Dirigido por: Julián del Olmo

El rastro de Dios, que el programa va siguiendo, le lleva a descubrir la infinidad de campos en los que la Iglesia está comprometida: pobreza, enfermedad, ancianidad, cultura, arte, vida contemplativa, minusvalías, juventud, campos de refugiados, niños de la calle, Sin Techo y Sin Tierra, mutilados de las minas antipersona, grandes catástrofes humanas, naturales o provocadas, etc.

Pretendemos hacer una comunicación que muestre el rostro de una Iglesia samaritana y provoque en la audiencia comunión, solidaridad y compromiso con los más desvalidos de nuestra sociedad y de nuestro mundo.

Nos aplicamos las palabras de Juan Pablo II: "Cada día, los medios de comunicación social llegan a nuestros ojos y a nuestro corazón, haciéndonos comprender las llamadas angustiosas y urgentes de millones de hermanos menos afortunados, perjudicados por algún desastre, natural o de origen humano; son hermanos nuestros que están hambrientos, heridos en su cuerpo o en su espíritu, enfermos, desposeidos, refugiados, marginados, desprovistos de toda ayuda; ellos levantan los brazos hacia nosotros, cristanos que queremos vivir el Evangelio y el grande y único testimonio del amor". (Juan Pablo II. Cuaresma de l986).

Contacto

Escriba al programa Pueblo de Dios: pueblodedios@rtve.es

3868167 www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.10.1/js
Para todos los públicos Pueblo de Dios - Cáritas en primera persona - ver ahora
Transcripción completa

(Música cabecera)

(Música suave)

Llevaba un par de semanas aquí en Badajoz en la calle.

No aguantaba más y otra persona me habló del Centro Hermano,

otra persona de la calle. Y vine una mañana.

(Continúa música)

Yo vine para buscar una cama y una ducha

porque estaba sucio por dentro y por fuera.

Y necesitaba eso, necesitaba descansar bien.

Llevaba muchos meses en cajeros y en calle.

Necesitaba dormir, pegarme una ducha, necesitaba ropa limpia,

necesitaba descansar un poco y acudí aquí.

-Buenos días. -Hola, buenos días.

-Me llamo Fernando. -Muy buenas, soy Saray.

Siéntate, Fernando.

¿Qué tal? -Bien.

-¿Sí? -Sí.

-Bueno. ¿En qué te podemos ayudar? ¿Qué necesitas?

-Principalmente quería descansar, darme una ducha

y pasar unos días tranquilo.

-Fernando, si te parece, puedes quedarte a descansar,

pero también tenemos un equipo de compañeros

que te pueden ayudar si quieres, bueno,

pues a plantearte algún cambio o por lo menos pensarte

si tienes la necesidad de seguir yendo por centros

o parar aquí en Badajoz e iniciar algo distinto.

-Bueno, en principio no me lo había planteado.

Yo estaba en el punto este de consumir para matarte ya.

No piensas en beber para mantenerte, si no en "no puedo más,

no aguanto más esta vida, voy a beber hasta que no pueda más".

Y estaba en ese punto.

-Fernando llegó aquí hace 11 meses. Eran las Navidades además.

Y la verdad que llegó en una situación

que nos preocupaba a todo el equipo, ¿no?

Porque a nivel de salud venía muy tocadillo, venía mal.

-Tú vas a otros albergues, te toman los datos,

te hacen preguntas, siempre las mismas...

Es como muy rutinario, tú sabes lo que tienes que responder

para que la persona que tienes enfrente te diga que sí.

Sabes lo que tienes que decir, lo que no tienes que decir...

¿Sabes? Llega un momento en que controlas todo esto.

Pero me hicieron una pregunta que me quedó fuera de lugar:

"¿Qué creía yo que podría aportar al centro?"

Y me quedé helado.

-Fernando ha sido una persona

que nos ha aportado mucho al equipo, ¿no?

Pues porque son de estos chicos que en el tiempo que viven aquí

en el centro te hacen mirar los procesos de los compañeros

de otra manera, ¿no?

