www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.14.0/js
4376158
Seguridad Vital - 17/12/17 - ver ahora
Transcripción completa

¿Sabían que Europa es la región del planeta más segura

en materia de circulación?

¿Y que en todos los países de la UE es obligatorio el uso

del cinturón y de los sistemas de retención infantil?

Esto es "Seguridad vital".

Hoy desde San Lorenzo de El Escorial.

Comenzamos.

Un estudio demuestra cómo en los últimos cinco años

los lesionados por accidentes de tráfico han aumentado un 18%

en España;

un problema a veces oculto detrás de los fallecidos.

Parar a ayudar si vemos un accidente puede salvar vidas.

Aprendemos cómo actuar correctamente

para evitar provocar otros daños.

¿Y qué hacemos si no sabemos primeros auxilios?

Si no sabemos nada, sobre todo no mover a las víctimas,

porque puede haber lesiones medulares;

entonces incurriríamos en negligencia.

Hoy en nuestro Radar conocemos cómo el ruido del tráfico

puede afectar a la conducción y a nuestra salud.

Y la periodista Rosa Villacastín sube a nuestro coche

para contarnos qué opina sobre la seguridad vial

desde el asiento del copiloto.

Lo de los móviles, da igual que sea manos libres o no;

porque si vas atendiendo una conversación,

no puedes ir pendiente de la carretera.

Hola, muy buenas.

El ruido es un sonido por lo general molesto

que cuando supera determinados límites

puede llegar a afectar a nuestra salud.

Aunque no lo sepamos, el 60% de los españoles

estamos expuestos a niveles de ruido

que pueden superar lo aconsejable.

Saludos a todos. El ruido producido por el tráfico

supera en algunas ciudades los 55 decibelios,

que es el límite que se establece como perjudicial para la salud.

Para que se hagan una idea,

el claxon de un automóvil suena a 90 decibelios.

El tráfico está inevitablemente incorporado en nuestras vidas.

Nos hemos acostumbrado al sonido de motores, sirenas y claxon,

¿pero hasta qué punto nos afecta esta contaminación acústica?

La contaminación acústica

puede definirse como la presencia en el ambiente

de ruidos o vibraciones

que pueden producir daño, riesgo o molestia,

tanto a personas como al ambiente.

Nuestro espectador José María García Delgado nos ha hecho llegar

estos vídeos sobre cómo el ruido del tráfico le afecta en su vida.

(Claxon)

El ruido del tráfico tiene muchas consecuencias

sobre las personas;

nuestra concentración, el tiempo de reacción;

incluso hay algún estudio más novedoso que ha encontrado

una asociación significativa

entre los niveles de ruido del tráfico

y la hipertensión arterial.

-Los pitidos y el ruido del tráfico, el volumen...

Creo que estresa mucho a la gente el ruido tan alto;

empezamos a gritar más todos...

-En Madrid afecta bastante.

La gente que vive en el centro, para dormir,

los atascos que se generan...

-La presbiacusia, es decir, el cómo oímos peor con el tiempo,

no solo está asociada a la edad; sino que depende mucho

de cómo mimemos nuestra audición a lo largo de nuestra vida.

La exposición al ruido se ha visto que es uno de los factores

que más influye en cómo oigamos en el largo plazo.

-El sonido que más me molesta seguramente sea el claxon.

-La potencia del nivel sonoro de un claxon

actualmente no está recogida en el procedimiento de inspección

por emisiones contaminantes por ruido,

y lo único que comprobamos es que el claxon esté homologado.

-El claxon emite un sonido muy fuerte.

Más o menos el claxon de un automóvil emite

un sonido de unos 90 dB;

el claxon de un autobús, incluso de 100 dB.

Si no se utiliza de forma correcta,

nos puede despistar, nos puede generar más ansiedad;

con lo cual una medida básica sería utilizar el claxon

cuando realmente es necesario.

-El nivel óptimo de decibelios para la prueba de ruidos

se establece para cada vehículo dentro de la homologación de tipo

y puede estar en torno a 80 dB.

En la Comunidad de Madrid esta prueba

únicamente se realiza en vehículos de dos ruedas.

-En general se considera que ruidos por debajo de 45 o 50 dB

no son especialmente lesivos;

entre 55 y 65 dB andaríamos en una zona de incomodidad acústica,

y ruidos continuados a partir de 65 dB son lesivos para la audición

y para la salud en general.

-Para la prueba de emisiones de ruido vamos a situar la moto

en un área habilitada

y, tras hacer la anotación de ruido ambiente,

vamos a arrancar el motor.

Empezaremos a hacer una serie de tres aceleraciones,

según las revoluciones que nos marque el fabricante.

-Podemos descargar de forma gratuita

algunas aplicaciones que tienen un sonómetro

y nos quedaríamos sorprendidos de los niveles tan altos de ruido

a los que estamos expuestos cada día.

Buscamos su colaboración.

Si tienen fotos o vídeos como estos,

pueden enviárnoslos a nuestro correo

participacion@seguridadvital.es,

a nuestras cuentas de Twitter, Facebook e Instagram,

o enviando un whatsapp a nuestro número de teléfono.

Cada fin de semana el Telediario ofrece el balance de fallecidos

en accidentes de tráfico en carretera

y a veces también ofrece el número de heridos graves,

que es muy superior.

El cálculo es que por cada fallecido

hay ocho heridos que requieren hospitalización.

El 70% de ellos mantiene secuelas permanentes,

que cambian la vida de las víctimas y de sus familias.

Es un drama social que, además, tiene consecuencias económicas.

El barómetro de cómo va

la seguridad vial en España es el número de fallecidos

en accidentes de tráfico,

pero no solemos pensar que también existen los lesionados.

Frente a la continuada disminución del número de fallecidos,

el número de accidentes con lesionados

ha subido en los últimos cuatro-cinco años;

de tal manera que ya tiene niveles similares a los de 2006.

Si sumamos el número de lesionados en accidentes de tráfico

en el decenio 2006-2015, da 1,3 millones de personas,

lo que es el 3% de nuestra población.

-Aproximadamente el 70% de los lesionados,

sobre todo los lesionados graves,

van a tener secuelas en mayor o menor grado.

Las podemos diferenciar en dos tipos.

Secuelas muy graves,

desde el punto de vista de riesgo vital

y desde el punto de vista de limitación funcional,

que son generalmente las asociadas

a lesiones en el sistema nervioso central

y que ocasionan, por una parte, costes asistenciales muy elevados,

y, por otra parte, limitaciones funcionales muy grandes.

Pero hay lesiones que, sin riesgo vital,

son costosas desde el punto de vista asistencial

porque producen bajas prolongadas y trastornos funcionales.

Son las lesiones el sistema músculo-esquelético,

que afectan sobre todo a miembros inferiores.

El coste derivado de las lesiones en accidentes de tráfico

es muy elevado.

Aproximadamente viene a suponer en España en este momento

alrededor de 10 000 millones de euros anuales,

que es alrededor de un 1% del PIB.

El perfil del lesionado en accidente de tráfico

es un varón entre 26 y 35 años,

con vehículos antiguos, de más de 15 años,

con incidencia de factores en la producción del accidente

como el consumo de bebidas alcohólicas o drogas, etc.

-El accidente que más probabilidad tiene de causar lesionados

es la salida de vía,

porque va a menudo acompañada de vuelco

y en general son accidentes muy graves.

No olvidemos que el 90% de los accidentes de tráfico

se deben a errores humanos,

y aproximadamente la mitad de estos se deben a distracciones.

¿Sabían que hace 50 años en Suecia

se cambió la dirección de circulación de los vehículos

de izquierda a derecha?

La medida entró en vigor a las cinco de la madrugada

del domingo 3 de septiembre de 1967,

prohibiéndose la circulación varias horas antes

para que 20 000 operarios pudieran modificar las señales,

la pintura del asfalto y los semáforos.

Sus países vecinos, Noruega y Finlandia,

ya conducían por la derecha,

y la confusión que se generaba entre conductores

provocaba una gran cantidad de colisiones frontales.

Se aprobó cuatro años antes para hacer promoción

y formar a los ciudadanos,

aunque no fue una medida muy popular.

Por suerte la mayoría de los coches tenían el volante a la izquierda,

ya se solían importarse de EE. UU., Noruega y Finlandia.

Jaime González, director de la Escuela de Conducción de CEA.

Muy buenas. Habitualmente uno no sabe

que se va a encontrar un accidente; nosotros sí lo sabemos

y vamos reforzar eso de la técnica P. A. S., que es...

Proteger, avisar y socorrer.

Mira, ahí hay un accidente. Aquí tenemos el accidente.

Vamos a bajar. Sí, un momentito, antes de salir,

la pe de "proteger" implica que nos coloquemos

el chaleco reflectante para que otros usuarios nos vean.

O sea, protegernos nosotros.

Por eso hay que llevar siempre el chaleco a mano.

Eso es. Pues vamos a ponérnoslo.

Pues hala, vamos. Vamos.

Ahora imagino que, una vez que estamos protegidos,

habrá que señalizar el vehículo. El vehículo y la zona.

Debemos ir a buscar los triángulos reflectantes

y colocarlos en diferentes zonas.

Si estamos en autovía o autopista,

solo señalizamos por detrás a 50 y, a ser posible, a 100 m;

si estamos en una carretera convencional,

por delante 50 m, por detrás otros 50 m.

Así es. Pues vamos a coger los triángulos.

¿Tú colocas los triángulos?

Perfecto. Gracias.

¿Tienes el móvil? Sí.

Hemos visto la pe de "proteger";

nos falta la a de "avisar" y la ese de "socorrer".

Hola, Maite Martín, responsable médico de MC Mutual.

¿Qué tal? Buenos días.

Cuéntanos la a. La a es "avisar"

a los servicios de emergencia.

Cogemos el móvil y llamamos al 112. Voy llamando yo.

Lo primero es la ubicación del sitio,

para poner en marcha todos los sistemas de emergencia.

Voy contando que estamos en la N-2, km 25, sentido Madrid.

¿Y qué más decimos?

No colgar hasta que te lo indiquen, durante todo el proceso.

Ahora hay que ver la situación del lugar:

vehículos implicados, posibles víctimas

y ver la situación de las víctimas para dar a los servicios...

Aquí tenemos dos coches. En uno hay una mujer...

Hola, ¿estás bien? ¿Sí? Y que está consciente...

Enseguida vienen los servicios de emergencia.

Aparentemente se encuentra bien. Enseguida venimos, ¿vale?

Hay que hablarles con calma

y explicarles que los servicios de emergencia están avisados.

Vamos al otro coche.

Son dos coches; en uno hay una mujer que está bien

y en el otro... ¿Estás bien?

Es un hombre. Está inconsciente.

¿Y qué hacemos si no sabemos primeros auxilios?

Si no sabemos nada, sobre todo no mover a las víctimas,

porque puede haber lesiones medulares;

entonces incurriríamos en negligencia.

¿Qué hay que hacer?

Mirar las vías aéreas y la circulación.

Está inconsciente, pero... Tiene pulso.

Tiene pulso. Y vías respiratorias... ¿Así?

Poniendo la mano delante de la nariz o la boca.

Respira. Parece que respira.

O en el tórax incluso,

para ver si hay movimiento.

Llegaríamos a la parte de la ese, de "socorrer";

pero nosotros no tenemos ni idea de primeros auxilios.

Lo que vamos a hacer es en otro programa...

Un curso.

Que tú nos cuentes qué podemos hacer sin meter la pata

para auxiliar a las víctimas de un accidente.

Perfecto, queda pendiente. Nos vemos pronto.

Vale. Gracias.

No la he visto nunca.

-¿Cuál? Es que no la he visto. Ah, sí.

-Claro que sí. -Muchas veces.

-¿En qué sitio? En autopistas, autovías...

-En autopistas, creo.

-En vías pequeñas.

-En alguna carretera estrecha...

-Antes de túneles.

-Sobre todo en vías urbanas.

-En ciudad muchas veces.

-Esta señal significa...

O sea, es la prohibición del paso de determinados vehículos

que tengan un peso determinado.

-Los de más de 2500 kg de MMA, creo.

-Camiones, furgonetas con carga pesada...

-Normalmente superiores a 3500 kg.

-Que no pueden pasar camiones porque es una calle estrecha

o la altura... que no dé suficiente para el camión.

-Que la vía no está habilitada.

-Este vehículo no puede circular por donde vea esta señal.

El sistema de frenado de emergencia automático

funciona perfectamente en velocidades inferiores a 40 km/h,

pero algunas marcas han dado un paso más añadiendo

un asistente de escapada.

Si circulamos a una velocidad superior a 40 km/h

y el sistema detecta un riesgo de colisión,

se activa el frenado de emergencia automático.

Si con esto no fuera suficiente y si hay espacio para la maniobra,

se activa el asistente de dirección,

que actúa de manera automática,

alejando el vehículo del peatón con una maniobra de evasión

que evita el atropello.

Un desarrollo que ayuda a prevenir colisiones

cuando el vehículo circula demasiado rápido en ciudad

o un peatón entra en la trayectoria del coche.

Las nuevas formas de entender las ciudades

favoreciendo al peatón

e intentando que los coches tengan menor presencia

propician métodos de circulación alternativos,

como los patines.

En EE. UU. una empresa ha creado unas ruedas motorizadas

que se ajustan al calzado y permiten circular

con si fueran patines normales.

Se controlan con unos sensores conectados por Bluetooth.

A través del movimiento de un dedo,

podemos cambiar la velocidad hasta un máximo de 25 km/h.

Está construido con ruedas sin aire para evitar pinchazos

y tiene un mecanismo triangular con tres ruedas

para crear mayor estabilidad.

Está diseñado para poder girar con facilidad

y tiene un sistema de frenado mecánico atrás

parecido al de los patines tradicionales.

Además, incluye una luz trasera por si lo usamos de noche.

En los coches eléctricos se recupera energía

a través del frenado del motor eléctrico,

con lo que el freno se usa con menos frecuencia

y hay compañías que tienen ruedas específicamente diseñadas

para hacer las frenadas más efectivas en estos vehículos.

Están basadas en una división entre el eje y la rueda.

La llanta de la rueda tiene dos partes de aluminio,

la estrella con el disco de freno

y el borde exterior con el neumático.

A diferencia de los frenos convencionales,

se acopla al disco desde el interior,

permitiendo un amplio radio de fricción del disco

y beneficiando el rendimiento del frenado.

Este disco está diseñado para permanecer libre de corrosión

y prevenir la formación de óxido,

que puede perjudicar el efecto de frenado.

Hemos quedado con Rosa Villacastín, que acaba de sacar este libro:

"Los años que amamos locamente". "Amor, sexo y destape

en la Transición". Qué ganas de leerlo.

Os cojo con las manos en la masa, nunca mejor dicho.

¡Pero bueno!

¿Cómo estás? Enhorabuena por tu décimo libro ya.

Sí. Me apetece mucho leerlo.

Qué pintaza. A ti habrá cosas que te suenen;

tú eres demasiado joven. En la Transición sí.

Pero es para que aprendáis. Para que no se olvide todo.

Te hemos pedido uno con leche.

A mí me encanta el café, soy adicta.

Y te damos una vuelta, pero sin conducir,

porque no conduces. Pero hago de copiloto muy bien,

Quedo muy bien. Eso hay que verlo.

Eso ahora nos lo cuentas. Y si quieres te canto.

(RÍE) ¿También? Claro.

Cuéntanos cómo es eso de que no tienes carné de conducir.

Pues mira, por miedo.

Yo a los 18 fui a sacarme el carné

y, cuando llegué y me senté con el que me iba a examinar,

le digo: "¿Sabe qué le digo? Me voy a mi casa".

Y me dice: "Pues es la primera vez que me pasa, ¿pero estás mala?"...

Digo: "No, es que yo no quiero conducir".

Mi marido dice que debo haber sido taxista en otra vida,

porque me conozco todas las calles;

pero es que yo pasaba pánico,

y dije: "Voy a ser un peligro público".

Eso se llama amaxofobia y puede tratarse.

¿Alguna anécdota de decir: "No llego a la noticia"?

¿En el coche? Las primeras campañas electorales,

yo no sé cómo sobrevivimos,

porque los candidatos estaban a las seis en un sitio

y a las nueve en otro, pero a 200 km,

después de no sé cuántos mítines.

Ahí nos salvamos de milagro.

Cada día llegaba al hotel diciendo: "Hoy hemos salido de esta".

No has conducido nunca,

pero eso no te exime de poner tener un susto.

¿Has tenido alguna situación de: "Ay, qué cerca he estado"?

Sí, iba en un taxi.

Iba hablando por teléfono medio tumbada

y eso me salvó,

porque un coche que salió por la derecha

se le rompió y nos lo tragamos.

Y me metí los dientes de arriba en el labio inferior.

Si vieras cómo sangraba... Joroba.

Como espectadora, ¿qué nota pones a los conductores españoles?

Muy mala. Yo vivo al lado de dos colegios;

primero, nadie respeta los pasos de peatones.

Para los conductores no existe.

Se te echan encima porque van pendientes del teléfono;

cosas de esas.

Y luego la gente...

Lo de los móviles, da igual que sea manos libres o no;

porque si vas atendiendo una conversación,

no vas pendiente de la carretera.

Te puede salir cualquier cosa en cualquier momento.

Yo prohibiría los móviles en los coches, pero totalmente.

¿Para ti cuál sería la ciudad ideal en la que conviviéramos todos?

Creo que las ciudades no son solo para los coches.

Antes ibas por Serrano, ibas paseando;

y ahora se te echan los ciclistas encima porque van por la acera.

Me parece tremendo.

Yo no sé cómo se puede solucionar que Gran Vía fuera peatonal,

que los comerciantes estarían encantados porque la gente paseando

entra más en las tiendas; en coche, no puedes aparcar...

Y luego, la polución es horrorosa.

Estamos llegando... Bueno, este es el Museo del Prado,

aquí está el destape más famoso de la historia,

antes de la Transición, que es de Goya.

De la duquesa de Alba.

Vamos a aparcar y nos metemos a verlo.

¿A que soy buena copiloto? No me has dado nada la lata.

También yo soy un conductor,

como todos los españoles, de diez. Muy bueno.

-¿Cuánto falta, papá? -Mamá, ¿cuánto falta?

(NIÑOS) Papá, ¿cuánto falta?

-Bien, callados. -Sentados, calladitos,

con el cinturón abrochado.

-Pues dormida y despierta jugando.

-Bien abrochada, con la silla bien...

-Yo canto. -No, yo le pido a mi madre

su móvil y juego a juegos o hago fotos.

-Puedes ir cantando lo que tú quieras,

pero no puedes de todas formas, con sin el cinturón abrochado.

-No podemos distraer a los padres.

-Bueno, a la madre sí; al copiloto sí, un poco.

-Ni se le puede tirar piedras.

-¡No! Porque si no, el coche se vuelca y da la croqueta.

-Ni tampoco podemos asomar la mano por la ventanilla.

-Ir bien abrochados y bien puestos en la silla.

-Calladitos, con la tableta y sentaditos

y esperando hasta que llegue a nuestro destino.

En los tiempos en los que Felipe II se sentaba en esta sillita no,

pero hoy todos tenemos claro que hay que llevar a los niños

en un sistema de retención infantil adecuado,

y en el mercado los tenemos para todas las necesidades.

Al elegir una silla, es complicado saber

cuál es la mejor o estar al día de la normativa.

Sí hay algunos aspectos a tener en cuenta

como la altura, el peso o si el coche tiene sistema ISOFIX;

pero hay muchos más.

Hola, ¿te echo una mano? -Sí, por favor.

Ando perdidísima.

Necesito una silla y necesito tu ayuda ya.

-Lo primero que debes saber es que un niño debe ir

en un sistema de retención infantil hasta el 1,35 de altura.

-Sin problema.

-Lo segundo, muy importante; deben ir en los asientos traseros,

a no ser que no haya asientos o no haya sitio.

¿Tu coche tiene ISOFIX?

-¿Qué has dicho, perdona? ¿ISOFIX?

-Espera. -A ver.

-El ISOFIX es un sistema de anclaje que lleva el coche.

La gran ventaja del ISOFIX es que, no solo es más seguro,

sino que tiene muy poco error a la hora de colocarlo.

Cualquier persona puede colocarlo

porque se ve perfectamente si está bien puesto o mal puesto.

El ISOFIX es obligatorio en la nueva normativa, la i-Size.

-¿i-Size? -Sí.

-Pues ahora explícame lo que es, la normativa.

-Tenemos dos normativas vigentes: la R44/04 y la i-Size.

¿Qué diferencia hay?

Las dos están vigentes,

las dos son buenas y las podemos usar,

y hay muchas sillas de las dos normativas.

La R44/04 lo más importante es que va por peso.

Grupo 0: desde el nacimiento hasta los 9 kg.

Grupo 1: de 9 a 18 kg.

Y tercer grupo, grupo 2/3: de 15 a 36 kg.

-Este modelo. -Este modelo.

La normativa i-Size va por tallas en vez de por pesos.

Desde el nacimiento, de 40 cm, prematuros, hasta 87 cm.

La siguiente hasta 105 cm de altura.

Y la última hasta 136 cm de altura.

-¿Cuánto tiempo deben ir a contramarcha?

-En la R44/04 tenían que ir a contramarcha hasta 90 kg.

La ventaja del i-Size es que amplía un poco más, unos meses,

la obligatoriedad de llevarlos a contramarcha.

-¿Hasta? -Hasta los 15 meses.

-¿Cómo sabemos cuándo tengo que cambiar de arnés a cinturón?

-Cuando veas que el cinturón le queda por debajo

y vemos al niño así,

eso significa que le tengo que pasar al cinturón.

-Ese es el momento. -Eso es.

Y que no le sobresalga la cabeza por arriba.

-Vale, entendido.

-Pasamos al siguiente grupo,

donde ya utilizamos el cinturón del coche.

Lo pasamos por portacinturones... -Aquí.

-Igual de importante que el cinturón quede

a la altura del hombro

y nunca ni por encima, pues le puede seccionar el cuello,

ni por debajo.

-¿Qué más? ¿Algún consejo?

-Algo superimportante; cuando compremos una silla de auto,

es indispensable que se pruebe en el coche.

Y si vienes con el niño, mucho mejor, más fácil.

-Así haré; vendré con el coche y con el niño para probarlo.

-Cuando quieras.

-Gracias. -A ti por venir.

-Adiós. -Hasta luego.

-Decíamos al principio que los niños no tienen la culpa

de la frecuente irresponsabilidad de algunos padres,

que llevan a sus hijos en los asientos delanteros.

Lo que unos padres responsables deben hacer

es subir a los niños en los asientos traseros

y siempre puestos encima de una silla especialmente

fabricada, diseñada, construida,

para soportar en caso de un frenazo o accidente,

que el niño no se estampe

literalmente contra el asiento delantero del coche, en este caso;

contra el respaldo delantero.

Y una cosa que deben tener en cuenta

los padres que viajan con niños pequeños

es que los viajes no pueden ser muy largos.

Si el viaje es largo por necesidad,

hacer una parada cada cierto tiempo

para que el pequeño no intranquilice al conductor

con su lógico y natural nerviosismo.

-Hace un siglo, esta emblemática calle de Gijón estaba repleta

de sastres y mercaderes venidos de todas partes.

Aunque su aspecto hoy luce diferente,

sigue siendo una de las más transitadas.

Hoy hemos venido a la ciudad asturiana

para hablar con sus vecinos de seguridad vial.

Hola. -Buenos días.

-Estamos buscando gente que quiera hablar

de seguridad vial. ¿Nos ayuda?

-Sí. -Vale.

-Vamos a nuestra móvil y me cuenta. -De acuerdo.

-Gijón para moverse tiene... Para mí veo que está muy bien.

-Para el centro lo mejor es venir en el autobús o andando

porque si no, no encuentras dónde aparcar.

-Yo, como voy en bus o andando, no tengo problema.

-Para el que pasea y va caminando, está muy bien,

pero el que quiere aparcar, que va en coche, muy mal.

-Tienes que entrar en parking; si no, es imposible.

-Muchas calles del centro ahora las están haciendo

peatonales o semipeatonales... Bueno, la gente protesta un poco;

los que se mueven en coche.

-Para repartidores y para la gente que trabaja

y se mueve con vehículo por la calle, pues bueno...

Yo entiendo que no llueve a gusto de todos nunca.

-Básicamente nos movemos caminando o en bici.

Entonces sí que usamos bastante el carril bici.

-En muchas zonas no está bien delimitado a nivel peatonal.

-Se mezcla con los peatones a veces.

-Yo lo veo muy... chapuzas.

No se sabe si es carril bici, si peatón, si...

-Por ejemplo, por el paseo marítimo de aquí,

solo son unas líneas blancas pintadas;

entonces los peatones pasan sin darse cuenta.

-Los peatones a veces nos metemos

por el carril bici sin darnos cuenta.

Para las personas mayores puede ser un problema,

porque como anda uno ya un poco pesado,

te puede atropellar una bici fácilmente.

-Os animo a todos a venir a Gijón, a darle al pedal,

fuertemente, que os vais a poner cañones...

-Encantado de colaborar.

-Y que os guste Gijón, que yo veo que es muy bonito.

-Este es uno de los carriles bici

que no están correctamente delimitados.

Recuerden respetar las vías para los ciclistas,

y nosotros seguimos viéndonos en cualquier punto de España.

-El carné me lo saqué muy jovencito, con 18 años.

El carné me lo saqué a la primera.

Sí, en los últimos años me han multado alguna vez.

Casi siempre por exceso de velocidad, no mucho, pero sí.

Me ha tocado cambiar alguna rueda, solo una vez,

y era la primera vez que me afrontaba a ese problema,

tuve que ver cómo era un poco... Pero al final pude con ella.

El gato lo llevo en el maletero. En el maletero.

Los chalecos reflectantes se deben llevar en el habitáculo

para ponértelo antes de salir del coche.

Yo los tengo en la guantera.

Yo al volante soy más Gandhi. Creo que soy tranquilo, pausado;

no soy de esos que se aceleran y se ponen de mala leche...

Yo creo que soy más calmado, sí.

Un siete está bien; creo que soy buen conductor.

Intento respetar las señales, los límites de velocidad...

Sí, un siete.

Me gusta llevar de copiloto a mi mujer.

Me ayuda mucho.

Yo soy un poco cafre con el GPS, las direcciones y demás,

y voy muy a gusto con ella.

Esto ha sido "Seguridad vital". Gracias por estar ahí.

La próxima semana, mucho más.

Enséñame esta maravilla de Campo de la Herrería.

  • Seguridad Vital - 17/12/17

Seguridad Vital - 17/12/17

17 dic 2017

La periodista Rosa Villacastín, que no conduce, cuenta qué opina de la seguridad vial desde el asiento del copiloto.

El 3% de los españoles han resultado heridos en un accidente de tráfico. En los últimos 5 años los lesionados de tráfico han aumentado un 18% en España, según un estudio. Varios expertos analizan este drama social.

La exposición al ruido es uno de los factores que afectan a nuestra audición a largo plazo. Esta semana, el 'Radar' del programa pone el punto de mira en el ruido del tráfico y cómo éste puede tener consecuencias para la seguridad vial y dañar la salud.

ver más sobre "Seguridad Vital - 17/12/17" ver menos sobre "Seguridad Vital - 17/12/17"
Programas completos (146)
Clips

Los últimos 1.493 programas de Seguridad vital

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios