www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.12.2/js
4410910
Para todos los públicos Torres en la cocina - Berenjenas rellenas de cous cous - ver ahora
Transcripción completa

Bienvenidos a "Torres en la cocina".

Estamos a tope y traemos dos platazos

que nada son lo que parecen. Normalmente, Javier,

¿cómo es normalmente la berenjena?

La berenjena es rellena de carne.

Pues no le vamos a poner carne. ¿Y cómo se corta?

A lo largo la berenjena.

Pues no, lo vamos a hacer todo diferente.

Vamos a hacer unas berenjenas con toque Torres.

Sorprendentes. Diferentes.

Y luego vamos a hacer un lenguado al azafrán.

El azafrán no es sólo para la paella.

Vamos a hacer un lenguado con azafrán

que no tiene desperdicio.

¿Qué tenemos? Berenjena, evidentemente.

Esta berenjena fantástica.

Berenjena negra, que es en este caso.

Déjamela cortar a mí. Ese es el corte.

(RÍE) Exacta... sí.

¿Qué? Que sí, que sí. Sí, señor.

¿Por qué te ríes? ¿Qué te hace gracia?

No, porque es que... Claro, es que...

¿De qué se ríe? No lo entiendo.

Se cree que ha inventado ahora...

Mirad cómo vamos a cortar las berenjenas.

Las vamos a cortar de unos dos dedos

aproximadamente de alto.

Y luego aquí lo que vamos a hacer,

que esto lo va a ir haciendo Javier, es las marcas

que normalmente hacemos a la berenjena.

Tac, tac.

Yo sé que más de uno está diciendo:

"¿Qué está haciendo?" Pues ahora veréis.

Porque vamos a hacerlas diferentes.

¿Y ahora qué hacemos con esto? Pues utilizarlo también.

Todo. Ya veréis.

Vamos a utilizar toda la berenjena.

Entonces yo estos restos de berenjena,

que no son restos,

y que sabéis que la berenjena cruda nunca,

jamás de los jamases.

Bueno, porque es un poquito tóxica.

Exactamente. Podría sentar mal.

O sea, que siempre cocinada.

Esta berenjena lo que hago es partirla.

Esto es lo que vamos a rellenar.

Y esto nos va a servir también para el relleno.

Ponemos un poquito de aceite de oliva, sal y pimienta.

Y aprovechamos casi toda la berenjena.

Además, la berenjena es súper diurética.

Y elimina toxinas. Correcto.

O sea, que es muy sana, súper sana.

Ponemos un poquito de sal y pimienta.

Un productazo, además de temporada.

Bueno, y esta es apta. Y otro día la haremos,

porque creo que es la primera vez que hacemos

berenjena rellena en el programa.

Te lo digo yo, es. Es la primera vez.

Es la primera vez. Pues otro día las haremos

de carne, que las hacemos nosotros también de carne.

Diferentes, pero con carne.

Nos quedan muchas cosas por hacer.

Nos quedan muchas cosas por ofrecer.

Vale, ponlas al horno. Y vas a explicarnos un truco.

Bueno. ¿Cuánto tiempo?

30 minutos, 200 grados. Ahí está.

Ahora os vamos a explicar un truco que está súper bien.

¿Quieres venir o no? Voy contigo, claro.

Vamos aquí con este súper público.

Hola, amigos y amigas. ¿Qué tal?

Qué tal. Hola.

Muy bien, a tope. Muchas veces se nos estropean

las frutas y las verduras y decimos:

"Jo, ¿ya se ha estropeado? ¿Tan rápido? ¿Por qué?"

Bueno, pues os vamos a decir por qué.

¿Por qué? Porque hay unas que maduran fuera del árbol.

Una vez recogidas van madurando.

Y van desprendiendo etileno.

El etileno es una gas que tienen natural,

pero que si se mezcla con otro de compañeros,

de verduras, pues las puede estropear.

¿Cuáles tienen etileno? Tienen el membrillo,

el tomate, el plátano, el aguacate,

la cebolla. El tomate.

Por eso la cebolla...

Y a veces juntamos siempre lo seco,

que es la patata con la cebolla.

Nunca, porque la cebolla tiene etileno y hace

que estropee antes la patata.

Que madure más rápido.

Entonces es por eso que tenemos estos tres grupos.

Exacto. De frutas y verduras

que tenemos que tener en cuenta poner separados.

