Enlaces accesibilidad

Programas para todos los públicos Repor Logotipo de 'Repor' Todos los Jueves 00:00 y domingos 20:30 horas en Canal 24H

El reporterismo vuelve a estar de moda en televisión. Este espacio se introduce en los barrios y los pueblos para mostrar historias anónimas de carácter social, con un lenguaje directo y sin guionización.

REPOR es un programa de producción propia de los Servicios Informativos de TVE. Con rigor, compromiso y voluntad de servicio. REPOR aborda en sus reportajes contenidos sociales, de denuncia o retratos y situaciones de la vida cotidiana que preocupan e interesan a todos.

REPOR refleja todos estos asuntos desde la naturalidad y la agilidad. El estilo de los reportajes hace que los profesionales del equipo se conviertan en testigo mudo de lo que ocurre; las cámaras se acercan a las personas sin forzar las situaciones, porque 'REPOR' busca ser un puente entre los ciudadanos y la televisión pública. El lenguaje es directo, las escenas no se preparan, en definitiva se trata de mostrar lo que ocurre en nuestras ciudades, en nuestros pueblos, en nuestras calles.

Reemisiones: Miércoles a las 05:30 y a las 16:00 horas (en el Canal 24 horas) y la noche del miércoles al jueves a las 01.30 horas (en La 1).

Puedes ver también las adaptaciones radiofónicas de los reportajes en "Repor en Radio 5", los sábados a las 18.05 horas.

Añadir a favoritos

Conductas arriesgadas

15.12.2019

El trastorno de conducta es una alteración del comportamiento que se diagnostica en la adolescencia. Los padres se encuentran ante un hijo o hija que no obedece y se muestra antisocial. Vemos de cerca cómo viven este trastorno 3 madres, miembros de AFATRAC (la asociación de familiares de trastorno de conducta derivado de un problema mental) Antonia Ruiz es la madre de David que sufre un trastorno mental. La conocemos hablando con la guardia urbana que acude al piso de su hijo, reclamada por los vecinos que denuncian el ruido que procede de la vivienda de David. Y es que el joven sufre trastorno dual, una combinación de enfermedad mental y consumo de drogas que hace que el joven actué por impulsos, se deje engañar por desconocidos y siempre necesite a su madre para que le solucione los problemas que surgen en el día a día. David está muy alterado y en cualquier momento puede sufrir un brote psicótico que le haga ingresar en el hospital. Otro caso es el de Carmen Román que adoptó a Salim con 5 años. Le dijeron que era un niño movido, pero siempre ha sido un auténtico terremoto que disfrutaba rompiendo cosas, incapaz de aprender a leer y escribir. Hoy en día con 18 años tiene una orden de alejamiento de su familia, porque les robaba. Vive en la calle y está enganchado al crac. Por último conocemos el caso de Neus Estrany . madre de dos hijos biológicos adoptó a Tamara, que llegó de Haití con 6 años. Todo fue bien hasta que la niña llegó a la adolescencia. Entonces empezó a tener “amistades peligrosas” , ausentarse del colegio y a fugarse de casa. A los 13 años en una de sus fugas se quedó embarazada y tuvo una hija que cuida otra familia en régimen de adopción.