Yo creo que ha sido y es alguien muy noble

y que confía en la persona que tiene al lado.

Y eso para él ha sido fundamental, y para nosotros poderlo acompañar.

-Bueno, pues yo pienso que aunque lo cuentes,

no va a ser una cosa en contra tuya, sino quizá mejor.

-La pobreza es fuerte,

la pobreza es fuerte, no es dulce.

La mejor manera de salir de la pobreza

es que las personas se sientan acompañadas.

Y las personas cuando llegan aquí se enriquecen

porque aquí hay un ambiente familiar, un ambiente de compartir,

y eso eleva el nivel de la persona

y hace que superen muchas situaciones de dureza

que trae aparejada el estar en la calle

o estar en una situación dura.

-Vale. -Vale.

-El miedo parte hacia la incomprensión

de determinadas personas.

Cuando te enfrentas a algo así, un grupo de gente...

Pedro es uno de los 1905 voluntarios que tiene Cáritas

en la diócesis de Mérida-Badajoz.

Casi siempre ha trabajado en la dirección de centros educativos.

Cuando se jubiló, decidió regalar su experiencia

y su tiempo a Cáritas.

Primero empezó coordinando el Centro Hermano.

Actualmente es el director del Área de inclusión social.

El tema de las personas, ¿no? Hablar con las personas.

Yo estoy cercano por mi forma de pensar, mi forma de querer

y mi fe en que Cáritas es el sitio más adecuado

donde yo puedo estar trabajando por los demás.

Con las ideas de acercarme también yo a la línea evangélica,

y hacer por los demás lo que conmigo tienen que hacer.

La idea es que la persona

que se atienda en nuestros servicios,

se le atienda integralmente.

No porque tenga un problema de adicción

o porque tenga un problema de sin hogar,

o un problema de trabajo, no quiere decir que no necesite

una atención en otras áreas de su vida.

Puede estar aquí un mes, dos, tres, cinco,

el tiempo que haga falta, porque la persona cuando llega

después de mucho tiempo de estar en la calle

o de estar sufriendo una situación anómala, difícil, complicada,

necesita tiempo para superar todas estas situaciones

que le traen aquí.

-Son personas con mucha problemática a nivel judicial.

Órdenes de alejamiento por tema de violencia filio-parental,

violencia de género, problemas de adicción.

Normalmente la persona cuando llega, llega con varios problemas a la vez.

No es un único problema el que tiene.

El centro tiene distintas actividades,

y las actividades lo que pretenden es facilitar los procesos

de intervención de los chicos que aquí conviven.

Y luego hay una parte más comunitaria.

Todo el tema de que esto es su casa y la mantienen ellos.

Ellos hacen la comida, ellos tienen que hacer la limpieza del centro,

y en paralelo lo que se pretende es que ellos también adquieran

habilidades para la vida autónoma.

-Un día José Luis, uno de los educadores,

que fue gracioso porque me dijo: "Vamos a reunirnos".

Y yo pensé que me estaba echando, pensé que me estaba diciendo

que me fuera del centro ya, que habían pasado unos días...

Pero no, me estaba pidiendo que si quería hacer el programa

de alcohol aquí dentro.

Que habían pensado que, bueno, que a lo mejor me apetecía.

(Música tensión)

Dime si te aprieto, ¿vale?

Jesús Martín es actor profesional.

Hace más de 30 años que fundó la compañía de teatro Suripanta.

Desde 1986 ha puesto en pie 21 montajes

con los que ha participado en todos los festivales

y muestras teatrales del país.

Jesús, como miembro de Suripanta,

ha recibido los más importantes premios teatrales.

Desde el año 2010 es voluntario en el Centro Hermano.

El estar aquí de voluntario me aporta muchísimo.

La verdad que yo me voy con una satisfacción muy grande

porque me divierto, siento también que ellos ríen,

se lo pasan bien, bueno, y sobre todo que cogemos un cariño,

y se me pasa el tiempo que no me doy ni cuenta.

Tranquilo, déjate relajado. Ahí.

Ahí, estupendo.

-Hay una parte como más terapéutica, por decirlo así,

donde comparten grupos de autoayuda, seminarios, talleres,

distintos talleres de teatro, manualidades.

Y lo que intentamos potenciar, entre ellos es la autoayuda,

pero también que adquieran ciertas habilidades

que potencien habilidades para después manejarse fuera,

en la sociedad.

-¿Ya estás bien o no? Ya puedes abrir los ojos.

-¿Ya? -¿Cómo te has quedado?

-Bien. Sí. -Ya te has relajado del todo, ¿no?

-Sí, sí.

(Música suave)

Vamos a empezar el grupo,

y hoy aprovechando que está aquí Fernando,

nos va a contar un poco su experiencia

en el grupo de autoayuda para que entre todos

le aportemos a él y él pueda aportarnos la parte que ha vivido

mientras ha estado aquí con nosotros, ¿vale?

Fernando. -Vale.

Eh... Bueno, para mí los grupos en realidad

fueron parte imprescindible en mi proceso dentro de esta casa.

En mi proceso ha sido muy importante verbalizar.

Yo creo que cuando las cosas las procesas desde aquí

y las verbalizas, yo creo que se convierten en otra cosa.

Ya no es algo que tienes dentro.

De los mayores problemas que tiene la gente,

o tenemos la gente que está en la calle,

es que no tienes a nadie que te escuche.

Ni a nadie que te mire a la cara, ¿no?

Entonces, en un grupo de autoayuda tienes a alguien que te mira.

Eso es impepinable.

Y no solo que te mira, si no te escucha.

Además que te escucha, le importa lo que le estás diciendo,

que ya es como una releche.

Si consigues conectar con el grupo y consigues interiorizar

la importancia real que tiene el grupo de autoayuda,

yo creo que se convierte en algo vital

para el proceso de liberarte de lo que tengas, de...

En el piso de autogestión en el que vivo

las dificultades son diferentes, claro.

Son dificultades de organización, dificultades de autogestión

y me entró el miedo en el cuerpo.

El día 13 empiezo otra vez a grupos de autoayuda con Ainara.

Que es un puntazo.

Ainara supuso el comienzo de todo.

Supuso el comienzo del cambio.

Fue la que me empezó a acompañar en el proceso psicológico

de descubrimiento, de aceptación, de valoración de mí mismo.

Yo llegué con muchas dificultades al centro en ese aspecto

y fue un trabajo difícil y arduo. Muy costoso.

-Fernando, ¿puedes pasar?

Hola, Fernando, ¿cómo estás? -Bien. Muy bien.

Muy bien, muy bien. -¿Cómo llevas la semana?

-Bien, tranquilo.

-Fernando, ¿qué capacidades has descubierto en ti?

-A mí el acompañamiento este que me habéis hecho,

una de las cosas más importantes que he descubierto

es que me puedo ilusionar con las cosas.

He recuperado la confianza en mí, en que yo puedo.

Claro, he pasado de "no puedo hacer nada,

no puedo hacer esto, no puedo hacer lo otro",

a creer un poco en mí.

(Música)

El principio del taller artesano de ebanistería

coincidió un poco con mi paso del centro al piso de autogestión.

Entonces, ha supuesto primero tener constancia

y hacer algo, ¿no?

Levantarte a una hora, tener que ir a un sitio, etc.

Después también ha supuesto el descubrimiento de gente,

compañeros nuevos, nueva gente, nuevas relaciones

con las que estás a gusto, con las que no...

¿Sabes? Aprender a relacionarse un poco más.

Y luego ha supuesto también el despertar,

el renacer también de mi sentido creativo,

del proceso creativo de mi vida, del descubrir que puedo seguir

haciendo cosas con mis manos, creando cosas.

-Y en el curso que estás haciendo de artesano,

¿cómo te sientes cuando trabajas con las manos?

-No sé, es muy difícil decir eso,

pero alguien decía que crear, existen dos partes,

un proceso creativo, mientras piensas qué vas a hacer,

y justo cuando haces algo. En ese momento eres como Dios.

(ASIENTE)

-De la nada estás haciendo algo con su forma, con su color,

con su alma, con su espíritu,

y tú eso que vas a hacer va a tener una vida.

-¿Qué planes tienes, Fernando, una vez termines el curso?

¿Qué te gustaría hacer?

-Me ha surgido una idea una noche en vela en casa

a través del taller artesano que es formar una empresa

para fabricar cajones flamencos artesanalmente.

-Qué buena idea. Qué buena idea.

(Música)

Hay una línea muy fina, muy fina,

entre tener una casa y estar en la calle.

(Continúa música)

Buenas. -Buenas.

-¿Qué tal, chicos? -¿Qué tal? Preparamos comida.

-Yo conseguía a lo mejor tener un trabajo

y compartir casa con alguien, pero...

Mi adicción y mi fragilidad, quizás,

y mi baja tolerancia a la frustración que tenía entonces,

de un día para otro estabas en la calle.

-Cocina poco, pero lo poco que cocina lo cocina muy bien, ¿eh?

-Está viviendo en una vivienda autónoma

con otros tres compañeros.

Tiene sus actividades, sus cursos, hace teatro,

viene por aquí de vez en cuando, escribe...

Está haciendo una vida social amplia,

que con los problemas que traía de principio

parecía que iba a ser muy difícil, sin embargo, estamos muy satisfechos

de cómo ha ido superando estas situaciones,

y él también está satisfecho y contento, que es lo importante.

-Ahora Fernando es una persona libre, normal,

que hace sus cosas en la vida...

Que estudia, que va a actividades, que no consume alcohol,

que se divierte...

Que tiene días malos, como todo el mundo,

y que tiene días buenos.

-Bueno, entonces, ¿quién falta? -Fernando.

-Está en la habitación. -Está durmiendo.

-Ya estoy aquí.

-Hola, bienvenido.

¿Qué tal? -Bien, bien. Tranquilo.

-A ver si vemos el menú, ¿no? De la semana.

Que tenía yo ganas de que echáramos un vistazo a eso.

-Sí, pues aquí está. Lo tenemos aquí.

Hace dos años que el Área de inclusión

abrió este primer piso autogestionado.

Ahora tienen cuatro viviendas

en las que ayudan a personas como Fernando

a ir cogiendo el ritmo de su nueva vida.

Toñi es la educadora social.

Periódicamente se reúne con ellos para evaluar la convivencia

y asignar el presupuesto para el mantenimiento del piso.

Durante el último año,

Cáritas atendió en la diócesis de Mérida-Badajoz

a más de 7500 personas.

Está perfecto, esta semana lo habéis hecho fenomenal.

-Las personas que atendemos son las personas

que viven una necesidad y que por tanto acuden a nosotros.

Para nosotros lo importante es la persona.

La persona está en el centro de todo y a partir de esa evaluación,

de ese acompañamiento que se hace, pues ya se ve lo que se necesita.

-Cáritas es la misma iglesia trabajando

en los distintos rincones donde hay pobreza,

donde hay marginación, donde hay exclusión.

Por tanto, Cáritas es la expresión de toda la Iglesia

llevando todo ese amor a los más pobres,

haciendo que los pobres se sientan como en su propia casa,

se sientan acogidos con la dignidad que tienen los pobres,

queriendo sacarlos de esa situación, trabajando codo a codo con ellos,

sabiendo que ellos son el rostro visible

de la presencia de Cristo entre nosotros.

El barrio de Cerro de Reyes

es uno de los más desfavorecidos de la ciudad.

En 1997 fue el escenario de la mayor inundación sufrida en Badajoz.

Hubo 23 muertos como consecuencia de la riada.

A raíz de la catástrofe natural

producida por las lluvias torrenciales,

el barrio se transformó con la construcción de pisos

en los que fueron realojados los vecinos que perdieron sus casas.

Desde el inicio, Cáritas acompañó a estos vecinos

con un recurso dedicado a la formación

y a la búsqueda de empleo.

Hoy, este edificio forma parte del Área de inclusión social.

Los servicios que ofrece Cáritas en este centro a los participantes

es una atención a las necesidades que estos traen

desde una mirada integral, desde una mirada de conjunto.

A veces el mercado laboral necesita cubrir puestos de camarero

o puestos de atención de ayuda a domicilio

y aquí también hay personas con esa formación

y entonces intentamos que los cursos se ajusten a las dos partes,

a la parte del mercado laboral y a la parte de la persona.

La bolsa de empleo del servicio doméstico

es una bolsa que se ha abierto hace un par de años

para dar respuesta a un perfil de personas que aquí venían

que querían emplearse en un tipo, en empleos de servicio doméstico.

La bolsa también tiene otra doble parte, por así decirlo,

que es cazar ofertas de posibles empleadoras

o empleadores de hogar.

-Soy una señora que necesité la ayuda de aquí del centro.

Me presenté,

pasé por un proceso de una lista de espera.

Me llamaron.

Luego también pasé por un proceso de prácticas, demostración,

de cómo hacer la alimentación, cómo procesar la limpieza,

cómo poder hacer lo que es manejar lavadora

y todo el procedimiento de una casa.

Las prácticas las tuvimos que hacer aquí en el centro

porque es mucho más cómodo y no tenemos que estar

de un lado para otro.

Como tenemos ahí la casita montada vamos por procesos

de según cómo lo hiciéramos en donde estuviéramos trabajando.

-Cáritas entra en contacto con las empresas

con el fin de motivar, sensibilizar y establecer unas relaciones

de confianza donde el empresario pueda sentir

que tiene cierta calidad para contratar a personas

que en el mercado laboral normal no tendrían oportunidades.

-José María, la última contratación que has hecho ha sido la de Armand

y yo estoy interesada en saber cómo va su evolución,

cómo está aprendiendo, cómo se está integrando.

-Pues, mira, Armand que es el último que se ha incorporado,

quizás sea de todos los chicos que han estado con nosotros

el que veo como más integrado.

Domina bien el idioma, se le ve un chico despierto...

Creo que está preparándose el acceso a la universidad.

-O sea, que vas a seguir confiando en nosotros, ¿no?

-Hasta la fecha sí.

-Son seis ya los que llevas insertados, seis personas.

-Sí. Yo, personalmente contento.

-Pues muchísimas gracias por confiar en Cáritas

y en nosotros.

-Es una cuestión de empatía, es decir,

todos nos podemos ver en algún momento en esa situación,

lo cual es una situación muy comprometida.

Y luego son gente que de verdad lo necesita.

Entonces, al final de todo lo que he visto y aprendido con ellos

es que son superagradecidos, responden muy bien en el trabajo

y yo como empresario estoy contento.

Tienen su oportunidad, yo estoy contento,

con lo cual me parece una historia muy buena.

-Hola, chicos. (TODOS) Hola.

-¿Y el solomillo?

-Yo conozco a Cáritas por intermediario de una amiga

que trabaja en Cáritas.

Es ella quien me ha puesto en contacto con empresarios

que tiene este restaurante.

Hemos colaborado en muchas ocasiones.

Ellos me han ayudado, algunas veces yo también

he aportado mi participación.

Yo he trabajado con un voluntario allí en Cáritas.

(Música)

-En cada parroquia hay una Cáritas

formada por un grupo de voluntarios cuya misión es doble,

por una parte es la acogida,

es la atención al mundo de los pobres,

y por otra parte también es la sensibilización

de la propia comunidad.

-Muchas veces la gente con la que nos encontramos

cuando se mira adentro solo ve cosas feas,

cosas dolorosas, caminos que se han transitado

que han hecho mucho daño.

Sin embargo, el acompañamiento que queremos hacer

y que queremos hacer desde toda Cáritas,

ya sea desde una Cáritas de un pueblo a una Cáritas de una ciudad,

a un centro como el nuestro, pues es ese,

el de acompañar a las personas desde esa mirada.

(Aplausos)

La jornada de puertas abiertas se celebra una vez al año

en nuestro centro y está pensada para abrir este recurso

a todos los recursos de la zona.

Sobre todo y especialmente a las Cáritas parroquiales,

ya que el fin último de este recurso pretende ser un complemento

del trabajo que ya vienen realizando.

(Música)

Jesús es una persona importante, por lo menos en mi proceso.

Además de darnos el taller de teatro, él siempre que había... algo

en el teatro López de Ayala, en el teatro de aquí de Badajoz,

siempre nos conseguía entradas para ver teatros,

para ver conciertos.

O sea, que nos ha abierto una puerta a la cultura

y para mi vida es fundamental.

Yo creo que la cultura, a mí por lo menos,

la cultura y el arte me salva la vida.

-La relación que tengo con Fernando, pues lo conocí aquí en Cáritas,

estaba en el taller de teatro.

Entonces, yo creo que era uno de los que tenía muchísimo interés

en el teatro, tiene una cultura especial,

una sensibilidad especial, entonces tuve buena relación con él.

De hecho, él ha salido fuera de aquí

y se ha metido en un taller de teatro

y eso me gusta, he conseguido que uno vaya...

Que empiece a hacer teatro y eso me ha gustado.

-A mí el arte me salvó, me salva la vida.

Y decisiones...

Yo todo lo que hago va enfocado, o bien he decidido,

desde establecer raíces en Badajoz y establecer una red social

con gente fuera del ambiente de la calle y del consumo.

-Público de París.

(Música lírica)

Abierto los ojos.

Deshago, camino de nuevo.

-El teatro es tan grande, y me permite vivirlo así

porque tiene todo lo que el arte puede juntar.

Tiene literatura, que me encanta,

luego tiene la expresión, que es una de las virtudes

o de las mejores cosas que puede tener el ser humano,

el poder expresar de una manera determinada sentimientos

y que lleguen a un público, que también es un objetivo del arte.

(Continúa música)

-Lateral.

Lateral.

-El taller de teatro del círculo,

el taller de teatro de Pedro,

que es un profesional como la copa de un pino,

para mí ha supuesto, primero, enfrentarme a la sociedad.

Es que ha sido como una tarjeta de presentación a la sociedad.

-Público de París.

-"Mira, este soy yo, Fernando, y esto es lo que soy.

Y esto es lo que hay".

Sin el alcohol, sin las drogas, una nueva vida, un nuevo Fernando.

Ha sido un poco como el pistoletazo de salida,

como el poner en práctica todo lo que había estado aprendiendo

de alguna manera.

Con gente desconocida completamente,

con gente con la que ha sido muy fácil interactuar y estar,

pero que me encuentro con las dificultades

que yo siempre he tenido en la vida y con las que me enfrento cada día.

-Muy lento, muy lento.

-Que son muchas.

Que aún tengo, ¿no?, y con las que sigo luchando.

-Deshago. Despacio.

Voy caminando, de nuevo.

(Continúa música)

(Música créditos)

Pueblo de Dios - Cáritas en primera persona

26:43 15 ene 2017

La diócesis de Mérida - Badajoz ha puesto en marcha un novedoso sistema de atención a los más desfavorecidos a través de Cáritas. El área de inclusión social atiende a la persona de una manera integral ofreciéndole los recursos que ésta necesite para que mejore su situación.

La diócesis de Mérida - Badajoz ha puesto en marcha un novedoso sistema de atención a los más desfavorecidos a través de Cáritas. El área de inclusión social atiende a la persona de una manera integral ofreciéndole los recursos que ésta necesite para que mejore su situación.

ver más sobre "Pueblo de Dios - Cáritas en primera persona" ver menos sobre "Pueblo de Dios - Cáritas en primera persona"

Los últimos 444 documentales de Pueblo de Dios

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios
  • 25:23 06 ago 2017 Reportaje sobre la figura de los capellanes castrenses en las Fuerzas Armadas y en los Cuerpos de Seguridad del Estado español.

  • 26:39 30 jul 2017 En Sudáfrica visitamos la histórica misión comboniana de Maria Trost, en la que ahora trabaja un misionero español.

  • La arcilla que da vida

    La arcilla que da vida

    23:39 23 jul 2017

    23:39 23 jul 2017 En el sur de Bolivia, Manos Unidas y la Fundación Guadalquivir trabajan la arcilla, mano a mano, junto con los presos del penal y los discapacitados de la ciudad de Tarija.

  • Menores, un asunto mayor

    Menores, un asunto mayor

    24:42 16 jul 2017

    24:42 16 jul 2017 Las Hijas de la Caridad, los Padres Paúles y la Obra Social Vicenciana (OSOVI) en materia de menores, llevan a cabo una labor educativa en los barrios más desfavorecidos de San Pedro Sula, Honduras.

  • La ciudad encantada

    La ciudad encantada

    28:43 09 jul 2017

    28:43 09 jul 2017 La Fundación Purísima Concepción, de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Corazón de Jesús de Granada, ha puesto en marcha la "universidad de la discapacidad". Es un gran complejo socioeducativo donde atienden diariamente a más de 400 personas.

  • Los otros emigrantes

    Los otros emigrantes

    26:19 02 jul 2017

    26:19 02 jul 2017 Misioneros, cooperantes y voluntarios españoles por el mundo: Francia, Bélgica, Suiza, Inglaterra, Zimbaue, Liberia, Chad y Perú.

  • 26:31 25 jun 2017 Los misioneros combonianos llegaron a Sudáfrica en 1924. Desde entonces tratan de hacer realidad el sueño de su fundador, san Daniel Comboni: "Salvar África por medio de África", es decir, hacer todo lo posible para que los africanos sean los protagonistas de su propia historia.

  • De vocación, cura rural

    De vocación, cura rural

    23:47 18 jun 2017

    23:47 18 jun 2017 Reportaje sobre la vida de Antonio Arroyo, párroco de San Pedro Manrique, Soria.

  • 24:43 11 jun 2017 Somos testigos de la labor social de los Padres Paúles en San Pedro Sula, Honduras. Visitamos un dispensario parroquial, un centro de capacitación agrícola y unas clases de inglés.

  • Clase de solidaridad

    Clase de solidaridad

    27:15 04 jun 2017

    27:15 04 jun 2017 Los 950 alumnos del colegio La Inmaculada, de Granada, reciben clases teóricas de Solidaridad. Luego, muchos de ellos la ponen en práctica con chavales de toda la ciudad a través de las asociaciones Tierra de Todos y Alpargate.

  • El corazón de Soria

    El corazón de Soria

    25:23 28 may 2017

    25:23 28 may 2017 Cáritas Diocesana de Osma-Soria atiende a personas sin hogar, desempleados de larga duración y niños en riesgo de exclusión. También ha creado Granito de Tela, una empresa de inserción social que en menos de un año ya ha creado ocho empleos.

  • Koumra: Misión marista

    Koumra: Misión marista

    26:04 21 may 2017

    26:04 21 may 2017 En Koumra, al sur del Chad, hay una misión marista. Con la ayuda de la ong SED, han puesto en marcha una escuela de secundaria, un centro cultural, varios proyectos de atención a mujeres enfermas de SIDA y discapacitadas y construido 14 pozos de agua en poblados del entorno.

  • Misión entre Misquitos

    Misión entre Misquitos

    24:26 14 may 2017

    24:26 14 may 2017 En Puerto Cortés, Honduras, los Padres Paúles y las Hijas de la Caridad atienden una importante obra social con el apoyo de la ong Covide-Amve.

  • Mozambique misionero

    Mozambique misionero

    24:32 07 may 2017

    24:32 07 may 2017 Reportaje sobre los diferentes viajes que el programa ha realizado en Mozambique, donde se muestra la labor de un grupo de misioneros

  • 23:30 30 abr 2017 En Puerto Cortés, Honduras, los Padres Paúles y las Hijas de la Caridad atienden una importante obra social con el apoyo de la ong Covide-Amve.

Mostrando 1 de 30 Ver más