Espera, Sergio, no nos despistes.

Tranquilo. Yo sólo quería aclarar.

Es que lo lía todo. Y no nos queremos liar,

lo que queremos es saberlo. ¡Yo sólo quería ayudar!

(Risas) Estas son con etileno.

Las que afecta directamente el etileno...

¿a qué verduras son?

Son a la berenjena, a la coliflor, a la col,

al brócoli, a la zanahoria, a la patata, a las lechugas.

Porque desprende ese gas. Son más sensibles.

Y hace que se estropeen mucho antes.

Y hay otras que no les afecta el etileno,

que es la calabaza, los rábanos, la alcachofa.

Los nabos. El hinojo.

Sería un poco el resumen. O sea, que estas verduras...

lo importante es no mezclar

estas verduras y frutas con estas.

Porque es lo que haría que se estropearan antes.

Pero estas y aquellas se pueden juntar con estas de aquí.

Exactamente. O sea, que al final...

¿Alguna duda? No, no.

¿Lo sabíais o no?

Sabía lo de la patata y la cebolla.

Ah, vale. Pero el resto no.

Venga, vamos a seguir. Venga, a cocinar.

Venga, vamos a hacer ahora el relleno.

El relleno va a ser nada más y nada menos que un cuscús.

Ahí. Pero un cuscús...

con toque Torres también,

como no podía ser de otra manera.

Primero, lo que vamos a hacer es calentar el agua.

Tenemos el agua para el cuscús.

Ya sabéis que es sémola de trigo duro.

Se hidrata con agua

y es muy fácil de hacer.

¿Y qué le vamos a poner? Aceituna negra.

Y avellanas,

que le va súper bien

y así le damos un toque diferente.

Y complementa. También le vamos a poner

ralladura de limón, hierbas.

Mira, ralladura de limón que tengo aquí ya,

le vamos a poner un poco.

La sémola de trigo, por ejemplo en el cuscús,

es importante ponerle las cosas...

o es recomendable ponerle lo que le vayáis a poner antes.

Porque así lo absorbe. Porque como es un trigo

que se hidrata, se infla de lo que tenga alrededor,

pues vamos a darle ya el aroma.

O sea, el cítrico...

Puedes ir. ¿Eh, Javi? Venga.

Aceitunas, que le vamos a quitar el hueso,

porque tiene hueso esta aceituna tan buena.

Lo que vamos a hacer es picarla.

Lo voy a hacer con el mortero, porque lo veo más factible.

Y así va a estar mucho más rico el cuscús.

Lo va a enriquecer de alguna manera.

Vale, unas avellanas, sanísimas.

En la prehistoria se consumían ya las avellanas.

Es fuente de riqueza, de energía.

Vale, machacamos un poco así a...

sin orden tampoco, ¿eh?

En España las avellanas de Reus son conocidas, vamos...

Sí, es verdad, son muy buenas.

Porque dicen que son de las mejores que hay.

Exactamente. O sea, que...

Vale, aceituna, ya está. No pongo más.

Y lo vamos a poner dentro también.

Exactamente. Romero, tomillo, lo que queráis.

Hierbas, tiene que llevar. Eso le da mucho sabor.

Perfecto. Vale.

Ahora, fresca pues le da otro rollo.

Cuscús: rápido, es muy buena guarnición

y complementa muchísimo a la berenjena.

Porque después veréis que tiene otro toque.

¿Sal-pimienta le has puesto? No, todavía no.

Pues vamos a ponerle.

Sal, pimienta.

Primero, y así lo movemos todo.

Sal.

Pimienta.

Tenemos la berenjena en el horno.

Vamos a hidratar el cuscús.

Y el papel film que estaba por ahí, Javi.

Ahí está, ahora... Aquí, que lo traigo yo. Espera.

Lo movemos así. Sólo hace mandar este hombre.

Es que no te veo. Yo ya paso, yo ya paso.

No te veo. Yo estoy aquí corriendo todo el rato.

Ves, yo prefiero hacer esto. Aguanta el bol.

(PROTESTA BROMEANDO)

Vale, y dejar reposar.

Tenemos la berenjena. Exactamente, al horno.

El cuscús que se termina de cocinar...

y el toque final.

(SILBA UNA MELODÍA)

Ya están cocinadas. Están cocinadas las berenjenas.

Hay que cocinarla bien, ¿eh?

Está bien bien hecha. Está bien cocinada.

Y ahora recuperar la carne de las puntas.

Exactamente, todo lo que son puntas.

Todo eso nos va a servir. Ahora lo vamos a picar bien

y lo vamos a poner en el cuscús,

en la sémola de trigo duro.

Ahora la vamos a sazonar bien.

Por eso decíamos que era diferente,

un relleno diferente, porque tiene el cuscús

con parte de la carne de la berenjena.

Y un toque de puerro que también le vamos a dar.

Y falta todavía un toque, el toque final.

Es un toque también muy interesante.

Déjame el puerro, que lo voy picando.

Aquí lo tenemos.

Vale, puerro.

Que se ha utilizado también muchísimo

en la historia de la cocina.

Y sobre todo en el norte.

Yo recuerdo siempre que en el norte

es donde más se utiliza el puerro.

Se ha utilizado casi tanto como la cebolla.

Y en Francia también. Pues bueno, ha sido...

es, vamos, un producto que se consume muchísimo.

Veis que quito la piel, dejo la carne.

Y como están calientes pues voy poco a poco.

Ya son diferentes en el corte y en el relleno.

Y en la presentación lo va a ser también, cómo no.

Bueno, y vegetarianas totales.

Alternativa también para el que no quiera...

Y luego lo que vamos a hacer es pochar el puerro, dices:

"Pues a mí me gusta con carne picada."

Pues pones la carne picada y luego el puerro.

Y la misma elaboración que estamos haciendo.

Y te sirve fenomenal.

Fijaros, ya la tengo bien picada.

Está bien cocinada. Confitada, ¿no? Diríamos.

Ponemos la berenjena y ahora mezclaremos bien.

Vale, yo ya tengo el puerro, Javi.

Bien. Ahora veis, lo que hacemos es...

aposentar un poco, con una cuchara mejor,

la berenjena.

O sea, bajar un poco la berenjena.

Con los cortes ayuda muchísimo más.

Y fijaros que nos hace como un vaso.

Un vaso perfecto.

¿Has probado de sal?

No. Vale, pues vamos a probar.

Siempre es importante probar, ¿eh?

Perfecto.

¿Qué?

¡Hum!

¡Hum! Vale.

Ahora tenemos esto, lo dejamos aquí.

Vamos con la salsa.

El toque cítrico le da un...

Porque la salsa va a ser uno de los toques también.

Tenemos queso,

que luego será para gratinar.

Y vamos a hacer una salsa

también con mucho toque.

Le vamos a poner tomate. Sergio, una chalota.

A rallar, a picar. Hala.

Le vamos a poner también encurtido.

En este caso le vamos a poner alcaparras.

Podría ser también otro tipo de encurtido.

¿Pero qué te da? Mucho frescor.

Imaginaros: anchoa, alcaparra, tomate, chalota.

Vamos a hacer una salsa de tomate.

¿Cómo se llama esta salsa? Salsa de tomate.

No. ¿Cómo se llama esta salsa si tú le pones luego

la aceituna que le has puesto allí en el cuscús?

Putanesca. Bueno, te ha costado, ¿eh?

Es una salsa putanesca que se llama.

Le ha costado, ¿eh? Es una salsa italiana.

Bueno, pero me he acordado. Sí, sí.

Se encalla que no veas.

Venga.

Vale, club de los chaloteros.

Aquí estoy yo.

Un poquito de aceite.

Vale, anchoa, la picamos.

Estás... estás volviendo, estás entrando.

Muy bien.

Perfecto.

Y un poquito de alcaparra, que la voy a picar primero.

La alcaparra y la anchoa siempre al final, ¿eh?

Para no cocinarla.

Eso siempre lo ponemos para dar aroma

y para que no cocine.

Ahí va. Alcaparra seamos también, eso...

pongamos bastante.

Pongo la chalota. Que nos va a dar frescor.

Tiene el toque de vinagre. Incluso orégano yo le pondría.

O albahaca, o alguna hierba así fresca que le vaya bien.

Esto es una salsa de tomate, ya digo, exprés total, ¿eh?

Se podría hacer sin anchoas si lo queréis vegetariano.

Pero también un poquito de salsa pues le va bien.

Y el... es una forma diferente,

como dice Javier. Vamos a rellenar.

Venga, yo de momento voy haciendo el sofrito.

También cebolla, chalota pochada en blanco, el tomate.

Ya veis que es súper rápida la salsa.

Pero bueno, que nos va muy bien para acompañar la berenjena.

Ahí está. Sal, pimienta.

Qué pintaza tiene, ¿eh?

Pues sí.

Haremos tres, ¿no?

Tres. Sí, tres, porque tengo la bandeja.

Lo podemos hacer perfectamente. Ya le puedes poner, ¿eh?

Y ahora queso rallado,

que tengo un taco de queso yo aquí.

Un parmesano, manchego, cabra también le iría bien.

Porque sabéis que la berenjena

con el queso de cabra combina muy bien.

Pero bueno, teníamos un trozo de parmesano en la nevera,

pues es el que vamos a gastar.

Vale, yo creo que ya está. No las relleno más.

Venga, ya está. Ahora, bien de queso.

Mira a ver el tomate.

Y queso sin miedo, ¿eh?

Esa fantástica salsa, que esto enseguida estará.

Que yo... Sergio dice: "Al final, al final."

Yo voy a poner ya la alcaparra y la anchoa.

Da sabor.

La anchoa no es bueno cocinarla.

Y es mi plato. Molaría que no pusieras la anchoa, Javi.

Pues la pongo. Qué desastre, qué desastre.

Ya me has cargado el plato. Porque da sabor.

Puede quedar salado, ¿eh?

Ahora cocinar un poquito y ya veréis.

¿Has puesto sal, pimienta? Siempre probar.

Sí, le he puesto.

Vale, yo de momento... Muy bueno.

Las vamos a poner ya en la bandeja.

Lo terminamos ahí, claro que sí.

Ya está. Vamos a ponerlo ya en el horno.

Vale, ponemos la salsa

en la base.

La salsa que ya decimos que es muy fresca,

pero que ha cocinado el tomate.

Aquí tengo una.

Bueno, ahora gratinado con el tomate fresquito

y demás va a quedar perfecta.

Una, dos y le pongo la pequeña y así hacemos como un...

como, ¿sabes?

Venga, fantástico. Métela al horno.

Ahora verás cómo queda.

Nada, un toque. Gratinar. Es gratinar un momento.

¿Cómo hacéis las berenjenas?

Si es que las hacéis.

Yo los había hecho al horno, pero rellenas no.

Rebozadas en huevo. Rebozadas. En tempura.

Rellenas de gambas. Rellenas de gamba.

Muy bien. Esa te la compro.

A la plancha con pimienta. -Sí. Es muy rica también.

A la plancha. ¿Tú me has dicho cómo?

Yo al horno, pero sin rellenar. ¿Pero solo la berenjena?

Sí. Luego le pones pimienta, aceite y ya está.

Está muy buena. Si tampoco necesita mucho más.

Y es versátil. Se puede utilizar

con muchas cosas. Y desde casa, decidnos

qué hacéis con berenjena, porque seguro que hay mil recetas.

Mil no. Millones de recetas.

Ya estás con tu muñeco en la mano. Sí. Mira.

Qué mono. Me acompaña.

Lo vamos a poner aquí detrás y solo que saque la mano.

Hola. ¿Cómo estáis, amigos?

¿Qué diferencia hay con la rallada?

Que tiene menos pepita la rallada que la negra.

Yo, principalmente, si hay rallada,

si vemos rallada en el mercado, me quedo con la rallada

porque es más compacta que la negra.

Pero hay que decir que la negra es muy buena.

¿Se oxidan igual? Se oxidan igual.

Berenjena es berenjena.

Ahí no hay... Sergio, no molestes.

(Risas) Bueno, ya me echan. Me voy.

Vale. Ya está, eh. Es nada, un toque,

que se caliente, que se funda un poco el queso.

Trae mis berenjenas, Javier.

Ahí van.

Perfecto. Mira, le voy a poner, nada.

Tengo aquí el orégano y no lo puedo evitar,

porque al tomate, el orégano le va perfecto.

Le voy a poner tres ramilletes. Un poco de aceite de oliva.

Venga, fantástico. Y ponemos aquí un orégano.

Que esto le va de lujo.

Berenjenas diferentes.

Con toque... Con toque de Javier.

Yo no digo nada. Yo ya no digo nada más.

Buenísimas.

Ahora, a por el lenguado.

Un lenguado también relleno y muy especial.

Era lo que decíamos, que el azafrán también

puede servir para otras elaboraciones.

Una, dos y tres.

¡El señor lenguado!

Impresionante. ¿Qué hacemos pedido?

Que le quiten la escama. Y nada más.

La piel la tiene. Exacto.

Vamos ahí. Voy picando verdura.

Ahora lo vamos a preparar porque lo vamos a rellenar,

como hemos dicho.

En la pescadería, como bien ha dicho Sergio,

que lo escamaran. No tiene escama. Veis.

Que eso es importante.

Y ahora, con la tijera, le vamos a quitar solo...

¿Veis esta faldita que hace de espinas?

Pues lo vamos a quitar. Pero es muy ligero.

Quitamos muy poquito. Nos va a dar estética

y tenemos menos espina.

Dámela, que la voy a utilizar en el fumet que haremos ahora.

Por un lado y por el otro.

Vaya lenguado, eh. ¡Jolín!

Es que hay mucha gente que suele quitarle la piel.

"Quítale la piel". No, no. En la piel está todo el colágeno

y tiene un montón de propiedades.

La piel es buenísima. Ahora, eso sí.

Hay que quitarle la escama. Porque si no,

es muy difícil de comer. Le vamos a dejar la cabeza.

Todo entero. Y ahora, lo vamos a abrir.

¿Pero cómo lo vamos a abrir?

Hacemos una marca.

Que ya nos lo dice la misma línea.

La raya del lenguado nos lo dice. Pues seguirla con un cuchillo.

Que también podéis pedirlo.

Pero esto es bueno hacerlo en casa. Ya.

Pero por si acaso hay alguien que no...

Y ahora, abrimos.

Esto es un truco fácil para rellenar los lenguados.

Sin llegar hasta el final. Exactamente.

Abrimos pero justo hasta aquí.

Veis que no llego hasta el final,

como ha dicho aquí Sergio, que repite lo que digo yo.

Muy bien, Sergio. Gracias, Javier.

Y el otro lado, igual. Y ya está.

Esto nos da capacidad para rellenar.

Esto ya lo tenemos. Correcto. Fantástico.

Vamos con el mejillón. Vamos a abrir

estos supermejillones. Vale. Vamos allá, Javier.

Naranja y limón. Naranja, limón.

Un poco de puerro, del verde de puerro que tenía ahí.

Manzanilla. Ponemos un poco.

Vamos a hacerlos diferentes.

Porque este caldo luego, este fumet,

lo vamos a convertir en una velouté.

Venga, Javier. Naranja.

Pongo el mejillón. Pon el mejillón.

La naranja así, eh.

Y ponemos la naranja entera y el limón también.

Sacamos el jugo y dejamos.

Y un poquito de manzanilla. Vale, Sergio.

Me encanta la manzanilla. Le tengo que poner.

Luego, aquí ya le pondremos... ¿Dónde está el azafrán?

Después.

Todo llegará a su debido tiempo.

Aquí lo que pasa es que lo perderíamos.

Entonces, es mejor ponerlo después.

Vale. Limpio yo, Sergio. Muy bien, Javier. Muy bien.

Menos mal. Vale. Ahora vamos con las verduras.

Aquí se está abriendo el mejillón. Lo dejamos.

Y vamos a picar zanahoria, calabacín y puerro.

Bien pequeñito y rehogar.

Esto va a ser el relleno del lenguado.

Verdura. Ya sabéis que siempre verdura, verdura.

Hay que comer verdura. Cualquier excusa es buena

para comer verdura. Y ensalada también.

Y pescado y carne. Y de todo. Variado.

Como siempre decimos. Vale. Lo vamos a cortar en brunoise.

Que brunoise es más pequeño, lo más pequeño posible.

Vamos a cortarlo bien pequeño.

Esto y el calabacín.

Vale. Rehogando.

Aquí vamos a darle caña a la sartén.

Y aceite de oliva.

Y vamos rehogando. Bueno, platazo. Dos platazos.

El puerro. Ahí está.

Vale. Yo ya tengo calabacín aquí.

Y voy con la zanahoria. Vale.

Ya hicimos un lenguado relleno, diferente.

Lo hicimos diferente, porque era con champiñón.

Era una duxelles, que se llama, de champiñón.

Mejillón.

Vamos abriendo. Veis que ya se han abierto.

Y esto ya lo tenemos. Y sale todo el aroma

de la manzanilla, el limón y la naranja.

Sergio, te dejo con esto. Fantástico.

Yo me encargo de todo. No te preocupes. Yo puedo con todo.

No llores. No lloro.

Estoy animándome. Ahí está.

Y aquí seguimos con la salsa. La voy a poner en medio.

Y rehogamos ahora el calabacín.

Bueno, rehogamos todas las verduras.

Bien fuerte el fuego. No interesa que doren,

pero sí que cocinen. Fijaos.

Fijaos un momento cómo está el mejillón.

Nosotros decimos que esto es un ravioli de mar,

totalmente natural. Esto ya sí.

Impresionante, eh.

Ya estás comiendo tú. ¿Eh?

Es la hora.

Es la hora. Está brutales, eh. Buenísimos.

Después le pondremos aquí el mejillón. Y ya veréis.

Una masa buenísima. Mejillón picado.

Y, sobre todo, lo que vamos a hacer,

es recuperar el jugo. Y voy a poner alguna hierba.

Le voy a poner un poquito de romero.

¿Y qué más le puedo poner?

Y un poquito de salvia. Le voy a dar un toque de salvia.

Salud.

Salvia, salud. Sí, señor.

Fantástico. Picamos un poco y la pondré dentro.

Hierba, evidentemente, lo que queráis.

Bueno, fijaos lo que hago yo si están calientes,

para no quemarme, cojo una de las cáscaras

y con ella, tiro y la utilizo como unas pinzas.

¡Oh! ¡Oh! Es una chorrada. Ya lo sé.

Pero lo tenía que decir.

Porque, a lo mejor, hay gente

que está diciendo: Mira. Yo no lo sabía.

Bueno, va a tener de ocho a diez minutos

de cocción en el horno el lenguado con el relleno.

Hay que cocinarlo aquí, pero luego se cocinará

un poco más en el horno.

Y ahora, lo voy a colar para no quemarme,

porque me estoy abrasando las manos.

Venga, te ayudo. Venga, bien.

Huy, qué mejillones. Está impresionante.

Está pletórico. Ya se ve. Están preciosos. Eso sí.

Para de comer, Sergio. Para de comer, por favor.

No lo puedo evitar. Estoy yo trabajando

y estás comiendo. Es que están explosivos, tío. ¡Eh!

(Risas) Como te comas otro, de verdad...

No sé. Algo haré. ¿Qué vas a hacer? ¿Qué?

Te echamos del programa.

No podéis. Sin mí, esto no funcionaría.

Sí, sí. Ya te digo yo. Es imposible.

Aquí, el que lo hace todo soy yo. Sí, sí.

Vale. Ya está rehogada. Sacamos del fuego.

Y ahí está, cocinando.

Este mejillón que me sobra aquí, lo que voy a hacer, es ponerlo.

Bueno, que me sobra.

Ojalá me sobrara. Lo voy a picar.

Lo voy a picar y lo vamos a poner con la verdura.

Vale. Ahora sí que ponemos el azafrán aquí.

Porque ya tenemos el caldo

y esto nos va a dar color y sabor.

Sergio dice: "Pon..." ¿Cuántas? ¿Dos?

Pon tres. Suficiente.

Tres. Vale. Con tres es suficiente.

Y que le dé ahí el sabor y el color que necesita.

Bueno, haz lo que quieras, pero menos es más.

Tan bueno. Da tanto sabor. Vale. Toma, Javier.

Ahora ya lo puedes poner.

Mejillón. Esta verdura con el mejillón ya es...

¡Uf! Buenísima.

Fijaos qué relleno.

Yo he aliñado bien las verduras. Tiene las hierbas, sal, pimienta.

El mejillón. No hay que pasarse porque el mejillón es salado.

Ahora, en una placa de horno, ponemos un poco de aceite abajo,

para que no se enganche el lenguado.

Un poquito de sal.

Y pimienta. Perfecto.

Ahora ponemos el lenguado.

Bueno, el lenguado. El señor lenguado.

Sí. Vaya pinta tiene. Increíble. Ahora sí

que lo vamos a rellenar. Espera, que te ayudo.

Vamos a rellenarlo bien. O sea, que tenga cantidad.

Vas poniendo, ¿no? Cuchara.

Ya veréis qué bonito queda después.

Y, además, el color. Los colores.

Ahí está.

Ya está. Ahora sí. Venga.

Ahora está relleno. Ponemos un poquito

de aceite de oliva encima.

Oh. Salar un poquito el pescado.

Dame un poquito de manzanilla. Le vamos a poner aquí también.

La tenía aquí. Dame.

Un poquito en la placa para que tenga vapor.

Que eso le va muy bien también.

Y lo vamos a poner de siete a diez minutos,

dependiendo del horno,

y, sobre todo, del grosor del lenguado.

De siete a diez minutos a 180 grados.

Es una cocción... Este serán unos diez minutos.

Venga, vamos allá. Venga.

Y, Sergio, la salsa. Vamos con la salsa.

Perfecto. Vamos a hacer un roux. Mantequilla tengo aquí.

Harina que me saco de aquí de la manga.

Vale, fantástico. ¿De la manga te la sacas?

Sí. De la manga. Qué fuerte.

Sí. De la manga. Si no tienes manga.

Es chaquetilla... Es camiseta. Es una expresión.

Ah. Es una expresión.

Venga, un poquito de harina. No mucho.

Queremos que espese, pero tampoco que sea muy...

Antes, lo que decía. ¿Qué es una...? ¡Eh!

¿Qué es una velouté? Una velouté es un roux

con caldo de pescado.

Eso es.

En el argot. Mantequilla, un poco de harina.

Lo cocinamos y luego, el caldo. Y ya está. Suficiente.

Venga, un poco de harina.

Nosotros lo hacemos a ojo ahora, porque como no sabíamos

el caldo que nos iba a salir, pues lo hacemos a ojo.

Es un poco de harina. Que nos queda ligeramente espesa.

Si lo queréis hacer con otro espesante, lo podéis hacer.

Nosotros era para hacer un roux. Que no quede cruda la harina.

Cocinarla bien. Venga, ya está.

Ahora ponemos este manjar, esta delicia.

Esta esencia. Es agua de mar.

Es agua de mar.

Vale. Y ahora... Y ahora vamos a dejar que espese.

Dejamos que espese. Que cocine el pescado.

Y luego ya, el toque final.

(Suena la alarma)

Diez minutos han pasado. Fijaos qué maravilla.

¡Tachán! ¡Oh!

Espectacular. ¡Guau, guau!

El aroma que hace. Y ahora... Espera, espera, Sergio.

Lo ponemos y, luego, la salsa. Digo yo, ¿no?

O la salsa y, luego, el pescado.

Lo lógico es salsear, pero como quieras.

Coges tú de un lado y yo de otro.

Venga.

Y ahora, ya lo ponemos en el plato.

Y alrededor para que quede más bonito.

Hidratar y de todo, porque la salsa está brutal.

La salsa está muy buena. Ha quedado...

Aparte de preciosa, que ha quedado muy bonita,

está muy buena.

Entonces, vamos a salsear alrededor.

Mirad qué bonita. Y aparte, os digo

que está deliciosa con el azafrán,

la manzanilla, los cítricos.

Bueno, yo tengo un poco de eneldo. Eso le va de maravilla.

Y dentro también un poco. Ahora le voy a poner un poco.

Y un poquito dentro, que lo vamos a hidratar.

¡Uf! Increíble. Hace un olor

que no os lo podéis ni imaginar. Yo creo que sí.

Y hacemos así.

¡Toma ya! Vale, Sergio. Trae la berenjena.

¡Qué nervios, Dios mío! Alguna hierba.

Aquí tenemos unas superberenjenas. Rellenas.

Pero no de carne. Totalmente diferentes.

Y este lenguado espectacular.

Siempre hay un buen motivo para cocinar. ¡Adiós!

Nos vemos en el próximo programa. Os queremos.

  • Berenjenas rellenas de cous cous

Torres en la cocina - Berenjenas rellenas de cous cous

09 ene 2018

Hoy Javier y Sergio nos sorprenden con unas berenjenas rellenas de cous cous entre otros ingredientes y con un delicioso lenguado con azafrán.

ver más sobre "Torres en la cocina - Berenjenas rellenas de cous cous" ver menos sobre "Torres en la cocina - Berenjenas rellenas de cous cous"
Programas completos (559)

Los últimos 1.855 programas de Torres en la cocina

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios