Trabajo temporal La 1

Trabajo temporal

Fuera de emisión

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3655158
Para todos los públicos Trabajo temporal - Santiago Segura y Ángel Llácer - ver ahora
Transcripción completa

Bienvenidos a Trabajo Temporal. Hoy Santiago Segura vivirá

una intensa jornada laboral como empleado

de la construcción. -¡Hombre Santiago!

-De TVE de Trabajo Temporal. -Buenos días.

Aquí es, pero a menuda hora llegas.

-Tendrá que esforzarse duramente para estar a la altura.

-¿Tú viniste sin la familia al principio?

-Sin familia. -¿Cuánto tiempo estuviste solo?

-Siete años. -¡Siete años!

-Le espera el desencofrado.

Una de las tareas más peligrosas en una obra.

-¿Habéis tenido algún accidente verdad?

-He tenido uno de tres días en coma.

-¿Tres días en coma? Me estáis animando.

-Compartirá mesa e intimidades con sus nuevos colegas.

-Alguna hermana soltera, la verdad es que no.

Intentaría no presentartela si la tuviera.

-El popular director deberá hoy obedecer y agradar

a sus superiores. -Eso es porque eres buen

jefe Benito. -La pelota con los de fuera,

no conmigo. -Ladrillo a ladrillo obtendrá

la satisfacción del trabajo bien hecho.

-(GRITA) ¡Santiago! -Bajo, he acabado la pared.

-Sí. Mientras que no se caiga.

-Ángel Llacer por su parte

conocerá de primera mano el trabajo que hay detrás

de un vaso de leche. -Hombre un ser humano.

-¿Qué pasa Ángel? -¿Dónde estoy?

-Estás en medio de un campo, de una granja.

Vas a tocar tetas de cuatro en cuatro.

(Risas)

-¿Aprenderá los secretos del ordeño?

(Grita)

-¿Una vaca cuántos litros da? -Una media de 30 l, 32.

-Deberá emplearse a fondo para ganarse el jornal.

-Aprieta. No decías

que todo era mecanizado. Aprieta.

No cobras. Ni un euro cobras.

-Tú les pegas cuatro voces y ellas te entiende.

-Para allá no.

Estoy pisando mierda todo el rato.

-Compartirá un almuerzo para reponer fuerzas y conocer

los riesgos de la profesión. -El toro suizo si te pilla

es que te come. Me pegó dos viajes...

me echó a otro corral, si me caigo allí me come.

-¿Esto qué quiere decir? ¿Vamos a inseminar una vaca?

-Una no, dos. Tú una y otra.

-Tendrá que aprender rápido. -El piercing vacuno

a mí me perturba. -Y dejar sus miedos

de lado si quiere ganarse la confianza de todos.

-¡Pero qué me está mordiendo la mano!

-Un día inolvidable en su jornada de Trabajo Temporal.

-Ángel Llacer, actor,

director teatral y presentador de televisión nació hace

42 años en Barcelona. A lo largo de su vida profesional

ha tocado muchos palos y siempre con ganas de aprender.

-Ahora se va.

-Lo que dudamos es si a partir del Trabajo Temporal

de hoy Ángel Llacer comenzará a tomar el café solo o con leche.

-Santiago Segura, director

y productor de cine, guionista, actor, en fin...

todo un hombre espectáculo que nació en Madrid

hace 50 años. Aunque parece que duerme

no es así, está en pleno proceso creativo.

Santiago Segura se enfrenta

a su Trabajo Temporal, quiere dar lo mejor de sí

en su nuevo destino profesional y ser también el número uno.

Lo que no sabe es que le va a quedar poco margen

para la creación.

-Hombre. Un ser humano.

-Qué pasa Ángel. Buenos días.

¿Qué tal? -Buenos días.

¿Dónde estoy? -Estás en medio del campo,

en una granja. -Me han dejado aquí.

¿Usted quién es?

-Soy Pablo Pérez Zedillo responsable de la granja

Hermanos Pérez Zedillo. -¿Y en esta granja que hay?

-Hay vacas. Te ofrezco una jornada

de trabajo muy saludable. Dónde vas a tocar teta de cuatro

en cuatro.

(Risas)

Y vas a sacar leche. -Sí.

-Lo que pasa que según vienes así...

-¿Me vas a vestir como tú? -Más o menos.

-¿Me voy a ensuciar? -Por supuesto.

Y vas a salir tibio de mierda de vaca que no veas.

-Bueno pues yo me voy a mi casa.

-No. No. Para acá. Vamos.

Te cambias, te presento a mi gente.

-Ahora nos hacemos amigos y luego ya veremos si al final

del día seguimos siéndolo. -Si te portas bien...

-Bueno, bueno..

-Bueno. Ya estoy. ¿Cada vez nos vamos a saludar

así? He visto que tenéis calendarios de tetas

que no son de vaca. -Eso es más original todavía.

Más natural. -Esto es muy catalán.

(Risas)

-Soy taurino y me gusta el fútbol.

-Si te gusta el fútbol tienes que ser del Barça.

-¿Cómo voy a ser del Barça? Que no hombre

que no. Que soy del Madrid.

Soy blanco. -De ahí viene lo de las vacas.

Perfecto. ¿Vamos para allá?

-Vamos. Te voy a presentar a mi hermano

que está con el ordeño.

-¿Pero estoy bien o no estoy bien?

-Perfecto. Genial.

Te vas a poner goloso ahora.

-¡Hombre Santiago! -Hola buenas.

¿Es aquí lo de TVE lo de trabajo temporal?

-Aquí es. Pero menuda hora llegas.

¿Te has quedado dormido o qué?

-No. No. A la hora que me han traído.

Yo se lo recuperó la comida si hace falta.

-A ver si es verdad. -¿Este es el trabajo?

