www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3926331
Para todos los públicos Seguridad Vital - 26/02/17 - ver ahora
Transcripción completa

¿Sabían que circular a velocidad excesiva en una curva

multiplica por tres el riesgo de sufrir un accidente?

Y para girar con seguridad lo primero es observar la vía,

mantener la estabilidad del coche

y por último manejar el volante con suavidad.

Esto es "Seguridad vital".

Hoy desde Huelva. Comenzamos.

Rebasar una línea continua mientras circulamos

no solo conlleva una multa importante,

sino que es una acción grave para la seguridad vial.

Hoy nuestro Radar pone su foco en este problema.

Alicia Sornosa, la primera mujer de habla hispana

en dar la vuelta al mundo en moto,

cuenta lo diferente que es conducir sobre dos ruedas en otros países.

En Asia, y en África también, hay animales sueltos continuamente.

Que te cruces con un camino de elefantes salvajes...

Saber trazar una curva adecuadamente es fundamental

a la hora de conducir;

en nuestro Laboratorio aprenderemos las claves

para tomarlas de la manera más segura.

Y uno de los míticos payasos de la tele, Fofito,

nos explica cómo sus nietos son

el mejor sistema de seguridad de su coche.

"Abuelo, que pone a 40".

(RÍE) Sí, te lo dicen así de claro.

Te dan un consejo y ese consejo pues se te queda grabado, claro.

Yo, de hecho, si voy con mis nietos,

voy además con mucho más cuidado que si fuese solo, ¿no?

Hola, muy buenas. Todos sabemos para qué sirve esa raya,

aunque hay algunos conductores que piensan que la línea continua

no se hizo para ellos.

Pero como vamos a ver, es una norma tajante

que no admite interpretaciones.

Saludos a todos. Para que quede claro,

la línea continua solo se puede rebasar para adelantar peatones,

ciclistas, ciclomotores, animales o vehículos de tracción animal;

todo lo demás son infracciones, como estas.

Si atravesamos una línea continua,

circulamos sobre ella, tiene una sanción de 200 euros.

Pero si esa línea continua separa los sentidos,

en ese caso, si circulamos por el sentido contrario,

tiene una sanción de 500 euros

y la retirada de 6 puntos del permiso de conducir.

En el año 2015 se produjeron 1700 accidentes

donde se invadió el sentido contrario.

-Más allá de la sanción económica,

no debemos olvidar que la decisión de pintar una línea continua

la toma una persona cualificada

que considera que en este tramo es peligroso adelantar.

Aunque a veces no lo veamos.

-Tenemos que pensar que más allá de la sanción,

la señalización está para algo;

ha habido un técnico que ha decidido

que esa señal tiene que ir ahí.

Puede ser cualquier cosa que nosotros no percibamos:

una visibilidad reducida, un cambio de rasante...

Entonces tenemos que pensar, que más allá de la sanción,

hay un peligro que quizá nosotros no veamos.

Aunque rebasar la línea continua está prohibido,

la norma admite excepciones.

Cuando adelantemos, en cualquier tipo de vía,

a bicicletas y a ciclomotores,

y cuando adelantemos fuera de poblado

a bicicletas, ciclomotores,

vehículos de tracción animal, animales y peatones,

tenemos que invadir total o parcialmente el carril contiguo,

aunque haya una línea continua, y en este caso debemos mantener,

por supuesto, 1,5 m de separación lateral.

Buscamos su colaboración.

Si quieren denunciar algún punto negro en la circulación,

señales que no se respetan

o cualquier problema que afecte a la seguridad vial,

pueden hacer como muchos de nuestros espectadores

y enviarnos un vídeo para mostrarlo en el programa

a nuestro correo: participacion@seguridadvital.es.

Además, también pueden contactar con nosotros

a través de nuestras cuentas de Twitter, Facebook e Instagram.

Soy la madre de María García Rubio,

una triatleta que fue atropellada el día 22 de agosto de 2013

por un turismo y, a consecuencia del accidente,

del atropello, falleció.

Recuerdo que era un jueves por la mañana.

Como casi todos los días de verano, salió a entrenar, se despidió...

Llamaron a la puerta y, bueno, eran los guardias civiles

que venían a darme la peor noticia de mi vida.

Me dijeron que mi hija había sido atropellada

y que no había sobrevivido al accidente.

El señor había invadido el arcén y la había matado.

Y bueno, aquello fue... Yo creía que me moría.

Mi hija iba en hilera, con una compañera;

ella iba detrás.

Era una recta enorme, con mucha visibilidad,

no venía nadie de frente...

El conductor no solo iba a velocidad excesiva,

y encima con una tasa de alcoholemia

ya casi rozando la permitida,

sino que además seguramente se despistó

y se la llevó por delante.

Su compañera resultó, bueno, herida leve;

pero claro las secuelas fuertes son las psicológicas.

Lo peor de todo fue el momento en el que tuvimos que decírselo

a nuestros hijos.

Los niños pequeños, por suerte, admiten la muerte de forma natural;

no por ello con menos dolor, pero lo asumen de otra manera.

El mayor, como se llevada solo con María dos años,

estaban muy unidos, eran uña y carne,

ha tenido problemas: ataques de ansiedad...

Bueno, pues eso, tienes que luchar,

encima con la pena que tú tienes, intentar hacer felices a tus hijos.

Y eso es muy difícil.

Yo intento hacer lo que puedo.

Me metí en la asociación de Stop Accidentes.

Intento dar charlas; sobre todo concienciar y...

Bueno, aquí en Soria, es verdad que tenemos mucha suerte

porque en los colegios hay un programa de educación vial.

Primero les explican el caso de María

para concienciar,

tanto cuando son niños que van en bicicleta,

que sepan respetar las normas;

y luego al conductor,

que por favor, si ve a un ciclista, que tenga paciencia,

que no por llegar un poquito más rápido

puede poner en peligro la vida de un ser humano, ¿no?

Conductor, evita despistes, respeta las normas,

respeta la distancia de seguridad de 1,5 m

que salva la vida al ciclista.

Tú lo puedes evitar.

Seguro que todos conocen estas señales,

pero en otros países del mundo hay algunas que les sorprenderán.

En Dinamarca advierten del peligro de llevar tacones

en las zonas empedradas.

Si van a Islandia,

más vale que tengan cuidado con su combustible;

las gasolineras pueden estar muy, muy lejos.

En Rusia hay zonas en las que los tanques

tienen preferencia.

Esta señal podemos encontrarla en los países del norte de Europa

y nos previene de la posibilidad de encontrar alces en la calzada.

También en España hay señales peculiares.

Por ejemplo, en Blanes, Girona, esta señal advierte a los coches

de que tengan cuidado con los camareros

que cruzan la calle para ir al bar de la plaza.

Niebla es el nombre del perro del abuelo de Heidi,

también da título a una famosa novela de Unamuno

y a este precioso pueblo de la provincia de Huelva.

Pero no se olviden de que también

se trata de fenómeno atmosférico muy peligroso en las carreteras.

Se produce los días que hace frío,

que están despejados y no hay viento.

Nuestro consejo es que se informen

y traten de evitarlo en la medida de lo posible.

Pero a veces no nos queda más remedio que hacer el viaje

o la niebla nos sorprende en pleno trayecto.

En ese caso debemos tener claro

que nuestra visibilidad se reducirá drásticamente.

¿Qué debemos hacer? Encender los faros antiniebla,

aumentar la distancia de seguridad y conducir más despacio.

La niebla es una nube que nos encontramos a ras de suelo

y que se forma normalmente con una situación de estabilidad,

altas presiones, en este caso, sobre la Península.

El aire frío se va depositando en las zonas más bajas, pesa más,

y se va juntando

con esa evaporación que se produce en la superficie

y se produce la condensación, la niebla,

que de hecho tiene como característica

que reduce mucho la visibilidad.

