Presentado por: Eduard Punset Dirigido por: Eduard Punset

El economista Eduard Punset presenta este espacio de divulgación científica. El contenido del programa abarca la medicina, la química, las Tecnologías de la Información y la Comunicación y todas aquellas disciplinas que puedan englobarse bajo el paradigma de la ciencia.

Según el propio Eduard Punset

"REDES nació en Madrid, y durante la primera temporada contábamos en el plató con la presencia de famosos artistas o empresarios acompañados de científicos. Aportaba dinamismo, pero nos dimos cuenta de que debíamos profundizar en el conocimiento científico si queríamos que los propios científicos se dieran cuenta de que sus investigaciones también importaban en la vida cotidiana de la gente, y que la gente descubriera hasta qué punto la utilización del método científico en lugar del dogmatismo iba a transformar sus vidas. La ciencia estaba transformando el mundo.

Estoy contento de que REDES fuera un programa pionero en la comprensión pública de la ciencia, en la utilización del primer plató virtual de la televisión en España, en el recurso a la animación 3D y de las videoconferencias. Al principio, éstas se entrecortaban a menudo y los desfases entre el discurso y la vocalización daban una apariencia de extraterrestres a los entrevistados.

REDES se trasladó en 1997 a Sant Cugat, desde donde todavía se coproduce entre TVE y el grupo de científicos y periodistas jóvenes que constituye la productora smartplanet. Este equipo ha logrado demostrar que ciencia y entretenimiento se pueden unir para que en este tercer milenio la ciencia, por fin, irrumpa en la cultura popular.

El blog de Eduard Punset: http://www.eduardpunset.es/

1352567 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
Para todos los públicos Redes - Redes para ampliar el conocimiento  - Ver ahora
Transcripción completa

Subtitulado por Teletexto-iRTVE.

En 1979, cuando el profesor de medicina Robin Warren

y su colega Barry Marshall

descubrieron la bacteria helicobacter pylori

y que ésta podía vivir en el estómago y causar úlceras,

la comunidad científica pensó que estaban equivocados.

25 años después, ese descubrimiento les valió

el Premio Nobel de Medicina.

Este reconocimiento fue también

al trabajo colaborativo interdisciplinar

que ambos científicos llevaron a cabo.

Punset aprovecho la visita de Warren a Madrid

para hablar sobre el impacto

de la helicobacter pylori en la salud y sobre la importancia

de la investigación científica en red.

Además, otros expertos también opinaron sobre este tema

en la presentación de Cäiber,

una plataforma colaborativa de ámbito español

en investigación clínica.

Cuando Robin Warren obtuvo la primera evidencia

de que una bacteria podía vivir en el estómago, no le creyó nadie.

En aquel entonces, a finales de la década del 70

se trataba de un descubrimiento fundamental,

porque la mitad de la población,

tenía la helicobacter pylori en el estómago

y un 10% de la gente que estaba infectada,

terminaba desarrollando una úlcera.

Incluso yo, cuando era muy joven y trabajaba en Francia,

me diagnosticaron una úlcera de estómago,

que con los años desapareció.

Tras el descubrimiento de Warren que le valió un Premio Nobel,

la incidencia de esta infección se redujo al 25% de la población.

Hoy hablaremos de una cosa muy importante,

que ha afectado a millones de personas,

se trata de la famosa bacteria helicobacter pylori, así la llamas.

Sí.

Sabes, pensaba en tu vida como científico,

ha sido una vida extraña, bastante solitaria,

corrígeme si me equivoco.

Sin embargo, en alguno de tus escritos,

he leído que llegaste a las conclusiones que llegaste,

como resultado del trabajo en equipo.

Tú dices, que el resultado a lo que llegaste,

era el resultado de trabajar con los demás.

Sí Eduardo, yo trabajaba como patólogo en un laboratorio

y no tienes mucho contacto con la gente

cuando te pasas el día mirando por el microscopio,

en lugar de hablar con la gente, acabas hablándole al microscopio.

Exacto.

Así que supongo que visto así, si que era una profesión solitaria.

Mientras trabajaba por mi cuenta,

solamente podía encargarme de la patología,

lo cual era interesante pero,

jamás me habría valido un Premio Nobel.

Sin embargo, conocí a Barry Marshall, mi socio.

Barry Marshall, sí.

Juntos ampliamos el trabajo

y pasamos de la patología a la patología clínica, es decir,

abordamos también las enfermedades de los pacientes.

Eso significo un estudio mucho más grande

y nos permitió llevar a cabo el trabajo que realizamos juntos.

Es fantástico porque has dicho, no fui yo, tú lo dijiste,

que Barry Marshall era mejor vendedor que tú.

En efecto, a él le gusta venderle la idea a todo el mundo.

A mí, me gusta quedarme ahí sentado

mirando por el microscopio y escribiendo.

Pero demostrasteis en cierto modo,

lo que ahora designamos con un término horrible.

Creo que lo llamamos conocimiento multidisciplinar.

Me refiero a cuando hay personas de diferentes profesiones

o diversas vocaciones,

como sucedió con Barry Marshall y contigo.

La innovación está vinculada a este enfoque multidisciplinar.

Sí, tuvimos que hacer más cosas que analizar la patología,

porque teníamos que saber que iba mal con los pacientes.

Y Barry podía hacerlo, pero yo no,

porque yo estaba encerrado en el laboratorio

y necesitábamos por lo menos eso

para realizar un estudio suficientemente grande y amplio

como para cubrir todo el campo.

Por supuesto, ahora se ha vuelto todavía mayor

y realmente se ha vuelto multidisciplinar.

A cambiado desde que nosotros empezamos.

Nosotros solo perseguíamos una idea

pero intentamos cubrir todo el campo de la anatomía patológica

y también el campo clínico, estudiando a los pacientes.

De este modo, pudimos obtener datos e información sobre la bacteria

pero también conectarla con pacientes con úlceras y eso fue un gran paso,

fue el principal avance que hicimos.

La medicina del siglo XXI se basa en un nuevo enfoque,

donde expertos en distintas ciencias trabajan en equipo

para mejorar el diagnóstico y tratamiento de las enfermedades.

El hecho de que grupos multidisciplinares de matemáticos,

físicos, ingenieros, médicos etc. se pongan a trabajar todos juntos

también va a hacer que consigamos que la tecnología nos ayude

a identificar mucho antes las enfermedades

y por tanto a acometerlas muchos antes, también.

¿Hasta que punto un medicamento es mejor que otro?

¿Cómo se puede diferenciar de forma rápida una gripe de una meningitis?

¿Cuándo es más conveniente el uso de una resonancia magnética

o de una radiografía?

La coordinación de estudios

que ayudan a responder este tipo de preguntas,

permitirá aumentar la eficiencia del sistema sanitario.

En España se ha creado la plataforma Cäiber con este fin.

Cäiber es la plataforma nacional de investigación clínica.

Digamos que es una corporación, una organización,

que reúne a los principales hospitales

y núcleos de atención primaria que hacen investigación de calidad

y los reúne para hacer investigación de tipo cooperativo o colaborativo

en todo el territorio nacional.

Con 40 unidades de investigación en 50 hospitales de primera fila

y 2000 investigadores implicados, la idea es compartir recursos

en el estudio de todo tipo de enfermedades.

Si trabajamos juntos y compartimos una infraestructura,

recursos y objetivos comunes,

la consecuencia directa va a ser que vamos a poder responder

preguntas de salud muy complejas,

vamos a poder hacer ensayos clínicos de la máxima calidad

gracias al trabajo colaborativo

y vamos a poder hacerlo en el menor tiempo posible,

los pacientes no tienen por qué esperar.

Solo a través de ensayos clínicos con pacientes

se pueden estudiar nuevas moléculas

para fabricar fármacos cada vez mejores.

Una vez que llega esa molécula,

la investigación clínica con pacientes

se monitoriza exhaustivamente el comportamiento de la molécula,

a lo largo de la investigación los pacientes están muy monitorizados

probablemente a lo largo de un ensayo clínico

los pacientes vayan a ser vistos por el personal sanitario

muchas más veces que en condiciones normales,

con lo cual el seguimiento

que se hace de los pacientes en los ensayos clínicos,

desde el punto de vista clínico, es extraordinariamente exhaustivo.

No existe una actividad en la que las personas estén más protegidas

que la actividad que se desarrolla en investigación biomédica

en ensayos clínicos.

De hecho, es muy curioso, ¿sabes? tu historia me recuerda

a lo que le pasó a un doctor húngaro llamado Semmelweis.

Semmelweis trabajó en un hospital de Viena, creo que era Viena,

al principio de su carrera, Sí.

y de algún modo intuitivamente,

porque entonces no había microscopios

con los que poder ver las cosas como las vemos hoy,

se le ocurrió, que tras haber estado en contacto con cadáveres

lo mejor antes de ir a la unidad de maternidad del hospital,

que lo mejor, era lavarse las manos después de ver tantos muertos.

Sí.

Se percató de que algo tan sencillo como lavarse,

simplemente lavarse las manos,

podía reducir la mortalidad de las madres

que era del 25%, o del 20% por culpa de las fiebres puerperales

creo que la llamáis así.

Exacto, la sepsis puerperal.

Eso es, creo que hay algo parecido en tu lucha durante años

por convencer al colectivo médico

de que existían bacterias en el estómago, ¿no?

Sí.

Bacterias en el estómago, ¿qué extraño?

Creo que los médicos no solamente pensaban que Semmelweis se equivocaba

sino que no les gustaba que les dijera,

bueno, que tenían que lavarse las manos.

Eso sugería que eran ellos quienes provocaban infección en las mujeres.

Claro.

Y no les gustaba la idea de ser responsables

de la infección en las mujeres.

Mi caso fue distinto, yo no me topé con algo así.

Para mí el problema fue que todos pensaban

que las bacterias no podían crecer en el estómago.

¿Y cómo es que todos los médicos pensaban

que las bacterias no podían crecer en el estómago?

¿Por qué?

Tenía mucha lógica, de hecho al tragar cualquier bacteria

rápidamente muere en el estómago.

Claro.

El ácido estomacal la mata rápidamente.

Por tanto, la idea de que algunas bacterias pudieran crecer ahí,

parecía ridícula.

Y así había sido durante más de 100 años,

desde que se empezó a estudiar las bacterias.

Nadie creía que las bacterias pudieran crecer en el estómago.

Así se enseñaba en los libros de texto,

todos lo médicos habían aprendido

que no podía haber bacterias en el estómago.

Sin embargo, es fantástico porque te encantaba la fotografía

y lograste fotografiar la bacteria que denominaste exactamente:

helicobacter pylori. Sí.

Y pudiste mostrársela en una fotografía,

se la enseñaste a tus amigos.

Sí.

Pero no te creían, seguían sin creerte,

no creyeron que la hubieras observado en el estómago,

ni tampoco creyeron

que estuviera siempre vinculada con una inflamación, con el cáncer.

Claramente, no pensaban que las bacterias

tuvieran nada que ver con el cáncer.

Creo que convenían conmigo en que se relacionaban con la inflamación

pero yo creía que la provocaban.

En cambio, lo máximo que obtuve de mis colegas clínicos

fue un, bueno, probablemente estas bacterias

simplemente hayan sido causadas por la inflamación.

Mi idea era que las bacterias provocaban la inflamación,

la suya, que era la inflamación lo que provocaba la infección bacteriana

El descubrimiento de esta bacteria se inscribe

en la tradición científica de "derribar" viejos mitos.

Antes se creía que las úlceras de estómago

y las inflamaciones gástricas

se debían al stress de la vida moderna,

a tener que cambiar de trabajo, a mudarse de una ciudad a otra.

Pero un buen día llegaron Warren y Marshall y nos dijeron:

estáis equivocados, no es el stress,

sino una bacteria la que es culpable de estos problemas gástricos.

Y este hallazgo llegó gracias a la colaboración entre científicos

de ramas muy diversas.

Una vez más, el entrecruzar redes de conocimiento

un investigador detallista como Warren

y un vendedor nato como Marshall,

sirvió para ampliar nuestra comprensión del universo.

Y ahora que puedes dedicarte más a la fotografía

y a intentar percibir la realidad del universo ahí fuera,

¿ha cambiado en algo tu opinión

sobre la salud física de las personas?

¿Deberíamos cambiar tal vez, nuestras políticas de prevención

u ocuparnos más de dichas políticas preventivas?

¿Qué consejos les darías a los políticos?

Es muy difícil aconsejar a los políticos.

No estoy muy seguro sobre los políticos,

pero, creo que la salud general de la población en la actualidad,

especialmente en occidente,

es muy buena en comparación con la de los siglos anteriores.

Vivimos mucho más

o por lo menos la mayor parte de la gente

tiene una esperanza de vida muy superior

a la que tenían en los siglos anteriores.

Hoy en día, muchos viven más de 80 años.

Antes, la mayoría moría antes de cumplir los 70.

Hace 200 años, pocos pasaban de los 50 años.

Había algunas personas de más edad,

pero la mayoría moría relativamente joven,

normalmente a consecuencia de alguna enfermedad infecciosa.

El gran cambio de los últimos 200 años,

ha sido en primer lugar,

un enorme aumento y mejora de la sanidad pública.

Con un buen abastecimiento de agua, un buen sistema de alcantarillado,

mucho más limpieza.

En mi opinión eso marcó una diferencia enorme,

creo que ha sido el cambio más importante

para la salud de la población.

Al final todo era cuestión de lavarse las manos.

De limpiarlo todo, sí, de limpieza, como decía Semmelweis.

Pero no fue solamente Semmelweis hablando con los médicos

sino que fueron los gobiernos

los que hicieron una gran labor para instaurar un buen alcantarillado

un buen abastecimiento de agua

y poco a poco lograr que la población general viviera

en unas condiciones más higiénicas.

En los últimos 60 años, hemos tenido los antibióticos,

que también han marcado una gran diferencia.

Con ellos se han podido atajar infecciones

que habrían provocado muchas muertes.

Los antibióticos también han mejorado las cosas

aunque en mi opinión, no tanto como los cambios en sanidad e higiene

que acontecieron 200 años antes.

Por otro lado, tenemos que tener cuidado con los antibióticos,

las bacterias se están volviendo resistentes.

Y cuando eso ocurre ya no se pueden tratar las infecciones,

ahora hay mucha resistencia a los antibióticos.

Me preocupa especialmente la aparición de tuberculosis

provocada por bacterias resistentes.

Hoy en día, hay cepas de tuberculosis resistentes a todos los antibióticos

que resultan muy difíciles de tratar.

Si esta tendencia continúa, tal vez dentro de 20, 30, 40 años

la tuberculosis vuelva a ser tan terrible como lo era hace 200 años,

cuando muchísimas personas se infectaban y morían.

Creo que tenemos que ir con mucho cuidado,

porque no estamos descubriendo más antibióticos.

Casi todos se crearon hace 50 años

y apenas se han podido descubrir nuevos antibióticos desde entonces.

Es increíble lo que dices.

¿Y no se puede hacer nada contra las bacterias

que se vuelven más resistentes a los antibióticos?

Los antibióticos deberían usarse con más cuidado.

Ahora mismo, muchos pacientes acuden al médico

y piden un tratamiento para el catarro,

cuando en realidad no es necesario un tratamiento con antibióticos.

Si el niño tose,

probablemente la enfermedad haya sido causada por virus

y los antibióticos no surtan efecto alguno.

Sin embargo, si el médico no le receta al paciente un antibiótico

puede acabar hasta con una demanda por no haberlo tratado correctamente.

Es una situación muy difícil

y sería necesario convencer a toda la población

de que no hay que pedir antibióticos siempre,

porque no siempre son necesarios.

Deberían utilizarse correctamente y en menor medida,

por no hablar de que ahora mismo,

se administran muchísimos antibióticos a los animales de granja

para impedir que contraigan infecciones,

lo que provoca una resistencia bacteriana a los antibióticos,

todavía más generalizada.

Y es algo que debemos tener en cuenta para el futuro.

Vivimos en un mundo en el que es fantástico tener antibióticos.

Sabemos que si contraemos una infección, podemos ir al médico

y tratarnos con antibióticos para eliminarla,

pero tal vez esto, no dure mucho más.

Es increíble, ¿qué te parece?

De tus palabras se desprendería que tu consejo

es que no nos olvidemos de las bacterias

como fuentes de enfermedades, en el futuro.

No, para ellas todo pinta bien.

Las bacterias no desaparecerán,

de hecho, se están volviendo más listas.Exacto.

Próximamente, el papel de los ciudadanos en la sanidad

irá más allá de evitar el abuso de los antibióticos.

Cada vez más, seremos parte activa en la investigación biomédica.

Aprovechando la presentación de Cäiber,

una plataforma colaborativa,

de ámbito español en investigación clínica,

charlamos con expertos mundiales

sobre como las mejoras tecnológicas y en comunicación

están cambiando las relaciones entre doctores y pacientes en el siglo XXI.

Tenemos que repensar nuestros papeles, todos, todos,

porque ya el papel del médico o la médica,

no va a ser diagnosticar y curar como era hasta hace poco.

El papel de los pacientes no va a ser el de suplicante, pasivo,

esperando a que le den una receta o que le den una solución a su problema

sino tener un papel muy activo en el proceso de adaptación.

Para los políticos es muy difícil,

porque los hospitales no van a ser el centro del sistema,

luego entonces, cortar cintas y poner ladrillos

ya no va a tener el mismo impacto que había tenido hasta hace muy poco,

al contrario, va a ser más nocivo.

Los pacientes están organizándonos en asociaciones de pacientes,

en facebook, en cualquier red social se juntan, se preguntan

y los profesionales sanitarios,

de alguna manera tenemos que seguir a esa plaza,

como también tenemos que seguir la calle

o a los domicilios de los pacientes

o a otros ámbitos donde se nos requieran.

Por ejemplo, el correo electrónico me puede servir

para quitarme burocracia de la consulta,

de una forma asíncrona.

Eso lo puedo resolver fuera de la consulta

sin el paciente delante y me optimiza tiempo,

ordeno mejor mi trabajo.

El reto social es igual,

yo tengo un bloc y cuelgo el contenido para mis pacientes

de información sanitaria en ese bloc o en redes sociales

y amplifico los consejos de salud que doy en consulta.

Durante mucho tiempo, los médicos han estado como en un pedestal

a veces sin quererlo, porque lo daba la propia profesión

desde el que miraban a los ciudadanos digamos, con un ánimo paternalista.

Mira, yo tengo la ciencia, te voy a decir que debes hacer para curarte.

Ahora eso ya ha cambiado, la relación es más de igual a igual,

estamos en el mismo plano.

Las generaciones que nacen ahora, ya nacen con el ordenador

y con la televisión y con los ipods en la cuna.

Es la misma población la que nos va a demandar a los profesionales:

¡pónganse al día!

La medicina del siglo XXI, va a ser la medicina

en la que los pacientes sean definitivamente,

por primera vez en la historia, protagonistas.

Debemos lograr que se impliquen los pacientes

pero sobretodo que se implique el público,

y me refiero al público en general.

Como ciudadano algún día me veré en la tesitura de ser un paciente

y ya he sido paciente antes, todos lo hemos sido alguna vez,

en ese sentido, todo el mundo debe implicarse.

¿Qué pasa con las otras fuentes de enfermedades?

Algunos de tus amigos, los científicos que trabajan

en el campo de la neurología y del cerebro,

creen que si dejas que el entorno te influya en exceso,

tu cuerpo reacciona de un modo distinto.

¿Opinas lo mismo?

¿O son las mutaciones biológicas las que realmente cuentan

a la hora de examinar una enfermedad?

Hasta cierto punto, depende de la enfermedad de la que hablemos.

Normalmente, si alguien está enfermo pero se mantiene alegre y activo,

no se siente tan enfermo.

Eso no significa que esté mejor pero no se sentirá tan enfermo

y sino te sientes tan enfermo, te sientes mejor.

Es casi automático,

mientras que si estás deprimido y te sientes enfermo

y te preocupa lo que alguien te ha hecho o te ha pasado,

te sentirás peor.

Si te quedas tumbado sintiéndote enfermo,

te sentirás, pues más enfermo.

Por eso les digo a mis amigos,

que a veces, es mejor tener un buen amigo que un buen fármaco.

Creo que probablemente tengas razón.

Sin embargo a veces, si que necesitas el fármaco,

todo depende de lo que te pase.

Desarrollar fármacos más eficaces

o mejorar el conocimiento sobre las enfermedades,

son objetivos que se pueden lograr

con redes de investigación científica más amplias e interconectadas.

Las nuevas tecnologías de la comunicación,

permiten desarrollar estas redes

que repercutirán en mejoras importantes en el ámbito de la salud.

Hoy en día no sabemos dónde va a estar la persona

que genere la próxima molécula que va a curar un tipo de cáncer.

O la empresa que financie la investigación

necesaria para que esa molécula se convierta

en un medicamento que llegue al mercado.

O el médico que va a ser capaz de aplicar esa molécula

de la manera mejor.

No sabemos dónde está, puede estar en cualquier lugar del mundo,

en cualquier lugar recóndito del planeta.

De manera, que si no somos capaces de comunicarnos globalmente,

nos vamos a perder muchas oportunidades.

No es que la biología se esté volviendo más complicada que antes,

sino que al fin comprendemos lo complicada qué es.

Lo que haremos será lo que hicieron nuestros antepasados,

concretamente muchos españoles, crear mapas.

Empezaremos a cartografiarnos a nosotros mismos.

Gracias a Colón y a personas como él,

hay muy pocas regiones desconocidas en el planeta,

pero en nuestro interior quedan muchísimos mapas por explorar.

Algunas enfermedades que considerábamos habituales,

en realidad agrupan varias enfermedades minoritarias

de modo que suelen tener una genética distinta

y un origen diferente.

Debemos descubrir maneras distintas de tratarlas.

Tenemos que colaborar a escala multinacional

mediante una amplia red de investigación

y de apoyo a la investigación.

Ahora existen estructuras paneuropeas de biobancos,

que se dedican a recoger muestras biológicas

de toda la población europea en un área de enfermedad determinada,

para trasladar los resultados de la investigación básica

a la ciencia clínica.

Es parecido a lo que sucedió con la física en el siglo XX.

Si pensamos por ejemplo, en el gran colisionador de hadrones,

pues bien, en el campo de la investigación biomédica,

nos enfrentamos al mismo reto: un ingente volumen de datos.

Esta es mi última pregunta.

¿Te sientes a veces cercano a personas

que aunque tal vez no sepan ni deletrear bien tu apellido,

sienten gratitud hacia ti?

ya que saben que personas como tú, con tu investigación y tus esfuerzos

habéis logrado curar a miles, a millones de personas.

La verdad es que a donde quiera que vaya

me encuentro a personas que se me acercan y me dicen,

¡gracias por ayudarme!

Siempre me hace sentir bien, por supuesto que me hace sentir bien.

Mi pregunta es: ¿los microbios tienen microbios que les enferman?

Subtitulación realizada por: Rosa Romero Ayuso.

Redes - Redes para ampliar el conocimiento

27:36 18 mar 2012

El descubrimiento de una bacteria que habita en el estómago le valió a Robin Warren un premio Nobel. Su hallazgo fue el fruto de un trabajo en equipo, modelo para el trabajo de los científicos del presente. Punset ha aprovechado para entrevistarlo en Madrid para presentar la plataforma Caiber.

 

El descubrimiento de una bacteria que habita en el estómago le valió a Robin Warren un premio Nobel. Su hallazgo fue el fruto de un trabajo en equipo, modelo para el trabajo de los científicos del presente. Punset ha aprovechado para entrevistarlo en Madrid para presentar la plataforma Caiber.

 

ver más sobre "Redes - Redes para ampliar el conocimiento" ver menos sobre "Redes - Redes para ampliar el conocimiento"

Los últimos 369 documentales de Redes

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • 3:02 22 may 2019 Recordamos diez grandes lecciones que aprendimos de la mano del economista, escritor y divulgador científico Eduard Punset: ¿Qué es la felicidad? ¿de qué está hecho el universo y los seres humanos? ¿es más importante la razón o la intuición? ¿hay vida antes de la muerte? ¿podemos conocernos a nosotros mismos? 

  • 1:02 22 may 2019 Eduard Punset ha fallecido este miércoles en Barcelona tras una larga enfermedad. Lo ha confirmado la familia del divulgador científico. Tras la muerte de Francisco Franco, entró en política de la mano de Centristes de Catalunya-UCD. En 1978 fue elegido consejero de Economía y Finanzas de la Cataluña preautonómica, por dicho partido. Fue elegido diputado en las primeras elecciones al Parlamento de Cataluña (1980). Tuvo un destacado papel en la apertura de España al exterior como ministro de Relaciones para las Comunidades Europeas (1980-1981). Tras abandonar la UCD, se presentó como independiente en la candidatura de Convergència i Unió a las elecciones generales de 1982, obteniendo un escaño, que abandonó apenas un año después, en diciembre de 1983. En 2007 le fue detectado un cáncer de pulmón del que pudo recuperarse con tratamiento médico.

  • Punset despide Redes

    Punset despide Redes

    1:19 12 ene 2014

    1:19 12 ene 2014 Eduard Punset y su programa Redes han acercado la ciencia al gran público. Después de 18 años ininterrumpidos el programa ha finalizado. Pero Punset ya prepara otra aventura en RTVE

  • 20:19 18 sep 2013 En el programa de María Casado, Los desayunos de TVE, Eduard Punset presenta su primer libro de ficción 'El sueño de Alicia'.

  • 2:20 07 jul 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por los niños:¿Porqué los abuelos tienen el pelo blanco?

  • 27:26 07 jul 2013 Nos esforzamos en permanecer jóvenes físicamente ¿por qué no actuar igual sobre nuestro cerebro? Elsa Punset charla con el neurólogo Álvaro Pascual Leone sobre las técnicas de estimulación no invasiva del cerebro, aplicadas tanto a terapia como a mejora de capacidades mentales.

  • 00:46 03 jul 2013 Si tanto nos esforzamos en permanecer jóvenes físicamente, ¿por qué no actuar igual sobre nuestro cerebro? Hoy en Redes, Elsa Punset charla con el neurólogo Álvaro Pascual Leone sobre las técnicas de estimulación no invasiva del cerebro, aplicadas tanto a terapia como a mejora de capacidades mentales como la memoria o la sociabilidad. En el programa, Pascual-Leone nos dará algunos consejos para mantener nuestro cerebro sano y descubriremos además qué piensa la gente sobre la estimulación cerebral no invasiva. ¿Te imaginas que pudieras potenciar tu cerebro cómodamente desde casa? ¿Cómo sería el futuro si los estimuladores cerebrales fueran un elemento más de la vida cotidiana en nuestra sociedad?

  • Ciudadanos en red V.O.

    Ciudadanos en red V.O.

    29:30 30 jun 2013

    29:30 30 jun 2013 Esta semana el programa de divulgación científica de La 2, Redes, analiza la influencia de las nuevas tecnologías en el cambio del aspecto de las ciudades y del comportamiento de sus habitantes. En el futuro, la apariencia de las ciudades no se alejará mucho de su aspecto actual, pero sí que cambiará su funcionamiento: los recursos se utilizarán de un modo más eficiente y razonable, y en general serán más sostenibles de lo que son hoy. Convertir los núcleos urbanos en mejores sitios para vivir será posible gracias a la integración de las tecnologías digitales con las infraestructuras de la metrópolis. En este capítulo de Redes, el arquitecto, ingeniero y diseñador Carlo Ratti revela a Elsa Punset que esta transformación ya se ha puesto en marcha y explica de qué modo las nuevas tecnologías tienen el potencial de cambiar, tanto las ciudades como las conductas de sus habitantes. Ratti es el director del Senseable City Lab, un grupo de investigación que explora cómo las nuevas tecnologías están cambiando la forma en que entendemos el diseño y vivimos las ciudades.

  • Ciudadanos en red

    Ciudadanos en red

    29:30 30 jun 2013

    29:30 30 jun 2013 Esta semana el programa de divulgación científica de La 2, Redes, analiza la influencia de las nuevas tecnologías en el cambio del aspecto de las ciudades y del comportamiento de sus habitantes. En el futuro, la apariencia de las ciudades no se alejará mucho de su aspecto actual, pero sí que cambiará su funcionamiento: los recursos se utilizarán de un modo más eficiente y razonable, y en general serán más sostenibles de lo que son hoy. Convertir los núcleos urbanos en mejores sitios para vivir será posible gracias a la integración de las tecnologías digitales con las infraestructuras de la metrópolis. En este capítulo de Redes, el arquitecto, ingeniero y diseñador Carlo Ratti revela a Elsa Punset que esta transformación ya se ha puesto en marcha y explica de qué modo las nuevas tecnologías tienen el potencial de cambiar, tanto las ciudades como las conductas de sus habitantes. Ratti es el director del Senseable City Lab, un grupo de investigación que explora cómo las nuevas tecnologías están cambiando la forma en que entendemos el diseño y vivimos las ciudades.

  • 2:32 30 jun 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por los dos jóvenes es:¿Cómo surgió el lenguaje?

  • Ciudadanos en red

    Ciudadanos en red

    00:54 26 jun 2013

    00:54 26 jun 2013 En el futuro, la apariencia de las ciudades no se alejará mucho de su aspecto actual, pero sí que cambiará su funcionamiento: los recursos se utilizarán de un modo más eficiente y razonable, y en general serán más sostenibles de lo que son hoy. Convertir los núcleos urbanos en mejores sitios para vivir será posible gracias a la integración de las tecnologías digitales con las infraestructuras de la metrópolis. En este capítulo de Redes, el arquitecto y diseñador Carlo Ratti revela a Elsa Punset que esta transformación ya se ha puesto en marcha y explica de qué modo las nuevas tecnologías tienen el potencial de cambiar tanto las ciudades como las conductas de sus habitantes. Y además, pondremos a prueba los conocimientos de los ciudadanos en materia de sostenibilidad y veremos cómo mejorarlos

  • 2:05 23 jun 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por las dos jóvenes es:¿Porqué los gatos ronronean?

  • El ordenador del futuro

    El ordenador del futuro

    27:52 23 jun 2013

    27:52 23 jun 2013 Cada dos años, aproximadamente, se dobla la potencia de los ordenadores. Sin duda, la capacidad de computación avanza a pasos agigantados, pero en un futuro no muy lejano, esta alcanzará un límite que no podremos rebasar con la tecnología que utilizamos actualmente.En este capítulo de Redes, el físico Juan Ignacio Cirac habla con Eduard Punset del desarrollo de los ordenadores del futuro, los cuales, para vencer las limitaciones futuras de la computación clásica, aprovecharán las leyes de la física de lo más pequeño: la mecánica cuántica.Y la Mirada de Elsa aborda la multitarea, una práctica que el cerebro práctica a menudo y, a veces, con exceso. ¿Somos buenos haciendo varias cosas a la vez?

  • La multitarea

    La multitarea

    6:25 23 jun 2013

    6:25 23 jun 2013 "La Mirada de Elsa" abordará la multitarea, una práctica que el cerebro práctica a menudo y, a veces, con exceso. ¿Somos buenos haciendo varias cosas a la vez?

  • El ordenador del futuro

    El ordenador del futuro

    00:49 19 jun 2013

    00:49 19 jun 2013 Cada dos años, aproximadamente, se dobla la potencia de los ordenadores. Sin duda, la capacidad de computación avanza a pasos agigantados, pero en un futuro no muy lejano, esta alcanzará un límite que no podremos rebasar con la tecnología que utilizamos actualmente. En este capítulo de Redes, el físico Juan Ignacio Cirac habla con Eduard Punset del desarrollo de los ordenadores del futuro, los cuales, para vencer las limitaciones futuras de la computación clásica, aprovecharán las leyes de la física de lo más pequeño: la mecánica cuántica. Y la Mirada de Elsa abordará la multitarea, una práctica que el cerebro práctica a menudo y, a veces, con exceso. ¿Somos buenos haciendo varias cosas a la vez?

  • 28:27 16 jun 2013 El neurocientífico Sebastian Seung afronta un reto titánico:desentrañar el patrón de conexiones que hay entre los 100.000 millones de neuronas de nuestro cerebro.Es el llamado conectoma humano y en él podrían residir aspectos de nuestra mente que todavía no podemos comprender. 

  • 2:01 16 jun 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por las dos jóvenes es:¿Todos los animales tienen cerebro?

  • 28:27 16 jun 2013 El neurocientífico Sebastian Seung afronta un reto titánico:desentrañar el patrón de conexiones que hay entre los 100.000 millones de neuronas de nuestro cerebro.Es el llamado conectoma humano y en él podrían residir aspectos de nuestra mente que todavía no podemos comprender. 

  • La capacidad plástica

    La capacidad plástica

    9:16 16 jun 2013

    9:16 16 jun 2013 En la "Mirada de Elsa", veremos cómo podemos aprovechar la enorme capacidad plástica de nuestro cerebro para cambiar nuestros comportamientos más rígidos y rutinarios.

  • 00:49 14 jun 2013  El neurocientífico Sebastian Seung afronta un reto titánico: desentrañar el patrón de conexiones que hay entre los 100.000 millones de neuronas de nuestro cerebro. Es el llamado conectoma humano y en él podrían residir aspectos de nuestra mente que todavía no logramos comprender, tales como el lugar donde residen los recuerdos. En este capítulo de Redes, Seung explica a Eduard Punset los detalles de su investigación y cómo su trabajo puede contribuir a entender mejor el cerebro y a combatir ciertas enfermedades mentales. Y en la Mirada de Elsa, veremos cómo podemos aprovechar la enorme capacidad plástica de nuestro cerebro para cambiar nuestros comportamientos más rígidos y rutinarios.

Mostrando 1 de 19 Ver más