Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

Más de 300 palestinos han resultado heridos este lunes en fuertes choques con la policía israelí en Jerusalén este. El escenario ha sido la explanada donde se encuentra la mezquita de Al Aqsa y la Cúpula de la Roca. Este conjunto arquitectónico es el tercer lugar más sagrado para el Islam, después de las ciudades de la Meca y Medina.

Los palestinos han arrojado piedras mientras los agentes han usado granadas de sonido, balas de goma y gases lacrimógenos.

Según la Media Luna Roja, ha habido hasta el momento 305 heridos, de los que 228 han sido hospitalizados y hay varios en estado grave. La Policía israelí, por su parte, asegura que al menos 21 agentes han resultado heridos.

Los incidentes se han extendido a la Ciudad Vieja y, según imágenes difundidas por la Policía una comisaría ha sido atacada.

Los choques se producen tras varios días de disturbios continuados en Jerusalén este, ocupado por Israel desde 1967. Se trata de los peores enfrentamientos en la ciudad en años, iniciados por la protesta por el desalojo de palestinos de un barrio de Jerusalén este. 

Foto: Ahmad gharabli / AFP

Más de 200 palestinos resultaron heridos este lunes en fuertes choques con la Policía israelí en Jerusalén este. El escenario ha sido la explanada donde se encuentra la mezquita de Al Aqsa y la Cúpula de la Roca, el tercer lugar más sagrado para el Islam.

Los choques se producen tras varios días de disturbios continuados en Jerusalén este, ocupado por Israel desde 1967. Se trata de los peores enfrentamientos en la ciudad en años.

Según la Media Luna Roja, ha habido hasta el momento 215 heridos, 153 de ellos evacuados a hospitales y cuatro en estado grave.  Los incidentes se han extendido a la Ciudad Vieja y, según imágenes difundidas por la Policía, una comisaría de policía ha sido atacada.

Además, la jornada de este lunes es especialmente tensa porque los israelíes celebran precisamente la ocupación de la parte oriental de la ciudad, en el llamado "Día de Jerusalén". Las autoridades israelíes han prohibido el acceso a la explanada para evitar más conflictos.

La tensión ha escalado en gran medida en Jerusalén durante este último fin de semana, con tres noches consecutivas de intensos choques entre palestinos y fuerzas de seguridad israelíes.

Las protestas han coincidido con el mes sagrado musulmán de Ramadán y el posible desalojo de familias palestinas de Jerusalén de sus viviendas en favor de colonos judíos, lo que generó protestas diarias.

Foto: Ahmad Gharabli / AFP

Las Hermanas Brígidas de Paredes de Nava (Palencia) nos han abierto las puertas de su convento, donde viven como monjas de clausura, o monjas "contemplativas" como a ellas les gusta definirse. Estas monjas han acogido por primera vez a los estudiantes del Máster Oficial de Enseñanzas Artísticas "Pensamiento y creación Escénica Contemporánea", que organizó las Escuela Superior de Arte Dramático de Castilla y León (Esadcyl). Este encuentro entre las religiosas y los jóvenes ha sido enriquecedor y emocionante.

En Artesfera hemos podido compartir con ellas y con los estudiantes una experiencia profunda y espiritual que queremos compartir con vosotros.

La muerte de 45 personas tras una avalancha en un evento religioso en el país ha puesto en el punto de mira la actuación policial y los permisos que dieron luz verde a la celebración de la festividad. Un acto en el que se congregaron 100.000 personas cuando el máximo era 10.000 y cuyas consecuencias conforman, según algunas voces, la peor catastrofe civil ocurrida en el país.
 

Del convento a casa, gracias a internet. Más de un centenar de monasterios y conventos españoles se han unido, por primera vez, a una plataforma digital. Una especie de Amazon donde se pueden comprar los productos artesanales que elaboran. Sin turismo por la pandemia, muchos se han quedado apenas sin ingresos. Una ayuda directa gracias a las nuevas tecnologías para los más de 9.000 monjes y monjas contemplativos que actualmente hay en España.

Cuando Drew se convirtió en el entrenador del baloncesto masculino de la Universidad de Baylor en 2003, heredó un equipo en ruinas. Ese año, el alero junior Patrick Dennehy fue asesinado por su compañero Carlton Dotson. Además, el anterior entrenador del equipo, había dimitido tras las acusaciones de violación de las normas de la Asociación Deportiva NCAA.

Al menos 45 personas han muerto y 150 han resultado heridas en la madrugada de este viernes en Israel en una estampida durante una celebración religiosa multitudinaria.

Decenas de miles de judíos ultraortodoxos celebraban una festividad religiosa en el monte Meron, en Galilea (norte de Israel). Las autoridades habían autorizado un aforo máximo de 10.000 personas, lo que ya convertía esta celebración en el evento más concurrido desde el inicio de la pandemia de COVID-19, pero la asistencia superó esa cifra. Según algunas fuentes citadas por medios israelíes, pudieron concentrarse hasta 100.000 personas.

Las víctimas, entre ellas menores, han muerto aplastadas, y una veintena de los heridos se encuentra en situación crítica, según los servicios de emergencia.

Se trata de uno de los sucesos más trágicos de la historia reciente de Israel.

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, ha calificado lo sucedido como "un terrible desastre" y ha declarado luto nacional el próximo domingo. Netanyahu se ha desplazado hasta Meron, donde ha sido recibido con abucheos y lanzamiento de botellas por quienes creen que la responsabilidad es de las autoridades.

Foto: DAVID COHEN/JINI PIX / AFP

Al menos 45 personas han muerto y 150 han resultado heridas en la madrugada de este viernes en Israel en una estampida durante una celebración religiosa multitudinaria.

Decenas de miles de judíos ultraortodoxos celebraban una festividad religiosa en el monte Meron, en Galilea (norte de Israel). Las autoridades habían autorizado un aforo máximo de 10.000 personas, lo que ya convertía esta celebración en el evento más concurrido desde el inicio de la pandemia de COVID-19, pero la asistencia superó esa cifra. Según algunas fuentes citadas por medios israelíes, pudieron concentrarse hasta 100.000 personas.

Las víctimas, entre ellas menores, han muerto aplastadas, y una veintena de los heridos se encuentra en situación crítica, según los servicios de emergencia.

Se trata de uno de los sucesos más trágicos de la historia reciente de Israel.

Foto: REUTERS/Ishay Yerushalmi/Behadrei Haredim

Al menos 44 personas han muerto en Israel en la madrugada de este viernes en una estampida durante una celebración religiosa multitudinaria. Decenas de miles de judíos ultraortodoxos celebraban la festividad religiosa de Lag Baomer en el monte Meron, en Galilea (norte de Israel). Las autoridades habían autorizado un aforo máximo de 10.000 personas, lo que ya convertía esta celebración en el evento más concurrido desde el inicio de la pandemia de COVID-19. Pero la asistencia superó esa cifra.

Las víctimas, entre ellas menores, han muerto aplastadas, y otras 150 personas han resultado heridas, decenas en situación crítica, según los servicios de emergencia. Se trata de uno de los sucesos más trágicos de la historia reciente de Israel.

Se desconoce aún la causa exacta que ha provocado el accidente. Podría haber sido por un escenario que se derrumbó, a lo que se habría añadido la aglomeración de gente en el área, ha concretado un portavoz del servicio de emergencias israelí.

Foto: Ishay JERUSALEMITE / Behadrei Haredim / AFP