene que es una calidad suprema.

Ah. Aparte,

son rubias gallegas, de ternera gallega, rubia gallega.

Es una raza buenísima. Ajá.

No están estabuladas

y... y bueno. La...

Uno de los secretos de la rubia gallega es que debe estar

pastando... Hombre, sí.

...el máximo tiempo posible. Exactamente. A su aire.

A su aire. La carne sale muy buena

porque está menos desestresada y bueno.

Ellos están muy cómodos.

María Jesús, ¿cuánto puede pesar

una vaca como estas?

Una vaca, si es buena, pesa 500 kilos como nada.

Si está bien cebadita y tal, llega a los 500 y para arriba.

¿Y la alimentación de este tipo? La alimentación,

pues el forraje, hierba.

Y nosotros le damos maíz, que lo producimos

de la explotación. Ajá.

Harina de maíz. Harina de maíz.

Harina de maíz, sí.

Con que se hace la empanada.

También se puede.

La vaca come casi, casi como el humano.

Como el humano. Esa alimentación que tienen,

¿influye luego al final en la carne que tomamos?

Hombre, desde luego.

Lo es todo. Esto lo es todo.

La alimentación. El secreto.

Y el relax que tengan los animales, que tengan su aire,

tranquilitos y que se muevan como quieran.

Oye, María Jesús. ¿Cómo es un día en la ganadería?

A las 9:00 o 10:00, venimos.

Hacemos la alimentación que le damos, sobre todo, a los terneros

que tenemos dentro,

que están para cebar. Miramos un poco.

Le ampliamos el pasto

y después, ya nos vamos. Como una horita por la mañana

y otra media hora, horita, por la tarde. Estas vacas no...

requieren muchas horas. Oye, ¿es cierto

que siempre les ponéis nombre? Sí.

Todas bautizadas. Todas tienen nombre.

Si yo te digo esa, ¿cómo se llama?, ¿me lo sabes decir?

¿Aquella? Sí.

Manteiga. Manteira.

Manteiga. Manteiga.

Sí que es cierto, sí que es cierto eso que dicen.

Los ganaderos, al final, ponen nombres

a todo. A todo.

Si yo les doy de comer,

¿se animaría alguna?

Puedes intentarlo. Vamos.

No creo, lo tienen ahí en el suelo.

¿Para qué...? Claro.

No creo que se te acerquen. Yo me acerco, a ver.

No. No.

Evidentemente, pasan de mí.

Si tú lo haces, seguro.

Dale otra cosa que no sea hierba. Como harina, por ejemplo.

¿Harina? Esto ya lo tienen.

Eso ya lo conocen. Exactamente.

Hay que darle algo

que no tengan a su disposición.

Oye, veo un cubo de harina. ¿Puedo coger un poco?

Me hace ilusión, como un niño. Vale. Dale harina.

Hombre, cómo no.

¿El cubo entero? Lo que quieras.

Venga, vamos a ver

si hay suerte y alguna se anima.

Dime alguna, María Jesús, que tú veas que...

que es más entrañable que otra. A ver esta mismo.

Échale un poquito.

Se está haciendo tu amiga.

Uy.

Venga, Peña. Que ya se nos echa la tarde encima. Te presento a Luis.

De Ternera Gallega.

Perfecto.

Hola, buenas.

-Hola, ¿qué tal? -Peña, este es Luis,

de Ternera Gallega. ¿Qué tal?

¿Qué tal, Peña? María Jesús. -Hola, ¿qué tal?

-Otra vez por aquí, otro día. -Otro más.

¿Qué es una IGP? Porque todo el mundo siempre,

al explicarlo en un restaurante, me lo dicen.

Es... Explícamelo a mí

para que todos lo entiendan.

Es muy sencillito. Un IGP es un Indicativo Geográfico Protegida.

Fácilmente, es una denominación de origen

que lo que hace es que un producto tiene un vínculo

con su medio geográfico donde se produce. Lo has visto aquí.

María Jesús te enseñaría

sus vacas, sus terneros. Entonces, ahí,

es un producto que tiene una tradición, que tiene una historia,

que tiene ese vínculo con ese medio donde se produce.

Galicia es verde, lo has visto.

Nuestra principal especie es el vacuno

y, sobre todo, el vacuno de carne, el de ternera gallega.

Actualmente, son más de 8.200 ganaderías,

tradicionales, que producen a día de hoy ternera gallega.

En toda Galicia. En toda Galicia.

Las cuatro provincias.

