Enlaces accesibilidad

Italia

Mattarella ve posible una alianza alternativa de Gobierno en Italia y da más tiempo a los partidos

  • El Partido Demócrata confirma que está negociando con el Movimiento Cinco Estrellas
  • Un pacto de izquierdas sacaría del Gobierno a Salvini, que ahora propone a Di Maio una reconciliación

Por
Imagen del líder de la ultraderechista Liga, Matteo Salvini, en un tablet
Imagen del líder de la ultraderechista Liga, Matteo Salvini, en un tablet REUTERS REMO CASILLI

El presidente de la República de Italia, Sergio Mattarella ha decidido que podría ser posible alcanzar una mayoría parlamentaria que permita formar un nuevo Ejecutivo en el país, y evitar así la alternativa de unas elecciones anticipadas. Así lo ha anunciado este jueves tras una primera ronda de consultas con los líderes políticos con el fin de dar salida a la crisis de Gobierno tras la dimisión del primer ministro Giuseppe Conte. Mattarella ha informado que volverá a reunirse con ellos el próximo martes para tomar una decisión definitiva.

La dimisión de Conte se precipitó después de que el líder de la ultraderechista Liga y viceprimer ministro, Matteo Salvini, lanzara una moción de censura y pidiera elecciones anticipadas. Salvini, miembro minoritario de la coalición deshecha por su iniciativa, albergaba la esperanza de obtener en esos comicios una mayoría que le librase de socios en el Parlamento, pero la situación se ha vuelto contra él, aparentemente; su ya ex socio de Gobierno y oponente ideológico Luigi Di Maio, líder del M5S, se ha adelantado y ha empezado a negociar con el Partido Demócrata.

Tras la reunión en primera ronda con Mattarella este mismo jueves, y en un intento de salvar los muebles, Salvini ha ofrecido a Di Maio reeditar su alianza. Con la convulsión aún candente, ha dicho que si ambos superan las discrepancias pueden volver a dirigir el país, "sin rencores".

Pero el líder del antisistema Movimiento Cinco Estrellas ya ha confirmado este jueves que han iniciado negociaciones para lograr un Gobierno "que cuente con una mayoría parlamentaria sólida" en Italia y que evite celebrar elecciones anticipadas en otoño, ha dicho Di Maio tras su reunión con Mattarella en primera ronda, un posible germen de la decisión anunciada por el presidente. 

Oportunidad para una nueva mayoría parlamentaria

Mattarella ha consultado a los partidos políticos para decidir si se forma un nuevo Ejecutivo o se convocan elecciones para salir de la crisis. Luego ha comparecido y ha confirmado que hay una mayoría parlamentaria dispuesta a sondear un nuevo Gobierno en Italia, por lo que permitirá estas negociaciones y convocará de nuevo a los partidos el próximo martes.

"Se me ha comunicado por parte de algunos partidos políticos que se han iniciado unas negociaciones para formar otro Gobierno" de mayoría parlamentaria "y se me ha pedido tiempo para desarrollar estas negociaciones", ha dicho Mattarella ante los medios tras la reunión con Salvini y Di Maio.

"Es mi deber no eludir la voluntad mayoritaria del Parlamento y al mismo tiempo tengo el deber de pedir, en interés del país, soluciones rápidas (...). He convocado una nueva ronda de consultas que iniciarán el próximo martes para escuchar de nuevo a los partidos y asumir las decisiones necesarias", ha añadido

Boletines RNE - Salvini abre la puerta a volver a gobernar con el Movimiento 5 Estrellas

El tiro por la culata

La Liga y el M5S han dirigido Italia desde el 1 de junio de 2018, pero el pasado 8 de agosto Salvini dio por finalizada su alianza y presentó una moción de censura contra el primer ministro, Giuseppe Conte, que no se ha votado, ya que éste decidió dimitir.

Su intención era que se celebraran elecciones inmediatas, pues los sondeos le dan la mayoría absoluta en coalición con la conservadora Forza Italia, de Silvio Berlusconi, y Hermanos de Italia; pero no contaba con que su órdago se le diera la vuelta. Y es que actualmente no tiene mayoría en el Parlamento y de hecho el M5S y el Partido Demócrata (PD, centroizquierda) tienen escaños suficientes para formar otro Ejecutivo alternativo sin pasar por las urnas. De hecho, el PD ya ha confirmado que está negociando con el Cinco Estrellas, traslada Efe.

El izquierdista Di Maio ha criticado a su ex socio ultraderechista por haber roto la alianza gubernamental de forma unilateral, por "caprichos veraniegos", y por echar por tierra los compromisos adoptados ante los italianos en el programa político negociado tras las elecciones generales del pasado año. "Ha bloqueado políticas que iban a ser aprobadas y que iban a mejorar la vida de los italianos", ha dicho.

Salvini, en un gesto desesperado - según interpretan varios analistas - ha intentado conservar los ministerios que mantenía con el Gobierno de Conte. "Si alguno de los que ha estado siempre diciendo que no (en referencia al M5S) dice ahora que sí, que formemos un equipo, que tengamos un objetivo, que construyamos, que hagamos cosas buenas para el país... Yo siempre he dicho que soy una persona coherente, no guardo rencor, miro hacia adelante", ha dicho tras reunirse con Mattarella.

Fricciones en los presupuestos

Salvini ha reconocido que "Luigi Di Maio ha trabajado por el bien del país" y celebró haber provocado la crisis porque "ha servido para aclarar las cosas", como que varios de los miembros del Cinco Estrellas, que eran reticentes a aprobar unos Presupuestos Generales para 2020 "valientes", ahora "habrían dicho que sí".

Salvini se refirió así a unas cuentas que incrementan el gasto público y también contemplan una drástica bajada de impuestos con una tasa única al 15 % a todas las rentas, promesa de la Liga a sus votantes.

Pero el M5S ha propuesto la elaboración de unos Presupuestos para 2020 que garanticen la igualdad social, políticas de apoyo a las familias, disminución de la presión fiscal o incentivos a las empresas que contraten a empleados de forma indefinida.

Dimite el primer ministro italiano Giuseppe Conte

Elecciones anticipadas

Si la alianza no se reedita, Salvini ha argumentado que la única alternativa deben ser las elecciones porque "la soberanía pertenece al pueblo (...) Las elecciones darían la palabra a nuestros jefes, que son los italianos. Me encuentro en la calle a mucha gente que me dice 'seguid adelante, no os parezcáis a la vieja política'. Un gobierno del M5S y el PD sería volver a la vieja política", ha apuntado.

El Cinco Estrellas quiere un Gobierno que comparta varios puntos, como la reducción del número de escaños, una de sus promesas estrella. "No dejamos que el barco se hunda, porque Italia somos todos, más allá de los intereses partidistas", sostuvo. "El voto no nos intimida en absoluto, pero no puede ser la vía de escape a las promesas hechas por los italianos. Tenemos muchas cosas que hacer", ha subrayado Di Maio.


 

Noticias

anterior siguiente