www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.12.2/js
2651733
Para todos los públicos Verano Azul - Capítulo 7: "Beatriz, mon amour" - Ver ahora
Transcripción completa

Subtitulado por TVE.

Éste me ha preguntado que con quién me gustaría acostarme

y ésta me ha contestado que con Olivia Newton-John.

Éste me ha preguntado qué cantante me gusta más

y éste me ha contestado que la tortilla de patatas.

Ésta me ha preguntado qué comida me gusta más

y ésta me ha dicho que "Los pecos".

Éste me ha preguntado que cuál sería mi pareja favorita

y éste me ha dicho que la Física y la Química.

Ésta me ha preguntado qué cuáles he suspendido

y éste me ha dicho que por qué da gustito.

Éste me ha dicho que por qué me gusta dar un beso a un chica

y éste me ha dicho que porque se lo tengo que preguntar a su padre

¿Qué os pasa?

Nada, nada, seguid. Le toca a Bea.

Éste me ha preguntado qué para quién es este paquete

y éste me ha contestado que para los almendros.

Ésta me ha preguntado qué árboles me gustan más

y ésta me ha contestado que... Bea, mira.

Ya no juego más, empezáis a poneros groseros como el otro día.

-Yo tampoco juego.

Se llama Rafa, tiene 17 años y ha terminado 3 de BUP,

ha dicho que sería mejor que fuerais a la discoteca

pero que si no te dejan te llevará a dar un paseo en moto.

-¿Le has dicho que tengo 15 años? -Sí.

-¿Se lo ha creído? -Ha dicho que estás poco desarrollada

y que nos veremos a las cinco en el Cabana.

-Tenemos que decírselo a Javi y a Pancho.

-Sí, ahora mismo.

-Vaya farde, macho, así también ligo yo.

Mirad, están allí. ¿Qué es esto?

Es una nevera portátil, en mi casa la tenemos.

A ver qué lleva.

-Coca-Cola. -Y Ginebra para hacer cubatas.

Este tío quiere emborrachar a Beatriz.

Nos van a ver, venga.

¿Qué podemos hacer? Podríamos desinflarle las ruedas.

Mejor pincharlas.

¿Y si le dejamos sin gasolina? ¿Cómo?

Pues sacándosela del depósito. Sí, pero, ¿cómo?

Con una gomita y sorbiendo, ¿verdad?

-Javi, Tito y yo hemos pensado una cosa,

le quitamos la Coca-Cola y los botellines

y ponemos en la nevera unas ranas. ¿Unas qué?

El piraña las tiene guardadas en unas cajas en su casa.

-Se la metemos en la nevera y cuando vaya a abrir, ¡zas!

Saltan las ranas y el despelote.

Es buena idea, Piraña vete a por las ranas.

Oye, las Coca-Cola nos las bebemos entre todos, eh.

-Sí.

¿No hablabais de una goma?

¿Tiene agujeros? Sí, en los dos extremos.

Tito, desata la goma, nosotros te tapamos.

Ya, ¿ahora qué hago? ¿Sabes succionar?

¿Succi qué? No sabes.

Lo hago, Tito ponte en mi lugar.

Ya cae. Date prisa, macho.

Como lo vean los árabes, vaya despilfarro.

Ven aquí y haz barrera.

Se me ha escapado una rana y se ha metido en una tienda.

-¿Cuántas tienes? -Seis.

Ya no queda ni una gota. Tito, ayuda al Piraña.

-Cuidado, parece que van a salir.

Tito, corre a la cafetería y entretenles.

¿Qué le digo?Que te inviten, que Bea es tu hermana,

lo que quieras.

-Hola. -¿Vienes aquí a espiar?

-¿O a incordiar? -¿Quién es éste?

-Mi hermano.

-¿Me invitas a un limón? -No.

-Cómo no me invites le voy a decir a mamá que te vas en una moto.

-Tu hermana es mayor y puede hacer lo que quiera.

-Sí me dejan. -Sí, sí.

-¿Te quieres callar? -Venga, tómate un limón.

Paco, un limón para el niño.

-No soy ningún niño, ¿sabes?

Y además el limón se lo va a tomar tu padre.

-Tocamos a una, vamos a las bicis.

-Monta.

-Hasta luego, Bea, que lo paséis bien.

-Hasta luego. -Adiós.

-Debe estar mal la bujía.

Menudo cachondeo que se va a armar. Ya verás.

-Hasta luego, Bea, que lo paséis bien.

-Hasta luego. -Adiós.

-Lo que falla es el carburador.

-Hasta luego, Bea, que lo paséis bien.

-Hasta luego. -Adiós.

No arranca.

Hasta luego, Bea, adiós. Que lo paséis muy bien.

Hasta luego, Bea. -Que lo paséis bien.

-Buenas tardes, ¿cuánto le pongo? -Lleno, por favor.

Cómo hayan sido vuestros amigos me las van a pagar,

les voy a partir la cara.

¡Vaya día me están dando!

No hago más que oír ranas por todas partes.

¿Qué te sale bien? El perro.

Wau, wau, wau...

¿A ti? El mono.

Grita como un mono

¿Tú? Lo único que se hacer es la oveja.

Bala como una oveja

Macho, pero una oveja en un árbol no pega,

¿no sabes hacer el pájaro? De pájaros ni idea, hazlo tú.

Yo voy a hacer el pato.

¿Y Tito? Me ha dicho que va a hacer el gato.

-Ya vienen, ya vienen.

Como le pega el tío a la moto. Venga, a tu posición.

Ya sabes el orden.

-Hemos llegado.

He traído una bebida, nos entrará muy bien dentro de un rato.

¿Te gusta el cubata? -Nunca lo he bebido,

en mi casa no me dejan.

Además, no me gusta nada que tenga alcohol.

-Hoy lo pruebas, ya verás como te va el rollo.

-¿Adónde vamos? -Es el bosquecillo, vamos más arriba,

¿no lo conoces? -No.

-Un sitio muy bonito y muy tranquilo. Te gustará, a Luci le gustó mucho.

-¿Quién es Luci? -Una amiga, estuvimos aquí.

-Pues debe de haber alguna charca, oigo ranas.

Ya llegan, Javi.

Tito, Piraña, agacharos.

-Aquí es, ¿te gusta? -Sí, está muy bien, pero no hay nadie

-Esto suele estar muy tranquilo,

cuando oscurece suelen venir algunas parejas

pero está siempre muy silencioso.

-Venga, siéntate.

-¿Qué vas a ser de mayor? -No lo sé.

-Yo sí, o azafata o enfermera, todas las chicas pensáis lo mismo.

Imita a un perro

-Pues tú médico o ingeniero, todos los chicos pensáis igual.

-No, te equivocas, yo de ingeniero...

Imita a un mono

-Que raro que haya un mono por aquí. -Sí, es un mono.

Será la Chita de Tarzán.

-Anda, déjalo.

-¿No decías que era un sitio tranquilo y silencioso?

-Y lo es pero hoy no sé que pasa.

Bueno, yo de ingeniero médico nada, lo mío periodista.

-¿Periodista? -Sí, pero los de la calle,

no los que están en la redacción.

-Escucha, un gato. -¿Gato?

-Sí, lo oigo perfectamente, un gato.

Pobrecito, debe tener hambre. -Déjalo.

-Yo entiendo de gatos, eso es que tiene hambre.

Imita a un gato

-¿Por qué no vamos a buscarle? Debe ser una cría.

-Déjalo, cualquiera se pone a buscar un gato por aquí.

-Pues a mi me gustan mucho los gatos, sobre todo cuando son pequeños

y me dan mucha pena. -Yo no hago más que oír ranas.

-Como te decía, yo periodista de calle,

de los de viajar, de irme de corresponsal.

Imita a una oveja

-Jo, tía, esto parece Safari Park. -Sí, es una oveja,

pero suena raro como si estuviera en las ramas.

-¿Cómo en las ramas? -Sí, ¿no lo oyes?

Suena el balido como si estuviera alto, arriba.

-Sí que es raro, es la primera vez que oigo balar a un jilguero.

-¿Quieres tomar algo? -Bueno.

-Las cokas estarán fresquitas, aquí se conservan muy bien.

Imitan a todos los animales

-¿Qué haces tú aquí?

¿Dónde está el mono?

Esto parecía el Arca de Noé.

-Beatriz se ha ido esta tarde con un chico en una moto.

-¿Es verdad?

¿Quién es ese chico? -Un amigo.

-¿De la pandilla? -De la pandilla no.

-Tú, cállate, Tito, tu hermana tiene boca.

-¿De qué le conoces? -Me lo han presentado.

-Van en moto. -Qué te calles, Tito.

-Si va en moto, es un chico mayor. -17 años.

-Tito, ve a dormir. -Vete a tu cuarto y ponte el pijama.

-Yo quiero ver la peli. -La película tiene dos rombos.

-No quiero. -Vamos.

-Vaya con la mica ésta, con sus 14 años recién cumplidos

e irse en moto con un desconocido. -Calla, Carmen, déjame a mi.

Mira hija, pienso que eres demasiado joven

para salir con chicos de 17 años.

Tienes tu pandilla, tus amigos y con ellos te diviertes y ya está,

pero salir sola con chicos desconocidos...

-No es un desconocido, se llama Rafa. -¿Le conocemos nosotros?

¿A él, a su familia?

-Ha venido a pasar unos días con sus tíos, es de Madrid.

-Cómo si es de Tegucigalpa.

¡En qué cabeza cabe irse con un chico en moto!

¿Adónde? -A dar un paseo, eso no es malo.

-No es cuestión de que sea bueno o malo,

es simplemente imprudencia.

Piensa que no es normal que vayas a pasear en moto

con un chico mayor que tú y del que no sabemos nada.

-Yo sí sé, quiere ser periodista. -Y le dan miedo las ranas.

-Cállate, imbécil.

-Mamá, no encuentro el pijama. -Coge uno limpio del armario.

-Esto se ha acabado, con ese chico no vuelves a salir sola.

-¿Por qué? -Porque lo digo yo.

-Pues buena está la vida ahora, ¿o no lees los periódicos?

Como para estar saliendo en moto con chicos por ahí,

ni hablar.

-Déjame en paz, quiero estar sola.

Chanquete.

Buenos días, compañero, sube a bordo.

Hoy toca colada.

¿Qué te trae por aquí?

Oye, Chanquete, quería preguntarte una cosa.

Habla que te escucho.

¿Tú has tenido muchas novias? ¿Novias o mujeres?

¿Para ti qué es una novia? Pues a la novia...

la miras, la sigues, la respetas...

La sientes aunque estés en otros mares.

La novia es como algo tuyo que ni coges ni dejas,

es como una sombra que te acompaña siempre

cuando te embarcas, cuando echas las redes,

cuando las olas te levantas hasta donde crees que no puedes bajar...

La novia luego es una esposa, una compañera fiel

y una espera paciente.

¿Cuántas novias has tenido?

Pues las suficientes, una.

¿Y si te la hubieran quitado? ¿Quitado?

¿Qué hubieras hecho?

Pues, primero, estaría seguro de que era la mía,

la única, la verdadera,

y luego, buscaría la certeza de que me la habían robado.

Sí, pero, ¿y si te la hubieran quitado?

Mira, "que ni el viento la toque, ni mirarla,

mujer, mi varadero, ni cantarla

porque amarga es mi voz más yo la canto.

Que ni el viento la toque porque tiene pena de muerte el viento".

Jo, Chanquete, qué bonitos versos.

¿Te gustan? Sí, mucho.

¿Por qué no los recitas otra vez? ¿Quieres aprenderlo?

A ver, "que ni el viento la toque, ni mirarla, mujer, mi varadero".

"Que ni el viento la toque, ni mirarla, mujer, mi varadero".

"Ni cantarla, porque amarga es mi voz más yo la canto".

"Ni cantarla, porque amarga es mi voz más yo la canto".

"Que ni el viento la toque..." "Porque tiene pena de muerte"

Eso es, buena memoria.

Chanquete, Chanquete...

Tienes compañía.

Ostras, Pancho, no quiero que me ve aquí,

antes me vio y le dije que iba al puerto.

Quédate ahí.

¿Chanquete? ¿Qué pasa, hombre?

¿Puedo subir? Vamos, sube.

Ven conmigo.

Escóndete ahí, en el puente.

Se siente la marejada, compañero.

Hoy todos los barcos vienen a amarrar a este viejo puerto.

¿Qué te pasa? Cuéntame.

¿Tú que harías...? No te pares.

¿Tú que harías si te hubieran quitado la novia?

"Que ni el viento la toque, ni mirarla, mujer, mi varadero,

ni cantarla,... "Porque amarga es mi voz

más yo la canto, que ni el viento la toque

(A LA VEZ)"porque tiene pena de muerte el viento si la toca".

¿Tú que haces aquí? Lo mismo que tú, me parece.

¿Esos versos? Te los tendrás que aprender.

¡Qué par de bergantes estáis hechos!

Compuestos y sin novia.

Hola. Hola, chicas, ¿cómo estáis?

-Bien. -Bien.

¿A qué viene tanto misterio? Nada.

¿Queréis contarme algo y no sabéis cómo empezar?

¿Puedo ayudaros?

¿Se trata de algo con un chico y una moto?

¿Cómo lo sabes?Mete mucho ruido esa moto para un pueblo tan pequeño.

Bueno, mis padres no me dejan salir sola con esa chico.

¿Por qué? Porque es mayor para mí

y porque no le conocen de nada.

Y vosotros, ¿de qué le conocéis? De nada, ligamos, ¿verdad?

-No, ligaste tú, a Bea le moló Rafa y a Rafa le moló Bea,

se miraron, se gustaron y como en las películas.

Flechazo, ¿no?

¿Te gusta de verdad ese chico? No sé, es muy guapo.

-Está como un tren y con la moto que tiene...

-Además habla de otras cosas que los de la pandilla, sabe mucho.

A mis padres lo que les cabreó es que nos fuéramos en la moto.

-Lo que pasa es que a todos los padres

lo único que les importa es que nos quedemos embarazadas.

-Y que aprobemos todas las asignaturas

y que no nos quedemos embarazadas antes de tiempo.

-Lo cuál es una bobada porque ni Bea ni yo hemos tenido la regla.

Cosa que ellos saben perfectamente,

y preocupaciones lógicas por otro lado.

¿Sabéis que estoy haciendo? Sí, preparando un cuadro.

-Y no se tarde poco. Claro, es que es muy importante

porque sino se prepara el lienzo, sino se le da textura y firmeza

la pintura no agarra bien.

No queda más remedio.

La tela hay que tratarla antes de ponerse a pintar

y hay que tratarla bien, además, con cuidado, paciencia,

con limpieza, con amor,

un poco como a las personas cuando tienen vuestra edad.

Eso es lo que con mejor o peor fortuna hacen vuestros padres,

preparar bien el lienzo para que el futuro cuadro que seréis vosotras

sea el más bonito, el más puro, el más maravilloso del mundo.

Por eso, cuando creen que algún material va a dañar el lienzo

lo que intentan es apartarlo o dejarlo en blanco.

Eso puede ser injusto porque a veces pueden estar equivocados.

Pueden, claro que sí, pero siempre les guía la buena fe,

pintar un cuadro siempre es un acto de amor.

¡Qué cursi me estoy poniendo!

Vuestra capacidad de aguante es infinita, muchachas.

¿Qué dicen de esto la pandilla? ¿Los chicos?

Están cabreados. -Pancho y Javi celosos.

Normal. ¿Por qué?

Yo no soy su novia, ni de ellos ni de nadie.

Ya, pero te consideran como algo suyo y temen perderte.

Ese material no les molesta a mis padres,

les gusta para el cuadro.

-Lo mío si que es grave, yo no ligo pase lo que pase.

Yo no gusto a los tíos.

Es que hay obras de arte que tardan más tiempo que otras en realizarse,

pero al final pueden resultar más bellas que ninguna,

es cuestión de paciencia.

Yo como la catedral de Burgos que tardó dos siglos.

¡Vaya un panorama!

¿Me ayudáis? Hay que preparar el cuadro.

-Diez puntos de cadeneta para empezar -Eso ya lo sé,

y ahora una vuelta de punto enano. -Exacto,

y cuando tengas tres centímetros empiezas el calado.

-Mira, ese debe ser, mira tu hija y su amiga con quién están.

-Ese debe ser el de la moto. -No tiene pinta de sátiro.

-Mirar, el de la moto.

-Bea ha dicho que como nos enganche nos va a zurrar.

A mi ese tío no me da miedo. -Vete a ver qué dicen.

-Para que me forren a mi primero, ni hablar.

-Entonces, ¿a las 19:45 en la puerta del cine?

-No, mejor dentro.

-Sátiro no será pero nos puede servir para un circo.

-En en bar, por ejemplo. -Vale.

-Mis padres no hacían más que mirar, estaba negra.

-Los que están negros son esos, mira cómo sufren.

-¿Qué vas a hacer? -Como no me dejan estar con él,

si tú no vienes me llevaré a Tito. -Vaya, se va a chivar de todo.

-Tito, te invito esta tarde al cine. -¿Qué ponen?

-Una muy divertida, "No os comáis las margaritas".

-Esa me mola.

Haciéndome la competencia. Buenas tardes, pintora.

Lo mío va de brocha gorda.

A ver si saco un poco de rendimiento a mi hermana la pequeña.

¿La va a vender? No, venderla no,

alquilarla, quizás.

Nunca me desprendo del todo de lo que ha significado algo en mi vida,

y mi hermana, la pequeña, ha pasado mucho a mi lado,

buenos y malos ratos. Eso no se olvida.

Unas perras siempre le vendrán bien a un viejo marino como yo.

¿Ha visto a los chicos? Creo que hay marejadilla.

Se refiere a lo de Beatriz, ¿no?

Son cosas que pasan.

Vinieron a verme Pancho y Javi. A mi las chicas.

¿Sabe lo qué pienso? Que todo este asunto es bonito

porque en el fondo los chicos, y sin ellos darse cuenta,

están defendiendo la homogeneidad de la pandilla,

están intentando que el grupo no se rompa.

Sí, los pescaditos han empezado a luchar demasiado pronto

contra una ley de vida.

No creo que la sangre llegue al río, todo volverá a su cauce.

De eso estoy segura pero ha surgido el primer síntoma

y era lógico que sucediera con Bea, pronto será una mujer

y lo que no pase ahora, pasará el verano siguiente

y a Bea ya no le interesan ni Javi, ni Pancho, ni Quique...

Ni nosotros. Ni nosotros.

Le molarán otros chicos mayores que ella,

tendrá otras relaciones, otros problemas.

Eso será el verano que viene, pintora,

ahora estamos en este y va a ver marejadilla.

¿En el Mediterráneo? No, en el cine de verano,

que hasta aquí me han llegado las ondas.

-¿No esperamos a Javi y estos? -Pues que vengan, a mi...

-Mira, Desi. -Estoy con mi tía, suerte.

-Hasta luego, Bea. -Adiós.

-¿Por qué te desea suerte? -¿Compramos pipas?

-¿Por qué te desea suerte? -Las compro yo

y si no haces más preguntas tontas te compro un choco, ¿vale?

-Una chocolatina y una bolsa de pipas.

-¿Y éste? -Si no lo traía, no me dejaban venir.

-Tú eres el que el otro día hacía el gatito.

-Sí, pero ya no lo voy a hacer más.

-Desi está con su tía. -Qué me importa Desi y su tía.

Yo lo que quiero es salir con tu hermana.

-Pues mi madre ha dicho que... -Tito, ¿quieres unas patatas?

-Sí. -Una bolsa de patatas.

Que empiece ya, que el público se va,

la gente se marea y el público se mea.

-Me voy con ellos. -No, Tito, Tito, ven.

Ven aquí.

No puedo.

-"Hola" -"¿Vive Loren Mackey?"

-"Sí, pero no está, ¿si quiere hablar con mi madre?"

-"Sí, si no está ocupada". -"Está vistiéndose nada más".

-"¿Qué le pasa?" -"Nada".

-"¿Por qué está enjaulado?" -"Para que no se escape".

-"¿Os enjaulaban?" -"No, sólo a él".

-"Usted no es la señora Linsen". -"No, ¿usted es la señora Mackey?"

-"¿Para qué quiere mi madre que vea usted a mi marido?"

-"Por que he escrito una comedia, le voy a contar el argumento".

-"Tengo una prisa enorme".

-"¿Quiere que me lleve a los chicos al parque?

-"Escucha, yo no soy un hombre irracional".

-"Aquí la tengo y quiero una opinión"

-¿Qué quieres? -Voy a decir una cosa a mi hermana.

-¿Qué quieres? Cómo te vuelvas a marchar se lo digo a mamá.

-Con qué a mamá, ¿eh?

-Dice Javi que si ya sois novios. -Dile que es un amigo y nada más.

-Hola.

-¿Qué tal? -Quédate aquí conmigo, por favor.

-No puedo, estoy con mi tía. ¿Dónde está Tito?

-Se ha ido con esos.

-Anda, no seas así, ya verás, te vas a acordar.

-No puedo, menuda es mi tía, da más guerra que un niño.

Me ha mandado a por un paquete de pipas, vengo luego, ¿vale?

-¿Otra vez aquí? -Tengo que hablar con mi hermana.

-Dice Pancho que te vengas con nosotros, hay sitio.

-No puedo, estoy con éste. -Si no te vienes con nosotros,

ya no eres de la pandilla. -Bueno, me da igual.

-Hola. -Hola.

-Sólo puedo estar un momento, ¿cómo va esto?

-Quédate, no te vayas, Desita, se van a enterar mis padres.

-No seas tonta, yo me voy, ya me contarás.

-¡Vaya nochecita!

Canción en inglés de la película

-"En ese caso estoy segura que lo comprenderá"

-Anda, bébete este vaso de leche y tómate estas galletas.

-No tengo ganas de tomar nada. -¿Qué te duele?

¿El estómago o la tripa? -La tripa.

-Claro, os pasáis dos horas con el bañador mojado.

-Me voy a la cama, si te apeteces lo tomas, sino, lo dejas.

Si te duele más, me avisas.

-Hasta mañana, cielo.

-¿Mamá? -¿Qué?

-No voy a salir más con ese chico. -Me parece muy bien.

Hasta mañana. -Hasta mañana, mamá.

-Tómate la leche, Tito. -No.

-¿Mamá? -¿Qué?

-¿Mamá? -¿Qué?

-Qué te tomes la leche. -No me gusta.

-¿Mamá? -Ya voy hija, ya voy.

-Agustín, abre. -Un momento.

-Tengo prisa.

-¿A qué viene tanta prisa? -Déjame pasar.

-¿Qué hay? Gran hombre. -Hola.

-Agustín, Beatriz ya es mujer.

-¿Todavía no te has tomado la leche? -Ni pienso.

-¿Por qué? -Porque no me gusta, sabe a vaca.

-Buenos días, papá. -Buenos días.

-Oye, Piraña. -¿Qué?

-¿Tú crees que Bea era mujer cuándo nació?

-¡Qué chorradas dices!

-Te lo pregunto en serio, ¿crees qué era mujer cuándo nació?

-Pues claro.

-¿Y hace un año? -¿Hace un año qué?

-¿Mi hermana era mujer? -Tú estás mal, claro.

-Y ayer, ¿mi hermana era ayer mujer? -Pero, ¿qué le pasa a éste?

-De verdad, ¿era ayer mujer mi hermana?

-¿Te quieres quedar con nosotros? Claro.

-Pues no, os equivocáis, mi hermana es hoy mujer.

-¿Qué dices? -Lo sé, Bea se hoy mujer,

y lo de antes no sirve.

Se lo ha dicho a mi madre y a mi padre.

-¿Qué lo de antes no sirve? -No, sirve lo de hoy.

-Vamos a verla. Espera, pero de uno en uno.

A ver que la notamos, yo primero.

-Buenos días. -Buenos días.

-Hasta luego. -Hasta luego.

-Buenos días. -Buenos días.

-Hasta luego. -Hasta luego.

-Hola, ¿no te bañas hoy? -No.

-¿Por qué? -Porque tengo catarro.

-Yo no noto nada, está igual. -Está de buena como siempre.

-Ahí viene Desi, a lo mejor ella sabe algo.

Desi, Bea es mujer desde hoy y lo de antes no sirve.

-¿Cómo? -Se lo ha dicho mi madre a mi padre.

Que Bea ya es mujer.

-No entiendo nada pero aquí pasa algo.

-Mira, ahí van esos, vamos.

¿Qué pasa tíos? ¿Sabéis una cosa?

Beatriz es mujer desde hoy, se lo ha dicho mi madre a mi padre.

Claro, por eso no se baña. ¿No se baña porque es mujer?

-Porque estará con el mes. -¿Qué mes?

-¿Con el de agosto? ¿Estáis tontos o qué?

Con el periodo, Bea tiene el periodo.

-¡Ah, claro! El periodo. -¿Qué periodo?

-Sí, hombre. -¿Qué periodo?

-Explícaselo tú, Javi. La regla, Bea tiene la regla.

Pero, ¿qué regla? ¿No sabéis qué es la regla?

-No.

La regla es una cosa que les pasa a las mujeres todos los meses,

que sangran y eso.

¿Sangran? Sí.

¿Mucho? Bastante, creo.

¿Todos los meses? Sí, todos los meses.

¿A la misma hora? No lo sé, más o menos,

por eso se ponen compresas.

-¿Por qué sangran? -Porque es su obligación.

Eso quiere decir que yo pueden tener hijos.

¿Mi hermana si quiere puede tener hijos?Claro.

(Desi)

-¿Qué quieres, Tito? -Nada, que ya sé lo que te pasa,

estás en el mes de las mujeres. -¿Cómo?

-Qué estás con el periódico.

Hola. Hola.

Hola.

¿Te vienes a dar una vuelta? ¿Con quién?

Con nosotros. Con la pandilla.

-Esperadme.

"Que el viento la toque". "Ni mirarla, mujer, mi varadero".

"Ni cantarla, porque amarga mi voz yo la canto".

"Que ni el viento la toque".

"Porque tiene pena de muerte el viento".

Subtitulación realizada por Lorena Torres Sánchez.

  • Capítulo 7: "Beatriz, mon amour"

Verano Azul - Capítulo 7: "Beatriz, mon amour"

09 jul 2014

Beatriz conoce a Rafa y entre ellos surge algo más que una amistad. La pandilla, ante ese incipiente amor, siente un cierto malestar, especialmente Javi, también enamorado de Beatriz. Al final todos admiten que Beatriz ha dejado la infancia para pasar a la adolescencia.

Histórico de emisiones:

22/11/1981

 

ver más sobre "Verano Azul - Capítulo 7: "Beatriz, mon amour"" ver menos sobre "Verano Azul - Capítulo 7: "Beatriz, mon amour""

Los últimos 43 programas de Verano azul

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios