Enlaces accesibilidad

Un grupo de militares rebeldes retiene al primer ministro de Guinea Bissau

  • También habría sido detenido el jefe de las Fuerzas Armadas
  • El responsable de la operación ha amenazado con matar al primer ministro

Por

Un grupo de militares rebeldes de Guinea Bissau, antigua colonia de Portugal, han tomado este jueves como rehenes al primer ministro, Carlos Gomes Júnior, y al jefe del Estado Mayor Central, Zamora Induta, en Bissau, la capital. La operación parece estar dirigida por Antonio Indjai,  jefe del Estado Mayor Central adjunto.

Valdimir Montero, portavoz de Naciones Unidas en Bissau, ha afirmado que un grupo de militares detuvo a las 11.30 hora local (10.30 GMT) al primer ministro, que fue trasladado a su despacho por militares para exigirle su dimisión, que se negó a presentar. Montero ha reconocido que "se teme" que pueda ser el principio de un nuevo "golpe de estado".

El presidente de Guinea Bissau, Malam Bacai Sanha, asegura no obstante que la situación es "tranquila" y se ha debido a una "confusión entre militares", según declaraciones a la radio portuguesa Antena 1.

Al mismo tiempo, ha confirmado que el jefe del Estado Mayor destituido se encuentra retenido en la base aérea de Bissalanca  y primer ministro está en su casa, donde ha pedido que se envíe a alguien "para saber cómo está".

"Vamos a tratar de trabajar con el fin de calmar la situación y de resolver el problema que existe", ha afirmado el presidente.

Amenazas de muerte al primer ministro y a sus simpatizantes

Desde el momento en el que se ha conocido que los militares habían retenido al primer ministro, cerca de un millar de ciudadanos se han agolpado a las puertas de su residencia para pedir su liberación.

Según apunta AFP, el general Antonio Indjai, ha amenazado durante la tarde con "matar" al primer ministro y disparar a la multitud si las "aglomeraciones" de sus simpatizantes en las inmediaciones de la casa de Gomes no cesan. "Pedimos que finalice cualquier tipo de aglomeración en las calles, si esto no ocurre, podríamos matar a Cadogo" (sobrenombre de Gomes), ha sentenciado Indjai en una rueda de prensa.

Indjai ha asegurado que tiene intención de "juzgar" al primer ministro como a un "criminal". "Cadogo es un criminal y debe ser juzgado como tal", ha sentenciado.

Al mismo tiempo, el coronel Antonio Indjai, se ha autoproclamado jefe del Estado Mayor Central después de detener también al José Zamora Induta, que es quien ostenta actualmente ese cargo. Según fuentes militares citadas por France Press, Zamora Induta ha sido detenido junto a otros cerca de cuarenta oficiales contrarios a este intento de golpe de Estado.

Gomes Junior pertenecía al Gobierno del asesinado presidente Vieira

Todo ha comenzado minutos después de que el almirante Bubo Na Tchuto, ex jefe del Estado Mayor de la Armada, acusado de intentar dar un golpe de estado contra el asesinado presidente Joao Bernardo Vieira, abandonara, acompañado por militares, la sede de la ONU en Bissau, donde estaba refugiado desde hace varios meses.

Tchuto, que está acusado de colaborar con narcotraficantes sudamericanos en el traslado de cocaína hacia Europa, huyó a Gambia tras ser acusado de intentar matar a Vieira en 2008, pero regresó hace pocos meses para refugiarse en la oficina de la ONU en Bissau, de donde salió este jueves.

Guinea Bissau celebró elecciones presidenciales en julio de 2009, cuatro meses después de que el presidente Vieira muriera tiroteado por un grupo de soldados, aparentemente en venganza por la muerte -el día anterior en un atentado con coche bomba- del jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas, general Tagme Na Wai. Las elecciones las ganó Sanha, quien mantuvo como primer ministro a Gomes Junior, que ya ocupaba el cargo con Vieira.

Condena del Gobierno español

El Gobierno español ha manifestado "su preocupación y su más firme repulsa" ante el levantamiento militar. Ha hecho un llamamiento al "restablecimiento inmediato del orden legítimo" y ha instado a las partes a "resolver sus diferencias a través de los cauces marcados por la Constitución".

Para el Ejecutivo, estos acontecimientos "constituyen una violación del orden constitucional que amenaza los logros alcanzados democráticamente por el pueblo guineano".

"La Embajada de España en Bissau ha recibido instrucciones de trasladar a las autoridades guineanas esta posición de apoyo a la legitimidad constitucional", señala un comunicado del Ministerio de  Asuntos Exteriores, el cual añade que el Gobierno sigue atentamente  la evolución de la situación, al igual que la Unión Europea, la CEDEAO (Comunidad Económica de Estados de Africa Occidental) y la ONU.
   

Noticias

anterior siguiente