Enlaces accesibilidad

A la cárcel por gay en Egipto

  • Un tribunal de El Cario condena a cinco hombres, cuatro de ellos con sida, por homosexuales
  • Los inculpados estuvieron dos meses encadenados a las camas en un hospital público

Por

La homosexualidad y el sida, dos de los mayores tabúes en Egipto, no sólo están mal vistos por la sociedad, sino que además pueden llevar a la cárcel.  Un tribunal penal cairota ha dictado el máximo castigo -tres años de cárcel más tres de residencia vigilada- para cinco hombres, cuatro de ellos enfermos de sida, que fueron juzgados por ser homosexuales, aunque el delito se llama legalmente "práctica del libertinaje de forma habitual".

Pese a que las persecuciones policiales e incluso los arrestos de los homosexuales durante varios días son algo habitual, el veredicto emitido por el tribunal cairota de Abdín, es "exagerado", en opinión de la defensa de los cinco detenidos. Según Adel Ramadan, uno de los abogados de los condenados, la razón de tan dura condena se debe a que cuatro de los cinco juzgados son portadores del virus VIH, "lo que ha llevado al tribunal a imputar la máxima pena contra ellos".

Pese a la tranquilidad inicial antes de escuchar la sentencia, cuando se les ha comunicado el veredicto los condenados han roto a llorar abatidos, y algunos hasta cayeron emocionados al suelo mientras los policías se los llevaban lejos de sus familias.

"El Ministerio de Sanidad tiene que intervenir para poner fin a ese escándalo", ha dicho uno de los abogados defensores, que recurrirán la sentencia ante el tribunal de apelación.

Tras su detención en diciembre pasado, los cuatro inculpados enfermos de sida permanecieron durante dos meses encadenados a las camas en un hospital público, con el argumento de que "suponían un peligro para la comunidad", ha explicado el letrado. Los defensores denunciaron varias veces ante la Fiscalía General ese tratamiento hasta que les quitaron las cadenas, pero reforzaron las ventanas y las puertas de la habitación del hospital con barras de metal para evitar su huida.

Denuncia de organizaciones internacionales

El arresto de los cinco acusados, que se llevó a cabo con un secretismo total por parte de las autoridades, ha sido denunciado por varias organizaciones internacionales de derechos humanos.

Human Rights Watch y Amnistía Internacional aseguraron anteriormente que los cinco arrestados han sido maltratados y sometidos a exploraciones anales con la finalidad de averiguar si eran homosexuales. Según el testimonio de uno de los acusados, éste fue golpeado varias veces por los policías durante su detención.

La homosexualidad por la que fueron juzgados los arrestados ni siquiera fue confirmada por los análisis de la medicina forense, que probaron que no han mantenido relaciones sexuales con hombres, según los abogados.

Sean homosexuales o no, el hecho de que algunos sean portadores del virus VIH fue suficiente para que la Justicia egipcia les envíe a la cárcel.

Este caso es considerado incluso más grave que el de 2001, cuando la Policía detuvo a 52 personas en el barco Queen Boat, frecuentado entonces por homosexuales, también por la acusación de libertinaje, entre otros cargos. En ese juicio, 21 de los encausados fueron condenados a tres años de cárcel y trabajos forzados.

"Este nuevo caso está relacionado más con el sida que con la homosexualidad, algo que es muy grave", ha afirmado Hosam Bahgat, de la Iniciativa Egipcia para Derechos Personales.
 

Noticias

anterior siguiente