arriba Ir arriba

"Soy lo prohibido" es el título de una canción que han interpretado artistas tan dispares como Olga GuillotBambinoJoan Manuel Serrat o Falete. Al artista sevillano le gusta tanto este tema que lo ha elegido como título de su nuevo espectáculo. "Me parece una canción perfecta por la fuerza que tiene, soy muy visceral y me gustan las letras que como las buenas comidas tienen contundencia". El espectáculo que se puede ver en el Teatro Calderón de Madrid los días 8, 9 y 10 de abril es un repaso muy extenso grandes baladas, rancheras y boleros, pero también por el flamenco y la copla "como una caja de galletas surtidas, así es mi espectáculo" (29/03/16).

La bailaora sevillana ha sentido que es el momento de reinventar Carmen. "Creo que ahora puedo decir cosas sobre ello y puedo, a partir del personaje, desarrollar mi propia opinión, hablar sobre la mujer, de sus deseos, de sus sombras y luces, de los plieges que tiene su vida". El Yo, Carmen de Pagés quiere ser la voz de todas las mujeres, sin dobleces, sin miedos, ni connotaciones construidas por la mirada masculina. Huye del mito de la mujer fatal de Merimée y de la ópera de Bizet. Huye de los estereotipos. Y para crear el montaje ha aprovechado las giras que le llevan por todo el mundo para conversar con mujeres de muy distinta condición y cultura. "Lo primero que pensé es que tenía que hablar con las mujeres, me apetecía escuchar,  porque todas las mujeres estamos en la lucha latente de situarnos en la sociedad, seas de donde seas" (21/03/16).

"Es mi mejor canción", decía Manuel Molina de su hija. "Era mi mejor amigo" dice Alba Molina de su padre, de quien tuvo que despedirse para siempre en mayo de 2015. A él y a su madre les rinde homenaje la cantante con su último disco, que no podía titularse de otra forma: Alba canta a Lole y Manuel, y que sale a la venta este viernes. "Ha sido un trabajo difícil y lo sigue siendo pero es una forma de estar cerca de mi padre y de mi madre", ha asegurado Alba Molina en Las mañanas de RNE. "Creo que la música hurga en la herida pero es sanadora a la vez, es una forma muy hermosa de pasar esto" (10/03/16).

Desgranamos Golpe, el primer disco de María Cambray, una catalana que comenzó a tocar en la calle y llegó a grabar en un estudio "de manera muy natural y poquito a poco", dice. Asegura que este álbum, cuyo primer sencillo es "Visto" y en el que fusiona ritmos aflamencados y rumberos con jazz, salsa, soul y swing, es la forma que tiene la cantante "de dar pedacitos de su corazón" (26/02/16).

Juanito Makandé es compositor, cantante, percusionista, productor y uno de los cinco artistas latinos con más proyección según la revista Billboard, una de las cabeceras más influyentes en la industria musical internacional. El cantautor de La Línea de la Concepción sacó su último disco, Muerte a los pájaros negros, a finales de 2015 y en 2016 comenzó su gira de presentación con lleno absoluto en Bilbao, Pamplona y Zaragoza. El gaditano llega este fin de semana a Madrid para actuar tres noches seguidas (5,6 y 7 de febrero) en el Teatro Barceló (04/02/16).

Venir de una familia dónde el flamenco es más que una tradición marca, pero el crecimiento como artista y la necesidad de expresarse dirige el camino de Quintín Vargas. Su alma rockera y entusiasmo pasional por la música hacen que al final haya desembocado sin quererlo en la tragicomedia familiar de aunar ambos estilos.

Quintín Vargas era hasta ahora cantante de Los News grupo de rock garajero caracterizado por conciertos electrizantes dónde Quentin hacía las veces del perfecto front man. Con su paso al flamenco no ha dejado de lado este talante. Ahora se presenta más chocante y más brutal por la sinceridad de una música menos llena de artificios y por la ruptura que se antoja con la clásica actitud flamenca.

Big Sur nace gracias al respaldo de Pepe Benavides propietario de la mítica Sala de Sevilla Fun Club dispuesto a lanzar propuestas arriesgadas y diferentes como la de Chencho Fernández o el citado Quintín Vargas. Concebido en un primer momento como un Ep el apoyo de Benavides incitó a sumar arreglos, nuevas grabaciones y un perfeccionamiento de la producción del inicial Big Sur para acabar editándose en Vinilo con fotografía incluida de Rubén Afanador.

De sobrada personalidad dentro y fuera del escenario Quintín ha ido caminando por los derroteros del rock hasta confluir con el lanzamiento de Big Sur en su íntima interacción de ambos géneros, dónde todo tiene su pequeño espacio, incluidos los silencios. Big Sur está plagado de ellos y en estos interludios marca los tiempos, admite espacios para los instrumentos más clásicos y los homenajes a himnos más contemporáneos sin nunca perder esa esencia de retratar su propuesta (posiblemente sin quererlo) como algo que no reconocemos en muchos pero que puede recordar a otros.

Original, camaleónico y profundamente visceral el espectáculo sobre el escenario que desempeña junto a los Zíngaros y que se traslada a la platea puede confundir de inicio al espectador. Pero al tiempo te involucra en una deliciosa invitación a disfrutar de una paradójica mezcla de flamenco y rock.