Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Italia está eufórica tras conseguir su segunda Eurocopa, en una noche épica tras una agónica tanda de penaltis en la que la 'azzurra' salió victoriosa frente a una Inglaterra que ha pasado una noche llena de disturbios y de ultras destrozando todo a su paso tras la derrota ante los italianos. Los redes sociales se inundaron de mensajes racistas contra los futbolistas ingleses que fallaron los penaltis, algo que ha provocado la condena del Gobierno británico, incluso de la Corona.

La selección italiana de fiutbol ya está en Roma donde ha llegado a primera hora de este lunes como flamante campeona de Europa, tras vencer a Inglaterra en los penaltis. Tras celebrar en Londres la conquista de la segunda Eurocopa de su historia, Italia aterrizó en el aeropuerto de Fiumicino pasadas las 6.30 y llegó en torno a las 7.30 al céntrico hotel Parco dei Medici, donde descansará unas horas antes de una serie de citas oficiales con el mundo político del país.
 

Italia es la nueva campeona de la Eurocopa 2020 después de ganar 3-2 a Inglaterra en la tanda de penaltis. La 'Azzurra' se proclama campeona de Europa por segunda vez en su historia gracias, entre otros, a su guardameta Donnarumma que detuvo dos lanzamientos en la tanda de penaltis. El partido y la prórroga terminó 1-1. Se adelantaron los ingleses con gol de Shaw pero Bonucci empató y forzó la prórroga.

Inglaterra nunca ha estado tan cerca de hacerse con la Eurocopa y este domingo, 55 años después de una última final disputada, ganando la Copa del Mundo de 1966, la actual hornada de los 'Tres Leones' aspira al título que nunca consiguió, y tendrá enfrente a una Italia reconstruida, ganadora de nuevo, y que ya sabe lo que es saborear el cetro continental.
 

En Roma hay preocupación por los aficionados ingleses que quieran ir a ver el partido de la Eurocopa Ucrania-Inglaterra que se juega este sábado. Solo este día previo llegaban seis aviones de Gran Bretaña. Las autoridades sanitarias, muy preocupadas por la expansion de la variante Delta del coronavirus, han pedido que la ciudad se blinde. Al estadio sólo permitirán acceder a los que hayan venido al menos seis días antes, porque han podido hacer la cuarentena de cinco días a la que están obligados. Por eso se han anulado todas las entradas vendidas a los ingleses después del día 28. Lo difícil es impedir que se muevan libremente por la ciudad. Habrá muchos controles policiales. Y las autoridades recuerdan: quien se salte la cuarentena se arriesga a una multa de 4.000 euros.

Foto: un aficionado en Roma muestra su entrada electrónica para el Ucrania-Inglaterra. (REUTERS/Guglielmo Mangiapane)