Dirigido por: Julián del Olmo

El rastro de Dios, que el programa va siguiendo, le lleva a descubrir la infinidad de campos en los que la Iglesia está comprometida: pobreza, enfermedad, ancianidad, cultura, arte, vida contemplativa, minusvalías, juventud, campos de refugiados, niños de la calle, Sin Techo y Sin Tierra, mutilados de las minas antipersona, grandes catástrofes humanas, naturales o provocadas, etc.

Pretendemos hacer una comunicación que muestre el rostro de una Iglesia samaritana y provoque en la audiencia comunión, solidaridad y compromiso con los más desvalidos de nuestra sociedad y de nuestro mundo.

Nos aplicamos las palabras de Juan Pablo II: "Cada día, los medios de comunicación social llegan a nuestros ojos y a nuestro corazón, haciéndonos comprender las llamadas angustiosas y urgentes de millones de hermanos menos afortunados, perjudicados por algún desastre, natural o de origen humano; son hermanos nuestros que están hambrientos, heridos en su cuerpo o en su espíritu, enfermos, desposeidos, refugiados, marginados, desprovistos de toda ayuda; ellos levantan los brazos hacia nosotros, cristanos que queremos vivir el Evangelio y el grande y único testimonio del amor". (Juan Pablo II. Cuaresma de l986).

Contacto

Escriba al programa Pueblo de Dios: pueblodedios@rtve.es

4060383 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.10.1/js
Para todos los públicos Pueblo de Dios - San Pedro Sula, el futuro ya está aquí - ver ahora
Transcripción completa

(Música cabecera)

Hace 400 años que San Vicente de Paúl

decidió entregarse a los pobres.

A lo largo de 2017 se celebra el año jubilar vicentino

también en Honduras.

A este país centroamericano llegaron los paúles

hace poco más de 100 años.

El trabajo de la congregación de la misión en San Pedro Sula

es una apuesta por los últimos, por su formación,

por hacer la voluntad de Dios así en la tierra como en el cielo.

(Música)

El padre Vicente Pastor Serra

ha dedicado su vida entera a los más pobres de Honduras.

Es un padre vicentino con 90 años cumplidos

y más de medio siglo de entrega en la misión.

La parroquia de la Milagrosa, en Tegucigalpa,

ha sido el destino en el que más tiempo pasó.

El padre Vicente es mallorquín, de Santa María del Camino,

y aunque el Alzheimer haya borrado sus recuerdos,

en Honduras permanece su memoria.

Lo más extraordinario que un misionero puede hacer

es amar a la gente,

amar a una población que no es donde él ha nacido

y sentirse como que está en su casa

y que, por lo tanto, le preocupa como si fuera su propia casa

la población de las comunidades en las que se trabaja.

El padre José Vicente Nácher

es el superior de los religiosos paúles

en la región de Honduras y el párroco de San Vicente de Paúl

en la ciudad de San Pedro Sula.

Es valenciano y valencianista.

Después de nueve años en España,

involucrado en las misiones populares,

aterrizó en Honduras con el cambio de siglo.

Desde el año 2000

no ha dejado de atender las necesidades de los más pobres.

Primero en la misión selvática de la Mosquitia

y ahora en esta gran parroquia

que cuenta con una intensa y extensa pastoral social.

Hacer el bien y hacer la ayuda, es propio de todos, evidentemente,

pero nosotros nos hemos procurado esforzar de verdad

para que sea algo significativo

y, al mismo tiempo, también algo que sea eficaz.

La pastoral social en la parroquia San Vicente de Paúl

yo diría que es tan antigua como la propia parroquia.

52 años.

Pero es en los últimos 20 años, aproximadamente, donde toma una forma

como más organizada y con personas dedicadas a tiempo completo a ello.

Antonio Sánchez es un gaditano de Medina-Sidonia.

Llegó a Honduras en 1995

de la mano de las juventudes marianas vicencianas.

Aquí se casó y aquí vive con su mujer Alma y sus cuatro hijos.

A él se deben varios de los proyectos y programas

que funcionan en la pastoral social de la parroquia.

