Enlaces accesibilidad

Muere un prematuro en un hospital de Girona por la misma bacteria que causó la muerte de dos bebés en Barcelona

  • El bebé, que estaba ingresado en el Doctor Josep Trueta, era de "prematuridad extrema" 
  • Otros dos bebés ingresados en este mismo centro presentan la bacteria, pero no han enfermado

Por
Fachada del hospital Doctor Josep Trueta de Girona
Fachada del hospital Doctor Josep Trueta de Girona. www.icsgirona.cat

Un bebé prematuro, nacido a las 24 semanas de gestación, ha muerto en el Hospital Doctor Josep Trueta de Girona afectado por la bacteria Klebsiella, la misma que causó la muerte de otros dos prematuros en el Hospital Vall d'Hebron de Barcelona a finales de abril.

Según ha informado este martes en un comunicado la Conselleria de Salut de la Generalitat recogido por Europa Press, se trata de un bebé de prematuridad extrema ingresado en la unidad de Neonatología que nació con 600 gramos y "una situación clínica muy complicada", y que ha muerto la noche del domingo.

14 horas - Sanidad da por controlada la bacteria que provocó la muerte de varios bebés

En el hospital hay ingresados otros dos bebés colonizados, a los que se les ha detectado la presencia de la bacteria pero que no han enfermado, y el hospital ha indicado que desde el 4 de abril "solo se ha registrado un caso nuevo", que es el bebé que ha muerto.  

La prematuridad, factor de riesgo

La Klebsiella es una bacteria que vive en el tubo digestivo aunque se encuentra en cualquier lugar del medio ambiente, y uno de los factores de riesgo para contraer la enfermedad es la prematuridad, por lo que las unidades de neonatología son espacios donde se pueden detectar brotes, ha señalado la Conselleria.

En este sentido, ha asegurado que la unidad de Neonatología del Trueta ha "extremado" las medidas de control y prevención para reducir el riesgo de contagio, detectar precozmente a los bebés portadores de la bacteria, identificar posibles focos y hacer el seguimiento.

La dirección del centro ha agradecido la colaboración e implicación de los profesionales de Neonatología y de los familiares de los niños que están ingresados. 

Carcedo califica de "excelentes" los servicios de neonatología

Preguntada por este nuevo caso de un bebé fallecido por la bacteria klebsiella, la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, María Luisa Carcedo, ha señalado que "estos niños son extremadamente frágiles y las bacterias que en otros no producen enfermedades en ellos pueden ser mortales".

Carcedo, que ha hecho estas declaraciones a los medios de comunicación antes de visitar el Hospital Materno Infantil de Zaragoza. ha explicado que desconocía este caso concreto y, por eso, no se ha pronunciado desde el punto de vista médico y técnico.

No obstante, ha remarcado que en España "se están sacando adelante prematuros que hace poco tiempo era impensable que sobrevivieran, con 24 o 25 semanas de gestación", gracias a unos servicios de neonatología "excelentes".

Noticias

anterior siguiente