-Sí. Aquí es donde vas a empezar

a trabajar de verdad. No sé cómo trabajas...

-Un poco más glamuroso. ¿Esto qué es de obrero

directamente? -Peón de la construcción.

-Peón de albañil. Pues nada, lo que haga falta.

Me cambio entonces. -Tenemos ahí la ropa.

-Muchas gracias.

-Ten cuidado no te vayas a caer antes de empezar

el trabajo. -Lo cubre el seguro.

¿Esto que son los camerinos? -Sí.

Aquí te vas a cambiar. Ahí tienes la ropa y todo.

-Muchas gracias. -Cuando estés preparado me avisas.

-Ya está. -Menos mal.

Ya está bien. -¿Me vais a dar un cursillo

o algo? -Un cursillo.

Lo primero la seguridad. -Sin enseñanza previa ni nada,

directamente. -Trabajando vas a aprender.

-Sí, sí. Muchas gracias.

-Ahora te enseño el corte.

-A ver. -Ya estamos con las tetas.

-Cómo estás, qué tal tú por aquí. ¿Qué haces tú por estos lares?

-Vengo a ordeñar vacas por ahora.

-Pues vamos al lío. -Ángel yo me voy.

-Usted no se preocupe capitán. -¿Vienes dispuesto de verdad

a ordeñar? -Sí.

-Te explico cómo funciona la unidad.

La coges con la mano izquierda y después darle aquí.

-Vale. -Hazlo tú.

-Yo lo coloco. -Procura ponerlo de la punta

de arriba. -¿De aquí?

-Ahí está. -Venga.

Esto ya está ordeñando. Esto ya está sacando leche.

A ella le gusta que le ordene. ¿Puedo tocar ahí?

-Sueltala que se tiene sola. -¿Y todo esto de aquí?

Está caliente. -Es leche.

Está cargada la ubre. -¡Qué teta!

¿Y le puedo tocar y no pasa nada?

-Nada. -Esta vaca ¿Cuánto me va a dar?

-Ya te lo marca el medidor. Cuando terminas te marca.

Te va marcando la producción. -Llevamos 1 l.

¿Una vaca cuántos litros da?

-Depende... del tiempo que lleve parida.

-Está me está sacando leche así.

¿Puedo hacerlo así? -¿Qué quieres ordeñarla a mano?

-¿Cuántas veces hay que ordeñarlas al día?

-Dos veces. A la mañana y a la tarde.

-Éstas vacas luego volverán a la tarde.

¿Cuántos litros te va a dar? Lleva 1.5 l.

-Una media de 30 l. 32. -Esta es una buena vaca porque

lleva...15. -Cuando terminan

se van retirando las unidades y te va marcando la producción

ahí. -Ésa vaca ya no nos sirve

mucho. Que se vaya.

La primera vez que ordeñaste una vaca ¿qué edad tenías?

-Fue manual. Con mi abuelo.

Me cogí en brazos y ordeñábamos la vaca a mano.

-¿Y tú qué edad tenías? -Tendría cinco o seis años.

-Con tu abuelo ya ordeñabas vacas.

-Claro. Es que no había otros medios.

No había máquinas como ahora. Mientras hables y trabajes

no hay ningún problema. Aquí hay que currárselo.

-Perdona si no he parado, desde que he llegado no he parado.

Ya tengo 30 vacas ordeñadas. Una vez ordeñadas

lo que hay que hacer es ponerle yodo para que no se infecte

la ubre. Así.

Las dejas llenas de yodo. Y así ya nos infecta.

Eso está clarísimo. Y así en todas las vacas.

Tienen tanta leche las vacas, que pierden leche.

-Tú no te preocupes que si tienes la mano aquí no

te va a hacer nada. Problema es que metas la mano...

(Grito)

-Bueno vale.

(Grito)

-Qué exagerado. -Que me viene toda la leche

a la cara.

-Están contentas las vacas. -Y si le cantas un poquito

más todavía. -Yo les canto...

#Tengo una vaca lechera...

#tengo 400 vacas lecheras #no es una vaca cualquiera

#me da leche merengada #ay qué vaca tan salada

#tolón tolón#

-Mira Santiago el es Mohamed. -Qué tal Mohamed

¿cómo estamos? -Bien.

-Te va a enseñar a hacer la pasta.

-Pasta de la de... pero esto es muy moderno.

-Te dejo a Moha. -Santiago coge

de ahí. -¿De aquí?

-O sea que ya no hay hormigonera. -Sube para arriba.

Levanta hacia arriba. -¿Del todo?

-Vale. Y dale al botón.

Abre un poco más.

Espera. Cuando vemos

que esté más blando o más duro. Mueve un poco cemento para allá

y para acá. Ahí.

-Lo que pasa es que luego esto no tendremos que llevarlo

nosotros ¿no? Entonces ya está. Ya hemos cargado bastante.

-Tenemos que llenarlo. -Pero luego no vamos a poder

con ella. -Sí.

Con la grúa. -Con la grúa lo que haga falta.

No vamos a llevarla a mano. -Ya me habías asustado.

Yo es que los riñones... -Dale una ostia aquí

para que baje el cemento. Fuerte.

-Ahí está. -Vale.

-Mohamed ¿ya eres español?

¿desde hace cuanto?? -Casi 15 años.

Con la nacionalidad. -Tú viniste sin la familia

al principio. -Vengo sin familia antes.

Solo. -¿Cuánto tiempo estuviste

sin familia? -Siete años.

-Los momentos difíciles que pasa uno estando solo

en un país que no es el suyo. -Hay veces que está

solo y te quedas trabajando todo el día, vienes por la tarde,

te tienes que abrigar, lavar, hacer la comida.

-¿Viniste con el idioma sabido o no?

-No. Sólo sabía hola. -¿Y siempre trabajando

en construcción? -Sí.