En otras explotaciones, que lo comentan todos,

al final, que sean pequeñas fijan mucha población y hace

que no queden desiertos muchos lugares.

Efectivamente. La importancia que tienen las ganaderías tradicionales

como la de María Jesús es que fijan la población en su medio

y aparte, has visto claramente cómo se aprovecha todo el espacio.

Se aprovecha el medio ambiente. Hay una simbiosis

entre el ganadero o ganadera, la tierra y los animales

y eso ayuda a la biodiversidad y a la sostenibilidad,

naturalmente, del medio.

Esto es medio ambiente.

Esto es... Los pastos.

Sí. Esto es lo que digamos ya heno.

Exactamente, el heno. La hierba seca que decimos.

Exacto. Y esto que veo,

que era lo que yo daba antes.

Este es el maíz.

El maíz, que lo producimos. Esto es lo que estaba yo dando

a las vacas anteriormente. Me ha ilusionado mucho verlo.

Ha sido como: "Jolín. ¿Por qué me olía a maíz de verdad?".

Claro, porque es maíz del bueno.

Oye, dentro de la ternera gallega,

yo siempre pregunto. Ya.

¿A ti cómo te gusta comerla?

María Jesús. Al punto.

Un buen chuletón, al punto. Sí.

Churruscado fuera, rojo dentro.

Rojito por dentro, sí. ¿Y a ti, Luis?

Poco hecho. Poco hecha.

Muchísimas gracias, María Jesús. A ti, Peña.

Que sigas teniendo

esas rubias tan guapas pastando. Y tanto.

Me ha parecido maravilloso.

Sí. Han cogido confianza conmigo.

Seguiremos con ellas. Sí, te hicieron tus amigas. Viste.

Luis, que vaya muy bien la IGP. Gracias.

Y a seguir vendiendo, nos hace falta. Gracias.

Y yo, con todo esto que ya sé, me voy a ir a plató

a hacer una buena receta con ternera gallega.

Una pasada estar ahí entre las vacas.

Da impresión al principio, pero luego son majísimas.

Cuando cogen confianza... Estuve a punto de irme a tomar algo.

Ah. En serio.

Tenemos la pieza de carne. Te corto la mitad para ti

y la mitad para mí. Gracias.

Esta mitad para ti. Vale.

Y esta mitad para mí. En una plancha, en un sartén,

en una parrilla, lo que tengáis, lo que vamos a hacer ahora

es dorarlo con muy poquito aceite, muy poquito.

Vale. Y vamos a ir dorando

por todos los lados.

¿Cómo te gusta la carne? A mí me gusta al punto.

A una temperatura... A mí poquísimo.

...al medio de unos 50 grados.

¿Cómo conseguimos eso? Controlando, como os digo mucho,

el fuego. Aquí está la madre del cordero.

"Ea, ea".

Venga. ¿Lo querías para arriba? No, no.

¿No? No.

Así. Lo quería poner... En el lado.

Hacia ese lado. No.

Aquel lado. Ya, déjalo.

Lo dejo. Déjalo.

Tú lo has dorado por todos los lados.

Sí, todos los lados.

Este es el color que estamos buscando.

Yo ya no me quemo. Ten cuidado, Tamara.

Vale. Peña,

¿cuándo sabemos que está hecha? Lo bueno con esta pieza...

Sí. Sabremos cuándo está hecha

por el color que tenemos aquí.

Date cuenta que este color además, se va a poner un poco más pálido

porque está muy cerca de la sartén,

pero lo dejaremos aun así un poco más.

¿Sabes que en casa hacemos parrilla

todos los fines de semana? ¿Todos?

Sí, porque trabaja mucha gente paraguaya

y ellos son muy dados a la parrilla.

En esa zona de Paraguay, Uruguay, Argentina, evidentemente.

De hecho, hemos hecho una elaboración muy argentina,

el chimichurri. Oye, pues coméntales

que hicimos un chimichurri así. A ver.

Vale. ¿Lo tienes?

Sí. Mira, yo también casi.

Le doy una vuelta más por aquí. Vale.

Dejamos reposar aquí en el mármol. Sí.

Y luego, lo cortamos. En el mármol.

Ponemos las salsas en cuencos. Hemos dicho que hoy ponemos

dos salsas.

Vamos aquí.

Reposar un poco y las dos salsas. El chutney puede ir calentito,

templado, y el chimichurri en frío.

Bien. Lo machaco un poco más

con la cuchara. Ponemos aquí el acompañamiento.

Lo servimos con una cucharita. Bien.

Ponemos una salsita aquí.

Y el chimichurri,

hay que darle vueltas. Que se mezcle todo bien.

Y llenamos un cuenco.

Otra parte que me encanta de la carne es la picaña.

Otro día haremos algún plato. La toman mucho.

¿Eh? La picaña.

La picaña es muy buena, muy buena.

Si os parece,

corto un poquito para que veáis.

El de Tamara lo dejamos asentando

para que, al venir el invitado, se lo coma como se lo debe comer.

¿Vale? Meto aquí el cuchillo. Vale.

Así. Mirad.

Ese punto de la carne a mí me chifla.

Veis que lo corto de un lado y vuelco hacia el otro

para que quede

como queremos.

Así.

Un poquito de sal.

Maldon, ¿verdad? Obvio.

Obvio. Obvio.

Un poquito. Eso no es un poquito.

Sí, me gusta que tenga.

Vale. Alegría.

Bien. Vale.

Tenemos el primer plato. Cortamos el de Tamara

cuando llegue el invitado para que se lo coma como debe.

Vamos a por el segundo. Vamos.

Vamos otra vez a Galicia. Ahora vamos a hacer

una merluza a la gallega, pero un poquito más moderna.

Ingredientes.

Ingredientes para la merluza a la gallega.

Para el coral necesitaremos...

Y una pizca de sal.

Bueno, Tamara. Hoy me he venido arriba.

Haremos merluza a la gallega un poco más gourmet.

Bien. Hoy vamos a utilizar

este artilugio. Aunque no lo tengáis,

yo os doy otras opciones.

Vale. Merluza a la gallega. ¿Qué tiene?

Pues una merluza hecha al vapor

con patata, aceite, pimentón y sal.

¿Vale? Vamos a hacer esa patata

ya mezclada con el pimentón y lo hacemos en espuma.

Y la merluza, evidentemente, la hacemos al vapor.

Os voy a dar un truquito para que arriba quede la piel crujientita.

Bien. Y además,

vamos a hacer una cosa que yo creo que queda muy bien.

Al final, es un plato demasiado meloso.

Hay que darle un toque crujiente. Haremos un coral negro.

¡Bien! Con tinta de calamar.

¡Bien! Venga, pues mirad.

Tengo aquí la fuente, vamos, la fuente, la cazuela

para cocinar al vapor. Voy a hacer aquí,

de un cuadradito que tengo de papel de horno,

hacemos una doblez aquí, hacemos otra doblez aquí.

Cogemos unas tijeras

y simplemente vamos a hacer un círculo, donde pondremos luego

nuestras merluzas. Un embudo.

Para algo que sé de papiroflexia, me debía tirar el moco.

¿Eh? Así que... ¿Esto sabes hacer de papiroflexia?

Bueno, fíjate que me ha salido... No me ha salido un círculo,

pero bueno. Esto nos va a ayudar luego

a que no se nos pegue la merluza. Lo dejo aquí.

Vale. Para que no se nos olvide.

Y otra cosa que pongo aquí

para que vaya aromatizando el agua.

Papiroflexia en su más puro estado.

En su más puro estado.

Esto lo tiro. Venga, vamos.

Y luego, tengo aquí esto, unas algas de estas

que me he encontrado

en un quiosco oriental que se comen así.

Me va a valer mucho

para aromatizar el agua donde se va a cocer la merluza.

Es un truco. Qué chulo, Peña, lo que traes.

Podéis echar un poco de hierbas aromáticas, las que tengáis.

Las que queráis.

Yo pongo esto. Es muy divertido.

He puesto a cocer patata. Ya veo.

Como tarda bastante, lo he acelerado.

Vale. Estas patatas,

lo que vamos a hacer va a ser sacarlas a un vaso de batidora.

Una vez que ya están cocidas.

¿Necesitamos ponerle un poquito de agua de esta

de la cocción al puré? Sí.

Vamos a necesitar echar un poco. Primero, echamos las patatas

y luego medimos un poco el agua. Más o menos, con cuatro patatas

lo tendríamos. Va.

Cogemos esto. Más o menos, ¿cuánto vamos a necesitar

de agua? Pues mira, yo siempre calculo

así como un dedito. Vale.

¿Vale? Así que ayúdate con un cucharón.

Sí.

Con una buena patata gallega, esto sale...

Por eso, echan tanta patata. Al pulpo.

Más ingredientes

que echamos a esta espuma.

Lo echan siempre con un poquito de pimentón.

Vale. Lo que os digo siempre.

Aquí al gusto, pero a mí me gusta...

poner justo lo que cubre arriba.

Y luego, para hacer, normalmente,

espumas y, en este caso, en caliente, porque irá así,

queremos la merluza calentita, hay tres formas de hace espumas.

Una, con claras de huevo, dos, con gelatina,

y tres, con nata. Esta es la más fácil del mundo.

Le echamos la nata. La grasita esa. Si no tienes,

no monta. Eso es. Muy bien.

Cómo se nota que has estado en restaurantes buenos,

haciendo cosas. En "Masterchef".

En restaurantes buenos, me ponía ciega, pero en "Masterchef"

es donde he aprendido. A ver, ¿cómo seguimos?

Sal y pimienta. Venga.

¿Te ponías ciega? Me encanta. Claro.

Sal y pimienta, que no se olvide. Si una espuma sale sosa,

hemos perdido

todos los puntos de la espuma. De verdad.

Te puede haber quedado muy bien, pero las espumas deben tener sabor.

Bien de sal y de pimienta.

Bien. Pues nada.

Esto, superfácil. Metemos... Hala.

Con cuidado. Por un instrumento que me usa

y...

Madre mía. Cría cuervos.

Nos falta un ingrediente.

Ahora que lo tenemos así. Sí.

Mira que tiene olor, textura. Sí.

Nos falta un ingrediente: el aceite de oliva.

Bien. Como tenemos un cucharón...

Sí. Y más o menos, vamos a necesitar

30 mililitros, un cucharón de esto,

como este,

uno de casa, normal, como este.

Bien. Y vamos a llenarlo de aceite.

Ahí lo tenéis. A ver.

Lo llevo hasta aquí para que no se caiga.

Estoy muy emocionada con esto, Peña.

¿Sí? Es muy fácil, ¿eh?

Y yo creo que enseñamos un poco a la gente a utilizar el sifón,

como decías tú. No es un arma de destrucción masiva.

Ni vamos a hacer que el vecindario...

huya.

Mirad, este puré está que es maravilla.

¿Qué tal? Bien, le hace falta sal y ya está.

Échale un poquito de sal.

¿Te sujeto esto? No sabe mucho a pimentón.

¿Tiene que saber mucho? No, ese toque sutil,

un poco ahumado, de pimentón. No mucho.

Oye, ¿qué te parece si tú lo haces en el sifón?

Sí. Y yo así, tal cual.

Vale. ¿Vale?

Sí. Y así ya, así veis cómo se hace

de las dos formas, oye. No engañamos a nadie.

Mirad qué textura tiene la patata

cuando está bien cocida.

Esto... ¿Eh?

Venga, puesto esto al sifón. Venga.

Una cosa muy importante para meter siempre

cualquier ingrediente en el sifón, líquido, es colarlo bien.

A ver, no tendremos problema. No metimos ningún ingrediente

que no deje grumos. Pero somos muy precavidos

y lo colamos. Correcto. Eso es.

¿Por qué? La boquilla que tiene el sifón es muy pequeñita

y tiene que ir bien, bien, bien, bien colado.

¿Vale? Venga.

Esto lo tengo, lo aparto para luego emplatar.

Veis cómo Tamara lo cuela y no tiene ninguna dificultad.

Eso es que está superbién, superfino, que es lo que buscamos.

Es muy importante que quede así.

Cuando lo tenemos así, te voy a por una lengua.

Y lo metemos aquí dentro.

Bien. Voy a coger mi embudo. Eso es. Y lo metemos aquí.

Recomendación si usáis un sifón.

Nunca, nunca, nunca, nunca se llena, perdón que te lo mueva,

aquí hay una marca, más de lo que recomienda

el fabricante. Ahí vienen los peligros. Y mira.

Esto, cuando te pasa,

vas moviendo así.

¿Tú sabes hacerlo de otra forma que no necesitemos embudo?

Eh... Ahora mismo,

tal y como lo tienes. Sí.

Yo soy capaz, que tengo un pulso de cirujano.

A ver. Ahora quedaré mal.

Seguramente, pero me arriesgo. Quien no arriesga, no gana.

Si lo tiráis desde alto,

normalmente, va a caer más fino y va a ir cayendo

así. Perfecto.

Eh.

No se necesitan tantos "gadgets".

Vamos echando así, vamos ayudándonos un poco de...

Listo.

Hombre, lleno, lleno no está. Vale.

No. Con eso es suficiente. Vale.

Las cargas que nos pedirá un sifón, muy importante decirlo

por si tenéis un sifón en casa, os lo han regalado en Navidades,

no tenéis ni idea de usarlo, mirad. Si...

la parte que hemos llenado llega hasta aquí, al máximo,

es probable que solo necesitemos... Gracias.

De nada. Mucho mejor así.

Si la parte que es el máximo del sifón es hasta aquí,

con una carga es suficiente.

¿De acuerdo? Ay. Si nos hemos quedado

más o menos por aquí, como nos hemos quedado,

mirad, una y dos. Esto para toda la vida.

Eh. ¿Vale?

¿Cómo te quedas? Sí. Yo lo que sí que sabía

es que, por mucho que le eches tres y cuatro, no te sirve.

No te sirve. Mirad.

Vamos a meter la carga

en este aparatejo que viene aquí y lo metemos por el...

Pero dale la vuelta. Estoy en ello. Estoy.

Primero, vamos a hacerlo así y...

y esto es meter gas. Y sí, que sí, hay que moverlo.

Lo que va a hacer es que se mezcle con los ingredientes que tenemos

y vaya cogiendo aire. Bien. Voy a meter yo la segunda.

Veo que no has explotado y que estás...

No he explotado yo. Por eso, yo la primera.

No sabe nada, ¿sabes?

Es de fiar. Primero, mete siempre un poquito.

Te lo acoplas para darle la vuelta. Dale la vuelta bien y... Eso.

Primero, apóyate. Eso es. Y cuando lo tengas casi, casi,

le das la vuelta y agitas.

"Ea, ea". Así.

Ya está. Ah.

Aprieta, que entre bien. Sí.

Y ya está. Si sobrara, el CO2 sale.

No vale para nada. Y lo bueno es hacer una prueba.

Sí, pero lo primero,

que yo esto tengo unas peloteras en el restaurante muy serias,

es que esto, primero, se saca. Si no, se nos oxida esto de aquí

y ya no nos vale el sifón, ¿vale?

Esto hay que probarlo. ¿Coges un platito?

Sí. Se lo mostramos a cámara.

¿Lo metemos a enfriar o no? No, esto va a ir en caliente.

Va. Está caliente ahora.

Tenemos una olla. Lo vamos a meter como al baño María.

Para que veáis,

esto queremos conseguir, esa textura fina, fina.

Una cucharita. Probamos.

A ver. A ver qué tal.

A ver si pusiste de sal bien. Sí.

Um. ¡Um!

Um. ¡Um!

Um. ¡Um!

En esta cazuela, que estaba el agua, lo dejamos calentito.

Para luego terminar de emplatar. Venga.

Vamos. Siguiente paso.

Merluza.

Vamos a coger una merluza... Vente. ¿Sí?

Más o menos de 150 gramos. Yo creo que esta... Este...

Vale. Serían unos 100-120.

Esto.

Sí. ¿El agua cómo lo tenemos?

Hirviendo. Es momento de salar la merluza.

Vale. La ponemos con la piel arriba.

¿Vale? Sí.

Voy quitando esto.

¿Esto cuánto va a tardar? Más o menos, una merluza así

de este tamaño, la piel hacia arriba.

La piel hacia arriba. Eso es.

Mira que me lo has dicho. Nada.

Crujiente. Bueno, bien fácil.

Vamos a hacer un coral. Este crujiente que haremos

es para dulce o para salado.

Para lo que queráis. Simplemente, cambiar el colorante.

¿Qué vamos a hacer? Mezclar aceite de girasol.

Aceite de girasol.

60 mililitros. 60 mililitros...

De aceite. Sí.

55 de agua. 55.

Diez gramos, diez gramos

de harina. Diez gramos de harina.

Una pizca de sal. Importante.

Una pizca de sal. Que no se olvide.

Este crujiente está muy rico. Sin sal, no hacemos nada.

Sí. Y esto que tengo aquí

es tinta de calamar. De calamar.

Bien. Echamos así media cucharada,

una cucharadita pequeña.

Las de café nos vienen muy bien.

Hala, para dentro.

Esto que metemos aquí, lo único que haremos va a ser turbinarlo.

Mezclarlo bien mezclado.

Ya veis qué color negro.

Y ya que hacemos merluza a la gallega, hacemos un coral.

Esto es muy divertido, es muy fácil.

Si tenéis una sartén antiadherente, sale muy rápidamente.

Quito esto para verlo bien.

Lo bueno es que puedes mezclar... O sea, puedes hacer la mezcla

simplemente con el aceite

y la harina, que es así baratito, y después utilizar lo que quieras.

Exacto. Como bien dice Tamara, la primera mucho mejor hacerla

sin colorantes, sin tal, para ir experimentando.

Yo lo meto en un biberón. Mucho más fácil.

Genial. Te gustan los biberones.

Sí.

Y ya lo tenemos en jarrita.

Venga, metemos en un biberón. Esto aguanta mucho en la nevera.

Tenemos que echar una gotita de aceite.

Nada, una gotita.

Y que esté bien caliente.

Lo malo de esto,

que no tenía que tener todo bueno, es que ensucia mucho.

Vale. Esto ensucia mucho.

Ponéis un poquito con el papel así de aceite.

Lo movemos bien

y lo ponemos así un poquito calentito.

A ver qué tal.

Mira.

No más grande, ¿eh?

Vale. Queremos solo cubrir

la merluza. Y vais a ir viendo

cómo va creando esos agujeritos

porque se va separando del aceite.

La primera va a salir así, así.

La segunda ya os digo yo que sale perfecta.

Ya vais viendo

cómo va parando de burbujear. Sí.

Cómo lo tenéis así.

Y ya tenéis hecho un coral en un plisplás, para que luego os digan

que la cocina moderna es difícil. Algunas cosas.

¿Le has dado la vuelta? No, no hace falta.

Vale. Con que esté así,

cuando pare de burbujear, ahí.

Oye, te ha salido muy bien, ¿eh?

Y no te salía antes. ¿Qué tal? No.

Bien. ¿Hacemos otro?

Venga. Y sacamos la merluza. Venga.

Para asegurarnos de que está bien. A ver si me sale más redondito.

Eso es. Vais haciendo un circulito.

No echamos demasiado

y en un plisplás está.

Y lo malo de esto es que suelta mucho aceite.

Vais quitando y así dejáis la cocina

más limpia.

Mientras se nos va haciendo el coral,

yo voy a sacar... Ven, ven.

Me gustaría que lo vieras así.

Yo voy a sacar la merluza.

Lo voy a poner aquí.

Una, dos y tres. A lo mejor, se te empaña.

"Ea". Y mirad.

Me voy a ayudar un poco así del plato.

Lo he puesto para que lo veas tú. Ahí.

La tenemos

justo, justo, justo, justo. Perfecto.

En su punto. ¿Qué hacemos? Tenemos un poco de aceite.

Sí.

Ahora sacamos la otra y la terminamos.

Para que lo veáis. Echamos un poco. Sí.

Y ahora,

hacemos esto.

Ves que yo con el soplete...

Soplamos un poquito la piel. Veis cómo va ahí,

que parece el cuello de uno de los de "V".

Se comían los ratones. ¿De quién?

Ah, los de "V". "V".

Joder, joder.

De "La tele indiscreta" tenía yo los cromos de "V".

Oh, que se me quema esto.

Y así es como lo quiero.

Qué mala era Diana. ¿Eh?

Qué mala era Diana. Diana.

Diana, Diana. Guapa pero malísima.

Malísima.

Venga, pues el otro crujiente. Esto lo tenemos.

Y desde arriba.

Un poquito más arriba. Eso es.

Así.

Desde una esquina hasta la otra. Así nos aseguramos siempre

que va quedando...

igual. Eso es. Lo tenemos.

¿Lo tenemos? Nos vamos a emplatar.

Venga, vamos.

Lo hago con la crema. Tamara lo pone con el sifón.

Con esta crema que teníamos aquí.

Voy a poner. Mira, Tamara. Sí.

Yo voy a emplatar así.

Voy a poner aquí un poquito de la crema de patata.

Te va a quedar precioso. Imaginaos que esto es la...

la espuma también. Lo pongo así.

Pongo un poco de aceite de oliva.

Para reforzar esa gallega.

Lo voy a poner por aquí arriba.

Vale. Qué bonito.

Para que digan que no hay sol en Galicia.

Está en su punto.

Ponemos aquí la merlucita.

Y este crujiente...

Me encanta su emplatado. Yo creo que cambio de plato.

Ay, Tamara.

Ay. Y ponemos ahí el crujiente.

Y vas y haces eso.

¿Eh? Si no se ve la merluza.

Claro, lo que queremos... Señor, hay que ponerlo de lado.

Queremos... Acabo de romper tu coral.

No pasa nada, hay otro. Lo que queremos es que parta

y lleve un poquito de crujiente, lleve un poquito de merluza

y lleve un poco de patata. No vas a ver que es una merluza.

Ahí está el truco.

Le has cambiado la boquilla. Sí.

Vale.

Ahí. Un poquito más.

Un poquito más. Ahí lo tienes. Cuidado con el churrito.

Va. Oye, me gusta ese plato azul.

Muy marino. Sí.

La voy a poner nerviosa. Me gusta tu emplatado.

Yo voy a hacer como... # Bajo del mar, bajo del mar. #

(TARAREA)

¿Cuánto tiempo más tenemos? Me puedo pasar aquí un buen rato.

Nada, lo tenemos ya. Sí.

Tenemos la carne. Vamos a cortarla

y se lo llevamos al invitado.

Pues hoy a probar los platos traemos a Manolo, de Café Quijano.

Hoy viene solo. Son tres, ya sabéis.

Nos viene a presentar un libro y un single que van a lanzar, nada, ya.

En breve. Damos la bienvenida a Manolo.

¿Qué tal? Muy bien.

Encantados de tenerte. Pues igualmente.

Manolo. Pasa aquí al medio.

Pues nada, digo: "Traigo el libro". "Que lean algo".

¿Se llama "Detrás de la letra"? Detrás de la letra.

Eso tiene... ¿Todo lo que pensabas

cuando escribías tus canciones? Bueno.

Fue lo que me dio el argumento o el motivo para escribir

ciertas canciones. Qué bueno.

Hay gente que dice: "Bueno. A lo mejor, aquí interesa ver

quién es la...". Realmente, no sé qué interés puede tener

quién es la Lola, pero sí quizás la historia

que hay detrás de esa canción. ¿Quién era la Lola?

¿O nos tenemos que leer el libro? Evidentemente.

Te puedo dar una pista.

Es cierto que la historia de la Lola es un tanto curiosa.

A ver. Se trata de un tiempo,

de una época, cuando la compuse hace 21 años.

Sí. Tenía un ritual, por así decir,

todos los días. Por las noches componía.

Tenía mi kit de trabajo por así decir a la hora de la composición.

Normalmente, madrugada.

Y ponía la televisión. Sí.

Ponía la televisión y veía, normalmente, a una mujer

que presentaba un programa que repetían por las noches.

Sí. Tenía el volumen del televisor

siempre bajo. No era bruja.

No era bruja, no era bruja.

Era un... Bueno. Yo creo que no, yo creo que no.

Y por aquel entonces, me acompañaba cada noche.

Qué bueno. Con el volumen apagado

y poco a poco, se fue casi convirtiendo

en mi musa durante un tiempo. Mientras componía esas canciones...

No era la bruja Lola.

La veía a ella y un día llamé por teléfono a la redacción del programa

y dije: "Oye, mira. Estoy haciendo unas canciones.

Me acompañas cada noche y me gustaría contarte

esta historia, que me parece muy interesante".

Cogió el teléfono, hablamos y a partir de ahí la historia.

Qué bueno, por favor. Qué bonito.

Esta y otras muchas veremos. Y muchas.

Aparte del libro, sacamos single. Sí, por supuesto.

Seguimos cantando, componiendo. Cantamos. Acabamos de sacar

un single con una artista mexicana, María José, del último disco,

"La vida no es lalalá". Para el año que viene, si Dios quiere,

estaremos con... ¿"Si estoy a tiempo"?

Exactamente. Te veo muy informada, Tamara.

Está muy bien informada. Muy al día.

Super al día. A mí me tiene al día.

Os veo. Yo le enseño cocina

y ella me tiene al día de todo. Bueno. Os veo todos los días.

Muy bien. Esa es la actitud. Te agradecemos mucho que vengas.

Yo estoy encantado. Venía con hambre.

Pues fenomenal. Venga, nada. A probar.

¿Para qué vamos a estar aquí con rodeos?

Te hemos preparado hoy, a lo loco, merluza y carne.

O sea, esto como en una boda. Nos hemos ido a Galicia.

Nos hemos ido a Galicia y dos platos muy gallegos.

Merluza a la gallega y una ternera,

gallega, evidentemente, de una pieza que se llama llana.

No es muy habitual, pero me apetecía sacarla

para que vea la gente que se puede hacer con carne de precio medio

unos buenos platos. Hemos puesto dos salsas.

Te lo corto. Puedes ir probando. Venga.

La merluza. Tienes un chimichurri y un chutney.

Venga, esta estará más fría. Esta te la dejamos más calentita.

Vamos a cortarla

para que veas. Fuimos a ver las vacas rubias.

Se ha ido Peña. No son rubias, por cierto.

¿No son rubias? No, Manolo.

Le llaman vacas rubias, es verdad. Exacto.

En nuestra tierra también. En León hay buenísima carne.

Correcto. Sí, buenísima. Es verdad.

¿Te pongo las dos salsas? Venga.

Me parece perfecto. Una con el...

chutney. Digo, chimichurri. Chimichurri.

Esto es un chimichurri. Podrías ser jefe de sala también.

Un chimichurri.

Un poco rojizo. Un poco rojizo.

Le he echado pimentón. El toque... Muy bien, muy bien.

Un toque más español. Un chutney con maíz.

Ha viajado este chico. Algo que comen las vacas.

No. Si fuese otra cosa, quizá.

El chimichurri. El chimichurri...

Siempre suele ser un poco más verdoso.

Es verdad. De las hierbas.

Muy buena pinta. A ver. Ahí te dejamos probar.

Vamos a ver.

El otro día, estuve viendo a Agatha cuando estuvo.

Sí. Decía que le daba mucho apuro

comer delante de las cámaras. Es complicado.

Es complicadísimo. Sí.

No sabes qué cara poner. No. Y lo peor es hablar.

Pareces un jurado de "Masterchef" muchas veces.

Tal cual.

Pica un poco. Pero poco.

Poco. Tiene un punto buenísimo.

Perfecto. Tanto la carne como el chimichurri.

Con buen producto... Este se puede probar.

Lo que acompañe... ¿Esta también?

Claro. Es un chutney.

Prueba esa. Algo un poco más rimbombante.

Vamos a decirlo así. ¿Qué tal la carne?

La verdad, está exquisita.

De... ¿Eh?

De punto y de sabor. Qué bueno.

Bien. Qué bien.

En eso sabemos que no fallamos. Con una rubia gallega,

no se falla nunca. Y un señor de León...

Tenemos ahí la merlucita. Muy sano, además,

este plato. ¿Quién lo hizo?

Este plato es entre los dos. Si está bueno, yo.

Vamos a ver.

¿Quién lo ha hecho esto? Ella.

¿Está bueno?

¿Está bueno?

No. Está muy bueno. Por eso, dice eso.

No, lo ha hecho Peña. Está tratando de ser...

Trata de ser como Pepe del jurado. Lo ha hecho Peña.

Como todos los días, cuando veo el programa,

veo a Tamara que pone esa carita de expectativa...

Está ahí... ...máxima.

Digo: "Voy a darle un pequeño susto". Está exquisito.

¡Bien! Exquisito. Pero riquísimo.

Me ha encantado de verdad. Me parece que...

que lo has hecho muy bien, Tamara. Gracias.

Tienes un maestro. Bueno.

Sí. Es verdad.

Fantástico. Bueno.

Yo, de verdad, te doy las gracias. A vosotros.

Te esperamos como locos que saques ya nuevo disco

y que hagamos unos bailes. Tenemos muchos ganas de bailar ya.

Eso nos hace falta. Sí. Nos hacen falta muchas cosas.

Además de verdad. Estamos en un momento ahora

en que todo va a ir para bien

y seguro que todo se va a poner para bailar en cualquier momento.

Nos quedamos con las palabras de Manolo.

Todo esto va a cambiar y vamos a bailar.

Y si queréis saber más de esta receta,

recordaros que están todas en el nuevo portal

de Radio Televisión Española, en RTVE.es, barra, cocina.

Nos vemos en el próximo programa.

Muchas gracias, Manolo. Gracias.

Hasta pronto. A vosotros. Ahí ese codo. A tope.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Ternera gallega

  • Compartir en Facebook Facebook
  • Compartir en Twitter Twitter

Cocina al punto con Peña y Tamara - Ternera gallega

14 ago 2020

Hoy Javier Peña visita Aldea de Abaixo, en Santiago de Compostela, para conocer de cerca la famosísima ternera de raza rubia gallega. También el chef y Tamara cocinan estas dos recetas: Filete de illana con chutney y chimichurri y Merluza a la gallega. Invitado: el cantante Manuel de Café Quijano.

ver más sobre "Cocina al punto con Peña y Tamara - Ternera gallega" ver menos sobre "Cocina al punto con Peña y Tamara - Ternera gallega"
Programas completos (73)
Clips

Los últimos 328 programas de Cocina al punto con Peña y Tamara

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos