Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El hombre más rico del mundo, Jeff Bezos, jefe de Amazon y de la compañía espacial Blue Origin, ha presentado un proyecto de vehículo de alunizaje que quiere desplegar para transportar material y quizás humanos al polo sur de la Luna de aquí a 2024.

"Esto es Blue Moon", ha dicho en una presentación ante la prensa en Washington, cuando las cortinas han descubierto la enorme maqueta de una cápsula de alunizaje capaz de transportar 3,6 toneladas de material, y hasta 6,5 toneladas en una versión más pesada.

"Es un vehículo increíble, e irá a la Luna", ha añadido.

El objetivo es alunizar en el polo sur de la Luna, una región donde hay agua. Ésta puede explotarse para producir hidrógeno, que serviría luego de combustible para explorar el sistema solar.

La misión 'Solar Orbiter', que la Agencia Espacial Europea (ESA) lanzará en el año 2020 a bordo de un cohete Atlas V de la NASA desde Cabo Cañaveral, estudiará por primera vez el polo norte y sur del Sol a través de una serie de observaciones que la agencia considera “fundamentales” para poder comprender la actividad solar y los mecanismos que regulan su ciclo de 11 años.

Según ha explicado el jefe de proyecto de la misión, César García, la principal motivación es “acercarnos más al Sol y mejorar los instrumentos para observarlo”.

La NASA ha dado a conocer la explosión de un meteorito en la atmósfera de la Tierra ocurrida en diciembre que fue diez veces más poderosa que la bomba atómica lanzada sobre Hiroshima (Japón) en 1945. El estallido, que fue detectado por los satélites militares de EE.UU., sucedió sobre el mar de Bering, frente a la península de Kamchatka, una zona remota de Rusia.

Un nuevo estudio que midió varios factores de los anillos de Saturno, como la estructura, masa y edad, determina que estos no se formaron al mismo tiempo que el planeta y son mucho más recientes, según publica la Asociación Estadounidense para el Avance de la Ciencia.
Gracias a la información suministrada por la nave espacial Cassini, los científicos pudieron determinar que, mientras que Saturno se formó en la fase temprana del Sistema Solar, sus anillos son más jóvenes.
La masa de los anillos implica que tienen sólo de 10 a 100 millones de años, una edad muy inferior a la de Saturno, de 4.500 millones de años.