Enlaces accesibilidad

Florence toca tierra en Carolina del Norte con vientos de 150 kilómetros por hora

  • Se ha convertido en tormenta tropical con vientos máximos sostenidos de 110 kilómetros por hora
  • Hasta el momento, ha dejado cinco víctimas mortales en Carolina del Norte, dos mujeres y un bebé

Por
Florence toca tierra en Carolina del Norte con vientos de 150 kilómetros por hora

El huracán de categoría 1 Florence ha tocado tierra este viernes en Carolina del Norte (costa sureste de EE.UU.) a las 11 hora local (17.00 hora peninsular española) con vientos de 150 kilómetros por hora pero ha ido perdiendo fuerza a medida que se desplazaba por el extremo sureste del estado y ha acabado convertido en tormenta tropical, con vientos máximos sostenidos de 110 kilómetros por hora.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC, por sus siglas en inglés) ha indicado en su boletín de las 17.00 horas que Florence continúa su debilitamiento, con un aún más lento desplazamiento hacia el oeste a 6 km/h.

El paso de Florence ha dejado al menos cinco personas muertas en varias ciudades de Carolina del Norte. En Wilmington, una mujer y su bebé han perdido la vida tras caer un árbol sobre su casa. En el condado de Pender, una mujer ha fallecido tras sufrir un ataque al corazón. La cuarta víctima ha sido un anciano de 78 años que falleció cuando intentaba conectar un enchufe a un generador eléctrico en el condado de Leonoir. Además, los medios locales informan de que en ese mismo condado ha aparecido muerto un hombre de 77 años junto a su vivienda en Kinston.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, visitará las áreas afectadas por Florence la próxima semana, ha anunciado la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Sarah Sanders, quien ha añadido que quería asegurarse de que la medida no interfiriera con los esfuerzos en curso de los servicios de emergencia.

Florence llegó a ser un huracán de categoría 4

Florence tocó tierra a las 07.15 hora local en Wrightsville Beach (Carolina del Norte) y, pese a que su furia fue menor de lo esperado para un huracán que llegó a ser hace dos días de categoría 4, el peligro radica principalmente en las inundaciones, tanto de agua dulce como salada. La enviada especial de TVE a la zona, Almudena Ariza, añade que el huracán podría afectar a diez millones de personas.

Florence ha provocado intensas lluvias, inundaciones y marejada ciclónica y los niveles de agua han subido en sectores costeros de Carolina del Norte, donde se han desbordado ríos, inundado casas y obligado al rescate de centenares de personas atrapadas por el agua.

Una española residente en Carolina del Norte, Rosa López, expresaba en los micrófonos de RNE su zozobra ante la situación.

Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso - Rosa López, española en Carolina del Norte: "No sabemos qué va a pasar"

Según un probable patrón de trayectoria, el centro de Florence se moverá tierra adentro hoy y mañana sábado por el extremo sur de Carolina del Norte y el extremo este de Carolina del Sur. Se espera que Florence experimente un "gradual debilitamiento" y mucho más "significativo" el fin de semana y principios de la que viene.

La peligrosa marejada ciclónica causará que áreas que son normalmente secas cerca de la costa "se inunden por un aumento del nivel" del mar, que podría alcanzar entre 7 y 11 pies (2,7 y 3,35 metros de altura) desde Cabo Fear (Carolina del Norte) a Cabo Lookout, incluidos Neuse, Pamlico, Pungo, resaltaron los meteorólogos.

Se espera que Florence produzca acumulaciones totales de lluvia de entre 20 y 35 pulgadas (63 y 88 centímetros) en la costa sureste de Carolina del Norte y noreste de Carolina del Sur.

Noticias

anterior siguiente