-Perdona la indiscreción Mohamed ¿pero viniste de ilegal

sin papeles ni nada? -Sin papeles.

Con visado, de vacaciones. -Pero trabajabas.

¿Tenías miedo? De ser ilegal... -Venía a cambiar la vida.

Como lo ven país a los niños que vienen y bajan otra

vez. Cambiamos la vida.

-Sería para ti una liberación cuando te legalizaron y tener

los papeles. -Claro.

Cuando hacen los papeles estás mejor que sin papeles.

Sin papeles siempre tienes miedo.

(GRITA) ¡Cemento! ¡Vale, está el señor Santiago

haciéndolo, el nuevo! -Está quedando de lujo esto.

Un cemento de los buenos. ¿A qué hora se come aquí?

-A las dos. Anda que no te queda nada.

Muévete un poco más, para que luego puedas

comer bien. -Hambre ya tengo.

-Pásate al otro lado, por ahí.

Despacito para que no se caiga. -Tú quieres mancharme

Mohamed. -Hay que trabajar.

Por aquí. -Que no, que le veo.

Eres poco cabrón. Trabajar vale, pero

esto es una novatada. -Todo el día la obra, si pareces

un trabajador como nosotros. -Me querías un poquito...

ambientar. Que cabrón.

-Mira los cabrones que están viéndote trabajar allí.

-Sí. Se ríen de mí.

Si me llegan a decir por la mañana que vengo a esto,

yo no lo sabía Mohamed. Me has manchado hasta

las gafas, que son progresivas. -Tienes que aprender.

Engancha, nada más que sujetar.

Ahí. Suéltalo ya.

-Ya está bien para una mañana. Tú trabajas limpio.

-Ha sido Mohamed, ponte ahí,

ponte ahí. -Vamos a currar un poco.

-Me ha contado su vida y me ha entretenido

un rato.

-Ahora qué vamos a hacer? -Vamos a verter al carro

la comida. Y aquí se echa el pienso,

se echa alfalfa. Se echa silo triticale,

silo de maíz y cebadilla. -Como un batido.

-Lo pica, y muele todo y sale toda la comida

homogénea. Y luego se echa en la pesebrera

para que coman. -Veo que está todo

como muy mecanizado. -Hay cosas que sí, y cosas

que no. Ya verás cómo hay que hacer

cosas a mano. -¿Perdona?

Pero si hasta ahora las máquinas dominaban.

-Tú no te preocupes, que viene la faena gorda ahora.

Hay que sacar mierda, a los terneros con palas,

dar leche terneros, hay que arrimar la comida.

Esto tiene su historia. -Bueno.

Yo estoy preparado para todo, no te creas.

-Se le deja unos 10 o 12 minutos

que lo mueva. -Movido y vamos allí.

Vamos a ir a dar de comer a las vacas.

¿A cuántas vacas a dar de comer?

-200. -¿Y esto da para las 200?

-Esto es una ración.

Por la tarde se echa otra. -Vale.

Comen dos veces al día. Por la mañana y por la tarde.

-Luego a las seis de la tarde otra vez.

-¿Es muy caro esto? -La ración sale entre siete

u ocho euros. -O sea el menú

de la vaca son siete u ocho euros.

¿Y por vaca cuanto ganas? -Eso ya...

-¡Habrás hecho el cálculo? -Ahora mismo está la leche

muy barata, 30 céntimos. Eso es una miseria.

-Claro. A veces veo por la tele que tiran

la leche por la calle. -Esto es una miseria.

Estamos cobrando por la leche igual que hace 20 años.

-Tú le das cuatro voces y ellas te entienden.

(Grito)

-¿Algo así? -Algo así.

Lo que sea. Venga para dentro.

Para allá no. Estoy pisando mierda todo el rato.

-No pasa nada aquí te vas a poner limpito.

-(GRITA) ¡Vamos vacas!

Ya se ponen ellas. -Ahora a hacer más ejercicio.

Vas a tener que coger el cepillo y arrimar la comida.

-Yo lo hago. ¿Todo eso?

-Tienes aquí 80 m. Yo tengo que hacer tarea.

-Me dejas solo. -Tú solito.

Ahora vengo a verte. -Qué simpático eres majo.

Me ha dejado aquí solo. Toma.

Pues ya me lo podéis agradecer porque os estoy acercando

la comida, por lo menos acábate todo lo del plato.

No dejes nada por comer. Me mira con una cara...

no me mires a sí.

Cómetelo del plato. Toma.

Esta me tiene miedo, no me tengas miedo.

Muy bien. Para que podéis comer.

Venga. Debe pensar este que grita

quien es. Soy uno que grita.

¿Cómo te llamas? 3077. No tengáis miedo.

Yo grito pero soy inofensivo. La 7412.

Esto parece la lotería. 9543.

Cómete todo lo que te pongo. 9541.

-¿Qué te pasa Ángel? Aprieta. No decías que toda mecanizado.

Toma. Aprieta.

-Que no lo estoy haciendo mal, que me están comiendo

muy bien las vacas. -Aprieta la comida o no dan leche

las vacas. Y no cobras.

Ni un euro cobras. -El jornal, tenemos que hablar

de negocios. Yo debo tener un jornal,

digo yo. -No entiendo.

-Cada día vengo a trabajar aquí y eso es un jornal.

-Para mí eso es un sueldo. -Yo un mes no voy a estar aquí,

ya te lo digo. Un jornal es de jornada.

Porque es lo único que voy a estar aquí.

Un día yo creo que ya muero. -Aprieta aquí, que coman las vacas

bien si no, no dan leche. Y lo vuelvo a repetir,

que no cobras. Aprieta.

Vienes en baja forma ya.

-Los catalanes somos así vas a cobrar...pan.

-OK. Que un desayuno

de los de antes te vas a llevar. Con buena leche

y de lo que has sacado a las vacas.