La clasificación de las nieblas.

Podemos empezar hablando de la neblina,

que reduce ya la visibilidad entre 1 y 10 km;

se empieza a formar ya esa condensación

y conforme se va haciendo cada vez más densa,

la visibilidad sigue disminuyendo.

Ya la llamamos niebla cuando tenemos visibilidades

inferiores al kilómetro.

La Agencia Estatal de Meteorología activa el aviso amarillo

cuando se producen nieblas muy densos

con visibilidades inferiores a 200 m.

La niebla sin duda es un factor a considerar en la circulación;

reduce mucho la visibilidad.

Ténganlo presente y tengan mucha precaución.

-Los riesgos al conducir con niebla son principalmente

la alta posibilidad de un impacto, de un accidente,

por falta de visibilidad.

Cuando entramos en un banco de niebla,

lo primero que debemos hacer es

ajustar la velocidad a la visibilidad que tenemos.

Punto dos y muy importante:

poner en marcha las luces de niebla,

tanto delanteras como traseras.

Las delanteras para poder ver nosotros

y las traseras para que nos vean, que es fundamental

para que nos hagan un alcance.

Las luces largas no las debemos utilizar nunca

porque con la niebla nos deslumbran a nosotros mismos

y perdemos visibilidad.

Para orientarnos bien en la conducción con niebla,

podemos tomar como referencia los coches que tenemos delante;

pero a la distancia suficiente para poder frenar.

Si no hay coches,

una guía muy buena para saber por dónde vamos

son las líneas blancas de la vía,

que las podemos seguir bien y ver con bastante claridad

con las luces de niebla.

Los cambios de carril hay que intentar evitarlos.

Es muy fácil que al hacer un cambio de carril

y el coche que nos adelanta no nos vea

o nosotros no le veamos a él.

Si nos encontramos repentinamente un banco de niebla,

simplemente hay que mantener la calma, no pasa nada;

vamos a usar el sentido común; vamos a ajustar la velocidad,

vamos a pensar en nuestra seguridad y en la de los demás

y si las circunstancias son muy peligrosas

parar y esperar tomando un café,

que nuestra vida es mucho más importante que el viaje.

(CANTAN) "En el auto de papá,

nos iremos a pasear".

"Vamos de paseo, pi, pi, pi;

en un auto feo, pi, pi, pi;

pero no me importa, pi, pi, pi;

porque llevo tortas, pi, pi, pi".

Oye, ¿cuántos puntos perdió la familia Aragón

con aquello de "El auto nuevo", todos los niños sin cinturón,

la gente soltándose las manos...?

Pues mira,

fue una canción muy bonita que escuchó Fofó en Argentina.

Es de Pipo Pescador

y mi padre le dijo: "Oye, esta, igual que canto

'Don Pepito', 'La gallina' y tal, la voy a cantar en España".

Y dice: "Tuya es, Fofó".

(CANTAN) "El viajar es un placer...".

-Y la hicimos en un pabellón y, claro, en el momento

en que venían las curvas y que venían los baches,

aquello se venía abajo, y dijo mi padre:

"Esta canción va a ser un éxito".

Tú cuéntale a Carlos cuántos carnés de conducir tienes.

¡Uy, un montón!

Yo tenía una cartera que se abría como un acordeón

y cuando me pedían el carné, decía: "¿De qué país lo quiere?".

Y se echaban a reír.

¿Y cuántas veces has estado a punto de "Dios santo, nos matamos"?

Que yo recuerde, una.

La curva era muy cerrada,

se me quedó la furgoneta en dos ruedas;

volvió a caer, gracias a Dios, la furgoneta...

Le digo a mis hijas: "¿Sabéis por qué no hemos volcado?".

"Sí, porque eres muy buen conductor"...

Digo: "No, no, por el peso que llevamos detrás".

Llevábamos tres baúles.

Claro, el propio peso de los baúles volvió otra vez

a poner la furgoneta en la carretera.

Este es un programa de seguridad vial;

la seguridad ha cambiado muchísimo con los años.

¿Los niños también han cambiado mucho?

En cuanto a la carretera, saben ya...

"Abuelo, que pone ahí a 40".

(RÍE) Sí, te lo dicen así de claro.

Son buenos educadores. Sí.

Sí, te dan un consejo y ese consejo pues se te queda grabado, claro.

Yo, de hecho, si voy con mis nietos,

voy además con mucho más cuidado que si fuese solo, ¿no?

Sigue habiendo gente que no ata a los niños correctamente

y, sobre todo, para los que son padres de niños,

tú que eres un gran prescriptor

entre el público infantil, ¿qué les dirías?

Y sobre todo a los abuelos.

Yo he dejado de llevar a mis nietos a su casa

porque en mi coche no había asientos pequeñitos.

Creen que es una tontería, dicen: "Que el guardia no lo va a ver".

Pero si no es porque el guardia te vaya a ver y te vaya a multar;

es que si por desgracia tienes un accidente,

esa criatura bota por dentro del coche

como si fuese una pelota.

Y sobre todo, que dicen:

"Lo compro aquí porque es más barato".

Por favor, compra el que está homologado

que sabes que te va a dar resultado.

Nos habías prometido que nos ibas a llevar

a un restaurante cubano.

¿Sabes por qué no te llevo? Porque hay varios.

Y si voy a uno y os llevo a vosotros,

se van a enterar los otros restaurantes

que no he pasado por allí.

Pues entonces te voy a invitar yo a un cocido.

Pues mira, eso está bien.

Pues hala, a comer cocido, que me apetece.

¿Cuánto falta, papá? -Mamá, ¿cuánto falta?

(NIÑOS) Papá, ¿cuánto falta?

-Ay... -Que se cae.

-Toma.

-Yo voy a ponérmelo. -Yo me lo pongo.

-¿Y qué es esto? -Yo sé lo que es.

(AMBAS) Un chaleco reflectante.

-Amarillo...

Fosforito.

-Para que vean esta cosa fosforita

y que tenga luz...

-Necesitan una luz que deslumbre para que lo vean.

-Es un chaleco. Toma ya, cómo lo adiviné.

-Yo sé para qué es.

-Para... -¿Para dirigir el tráfico?

-Para pedir ayuda.

-Para llamar la atención a los coches para que...

-Pero también se puede utilizar un triángulo.

-Sí, la abuela lo tiene.

-Porque se le había estropeado el coche, para poder cruzar.

-O llaman a una grúa.

-En un bolsillo detrás de su asiento.

-Porque es que si se te avería el coche,

lo tiene que llevar ahí

porque te lo tienes que poner antes de salir,

por si acaso viene un coche y no te ve,

y te puede atropellar. Por eso lo tiene ahí.

-¿Me lo pone?

Avisapp es una aplicación para móviles

que permite enviar un mensaje de forma automática

cuando llegamos a nuestro destino.

Simplemente hay que elegir mediante geolocalización

o introduciéndolo a mano el destino final,

luego seleccionar a nuestros contactos

a los que queremos enviar el mensaje;

finalmente escoger el texto que queremos enviar.

Cuando lleguemos a nuestro destino, el sistema avisará

a nuestro contacto con un sms sin coste

o por la aplicación si la otra persona la tiene instalada.

Una marca de neumáticos finlandesa ha desarrollado

un sistema para saber en un momento si las ruedas están en buen estado.

Es un dispositivo que se instaló

en un lavacoches concurrido de Helsinki

donde los usuarios podían comprobar el estado de sus neumáticos.

El sistema reconoce la matrícula del coche

y escanea el neumático para saber el grosor de cada estría.

Una vez recopilados los datos,

se envían a un servidor temporal

que a su vez transmite la información ya procesada

a una aplicación de móvil vinculada a nuestra matrícula.

Así se puede saber si el dibujo de las ruedas

es el adecuado para circular, si debemos tener precaución

o si debemos cambiarlas urgentemente.

Todo ello enfocado a que seamos conscientes de la importancia

de llevar unas ruedas en buenas condiciones.

En EE. UU. están desarrollando

el que puede ser el casco definitivo para los ciclistas.

Tiene una cámara frontal y otra trasera

que escanean el entorno

y si tenemos un vehículo en el ángulo muerto,

avisa con una luz intermitente por el lado en que aparece.

Incorpora sensores que interpretan nuestros gestos,

de modo que si extendemos el brazo para cambiar de dirección,

se encienden las luces de giro, como los intermitentes de coches.

Estos sensores también activan una luz de freno

cuando descendemos la velocidad.

Y para guiarnos por un camino determinado,

el casco posee un sistema de navegación propio

que nos indica el camino con señales luminosas.

Así evitamos tener que quitar la vista de la carretera.

Cada año, más de un millón de personas peregrinan hasta aquí,

hasta la aldea de El Rocío, para venerar a la Blanca Paloma.

El trayecto en ocasiones se hace duro

porque transita por viejos caminos muy polvorientos,

pero a cambio disfrutan de unos paisajes

realmente increíbles.

La mujer que vamos a conocer ahora no viaja a pie, a caballo

ni en carreta como los peregrinos de El Rocío;

Lo hace en su moto; se llama Alicia Sornosa

y recorre el mundo grabando imágenes tan bonitas como estas.

Me llamo Alicia Sornosa, soy madrileña

y periodista dedicada al mundo del motor.

Y en septiembre de 2011 comencé un gran viaje,

el de convertirme en la primera mujer

de habla hispana en dar la vuelta al mundo en moto,

y después de un año y medio lo conseguí.

Me di cuenta de que una mujer en moto viajando por el mundo

llamaba muchísimo la atención.

Esto es lo que uno se encuentra cuando para en la carretera.

Y decidí llamar la atención de personas que necesitan algo;

cosas como por ejemplo terremoto de Katmandú, de Nepal.

Pequeñajos como estos que tengo aquí...

(LOS NIÑOS RÍEN)

Son a los que vais a ayudar con solo 5 euros.

Y luego, viajando por otros lugares del mundo,

puedo comparar y hablar de temas de seguridad vial

que siempre me han interesado.

La presión de los neumáticos es superimportante;

una cuestión de seguridad.

Las motos en países con un nivel por debajo del nuestro

es un vehículo de trabajo o el vehículo familiar;

gente que no tiene dinero para comprar un coche.

En la moto viaja el padre y, luego, el bebé, la madre...

O cargas enormes.

Y luego la educación vial de estos lugares es nula, ¿no?

Y la escala de nuestro país,

donde el más importante es el peatón,

los ciclistas, los motoristas,

automovilistas y luego los vehículos pesados,

está invertida, ¿no?

Allí los más importantes son los más grandes.

Y los más pequeños se tienen que ir quitando.

Además, son países en los que tu vida no vale nada.

Y luego he visto muchísimos camiones volcados

por exceso de carga o porque han reventado

los neumáticos, que es otro tema, que los llevan en las lonas, ¿no?

En América Central, América del Sur,

en Asia, y en África también,

hay animales sueltos continuamente.

Hay que tener mucho cuidado

sobre todo al amanecer y al anochecer,

que es cuando los animales más se mueven,

ya sean vacas o animales salvajes que están cerca de las carreteras.

Que te cruces con un camino de elefantes salvajes...

No he sufrido accidentes de tráfico.

Conduzco muy despacio y me adapto muchísimo

al tráfico, a la forma de conducir y las condiciones que me rodean.

Yo no conduzco igual en España que en India.

Aquí vas previniendo lo que te va a pasar

y, sin embargo, allí vas a la defensiva.

A veces te desesperas porque te tienes que saltar un semáforo

o no puedes respetar un ceda el paso,

porque entras en una rotonda al mogollón...

Pero es que si no conduces así puedes sufrir tú un accidente

porque no te estás moviendo al ritmo que el resto.

Es muy importante adaptar la velocidad y la forma de conducir

dentro del respeto a todo lo que veas alrededor.

"Be water, my friend".

Eso es lo que hay que hacer; ser parte del movimiento.

-Si usted tiene la desgracia de tener un accidente

y lleva el casco puesto,

tiene que saber que tiene el doble de posibilidades

de salvar su vida.

Esta es la diferencia entre llevar y no llevar el casco.

Y la estructura de nuestra cabeza es muy parecida a la de un huevo.

Resulta a veces inexplicable que algunos motoristas

aún se resistan a ponerse el casco.

-Si yo te contara cómo montábamos en moto,

pues no te lo ibas a creer.

-Había menos coches e íbamos mejor; había más precaución...

En fin, era mejor.

-Igual las motos de ahora corren más que antes.

-A lo mejor estabas todo el día dando vueltas,

y por Madrid bien, pero si te salías fuera,

de aquí a Aranjuez veías unos diez coches.

Y ahora te encuentras diez antes de salir del semáforo.

-Los chicos nunca llevábamos casco.

Como no era obligatorio, no lo llevábamos.

-Es que entonces... estaba la cabeza nada más;

por eso procurábamos dar los menos golpes posibles

porque no había nada que nos protegiera.

-Me encontré en la carretera, que se le debió caer a alguien,

un casco de BMW, y con ese circulé yo por ahí.

-Iba yo de paquete y entró uno en una curva

y como se pasó un poquito,

no se le ocurrió nada más que tocar el freno

porque si no, nos dábamos contra la pared, a hacer puñetas.

Casi iba estrenando un traje, pues me... el pantalón.

Me tuvieron que hacer otro, ¿sabes?

-No nos parecía inseguro; ahora sí.

Ahora yo a mi hijo, en la sierra tengo la moto,

para regalarla,

porque no quiero ni que la coja, vamos.

Vaya trazada de profesional.

Ernesto Nava, director de la escuela del RACE.

Hola. Esto está bien de piloto,

en un circuito;

pero en la calle no se puede, ¿no? No.

Vale, ¿cómo trazamos una curva cerrada

y una más abierta en carretera?

Cuatro ideas básicas: la primera, anticipación;

mirada muy profunda para leer la carretera bien;

luego buscar el máximo equilibrio del coche,

la máxima estabilidad;

y además, mucha suavidad de gestos al volante.

Esto dicho suena bien, pero hay que probarlo.

Voluntaria. ¿Lo haces tú, Solano?

Hombre, claro. Hala,

yo os veo desde aquí. Vámonos.

Muy bien, Marta, vámonos hacia la curva.

Lo primero que quiero es que mires muy lejos

y leas la curva lo antes posible;

que evalúes la anchura que tienes, cuánto gira la curva,

que no me mires a mí, que mires siempre adelante.

Manos bien colocadas y ahora me abro, ¿no?

Eso, ahora te abres...

Llevas tu mano derecha arriba... Sí.

Tiras con ella del volante, tocas el interior suavemente

y ya estás deshaciendo el gesto hacia fuera...

Me voy abriendo. Eso es.

Un error muy común es quedarte pegado a la curva.

Claro, haciendo giro cuando ya no hace falta.

Bueno, volvemos; vamos a hacerlo otra vez.

Una de las cosas,

lo de la estabilidad, ¿cómo se consigue estabilidad?

La estabilidad se consigue haciendo la trayectoria más recta posible.

Entonces ábrete... Sí.

Lleva tu mano arriba, toca el interior con suavidad...

Empieza ya a abrir dirección hacia el exterior

y, como ves, el coche va mucho más plano

y es mucho más fácil de controlar. Tienes más seguridad con el coche.

Porque vas más tiempo en línea recta

que pegado a la curva, ¿no? Claro.

El coche cuando mejor se comporta es cuanto más en línea recta va.

Es la situación más fácil; la de máximo equilibrio.

Y luego si adecuamos la velocidad a la curva,

ya nos sale un trazado. Perfecto.

Perfecto. De piloto.

Y si dejas de gesticular con tus manos al tiempo que hablas

y las llevas al volante, ya es magnífico.

Bueno, Marta, ahora vamos a hacer una curva rápida.

Entonces una curva rápida es una curva más amplia,

y lo importante es que sigas mirando muy lejos

y que tus gestos de volante sean muy suaves;

apenas tienes que mover el volante. Toca el interior...

Ve dando salida hacia el exterior. Muy bien.

Y muy suave, además. Sí, tiene que ser muy suave

porque la velocidad es mayor

y entonces los esfuerzos del coche son mayores.

Bueno... No sé desde dentro,

pero desde fuera parecía bastante bien.

Muy bien, francamente bien. Increíble.

¿Lo he hecho bien, profe? Marta es una gran alumna.

Y eres un gran profesor, así que mil gracias.

Hasta la próxima. Hasta cuando queráis, siempre.

Con veintipocos años ya estaba funcionando por ahí,

sobre todo porque utilizaba mucho, bueno, y sigo utilizando,

furgonetas y coches para salir de bolo.

Pues yo creo que fue a la primera práctico y teórico.

Hicimos una mudanza

y curiosamente a la vuelta de la mudanza

pinchó la rueda y tuvimos que cambiarla.

Acabo de adquirir un coche nuevo y es de los que no lleva gato;

o sea, de los que no lleva rueda de repuesto.

Tienes que tenerlo a mano para ponértelo

antes de salir del vehículo, si no me equivoco.

Ni Hulk ni Gandhi;

o sea, quiero decir que asumo mis errores,

a veces me pongo nervioso,

si ves que alguien no da el intermitente

o que comete un error, pues...

En fin, te mosqueas, como todo el mundo.

O sea, ni Hulk ni Gandhi.

Depende del día; hay días que me pondría un 9,5

y hay otros días que me pondría un 6.

A mí me encanta viajar con mi hija, hablando en serio,

pues me encanta llevarla, y con mi chica.

En fin, los viajes acompañados con la gente que quieres

son fantásticos;

disfrutando, yendo tranquilos, despacito, disfrutando del paisaje.

Esto ha sido "Seguridad vital". Gracias por estar ahí.

La próxima semana, más.

Nos vamos desde el muelle del Tinto.

Sí, te voy a llevar a un sitio a comer gambas,

que me dijo Jesús Hermida. Vale.

Hala, adiós. Adiós.

Esto es "Seguridad vital".

¿Qué? ¿No? (RÍE)

"Seguridad vital".

¿Qué le pasa? Pensaba que era "Esto ha sido...",

"Gracias por estar ahí"; que no, que es el principio.

Debemos tener en cuenta que se reducirá drásticamente...

Ya venía atrancado desde atrás.

Y por último...

(RÍEN) Girar el volante.

(RÍE)

Lo hace en su moto; se llama Alicia Sornosa...

(RÍE) He pisado una cosa aquí rara.

(BALBUCEA)

Aparte has empezado así como raro. ¿Sí?

Qué buena es la Solano, coño.

En cuanto me tome un café...

(Tambores)

Espera, espera, que está sonando por ahí un tambor.

¿Vale? ¡Toma!

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Seguridad Vital - 26/02/17

Seguridad Vital - 26/02/17

26 feb 2017

Fofito nos explica cómo sus nietos son el mejor sistema de seguridad de su coche. Analizamos lo peligroso que puede resultar rebasar una línea continua mientras circulamos; Alicia Sornosa cuenta su experiencia con la moto en otros países; el actor Fernando Cayo responde a nuestro cuestionario.

ver más sobre "Seguridad Vital - 26/02/17" ver menos sobre "Seguridad Vital - 26/02/17"
Programas completos (146)
Clips

Los últimos 1.493 programas de Seguridad vital

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios