arriba Ir arriba

Segunda sesión del juicio contra los exdirectivos de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM). A preguntas del fiscal, el ex director general Roberto López Abad ha asegurado que las cuentas de 2010 las auditó KPMG, como había ocurrido durante casi dos décadas, y fueron admitidas "sin salvedad". Mientras, el expresidente de la Caja de Ahorros del Mediterráneo (CAM) Modesto Crespo ha asegurado que "hasta quince días antes" de la intervención de la entidad por parte del Banco de España las noticias sobre el estado de la caja "eran siempre positivas".

El titular de instrucción número 30 de Barcelona ha acordado enviar a juicio a los exdirectivos de Catalunya Caixa Narcís Serra y Adolf Todó, así como a otros 39 miembros del consejo de administración que aprobaron los sobresueldos de la cúpula de la entidad cuando esta padecía pérdidas y había sido intervenida por el Fondo de Reestructuración Bancaria Ordenada (FROB). En un auto, el juez ha impuesto además una fianza de 9,5 millones de euros a los exdirectivos: el magistrado instructor obliga a los encausados a pagar solidariamente una fianza de 2,5 millones al FROB y otros 7 millones a favor de Catalunya Caixa, en previsión de las indemnizaciones que pudieran ser condenados a abonar.

El Congreso de los Diputados ha aprobado por unanimidad la creación de una comisión de investigación que analice el origen de la crisis financiera desde el año 2000 hasta 2015, la burbuja inmobiliaria y la gestión y control del rescate a las entidades financieras, incluído el caso de Bankia y la actuación del Banco de España y la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en la salida a Bolsa de la entidad ahora nacionalizada. La comisión empezará a realizar sus trabajos antes de 60 días con el objeto de que realice un informe en el plazo de seis meses, aunque sus trabajos podrían prorrogarse.