Es un misionero laico

que ha trabajado durante... ya más de 25 años, casi 30 años,

en la misión de Honduras

en colaboración siempre con los padres vicentinos

en diversos servicios.

Algunos de ellos de evangelización, de formación, capacitación...

-Un montón de gente, cuando viene hablar conmigo,

que no me conoce o cualquier cosa, me dice: "Ay, padre, es que..."

y todos los que están alrededor mío se sonríen.

Hay veces que ya uno se calla y no dice nada

porque muchas veces explicarlo... Cuando lo explicas, lo dices

y te dicen: "Es verdad, padre, hoy ya lo entendí".

(Música)

Sor Sonia lleva 40 años como hija de la caridad.

Es nicaragüense.

Su trabajo ha estado siempre muy relacionado con el mundo de la salud

y la administración de hospitales públicos,

clínicas y hogares de ancianos.

Es la coordinadora general de la pastoral social.

Bajo su responsabilidad están los 45 trabajadores

que atienden los dispensarios, las escuelas

y los proyectos sociales de esta gran parroquia.

Llegó hace un año a San Pedro Sula

y es la primera vez que trabaja codo con codo

junto a los padres paúles.

Lo que me ha sorprendido bastante a mí es la unidad de los padres.

Y también el testimonio que ellos dan en el servicio.

Su entrega, su generosidad, su desprendimiento...,

la pobreza que ellos viven...

-Yo diría que en las últimas décadas la característica principal

ha sido el ayudar a organizar la pastoral social de una manera

organizada, digamos, al estilo de San Vicente de Paúl.

-Una de las cosas que más podemos hacer por la población en general,

ya no hablamos aquí de católicos, sino la población,

es ofrecer alternativas

a esa atención a la salud que no ofrece el estado.

Yo soy muy bendecido porque en la diócesis nuestra

hay cinco comunidades de hijas de la caridad y eso es una bendición

y siempre ellas se preocupan y procuran tener un dispensario,

una clínica, una farmacia pequeñita...

Suplir aquello que la población no encuentra.

-Y tenemos cuatro dispensarios en diferentes barrios o colonias

de esta ciudad con un personal aproximado

de 12 personas que sirven en este ambiente.

Cada día más de 100 personas de escasos recursos

son atendidas en los cuatro dispensarios de la parroquia.

El precio por consulta es de 35 lempiras,

algo menos de 1,40 E.

Y la calidad de la atención médica y humana que reciben los pacientes

es muy alta.

A los cuatro dispensarios abiertos en los distintos barrios

que atiende la parroquia hay que sumar las brigadas médicas

que se desplazan periódicamente hasta las aldeas del Merendón.

(Música)

Subimos con Antonio al coche

y desafiamos la lluvia y la pista de tierra

para hacernos una idea de la extensión de la parroquia.

La parroquia en sí, físicamente, no es solo la sede parroquial,

sino que la sede parroquial está compuesta de dos comunidades...

urbanas, seis comunidades urbano marginales...

que están, normalmente, a la falda del Merendón

y arriba, en el Merendón, son aldeas

y son unas 24 aldeas las que se atienden desde la parroquia.

Entonces, la parroquia está compuesta por zona urbana,

semiurbana o marginal, y la zona rural.

La subida, normalmente, en tiempo seco,

que no llueve y estando el camino reparado,

pueden ser unos 40 minutos lo más.

En tiempo de lluvia, que se dificulta mucho

por la erosión de la subida de los carros,

puede llegar a ser de hora hora y media o hasta tres y cuatro horas,

y, desde luego, la peligrosidad que tiene en el regreso,

que es de bajada, y la fuerza de gravedad...

La tracción del carro bajando es mínima porque se desliza.

(Música)

La parroquia, a través de la pastoral social,

tiene a su cargo dos centros educativos

en la sierra del Merendón.

Uno en la aldea Perú

y esta escuela agrícola en la de Suyapita.

Ha habido una evolución.

Yo recuerdo, cuando llegué a Honduras,

que era más importante que el niño fuera a cortar café,

que que fuera a la escuela. Hoy esto ha ido cambiando.

Es decir, la mentalidad de la población en general

ha empezado dar importancia muy seria

a lo que es que los niños se eduquen, tengan un título,

quizá porque también cada vez más las empresas que ofrecen...

algún tipo de puesto de trabajo exigen ya títulos.

-Ganancia de peso es un término que se da cuando nosotros,

por ejemplo, venimos y compramos un pollo con un determinado peso.

A lo mejor compro un pollito que pesa una libra,

pero le engordo, le doy comida, y ese pollo tal vez va a pesar,

después de una semana, dos libras.

-Yo he venido a estudiar aquí, a la escuela agrícola,

por el motivo de poder obtener unos conocimientos,

ser una persona profesional,

tener la sabiduría

y así poder graduarme

y lograr los objetivos y metas que he deseado durante estos tres años

y seguir en un futuro la universidad.

-Es una escuela que pertenece a la Iglesia Católica,

a la parroquia San Vicente de Paúl,

por lo tanto aquí se le inculcan valores

y, sobre todo, porque los conocimientos no se basan en teorías,

sino que igualmente, o al mismo tiempo,

siempre se llevan a la práctica.

-La educación en la escuela agrícola es una educación integral.

Los jóvenes en la escuela agrícola egresan con el título de bachillerato

en administración de empresas, con un diplomado en agricultura

y otro en computación.

La educación integral se refiere,

más que toda la educación en valores,

valores en todos los aspectos, éticos, morales, y espirituales

que nos permiten formar a esos jóvenes con carácter

y ese deseo de servir a la humanidad, con ese, se puede decir...,

con la capacidad de ellos, complementando estos tres aspectos

yo creo que son jóvenes que salen de la institución

con la capacidad de poderse adaptar a cualquier nivel educativo

o cualquier área laboral en cualquier empresa de nuestro país.

Sandra, la coordinadora de la escuela agrícola,

fue una de las primeras alumnas de la institución.

Cuando se graduó continuó su formación

en la Universidad Autónoma de Honduras.

Es licenciada en pedagogía,

donde se especializó en administración y gestión educativa.

Tengo ocho hermanos.

Los ochos hermanos hemos cursado por esta institución.

Fue una experiencia muy bonita. Incluso mis padres son agricultores,

pero nunca hubo ninguna ocasión,

habíamos tenido la oportunidad de ir al campo, al trabajo.

Mi experiencia en la escuela fue bastante interesante

debido a que adquirí muchos conocimientos en la parte agrícola

y también los conocimientos en asignaturas teóricas.

La escuela agrícola está dedicada a la patrona de Honduras,

la Virgen de Suyapa.

Abrió sus puertas en 2005 y cuenta con 25 plazas para alumnos

con edades comprendidas entre los 15 y los 18 años.

Los que superan los tres cursos obtienen el título de bachillerato

con la especialidad en administración de empresas

y la diplomatura en agricultura y computación.

El único requisito para acceder a la escuela es haber completado

hasta el noveno grado.

Cada alumno, en régimen de internando,

tiene un costo real de 240 E mensuales.

Sin embargo, la parroquia ha conseguido financiar

con recursos propios y ajenos la mayor parte de los gastos

hasta dejarlo en 80 E al mes.

Una cantidad que ni tan siquiera pagan integra

las familias de los alumnos. Casi todos están becados.

En la escuela,

pues yo creo que los padres vicentinos apoyan mucho,

incluso con becas para aquellos jóvenes de escasos recursos,

que no sea como una limitante para que ellos puedan salir adelante.

-Siempre procuramos que los proyectos, como a San Vicente de Paúl

y a Luisa de Marillac le gustaba,

que sea lo más autosostenibles posibles, dentro de lo posible.

Siempre hacen falta apoyos, evidentemente.

-Estudiantes y personas que están dispuestos a apoyar,

y yo soy uno de los tres estudiantes de la institución

que está becado por una...

fundación de Estados Unidos y, pues, lógicamente, por distancia,

la única forma de comunicarnos es enviando una carta de inicio,

cómo nos sentimos, qué actividades hacemos,

qué tan motivados estamos, cuáles son nuestras metas para cada año

y explicarles toda la vida personal, familiar, etc.

Las clases teóricas y prácticas ocupan siete horas y media cada día.

Por la mañana, desde las ocho hasta la hora del almuerzo,

que es a las 12.

A la una se retoman de nuevo hasta las 16:30.

Aquí cenan a las 5:00 de la tarde.

Entre las seis y las ocho tienen dos horas de estudio en el aula

y a las 9:00 de la noche están todos en la cama

para levantarse a las 5:30 de la mañana.

La escuela nació como una alternativa necesaria

para la formación de los jóvenes

que vivían en esta zona rural del Merendón.

Poco después se abrió a todo el país.

La parroquia ha ido adaptando el centro educativo

a una realidad en transformación continua.

La escuela agrícola, ha cambiado, se puede decir, mucho.

Al principio solo teníamos edificio de clases

y los estudiantes veníamos por la mañana

y regresábamos por la tarde a nuestras casas.

Ya se puede decir que a partir del año 2008

la escuela abre las puertas a nivel nacional

y esa es la raíz de crecer en cuanto a infraestructuras y edificios y todo

y creo que ha cambiado y ha crecido mucho la institución educativa

en relación a cuando yo comencé.

-No es lo más frecuente lograr un colegio, una escuela,

que dependa de la diócesis o que dependa de una parroquia.

No es fácil esto. Supone inversión,

supone el reto de poder atender a alumnos de escasos recursos

y, entonces, cómo se mantiene la escuela o el colegio,

pero se está haciendo una labor en el sentido de esa preocupación,

sobre todo de la educación no formal.

La niebla no nos deja ver los valles de cafetales.

El misionero laico Antonio Sánchez

ha trabajado con los agricultores de esta zona durante muchos años.

Antonio Sánchez es un misionero que vino hace mucho tiempo,

incluso cuando yo inicié en la escuela agrícola

él era el coordinador de la escuela agrícola,

del proyecto aquí en la zona del Merendón,

el proyecto de la pastoral social.

Él es un misionero muy comprometido, se puede decir, con las necesidades

que se presentan en esta zona del Merendón,

principalmente en las comunidades que pertenecen

a la parroquia San Vicente de Paúl.

-Los campesinos viven, sobre todo,

de lo que producen de vegetales y verduras,

pero el cultivo estrella de aquí en el Merendón

es la siembra del café.

La parroquia, durante bastante tiempo,

ha estado apoyando a los campesinos en organizaciones de cooperativas.

Con Antonio llegamos a uno de los proyectos

más sorprendentes de la pastoral social de la parroquia:

los cursos de inglés.

Nosotros, desde la misión,

tuvimos una opción preferencial por la educación.

Entonces, el hecho de que queremos ser buena noticia

ante las carencias que tenía la gente.

San Pedro Sula tiene mucha necesidad, mucha demanda,

de personas que hablen inglés. Están situados muchos "call centre"

y personas que necesitan inglés como una herramienta para el trabajo.

(HABLAN EN INGLÉS)

Los cursos de inglés nacen en la parroquia en el año 2003

con 150 personas interesadas en aprender la lengua

para acceder a un empleo.

Hoy son 4200 alumnos y 42 profesores en 16 aulas simultáneas.

Las clases se imparten en seis niveles con un método propio.

Todos los que lo completan

salen de aquí hablando inglés en un año y medio.

Los horarios están adaptados

a las personas que trabajan en turnos complicados.

Hay clases casi a cualquier hora, incluidos los fines de semana.

Los precios no tienen competencia en el mercado.

Por un curso similar, se están pagando cerca de 500 E al trimestre.

La parroquia los ofrece a menos de 90 E.

La idea nació así:

llegar a las personas de escasos recursos.

Pero con el volumen de personas que hemos ido adquiriendo,

los bajos precios, podemos tener unas utilidades

que sirven para las personas más pobres.

Los cursos han llegado a ser unos cursos totalmente integradores.

Vienen tanto personas de muy escasos recursos,

gente del mundo obrero, como gente de mucho poder adquisitivo.

Y en el aula llegan a encontrarse todos a un mismo nivel,

en el sentido alumnos,

con el respeto a los maestros y con las ganas de aprender.

Antonio es el director de los cursos de inglés en Vicente Paúl.

A él se le ocurrió poner en marcha este proyecto.

Las aulas se encuentran a cinco minutos andando de la parroquia.

Junto a él trabajan codo con codo Kathy y Ligia.

Dos mujeres comprometidas con la pastoral social

que desempeñan las tareas

de secretaria y directora pedagógica.

Los cursos de inglés, al mismo tiempo que prestan un servicio,

se han convertido en una fuente de ingresos

para apoyar otros proyectos sociales de la parroquia.

En un país pobre como Honduras hay pobreza,

pero es un país muy rico.

Entonces, yo creo que podemos tener experiencias

que, además, sirvan a los pobres, pero que puedan crear recursos

para poder sostener otros proyectos.

-En la parte de educación tenemos también,

además de los cursos de inglés que nacieron en esta parroquia

y que están ahora mismo dando un servicio

a más de 4200 alumnos,

también tenemos los cursos de laboratorio de computación,

que, con el paso de los años, ya no están tan dirigidos...

a jóvenes que en su escuela, pues más o menos están formándose,

sino jóvenes con poca escolarización y a adultos que desean capacitarse.

Los padres paúles y las hijas de la caridad

comparten las causas de los pobres.

Viviendo el espíritu de San Vicente de Paúl,

tienen claro que su vocación no consiste solo

en ir a una parroquia o a una diócesis,

sino por toda la tierra.

Para llegar a los últimos cuentan con el apoyo desde España

de su ONG Covide Amve:

Cooperación Vicenciana para el Desarrollo

Acción Misionera Vicenciana de España.

Nosotros estamos muy agradecidos con Covide Amve,

con las personas que trabajan y sirven en Covide Amve

y con todos los que, en verdad, forman Covide Amve,

que son todas las hijas de la caridad y todos los padres paúles

que hay en España, y nos sentimos siempre muy vinculados

con la Cooperación Vicenciana al Desarrollo,

todo lo que esto significa de solidaridad,

y apoyo a proyectos etc., que lo hacen realmente bien

y de una forma muy generosa, eficaz y transparente

y realmente sabemos que lo que llega a Covide Amve,

íntegramente y rápidamente, llega a su destino final.

(Coro)

Trabajadores y voluntarios de la pastoral social

se reúnen periódicamente para celebrar su fe

y profundizar en su compromiso cristiano y vicentino.

El Centro de capacitación Monseñor Jaime Grufau,

en el barrio San Vicente de Paul de San Pedro Sula,

es el lugar elegido en esta ocasión

para celebrar una de sus convivencias.

La cantidad de personal de la pastoral social son 45.

Nos reunimos en retiros en tiempo de Cuaresma y en Adviento.

Y también tenemos actividades sociales en paseos, convivencias,

que los hacemos también porque el trabajo resulta muy pesado.

Entonces, tenemos este momento también de recreación,

celebraciones de cumpleaños... Los hacemos dos veces al año.

-Yo creo que cuando uno acepta su trabajo,

vivir su vocación,

siempre tiene que tener muy presente algo,

que uno viene para servir. Que uno viene para entregarse.

(Música créditos)

Pueblo de Dios - San Pedro Sula, el futuro ya está aquí

24:43 11 jun 2017

Somos testigos de la labor social de los Padres Paúles en San Pedro Sula, Honduras. Visitamos un dispensario parroquial, un centro de capacitación agrícola y unas clases de inglés.

Somos testigos de la labor social de los Padres Paúles en San Pedro Sula, Honduras. Visitamos un dispensario parroquial, un centro de capacitación agrícola y unas clases de inglés.

ver más sobre "Pueblo de Dios - San Pedro Sula, el futuro ya está aquí" ver menos sobre "Pueblo de Dios - San Pedro Sula, el futuro ya está aquí"

Los últimos 437 documentales de Pueblo de Dios

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • De vocación, cura rural

    De vocación, cura rural

    23:47 pasado domingo

    23:47 pasado domingo Reportaje sobre la vida de Antonio Arroyo, párroco de San Pedro Manrique, Soria.

  • 24:43 11 jun 2017 Somos testigos de la labor social de los Padres Paúles en San Pedro Sula, Honduras. Visitamos un dispensario parroquial, un centro de capacitación agrícola y unas clases de inglés.

  • Clase de solidaridad

    Clase de solidaridad

    27:15 04 jun 2017

    27:15 04 jun 2017 Los 950 alumnos del colegio La Inmaculada, de Granada, reciben clases teóricas de Solidaridad. Luego, muchos de ellos la ponen en práctica con chavales de toda la ciudad a través de las asociaciones Tierra de Todos y Alpargate.

  • El corazón de Soria

    El corazón de Soria

    25:23 28 may 2017

    25:23 28 may 2017 Cáritas Diocesana de Osma-Soria atiende a personas sin hogar, desempleados de larga duración y niños en riesgo de exclusión. También ha creado Granito de Tela, una empresa de inserción social que en menos de un año ya ha creado ocho empleos.

  • Koumra: Misión marista

    Koumra: Misión marista

    26:04 21 may 2017

    26:04 21 may 2017 En Koumra, al sur del Chad, hay una misión marista. Con la ayuda de la ong SED, han puesto en marcha una escuela de secundaria, un centro cultural, varios proyectos de atención a mujeres enfermas de SIDA y discapacitadas y construido 14 pozos de agua en poblados del entorno.

  • Misión entre Misquitos

    Misión entre Misquitos

    24:26 14 may 2017

    24:26 14 may 2017 En Puerto Cortés, Honduras, los Padres Paúles y las Hijas de la Caridad atienden una importante obra social con el apoyo de la ong Covide-Amve.

  • Mozambique misionero

    Mozambique misionero

    24:32 07 may 2017

    24:32 07 may 2017 Reportaje sobre los diferentes viajes que el programa ha realizado en Mozambique, donde se muestra la labor de un grupo de misioneros

  • 23:30 30 abr 2017 En Puerto Cortés, Honduras, los Padres Paúles y las Hijas de la Caridad atienden una importante obra social con el apoyo de la ong Covide-Amve.

  • 25:23 23 abr 2017 Reportaje sobre la figura de los capellanes castrenses en las Fuerzas Armadas y en los Cuerpos de Seguridad del Estado español.

  • Refugiados sin refugio

    Refugiados sin refugio

    25:36 02 abr 2017

    25:36 02 abr 2017 Europa ha blindado sus fronteras a los refugiados. Los obispos españoles han pedido al gobierno que abra corredores humanitarios para que los refugiados puedan llegar a nuestro país.

  • 26:31 26 mar 2017 La ong Juan Ciudad, creada por la Orden Hospitalaria en España, cumple 25 años. En este tiempo, se han realizado más de mil proyectos, han colaborado 750 voluntarios y se han enviado 650 contenedores de ayuda humanitaria a países de África y América Latina.

  • Dios vive en Lavapiés

    Dios vive en Lavapiés

    28:08 19 mar 2017

    28:08 19 mar 2017 Lavapiés es el barrio más multiétnico y multicultural de Madrid. La presencia de hombres y mujeres de Dios dispuestos a ayudar a los más necesitados se remonta a 1611 con la llegada de los Trinitarios y de las Hijas de la Caridad.

  • Solidaridad sin fronteras

    Solidaridad sin fronteras

    28:10 12 mar 2017

    28:10 12 mar 2017 SED (Solidaridad, Educación y Desarrollo) es una ONG de los hermanos maristas que éste año celebra su 25 aniversario manteniéndose firme en los tres objetivos que promovieron su fundación: Cooperación al desarrollo, Educación para el desarrollo y Promoción del voluntariado y su formación.

  • 26:23 05 mar 2017 En el centro de la capital andaluza se han puesto en marcha tres proyectos: En el antiguo seminario menor funciona Proyecto Hombre, en el barrio de La Merced la Fundación Marista encabeza el Proyecto Corazón Valiente, y la Institución Teresiana acoge a los inmigrantes en su Proyecto Rajab.

  • Misión en el Támesis

    Misión en el Támesis

    28:02 26 feb 2017

    28:02 26 feb 2017 Las Misiones Católicas de Lengua Española han atendido y siguen atendiendo a las necesidades de los españoles e hispanos en Londres.

Mostrando 1 de 30 Ver más