Enlaces accesibilidad

El mal tiempo frena a Miss Oh, que no podrá hacer cumbre el domingo

  • Miss Oh ha descendido al campo 1 debido a las fuertes nevadas
  • Edurne ya ha cruzado la frontera del Tibet camino del Shisha

Por
Edurne, compartiendo un té con Miss Oh tve

El plan de la alpinista surcoreana Oh Eun-Sun estaba milimétricamente trazado para hacer cumbre en el Annapurna, la única cima de más de 8.000 metros que le queda por pisar, coincidiendo con la retransmisión en directo que iba a hacer la televisión coreana. El domingo 25 de abril era su fecha, pero el mal tiempo reinante en el Himalaya le ha dado un duro revés a la alpinista, que esta mañana ha tenido que recular y descender unos metros en lugar de continuar ascendiendo. Mientras, la española Edurne Pasaban, la otra mujer que aspira al honor de ser la primera en pisar los 14 ochomiles, sigue con sus planes de intentar hacer cumbre en el que le falta a mediados de esta semana.

"La expedición de Miss Oh, que estaba en el campo 3, se ha bajado al campo 1 por la intensa nevada que está cayendo en el Annapurna",explica el español Carlos Pauner en su blog esta misma tarde. Pauner, junto a Juanito Oiarzábal, Javier Pérez y Tolo Calafat pretendían hacer cumbre en el Annapurna un día o dos después que la coreana, pero de momento están pendientes de la meteo para decidir qué hacen. "El Annapurna es ya por sí sola una montaña con muchos riesgos, y si sigue nevando así se vuelve más peligrosa", explicaba el montañero español. La zona situada por encima del campo 3 es un cuello de botella donde las avalanchas son muy frecuentes, y estos días nieva con intensidad en el Annapurna.

La coreana, que avanza seguida por dos cámaras que graban en todo momento su ascensión, tendría que haber subido hoy desde el campo 3, a 6.400 metros, hasta el campo 4 para desde allí el domingo lanzar el ataque a cumbre, pero de momento han optado por descender, abandonando definitivamente la idea de transmitir en directo la llegada a cumbre el domingo. Según lo que ha comentado la alpinista coreana a los españoles cuando se han cruzado en la montaña esta mañana, en función de cómo evolucione el tiempo esta noche Miss Oh decidirá si vuelve a intentar ascender el domingo para hacer cumbre el lunes o si desciende al campo base a esperar unos días a que el tiempo mejore.

La única expedición que pudo hacer cumbre en el Annapurna esta pasada semana fue la de Edurne Pasaban y Al Filo, que aprovecharon la única ventana de buen tiempo que ha habido en el Annapurna hasta ahora. El sábado pisó la cumbre la española, y desde entonces todas las tardes caen copiosas nevadas y fuertes tormentas de nieve y viento en la zona, lo que ha obligado al resto de expediciones a esperar.

Edurne cruza la frontera del Tibet

Mientras Miss Oh sigue esperando su ventana de buen tiempo, Edurne ya ha logrado cruzar la frontera de China con el Tibet para dirigirse hacia el campo base del Shisha Pangma, la única montaña de más de 8000 metros que le queda, y al que llegará a última hora del domingo si todo sale según lo previsto.

La idea de la alpinista española es hacer una expedición lo más ligera posible para tratar de hacer cumbre en dos o tres días, aprovechando que el equipo ya viene aclimatado del Annapurna. Prácticamente a la vez que Miss Oh estará intentando hacer lo mismo en el Annapurna. "Yo estoy centrada en lo mío y sólo pienso en el Shisha. A Miss Oh le deseo la mejor de las suertes -y de hecho Al Filo ha dejado a la expedición coreana usar sus cuerdas- pero lo que tengo que hacer ahora es pensar en lo mío y olvidarme de las demás", explicaba Edurne a RTVE.es.

Casi sin quererlo ambas se han convertido en las protagonistas de una frenética carrera en la que la ganadora será no sólo la primea que llegue a la cima, sino la que tenga más suerte mirando las previsiones meteorológicas.