Anterior Frecuencias de emisión en Onda Corta Siguiente ¿Debe incluirse el embarazo en el currículum? Arriba Ir arriba
Fragmento de la portada de 'Breve historia del cómic'
Fragmento de la portada de 'Breve historia del cómic' Nowtilus

Gerardo Vilches presenta una 'Breve historia del cómic'

  • Repasa la historia del Noveno Arte de forma cercana y amena

  • El autor destaca el actual boom de los estudios teóricos sobre el cómic

|

Gerardo Vilches

Crítico cultural, colaborador en medios de comunicación como las revistas 'Rockdeluxe' o 'Quimera' y reseñista de novela gráfica en páginas especializadas como Entrecomics o The Watcher and the Tower''. Ha publicado varias monografías relacionadas con el género: 'Anatomía de un oficinista japonés' (Bang Ediciones, 2012) y 'El lugar de Watchmen. Watchmen: Radiografías de una explosión' (Modernito Books, 2013) y realizado ponencias en diversas universidades, como en el II Congreso internacional Grandes Narradores del Siglo XX de la Universidad Complutense. Desde 2013 codirige la revista on-line sobre estudio y crítica de historieta CuCo, Cuadernos de cómic. http://cuadernosdecomic.es/. Twitter: @WatcherBlog

Gerardo Vilches es uno de los divulgadores y críticos de cómic más activos de la actualidad, un auténtico referente para el que quiera estar al tanto de lo que sucede en el mundo del cómic. Y ahora presenta su primer libro, Breve historia del cómic (nowtilus), un interesante trabajo que “Pretende ser un repaso por toda la historia del cómic, desde los pioneros hasta este 2014 -asegura- pero adaptado a un lector que no tiene por qué tener conocimientos especiales del medio. Basta con que sienta curiosidad. De ahí la idea de publicarlo dentro de esta colección divulgativa que resume artes para todos los públicos”.

Un libro que comienza con los antecedentes del cómic. “Sí –asegura Vilches- con los garabatos de Rodolphe Töpffer y grabadistas como William Hogarth; la aparición del cómic en prensa… resumiendo el libro es un relato cronológico de los tres mercados principales del cómic, el francobelga, el japonés y el americano. Y además presto especial atención al cómic español y al latinoamericano”.

Una historia fascinante en la que -según Vilches- hay puntos clave: “Sobre todo las dos primeras décadas del Siglo XX que es donde se establece el lenguaje del cómic, con los autores de prensa americanos como Winsor McCay, también los años 30 con la aparición del cómic book o las revistas francobelgas… y para mí hay un momento clave que es con el que inicio la segunda parte del libro, que son los años sesenta y a la que denomino “la revolución del cómic”, cuando aparecen los superhéroes de Marvel, el cómic Underground, el cómic para adultos. Creo que es el otro momento definitorio”.

Un relato dividido en tres partes

Vilches ha dividido este relato cronológico en tres partes: “La primera abarca desde los antecedentes del cómic hasta los años sesenta, la segunda hasta los años noventa y la tercera desde los noventa a la actualidad. Con esos ejes voy saltando de un mercado a otro procurando sobre todo que el relato sea muy ameno y que no se haga pesado en ningún momento”.

“También he intentado no abrumar con datos al lector y por eso he quitado autores y series, porque no quería que fuese una ristra de nombres. Y de momento las opiniones de lectores no iniciados han sido bastante favorables”.

Un estudio en el que también incluye una lista de cien títulos: “No son tanto los mejores cómics de la historia –asegura Vilches- como cien títulos representativos del contenido del libro, por su importancia y calidad (en función de lo que comentado) y teniendo en cuenta que estén publicadas en España, para el lector pueda adquirir esos títulos de los que hablo”.

Respecto a las carencias del mercado español, Vilches asegura que hecha de menos: “Muchos mangas clásicos que todavía no están publicados en España. Los japoneses tienen una producción tan inmensa que por mucho que ahora se estén recuperando algunos de esos clásicos, todavía quedan muchísimos inéditos. Y los grandes clásicos latinoamericanos también han sido muy poco publicados en España, los clásicos de Méjico, Argentina… es otra carencia de nuestro mercado”.

Autores y cómics imprescindibles

En cuanto a los autores y títulos que hicieron avanzar al cómic, Vilches menciona varios “El primero de todos es Winsor MacCay y su Little Nemo in Slumberland, también Crazy Cat o Terry y los piratas que ayudó a sentar las bases del cómic realista inspirado en el cine. Por supuesto también tendríamos a Tezuka en Japón y a Hergé en Europa. Pero la lista sería interminable”.

Vilches confiesa que: “No quiero que el libro sea un catálogo de mis gustos, sino un relato más o menos ecuánime, pero ahora mismo mi autor preferido es Chris Ware. Tambiénd estacaría a Johann Sfar, Jim Woodring... podría decir cientos de autores”.

Cada vez hay más y mejores libros teóricos sobre el cómic

Durante años el aficionado al cómic no ha tenido a su disposición libros como este de que, por cierto, ya va por su segunda edición. Pero parece que la situación está cambiando: “Afortunadamente –asegura Vilches- en España cada vez se publican más libros teóricos sobre el cómic, de dos o tres años para acá ha habido un montón de títulos, algunos muy buenos. Lo que falta es más difusión generalista, porque uno de los motivos por el que me lancé a escribir este libro fue porque no veía uno similar”.

“Hay que destacar la obra Del Tebeo al Manga (Panini), que coordina Antoni Guiral, y que yo consulto muy a menudo, pero es una enciclopedia de 11 volúmenes. Por eso yo creo que faltaba un libro más manejable y dirigido a un público menos versado en el medio”.

Pero ¿Conocemos nuestros propios cómics? “Desgraciadamente –asegura Vilches- hay muchos cómics españoles completamente olvidados porque nunca se han reeditado, porque antes no se los consideraba como arte ni había ningún interés en conservarlos. Muchos de esos cómics no se pueden recuperar porque no hay materiales para hacerlo. Aún así hay gente como Guiral que están haciendo una importante labor de recuperación y de revalorización de esos clásicos, para que podamos descubrirlos como obras artísticas que son”.

Pero para recuperar esos clásicos primero: “Tiene que cambiar la consideración que tiene la sociedad sobre este medio, si no lo valoramos como un Arte probablemente no nos molestemos en recuperar esas obras clásicas –comenta Vilches-. Afortunadamente creo que últimamente se está intentando y poco a poco vamos avanzando en la recuperación de nuestro patrimonio”.

"El cómic español es muy bueno"

En cuanto al cómic español actual, Vilches asegura que: “Ahora mismo el mundo del cómic español está dejando de quejarse y empezando a trabajar, a hacer obras que por su calidad y su forma de afrontarlas pueden llegar a los medios de comunicación y, por ende, al gran público. Y que el cómic se integre completamente en la escena cultural actual”.

Porque la calidad del cómic español es muy buena, “Quizá no tan buena como la francesa o la norteamericana –asegura Vilches-, porque venimos de una carestía casi absoluta en los años 90 y requiere un tiempo de maduración, pero ahora mismo hay muchos autores que están haciendo obras de primer nivel que pueden compararse con cualquier autor internacional”.

En cuanto al futuro del cómic, Gerardo asegura que: “Estamos asistiendo a la consolidación de la Novela Gráfica y al despegue del webcómic. También es la edad dorada de la autoedición y los fanzines, que dan total libertad a sus autores. Por ejemplo, el Fanzine Cobra, de Valencia, se hace con colaboraciones de todo el mundo gracias a Internet”.

“Pero Internet todavía es una incógnita porque hay que comprobar si se puede ganar dinero con ese mercado digital. Hay que encontrar las herramientas para que los autores puedan cobrar por ese trabajo”.

En cuanto a sus proyectos, Gerardo asegura que: “Sigo trabajando Octavio Beares en el tercer número de la revista Cuco, cuadernos de cómic, para intentar que salga antes de final de año y también en mi tesis doctoral sobre las revistas satíricas de la transición que imagino que a largo plazo se convertirá en un libro, pero todavía le falta bastante”.

Más contenidos de RTVE

anterior siguiente