Trabajo temporal La 1

Trabajo temporal

Fuera de emisión

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3928120
Para todos los públicos Trabajo Temporal - Antonio Orozco y Sonia Ferrer - ver ahora
Transcripción completa

Bienvenidos a Trabajo Temporal. Hoy Antonio Orozco

formará parte del equipo de Amadip Esment

que trabaja para la igualdad de oportunidades en las personas

con discapacidad intelectual. -Generamos igualdad

de oportunidades para las personas

con discapacidad. -Qué bueno.

Compartirá un día único con los monitores y alumnos

de su escuela de hostelería. -Lo que estáis haciendo aquí,

es un milagro. Conocerá los secretos

de un lugar que cambiará su manera de ver el mundo.

-Nos enseñan a ser felices como yo digo.

Son mucho más felices que nosotros.

Disfrutará de momentos inolvidables y llenos de ternura

con los jóvenes aprendices de la fundación.

-No hay como sentarse y que te digan te quiero

es mucho más bonito que te digan te quiero

que tener que imaginárselo. Entrará en la cocina para

realizar las actividades diarias del cocinero y sus pinches.

(Risas)

-Se me ha caído todo.

Pero también deberá lidiar con las dificultades

en las labores cotidianas del centro.

-¿En casa quién limpia los platos tú o la mujer?

-En mi casa lo hago todo yo. -Se te nota.

-¿Se me nota?

Por su parte Sonia Ferrer pasará un día como cuidadora

de caballos en un centro ecuestre.

-Ah vale que no es para montar a caballo sino para limpiar

el caballo. Deberá conocer las necesidades

de cada uno de los animales. -¿Playboy se llama?

Si es que no me podía gustar otro.

Tendrá que arremangarse para el mantenimiento y limpieza

de las instalaciones. -No es lo mismo llegar aquí

y acariciar el caballo que limpiar la mierda, lógicamente.

Será profesora de una sesión de equinoterapia junto a Diana

una niña autista. -Venga va, aquí.

-Hola Caracola. Deberá dejar de lado sus manías

para el lavado, y cepillado de los caballos.

-Y el culete. -El culete ¿a presión no? Pobre.

Y tendrá que dar el callo hasta el último momento amontonando

estiércol para su recogida. -¿Sabes la cantidad de mierda

que he limpiado ahí dentro?

Antonio Orozco, cantante y compositor.

Cuenta por millones sus seguidores en todo el mundo,

desde el lanzamiento en el 2000 de su primer disco,

"Un reloj y una vela", la trayectoria de este catalán

ha sido imparable cosechando éxitos y premios

gracias a canciones como "Devuélveme la vida",

"Pedacitos de ti" o "Mi Héroe". El cantautor trabajará

como monitor de Amadip Esment, una fundación sin ánimo de lucro

que se emplea a fondo para que personas

con discapacidad intelectual disfruten cada día

de una mejor calidad de vida.

Sonia Ferrer, actriz, modelo y presentadora.

Desde que apareciera por primera vez en televisión

en 1999 la barcelonesa se ha convertido

en uno de los rostros más populares

de la pequeña pantalla. Su simpatía y su versatilidad

la han hecho trabajar en todo tipo de programas.

Donde ha demostrado sus grandes dotes

para la comunicación. Pero hoy, en un centro ecuestre

de Pinto, se enfrentará a una experiencia completamente

distinta donde conocerá los duros sacrificios en el cuidado

del caballo.

-Colega ¿quieres que te traiga un par de barras de pan?

-Antonio ven por aquí. Que tal como estas.

-Cómo estás ¿dónde me habéis traído?

-Yo soy Guillermo, trabajo en Amadip Esment Fundació,

una entidad que desde hace más de 50 años que trabaja

generar igualdad de oportunidades para personas

con discapacidad intelectual. -Qué bueno.

-Aquí estamos en la escuela Esment Escola Professional,

una escuela que precisamente prepara a los aprendices

para formarse en diferentes profesiones.

En este caso hostelería y tú vas a tener que estar aquí

con nosotros dando el callo y apretando.

Esto no es un bar normal, aquí hay que enseñar al tiempo

que se trabaja, no es fácil.

-Pero que impresionante, aquí en Mallorca.

-Sí, vamos dentro que hay que cambiarse.

Somos muy rigurosos con el tema del uniforme.

Bien preparado. -¿No voy bien arreglado,

no te gusta? -Ahora vienes perfecto

para irse de fiesta. Pero aquí hay que currar.

Vamos para dentro.

-Sonia. Hola buenos días qué tal.

-Qué tal. -Mi nombre es Julián López,

soy el director del Centro hípico y me han comentado

que venías a echarnos una mano y trabajar con los caballos.

-¿Un Centro hípico? -Me han comentado que tienes

experiencia con caballos. Has tenido algún trato con ellos.

Me encantan los caballos, sí. Hoy es un día intenso de trabajo,

tenemos que limpiar cuadras, cepillar los caballos, empiezan

las clases y vamos un poco apurados de tiempo.

-Ah vale que no es para montar a caballo sino para limpiar

los caballos. -Sí, tienes que ayudarnos

que tenemos muchísimo trabajo. Si no te importa, voy un poco

acelerado porque tenemos muchísima prisa, te tienes

que cambiar rápidamente, y echar la comida a los caballos

que llamamos súper apurados. -Lo que tú me digas.

-Bueno chicos.

Vamos a tener que hacer trece bocatas.

-¿Trece bocatas? ¿Trece? -Trece bocatas.

-¡Madre mía!

-Pero bueno, sabemos que hacemos Catering fuera,

¿verdad Carlos? Entonces hay gente

que nos pide bocatas y los hacemos aquí.

Y nos lo llevamos para allá. Carlos haces uno de prueba.

Para que vea cómo es y los hacemos entre los tres.

-Dame eso. -Si porque me molesta un poco.

-Carlos entonces según

me han dicho, sigue, a ver si aprendo

yo cómo se hacen los bocatas de jamón tan famosos.

Aquí creo que están los mejores bocatas de jamón de España.

¿No Carlos? -Sí.

-Lo que estáis haciendo aquí es un milagro.

Porque yo entiendo la dificultad que tienen que integrar este

tipo de servicios en una sociedad que va a la velocidad que

va la nuestra. Y cuando he entrado

esta mañana y he visto el sitio, cuando veo lo que hacéis

y me han contado poco a poco lo que estáis haciendo aquí,

me quedo con la boca abierta. Cuando veo a Carlos que

es un manejas, que no veas cómo controla con los bocatas.

¿Y ahora qué? -Ahora vamos a por el serrano,

rico. ¡"Jamonaco"!

-Vamos allá.

¿Cómo tiene que poner el jamón,

lo tiene que poner de cualquier forma?

Vamos a explicarle cómo se pone el jamón

para que no haya excesos. -Yo lo iba a poner a puñados.

-¿Por lonchas, tacos? -Por lonchas.

Vamos allá. -Después así.

-Aquí se coloca, de tal manera... -¡Menudo bocata!

-Dale pues. -Escucha tú al mío le pones

le pones tres o cuatro lonchas.

-Oye Antonio. Lo más importante es no comer

en el trabajo. -Ponte tú al lado del que hace

los mejores bocatas de España y no te lo comes

-Hay que aguantar un poco ¿verdad Carlos?

-Lo siento. -El trabajo es el trabajo.

-Tú dale la razón a ella. -Más le vale, de hecho vas

a aprender a hacer el pan, como las ensaimadas que veis

allí atrás, los tocarros, las empanadas...

-Cómo me pille la fórmula ya me habéis visto,

cojo la fórmula de las ensaimadas...

-Magistral. -Cristina ¿para ti qué supone

trabajar en un sitio como éste? -Para mí mucho, además

veo la evolución de cuando llegan a cuando se van.

Es brutal. Cuando entre aquí

no era simplemente hacer un café sino ayudarles a ellos, para mí

es muy gratificante, me llena. -Debes sentir una emoción

cada día. ¿No? Son pequeñas barreras,

pequeños pasos cada día que se van cumpliendo.

-Vienen diciendo mira lo que he hecho.

Y sabes que lo han hecho con tu ayuda.

-Se aprende mucho estando con ellos ¿pero qué es

lo que cada día más te dan, mucho amor?

-Son amorosos. -Mucho cariño, emoción.

-Y son muy agradecidos. Es decir ellos cuando haces

algo por ellos de lo agradecen y lo agradecen siempre.

-Carlos yo te lo agradeceré toda mi vida si en vez de poner

los bocatas ahí los pones en mi mochila.

Ponlos en mi mochila Carlos.

(Risas)

-Vamos a echar la comida. -¿A cuál es primero?

¿Y por dónde lo echas, entramos?

-Por arriba. Echamos un cazo en la esquina.

-A todos lo mismo. Voy.

Sí, que hay prisa. Están un poco nerviosos.

Espera que no se conducir muy bien esto.

Ya, ya. Ahí. El otro.

-El otro ahora. -¿Pero puedo echarlo yo?

-Si quieres echar un poquito. -Venga.

-Pero rápido. -Aquí, voy.

Tú lo echas así. -¿No quieres más?

Hay más caballos. -Que sí, espera que queda poco.

¿No está bien lleno? -Hasta arriba.

Perfecto. Muy bien.

-El otro se ha quedado un poco corto

porque no lo he llenado del todo. ¿Le pongo un poco más?

Pobrecito, que no lo he llenado del todo déjame que ponga

un poco más.

¿Cómo te dedicas a esto, por qué?

-Me encanta. -¿Pero es por placer, te surgió

este trabajo? -De toda la vida, de mi abuelo

y de mi padre. Echa un poco al caballo.

Muy bien. -Yo de todas maneras

te digo que esto está medio vacío,

si lo volcásemos aquí sería mucho más cómodo.

Yo es que soy muy ordenada.

Entonces te viniste de Brasil me dijiste que eras.

-De Brasil. -¿Allí ya trabajabas

con caballos? -Toda la vida.

-Qué bueno ¿dónde vamos al blanco?

-Mozart, el cantante. -Qué bonito nombre, Mozart

cantante no... A ver Mozart.

Yo no lo sé tirar como tú que lo tiras así.

-Porque yo soy alto. -Perdóname, ni que fueses

aquí jugador de baloncesto. No es cómodo.

-Está mejor ahora.

-¡Qué bonito es este! -Se llama Playboy.

-¿Playboy? Si no me podía gustar otro, desde luego.

¿En serio se llama Playboy o estás tomando el pelo?

-Se llama así, Playboy. -A ver Playboy.

Tú lo tienes fácil.

Bueno ya hemos terminado de darles de comer.

¿Ahora qué? -Ahora hay que darles heno,

forraje. -Venga.

¿Lo llevas tú o lo llevo yo? Lo llevo yo sin problemas.

Vamos.

-Antonio bienvenido al huerto de Amadip Esment.

Ahora toca trabajar un poco, recoger la verdura

para el restaurante. Darle caña que hay trabajo

por hacer. -Aquí otra cosa no, pero trabajo

tenéis para dar y regalar. -Sí, aquí no paramos.

-Qué buena pinta tiene este, qué maravilla.

-Si hace falta te ayuda Antonio aquí ha venido a trabajar.

-Esta, esta. Esa sí que es grande.

Trae para acá. A ver si lo sé hacer bien.

Ahí. Esto es increíble.

Escucha una cosa Carlos ¿Cuántos años llevas trabajando

aquí? -Muchos años dos o tres.

-¿Aquí? -Sí.

-¿Tienes buenos amigos aquí? -Sí, bastantes.

-¿Quién es tu mejor amigo aquí? -Tengo muchos.

-Son una buena pandilla allí. -Es una buena respuesta.

Aquí hay uno Carlos. -Cuidado con la mano.

Una pregunta que os quería hacer ¿todo este alimento

que recogemos aquí va a parar a vuestras cocinas,

sois autosuficientes? -Intentamos servir todo

el producto que podemos a nuestras cocinas.

Está claro que hay temporadas que es muy complicado

pero trabajamos para hacerlo lo mejor posible.

Siempre trabajamos con producto de temporada, es decir, ahora

por ejemplo no verás sandías ni melones.

-Eso en verano. -Producto de invierno ahora

mismo como el brócoli y la coliflor.

Mira este qué buena pinta tiene. -Intentamos con las cocinas

coordinarnos con producto nuestro de temporada

pero su carta en los restaurantes va variando.

-Se adapta a la verdura de temporada.

-Exacto. Es algo importante en agricultura

ecológica, da un valor añadido el producto.

-Yo no sé vuestro restaurante pero esto me parece que se va

a ir directamente para mi casa.

(Risas)

-¿Ahora qué? Me habéis tenido todo el día en el campo

¿ahora qué? ¿Qué hacemos con esto?

-Ahora venimos con Luis. -Hola que tal.

-Hola Luis. -Ahora a limpiar el producto.

¿Cómo se hace esto me explicas?

-Ahora metes el puerro y sofrito en estas picas que he llenado

y para ser exactos hay que limpiar...

-¿Los puerros? -Los puerros más o menos serían

las hojas más grandes. -¿Qué tengo que coger cuatro?

-Sí, y meterlo aquí dentro. -Vale. Escucha una cosa

¿Cuántos años tienes? -Entré creo que con 17,

ahora tengo 22 años. Dicen mis tíos que aparento

18 en realidad. Me mantengo en forma,

eso sí. -La verdad es que sí, pareces

más jovencito. -Gracias.

-Se te ve como el guaperas del lugar ¿no?

-Bueno cuando cumplí 18 años, me pusieron "el rubiales",

porque mi pelo se veía rubio y no sé por qué, y me pusieron

el apodo ese.

(Risas)

-Es el que más planta tiene de aquí.

-Eres, sin ninguna duda, el tío más guapo del lugar.

Escucha una cosa quería hacer una pregunta al monitor,

Joan tu obviamente ¿agrónomo? -Sí, ingeniero técnico agrícola.

-Ingeniero técnico agrícola. ¿Muy reconfortante el trabajo?

-Sí, nunca me esperaba estudiando esta carrera acabar

trabajando en un sitio como éste donde pueda aplicar

los conocimientos que estudié y a la vez trabajar

con estas personas que es un disfrute día a día.

-Se aprende mucho de ellos todos los días.

-Nos enseña a ser felices, como yo digo.

Son mucho más felices que nosotros.

-Ser feliz es importante Joan. -Muchísimo.

Pero aquí hemos venido a trabajar.

-Eso, vamos a quitar un poco esta porquería de aquí.

-¿Queda alguna más? -En la caja no.

Con la parte blanca le vas quitando un poco al tirón,

vamos limpiando las cosas. -Las raíces.

-Hazle así en el agua. Y sumerge las hojas suavemente.

-Os veo liados, os dejo que voy a buscar

un par de cajas más.

-No ¿cómo que más cajas? Más cajas no.

-Un par de cajas más. -¿Más cajas?

-Pues sí hay que seguir trabajando.

-Llevo aquí todo el día desde las siete de la mañana

trabajando. -No te quejes tanto

que nos gusta. Y que trabajar.

-Hay que trabajar. -Eso es verdad.

-Vale, ahora hay que limpiar

esto y lo que viene siendo hacer la cama.

-Ahora te esperas. Vamos a quitar las cacas

del caballo. ¿Lo has visto?

-Sí, lo voy a intentar. Aquí había todavía.

Me has dejado la esquina. Y hay que quitarlo todo bien.

Es como cuando limpias la tierra del gato.

Yo tengo dos gatos. Tenía... Yo lo hago mucho más lento.

Aquí con los caballos ¿Cuánto tiempo llevas?

-14 años. -14 años ya ¿te gusta?

-Claro que me gusta ¿a ti también

te gusta el caballo? Me encantan los caballos,

pero esto es un poco distinto. No es lo mismo llegar aquí

y acariciar el caballo que limpiar la mierda, lógicamente.

Yo no sé distinguir aquí. Me da la sensación que esto

está lleno de mierda. Que está todo mezclado.

-Esto es pis. -¿Esto es pis? ¿Y qué hago?

-No. Empuja la viruta que está

seca un poco para allá. -Esto está mojado ¿lo quito?

-Claro quita lo mojado. -Esto pesa.

-Quita lo de abajo. -Quito lo seco, lo aparto

y lo que esté mojado... de todas maneras esto huele

fatal. Cuando lo bueno es así.

-Son caballos, huele la cama. -Imagino que llega un momento

que ya ni lo notas. -Claro.

-Sabes lo que te digo, lo veo y mejor quemarlo y volver

a empezar. Yo lo quitaría todo y volvería

a echar. Yo lo veo todo sucio.

Mira. Todo esto ¿no?

-No está sucio. -¿Y este rincón

qué hago con este rincón? -Ahora no está sucio, se mueve

un poco. -¿Que esto no tiene mierda?

Mira la esquina. -No hay.

Está limpio. -Pues está mojado entonces.

-No, yo lo veo ahí está limpio. -Pues tiene un tono más oscuro.

-Ahora te toca, te has dejado un pelín aquí.

-Lo veo, las cagarrutas lo veo. Esto lo muevo.

Aquí sí hay suciedad. Y de estas ¿cuántas tenemos

que hacer hoy? -Todos. 25.

-¿Esto 25 veces? ¿Cuánto tiempo tenemos?

-Una hora. -¿Una hora?

Yo no tengo fuerzas. Esto lo ponemos, esto está bien.

Le estoy cogiendo el punto. Dilo ¿a que sí? Que yo funciono

muy bien cuando me animan. -Claro, deprisa que tienes mucho

para limpiar. Yo creo que esto está limpio ya.

-Vamos a las otras cuadras. -A mí me duele el hombro

ya sólo con una. -Llévatelo.

-¿Yo también? No te preocupes, que ya me encargo yo.

Tu guíame.

-Vamos a ver, aquí todo el día trabajando,

muchos pasteles, muchas ensaimadas

¿y aquí cuando como yo, esto qué es?

¿Quién lo ha hecho? -Yo.

-Muchas gracias.

-De nada. -No hay como sentarse

y que te digan te quiero. Es mucho más bonito

que te digan te quiero que tener que imaginárselo.

Hay que decírselo a todo el que quieras se lo dices.

Que ojazos tienes. -Muchas gracias.

-¿Tú a que te dedicas aquí? -Yo estoy en cocina

-¿Y qué trabajos se desempeña, que estás haciendo?

-Preparado el pase, que es lo que estamos haciendo

en el servicio y preparamos todo. -¿Tú cómo te llamas?

-Lorena. -¿Cuántos años tienes?

-21. -¿Y dónde trabajas aquí

a qué te dedicas? -En pastelería.

Y el obrador. -¿Y por qué sois tan guapas

todas? -Gracias.

-¿Y alguna canción sabéis? -Yo la de "Mi héroe", me encanta.

-Pero cantarla te atreves ¿no? Es más difícil.

-"Pedacitos de mí". -Por ejemplo ¿cómo sería?

-No me la sé. #De pedacitos de mí, de ti

#De tu voz, de tu andar# Estás como muy cortada.

Es por las lentejas. Las lentejas cortan mucho.

¿Por la mañana puedo venir y comprar el pan aquí?

-Claro. -Porque el pan es riquísimo.

-A las ocho abren. -¿Y tú a qué hora entras?

-A las 10, hay dos turnos. -Hay uno a las ocho y otro

a las 10. -¿Cuántos años tienes?

-18. Hoy cumplo 19. -¿Cómo has dicho que te llamas?

-Marina. -¡Chicos atención

es el cumpleaños de Marina canten conmigo!

#Cumpleaños feliz, cumpleaños #feliz, te deseamos todos...#

Ponte de pie. ¡Señoras y señores!

-Gracias.

A continuación Antonio Orozco deberá acatar las órdenes

de Andrea, una camarera con las ideas muy claras.

-No, no. -Me está riñendo todo el rato.

Y llegará a la conclusión de que le ha tocado trabajar

en un lugar único en el mundo. -¿A que no hay ningún sitio donde

pudieras estar mejor? -No, no.

Si tú te vas, yo también me voy. -Por su parte Sonia Ferrer

conocerá a Diana, una niña autista a la que ayudará gracias

a una clase de equino terapia. -Es increíble que gracias

a los animales se puede conseguir que los niños se abran.

Y deberá esforzarse al máximo ante la atenta mirada de su jefe,

delante de una montaña de estiércol.

-Diría que esta parte es muy parecida a la que menos

me gusta. -Mira Antonio, básicamente

la ensaimada se compone de dos elaboraciones.

Por un lado la masa, que ya la tenemos hecha.

Y lo que hay que hacer es estirar lo más fina posible.

Es como hacer un hojaldre pero más antiguo.

Entonces con ayuda de un rodillo lo que hacemos es coger

la masa e ir estirando cuanto más fina mejor.

Ahora es donde Andrea entra en acción que

es un especialista. -Ahora se coge con tres o cuatro

dedos la manteca y el gordo los guardas.

Cógete aquí para que no se vaya para abajo y empiezas

así, con las uñas no, con la yema.

¿Cuántos años tienes Andrea? -18.

¿Qué es lo que más te gusta de venir aquí?

-Todo. Aprender más cosas.

-Porque el chef enseña muchas cosas.

-Sí, es un crack. -Es un crack.

Yo le conozco hace poco y siento que le quiero mucho.

-Sí. -Cojo un poco de manteca yo.

-Sí. -Sin miedo.

-Eso es. -Sabiendo tu experiencia

¿qué significa estar aquí o tener la oportunidad de compartir

con toda esa gente maravillosa cada día?

-Para mí es un lujo pertenecer a esta familia, porque al final

es una gran familia. Poder ser una pequeña parte

de esta familia para mí es un lujo.

Te vas con doble satisfacción a casa,

la satisfacción de hacer el mejor producto y la satisfacción

de haber compartido el día con gente como Andrea,

de la cual se aprende mucho. Cada día aprendemos algo.

Ahora que ya tenemos, perdona Andrea, la ensaimada

bien untada, se trata de dejarla la pasta lo más fina posible.

Lo que te he comentado antes. Tiene que quedar bien elástica.

Vamos estirando. -¿Te puedo ayudar?

-Sí. Hay que levantar, e ir estirando.

Si se rompe un poco no te preocupes.

Luego lo solventaremos. -Ahora entiendo las capas

diferentes de la ensaimada, querido amigo Oscar.

Estamos levantando directamente

el secreto de la ensaimada mallorquina.

-Te va bien Antonio ¿te gusta mucho?

-Cuando esté en el horno te lo digo.

Ojalá lo hiciese como tú. Poco a poco.

-Ya aprenderás. -Ahora lo que hacemos

es envolver. La plegamos así y la dejamos

reposar. Un poco.

Siempre tapada para que no se reseque la capa.

-Esto para saber y después comerla nosotros.

¿Vale? Le hemos puesto un corazón en la esquina.

-Antonio sabes qué es

lo más difícil ese trabajo. No ensuciarse.

-Yo quiero probarlo. ¿Puedo probar?

Cojo el molde. Piso el pedal.

Y soy rápido. -Muy bien.

-Me he pasado. -Vuelca un poco aquí.

Vale. Hay un exceso.

Pasa la rasqueta. Perfecto.

Y ahora lo ponemos que pierda un poco el aire.

(Risas)

Ahora ya lo podemos retirar.

-Se me ha caído todo.

Es muy difícil lo que estás haciendo tú.

Habéis hecho trampas creo. Como puedes ver lo he tirado

todo. Alma me vas a tener que volver

a enseñar otra vez.

-¿Qué se estudia para hacer este trabajo, psicología,

en qué consiste que es? -Nosotras estudiamos terapia

ocupacional. Es una carrera que no es

muy conocida. La verdad lleva poco tiempo,

no es que lleve poco tiempo sino que lleva mucho tiempo

a la sombra. Sería como una parte global

del paciente. Puedes trabajar con una niña

con autismo como con un niño con una discapacidad física,

porque trabajas la globalidad del paciente.

Para las terapias con animales creo que es la carrera

más apta porque te puede venir cualquier tipo de paciente

los puedes englobar a todos. -Imagino que hay una parte

y un componente psicológico bastante importante

porque tienes que saber trabajar. Os ha ocurrido que no funcione,

que el niño por lo que sea sienta un rechazo al animal

¿eso ocurre? ¿Que tenga miedo? -Hay niños que no le gusta

y les da miedo como cualquier persona, madre mía este animal

tan grande. -Es que es grande.

-Y les da miedo. Y hay niños que se les puede

reconducir porque sabiendo los beneficios que tiene

la equinoterapia para ellos intentamos que vuelva

y les guste. Y hay otros que no les gusta

como si tú dices los caballos me dan miedo.

Y no puedes hacer otra cosa. Si te da miedo.

-Claro. -Pero a la mayoría les encanta.

-Yo os pregunto. -Diana hacia atrás.

-¿Te vas a dar la vuelta hacia atrás Diana? A ver.

La pierna para allá. Así.

Claro que sí. Túmbate.

A dormir. -¿Nos tumbamos Diana? Aquí.

-Hola caracola. Está calientito.

-¿Qué le decimos a Caramelo Diana?

-¿Cómo se llama? -Caramelo por favor.

-Pues vamos a Caramelo por favor, adelante.

Es increíble de todas maneras

que gracias a los animales se pueda conseguir que los niños

se abran. -Hay niños que vienen sin hablar,

o sin poder andar. Que no pueden caminar.

Con el movimiento del caballo que es en tres dimensiones,

arriba a los lados y hacia delante, consigues ese movimiento

en la musculatura del tronco, de la espalda.

-Que gratificante de todas maneras tú trabajo.

Vuestro trabajo. -Súper gratificante, pero también

es muy duro. Te expone a una realidad difícil

-Ves lo que hay. La situación.

Padres que vienen y ha salido niño que tiene un problema,

¿qué va a ser de él cuando yo no esté?

Y lo ves todos los días, todos esos padres.

Lo que les puedas dar aquí ya lo tiene.

Lo que pueda conseguir aquí es algo que ya no traía

de serie. -Diana, yo cuando sea mayor

quiero montar igual de bien que tú.

-Es una crack. -Una crack, no tiene ni miedo

ni nada. No tiene montura, no se agarra

a nada. Y está encantada. Choca, más fuerte.

Ahí está.

-Para salir vas a tener que ponerte en el lado izquierdo

ella te pasa la pierna y tiene que bajar como un tobogán.

¿Nos bajamos Diana? Diana tu pierna, trae tu pierna.

Vente para acá. Muy bien.

Lo has hecho súper bien. ¿Le decimos adiós a Caramelo?

-Adiós. -¿Pero le das un beso,

un abrazo, un beso, una caricia? ¿Tiene dientes? Dile no muerdas

Caramelo. ¿Le das un beso? Yo también.

Un besito.

-Cogemos las copas llenas. El peso siempre para tu lado.

-¿Estás enfadada conmigo? -Yo no.

-Cómo estás tan seria. -Porque un camarero siempre

tiene que estar serio. -Claro, siempre tienes que estar

serio. -Sonriente pero serio a la vez.

Tú me sigues. Y me copias.

¿Quería una copa de vino tinto verdad?

-Sí. -Y siempre por la derecha.

Por aquí. El otro por aquí.

Y ahora ¿van a querer algo para comer? Tenemos una carta

que es un menú, se la vamos a acercar.

Vosotros podéis elegir lo que queráis.

-Es nuestra carta de menú podéis elegir platos especiales.

-Pero sin moverla, porque no van a poder leer.

¿Qué queréis? -Una ensalada especial.

-Una ensalada especial. -No te puedes apoyar.

-Pues en la espalda. -Porque imagínate que estás

tú solo. Pongamos que está solo

¿qué vas a hacer sólo? No puedes apoyarte

ni en la pizarra ni en la mesa ni en el cliente.

-¿No puedo encima...? -No, no.

-Qué desastre. Pues ensalada especial.

Muy bien. -¿Media, entera?

-Media ración de esas ensaladas especiales...

-Sólo media. Entera.

-Entera. -O un tercio.

-Escucha una cosa que yo a ti te pongo la ensalada

que tú quieras. -No.

No le puedes decir eso. -¿Cómo no voy a poder?

¿No le has visto la cara que tiene?

-No la conoces. -Si ha venido con su hermano.

-Como si hubiera venido con... no puedes.

No la conoces de nada. Por ejemplo a ella la conozco.

-No le puedes hablar así. -Es un cliente.

-Yo le voy a hablar así porque ¿a qué no te importa?

-No.

-No le importa. -Es de mala educación.

-Yo lo veo... -Y siempre hay que hacerlo

con respeto. -Le he dado un beso con súper

respeto. ¿A qué si?

-Tampoco no se puede hacer. -Bueno perdone entonces.

-Tampoco. -De verdad, me está riñendo

todo el rato. -No sabes nada.

-No sé nada. -Hay que aprender.

-Perdóname. -Una ensalada de estas.

¿Y usted que va a querer?

-Una tosta de verduras con mousse Olga.

-Vale. No te puedes apoyar.

Tienes que estar así. Ven aquí.

Así. -Yo estoy aquí la mar de bien,

no sé cuál es el problema. -Andrea ¿qué pasa aquí?

-Como que no, camarero no sirve.

-¿Cómo lo ves? -Puede que vaya mejor

en la pica. -¿Dónde?

-En la pica. -¿No te ves? Vamos a probar.

-Yo creo que aquí lo estoy haciendo bien.

-¿Qué quieres que haga?

-Vamos a empezar por aquí, por las manos.

-Como cuando se limpia el coche, más o menos.

-Eso es. Ahí.

Bien, de abajo a arriba. Muy bien.

-Lo que yo he oído es que no les gusta mucho

que les mojen la cara. -No es que no les guste mucho,

no es que no les guste mucho, no lo soportan demasiado.

Una vez duchado entero sí que se le moja la cara.

Es preferible usar una esponja. -Esto no sale fácilmente, tiene

la tierra pegada. -Dale.

-Ahora tengo que ir por el otro lado.

-Al otro lado, le pasas la manguera encima.

Con cuidado que no se quede enredado por aquí.

-Te he mojado mira qué bien. A ver.

-Muy bien. En la grupa muy importante.

Y la cola. El culete.

El culete, ¿a presión no? pobre. -Le va a dar "gustirrinín".

-Mira tú que bien. Un lavado.

Ahí. -Vamos al otro lado.

Al pecho. -Aquí le he dado.

-Ahora le vamos a dar jabón. Con un cepillo también.

Primero vamos a darle por aquí. -Ahora el masaje.

Perche ¿no? ¿Y los nombres vienen

ya así el caballo? -Tú con ganas.

No lo notan.

Hay que cepillar un poco más fuerte que si no,

no lo notan. Vienes y aprietas.

Notas como sale la espuma con mierda.

-Así, hablando mal y pronto. Que salga la roña.

A ver ¿así? -Con fuerzas.

Ahí. Ahora le damos por aquí

por la tripa. -Sergio quería preguntarte

una cosa porque antes me he dado cuenta

que Perche tenía ganas de orinar y se ha ido a su sitio.

Pero como puede ser que el caballo se cague

donde le dé la gana y en cambio para orinar va a un sitio.

-Cosas, son muy finos los caballos.

-Pues nada Sonia termina

de enjuagar y aclarar bien que yo me voy a por otro ahora.

-Luego lo cepillo. -No, secarlo, con el secador.

-Ya sé cómo va. No te preocupes Sergio,

yo me encargo.

-Hola Antonio, ya te toca limpiar un poquito.

-¿Limpiar, también tengo que limpiar?

-Hombre. -Es esto es lo que me teníais

guardado. No sé si volver otra vez allí.

-No te vayas. Me quedo aquí.

-Yo te guio si quieres. -Seguro me vas a decir

que está todo mal, que lo hago todo mal y todo al revés.

-Nosotros cogemos el plato. Los enjuagamos y luego lo echamos

aquí. -Para poner en el friegaplatos.

-Coge la caja. -Cuidado con esto de aquí.

¿A que esto sí que lo hago bien? -Se te nota.

-Macho porque la verdad... me ha dado una bronca

tu compañera que no veas. Anda que como tenga novio

lo tiene fino. A su padre, su hermano,

al que pille. Una bronca, no le gustaba nada.

Que si he puesto las gallinas y las focas estaban mal, que

si aquí no hay pato, aquí no hay pollo.

Escucha una cosa Luis ¿llevas mucho tiempo trabajando aquí?

-Llevo tres meses.

-¡Tres meses llevas aquí con los platos!

-Bueno, llevo tres meses pero a veces me ponen en sala,

en el café. Poco a poco.

-¿Y te riñen como me han reñido a mi antes?

-Qué va. Yo me porto bien.

-Luis, yo he venido a Mallorca a ver este lugar, estoy que no

me lo puedo creer de las cosas tan bonitas que se hacen aquí.

Hacéis un montón de cosas súper difíciles.

Esta mañana hemos hecho de todo.

Hemos estado en la cocina, en la panadería, ¿estás contento

de estar aquí? -Yo sí.

-¿A que no habrá ningún sitio en el mundo dónde podrías

estar mejor? -No.

Si tú te vas, yo también me voy. -Pues ¿sabes qué?

Que me quedo entonces para siempre.

Hay muchas formas de quedarse en los sitios.

Muchas formas de ayudar en los sitios como éste.

-Tienes un fallo, los vasos van aquí.

¿Los vasos van ahí? Vale. No lo sabía.

-¿En tu casa quien friega los platos tú o la mujer?

-En mi casa la verdad lo hago todo yo.

-Se te nota. -¿Se me nota?

(Risas)

-Este Luis es el más cabrón de toda la escuela.

(Risas)

¡Qué te parece! -Antonio yo me voy, encantado.

-Tú no te vas. -Me piden ayuda.

-¿Te vas donde? ¿Me vas a dejar solo?

-Sí. Hay mucho trabajo.

Date prisa. Y si no haces las cosas

bien te echan. Hay que darle caña.

Hasta luego. -El día es bueno.

Aquí no se escapa ni uno macho. Id con cuidado, ni disco

de platino ni la leche, ni nada. Aquí desde que he llegado

esta mañana me tienen a piñón. Pero bueno.

Si todos los sitios fuesen como este,

cuánto hay que aprender. ¿Lo ves mamá como si que friego

los platos? Te lo tengo dicho. Friego todo el día.

-Julián. No. -Sonia.

Me sabe mal tener que pedirlo pero es que nos ha pillado

un momento de apuro, viene un camión en dos horas

a recoger todo el estiércol, lo tenemos que amontonar.

-¿Sabes la cantidad de mierda que he limpiado ahí dentro?

-Si en las hípicas el trabajo es durísimo tenemos que estar

todos a pie de cañón, trabajando brutalmente.

-¿Qué necesitas? -Todo amontonarlo como

ves, que está recogiendo y amontonarlo

porque en dos horas viene el camión.

-Vale. -A ello y a la labor.

-Una montañita. -Sí, hay que amontonarlo.

Para que tenga facilidad luego para recogerlo la maquinaria.

Con energía por favor. Muy bien Sonia.

-Sí, sí más de prisa no puedo. -Cuéntame un poco la labor

que has hecho en el día cómo has visto las instalaciones

¿te ha gustado? Pues mira te diría

que esta parte se puede parecer a la que menos me gusta.

-Es como hacen las cuadras, tienes ya experiencia has hecho

las cuadras de los caballos. Aquí lo tienes todo junto ya.

-20 y pico.

No sabes lo bien que cojo esto ya.

En serio, te digo que esto es un trabajo muy duro.

¿Le pagarás bien a la gente que hacer esto?

-Aquí pagamos fenomenal. Esto es una fundación

y lo que tenemos es un montón de voluntariado para colaborar

con un fin social. Te esperamos para que cuando

quieras gustosamente puedas colaborar con nosotros.

-Pues mira te digo que estaba rodeada de muy buena gente.

-Indudablemente todos los voluntarios de la fundación

hacen una labor extraordinaria y colaboran perfectamente

en todos los trabajos de la hípica. Ya has conocido a muchos.

-Sí, a casi todos creo. -Sonia esto no es como la tele,

te habrás dado cuenta que el trabajo es duro, real,

echando muchas ganas y coraje. -Tampoco hay que pensar

que en la tele no se trabaja, pero desde luego no tiene nada

que ver. Esto es un trabajo muy duro,

efectivamente. -Físico muy fuerte.

-Muy físico. ¿Y con todo esto que se hace?

-Viene un profesional para recogerlo y lo usan

de abono para el campo. Todo se recicla.

-Claro, el abono es mierda. -Con un tratamiento especial

lo usan como abono nuevo. -Y ahora vienen a buscarlo.

-Sí, en dos horas viene el camión.

Viene a cargar. -Pero esto es un pestazo.

-Ten en cuenta que el estiércol de caballo no es como

el de las vacas, que mancha más, y tiene más olor, al estar

estabulado, con su pienso compuesto

y su heno, y como podrás comprobar

por mucho que lo pises es hierba, no mancha.

Es la ventaja que tiene con respecto a vacas o cerdos.

-He hecho un metro cuadrado y estoy muerta.

Pero eso es porque después de las cuadras...

-Los caballos tampoco entienden de festivos, ni sábados,

ni domingos.

Claro. -Hay que darles de comer todos

los días. Lo que has hecho

tú hoy es 365 días. No hay día en que se pueda dejar

sin comer al caballo. -El bicho sigue comiendo,

necesita salir. -Sonia yo me voy que tengo

que hacer otras cosas. Os pido que en dos horas

viene el camión, intentar tenerlo cuanto antes terminado

para que la recojan. Por hoy creo que ya has hecho

suficiente. Y con esto terminamos.

-Con esto acabo. Hay que amontonar todo

esto y ya está. Pero tenemos dos horas.

Acelerarlo. Luego nos despedimos Sonia.

-No te preocupes, hasta luego Julián, gracias.

-Bueno familia, yo sólo puedo

dar las gracias a todos. Deciros que he aprendido mucho.

En lo personal y que me quedan muchas cosas por aprender

sobre todo. Enhorabuena por el trabajo

que hacéis. Alicia y a todos vosotros, porque

ha sido muy emocionante estar desde primera hora con ustedes.

-Pues muchas gracias a ti. -Me despido con un abrazo.

-Espera que tengo vamos a dar un recuerdo nuestro,

un delantal que te ha dado un poco de sufrimiento hoy para

que lo recuerdes. -¿Me lo vas a dar en serio?

-Claro que sí. -Muchísimas gracias.

-Para que tenga su recuerdo, nosotros también lo hemos

pasado muy bien contigo. -Fantástico.

-Hemos aprendido un montón. Y de tu saber estar aquí

en la escuela. -Pues un abrazo para todos

juntos. Gracias chicos.

-Antonio, "number one" hasta la próxima.

-Gracias. Adiós queridos.

-Bueno ya me queréis echar

os queréis asegurar de que me voy.

-No Sonia, todo fenomenal. Hoy ya hemos terminado

la jornada. Encantados de verdad contigo.

Has trabajado fenomenal, sé que ha sido brutal.

Físicamente. -Lo he hecho regular.

No es fácil. Chicos tenéis muchísimo mérito.

La verdad es que sí, el centro hípico lleva mucho trabajo.

Que sepas que aquí tienes tu casa para cuando quieras

volver. Ya estás cualificada y preparada.

-Volveré pero volveré a veros. A que Adrián me ayude,

y me de alguna clase. Y a ver cómo estáis y demás.

La verdad es que no es fácil. -Es un trabajo físico fuerte.

-Pero es un trabajo bonito si te gustan los animales.

Y como Gilberto decía que le gustaba desde siempre.

O Sergio que me decía que desde los nueve años montaba

y dijo yo aquí tengo que estar cerca de los bichos.

-Esto es un trabajo que tiene que ser con mucha afición

y vocación, si no es un horario muy fuerte

y trabajo fuerte. -Pues muchísimas gracias

por todo. Gracias, he aprendido

muchas cosas. Gracias por todos tus consejos.

Ahora ya se lavar al caballo. Adrián se que ha sido difícil

pero por lo menos no me he caído.

Que tiene mérito. Gilberto gracias por todo aunque

me has hecho limpiar mierda y no me ha gustado mucho.

¿Y cómo era tu nombre? -Abdemali.

-Abdemali no es fácil de verdad. Pero yo me acuerdo.

Muchísimas gracias por todo. Os habéis portado genial

conmigo. Hasta pronto.

Adiós. -Chicos vamos a recoger

que tenemos que seguir.

-Hoy ha sido uno de esos días que merece la pena ser vividos.

La vida me ha dado la oportunidad de pasar

una jornada trabajando codo con codo con esta gente

tan maravillosa. Porque aquí no hay profesores

ni alumnos, son todos una gran familia

donde se antepone el derecho a ser feliz por encima

de cualquier problema o dificultad.

En la sonrisa y el esfuerzo de estos chicos he descubierto

un mundo nuevo que me llevo para siempre en el corazón.

Gracias por este regalo, sois mis héroes.

-Aunque ha sido una experiencia

agotadora he llegado a la conclusión de que trabajar

con caballos es uno de los oficios más satisfactorios

que existen.

Me he tenido que arremangar para las tareas más duras

de las cuadras pero ha valido la pena para conocer de cerca

a mis compañeros y aprender como este animal

inteligente y leal puede ayudar a niños y niñas como Diana

que tanto me ha quedado corazón.

Gracias y hasta pronto.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Antonio Orozco y Sonia Ferrer

Trabajo Temporal - Antonio Orozco y Sonia Ferrer

27 feb 2017

En este capítulo son Antonio Orozco y Sonia Ferrer quienes tienen que demostrarnos cómo se desenvuelven en su nuevo oficio.

La presentadora de televisión dará lo mejor de sí en un Centro Hípico muy especial. Los diferentes encargados del Centro Hípico de Pinto convertirá a Sonia en una esforzada trabajadora que limpiará cuadras, amontonará estiércol, duchará caballos y tendrá oportunidad de interactuar con personas que encuentran en estos nobles animales a sus mejores ayudantes.

El conocido cantante y coach Antonio Orozco pasará una jornada completa en un complejo gastronómico atendido por trabajadores con discapacidades diversas. El intérprete catalán será uno más en los equipos de jóvenes con diferentes discapacidades que llevan adelante un restaurante y un obrador, entre otras instalaciones.

ver más sobre "Trabajo Temporal - Antonio Orozco y Sonia Ferrer " ver menos sobre "Trabajo Temporal - Antonio Orozco y Sonia Ferrer "
Clips

Los últimos 56 programas de Trabajo temporal

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

El administrador de la página ha decidido no mostrar los comentarios de este contenido en cumplimiento de las Normas de participación

comentarios.nopermitidos