-Yo acabo estas 400 vacas. -Para allá y subes para acá.

-Hago eso en un ratillo y luego a desayunar.

En una hora lo tengo hecho. Hasta ahora.

-Santiago te presento a nuevos

compañeros, Carlos. -Qué tal, encantado.

-Juan Luis. -Un placer.

-Te vas a poner con ellos a poner ladrillos.

-Venga. Esto es lo que me da envidia

la construcción, el moreno que tenéis, que parece

que habéis estado en Marbella todo un mes.

-Cógela paleta para extender la pasta.

-O sea la voy metiendo un poco entre las rendijas.

-Esto es lo que hubiera hecho

yo si supiera. Entonces vamos dándole

al ladrillo. -Y lo vas poniendo

así más o menos. -Perfecto.

Esto de la construcción

¿cómo va, ha bajado un poco? -Se ha quedado en la ruina.

-¿Realmente cobrais menos que antes?

-Yo por lo menos la mitad. -La mitad, y trabajas el doble.

-Seguro. -¿No tenéis un transistor?

Esto es un poco triste. -Sólo cantamos nosotros.

-¿Cantáis vosotros? -Somos muy malos cantando

pero cantamos nosotros. -Por mí no os cortéis.

#Tus latidos aceleran

#a mi corazón #Que ironía del destino

#no poder tocarte #Abrazarte y sentir la magia

#de tu olor #Bailando.

#Bailando#

-Y esto ¿os contratan por obras o cómo es esto?

-Tenemos un contrato. -Benito os va llamando según

las obras que tiene. Y como les funcionáis trabajáis

con él. -Sí.

Yo llevo aquí tres años. -¿Es un trabajo que consideras

aburrido? -Yo lo considero un trabajo

muy bueno.

-Señores ¿qué tal va todo?

-Aquí con la tabla de ladrillo intentando no perderla.

-Muy mal no vas.

-Hago lo que puedo. Ya sabes Benito

que yo le pongo interés. -Pensaba que

los del cine y la tele sois más... señoritos.

-Los del cine y la tv son muy señoritos, pero yo no.

Yo soy un tío de barrio. Yo normal.

Además como sólo es un día, pongo mucho interés.

-Vosotros sois como las vacas,

comeis dos veces al día ¿o más veces?

-Las que haga falta. -En Barcelona

cada día ¿también se hace esto? -Qué va.

-¿Y eso? -En Barcelona es otra cosa.

La mierda que se desayuna. Ya me entiendes, esas cosas

del muesli... -El desayuno da fuerza.

-Ahora voy a necesitar fuerza ¿para qué? Vamos por partes.

Ya hemos ordenado las vacas. Ya las hemos traído,

ya les hemos dado de comer. Ahora que se vaya a dormir

tranquilas. -Hay que hacer cosas

con los terneros también. -¿Qué hay que hacer

con los terneros? -Darles leches, a otros

crotalarlos. -¿A qué?

-Crotalarlos, ponerlos el pendiente.

-¿Yo voy a hacer eso? -Claro.

-¿Un piercing? -Un piercing.

-Si quieres uno.

-Y le vamos a adoptar. Ese ya va a ser para ti.

-No. No. Está bueno esto.

Entonces ahora, ¿siempre desayunáis a esta hora?

Una vez hecho la primera parte se desayuna.

¿Qué me está tocando? -Espantagato es.

¿Quieres vino? -Si se tiene que beber

vino se bebe vino. No tengo que coger ningún tractor

ni nada. -Tienes muy buena forma física.

-¿Yo? Lo que pasa que yo no tengo miedo a nada.

-Eso dice mucho. Suerte vas a tener.

-¿Por qué? -Porque no has tenido ningún

percance, yo. Si tuviera pillado el toro...

un día estaba comiendo, y nada más entrar se sale.

Y cuando le veo detrás de mí. Me pegó dos viajes,

me echó a otro corral. Si me caigo allí. Me mata.

Me rompió dos costillas. Toro suizo si te tira es que te comes.

-A mí se me ha terminado el vino.

-Toma otro poquito. -Claro.

Yo me bebo esto y bueno... -Pues igual te pones a bailar

y cantar. Lo sabes hacer también.

-No. Yo enseñar. ¿Alguien de vosotros

sabe cantar? -Arráncate un poquito.

-Manuel.

#Vengo del ronco tambor #de la luna

#en la memoria del puro animal. # soy una astilla de tierra

#que vuelve # a su antigua raíz mineral#

-Una maravilla.

No necesitas clases ni nada. Está estupendo.

Brindemos, por Manuel. -Gracias chavales.

-Tienes que decir que por ahora lo estoy haciendo bastante bien.

-Te queda lo más duro no pienses

que has hecho algo. -Has hecho lo más fácil,

tocar teta. -Ya está.

No te creas que es fácil tocar teta, que no todo mundo sabe.

-Hay que saber las tocar. -Eso también.

¿Qué futuro le espera a esta vaquería?

-Pues desde que se jubile este me jubilo detrás de él.

-¿No tienes a nadie a quien dejárselo?

-El problema son los niños cuando se ponen

con 15 o 16, ahí ya se escoña todo.

No hay quien los pare ya. Vamos que se nos va el tiempo

y hay que terminar.

-A continuación Santiago Segura se enfrentará

al desencofrado. Una de las tareas

más peligrosas de la obra. -Esto Costy, es un trabajo fino

por lo que veo. -Compartirá mesa y confidencias

con sus nuevos colegas. -Costy es un romántico.

¿Qué has comido hoy que estás tan buena?

-El popular director deberá obedecer y agradar

a sus superiores. -Eso es porque eres un buen

jefe Benito. -La pelota con los de fuera,

pero no conmigo. -Ángel Llacer descubrirá

de primera mano cómo se insemina a una vaca.

-¿Todo esto es semen? -Deberá superar sus miedos.

-El piercing vacuno a mí me perturba.

-Si dará de comer a los terneros.

#Ay morito como bebes #bebes morito la leche..#

-Muy buenas señor.

Me llamo Costy. -Hola que tal.

-Teo nuestro compañero. Y vamos a empezar

hoy a desencofrar. -¿Tu eres qué?

-Costy de Constantin. -Esto es quitar el encofrado,

lo digo para gente que no sabe, yo lo entiendo perfectamente.

-De tanto tiempo ya...

ya estás acostumbrado a eso.

-Es un poco peligroso esto ¿no?

-Sí. -Ha habido accidentes.

-Si no estás un poco con cuidado

si. -¿Has tenido accidentes?

-He tenido uno de tres días en coma.

-¿Tres días en coma? ¿En la construcción?

-Sí. Estaba haciendo un puente.

-Ah un puente, pero desencofrado no.

¿Pero tú accidente fue desencofrando?

-No. Fue fuera de eso.

Haciendo el puente de Bilbao a Portugal.

Estaba trabajando con una maquinaria y bajando

la montaña se quedó sin frenos. Volqué y me rompí la cabeza

de ahí a sí. El hombro y el pecho.

-Nada. -Tres días durmiendo,

descansando. No fue tan grave.

-Yo sí tuve un accidente desencofrando.

Me cayó un tablero y me raspo todo el ojo.

-Te dieron puntos y todo. -Nueve puntos.

-Nueve puntos en el ojo. Me estáis animando.

No pasa nada. -Lo que pasa de 10 puntos

te puede asustar, pero seis hasta 10 está bien...

-Pasando de 10 ya acojona. -Pues vamos a empezar

a desencofrar.

-Esto es un trabajo fino. Una cosa es sutil.

Ya he aprendido. -Le das un golpe.

Con una mano. Y que tenga sitio detrás dónde

correr. No te pongas bajo el puntal.

-Va. -Fuerte, otra vez.

-Bien. -Seguimos. Para otra.

-Ahora hay que tener cuidado. Vamos recogiendo un poco

para poder dar la otra fase. Recogemos un poco

lo que se ha quedado. -Costy ¿te has dedicado siempre

a esto de la construcción? -No.

Lo aprendí cuando llegué a España.

Fui a Rumanía, trabajaba allí. De allí me mandaron a Corea

del Sur que he estado un año y medio.

-¿Y en Corea del Sur que hacías?

-Barcos. -Has pasado de los barcos

a las casas, pero entre medias ¿has tenido algún otro empleo?

Yo es que te veo... -De todo.

De granja, de todo los trabajo que haga falta.

-Me han dicho que eres muy ligón,

que en la obra eres...Casanova. -Mentira.

-¿Estás casado ya? -Estaba casado, he tenido

una relación con una chica, y tenemos un niño.

Pero no funcionó. Y ahora tengo una mujer

muy guapa que es paisana tuya, y ya me tiene un poco,

controlado. Ya me he tranquilizado un poquito.

-Pero al niño ¿le ves?

-Sí, sí. El niño está todos los fines

de semana conmigo. Pasamos mucho tiempo juntos.

Aquí tengo el niño. -O qué guapo ¿que edad tiene?

-Tres años. -Guapísimo ¿cómo se llama?

-Yanis Alexandre. -Costy me he dado cuenta

que los niños cuando son pequeños y les preguntas

¿qué quieres ser de mayor? Siempre dicen

astronauta, futbolista, pero nadie dice quiere ser albañil.

Esto es vocacional, ¿te gusta? -Vocacional, no es un trabajo

que digas voy a estudiar para eso.

Es un trabajo que no haces todos los días lo mismo.

Cada día haces una cosa nueva que no te aburres.

-La cuerda es para proteger las vigas.

-Cuando la viga cae encima de la cuerda y no toque el suelo.

Que se doblan y luego ya no se puede utilizar.

-Ahora quitas esa de seguridad

de ahí. Y tiramos de aquí.

Lo mismo.

-Ángel ahora vamos a hacer una inseminación

a una vaca que tenemos que preñar.

¿Te parece bien? -Sí.

Vamos a inseminar a una vaca. -Una no, dos.

Tú una y yo otra. -¿Y el semen?

-Lo tenemos aquí congelado. -¿Todo esto es semen?

-Sí. Aquí está el semen congelado

de los toros. Tenemos seis toros para elegir,

y cogemos el toro que es más apropiado

para el animal. Cuando se descongela

nos vamos directamente. Y está el esperma del toro.

Con esta dosis es suficiente para preñar a la vaca.

-Aquí dentro está el semen y vamos a meter esto dentro

de la vaca. -Dentro del útero de la vaca.

Porque la vaca nos está esperando.

-Hacemos sólo una. ¿Esto qué quiere decir?

-Enfúndatelo en la mano. -Eso quiere decir...

¿qué va a ir todo esto dentro de la vaca?

-Mete la mano ahí.

Espera que te preparo la dosis. Espera.

-(GRITA) por favor,

que se va a tirar... venga.

Ven aquí. Perfecto.

Había hecho muchas cosas en la vida, incluso he enseñado

a cantar a Bustamante... pero cosas como ésta en la vida.

A ver. Ven cariño.

Ya estamos. Sólo te tengo que sacar

un poco de caca y ya está. ¿Dónde está muy lejos?

-Abajo, con la mano palpando hacia abajo.

-Pero si hay más mierda.

-(GRITA) por favor. Hasta ahora todo iba bien.

Venga.

Dale. Perfecto.

Yo te he limpiado el territorio. -Cuando diga tienes que apretar

el inyector. -Voy.

Voy a inseminar una vaca. -Vaya polvo que has echado

ahora mismo.

-Ahora ya la tenemos inseminada.

-Ahora tira hacia atrás y ya está. -Perfecto.

Yo me quito esto. Que no es muy agradable.

Muchas gracias.

(Risas)

-¿Que huele, a caca de vaca? -Tengo vacas por todas partes.

A vosotras no os voy a inseminar.

Tranquilas.

-Bueno, bueno. No empecéis sin mi hombre.

-Qué pasa. -Me pongo aquí contigo Costy.

-¿Qué traes? -Un bocadillo.

No sabía que iba a hacer un trabajo tan...

-El bocadillo va con el tamaño. -No si de lo que se come se cría.

Está claro.

-Toma parte del mío.

-No. Con este tengo bastante,

no ves que yo estoy un poquito a vuestra sombra.

Tampoco he trabajado tanto. -Estas aprendiendo por la tarde

tenemos tarea. -¿Qué me dices no hay siesta

después de comer? -No hombre.

Estás seguro ya te puedes quitar el casco.

Ya no hace falta seguridad. Ya estás fuera de la obra.

Lo cuelgas ahí. -Jo machos, las mujeres

os cuidan. Ese lleva ahí calamares,

sopa de abajo. Llevas de todo.

Yo creo que te han echado las sobras de toda la semana.

¿Y ahí? Te han puesto paella.

-Paella de lo que sobró el domingo.

-Que se acaba la hora del bocata,

comes un poco lento. -Tú tragas como los pavos.

Hay que masticar 20 veces dice el médico para digerir bien.

A ti te da igual. -¿Tú te crees

que esto es una comida? Una tortilla de 20 huevos

y me la como en un rato. -¿20 huevos?

¿Y el hígado como lo tienes? -Bien.

-¿Alguna hermana soltera? -La verdad

es que no. Pero si la tuviera intentaría

no presentártela si la tuviera.

(Risas)

-Porque tú tienes cara de degenerado.

A saber qué vas a hacer tu con mi hermana.

-Cuidarla. -Lo que deberías hacer

es una película de la construcción.

-Lo tuyo es vicio. Todo el día en la construcción

y luego vas al cine a ver una película de la construcción.

La construcción como telón de fondo se puede poner

una película. Pero como tema la construcción

no se me ocurre nada. Igual con Costy escribimos algo.

-Si me puedes traer la última chica, de la última película

que has tenido... ¿Cómo se llama?

-Anna Simón. ¿Te gusta la Simón?

-Pregunto. -Son muy majas, pero luego

pierden mucho.. Con la cara lavada.

-¿Se cansa rápido? -No.

Anna se pone más guapa aun desmaquillada.

-Eva González de Master Chef ¿me podrías pasar

su teléfono? -Si está casada.

No respetas nada. -Déjalo a mi cargo.

Yo me encargo del novio y de ella.

-Eres un golfo. Como te voy a dar el teléfono

de una amiga. Guapa es un rato.

-Pero para salir un rato por ahí.

-Que no respeta. No tienes conocimiento.

-Es salir. No va a estar todo

el día con el novio. -Esto lo va a ver tu mujer

esta noche y te va a canear. Os venís arriba.

Yo te lo paso luego el teléfono de Eva.

Eva me lo ha pedido Costy, es que mira cómo está.

Me pega un derechazo y me hunde.

Ésa leyenda de los obreros que piropean a las chicas

que pasan ¿es cierto? -Se silba nada más.

-Costy con tu dominio del idioma con que silbes está bien.

Pero me refiero a los que tienen un poco más de labia.

Preguntarle lo que ha comido hoy y porque está tan buena.

-Eso es muy bonito. Costy es un romántico.

¿Qué has comido hoy que estás tan buena?

Y luego le silba y la desencofras.

(Risas)

-Aquilolo.

-Ven.

-Tienes que meterle el dedo... -¿A quién le mete el dedo?

¿En la boca? -Sí.

Y chupa. -Chupa el dedo.

-Cuando se haya acostumbrado se le quita.

-Espérate. ¿Ves? Ya se ha ido.

Déjame a mí. -El busca la teta.

Y mientras... es que es muy listo,

es demasiado listo. -Tengo el dedo metido

en la boca. -Y cree que tienen

la teta de la madre. Quítaselo.

-Si lo quito no me come. -Si come.

Quítaselo. -Ya está.

Venga. -Quítalo.

-Que ya no lo tengo. Lo tengo engañado.

-Perfecto. Cántale.

#Pero mira cómo bebe

#la vaca del barreño #pero mira cómo bebe#

-No puedo más.

-Con el desayuno que te has colocado

¿ya estás agotado? -Creo que tanto chorizo...

-Y tres vasos de vino que te has metido para el cuerpo.

-¿Qué dices? -Cántale al morito.

#Ay mojito como bebe

#Bebe morito la leche #la leche de la vaca calientita#

-Este lleva las orejas ya marcadas y este aún no.

-Porque el que tiene la oreja marcada tiene tiempo.

11 días. -¿Si yo me bebo esta leche

que pasa? -Habrá que cocerlo antes.

-Me está cagando a la vez que está comiendo.

-Igual que las vacas. Según las estás ordeñando

están cagando. -Me está mordiendo.

Pero que me está mordiendo la mano.

-Chupa, chupa.

#Porque estoy con los terneros #todo el día

#y si estás en una vaquería #la siesta no te puedes echar.

#porque esto es muy sacrificado#

(Risas)

-Sujétale que te lo tira.

-¿Pero y qué hago yo? -Sujétale.

-Cuidado. Mírala que mala leche tiene.

¿Por qué haces? Come bien. Es como los niños algunas

comen bien y otras mal. Tengo una en el culo...

por favor. -Se cree que es la teta.

Mira cómo le gusta. Como le gusta a la ternera

la cabrona.

-Santiago vamos a traer un poco de material.

-Al almacén ¿qué está cerca? -Bastante cerquita.

¿qué tal el día de hoy?

-Bien. La verdad es que tienes

una cuadrilla muy unida y muy maja.

Me han tratado con cariño. No me han tirado ladrillos

encima. Me han cuidado.

¿Estás contento con tu gente? -Yo estoy bastante contento.

-Ahora creo que como hay más paro igual

hay más profesionales en el paro. -Eso es.

Ahora mismo te puedes permitir. Se han quedado los mejores.

-Es un trabajo duro a la intemperie.

No es un trabajo fácil. Es un trabajo que exige

físicamente bastante.

-Pedazo de almacén. Por eso te he dicho

yo que viniera Costy.

-No. Tú eres bastante fuerte.

-¿Esto qué es revestimiento? Igual me da alergia,

no da cáncer, amianto. -Vamos a cargar

que no te da nada. Sube arriba si quieres.

Sube arriba y te lo doy yo.

Mételos atrás del todo. -Yo lo que soy una máquina

es manejando el toro. Te lo digo por si necesitas mover

un palet de sitio.

-Hay que ahorrar. -Si lleva gasoil.

-Otro día será. -Benito parece que no pesa

pero tira del riñón. -Bájate y verás

cómo hay que tirar del riñón. Baja.

La próxima vez ya no te quejarás.

Si empezamos con las quejas vamos mal.

-Ya has visto que no me quito el casco ni para ir a mear.

La verdad es que pensaba que iba a ser esto más inhumano.

Eso es porque eres buen jefe Benito.

-La pelota con los de fuera, no conmigo.

-Ya me han dicho que no te dejas hacer la pelota.

-A mí mientras que trabajes es el mejor chaval del mundo.

-Hoy he dicho, os pagarán doble porque viene la tele.

Y dicen: Benito nos descontará el día seguro.

Tienes buena fama Benito. Les tienes acojonados.

-Acojonados no. Ellos saben que tienen

que venir a trabajar. -Este revestimiento

¿para qué es? Sólo acústico. -Acústico, calor, todo.

-Porque huele como oveja podrida.

-Lo hemos tenido en otra obra y se ha quedado fuera.

-Hay que aprovecharlo y darle salida.

-¿No te arrepientes nunca

de no haber hecho arquitectura al final?

-En la vida no hay que arrepentirse de nada.

Ves muchos arquitectos que están parados.

-En casa te ven un año y de repente no vuelves

¿cómo se han quedado tus padres?

Le sentó mal. -Le sentó mal, pero sabiendo

que estaba el futuro mejor. -¿Tienes niños?

-Dos. -¿Y son españoles?

-Uno dice que es español. Yo le digo eres rumano.

Y dice: yo soy español.

-Pero ¿rumano les has enseñado? -Sí.

-Está bien ser bilingüe. -Es una cosa muy buena.

También aprenden inglés, otro idioma para que sepas

un idioma más.

Han aprendido a escribir, a leer.

-Lo que vamos a hacer ahora es lo que más cosa me da.

Porque he ordeñando vacas, no pasa nada.

Les he dado de comer, no pasa nada, les he metido

todo el dedo, la mano entera en el culo.

Y no ha pasado nada. Pero el piercing vacuno,

a mí, me perturba. -Esto tranquilo.

-Esto ¿le duele? -No duele nada.

-¿Tú llevas algún piercing? -No llevo nada.

-¿Por qué? -Porque no me gusta.

-Porque duele. -Tengo que buscar

la 101, si la ves... -Pobres ya saben que le vas

a hacer algo. Aquí es esa, la primera

de ahí. -Ya está.

-Uy pobre. A ver.

Esto a mí no me hace ninguna gracia. No quiere.

-Pues tiene que querer.

-Pero cuando uno se pone un piercing es porque quiere.

Y va a la casa del piercing y se lo hace.

Pero el pobre ternero no quiere. A ver.

¿Yo que hago? -Lo tenéis que poner en la oreja.

-Dime si lo estoy haciendo bien. -Aprieta.

-Le doy. -Aprieta fuerte.

Ya está. ¿Se ha quejado?

-No. -Luego te pongo uno a ti.

-La verdad es que no le ha hecho daño.

Ya llevas otro piercing. Le falta uno aquí.

Ahora te he cogido cariño, tú a mí no.

Mira que moderna.

-¿Has visto que guapa ha quedado?

-La verdad tenía mucho miedo de este momento,

pero no ha sufrido nada, estoy muy contento.

Ya estás marcada. Como todos en la vida.

Esta se la ve más buena. Ven.

Muy bien. Es que es más grande.

Perfecto. Muy bien aquí.

Entonces una grande y una pequeña.

Pongo la grande aquí. Perfecto.

-Vamos a poner la mejor en este lado.

La chica delante. Y la grande detrás.

-Lo he puesto al revés. Vale.

La chica delante y la grande detrás.

-Las dos venitas. -Espera que no entra.

Vale. Voy.

Perfecto. Ni lo has notado.

Espera que no me sale. Vale.

Espera que le pongo la otra. 99.

Esta va adelante. -Grande delante y pequeña

atrás. -Grande delante chiquitita

detrás. -Ni se mueve.

-Vamos a la otra oreja. Tranquila.

Entre vena y vena. Lo pongo aquí fuera

y no pasa nada. Voy.

Perfecto. Ya está.

Muy bien. -La jornada laboral

se ha terminado ya. -Bueno.

Míralo. -Te has ganado sueldo.

-Lo he hecho bien. No me puedes decir

que no lo haya hecho bien. -Ya hemos terminado.

Te puedes cambiar y vas a cobrar.

-Hombre.

-(GRITA)¡Santiago! -(GRITA)¿Si?

-(GRITA) recogiendo. -¿Ya? No ha sonado la sirena

ni nada. -Luego sonara abajo.

-Bajo. He acabado la pared.

-Mientras que no se caiga, está bien.

-Hasta ahora. -Vosotros id terminando quedan

cinco minutos.

-(GRITA) ¡Yabadabadoo!

-A ver si te vas a caer ahora. -Es que Pedro Pica Piedra

también era un obrero de la construcción.

-Menos mal que hemos sacado

el trabajo por la tarde, que por la mañana...

-Nadie nace enseñado Benito. -Me alegro.

-¿Me quito la ropa ya? Como las botellas de litro,

devuelvo el casco. -Vamos.

-Bueno.

Ya estoy ¿qué? Un abrazo. -Genial.

Eres un crack. Yo no esperaba esto de ti.

-¿Por qué? -Porque no te veía fino

para funcionar de la manera que ha funcionado.

Eres un crack. -Cuando quieras yo vuelvo.

Pero yo voy a hacer el truco para ir por la vida, la cuestión

es no pensar. Haz las cosas.

Por ejemplo aquí hago todo lo que he hecho...

cuando llegue a casa reflexionaré y pensaré

¿pero qué has hecho Ángel? En la vida primero hay

que hacer... -...y luego dar el paso y tirar.

-Si lo piensas, entre qué piensas y no.

-Cuando te he visto entrar le he dicho a mi hermano:

lo que nos viene aquí, ya verás este en 10 minutos sale pitando.

-Vah. -Me has sorprendido.

Yo no daba un duro por ti, te he visto tan pijo,

que digo: Este sale corriendo a la primera.

La vaca que hemos inseminado...

como salga preñada la bautizamos con tu nombre.

-Angelita. -Este es el pago que

te voy a dar.

-Este es el jornal. Estupendo.

Cada día que venga. -Leche de vaca que has sacado

tú. Saludable.

-Perfecto. Esto es una maravilla.

Adiós a todos. Muchas gracias.

Este es mi aliado, no como tú que me has puteado.

Que vaya muy bien. Estáis invitados a Barcelona,

vacas no hay. -Esta es tu casa.

Si te quedas sin curro ven aquí que seguro...

-Ya me quedo más tranquilo. Muchas gracias.

-Adiós Ángel.

-¿Esto qué es? Parece la marcha del desfile

gay. -Te queremos hacer

una despedida por buen compañero.

Por lo buen compañero que has sido.

-Te digo Benito que si la pared que he terminado

si se cae, responsabilidad legal ninguna.

-No se va a caer. -Costy voy a intentar

que te quiten la orden de búsqueda

y captura que tienes por toda Europa.

Yo siempre he pensado que la construcción era dura

y ahora puedo decirlo desde dentro.

Es un oficio duro. Pero lleno de estas grandes

personas que hacen que podamos vivir en casas

con techos. Gracias a Benito, este hombre

que os hace trabajar por vuestro bien.

No porque sea un cabrón, ni un tirano, ni un déspota,

no. Es porque nos quiere, quiere

vuestro beneficio y el suyo también lógicamente.

Un aplauso para el jefe. Benito.

(Aplausos)

-Además de eso te queremos

hacer un pequeño regalo. -¿Un chalet?

-Para que te acuerdas de nosotros.

-Qué bonito. Lo que pasa que me lo habéis

manchado. Habéis firmado todos.

Hasta Costy. Muchas gracias.

Lo guardaré con mucho cariño, no sé dónde, pero tendrá

un lugar destacado entre mis trofeos.

Muchas gracias. Un abrazo.

Muchas gracias Mohamed. Gracias chicos.

Un abrazo.

Muchísimas gracias chicos. De verdad, hasta la próxima.

No creo que vuelva mucho a trabajar aquí, porque Benito

es un jefe duro.

(Aplausos)

-Qué madrugón, que día más completo.

No había amanecido y ya estaba ordeñando a las vacas.

Hoy me ha tocado a mí ser el alumno.

Y creo que no lo he hecho del todo mal.

Y mira que cuando me vi rodeado de tanta...

caca de vaca, y con esos olores,

no las tenía todas conmigo. Pero ha merecido la pena.

Ahora se cuánta gente y horas de trabajo hay tras

un vaso de leche. Cuando mañana por la mañana

me tome uno, me acordaré de Pablo, Alfonso, Floren,

José Manuel, gente que ama su trabajo.

Gente que es la leche.

-La verdad es que al principio me he cabreado un poco,

esto de Trabajo Temporal yo esperaba

que me hubieran puesto un trabajo a mi medida,

masajista, o haciendo depilación a la cera a señoritas.

Pero no, me dejan en un descampado

y me quiere meter de peón de albañil

en una construcción. Haga frío, haga calor.

Están ahí subidos en el andamio. Si diluvia da igual, ponen

cuatro plásticos y siguen. Y si hace calor a sudar

la camiseta. Y peña como Mohamed, Costy,

que han tenido que venir de otros países buscando

aquí un futuro. O Benito que intenta remontar

como sea el bajón de la construcción.

Como experiencia ha sido interesante por lo menos

conocerlo, como decía mi abuela: el trabajo de salud.

Que trabajen los enfermos

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Santiago Segura y Ángel Llácer

Trabajo temporal - Santiago Segura y Ángel Llácer

06 jul 2016

Programa en el que los famosos trabajan en empleos muy diferentes a los suyos. Santiago Segura, Concha Velasco, Fernando Romay, El Cordobés, Edurne, Mario Vaquerizo o Alaska serán algunos de los protagonistas.
Cada semana, dos famosos se enfrentan a una jornada laboral diferente en la que tendrán que realizar las mismas funciones que un empleado normal. Esta semana, Santiago Segura y Ángel Llácer.

ver más sobre "Trabajo temporal - Santiago Segura y Ángel Llácer" ver menos sobre "Trabajo temporal - Santiago Segura y Ángel Llácer"
Clips

Los últimos 56 programas de Trabajo temporal

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos