www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
4111440
Para todos los públicos Pura magia - 11/07/17 - ver ahora
Transcripción completa

(Aplausos)

(Música)

(Aplausos)

(Aplausos y vítores)

¡Buenas noches! ¿Cómo estamos?

(PÚBLICO) ¡Bien!

Bienvenidos todos a "Pura magia",

el único programa del mundo donde el presentador

puede aparecer en cualquier sitio.

(Música cabecera)

(Aplausos)

En "Pura magia" buscamos al próximo gran mago del país.

Cada semana los aspirantes recibirán clases

de manos de profesores especializados

que les ayudarán a preparar el número

que van a tener que hacer semanalmente en este escenario.

Deberán convencer al jurado de que merecen llegar hasta el final.

El jurado, por su parte, cada semana nominará tres concursantes,

de los cuales dos serán salvados por sus propios compañeros.

Aquel de los tres que reciba menos votos

deberá abandonar la competición.

Así, cada vez faltará menos

para conocer cuál es el próximo gran mago del país.

Después de apuntarse a la página web de Televisión Española,

cientos y cientos de magos acudieron al casting,

y es que en España hay mucha magia y mucha gracia.

Chicos, voy a hacer algo

que creo que no habéis visto hasta ahora.

Voy a intentar lanzar cartas al pimiento

de tal forma que por lo menos una quede incrustada en él.

(Canción en inglés)

¡Ay! ¿A que es bonito?

No, toma, toma, toma, mira, una, dos y tres.

Esto es para la percha. -¿Funciona?

-Hombre que si funciona, mira, pruébala, prueba.

Aquí, y la dejamos colgada aquí, que no se tiene.

Tente, bonita, tente. Quieta.

Es que es americana y le cuesta.

¿Por qué eliges un juego que es con el que te iniciaste,

en vez de intentar hacer algo que merezca la pena

para entrar dentro del programa?

-A ver, yo solo digo que no tengo un manual de magia

para castings, ¿sabes?

(Continúa música)

Mezclar un poquito más, hacer así,

y en el aire resolver.

Perfecto.

¿Puede ser que te llamen el mago torero?

Sí, no sé por qué, pero sí.

¿Qué nos vas a hacer?

Bueno, aquí hay una bolsita

que me gustaría que tuvieseis hasta el final del espectáculo.

Me gustaría que me dejaseis un billete, prometo devolverlo.

Me gustaría... ¿Cómo te llamas? -Luis.

-Luis, que le pongas tu nombre al billete.

Nada de imán, nada por delante, nada por detrás

y se va a transformar en 500.

(Música)

Cuando soplo cambia de color, cambia de tamaño

y se transforma en ¡500!

Ostras.

Claro, el humor desenfadado no es vestirse de algo desenfadado,

es mantener personaje y tienes que hacer reír,

una continuidad.

(Continúa música)

Un huevo de verdad, ¿no? Compruébalo.

Ah, no, no, bueno, vamos a romperle aquí.

Uy... Lo siento mucho.

-Que no entendía nada, lo siento.

-Había una granada aquí dentro, pero, Antoñito,

que aquí no hay nada, de verdad.

(SILBA) No os lo vais a creer...

¡Una granada!

Digo: "Antoñito, madre mía, he hecho magia".

La desaparición instantánea de la granada.

Pura magia y la granada...

Quitas la anilla, la lanzas y ha desaparecido.

-Como consejo, la personalidad para mí es lo principal,

si solo imitas a un personaje, no tienes ninguna personalidad.

-No, es que yo no soy el mago a todo esto.

Es que... No sé si lo sabéis o no. ¿Tú no eres el mago?

No, pero bueno, vaya, estoy aquí ya.

El mago es mi hijo,

pero es que mi hijo es un fiestero y ha ido de fiesta

y se ha dormido y: "Papá, vete tú".

Y yo vengo en su lugar, que es lo mismo,

y vamos a intentar hacerlo.

Cuando quieras dime que me pare, cuando quieras tú.

Ahí.

Enseña la carta, enséñala al público.

Venga.

Ahí, y ahora ponte y cuando yo diga, pas, hacemos dos.

Una, dos y ya. ¡Ya, ya!

Yo tengo dos cartas.

Busca, busca, busca, como quieras,

además, es seguro porque este crío mío...

El huevo viene de la gallina y la gallina viene del huevo, ¿no?

Sí.

Entonces, ¿qué prefieres, huevo o gallina?

Ya, yo una gallina, ya metidos en harina, una gallina.

¿Como esta?

Mira, una gallina,

además hay una carta, hay aquí una carta.

¿Dónde tenía la carta la gallina?

En la pata, se le ha caído. Mira a ver.

Efectivamente, es el 9 de trébol.

¡Uh!

(Aplausos)

Pues después de este casting tan intenso,

ya tenemos los 13 seleccionados.

A ver, ellos ya sabían hacer magia,

pero lo que pasa es que en este programa

somos tan estupendos que, además de galas,

también tenemos una escuela mágica.

(PÚBLICO) ¡Oh! Sí, sí.

Una maravilla, una maravilla,

y vais a flipar porque hay unos profesores maravillosos

y un director de escuela, bueno,

qué contaros del director de escuela, es una maravilla.

(Aplausos)

Y estos concursantes... Bah, deja, deja, tonto.

Y estos concursantes van a demostrar sus habilidades

delante de un jurado, ¿lo queréis conocer?

(PÚBLICO) ¡Sí!

Pues, venga, tenemos entre otros al mejor mago de magia

de cerca del país, Miguel Ángel Gea.

(Aplausos)

Tenemos también a uno de los mejores mentalistas del mundo,

Anthony Blake.

(Aplausos)

Y tenemos una maga, qué alegría, una maga, ¿no? ¡Inés!

(Aplausos)

Gracias, Inés.

Y tenemos también a un mago que no hace magia con las manos,

la hace con los pies, tu-ru-tu-tu... ¡Poty!

A ver, maestro Lari. Venga, va, ¿qué hacemos?

A ver si aprendes esto. Venga, va.

1, 2, 3, 4, 5, 6, 7.

1, 2, 3, 4, 5, 6, 7.

Escobilla.

Venga, Poty, pasa, aplauso para Poty.

(Aplausos)

De verdad, no, parece una tontería,

pero esto llevamos 15 días ensayándolo.

No sabéis lo que le ha costado a Poty que le enseñe yo esto,

de verdad, mucho, mucho. ¿Cómo estáis, guapos?

Muy bien.

Estoy tan contento de teneros aquí, es más, me voy a acercar.

De verdad, qué guapa vas, Inés. Quiere verme de cerca.

Oye, oye, me quiero sentar. ¿No hay silla para mí?

No la necesito. Ahí está.

Olé. Qué habilidad.

Oye, mira, por ejemplo, vosotros además de ser jurado,

pues también vais a ser algunos profesores

de la escuela de "Pura magia".

¿Cómo os habéis planteado las clases?

Yo voy a hacer unas clases de expresión corporal

en las que voy a aportar mi granito de arena

para esta maravillosa academia de magia

y van a aprender a caminar, van a aprender a moverse,

van a aprender a bailar.

Vamos a engrandecer los maravillosos juegos de manos que traen.

Qué bien.

Que entre tú y yo no les va a venir nada mal, sinceramente,

porque hay algunos que con poner un pie delante del otro

es todo lo que saben hacer en un escenario.

Oh...

Bien, dando amor y cariño al mundo. Empezamos bien.

(RÍEN) Bueno, se pasan nervios, ¿eh?

Yo en los castings, ¿cómo visteis los castings?

Pues, mira, muy difícil, porque seleccionar a 13

cuando en España somos pioneros a nivel mundial

es muy, muy difícil.

Ahora, tenemos un casting pata negra, también lo digo.

Y hay un poquito de todo. Sí, sí,

es que se pasan muchos nervios. Mucho.

Y en la escuela también se pasan nervios, mira.

(BSO "Harry Potter")

(Alboroto)

Se mueven los ojos.

-Esto es rollo despacho, despacho de director de bronca.

-Vamos allá. -Ay, ay.

-Sería inexplicable. -Esto ya es...

Bienvenidos a la escuela de "Pura magia".

Sois los 13 elegidos.

(APLAUDEN Y GRITAN)

Vale, vale, ya está, tranquilos,

cuidado con el caballo que me lo vais a romper.

Este es el lugar donde solo uno de vosotros

va a ser el mejor mago del país.

El que lo consiga va a ganar un viaje fantástico

a la ciudad de Los Ángeles, la ciudad de los sueños,

donde podrá vivir los mejores espectáculos de magia.

(GRITAN)

Yo os estoy hablando

desde este espejito mágico tan bonito, este espejito

donde puede aparecer cualquiera para daros un mensaje.

A ver, puede aparecer cualquiera, a mí me es muy fácil

pues porque soy mago, pero, bueno, el tema apariciones

lo tocaremos después, ¿de acuerdo?

Ahora quería deciros una cosa muy importante y no muy agradable.

Os espero en el cónclave.

No muy agradable. -Al cónclave.

(Aplausos)

El cónclave es una reunión mágica y secreta que hacemos los magos

para hablar de los temas más importantes de la escuela.

Pues en el primer cónclave los alumnos se enfrentaron

al casting final, uno de ellos iba a ser expulsado

antes de la primera gala

y la decisión fue toda suya, vamos a verlo.

Como sabéis, sois 13 concursantes,

13 como las 13 cartas de la baraja francesa

de cada uno de los palos,

de hecho, cada uno de vosotros sois una carta,

pero yo aquí... solo tengo 12 varitas mágicas.

La varita mágica es la llave

que os va a permitir actuar en la primera gala,

por lo tanto, uno de vosotros no podrá hacerlo

y vais a tener que escoger una carta para nominar a la persona

que vosotros queréis eliminar.

Veo el programa como una proyección de futuro

y Titos veo que sus intenciones son otras.

-La magia, sobre todo en un programa actual,

necesita un aire actual, un aire fresco.

-Bueno, creo que la experiencia es algo maravilloso

que lo da la edad, el trabajo y, sobre todo, el tiempo,

pero como bien ha dicho Marín, creo que es un concepto más actual.

-Creo que tiene el mismo perfil que yo.

-Ernesto y Pico.

-Es una magia muy diferente, a mí me encanta,

pero yo quizá en este momento te elegiría para que no esto...

-He escogido a Jessica

porque es la otra chica que está en el programa

y ya que somos dos, pues si solo estoy yo,

mucho mejor, ¿no? (RÍEN)

-Además, me sabe fatal. -¿Por qué?

-Porque te quiero mucho, rey, lo siento, tío.

-En pocas horas que os he conocido ya me habéis enamorado un poquito.

-Así que... Ernesto.

-Independientemente de que esto es un programa

donde somos todos contrincantes, tiene que haber feeling

y yo creo que con él no tengo mucho feeling.

Pues habéis decidido que sea Titos

quien no va a poder estar en nuestra primera gala.

No es el argumento de decir que es magia clásica o no,

es que me han visto mayor, lógicamente, y han dicho:

"La magia que hará es clásica".

-Me siento responsable de que Titos no esté ahora con nosotros

porque he sido una de las que finalmente

le ha votado para que se vaya también.

-Yo veo varios perfiles muy parecidos en el programa,

de hecho, mi nominación ha sido el perfil del chico joven,

con el tupé, y un estilo de magia pues fresca y moderna.

(Aplausos)

Señoras y señores, recibamos con un fuerte aplauso

aquí, al plató de "Pura magia", a Albert Baraldés, Titos.

(Aplausos)

Albert. "Molt bé, molt bé".

¿Qué tal, qué tal, cómo estas, cómo lo llevas?

Bueno, yo lo llevo, francamente lo llevo bien, muy bien.

Creo que esto no es más que la guinda del pastel de mi profesión mágica

y llegar a este momento y llegar a la final,

bueno, digamos, entre este casting que se ha hecho,

que ha sido muy duro, ya es una gran satisfacción.

Ahora, me hubiera gustado continuar, por supuesto.

Claro, tu paso fue tan breve... ¿Cómo te sientes de la brevedad?

Me siento que me ha entrado un cuquillo más fuerte,

más fuerte aún en la magia,

a pesar de mi edad, que ya la cosa no...

Pero no va en declive mágicamente hablando,

todo lo contrario, todo lo contrario.

(Aplausos)

Pues, si te parece bien, Titos,

a mí me gustaría que vieses un vídeo de tu paso por "Pura magia".

Ha sido breve, pero muy bonito, ¿te gustaría?

Mira, lo único que quiero decirte es que hoy me vais a hacer llorar.

Me llamo Alberto,

mi nombre artístico es Tito's Magic.

¡1, 2 y 3!

(Música melancólica)

1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, y cambias.

Haces, y 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7 y cambias.

(Aplausos)

(Ovación)

Abrázame.

(Aplausos)

Muchas gracias, ha sido un placer tenerte aquí.

Vamos a empezar con los números de magia

y vamos a empezar con el mago Marín,

a ver si nos deja con la boca abierta.

(Música)

Entendemos la magia como mezcla perfecta

entre humor, música y poesía.

Con nosotros viajaréis directamente a Broadway.

(Aplausos)

(Música)

(Canción en inglés)

(Aplausos)

(Aplausos)

(Aplausos)

Muy bien, muy bien, mago Marín.

Mago Marín, que ha sido uno de los pocos concursantes

que ha venido aquí pues con partenaire.

¿Saben qué es una partenaire?

Una partenaire es una ayudante de mago,

para tener a alguien con quien hablar.

(RÍE) Perdón, perdón.

Bueno, pues nada, vamos a recibir la valoración del jurado,

pero, Inés, ¿te apetece comentar? Venga, por supuesto.

Ven aquí. Voy a llegar hasta allí.

Qué guapa, qué vestido. Ten cuidado, ten cuidado.

Venga, todos, todos: "¡Oh!" (PÚBLICO) ¡Oh!

(Aplausos)

Espera, espera... Qué maravilla.

Mira si la cola es... Es que lleva cola.

No pasa nada. ¿Qué ha pasado, qué ha pasado?

Lleva cola. Espera, no os vayáis.

No me rompáis el plató y el vestido el primer día,

por el amor de Dios.

(Aplausos)

A ver. Venga, venga.

Ya, listo. Dame, dame, ya está.

Ay, ay, ay.

(RÍE) Y aquí estoy. Por fin he llegado.

Marín.

Me encanta veros,

yo voy a valorar el increíble trabajo que hacéis juntos,

estáis muy compenetrados.

Me gusta mucho lo que hacéis,

porque no vais directamente al truco,

sino que creáis una historia en torno al juego

y eso está muy bien.

Y yo también conozco mucho de vuestro juego,

sé que tenéis juegos muy puntazos, muy cañeros,

no seáis demasiado conservadores. No, jamás.

Quiero lo mejor en cada programa de vosotros.

Venga, vale, OK. ¿Sí? ¿Hecho?

Hecho.

(Aplausos)

Poty, Poty, ¿qué nos cuentas?

Bueno, Marín, yo estoy absolutamente impresionado,

pero no por el juego que has hecho,

sino porque cómo se te ocurre venir con el mismo traje

de un miembro del jurado, no se le ocurre nadie,

has empezado mal, amigo, has empezado mal.

Pero porque me gusta seguir a los grandes como tú,

entonces, ahí está... Eso es un piropo.

(Aplausos)

Veo, veo a Blake escribiendo mucho, no sé qué escribes tanto.

Sí, no, no, yo, vamos a ver, lo que ha hecho me gusta,

sinceramente me gusta,

pero ¿por qué tardas tanto tiempo en empezar?

¿En empezar? ¿El número quieres decir?

Sí, ¿por qué no vas más directamente a él?

Y luego hay un momento que por el hecho de continuar

con un tema musical que a mí me parece interesante,

pero que no lo cantas tú, que haces un playback,

prolongas en exceso el número y repites como consecuencia otra vez

el mismo número.

Es simplemente una apreciación de ritmo y es una apreciación,

porque por lo demás tienes buen ritmo,

no lo haces absolutamente nada mal, para nada,

pero considero que tardas en empezar

y considero que repites dos veces la misma historia.

Ya hemos visto que la caja vuela, que la caja se mueve,

ya hemos visto que dentro tenemos algo

que no sabemos bien si es un muñeco y después nos sorprende...

¡Pim, pam, pim, pam!

Nos vas a dejar mucho más arriba a todos

y nos vas a dejar mucho más impresionados.

Bueno, yo creo que son fases distintas,

porque primero parece que hay algo, bueno, primero hay un "quick-change",

por eso tardamos un poco más en empezar, luego...

Bueno, un "quick-change" para la gente normal,

un "quick" es un cambio rápido, ¿sabes?

Entre tú y yo, de "quick" poco.

Ha sido una semana...

El "change" sí, pero de "quick" poco.

Ha sido una semana muy dura. No, no, no,

no me cuentes tu vida. Uy, uy...

No, no, sinceramente, no, no, un momento, no, eh, eh...

Esto va a ser duro, ¿eh?

Sinceramente, no me cuentes tu vida,

todos sabemos lo que es tener una semana seguida a gala diaria.

Ajá. No hay más.

Muchas gracias, gracias por el número, gracias, Inés.

Marín, dame la mano. Perdón, perdón.

Abrázame, abrázame, hombre, aquí tantas tonterías

y pasa de mí la gente.

Gracias, ya puedes ir al backstage. Chao.

Espera, Inés, vamos a ver...

(Aplausos)

Vamos a ver lo que nos ha presentado el siguiente concursante,

se llama Raymon.

(Música)

Vengo a "Pura magia" para demostrar que el ilusionismo es lo mío,

para divertirme,

y con mi magia os voy a dejar a cuadros.

(Aplausos)

Hola, muy buenas noches.

Me llamo Raymon y voy a hacer un juego de magia

con cubos de Rubik.

Vais a verlo, pero necesito un voluntario

que salga a ayudarme, ¿un voluntario? Mira, por allí, ese chico.

Un aplauso para él que sube al escenario.

(Aplausos)

Pasa por aquí, por favor. ¿Cómo te llamas?

-Yo me llamo Marc. -Marc, encantado.

Mira, sabes lo que es esto, ¿no? -Sí, un cubo de Rubik.

-¿Lo has intentado hacer alguna vez? -No es...

-¿No? Bueno, da igual, ahora lo vas a mezclar,

o sea que no hay problema.

Además de ese, voy a sacar por aquí una bolsa

que vas a examinar después, otro cubo,

¿ese ya está mezclado? -Sí.

-Muy bien, déjamelo. -Aquí tienes.

-Vale, y mezcla otro, porque tú eres el examinador oficial,

el mezclador oficial, adelante.

Mézclalo bien y, además, quiero que examines

esta bolsa de plástico, que como veis es transparente,

pero, bueno, toma, examínala, por favor, a fondo.

Y vais a ver, porque voy a poner esto en un pedestal, así.

Por favor, toca una cara de este cubo con el dedo índice,

la que tú quieras.

-Ya está. -¿Esta?

-Sí. -¿Seguro?

La voy a dejar mirando hacia el público.

Has mezclado ambos cubos, pero yo voy a coger este

que también has mezclado y me voy a dar media vuelta.

Has elegido ya una cara, ¿verdad? -Sí.

-Atención, mirad.

Yo creo que ya está.

Mira, has elegido una cara,

y aunque has mezclado ambos cubos, voy a acercarme porque, fijaos bien,

la cara coincide perfectamente.

(Aplausos)

Gracias.

Y los habías mezclado, macho.

Pero, esperad, esperad, porque el cubo de Rubik

es tan mágico que no solo coincide una cara, sino que coinciden dos,

incluso tres, fijaos, hasta cuatro,

bueno, cinco, ya podéis empezar a aplaudir

porque coincide todo el cubo entero.

Mézclalo, mézclalo, comprueba que no tiene nada,

sí, dale unas vueltas, así.

Déjala por aquí.

Bueno, mira pasa por aquí porque este es el final.

Por favor, deja este cubo por aquí un momento

y pon las manos en cuenco para sujetar,

así, mirando hacia mí, para sujetar esta bolsa.

Y mirad, uno de los cubos mezclados por él mismo.

Lo voy a introducir en la bolsa y tú lo que tienes que hacer

es con tus manos, ¿vale?, abrazarlo de esta manera.

Abrázalo para que en ningún momento, no te muevas, yo pueda tocarlo.

Es imposible tocar este cubo mezclado por él mismo,

pero, fijaos, con la magia todo es posible.

(Aplausos)

Puedes comprobar, completamente normal.

Muchísimas gracias, vamos para adelante, aplauso para él.

(Aplausos)

Gracias, ya te puedes sentar, gracias.

¡Ah!

Muy bien, muy bien, me ha gustado mucho todo,

pero el cinturón más. El cinturón más.

Venga, Blake, ¿por qué no nos acompañas aquí?

Da un poco de miedo, tú tranquilo, o sea, ahora se acerca,

es tan alto... Chin, chin, chin...

Va de negro, con estos... Viene con banda sonora incluida.

Yo no he hecho magia, valóralo a él.

¿Cómo estás? Muy bien, muy bien.

Valoración, valoración...

Poty, necesita que le eches una mano.

Totalmente de acuerdo, maestro. Sin lugar a dudas.

No puede entrar en el escenario como ha entrado,

no puede entrar sin un detalle de música, Raymon.

Necesitas un detallito, necesitas una pequeña fanfarria,

llámalo como te dé la gana.

Necesitas algo, necesitas aprender a caminar en el escenario,

entras como cargado de rodillas,

porque entras como cargado de rodillas.

El final me parece precioso porque el final me parece precioso,

el final me parece muy bueno. Gracias.

Considero que hay momentos donde yo creo que Miguel,

Miguel Ángel, te podría echar una mano muy interesante

cuando él te comenta en las clases que saca ese personaje

que tienes dentro de ti, saca ese... ¿Marlon Brando dijiste?

Cary Grant, pero puede ser... Cary Grant, Cary Grant...

Alfredo Landa, no sé.

Tío, tienes un fachón, tienes un pintazo,

eres guaperas, vas con ese tupé estupendo.

Quizás, quizás ese inicio hay momentos en donde,

para mi gusto, pues yo no sé lo que dirá Miguel Ángel,

que es la otra persona que creo que va a hablar contigo.

Mira, yo creo que a nivel técnico está fantástico,

se pueda retomar y retocar alguna cosa,

pero sí es cierto que te comparas con gente

que hace actos muy espectaculares, tiene una música,

tiene una coreografía, tienes que estar a la altura.

Si tú no te pones ese ritmo, si tú no te pones esa fuerza

a la altura de tus compañeros,

aunque luego la magia te sostiene el espectáculo,

pero pasa un minuto que no estás comparable con otros

porque se te cae en comparación con otros.

O sea, yo me tengo que preocupar de la técnica contigo,

pero, claro, Poty te tiene que ayudar también

en esa otra parte porque si no...

No vas a conseguir enfrentarte al resto.

-Lo sé, lo sé. Estoy completamente de acuerdo.

Estoy de acuerdo también. ¿Estás contento?

Muy contento. Pues eso es lo mejor.

Un aplauso, muchas gracias.

(Aplausos)

A vosotros.

Te puedes ir al backstage. Gracias, Blake, gracias.

Y vamos a continuar con el benjamín del programa,

el más jovencito, qué gracia.

Él vino aquí con el sueño de salir en la tele y poder hacer magia

y está a punto de cumplirlo.

(Música)

Por fin he hecho realidad un sueño, y no cualquiera,

este es un sueño mágico, así que sueña conmigo.

(Aplausos)

(Música suave)

Os voy a contar uno de los recuerdos más bonitos de mi vida

y es cómo conquistó mi abuelo a mi abuela,

lo hizo con tan solo un sobre.

Un sobre gastado por el tiempo, el cual contenía siete cartas.

De entre las cuales seis eran negras

y había una especial, una diferente, que era roja, el rey de diamantes.

Mi abuelo le contaba que las negras había que separarlas,

había que hacer como dos filas,

una que iba a simular la noche y la otra iba a simular el día,

las que iban a simular la noche las puso boca abajo, tal que así,

y las que simulaban el día, boca arriba.

Boca abajo, boca arriba.

Boca abajo, boca arriba.

Y la más importante, el rey de rombos.

Le dijo a mi abuela: "Atenta".

Cogió las cartas que simulaban el día e introdujo el rey por la mitad

y le dijo: "Mira".

Lo introdujo hasta que se perdió por completo

y con el Sol poco a poco el rey dejó de verse.

Desapareció y no dejó rastro ninguno.

Mi abuela asombrada dijo:

"Pero ¿cómo puede ser? ¿Dónde está el rey?"

Dijo: "Espera, espera".

Porque si coges dos cartas negras y las pones cara contra cara,

soplas, poco a poco verás cómo aparece un rey,

y no solo uno, sino que también dos, tres...

y hasta los cuatro reyes.

(Aplausos)

Hay más, hay más, mi abuela dijo:

"Pero ¿y las que has puesto boca abajo?"

Y le contestó mi abuelo que poco a poco

se iba haciendo de día, iba entrando el sol

y poco a poco se iban transformando en una...

En dos...

Y hasta la última, que con un simple soplido,

acabó por convertirse en rey.

(Aplausos)

Y me queda decir que fue así cómo mi abuelo conquistó a mi abuela.

Muchas gracias.

(Aplausos)

¿Qué tal, David? Muy bien.

¿Cómo te has sentido? Emocionado, emocionado.

Bueno, me alegro, me alegro. Inés, ¿qué tal?

David, ¿cómo te sientes? Ahora a gusto.

Ahora a gusto, ¿no?

Es que te siento como un poquito bajo.

No, es una rutina que... que la siento mucho

y acompañada con la tensión, con los nervios, pues mucho más.

Mira, has hecho un juego muy sencillo,

pero a veces menos es más,

aunque también te has atrancado en ciertos momentos, ¿sí?

Y a mí me gustaría decirte que el texto no me acaba de cuadrar,

la historia, porque a veces me da la sensación

de que lo estás leyendo, que no lo estás viviendo,

que no lo tienes interiorizado el texto.

Va el texto por aquí y el juego de magia por aquí,

que quizá sea fruto de la situación, de los nervios.

Relájate, tranquilo y arriesga un poquito más, ¿vale?

Vale, hecho.

Muy bien, pues fuerte aplauso, muchas gracias.

Venga, que ya está, hombre, alegría, tantos nervios...

Ya puedes pasar al backstage.

Claro que sí, es que los nervios, a veces se pasa fatal,

lo vemos dentro.

Bueno, pues vamos a conocer ahora al siguiente participante,

él es mago, pero más que cosas que mago,

es mago, es cómico, es actor,

vaya, que está hecho todo un showman.

(Música)

Transgresor, perverso, provocador,

y capaz de sorprenderte en un abrir y cerrar de ojos.

¿No te suena? Pues te sonará.

(Música)

¡Vale, vale, para, para!

Chicos, chicos, que se os pone música y os venís arriba,

que esto es un espectáculo de magia.

Venga, ya podéis iros, gracias, va.

(RESOPLA)

¡No, no, esperad, esperad!

Veniros, quedaros aquí que me echaréis una mano.

Que es una manera de hablar, que hay gente, por Dios.

Señoras y señores, buenas noches. Mi nombre...

(Aplausos)

Gracias, gracias, gracias.

Mi nombre es Gerard Borrell y vamos a hacer un juego

con este rompecabezas, pero antes vamos a escoger

una de las partes del cuerpo, empezamos con la de los pies.

Poty, tú mismo.

Mira, tengo distintos pies, vaquero, policía, etc.

OK. ¿Me dices...?

(RESPIRA AGITADO) Espera, estoy cansadísimo.

Me dices "stop" y yo me paro, ¿vale? Venga.

Stop.

Ahí está, justo en las piernas del vaquero.

Así que, chicos, piernas del vaquero,

vamos, rápido, venga.

Gira, gira, ahí está, perfecto.

Ahí. Con la calor que hace, botas de piel, muy bien.

Ahora vamos a la parte de las piernas, volvemos a repetir que...

Esa es la mejor parte, ¿no? Exacto.

Me has quitado la broma. Te veo...

Y ahora te toca a ti. La intención.

Qué guapa que vas. Dime que me pare, y yo me paro.

Para. Ahí está.

Justo en la del policía. Venga, chicos.

El policía, va, que es la mejor parte, que es el juego de Inés.

Ahí sí, perfecto, gira. Ahí.

Perfecto. Venga, ahí.

Tengo poco tiempo, ahí.

Muy bien.

Y ahora, la parte del torso.

¡Uy, uy! Anthony, tu turno. Dime que me pare, y yo me paro.

Para.

El obrero, así es que, chicos, la parte del obrero.

¿A quién le toca? Va.

La rubia. Obrero.

Ay. Aquí.

Perfecto, ahí.

Suerte que tenemos un obrero, para poderlo construir bien, ¿eh?

Y ahora, la parte de la cabeza, la última, venga.

-Ya. Ah, ¿no?

-Estaba mostrando, dime que me pare. -Ya.

-El indio. -Claro.

-Si se trata de hacer el indio, ya lo hago yo, chicos.

Ahí, perfecto.

Señoras y señores, os preguntareis: "Todo esto, ¿por qué?".

Realmente, aparte de un rompecabezas, es una predicción.

Antes de nada, yo sabía que iba a pasar esto,

antes de las elecciones libres. ¿No me creéis?

Señoras y señores, no parpadeen, porque ahora van a flipar.

(LLAMA)

("Y.M.C.A.", Village People)

(Cesa la música)

Gerard, ¿se te va un poco la olla, o me lo parece a mí?

Venga, que has venido a hacer magia.

Ya os podéis ir, venga, todos fuera.

Vamos a ver, vamos a ver si les gusta tanto el número de hoy,

como el del casting, ¿de acuerdo? Adelante, jurados.

Gerard, hay una cosa importantísima en la tele: en cuanto apareces,

la gente empieza a enamorarse de los que aparecemos aquí.

Y tienes una cosa buenísima, que lo que haces está muy bien hecho,

pero tienes un puntito de sobrado...

Sí.

Estoy contigo. Pero eso viene bien.

Estoy contigo. No. Viene bien, hay que tener morro.

No. Está bien, está bien.

Es una pena, el puntito que él tiene de sobrado es por la seguridad

que tiene: canta, baila, actúa. Pero eso es fantástico.

Y hace magia, y no hay que confundir al público.

Yo te conozco, ya he trabajado contigo, sé que no eres sobrado,

pero vamos a bajar esta semana el tono ese,

porque lo que haces está muy bien hecho. Eres un artista completo,

el prototipo de concursante de "Pura magia".

Eso sí estoy de acuerdo. Sí.

Aplauso.

(Aplausos)

Os cuesta aplaudir, ¿eh?

Muchas gracias, Gerard.

Pero, Lari, Lari, déjame solo comentar una cosa,

yo creo que está muy bien todo lo que habéis dicho,

pero también hay que hablar de magia. Ah, sí.

Creo que has entrado fuerte, luego una pérdida de ritmo,

por las condiciones de la magia, y ha vuelto a subir al final.

El problema, y perdonadme que tenga que enfatizar,

porque no olvidemos que esto es un programa de magia,

creo que ha habido una sobreinformación,

y el imposible se ha diluido entre tanta información escénica.

Si nos convertimos en showman, es maravilloso, fantástico ser showman,

pero tenemos que ser magos. Si nos permitimos a nosotros mismos

ahogarnos en un escenario de tanta información,

podremos conseguir un gran espectáculo de por vida,

pero a lo mejor no seremos grandes magos.

¿Cómo te has quedado? Habla el maestro.

No...

Estoy totalmente de acuerdo, y estas palabras me animan para aprender

todos estos conceptos que tengo que modificar, y lo que tú digas.

-Pero, que ha estado fantástico. -Gracias.

Muy bien, Gerard, felicidades.

Ya puedes pasar al backstage.

(Aplausos)

Inés, guapísima.

Mira, yo... Quiero hacerte una pregunta.

Cuéntame. A ver si tú tienes la respuesta.

Si tú no la tienes, no la tiene nadie: ¿por qué hay tan pocas magas?

Lo tengo clarísimo, porque hay demasiada bruja.

(RÍEN)

Así, directo. Uh...

(LOS TRES) Uh...

-¡Cuántas amigas has hecho en un momento!

Yo te lo pregunto. Vale, chicos.

¿Sí, o no? Vale, chicos, vale.

¿Sí o no? No sé, a mí no me mires.

Esto te lo pregunto porque la siguiente actuación,

la siguiente concursante, es una chica, que ya era hora.

¡Oh!

Nos va a hacer un número muy bonito de sombras mágicas.

Traigo el toque femenino que le falta a la magia.

Se acabó ver a las mujeres hacer de partenaire,

a partir de ahora, seré yo quien haga la magia.

(Aplausos)

(Canción en inglés)

(Aplausos)

Muy bien, chicos, qué sorpresa, Melanie.

Gerard, ¿qué haces otra vez aquí, chupando plano, por Dios?

¿Qué te ha pasado? No sé, me pide ayuda,

y yo, por Melanie, lo que haga falta. Qué bien, qué bien, así me gusta.

(Aplausos)

Y como van a fuego...

Venga, Melanie, ponte aquí, vamos a valorarte.

Adelante, señores del jurado.

¿Quién empieza, yo? Qué miedo.

Melanie, me da mucha alegría ver una mujer en escena.

Somos poquitas, pero la tendencia va cambiando, ¿sí?

Los dos ayudantes tuyos, parecía que tenían más fuerza que tú.

Me gustaría verte con más seguridad, con más aplomo, con más decisión.

Yo, con todos mis respetos, me vas a oír, he tenido la curiosidad

de poner el cronómetro en marcha cuando has salido.

Creo que cada una de las funciones que tenéis cada uno de vosotros

es aproximadamente de dos minutos y medio.

¿Es así? Más o menos, dos minutos, tres.

A veces somos más buenos, y les damos un poco más.

Dos minutos y medio, tres.

Durante un minuto y 47, no ha ocurrido nada, absolutamente nada.

Poty, otra para ti. Sí.

Entras con dos teóricos pibones que te vienen acompañando,

no sé si vienen contigo de comparsa,

o son tus guardaespaldas, no lo tengo nada claro,

porque el aspecto es bastante de guardaespaldas de marsellés,

a ver si me explico, ¿no?

No te sorprendes cuando ocurren las cosas en la caja,

no te sorprendes...

Me pones una carita de: "Ay, sabía que iba a pasar algo, qué mono".

¿A qué te refieres con que no me sorprendo?

No te sorprendes cuando aparece la sombra en la caja.

Cuando empiezas a mover las manos, las manos se mueven solas,

pero no estás justificando el porqué ocurre eso en ningún momento.

Y luego, en un momento determinado, cuando al final rompe la caja,

y sale esa mano, haces un: "Ay, qué mono".

No he visto en ti una actitud de sorpresa,

cuando realmente todo lo que debería estar ocurriendo en esa caja,

debería ser sorprendente para ti.

Y si para ti no es sorprendente,

a mí me tienes que hacer vivir una sorpresa,

que en ningún momento me la estás comunicando.

¿Cómo te has quedado? No te puedo decir otra cosa.

Bueno... Te he visto agarrotada.

También te lo digo. ¿Estás de acuerdo?

No seas corporativista. No, con todo.

No, no, no. Sois corporativistas entre vosotras.

Lo primero que le he dicho, es que los dos ayudantes

que estaban clavados ahí tenían mucha más fuerza

a cómo se movía ella. Sí, sí.

¿Cierto, o no? Ahí estamos.

Ahí estamos, ahí estamos. Melanie.

Perdonadme, esto que acabáis de ver, ha costado Dios y ayuda montarlo.

Dios y ayuda, Blake, siento que... Dios no debía de estar.

Habrá sido mucha ayuda, pero Dios, poco.

Pero tú tienes que ser valiente y retar al jurado

de que la próxima semana vas a hacer un numerazo.

Por supuesto. Díselo al maestro.

Dilo. La semana que viene haré un juegazo.

Así me gusta, venga. Un juegazo, claro.

Espero, venga, te esperamos.

(Aplausos)

Gracias, Melanie, puedes ir al backstage.

No estoy de acuerdo con lo que me ha dicho el jurado,

porque tampoco creo que sea que no me sorprenda

el hecho de que aparezcan las manos, o de que se muevan,

o de que no lo transmita al público. No estoy de acuerdo con eso.

El siguiente artista.

Es un poco difícil de presentarlo en pocas palabras.

Maestro Gea, ¿tú qué dirías de él, en dos palabras, cómo lo definirías?

Una especie de neurotransformismo mágico.

Ja, ja, ja.

Pero no me preguntes qué significa. No, no, porque no lo sabes.

No, no.

-Pura magia es lo que llevo en mis tacones,

y lo demás, habrá que verlo. Nunca la magia fue tan canalla.

(Aplausos)

(Canción en inglés)

(Aplausos)

¡Bravo!

(Aplausos, vítores)

Muy bien la actuación de Iván Asenjo.

(Aplausos)

Es que no ganas ni para medias, ¿eh?, de verdad.

Vamos a ver cómo te valora el jurado.

Ay, ay, ay. Poty, Poty, venga.

Voy a empezar yo, sin pedir permiso, porque estoy impresionado,

me he quedado frío, no te puedes hacer ni idea, Iván.

Me he quedado frío, muy frío.

No tiene nada que ver con el ensayo que hicimos ayer y antes de ayer.

De repente... Yo esto... Me acabas de sorprender.

¿Había dos magos?

No. ¿Quién es el mago?

Y las otras personas del escenario, ¿quién son?

Mis compañeros, Javier Arai, y Blanca de la Asunción.

Claro, ¿verdad que nos ha confundido un poquito?

¿Estáis de acuerdo conmigo? No.

¿El público? No, bueno, tú no, hay uno que dice que no.

De repente he visto dos magos.

Yo creo que esto lo vamos a tener que arreglar un poquito,

para no confundir al público, y sobre todo, para que tú seas tú.

Blake, ¿cómo lo has visto? Muchas gracias.

Personalmente, es sorprendente la imagen,

por lo menos es rompedora, la imagen es diferente,

entras en otro territorio, en otro mundo.

A mí me parece un poco terrible, pero me parece...

(GRUÑE)

Me parece muy bien, transgresor,

y me encanta dentro de este mundo la transgresión.

Ahora bien, hay una cosa que me sigue preocupando mucho,

ayer te vi en el ensayo, te he vuelto a ver hoy,

ya te veo hoy en concurso.

Rematas mal.

Aparte de que estoy de acuerdo con lo que dice Poty

de que parece que hay dos magos, no uno,

rematas mal, quiero decir que desde que ya todo acabó,

y la caja quedó abierta,

me he pasado alrededor de 30 segundos esperando,

tengo el reloj aquí delante, sí.

Controlas los tiempos. Claro que los controlo,

porque en la magia... Eres el rey del tiempo.

Perdonadme, perdonadme. Aquí.

Estás con el móvil. La magia es impacto.

Y si la magia no es impacto, pierde la magia.

Tarda demasiado tiempo desde que sacas el último...

Por cierto, sinceramente, yo que tú, cambiaría el ángulo de la caja.

No pondría este ángulo frontal, pondría el otro,

porque se ve mucha más cantidad de barullo, de palos atravesados.

Sobre todo, lo que menos me ha gustado, lo que menos me ha gustado,

ha sido que desde que acaba, hasta que sale,

hay demasiado tiempo perdido. Gracias, puedes ir al backstage.

Venga, un beso.

Gracias.

Vale.

He visto dos magos, porque los dos hacen la misma acción.

Claro, dos. Es la puesta en escena, ¿no?

También es entretenimiento, y televisión.

Me gusta mucho veros, os oigo mucho hablar,

todo este barullo, pero es que hay otro sitio

en el que me gustaría estar, y no estoy, que es en el backstage.

Es donde están el resto de concursantes.

Vamos a conectar para ver lo que ocurre.

Hola, chicos, ¿me veis?

¿Qué tal? Muy bien, momento compañerismo,

en el que están abrazando a Iván. ¿Cómo estáis?

(TODOS) Bien. ¿Cómo van los nervios?

Muy mal. -Están ahí, están ahí.

"Muy mal". Antes he venido a ver cómo estabais.

Es curioso, los que han actuado tienen las manos calientes,

y los que tienen que actuar, frías.

(RÍEN)

¿Cómo veis vosotros al jurado?

¿Les queréis decir alguna cosa?

¿Algún voluntario?

-Yo, ¿puedo decir una cosa? ¿Tenéis miedo? Podéis hablar.

Melanie. -¿Puedo decir una cosa?

Venga, Melanie. Creo que por ser el primer programa,

podrían tener un poco más de... -Tacto.

-Sensibilidad y tacto con nosotros.

Estamos muy nerviosos, que es el primer día.

(APLAUDEN)

Melanie, esto te lo voy a contestar yo.

No podemos hacer diferencias entre primera gala y tercera gala,

imagina que estamos en un teatro, y cobramos entrada.

Al público, no podemos diferenciar si es primera o última,

y hacerlo mejor o peor, siempre tenemos que darlo todo,

para poder ser los mejores. Aceptad las críticas,

intentad aprender de este jurado, aunque sean duros, ¿de acuerdo?

Vale, Lari, escucha. Dime.

Ya que no esto, que aflojen un poquito para todos.

Lari, perdóname, por favor.

Perdona, no te he oído, ¿puedes repetir, Acheron?

En lugar de aflojar solo para la primera gala,

y que haya progreso, que aflojen en todas un poquito,

porque parece que estamos aquí... No sé.

Lari, perdóname un momento. Dime, dime.

Lo primero de todo, este comentario que acabamos de oír,

está absolutamente fuera de lugar.

(ASIENTE)

No vienen ustedes a decir si el jurado hace o no,

ustedes están aquí para lo que están, punto 1.

Punto 2: aquí se viene llorado.

Cada uno de ustedes, quién más, quién menos,

son profesionales del tema, aquí se viene llorado.

Yo no puedo salir a un teatro y decirles:

"Venga dentro de dos semanas".

(Aplausos)

Vamos. Bueno, bueno.

No, no, no, no. Vamos a seguir con la gala.

Levantarse desde la... No, no, no, un motín.

Blake, Blake. No.

¿Quieres que te traigamos una tila? No.

(Risas)

Te has alterado. O dos, o dos, ¿eh?

"O dos". Uno doble.

He visto un momento de alteración.

Un poco de agua, un poco de agua.

Un poquito de agua para Blake.

Lo están dando todo, o sea que... Continuamos.

Sin duda. El siguiente viene de Valencia,

en un medio de transporte muy original.

Siempre he pensado que no existen los limites.

Carisma y originalidad es el camino que sigo,

por eso lo que vais a ver no son trucos, es pura magia.

(Música animada)

(Para la música)

(Continúa música)

(Para la música)

(Aplausos)

¡Tío! Qué bien, tío, qué guay.

(Aplausos)

Gracias. Nada.

Qué buen gusto tenéis para los concursantes.

Te mueves bien, sí, bien.

¿Te ha gustado? Mucho.

Toda la semana ensayando. Está muy bien eso.

Voy a hacer magia, luego dicen que tardamos mucho.

¿Sabes esto de picas, tréboles, corazones, diamantes?

Sí, hombre.

Perfecto. Hay mogollón, voy a barajar,

cuando quieras dices: "Para", y yo me paro.

Para. ¿Ahí? Perfecto.

Voy a tirar arriba cartas, y cuando tú digas: "Stop", me paro.

Sí, venga. Déjame que tire, para malgastar.

Sí, tira, tira. Cuando tú quieras.

¡Para! ¿Ahí? Perfecto, cógela.

¿Esta? Ahí está.

¿Te gusta? Sí, jo, qué chula.

¿Mucho, poco? ¿No la puedes ver?

No. ¿La enseño a la cámara?

A la cámara.

Escucha, Poty, piérdela por dónde quieras.

Baraja como si no hubiera un mañana, ahí está.

Mientras, te cojo las gafas, ahí está.

¿No has hecho nada mientras me he agachado?

Nada, no te preocupes. Parece ensayado.

Se nota que eres bailarín, no mago. Sí.

¿Vale? Prepárate para esta semana tú, ¿eh?

No, prepárate esta semana, mira qué atracón de nervios.

¿Te ha gustado? Me ha encantado.

Ya te puedes sentar. Muy bien.

Gracias por ayudarme. No aplaudáis, porque...

(Aplausos)

Poty, jurado...

Espero que os guste, vamos allá.

(Música animada)

(Aplausos)

(Aplausos, vítores)

¡No es posible!

¡No es posible!

¡Ay! Casi.

Luego lo cojo. Todo no es perfecto.

¿Cómo te has sentido?

Qué barbaridad. ¿Cómo te has sentido?

Súper a gusto. Súper a gusto, bueno.

Sí. Y yo me alegro.

¿Cómo lo vais a valorar? Venga, jurado.

Pues...

Nuel, me ha encantado, has cogido un número clásico,

es la carta en la espada, y le has dado media vuelta,

lo has transformado, me ha gustado mucho.

El resultado es chulísimo, tienes mucho talento, mucha creatividad,

eres pura magia, puro entretenimiento.

Adelante, a seguir currando, enhorabuena.

(Aplausos)

La verdad...

La verdad es que cuesta mucho decir algo malo,

yo creo que es orgánico, hay toda una puesta en escena,

hay una ropa, un patín, una personalidad,

una seguridad, una confianza... Das asquito, hijo.

El problema no estoy encontrándolo, pero cuando lo encuentre,

te lo digo, estoy en ello. (RÍE) -Vale.

De momento, muy bien, muy bien.

Yo voy a decirte algo...

Relájate. ¿Habrá alguien, habrá alguien...?

A ver, a ver. ¿Habrá a quien tú eches un piropo?

Mírame a los ojos, y relájate. Y duermo.

Exacto.

Nuel, enhorabuena.

¡Ole!

¡Hombre! ¡Ole!

Me has sorprendido, me has sorprendido, bien.

Enhorabuena.

Pero... ¿Me permites? Qué bien.

¿Me permites...? Como te impones tanto...

¿Un solo defecto?

Da la patada más larga, para que suban un poquito más las cartas,

la única crítica que te puedo hacer. Felicidades.

Gracias. ¿Puedo decir una cosa?

En los ensayos le daba fuerte, y subían muy para arriba,

a lo mejor ha sido la gravedad, que ha cambiado.

No sé, digo yo. (RÍEN)

Nuel Galán, fuerte el aplauso.

¡Bravo! Gracias, gracias, Nuel.

Qué bueno.

Muy bien, muy bien. Venga.

El siguiente mago...

Se come la cámara, tiene gracia, es guaperas.

Ahora no os pongáis melosos.

Seguid, si queréis hacer otro programa, lo hacéis.

Hola, presentador. Dime.

Por favor. Gracias.

Vamos con un mago que su vida es toda una historia de superación,

es una historia donde se demuestra que querer es poder.

Una vida sin magia, es una vida sin ilusión.

Espero, en mi paso por este programa, llegar a vuestros corazones.

Mucha magia a todos.

(Aplausos)

(SOPLA)

Buenas noches, mi nombre es Óscar Sanjuán,

me gustaría ofreceros unos pequeños milagros,

pero hechos por las personas.

Necesito la ayuda de dos voluntarios, por favor.

¿Podrías ser tú y tu pareja, sí?

Acercaos, un fuerte aplauso para ellos, por favor.

(Aplausos)

Sí, los dos, muchas gracias. -A ti.

-Ponte al lado.

Ven aquí. Sí, sí, puedes venir.

Gracias.

Vienes, vienes conmigo.

Son juegos sencillos, pero para estos juegos necesito vuestra ayuda,

y la ayuda del público también, y la ayuda de los del jurado.

Es importante que para hacer este juego, que cuando yo diga: "Uno",

quiero que frotéis las manos.

Vamos a probar. Uno, por favor, todos, vosotros también...

Cuando yo diga: "Dos", pondremos las manos en el aire.

Dos.

Muy bien, perfecto.

Cuando digo: "Tres", bajamos las manos lentamente, ¿vale?

Hay personas sabias que dicen que cuando hacemos cosas a la vez,

puedes transmitir energía. Vamos a probarlo, ¿os parece bien?,

con un juego sencillo de cartas.

Puedes coger una tú misma, la que quieras.

Es importante que la muestres a la cámara,

que la pueda ver el jurado, incluso tu pareja.

¿Te importaría decirme: "Basta" en un punto?

-Basta. -¿Aquí?

-Sí. -Vamos a coger la cartita.

Vamos con el uno por favor.

¿Os acordáis? Perfecto.

Vamos con el dos.

Me vas a dar tu mano aquí, por favor.

Seguid así, y vamos con el tres.

Quiero que mires tu sombra proyectada.

Levanta la manita, no te preocupes.

¿Ves tu sombra proyectada?

Tres.

(Música)

La puedes coger. ¿Es tu carta? -Sí.

-¿La puedes mostrar a todos, por favor?

(Aplausos)

Muy bien, muchas gracias. -Gracias a ti.

-Esperad, esperad.

La mayoría de personas,

cuando un mago trae alguna cosa suya, siempre duda.

Y es normal, porque la duda existe en la magia,

y es la gracia que tiene, por eso me gustaría probar con tus gafas,

y con este juego, hacer algo con un objeto que no es mío.

¿Te importaría dejármelas?

Es muy importante que sepáis que yo no los conozco de nada.

¿Cierto? (ASIENTE)

Atención, vamos con el uno, por favor.

Vamos con el dos.

Y ahora, quiero que toques aquí, que me des tu mano.

Aquí, aquí, en la mesa.

Tú también podrás hacer lo mismo. ¿Perfecto todos? Vamos allá.

Volvemos a empezar, uno...

Dos...

¿Me das tu mano, por favor?

Te toco, ¿eh? Tres.

(Moneda)

Perfecto.

Muchas gracias, un aplauso para ellos.

(Aplausos)

Ocupad vuestro sitio. -Gracias.

-Muchas gracias.

(Aplausos)

Aquí estoy.

Venga, ven aquí...

Qué prisa, qué ganas tienes de que te valoren.

Rápido, son los nervios. Yo te quería hacer una pregunta.

¿La magia cómo ha influido en tu vida?

¡Uf!

Influyó...

Primero, ya me gustaba la magia en sí,

pero tuve un accidente, y me cambió la vida:

dejé la magia, lo dejé todo.

Entonces me encontré con un mago una vez, me dijo que si hiciera magia,

desaparecería la mano, curiosamente, ¿no?

Al principio me lo tomé a mal, pero luego lo entendí,

porque cuando la magia toma protagonismo, la mano desaparece.

Claro que sí, claro. Estuvo en el casting, yo no me di cuenta...

(Aplausos)

Te miraba a ti, te lo dije, eras un gran mago.

¿Cómo lo vamos a valorar? Gea.

Yo creo, de verdad...

El carisma se puede conseguir de muchas formas,

y tú lo estás consiguiendo desde la sinceridad.

Creo que todo lo que hemos visto en estos dos minutos

tenía una relación por el efecto, el imposible,

pero aún te queda por trabajar un poquito la confianza y la proyección.

-Sí.

-Entender los mecanismos de cómo comunicar y transmitir magia,

y que le llegue al público, y en un medio como este,

televisivo, tienes que atravesar una pantalla y llegar al público,

creo que eso habría que trabajarlo.

Creo que tienes elementos fundamentales: pasión, trabajo,

dedicación, ganas, esfuerzo... Como tienes la base,

te falta perfilar algunos aspectos. En sucesivas semanas,

si te pones las pilas, te cargas de energía.

(Aplausos)

Muy bueno.

Vamos a ver.

Imagino, como es lógico, que conoces al maestro René Lavand.

Sí. Desgraciadamente, fallecido.

Sí.

Tú sabes que él siempre contaba...

Nunca llegamos a saber si era cierto,

era una de las historias que él se inventaba,

que él había perdido una mano a los seis años,

y su padre le dijo: "Tienes dos opciones,

compadecerte de ti mismo, o salir adelante".

Tengo una curiosidad. ¿Qué te ocurrió, tío?

(RESOPLA)

Bueno. No, no, no pasa nada.

Si nos ponemos así, mejor... No, tranquilo.

A ver, me emociona,

por una cosa, pero bueno.

Me arrolló un tren con 16 años. ¿Te arrolló un tren?

(ASIENTE) Por Dios, ¿qué estabas haciendo?

Me resbale en el peldaño, y me caí. ¡Guau!

Y mi hermano me salvó la vida. ¡Guau!

(Aplausos)

¡Guau!

¡Guau, guau, bravo!

Bravo, tío, bravo, bravo. Ey, ey, ey.

Ey, ey, ey, ey.

¡Bravo!

Ven aquí, un aplauso para el hermano.

Porque con esa falta... Ahora, venga.

(Aplausos)

(Aplausos, vítores)

Lo que te estaba contando,

enhorabuena por ese pedazo de hermano que tienes,

sin lugar a dudas. Estáis los dos como una magdalena,

ahora mismo. Estamos todos.

Lógicamente. Perdonad, es que...

No, no... Normalmente no lloro.

Lógicamente la emoción, los nervios, te he visto nervioso al salir.

A mí... Lógicamente.

Tú, que entiendes de mentalismo,

entenderás que tenemos una limitación en cuanto al tiempo.

He tenido que valorar eso, y quería hacerlo lo mejor posible,

pero hay que contar una historia que no he podido transmitir.

Es lo que ha notado Gea, lo que yo sé hacer,

no he podido por tiempo, pero no importa,

tendré tiempo para poder mostrar más. No te quepa ninguna duda.

Y ahora, cuéntame: ¿cómo te encuentras tú con tu hermano

en esas condiciones, hermano?

Yo, ahora...

No, no, te estoy hablando del día. En el accidente.

-¿Del día? El día, ibais juntos en el tren.

Sí, sí. Tú ves que se cae tu hermano...

No, el instinto.

Es algo que no te paras ni a pensar.

No te paras ni a pensar, es algo que viene tan rápido que...

No sé, me dio... Tú te das cuenta...

Yo lo vi desde lejos.

Pensaste que podías haber muerto.

(AMBOS) Sí.

Pero ni lo pensaste. Claro, él, al caer...

Yo, lo que pasa, es que vi algo antes de que pasara.

Me dio una sensación, y salí. ¿Qué años teníais?

Yo tenía 17, él 16. -Yo 16, casi 17.

Chicos... Una sensación, no sé, algo que...

(Aplausos)

Muchas gracias, muchas gracias.

Gracias por la magia, y gracias por esta historia

que nos habéis explicado.

Nos habéis emocionado a todos, muchas gracias.

Yo... (RESOPLA)

Id al backstage. Llévate a tu hermano.

Venga. -Gracias.

Un aplauso. Hasta luego.

(Aplausos)

La siguiente concursante ha desembarcado en "Pura magia".

Sí, porque trabaja en cruceros, y ha dejado de hacerlo

para estar aquí y presentarnos sus números tan elegantes.

"Pura magia" es la oportunidad para ilusionar y hacer soñar

al mayor número de gente posible a través de mi magia en femenino.

(Aplausos)

(Canción en inglés)

(Música cabaret)

(Aplausos)

(Aplausos, vítores)

Muchas gracias, Jéssica.

Gracias por desembarcar a "Pura magia". ¿Cómo estás?

Muy nerviosa. Pero si lo has hecho estupendamente.

Pues sí. El jurado, ¿qué le va decir?

Yo, quiero comenzar yo. Venga.

Jéssica, tranquila.

Has hecho tres juegos que no tienen nada que ver entre sí,

pero a mí no me ha importado nada, porque me ha gustado muchísimo.

Tienes una forma muy particular de expresarte, eres dulce, delicada,

muy elegante, así que enhorabuena, relájate, y a seguir currando.

Muchísimas gracias. Qué bueno.

Y otra cosa, y otra cosa.

Jéssica, ahí está, demostrando que la magia

no es solo cosa de hombres, que es muy importante.

Muy bien. ¿Puedo hacer un comentario?

Me ha gustado mucho, no te voy a engañar.

Tienes sobrado tiempo de que se te nota

que vienes más que rodada, bonita. (RÍE)

Vienes más que rodada.

Se nota también el trabajo de este señor,

hay un momento en que estaba a punto de decirle:

"Cállate, pareces más favorable de lo que debes de ser".

Estabas emocionándote, has llamado la atención

en dos ocasiones a las bailarinas. Tienes razón.

Cállate. Tienes razón.

Bien, punto 1. Punto 2.

Yo hubiera hecho una aparición de más flores,

y me parece mentira que con la experiencia que tienes de cruceros,

me hagas un hilo roto y recompuesto tan poco visible.

¿Me entiendes qué te quiero decir? (ASIENTE)

No sé si el hilo debería de ser de otro color,

no sé si deberías de apoyarte con una luz negra,

para que ese blanco del hilo tenga un poco más de presencia...

El color del vestido tiene que ser diferente del de las bailarinas...

El color del vestido, exactamente... Incluso, la longitud.

La longitud, yo creo. Exacto.

Y hacerlo un pelín más grande.

Tienes una presencia escénica estupenda,

ese número de cambio del final me parece precioso,

pero cuando hagas ese hilo roto y entero,

que puedas acabar así, tienes presencia para poder estar así.

No te quedes en medio, porque te tapas la cara con las manos.

Vale. Muy bien, gracias.

Iremos apuntando para mejorar. Un aplauso, felicidades.

Gracias. Puedes ir al backstage.

Nos vemos en un momento.

(Aplausos)

Y como venimos contando esta semana, ha habido un momento muy tenso.

Precisamente, el protagonista fue el siguiente concursante, Acheron.

He venido sobre todo a aprender, a disfrutar,

y a demostrar que las apariencias engañan.

No soy lo que creéis, os sorprenderé.

-Tú eres responsable de todo lo que tenga que ver contigo,

absolutamente todo, o sea, no sirve que digas que no soy responsable...

(HABLAN A LA VEZ)

No eres responsable de otra persona que ha hecho algo por ti

si tú eres el primero que da el visto bueno de lo tuyo.

-¿Te digo cuántos rutinas haces tú exactamente igual, calcadas?

-Tú siempre puedes hacer algo que una persona haya explicado,

en un vídeo, en un DVD, en un libro, porque está publicado,

esta para que los demás lo sepan. No lo digo desde aquí,

lo digo desde el otro punto, lo digo desde que salga de aquí dentro,

porque si no, tú siempre te quedarás a la sombra de los demás.

-A mí me habían advertido de que Luis Pardo tiene un ego

más grande que toda Barcelona. -No, eso no es cierto.

-Bueno, pues a mí me lo habían advertido.

Están discutiendo.

La cagaste con más cosas. -Y cuando me di cuenta,

cuando me di cuenta de que esa biografía

era lo que tú me dijiste, eliminé la página web directamente.

¿Todo bien por eso? Todo bien.

Bueno, intentando hacerle entender que la personalidad

es la base importante de cualquier artista.

¿Tú le has dicho ya lo que quieres? Sí. ¿Tú aceptas que yo te ayude?

(Aplausos)

(Música)

Nunca estarás muerto del todo mientras alguien te recuerde.

Esa frase fue la que me dijo mi tía abuela

y de esa forma, enseñó a este niño

a asumir la muerte como un paso más de la vida,

una parte del proceso de vivir.

Tengo aquí la fotografía de mi tía abuela,

junto con otras

de varios de sus compañeros.

Me gustaría, Poty, que vieras

todas ellas, diferentes.

Quiero que las mezcléis,

las introduzcáis en los sobres que queráis

y las repartáis entre las personas del público.

No te lo había visto.

¿Cuántos de los que están aquí

no habéis perdido a alguien

y os ha dejado ese vacío en vuestras vidas tan desalentador?

Esa persona a la que no podemos tener a nuestro lado,

esa persona a la que echamos de menos.

Bien.

Mientras se reparten estas fotografías,

yo voy a intentar localizar la fotografía de mi tía abuela,

a partir de la empatía de una de esas personas,

la persona que tenga esa fotografía

va a tener una empatía conmigo, va a sentirse vinculada

de alguna forma. Voy a pedir a todos aquellos

que tengáis un sobre, que os pongáis de pie.

(Continúa la música)

Y me acompañéis, mientras el público aplaude, por favor.

(Aplausos)

Muy buenas. Te pones por aquí, te pones aquí, a su lado...

Ponte por aquí. No, no, más adelante.

Eso es, aquí, perfecto.

Bien, os voy a pedir que vaciéis el contenido del sobre

y miréis las fotografías.

De alguna forma, quiero que os fijéis

en todos los detalles que tiene cada una de ellas,

la memoricéis de una forma u otra,

y la volváis a introducir dentro del sobre, por favor.

Bien, solo uno de vosotros tiene esa fotografía.

Solo uno de vosotros,

va a sentir ese vínculo. Yo quiero que intentéis,

de una forma u otra, transmitirme la imagen.

Quiero que penséis en la imagen de esa fotografía.

¿La tenéis todos? ¿Estáis todos?

Solamente quiero que penséis en esa imagen.

De cuatro personas que hay aquí, me estoy sintiendo...

Más vinculado contigo.

¿Estás bien? -Sí.

Tienes a una persona a la que echas de menos, ¿verdad?

-Un poco. -Un poco.

Eres tú quien tiene la fotografía de mi tía abuela, ¿verdad?

-Sí. -¿Puedes mostrarlo?

Bien. Los demás, podéis mostrar que las fotografías son diferentes.

Quiero que sepas que esa persona, aunque ya no esté,

la vas a poder sentir siempre que la necesites,

siempre podrás recurrir a esa mirada, a esa sonrisa y a ese consejo.

Siéntete bien porque no estás solo.

Muchísimas gracias.

(Aplausos)

Muy bien, Acheron. ¿Cómo te has sentido?

Bueno, es que el chico tiene una...

Una falta potente, y la verdad es que...

Jurado, vamos a valorarlo. Gea, tú mismo.

Yo creo que el tema del mentalismo siempre es un tema muy delicado,

yo, la verdad, es que empecé a ver mentalismo con Blake

hace muchos años, Blake tiene... No quiero hablar mucho y bien de él,

porque se nos alegra...

Hace mucho tiempo, yo no había ni nacido.

Claro, pero él empezó rápido a hacer mentalismo.

Perdón, perdón. Para ti, también tengo, ¿eh?

Si me pongo, para ti también tengo. Sigue, Gea.

Entonces, él empezaba muy rápido, empezaba a hacer mentalismo

muy rápido, yo recuerdo que me impactó mucho eso.

El tema es que, muchas veces, para crear los ambientes,

para cautivar, cuando usamos un lenguaje que es la magia

o el mentalismo, nuestras capacidades se demuestran en actos.

Y entonces, para crear ese ambiente

y esa burbuja donde introduces al espectador,

muchas veces con la palabra o con el vestuario, o con...

Con tu estética, a veces no llega del todo.

Conviene meter algún acto que genere esa burbuja

para que el espectador se meta, y entonces, claro,

lo que ha pasado es que se ha hecho largo todo el proceso,

hasta llegar al momento del efecto, y eso a mí siempre

me ha parecido muy importante en el mentalismo.

Muchas gracias, Miguel Ángel. Blake.

¿Yo qué quieres que te cuente?

La verdad. ¿La verdad?

Por favor. No.

No, porque te han dado mucha caña de entrada,

no te voy a dar más caña.

Sobre todo, porque ya con lo que he oído antes

que te han dicho ya, creo que vas más que sobrado,

pero estoy completamente de acuerdo con lo que dice Gea,

con lo que dice Gea. ¿Viste el mentalista,

que se le olvidan los nombres? Con lo que dice Miguel Ángel.

Yo tengo un concepto, y tú sabes perfectamente

que yo tengo una idea y un concepto muy particular del mentalismo.

El mentalismo es algo que tiene que llegar directamente a abordar

al espectador de una manera fuerte, rápida y directa.

Conozco algo de tu trayectoria profesional, como bien sabes,

porque nos hemos conocido hace un tiempo,

y yo, sinceramente, esperaba ver algo más

de Acheron Delacroix, porque además, el nombre marca mucho

y la estética marca mucho. No he visto un dark,

no he visto un gótico, no he visto nada de eso.

La pregunta que yo te hago, sinceramente,

¿sabes el origen del gótico? Lo sé.

Bien, entonces, si conocemos el origen del gótico,

tenemos que ir directamente a por ello, y precisamente,

la música de una caja de música no es lo más adecuado

para un gótico, para un dark, para abordar

un tema de vivos y muertos. Y luego, entre otras cosas,

creo que queda bastante desleído, bastante oscuro,

la localización al final de la persona.

Simplemente, personalmente, personalmente, esperaba más de ti.

Nada más. Gracias.

Quiero hacerte una pregunta, Delacroix.

¿Te gustaría que trabajemos la próxima semana?

Por favor. ¿De verdad?

¿Te gustaría trabajar conmigo? Yo lo veo, bailando

y bailando con fotos de muertos, yo lo veo.

Señor presentador, no va a bailar pero creo que hay ahí

una labor estupenda, me parece superatractivo tu persona

o tu personaje, en este caso y creo que podemos hacer algo

potente. ¿Te parece? Puede ser.

Trato hecho. Muchas gracias, Acheron.

Gracias. Y puedes ir al backstage.

(Aplausos)

Voy a luchar por conseguir el objetivo

de al menos, de que Blake vea quién es Acheron Delacroix.

Pues resulta que los alumnos han aprendido mucho en la escuela

esta semana, pero no solo han aprendido

de los maestros magos, sino que han tenido maestros

como actores famosos, por ejemplo.

Tenemos una visita de lujo. Ahora, aplaudid fuerte, ¿eh?

¡Pablo Rivero!

(Aplausos)

Hola, ¿qué tal? Muy buenas.

¿Qué tal, cómo estás? -Encantado.

-¿Qué tal, guapa? -Es muy guapo, ¿eh?

-Hola, buenas, hola a todos, ¿qué tal?

Pablo ha escrito este libro, "No volveré a tener miedo",

es un libro muy chulo. ¿Puedo leer esto?

"Una familia en la que uno de sus miembros

asesina al resto de una forma brutal".

Una cosa romántica...

Es falso hecho real que transcurre en los 90, es un parricidio.

Tú inventas personajes en tu novela.

¿Cómo crearías tu personaje de mago? Porque claro...

Es que es una cosa... Es que, o sea, la gente que está de cara

al público, y al final, es un poco showman también, ¿no?

Cuando veo a alguien que hace una composición,

demasiado, ¿sabes? O que está demasiado pendiente,

o demasiado frío, o demasiado, eso, en una actitud

como demasiado chulesca o demasiado divertido,

demasiado tal, o sea, cuando veo el truco,

como la magia, nunca mejor dicho, me echa un poco para atrás.

Creo que tiene que ver más con buscar tu esencia, ¿no?

-Al público a veces le cuesta aceptar eso que presentas nuevo.

-Sí, y probablemente, no gustes a todo el mundo,

pero yo estoy convencido de que no gustar a todo el mundo

también es bueno. -Es que no gustar a todo el mundo

es clave para no ser mediocre. -Yo creo que sí.

-¿Te hacemos una magia o no? -Claro.

-Venga, va. -Además, no lo voy a pillar,

o sea que soy la víctima perfecta. -Mira, pon el dedo así, cara arriba,

perfecto, y coge una. Yo corto y tal, toca una, toca una, ahí está.

Ahí está, perfecto. -Que la ha mirado.

-No pasa nada. -El asesino, el asesino.

-Mientras no la vea yo... -Se ha quedado perplejo.

No te preocupes. -¿OK?

-Sí. -Enseña a la cámara,

yo no miro, te lo prometo.

Y métela por la baraja. -No quiero.

-1, 2... -¡Ay! Perdón.

-¿Qué ha pasado? -Que no sé, has hecho así,

como que... -Lo has sentido, ¿no?

Es rarito, ¿eh? Marín.

Aquí hay un 5 de corazones.

-¿Es la tuya? -No era, no era.

-Pero espérate un momento, porque fíjate,

que Raymon es supermajete, y tiene un tupé superguay, además.

-¿Y qué pasa con mi...? -No sé, que te veo muy tieso ahí.

-¡Uy! ¡Ahí va!

(RÍEN)

-Es increíble.

(TODOS) ¡Oh!

¿Y tenéis que ir todo el día con la varita?

-Sí.

-Para daros a vosotros, ¿no?

(HABLAN A LA VEZ)

Pero porque a mí me apetece, tengo que ir con la varita.

(RÍEN)

Bueno, pues muchas gracias, Pablo, por haber venido,

y estás invitado a volver siempre que quieras.

Bueno. ¿A ver si mejoran o no? Seguro, seguro.

(RÍEN)

No, hombre, no, hombre. Es la primera...

(Aplausos)

Pues vamos a continuar con otro concursante.

Es un concursante que va a hacer una especialidad

que aún no hemos tocado, es la magia cómica,

eso de hacer reír, lo que pasa es que no es lo mismo

caer en gracia que ser gracioso. A ver cómo le va.

(Música)

Soy la sonrisa del programa,

y quiero demostrar que en el sur hay mucha magia y mucho arte.

(Música)

(Aplausos)

Muchas gracias. Hola, soy Ernesto y Pico,

y voy a pedir la ayuda, por ejemplo, ¿te vienes conmigo?

Fuerte el aplauso para él.

Vente, vente, vente por aquí.

(Aplausos)

Muchas gracias.

Ponte para aquí, a mi derecha. ¿Cómo te llamas?

-Pascual. -Pascual, encantado.

Pascual, voy a hacer contigo un juego con unos famosos. Es genial.

Mira, Pascual, voy a coger, los tengo por aquí,

y los voy a ir enseñando uno a uno. Mira, Pascual.

Primero tengo por aquí a Javier Cárdenas,

muy de la cadena, ¿verdad? Mira, tengo por aquí...

Ahí esta, Eva González. Oye, ¿sabéis que Eva nunca cena con vino?

¿Sabéis por qué? Porque ella ya tiene un Rivera en casa.

Eh, no veas. Es malo, es malo.

Tengo por aquí a Anne Igartiburu, guapísima. Tengo alguno más,

tengo por ejemplo, aquí está, que no se me pase ninguno,

tengo por ejemplo a Pablo Rivero. ¿Tú sabes quién es Pablo Rivero?

Pablo Rivero, si tú sabes, a mí me encanta,

si tú sabes algo más de él, ya sabes, "Cuéntame".

Esto también es malo, es malo. Y por último,

tengo a Elsa Pataky, perfecto. Voy a hacer una cosa.

Te voy a pedir que bajo tu mano inocente, te voy a pedir,

voy a mezclar un poquito, y que bajo tu mano inocente,

hagas un corte, pero un corte profundo.

Corta, ahí está, un corte con muchas cartas, lo que tú quieras.

Perfecto, perfecto. Tú has cortado por ahí porque tú has querido.

Pues mira, lo que voy hacer es enseñar a la cámara

justamente por la carta que tú has cortado, ¿de acuerdo?

Que se vea muy claro. Y ahora te voy a pedir

que te la pegues, te la pegues, no la mires, pégatela. Perfecto.

Y de todas maneras, ahora vamos a hacer una cosa.

Te voy a decir que te tapes, que cierres los ojos, mejor.

Cierra los ojos.

¿Por qué? Porque si de todas maneras, no se ve claro,

yo voy a hacer una cosa, voy a escribir aquí,

no lo mires, no lo mires, pero voy a escribir aquí

la predicción, ¿de acuerdo? Voy a escribirla aquí, mira.

Lo tengo, lo tengo, que se vea en cámara, perfecto.

Y cierra los ojos, todavía no mires,

porque lo voy a doblar en uno,

dos...

Tres...

Cuatro...

Ahí está, bien dobladito, y hasta cinco veces,

no me diréis que no está doblado. Mira, hasta cinco veces,

y le voy a poner una gomillita.

Uno y dos. Perfecto, que se vea muy clarito.

Y voy a hacer una cosa, lo voy a hacer más difícil aún,

porque te voy a pedir que la firmes. Voy a coger, por aquí tengo,

aquí está, un rotulador, no, espérate, aquí lo tengo,

y te voy a pedir que la firmes, aquí la tengo.

Cógela, ya puedes abrir los ojos, pero no mires la carta.

Fírmala, fírmala, más o menos, como puedas,

incluso te cojo yo el papel, más fácil.

Fírmala, como puedas.

Ahí, ahí, no te des la vuelta, perfecto.

Más o menos, más o menos la tienes.

¡Bien, bien! Perfecto.

Y ahora te voy a pedir que te la guardes en el bolsillo.

En el que tú quieras. Ahora sí, señoras y señores,

voy a hacer un test de compatibilidad con el público.

Primera pregunta. ¿Es guapa, sí o no?

Ah, con la cabeza. Es que estamos en un programa internacional,

lo ve todo el mundo, tienes que hacer con la cabeza sí o no. ¿Es guapa?

¿Qué dice el público, es guapa? (PÚBLICO) ¡Sí!

-Bien, bien. Segunda pregunta.

¿Es rubia? Haz con la cabeza sí o no.

No la has visto, tienes que verla, mírala, mírala.

Mírala. ¿Es rubia, sí o no?

Sí, fuerte el aplauso.

(Aplausos)

Tercera, tercera pregunta ya, lo tengo,

¿es Anne Igartiburu, sí o no?

(Risas)

¿Cómo que no? A ver, vale la vuelta.

Enséñala, enséñala.

Oye, aquí la gente, suele aplaudir, ¿eh?

No, espera, espera.

Porque yo tenía una predicción firmada por ti.

Quiero que la cojas, quiero que le quites la gomilla.

¿Es tu firma? Ábrelo y enséñalo a cámara.

Porque no creo, no creo, o quizás, sí...

Muéstrala, porque ahí está, Elsa Pataky, pero cógelo.

No solo eso, no solo eso, sino porque mira,

doy un chasquido mágico,

y aquí quiero que se vea que tengo

a Elsa, a Elsa, a Elsa,

y ahora todas son Elsas Patakys.

(Aplausos)

Muchas gracias, muchas gracias.

Y fuerte el aplauso para él.

Venga, Gea, ahora te toca a ti valorar. ¿Qué dirías?

Bueno, a ver, es un tipo de magia

que surgió en los años 60-70, muy de nuestra cultura,

antiguamente, lo que pasa es que muchas veces

hay que tener una especie de, de...

Digamos, una gracia un poco más natural,

yo creo que a veces la fuerza un poquito,

pero lo máximo, lo que a mí más me ha agredido,

lo que me ha hecho como mago, me ha hecho sentir mal,

de verdad, hay una máxima en magia, que es fundamental.

"No hagas lo que dices, y no digas lo que haces".

Porque si no, se vuelve tedioso,

se vuelve angustiosamente repetitivo,

y en tu caso era todo "Voy a hacer...", y lo hacías.

"Voy a hacer...", ya, ya lo sé yo, ya lo estoy viendo.

Entonces, ahí, ese punto, a veces, cuando queremos plantear una charla,

un acompañamiento verbal a un juego y no somos lo suficientemente

conscientes de que es un elemento más que produce la magia,

entonces, caemos en errores de ese tipo

que vuelve todo hacia abajo. Gracias. Venga, Inés.

Ernesto, a ver, el juego es regulero,

regulero, regulero, pero tú tienes mucha gracia.

Tú tienes mucha gracia. Yo no sé si se ha ayudado

la elección de este juego para este primer programa

de "Pura Magia", pero tienes una vis cómica

que está bien, y eso me gusta. Hemos pasado un buen rato,

a pesar de las cosas. Dime. Ah, bueno, también me gustaría decir

que aunque alguna gente, es que se está riendo ella y ya me...

Es que es gracioso hablando ya. No hace nada y es gracioso.

Tiene gracia cuando no la busca. Cuando no la buscas, tienes gracia.

Pero caes bien. Sí.

No sé si el espectador te ha ayudado tampoco.

Si era el mejor espectador. Si era la alegría de la huerta.

¿Verdad? Ten cuidado con eso.

Cúrrate mejor las presentaciones. Me gustaría,

si tuviera una segunda oportunidad,

me gustaría sorprenderos de otra manera.

Bueno. Bueno, la actitud es buena,

muchas gracias.

Muchas gracias.

Muchas gracias. Gracias, Lari.

Gracias, venga.

Vamos a continuar con el último concursante de la noche.

(TODOS) ¡Oh!

Oh, qué pena. Él nos va a hacer la cosa más difícil

que existe en la magia, es la manipulación,

y a los magos nos encanta.

"Pura Magia", son las palabras perfectas

para definir lo que tengo entre mis 10 dedos.

Estad bien atentos, abrid los ojos, y no parpadeéis.

(Canción en inglés)

(Aplausos)

(Continúa la música)

(Aplausos)

¿Qué tal, cómo estás? Sin oxígeno.

Sin oxígeno, claro, te mueves tanto...

Hasta yo me he cansado de verte. Venga, jurado.

Me he cansado físicamente, no seáis mal pensados, pobre,

que lo ha hecho muy bien. Alexander, me ha encantado,

hace una cosa muy difícil, que es la manipulación,

pero tiene un dominio, una seguridad,

eres pura televisión, enhorabuena. Gea.

(Aplausos)

Así me gusta. Es muy, muy difícil

decir algo malo. La verdad es que nos ha enganchado

desde el principio, no nos has soltado hasta el final,

tienes que tener cuidado un poquito a veces con la velocidad,

porque a veces, el ritmo rápido, te hace cometer pequeños fallos

técnicos... -Y mucho frío.

-¿Por el frío? Pues come cocidos, hijo.

Muy bien. Muchas gracias, felicidades, Alexander.

Muchas gracias. Ven aquí, guapo. Venga.

Impresionado. Vamos a conectar con el backstage

porque me muero de ganas de ver las caras. Venga.

Chicos, ¿cómo estamos, estáis bien?

Chicos, ¿cómo estáis, me oís?

¿Qué tal, cómo van los nervios?

¿Ya se han pasado o tenéis más?

Pasados ya están casi.

Muy bien, así me gusta. ¿Cómo se han vivido las emociones?

Desde detrás, ¿cómo se ven las actuaciones de aquí adelante?

(TODOS) Muy bien, muy divertidas.

Muy bien, dais una conversación, que da gusto, ¿eh?

Decir cosas, decir cosas, venga, experiencias.

Hemos disfrutado mucho, porque yo, por ejemplo, ha habido números

que no había visto de los compañeros, y cuando ves el número,

es que flipas, flipas, brutal. Claro que sí, claro que sí.

Te he dicho muchas cosas. ¿Ha llorado alguien, ha llorado?

Ha habido de todo, lágrimas, risas. -Enfados...

Pues nos vemos dentro de un ratito, ¿de acuerdo?

Muy poco, muy poco se alarga, ahora hablo con vosotros, muy bien.

(Aplausos)

Y mientras el jurado delibera, vamos a recordar

los mejores momentos de esta primera gala.

(Canción en inglés)

(Aplausos)

Pues ha llegado el momento más difícil del programa,

el momento en el que el jurado nos va a comunicar,

han estado deliberando durante el vídeo,

pero antes, me toca decir una cosa. Hoy, en este programa,

todos los concursantes son susceptibles

de abandonar el programa, pero a partir de la semana que viene

tendremos una carta nueva, es la carta de la inmunidad.

Aquel alumno que se porte mejor, que trabaje mejor, con más ganas,

que lo haga mejor en la gala, pues va a ser inmune.

Yo lo voy a decidir, y mira, se ahorra que lo nominen en la gala,

¿de acuerdo? Ahora sí, dicho esto, vamos a ver.

Blake, ¿nos haces de portavoz y nos comunicas

quiénes son los tres nominados? Bueno, vamos a ver.

Nos hemos vuelto locos porque nos hemos vuelto locos.

Ha sido... Pues yo, pues yo, pues yo este, pues yo el otro,

no nos poníamos... Al final, al final, evidentemente,

nos hemos puesto de acuerdo.

Sin estarlo. Sin estarlo.

Sin estarlo, sin estarlo. No lo estáis, pero...

Nos hemos puesto de acuerdo sin estar de acuerdo,

eso que quede bien claro, que quede claro.

Eh, tenemos tres nombres, evidentemente.

Bueno... Los voy...

Los voy a decir yo. De hecho, vosotros tenéis que estar

relajados, porque vosotros solo nomináis, solo nomináis,

porque quien va a decidir quién se queda

o no se queda en el programa,

van a ser los mismos alumnos.

Blake, cuando quieras.

Bueno. Nominamos

para que uno de ellos abandone

la academia de magia...

(Música tensión)

A Mago Marín,

a Raymon,

y a Melanie.

Me gustaría que los tres nominados vinieseis aquí, al escenario,

delante, por favor.

(Aplausos)

Si sois tan amables de poneros aquí.

(Aplausos)

Pues...

Pues vamos conectar, vamos a conectar con el backstage,

a ver qué caras ponen.

Hola, amigos y amigas del backstage. ¿Cómo estáis?

Tensos, creo que es la palabra.

Tengo que comunicaros que vais a ser vosotros

los últimos responsables de quién se queda o quién se va.

Vosotros vais a votar a la persona que queréis salvar.

Vais a tener que votar una persona.

La persona que menos votos tenga va a ser la que tenga que abandonar

el programa "Pura Magia".

Vamos a empezar por Alexander. ¿Te parece bien?

Alexander, enséñanos la carta de a quién salvas.

(Música tensión)

Es evidente. A Marín.

(Aplausos)

Nuel Galán, ¿a quién salvas?

A Marín. A Marín.

Acheron, ¿a quién salvas?

A Melanie. A Melanie.

Óscar, ¿a quién salvas?

Muy difícil, ¿eh? Me sabe fatal, pero...

A Marín.

Jéssica, ¿a quién salvas?

A Melanie. A Melanie, muy bien.

(Aplausos)

Ernesto, ¿a quién salvas?

Creo que la persona que menos se merece estar entre esos tres,

Marín. Marín.

David, es tu turno, ¿a quién salvas?

A Marín.

Iván Asenjo, ¿a quién salvas?

Bueno, es como un hermano para mí, así que, bueno, los dos,

Marín y Sandra.

Gerard Borrell, ¿a quién salvas?

He formado parte de su número, así es que...

(Aplausos)

Tras el recuento de votos,

el concursante

que tiene que devolver la varita mágica

y abandonar "Pura Magia", es...

Raymon.

(Aplausos)

Lo siento mucho. No pasa nada.

Venga, cuéntanos, ¿qué sientes?

Pues hombre, me da pena, porque me habría gustado continuar

y vivir la experiencia, pero bueno, estoy contento porque, oye,

llegar hasta aquí no puede cualquiera.

Claro que sí. Y he tenido la oportunidad de actuar

frente a un público y un jurado maravilloso, así que

me voy muy contento. ¿Les dirías algo al jurado,

les dirías algo?

Que me hubiera gustado compartir más tiempo de aprendizaje,

porque considero que de todos puedo aprender muchísimo,

pero tiempo habrá, porque el mundo mágico es una familia,

así que esto no acaba aquí. Felicidades, Raymon.

Gracias. Esa es la actitud.

Aplauso para Raymon, te tengo que coger la varita.

Muchas gracias, puedes abandonar el escenario.

(Aplausos)

Pues la verdad, no sé

en qué he fallado, o qué ha podido pasar,

simplemente, que no ha terminado de gustar y ya está,

es que hay muy buena competencia aquí, entonces, es que es normal

que destaquen otros, porque yo traía un número

quizá más de cerca, más... No lo sé.

Realmente para mí es una incógnita.

Y aquí tenemos a estos dos chicos que a lo mejor,

os pensáis que os habéis librado de todo, pero no,

porque en este programa, estar nominado tiene una penalización.

La penalización es una cosa que llamamos "El reto exterior".

Se trata de un reto que vais a tener que cumplir

a lo largo de la semana que viene, antes de la gala

y que os puntuará a favor o en contra

a nivel de nominaciones la semana que viene, ¿de acuerdo?

Pero bueno, ánimos, os lo voy a contar en el cónclave,

y a ustedes, agradecerles que hayan estado aquí con nosotros.

Gracias a este público estupendo, venga, aplaudid todo el mundo.

¡Les queremos mucho!

Les esperamos en "Pura Magia", hasta la semana que viene.

(Música créditos)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Pura magia - Gala 1

Pura magia - Gala 1

11 jul 2017

Talent show familiar presentado por el Mag Lari en el que 13 concursantes compiten para mostrar su talento y sus habilidades en el mundo del ilusionismo y convertirse en el mejor mago o maga del país. Los participantes practicarán sus espectáculos en la Escuela de Magia y los representarán en la gala semanal frente a un jurado formado por la Maga Inés, 'Poty', Miguel Ángel Gea y Anthony Blake.

ver más sobre "Pura magia - Gala 1" ver menos sobre "Pura magia - Gala 1"
Programas completos (18)
Clips

Los últimos 191 programas de Pura magia

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios

Añadir comentario ↓

  1. Emma

    Este programa es el mejor

    18 ago 2017
  2. Trampa y Carton

    Menos mal que se vuelve a ver un programa de magia en la televisión. Se nota que hay un guión y se echa de menos no ver las clases que se dan a los magos. Desde http://www.magoenasturias.es/ nos gustaría ver más como se crean las clases y los consejos que se dan. Saludos

    14 ago 2017
  3. Rosana

    Hoy no me ha gustado nada la situación del robo de la varita... me ha hecho sentir incómoda y encima al final resulta que eliminan a la víctima¿¿ La magia pura es mucho más entretenida que lo que están demostrando y no se ve la evolución de los concursantes. Esperaba otra cosa

    19 jul 2017
  4. alf

    Había, por parte del espectador, más emoción en lo que diría el jurado que lo visto en el escenario. Si no mejoran, umm...

    15 jul 2017
  5. Montse González

    Sinceramente esperaba más calidad . No le seguiré

    12 jul 2017