Presentado por: Eduard Punset Dirigido por: Eduard Punset

El economista Eduard Punset presenta este espacio de divulgación científica. El contenido del programa abarca la medicina, la química, las Tecnologías de la Información y la Comunicación y todas aquellas disciplinas que puedan englobarse bajo el paradigma de la ciencia.

Según el propio Eduard Punset

"REDES nació en Madrid, y durante la primera temporada contábamos en el plató con la presencia de famosos artistas o empresarios acompañados de científicos. Aportaba dinamismo, pero nos dimos cuenta de que debíamos profundizar en el conocimiento científico si queríamos que los propios científicos se dieran cuenta de que sus investigaciones también importaban en la vida cotidiana de la gente, y que la gente descubriera hasta qué punto la utilización del método científico en lugar del dogmatismo iba a transformar sus vidas. La ciencia estaba transformando el mundo.

Estoy contento de que REDES fuera un programa pionero en la comprensión pública de la ciencia, en la utilización del primer plató virtual de la televisión en España, en el recurso a la animación 3D y de las videoconferencias. Al principio, éstas se entrecortaban a menudo y los desfases entre el discurso y la vocalización daban una apariencia de extraterrestres a los entrevistados.

REDES se trasladó en 1997 a Sant Cugat, desde donde todavía se coproduce entre TVE y el grupo de científicos y periodistas jóvenes que constituye la productora smartplanet. Este equipo ha logrado demostrar que ciencia y entretenimiento se pueden unir para que en este tercer milenio la ciencia, por fin, irrumpa en la cultura popular.

El blog de Eduard Punset: http://www.eduardpunset.es/

1826907 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
Para todos los públicos  Redes - La cara amable del agujero negro - ver ahora
Transcripción completa

Bienvenidos a Redes, yo sé que dentro de cuatro años

cuando den las campanadas para el final de este milenio

nadie dudará de que un programa como éste se tenía que llamar Redes.

¿Por qué?

Pues porque las redes humanas, las de la información,

las del conocimiento,

serán realmente el soporte de la vida cotidiana.

A veces olvidamos que ya hemos celebrado 600 programas emitidos.

Cuando empezó Redes todos los científicos estaban convencidos

de que nos separaban muy poquitas cosas del resto de los animales.

Algunas cosas las hacíamos mejor, le metíamos un poco más de emoción,

un poco más de inteligencia, pero poco más.

Hoy los mayores sabios de este mundo, dicen,

que somos absolutamente distintos.

Yo creo que nuestros telespectadores piensan lo mismo

gracias en gran parte a estos 600 programas de Redes.

Nuestro universo está sembrado de colosales trampas

de las que nada puede escapar, ni tan siquiera la luz.

Son zonas en las que la deformación de la malla espacio-temporal

es máxima.

Rincones del cosmos con un gran potencial destructor

y todavía muy desconocidos.

Los hemos denominado agujeros negros y en este capítulo de Redes,

el astrofísico Caleb Scharf nos habla de ellos

y nos enseña que no siempre son tan fieros como los pintan.

Y "La Mirada de Elsa" abordará el miedo a la insignificancia,

que nos lleva a menudo a infravalorar nuestra vida

al compararnos con los demás.

Nadie los ha visto jamás.

No tenemos ni idea de qué sucede en su interior.

Pero gracias al avance de la física, de las matemáticas

y, por supuesto, de nuestro desarrollo tecnológico,

hemos podido constatar que existen y qué es lo que pasa en su periferia

Me refiero a los agujeros negros; a esos cuerpos tan y tan masivos

que ni la luz puede escapar de su gravedad.

Estructuras de masa tan colosal que deforman por completo

el espacio-tiempo que está a su alcance.

Hasta hace muy poco se creía que los agujeros negros

eran terribles sumideros dentro de nuestro universo;

gargantas voraces que engullen cualquier suspiro de materia

que se aproxima a sus fauces.

Pero ahora estamos descubriendo que los agujeros negros

también tienen una faceta benévola.

Una cara amable que hoy conoceremos junto a Caleb Scharf.

Como saben, la idea que teníamos desde la calle de un agujero negro

es que se comían otros agujeros negros

y que aquello, cuanto más tormentoso era,

más aciago y más horroroso.

Bueno, pues resulta que sí, que los hay,

hay trozos de nuestro universo que son así,

pero resulta que para que salga la vida,

de alguna manera, considera Caleb, tiene que haber un cierto sosiego.

Y a esto lo llamáis ciclo útil, ¿verdad, Caleb?

¡Sí! Hemos aprendido varias cosas sobre los agujeros negros

durante los últimos 20 o 30 años.

En primer lugar: ¡son reales!

No son meras estructuras hipotéticas en el universo,

sino que son muy reales.

Al parecer, en el centro de la mayoría de galaxias existe

una versión supermasiva de un agujero negro.

¡Increíble!

Que puede contener, tal vez, varios millones de veces

la masa del sol.

A menudo tiene incluso miles de millones de veces la masa del sol,

confinada dentro de una región tremendamente misteriosa

que conocemos como horizonte de sucesos.

Pero si algo hemos aprendido es que no están tranquilos,

por lo menos no siempre.

Cuando la materia cae dentro de un agujero negro,

genera una cantidad enorme de energía antes de desaparecer.

A veces se plantea la pregunta:

si los agujeros negros lo engullen todo,

¿cómo puede generarse energía?

La clave es que sucede lo mismo que con el agua de una cascada,

que hace muchísimo ruido antes de calmarse

en el remanso de agua del fondo.

¡Los agujeros negros son así!

Creemos que el ciclo útil es lo que determina

que a veces estén alimentándose (produciendo energía)

y otras veces estén reposando

(digiriendo la comida, por así decirlo).

También creemos que nuestra galaxia, la Vía Láctea,

está entre dos comidas ahora mismo.

El agujero negro del centro de la galaxia está en reposo,

lo cual es muy interesante, ¡porque la energía generada

por los agujeros negros que engullen materia es enorme!

Así que de ahí sale algo bueno, ¿no?

Bueno, esa energía puede ayudar a regular la formación

en la galaxia de estrellas, planetas

y todos los elementos necesarios para que surja la vida, según creemos

Caleb, realmente me estás confirmando

que la vida necesita tener, hasta cierto punto, energía cerca,

¡pero no demasiada!

Exacto, exacto.

¡Es maravilloso!

Durante años, hemos estado estudiando a los agujeros negros,

y bueno, en realidad no los podíamos ver.

Suponíamos que podía haber agujeros negros,

pero no los podíamos observar

y durante años apenas sabíamos nada de ellos.

Creo que incluso Einstein estaría feliz hoy en día,

porque recuerdo, que leí en alguna parte

que no terminaba de comprender lo que eran los agujeros negros.

¡La idea no le gustaba en absoluto!

No le gustaba, ¿verdad?

Le parecía demasiado alocada, demasiado extrema.

No entendía cómo el universo podía engendrar objetos así.

Lo interesante para mí,

(y una de las cosas realmente bonitas

de nuestra noción de los agujeros negros)

es que todo empezó como una idea humana,

algo puramente teórico, matemático.

¡Y sin embargo son reales!

El universo efectivamente funciona así,

crea estos objetos y no solo eso,

sino que desempeñan un papel que seguimos intentando entender

y sobre el que seguimos aprendiendo cosas.

Juegan un papel fundamental a la hora de hacer que el cosmos

adquiera el aspecto que tiene.

Creo que hoy Einstein cambiaría de idea

y los miraría con mejores ojos.

Has mencionado la materia y la energía,

tenemos por un lado lo que la gente entiende como materia,

que curva el espacio-tiempo

y, por otro, la energía, que se puede aprovechar o no.

¿Cuál dirías que es en la Vía Láctea,

la relación exacta entre ambas?

aquella que nos ha permitido sobrevivir durante todo este tiempo.

Lo interesante es estudiar otras galaxias,

porque resulta que cuando más aprendemos de nosotros mismos

es cuando observamos otros lugares.

En el contexto de nuestra galaxia,

creemos que hay otros lugares del universo

donde los agujeros negros producen tantísima energía

que prácticamente esterilizan la galaxia, la subyugan por completo.

Toda esa energía impide que se formen nuevas estrellas

y nuevos planetas

y, en último término hace, según creemos,

que dichos lugares se vuelvan yermos

y no puedan albergar planetas como la Tierra,

donde florece la vida.

En cambio, nosotros vivimos en una galaxia interesante,

claramente estamos aquí,

de modo que hay algo que permite que así sea.

Lo que hemos aprendido hace poco es que,

en nuestra galaxia (la Vía Láctea) la manera en la que se comporta

el agujero negro supermasivo del centro de la galaxia

es diferente al de otras galaxias.

Evidentemente es distinto,

al de las galaxias que han sido esterilizadas.

Por culpa de demasiada...

De demasiada energía.

Y el exceso de energía no solo resulta perjudicial

para la delicada química de la vida, sino que parece influir

en generaciones y generaciones de estrellas,

y las estrellas fabrican los elementos que nos forman,

así que la situación es diametralmente distinta.

En cambio, hay otras galaxias donde tal vez

existan demasiadas estrellas;

estrellas que han ido formándose, han dado lugar a planetas

y luego han explotado

por lo que el entorno dista mucho de ser calmado.

Creemos que la Vía Láctea está a medio camino.

Imagina que este algodón de azúcar

es una gigantesca nebulosa de gas y polvo.

Con el paso del tiempo,

las moléculas y partículas que la forman

tienden a agruparse a causa de la gravedad,

de la fuerza de atracción que experimenta.

Al final toda esta materia acabaría agrupada en un único cuerpo,

como una estrella.

A más masa y menor volumen, mayor gravedad.

Y esto atrae más materia,

que a su vez acentúa esa fuerza de atracción y con el tiempo,

el objeto se comprime cada vez más y más.

¿Cuánto se puede compactar la materia?

¡Mucho!

Por ejemplo, una estrella de neutrones

apenas mide 20 kilómetros de diámetro

pero su masa supera la de nuestro Sol,

cuyo diámetro es unas 70.000 veces mayor.

En una estrella de este tipo,

un trocito de apenas un centímetro cúbico

contendría una masa equivalente a la de toda la humanidad

que ha pisado la Tierra desde su origen.

Un agujero negro es un cuerpo con tanta masa y tan compacta

que ni algo que viaja tan deprisa como la luz

puede escapar a su extrema fuerza gravitatoria.

Los hay de muchos tamaños:

los más pequeños tienen diez veces la masa de nuestro Sol,

pero los más grandes, los agujeros negros supermasivos,

contienen la masa de miles de millones de soles como el nuestro.

Existe una distancia al agujero negro más allá de la cual,

nada puede escapar de su atracción.

A esa frontera, a ese punto de no retorno,

se la conoce como horizonte de sucesos.

Más allá de dicho horizonte no sabemos qué sucede,

pues no hay nada que llegue a nosotros desde esa región:

una onda, un fotón, un protón... ¡nada!

Pero sí que nos llega información de sus inmediaciones.

Las partículas que se aproximan al horizonte de sucesos,

adquieren una velocidad elevadísima.

A esa rapidez,

las partículas chocan unas con otras en violentas colisiones

que generan cantidades ingentes de energía

que expulsa parte del material hacia el exterior,

a una velocidad cercana a la de la luz.

Y esta es la información que llega hasta nosotros,

en forma de ondas electromagnéticas como rayos gamma o rayos X,

a veces, desde los rincones más remotos del universo.

El resto de materia, cruza el horizonte de sucesos

y cae en el olvido para siempre.

De este modo, los agujeros negros se comportan

como colosales máquinas de transformar materia en energía,

alimentadas por lo que sucumbe a su voraz apetito.

Aunque desconozcamos el interior del agujero negro,

la tecnología actual nos permite detectar y estudiar

qué ocurre a su alrededor, cerca del horizonte de sucesos.

Si tuvieras que definir las distintas galaxias,

además de la Vía Láctea, tendríamos en un extremo

las que experimentan explosiones constantes

porque están llenísimas de energía y, en el otro extremo...

Las galaxias enanas, las galaxias diminutas.

Eso, las enanas.

Y entre medio, tenemos lo que denomináis

"la zona del valle verde",

a la que la Vía Láctea, nuestra galaxia,

pertenece más o menos.

¿Esto es así?

Es algo muy nuevo.

Se trata de algo sobre lo que no hemos obtenido pruebas

hasta hace pocos años.

A grandes rasgos, las galaxias se dividen en tres tipos:

están las galaxias rojas,

que son rojas porque en ellas las estrellas son viejas,

ya que no se han creado nuevas estrellas

en miles de millones de años.

Son galaxias que están en las últimas, por así decirlo,

han pasado ya por la edad adulta y se están planteando retirarse.

En el otro extremo tenemos las galaxias azules,

que están rebosantes de estrellas jóvenes.

Son azules porque las estrellas jóvenes y masivas

tienen este color y le dan una apariencia azul.

Sin embargo, entre las galaxias rojas y las galaxias azules

encontramos las que hemos denominado galaxias del valle verde,

porque no son ni rojas ni azules, sino que están a medio camino.

Y son muy interesantes, porque creemos

que son lugares de transición.

Se trata de galaxias que están cambiando de azul a rojo,

pero el proceso tarda millones de años;

decenas de millones, tal vez, cientos de millones de años,

lo sorprendente es que que la Vía Láctea parece ser

una de estas galaxias del valle verde.

Y siempre que se descubre algo en la ciencia que resulta insólito

y tiene que ver con nuestras circunstancias, cabe preguntarse:

"¿acaso ocurre porque, de otro modo, no podríamos estar aquí?"

¡Es fantástico! Sí.

Existe un último tema sobre el que quiero preguntarte

y que me intriga mucho.

Se trata del Observatorio de rayos X Chandra de la NASA,

que mide la cantidad de rayos X procedente de los agujeros negros.

Me gustaría saber si tiene repercusiones para la vida

que haya demasiados rayos X o demasiado pocos.

Es una pregunta interesante y debo decir que, hasta cierto punto,

la mayoría de rayos X, que son un tipo de radiación,

normalmente no atraviesan la atmósfera;

la atmósfera nos protege de ellos.

Sin embargo, hay otros tipos de energía un poco más extremos

que proceden de los agujeros negros y que se llaman rayos gamma.

Y los rayos gamma sí que pueden atravesar la atmósfera.

De hecho, hay quien cree que ciertos episodios

de cambio climático del pasado,

hace miles, decenas de miles de años,

podrían haberse debido a hechos que sucedieron

a centenares de miles de años luz de distancia.

Fueron sucesos muy potentes y muy energéticos,

tal vez relacionados con agujeros negros,

que liberaron energía por el espacio

que quizá penetró en la atmósfera de la Tierra

y fue perjudicial para la vida,

pero también pudo modificar la química de la atmósfera

y, por consiguiente, el clima.

Esta ha sido justamente la gran contribución de Caleb Scharf

Él, es el primer astrónomo, el primer astrobiólogo

en darse cuenta de que en nuestra Vía Láctea

hacia falta que hubiera cierta tranquilidad

para que la vida pudiera surgir.

Ni demasiados agujeros negros comiéndose unos a otros,

ni demasiados pocos,

hacía falta una cierta calma

y la verdad es que en nuestra galaxia

a lo mejor hace billones de billones de años

hubo un gran movimiento pero luego vino una cierta calma

que permitió el que nosotros saliéramos,

es la gran contribución, nueva, del concepto de los agujeros negros,

no todo es malo en ellos, hasta les debemos la vida.

¿Sientes que realmente somos importantes,

o que no somos nada importantes y apenas insignificantes

si pensamos en tantos miles de millones de años luz?

Es una de esas preguntas que a veces me mantiene en vilo por las noches,

ya que es importante por muchos motivos,

pero sobre todo para nuestra perspectiva del universo.

Me encuentro en una tesitura interesante:

por un lado, al estudiar el universo

y los fenómenos extraordinarios que en él ocurren,

siento que voy empequeñeciéndome hasta apenas ocupar

un recoveco minúsculo del espacio y del tiempo.

Por otro lado, cuanto más aprendemos sobre el universo,

más conocemos cuáles son los componentes de la vida:

los elementos, las moléculas, la química, los planetas...

Ahora sabemos,

que hay por lo menos tantos planetas como estrellas en nuestra galaxia,

algo que no sabíamos hace 20 años,

así que hay muchísimas oportunidades para la vida.

No sabemos si la vida surge en otros lugares.

Visto lo visto, me siento optimista y creo que quizá seamos únicos,

pero quizá estemos rodeados de muchas otras formas únicas de vida

de muchos otros lugares del universo que alberguen vida.

¡Creo que no deberíamos desesperarnos!

No necesariamente somos tan diminutos como para ser insignificantes,

tal vez representemos algo en el universo que es muy especial,

muy hermoso, y que puede suceder en todas partes.

¿Somos insignificantes?

El psicólogo de la universidad de Tel Aviv, Carlo Strenger,

dice que hay una epidemia moderna

llamada "el miedo a la insignificancia".

A no ser nada a los ojos de los demás,

a creer que nuestra vida no vale la pena.

¿Pero es eso cierto?

¿Cómo decidimos que nuestra vida tiene valor?

La respuesta a esta pregunta, depende sobre todo

de nuestra tendencia innata a compararnos los unos con los otros

Los humanos tendemos tanto a compararnos

que los estudios muestran que en nuestro trabajo

no nos importa tanto lo que ganamos

sino que nuestros compañeros no ganen más que nosotros.

Si te comparas con tu familia y con tus amigos

es más fácil sentirte bien contigo mismo

porque te pareces más o menos a ellos,

pero aquí está el problema, antes el mundo era más pequeño

pero ahora podemos compararnos con mucha más gente.

Muchas de esas personas son famosas y en muchos casos

los famosos son productos de marketing

prefabricados e irreales

pero gracias a los medios de comunicación

están en todas partes.

Justin Timberlake.

Kindle Gimar Away.

Me gustaría parecerme a Jordi Évole.

A Morticia Adams.

A la princesa Letizia.

¿A un famoso? Valentino Rossi.

A Jennifer López.

Quizá trabajar con Ford.

A Concha Velasco.

Cuando tenía pelo decían que me parecía a él.

Herman Foster.

A Lady Godiva.

A mí, a la Pilar Rahola.

Me gustaría parecerme a Michelle Bachelet.

A Quentin Tarantino.

Así que nos comparamos con ellos, ricos, apuestos, infantes

o simplemente famosos

y casi siempre son irreales e inalcanzables.

Esto provoca mucha frustración.

La propia Marilyn Monroe reconocía,

que le deprimía no estar a la altura de la imagen

que la gente tenía de ella.

Cuando esto nos pasa a casi todos es lo que los expertos llaman

"ansiedad global".

Entonces ¿cómo sé si mi vida es suficientemente valiosa?

aunque no sea como la de la gente famosa.

¡Manos a la obra!

Imagina que te casas y estás contemplando tu propia boda.

Tus amigos van a brindar por ti y te gustaría que dijesen de ti...

Porque eres el mejor amigo de sus amigos.

Porque consigues todo lo que te propones.

Esto te dará claves para descubrir,

si estás viviendo de acuerdo a lo que es valioso para ti.

Recuerda también que los estudios indican

que se sienten más satisfechas y realizadas

las personas que se han arriesgado a hacer algo que les importa,

aunque no lo hayan logrado, que las que nunca se atrevieron.

Así que empezamos.

Papel y boli en mano.

¿Cómo te sientes? ¿Es eso realmente lo que quieres?

Si no logras tu primer opción, asegúrate una salida

que te permita gestionar el fracaso con inteligencia.

De momento estoy satisfecha de haber llegado a la universidad.

No te compares con nadie,

centra tu mirada en lo que te importa de verdad,

en lo que te hace especial,

en lo que quieres ofrecer a los demás.

Ganarás tiempo y fuerza para poner el servicio

de lo que realmente importa.

¡No es magia, es inteligencia emocional!

Me gustaría saber hasta cuándo podremos vivir en la Tierra.

Subtitulación realizada por: Rosa Romero Ayuso.

Redes - La cara amable del agujero negro

27:30 19 may 2013

Redes, que desde 1996 dirige y presenta Eduard Punset, ha alcanzado 600 programas emitidos en TVE. El programa recuerda sus inicios y repasa la repercusión que Redes ha tenido en la sociedad a lo largo de los años. Además, ofrece el capítulo 'La cara amable del agujero negro'. 

Nuestro universo está sembrado de colosales trampas de las que nada puede escapar, ni tan siquiera la luz. Son zonas en las que la deformación de la malla espacio-temporal es máxima. Rincones del cosmos con un gran potencial destructor y todavía muy desconocidos. Los hemos denominado agujeros negros y en este capítulo de Redes, el astrofísico Caleb Scharf habla de ellos y explica que no siempre son tan fieros como los pintan. 

Además, 'La Mirada de Elsa' aborda el miedo a la insignificancia, un miedo que a menudo nos lleva a infravalorar nuestra vida al compararnos con los demás.

Redes, que desde 1996 dirige y presenta Eduard Punset, ha alcanzado 600 programas emitidos en TVE. El programa recuerda sus inicios y repasa la repercusión que Redes ha tenido en la sociedad a lo largo de los años. Además, ofrece el capítulo 'La cara amable del agujero negro'. 

Nuestro universo está sembrado de colosales trampas de las que nada puede escapar, ni tan siquiera la luz. Son zonas en las que la deformación de la malla espacio-temporal es máxima. Rincones del cosmos con un gran potencial destructor y todavía muy desconocidos. Los hemos denominado agujeros negros y en este capítulo de Redes, el astrofísico Caleb Scharf habla de ellos y explica que no siempre son tan fieros como los pintan. 

Además, 'La Mirada de Elsa' aborda el miedo a la insignificancia, un miedo que a menudo nos lleva a infravalorar nuestra vida al compararnos con los demás.

ver más sobre "Redes - La cara amable del agujero negro" ver menos sobre "Redes - La cara amable del agujero negro"

Los últimos 369 documentales de Redes

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • 3:02 22 may 2019 Recordamos diez grandes lecciones que aprendimos de la mano del economista, escritor y divulgador científico Eduard Punset: ¿Qué es la felicidad? ¿de qué está hecho el universo y los seres humanos? ¿es más importante la razón o la intuición? ¿hay vida antes de la muerte? ¿podemos conocernos a nosotros mismos? 

  • 1:02 22 may 2019 Eduard Punset ha fallecido este miércoles en Barcelona tras una larga enfermedad. Lo ha confirmado la familia del divulgador científico. Tras la muerte de Francisco Franco, entró en política de la mano de Centristes de Catalunya-UCD. En 1978 fue elegido consejero de Economía y Finanzas de la Cataluña preautonómica, por dicho partido. Fue elegido diputado en las primeras elecciones al Parlamento de Cataluña (1980). Tuvo un destacado papel en la apertura de España al exterior como ministro de Relaciones para las Comunidades Europeas (1980-1981). Tras abandonar la UCD, se presentó como independiente en la candidatura de Convergència i Unió a las elecciones generales de 1982, obteniendo un escaño, que abandonó apenas un año después, en diciembre de 1983. En 2007 le fue detectado un cáncer de pulmón del que pudo recuperarse con tratamiento médico.

  • Punset despide Redes

    Punset despide Redes

    1:19 12 ene 2014

    1:19 12 ene 2014 Eduard Punset y su programa Redes han acercado la ciencia al gran público. Después de 18 años ininterrumpidos el programa ha finalizado. Pero Punset ya prepara otra aventura en RTVE

  • 20:19 18 sep 2013 En el programa de María Casado, Los desayunos de TVE, Eduard Punset presenta su primer libro de ficción 'El sueño de Alicia'.

  • 2:20 07 jul 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por los niños:¿Porqué los abuelos tienen el pelo blanco?

  • 27:26 07 jul 2013 Nos esforzamos en permanecer jóvenes físicamente ¿por qué no actuar igual sobre nuestro cerebro? Elsa Punset charla con el neurólogo Álvaro Pascual Leone sobre las técnicas de estimulación no invasiva del cerebro, aplicadas tanto a terapia como a mejora de capacidades mentales.

  • 00:46 03 jul 2013 Si tanto nos esforzamos en permanecer jóvenes físicamente, ¿por qué no actuar igual sobre nuestro cerebro? Hoy en Redes, Elsa Punset charla con el neurólogo Álvaro Pascual Leone sobre las técnicas de estimulación no invasiva del cerebro, aplicadas tanto a terapia como a mejora de capacidades mentales como la memoria o la sociabilidad. En el programa, Pascual-Leone nos dará algunos consejos para mantener nuestro cerebro sano y descubriremos además qué piensa la gente sobre la estimulación cerebral no invasiva. ¿Te imaginas que pudieras potenciar tu cerebro cómodamente desde casa? ¿Cómo sería el futuro si los estimuladores cerebrales fueran un elemento más de la vida cotidiana en nuestra sociedad?

  • Ciudadanos en red V.O.

    Ciudadanos en red V.O.

    29:30 30 jun 2013

    29:30 30 jun 2013 Esta semana el programa de divulgación científica de La 2, Redes, analiza la influencia de las nuevas tecnologías en el cambio del aspecto de las ciudades y del comportamiento de sus habitantes. En el futuro, la apariencia de las ciudades no se alejará mucho de su aspecto actual, pero sí que cambiará su funcionamiento: los recursos se utilizarán de un modo más eficiente y razonable, y en general serán más sostenibles de lo que son hoy. Convertir los núcleos urbanos en mejores sitios para vivir será posible gracias a la integración de las tecnologías digitales con las infraestructuras de la metrópolis. En este capítulo de Redes, el arquitecto, ingeniero y diseñador Carlo Ratti revela a Elsa Punset que esta transformación ya se ha puesto en marcha y explica de qué modo las nuevas tecnologías tienen el potencial de cambiar, tanto las ciudades como las conductas de sus habitantes. Ratti es el director del Senseable City Lab, un grupo de investigación que explora cómo las nuevas tecnologías están cambiando la forma en que entendemos el diseño y vivimos las ciudades.

  • Ciudadanos en red

    Ciudadanos en red

    29:30 30 jun 2013

    29:30 30 jun 2013 Esta semana el programa de divulgación científica de La 2, Redes, analiza la influencia de las nuevas tecnologías en el cambio del aspecto de las ciudades y del comportamiento de sus habitantes. En el futuro, la apariencia de las ciudades no se alejará mucho de su aspecto actual, pero sí que cambiará su funcionamiento: los recursos se utilizarán de un modo más eficiente y razonable, y en general serán más sostenibles de lo que son hoy. Convertir los núcleos urbanos en mejores sitios para vivir será posible gracias a la integración de las tecnologías digitales con las infraestructuras de la metrópolis. En este capítulo de Redes, el arquitecto, ingeniero y diseñador Carlo Ratti revela a Elsa Punset que esta transformación ya se ha puesto en marcha y explica de qué modo las nuevas tecnologías tienen el potencial de cambiar, tanto las ciudades como las conductas de sus habitantes. Ratti es el director del Senseable City Lab, un grupo de investigación que explora cómo las nuevas tecnologías están cambiando la forma en que entendemos el diseño y vivimos las ciudades.

  • 2:32 30 jun 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por los dos jóvenes es:¿Cómo surgió el lenguaje?

  • Ciudadanos en red

    Ciudadanos en red

    00:54 26 jun 2013

    00:54 26 jun 2013 En el futuro, la apariencia de las ciudades no se alejará mucho de su aspecto actual, pero sí que cambiará su funcionamiento: los recursos se utilizarán de un modo más eficiente y razonable, y en general serán más sostenibles de lo que son hoy. Convertir los núcleos urbanos en mejores sitios para vivir será posible gracias a la integración de las tecnologías digitales con las infraestructuras de la metrópolis. En este capítulo de Redes, el arquitecto y diseñador Carlo Ratti revela a Elsa Punset que esta transformación ya se ha puesto en marcha y explica de qué modo las nuevas tecnologías tienen el potencial de cambiar tanto las ciudades como las conductas de sus habitantes. Y además, pondremos a prueba los conocimientos de los ciudadanos en materia de sostenibilidad y veremos cómo mejorarlos

  • 2:05 23 jun 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por las dos jóvenes es:¿Porqué los gatos ronronean?

  • El ordenador del futuro

    El ordenador del futuro

    27:52 23 jun 2013

    27:52 23 jun 2013 Cada dos años, aproximadamente, se dobla la potencia de los ordenadores. Sin duda, la capacidad de computación avanza a pasos agigantados, pero en un futuro no muy lejano, esta alcanzará un límite que no podremos rebasar con la tecnología que utilizamos actualmente.En este capítulo de Redes, el físico Juan Ignacio Cirac habla con Eduard Punset del desarrollo de los ordenadores del futuro, los cuales, para vencer las limitaciones futuras de la computación clásica, aprovecharán las leyes de la física de lo más pequeño: la mecánica cuántica.Y la Mirada de Elsa aborda la multitarea, una práctica que el cerebro práctica a menudo y, a veces, con exceso. ¿Somos buenos haciendo varias cosas a la vez?

  • La multitarea

    La multitarea

    6:25 23 jun 2013

    6:25 23 jun 2013 "La Mirada de Elsa" abordará la multitarea, una práctica que el cerebro práctica a menudo y, a veces, con exceso. ¿Somos buenos haciendo varias cosas a la vez?

  • El ordenador del futuro

    El ordenador del futuro

    00:49 19 jun 2013

    00:49 19 jun 2013 Cada dos años, aproximadamente, se dobla la potencia de los ordenadores. Sin duda, la capacidad de computación avanza a pasos agigantados, pero en un futuro no muy lejano, esta alcanzará un límite que no podremos rebasar con la tecnología que utilizamos actualmente. En este capítulo de Redes, el físico Juan Ignacio Cirac habla con Eduard Punset del desarrollo de los ordenadores del futuro, los cuales, para vencer las limitaciones futuras de la computación clásica, aprovecharán las leyes de la física de lo más pequeño: la mecánica cuántica. Y la Mirada de Elsa abordará la multitarea, una práctica que el cerebro práctica a menudo y, a veces, con exceso. ¿Somos buenos haciendo varias cosas a la vez?

  • 28:27 16 jun 2013 El neurocientífico Sebastian Seung afronta un reto titánico:desentrañar el patrón de conexiones que hay entre los 100.000 millones de neuronas de nuestro cerebro.Es el llamado conectoma humano y en él podrían residir aspectos de nuestra mente que todavía no podemos comprender. 

  • 2:01 16 jun 2013 En esta sección del programa Redes, Eduardo Punset responde a las preguntas de los jóvenes y los niños.En esta ocasión, la pregunta formulada por las dos jóvenes es:¿Todos los animales tienen cerebro?

  • 28:27 16 jun 2013 El neurocientífico Sebastian Seung afronta un reto titánico:desentrañar el patrón de conexiones que hay entre los 100.000 millones de neuronas de nuestro cerebro.Es el llamado conectoma humano y en él podrían residir aspectos de nuestra mente que todavía no podemos comprender. 

  • La capacidad plástica

    La capacidad plástica

    9:16 16 jun 2013

    9:16 16 jun 2013 En la "Mirada de Elsa", veremos cómo podemos aprovechar la enorme capacidad plástica de nuestro cerebro para cambiar nuestros comportamientos más rígidos y rutinarios.

  • 00:49 14 jun 2013  El neurocientífico Sebastian Seung afronta un reto titánico: desentrañar el patrón de conexiones que hay entre los 100.000 millones de neuronas de nuestro cerebro. Es el llamado conectoma humano y en él podrían residir aspectos de nuestra mente que todavía no logramos comprender, tales como el lugar donde residen los recuerdos. En este capítulo de Redes, Seung explica a Eduard Punset los detalles de su investigación y cómo su trabajo puede contribuir a entender mejor el cerebro y a combatir ciertas enfermedades mentales. Y en la Mirada de Elsa, veremos cómo podemos aprovechar la enorme capacidad plástica de nuestro cerebro para cambiar nuestros comportamientos más rígidos y rutinarios.

Mostrando 1 de 19 Ver más