Anterior Miles de libaneses protestan en Beirut contra el Gobierno y la corrupción Siguiente Hungría combate la inmigración con una valla de 175 kilómetros y penas de hasta tres años Arriba

Los inmuebles heredados por los príncipes y los nietos del rey en Menorca valen 1,6 millones

  • En total heredaron 10 millones del empresario Juan Ignacio Balada

  • Los principes crearon la Fundación Hesperia con parte de la herencia

|

La Casa Real ha informado este martes de que los inmuebles que el empresario menorquín Juan Ignacio Balada dejó en herencia a los príncipes de Asturias y a los ocho nietos de los reyes tienen un valor de 1,6 millones de euros, según la tasación realizada por la Hacienda Pública de Baleares y un experto independiente, informa Europa Press.

Balada, fallecido el 18 de noviembre de 2009, decidió destinar su herencia, de unos 10 millones de euros, a los príncipes y a los ocho nietos de los Reyes. Esa herencia incluía varios bienes inmuebles de los que se desconocía hasta la fecha su valor real, tasado finalmente en 1.647.898,64 euros.

Estos inmuebles se repartirán entre los príncipes y los nietos de los reyes. Los niños se quedarán con la vivienda de Balada. La intención de sus tutores es venderla "más adelante", mientras que la Fundación Hesperia que los príncipes crearon con su parte de la herencia será la propietaria del resto de los inmuebles.

El Palacio de la Zarzuela también ha concretado este martes que la Hacienda de Baleares ha ingresado 3,3 millones de euros por el pago del correspondiente Impuesto de Sucesiones en relación con la herencia de Balada.

El empresario e inversor Juan Ignacio Balada Llabrés, fallecido en 2009, nombró herederos de la mitad de su patrimonio, a partes iguales, a los príncipes y a los ocho nietos de los reyes y dispuso además que don Felipe y doña Letizia constituyeran con la otra mitad una fundación de interés general, lo que se materializó en la creación de la Fundación Hesperia.

En cuanto a los ocho nietos de los reyes, la partición de los bienes inmuebles de la herencia les adjudica la propiedad común del domicilio de Balada en Ciutadella -que se tiene intención de vender- y 12.092 euros a cada uno, a los que se sumarán 27.295 euros para cada nieto procedentes de la extinción de la sociedad Adalab.

Don Felipe y doña Letizia han dispuesto la donación a la Fundación Hesperia de los 27.295 euros que les corresponde a cada uno por la disolución de Adalab y también de los 164.790 euros en que se han tasado sus derechos hereditarios sobre los bienes inmuebles procedentes de la herencia, informa Efe.

Los príncipes donan la herencia a proyectos sociales

Los príncipes de Asturias han donado todos sus derechos hereditarios sobre los bienes inmuebles del empresario menorquín Juan Ignacio Balada a la Fundación Hesperia, que destinará durante el presente año 100.000 euros a poner en marcha cuatro nuevos proyectos sociales y de apoyo a la juventud.

En coincidencia con su visita al proyecto de atención a jóvenes vulnerables que gestiona Cáritas en Málaga con fondos de la herencia, la Casa del Rey ha informado hoy de que ya ha concluido "la total partición de los bienes" procedentes de Balada y, como ya habían anunciado, los príncipes donarán todo lo que les corresponde a la Fundación Hesperia y a proyectos de interés general y social.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente