www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5392800
Para todos los públicos Para todos La 2 - 21/09/19 - ver ahora
Transcripción completa

¿Qué tal?

Los próximos minutos aquí en la 2,

la actualidad social tiene la exclusiva.

Y hoy hablaremos, por ejemplo, de cómo la música ilumina

y protege el cerebro.

Veremos que es posible ser adolescente

y superar una dura enfermedad.

Con la diversión más solidaria.

Antonella Broglia nos recordará

que la innovación no está reñida con la ayuda a los demás.

Y hablando de ayudar,

la psicóloga Patricia Ramírez repasará qué podemos hacer

y qué no, si tenemos a nuestro alrededor a alguien

sumido en la tristeza.

Ahora, empezamos con un poco de música,

¿cómo se sienten cuando suena su canción preferida?

Alguien dijo que la música es la perfección del silencio,

la ciencia afirma que no escuchamos con el oído, sino con el cerebro.

Lo cierto es que,

escuchar música provoca en nosotros un sinfín de reacciones.

Algo que experimenta a diario el cantante

y compositor Èric Vinaixa,

que ha investigado a fondo el ingeniero y músico Jordi Jauset.

Veamos qué nos cuentan al respecto.

(Música)

La música es lo que da sentido al resto de las cosas,

al resto de mi vida.

Lo que mantiene el equilibrio, la música es energía, tan poderosa,

que es capaz de alterar cualquier estado de ánimo.

La música es el sonido organizado.

"La música es el arte que conecta más directamente con las emociones."

La ciencia nos dice que no oímos con los oídos,

sino que lo hacemos con el cerebro.

(Música)

"Sentimos la música por todos los poros, nos toca,

impacta en los huesos, en el sistema auditivo,

se pasea por el cerebro.

Activa neurotransmisores y nos inunda de hormonas."

Lo que se hace en nuestro sistema auditivo es convertir

esa información vibracional,

en una serie de impulsos nerviosos

que van por muchas áreas del cerebro.

Emocionales, áreas que tienen que ver con nuestra mente.

Áreas que tienen que ver con nuestra parte motora,

de ahí que, en función del contenido de la música,

yo tenga más predisposición a moverme,

predisposición a tener recuerdos o predisposición a emocionarme más.

(Música)

-Se activan ciertas partes, tanto a nivel emocional,

como a nivel intelectual.

Incluso a veces, físico.

Notas que te pasan cosas, que sientes cosas,

lo notas en el estómago.

Cuando yo escucho aquella canción que tanto me gusta,

que siento incluso escalofríos o se me eriza la piel,

mi cerebro está produciendo en una determinada área,

un 6% más de niveles de dopamina que los habituales.

Si tenemos en cuenta que la ingesta de cocaína aumenta hasta un 12%,

podríamos decir que la música, en parte,

viene a actuar casi como una droga.

(Música)

-El estado anímico es básico, es la esencia,

es la chispa que hace saltar la creación.

Por ejemplo, si tú estás triste, estás melancólico,

coges la guitarra y los dedos se te van,

inconscientemente a algún sitio.

Por ejemplo aquí, ¿no?

(Música)

Pero a lo mejor vienes más es espitoso, más...

(Música)

(CANTA EN OTRO IDIOMA)

La música, curiosamente,

activa unos centros de placer de nuestro cerebro,

que son los mismos que activan la práctica de sexo,

para perpetuar la especie, la adicción al juego, por ejemplo.

Un placer psíquico, como puede ser una puesta de sol...

Entonces, está actuando sobre algo que es muy pasional,

es muy ancestral y que moviliza todo un sistema

de recompensas que es muy potente.

Entonces, por eso se explica que la música tenga tantos efectos,

porque actúa sobre estos núcleos de placer.

(CANTA EN OTRO IDIOMA)

"Los responsables de activar los núcleos de placer

son la melodía, el ritmo e incluso el volumen.

Son los parámetros musicales, los ingredientes del cóctel.

La magia, está en la dosis y su combinación."

(Música)

La música es armonía, melodía y ritmo.

Y todo ello es el vehículo

para transportar emociones de un lugar a otro.

Por ejemplo, tú coges un acorde mayor...

(Música)

Y esto te da una cierta emoción.

Si lo conviertes en menor...

Te da un regusto más triste, más nostálgico.

Y luego ya, si le pones tensiones, añades notas extras,

una sexta.

(Música)

Una novena...

(Música)

O vuelves a mayor...

Ha salido el sol otra vez.

(CANTA EN OTRO IDIOMA)

"La musicoterapia o el marketing,

juegan interesadamente con estos parámetros."

Un centro de comidas rápidas,

que interesa que la gente entre y salga rápido,

la música ambiental no será una música lenta para relajarte,

si no, será una música más bien rapidita

para que te estés el menor tiempo posible.

Si escuchas música con un tempo rápido y un volumen elevado,

generarás endorfinas.

Cualquier parámetro de la música tiene sus aplicaciones

en determinadas,

digamos, enfermedades o situaciones,

en función de cómo sabemos qué responde nuestro cerebro.

"Pero la respuesta a la música es siempre individual,

porque lo que almacena nuestro cerebro es único.

Los estímulos musicales, dependen de la memoria personal."

En esa famosa mochila que nos dicen los psicólogos,

que cuando nacemos, traemos a este mundo,

y la vamos llenando de experiencias, cultura, vivencias,

entorno, formación.

Esto es lo que modula la respuesta de los parámetros musicales.

Si no fuera así, actuaríamos como robots.

"Pero no somos robots.

Y la música permite que la mente, atrape el infinito."

No importa el tiempo, no importa el espacio, no importa el entorno.

No importa el cuerpo incluso, lo que importa es sentirlo.

(Música)

(Aplausos)

Superar algo tan duro y difícil como el cáncer,

supone para el cuerpo un sobreesfuerzo físico,

pero también mental.

Saber encajar la situación y pensar en positivo, es tan importante,

que llega a convertirse en parte de las terapias curativas.

Algo que conoce muy bien María Parra,

directora de la Fundación Diversión Solidaria.

¿Qué tal, María? Bienvenida.

Hola, Marta, gracias.

María, en España ya tenemos más de millón y medio

de supervivientes del cáncer.

¿Se nota la importancia de una actitud positiva

frente a la enfermedad?

Porque claro, la ciencia avanza que es una barbaridad,

pero cuando tienes que echar el resto...

A ver, bueno, precisamente por eso nace Diversión Solidaria.

Para ayudar a muchas personas que tienen ciertas dificultades

a través de las emociones positivas, de la sonrisa,

de la diversión como terapia complementaria.

En este caso, el paciente con cáncer, bueno,

se nutre en nuestra fundación de todas esas terapias

y experiencias emocionales que le ayuda durante el proceso.

Incluso, en el momento que pasa a ser ya superviviente.

De hecho,

en nuestra fundación nacen programas

enfocados exclusivamente para ese paciente y superviviente

oncológico.

Y un público adulto,

que también pensamos que es importante en esa edad,

tener esas experiencias.

Es difícil pero os lo tomáis en serio,

os lo tomáis con mucha risa, ¿verdad?

Pero os lo tomáis en serio porque la terapia emocional,

la parte emocional,

nos estamos acostumbrando ya a darle la importancia que tiene.

Mientras los científicos hacen su trabajo, y hay que, un poco,

ordenar esas emociones, ya hay muchas investigaciones al respecto.

Vosotros sois especialistas, como decimos antes.

Entonces, ¿por dónde empezar? ¿Por dar ánimos?

"Venga, yo voy a salir, yo voy a salir".

Esa es la actitud, pero ¿en qué dais más apoyo vosotros?

Bueno, vamos a ver, el proceso y la parte médica y científica,

por supuesto que tiene que seguir avanzando.

Pero creo que lo que hacemos es complementar esa parte médica,

esa parte científica, y luego esa parte emocional.

De curar el alma o ayudar a salir de estos baches.

Entonces, lo que me preguntabas que si está demostrado, bueno,

nosotros hicimos el primer congreso o el primer encuentro,

vamos a llamarle Encuentro de Emociones Positivas

para pacientes con cáncer en Madrid.

Y lo hicimos precisamente porque teníamos que demostrar que,

científicamente,

esa inteligencia emocional en el paciente oncológico,

ayudaba a su ciclo vital.

Entonces,

lo que nosotros hacemos y decimos

que es que hay vida durante el cáncer.

Me emociono, me inspiro, me mimo,

y lo que hacemos es trabajar esas tres partes de la persona,

desde ese punto de vista.

Que se emocionen, que se mimen, que se cuiden y sobre todo,

compartir, entre ellos, sus vivencias y demás.

Hablabas de los adultos,

pero vosotros también tenéis un proyecto muy potente

que se llama "Dale al talento".

En el que ponéis la atención en los adolescentes, es decir,

en los pacientes oncológicos y supervivientes también,

adolescentes.

¿Verdad?

¿Están un poco desatendidos en ese sentido?

A ver, mira,

nosotros nos dimos cuenta que es verdad

que para los niños con esta enfermedad, bueno,

hay muchas fundaciones que todas son maravillosas

y todas nos podemos complementar, pero,

haciendo diferentes programas nos dimos cuenta

que el adolescente tenía otras inquietudes,

tiene otra forma de pensar.

Y encima, tiene lo que tiene.

Entonces,

¿por qué no entregarles esas emociones a través

de la creatividad a ese adolescente con los temas

que a ellos les puede gustar?

Entonces, llevamos tres años trabajando con adolescentes,

paciente oncológico adolescente y superviviente,

creemos que es fundamental que trabajen a la vez.

Y, a través de todo,

experiencias creativas pero que a ellos les puede gustar.

La música y demás.

Porque cada año se diagnostican en España unos 1.400 casos

de cáncer infantil.

Y vosotros ayudáis en ese proceso, esa supervivencia, pero claro,

¿cómo ayudas a un adolescente a exteriorizar,

a demostrar emociones?

¿A procesar ese miedo?

Porque claro,

esos adolescentes se están haciendo adultos,

pero también está esa parte que dices:

"No entiendo nada, tengo mucho miedo".

Pues a través de programas y experiencias creativas

que a ellos les llame la atención.

Donde ellos encuentren su lugar

para desarrollar toda esa creatividad

que puedan tener dentro, olvidarse de la enfermedad,

por supuesto, y poder compartir con otras personas

que les ocurre lo mismo.

De ahí, nace este último año "Dale al talento", donde bueno,

pues a través de masterclass,

ellos han elegido qué talento creían que debían desarrollar.

Hemos visto a Rozalén, también hemos visto a Jorge, el mago,

a otros actores.

¿Qué tal la experiencia?

Habéis acertado, ¿no?

Bueno, ha sido maravilloso,

durante seis meses estuvieron

viviendo esas masterclass con ellos.

De la talla de Rozalén, Jorge Blas...

Seis meses, es un buen periodo de tiempo.

Sí, ahí, estuvieron eligiendo, viendo a ver qué quería hacer.

Y luego ya, cada uno, eligió su categoría,

que con unos profesores y unos coaches,

empezaron a desarrollar ese talento

y se presentó todo en una gala final estupenda.

Que bueno, que se presentó el 11 de junio en Madrid,

por todo lo alto, en el teatro,

con todos ellos como los únicos protagonistas, porque al final...

Bueno, una vez nos familiarizamos con esa situación,

María, que ya tenemos bueno, el cáncer, la enfermedad,

que ha entrado en nuestras vidas,

en la de nuestras familias y entorno, y lo hemos superado.

Que dices: "Venga, para adelante", como decía aquel.

¿Qué hay luego?

¿Qué ayuda una vez superado eso?

"Acabo de superar una enfermedad, acabo de reinventarme",

como aquel que dice.

¿Qué es lo que ayuda más en esa situación?

Por vuestra experiencia.

Bueno, nosotros siempre, por la experiencia que hemos vivido,

tenemos muchos beneficiarios que están al inicio, en tratamiento,

que lo han superado.

Al final, yo no soy médico,

pero ellos sí que cuentan que eso lo van a tener siempre ahí.

Entonces,

la parte del superviviente también es importante.

Tienen que volver a la vida real.

Volver a entablar esas habilidades sociales,

volver a estar ahí.

Pero nunca se pueden olvidar de lo que tienen.

No por nada,

sino porque ellos mismos ya saben

lo que han pasado y la vida les cambia.

No dejar de entrenar la risa,

no dejar de entrenar las relaciones sociales.

Un poco de pensar que puedes ayudar a alguien también.

A través de Fundación Diversión Solidaria.

Sí, por supuesto,

estamos abiertos para todo el mundo que quiera colaborar.

Que quiera...

ser voluntario, que escuche lo que nosotros tenemos que decir.

Que antes decías que esto es muy serio,

pero que es divertido y un poco nuestro lema es:

"Entregar diversión es algo muy serio".

La diversión como terapia complementaria

para ciertos momentos en la vida,

de las personas que lo puedan necesitar.

Y a las que les cuesta sonreír.

Que nos cuesta sonreír un poco a todos y si tienes una enfermedad,

entrenar la sonrisa tiene que costar, ¿verdad?

Un poquito, pero yo creo que estas personas, al final,

son de otra pasta.

Como se suele decir.

Y lo que para una persona que no le ocurre nada es un mundo,

al final ellos,

yo creo ven la vida de otra manera

y por eso esas emociones positivas y todo lo que le podemos entregar.

Lo cogen mucho mejor que cualquier otra persona.

Como que se agarran a eso.

María, encantados de que hayas estado hoy aquí en "Para todos".

María Parra,

directora de la Fundación Diversión Solidaria.

Gracias Marta. Gracias.

Seguimos, seguimos con más solidaridad.

Ahora desde el punto de vista de la innovación.

Son dos conceptos que, juntos,

también dan lugar a proyectos maravillosos

como cada semana nos recuerda Antonella Broglia.

(Música)

Hoy en nuestra sección de Innovación Ciudadana,

nos vas a hablar

de la reconstrucción genital femenina tras una ablación.

Concretamente del trabajo del ginecólogo, cirujano,

Pere Barri en Barcelona.

Sí.

Si sabes que la mutilación genital femenina

se practica en 30 países en África, oriente medio,

y ha afectado

a más de 200 millones de mujeres y niñas vivas.

Se trata de la ablación del clítoris,

como fuente de placer femenino.

Esta historia,

es muy bonita porque Pere Barri es un médico

y es un emprendedor social.

Pero asimismo él nunca se definiría así.

Porque es un médico.

Está en un hospital haciendo su trabajo, como hay maestros,

que también son emprendedores sociales.

-En el Dexeus de Barcelona. -Y exactamente.

Lo hace en el Dexeus.

Entonces, le interesa el aspecto humanitario de la cirugía.

Va a operar a Camerún y Madagascar y se da cuenta que hay mujeres

que han sufrido ese tipo de mutilaciones.

Luego después, en paralelo para su formación va a París a estudiar.

A perfeccionar su técnica.

Y ahí, descubre que, en ese centro,

se practica una cirugía de reconstrucción del clítoris.

Que él no conocía.

Va aprendiendo, se queda un par de años.

Luego, vuelve a Barcelona con la intención

de crear en Barcelona un centro para hacer lo mismo.

Para practicar en Barcelona...

-O sea, como especialización de un cirujano.

-Exactamente,

y es muy interesante porque vio muy bien

cómo el problema era mucho más un problema en Europa,

que en los países de origen.

En el país de origen, la chica mutilada es igual que muchas,

por desgracia.

Pero en Europa, tienen una diferencia en su cuerpo,

física y psicológica y sexual, que la hace una persona marginada.

Por tanto, es muy importante la operación en Europa.

Entonces, en el 2006, inicia este centro en Barcelona,

pero no consigue operar, hasta el 2008 a la primera.

Que por un lado es un hospital privado,

estas mujeres no pasan por ahí, y segundo,

no es fácil para una mujer dar el paso

para decidir hacer esa operación.

-Claro, es que tiene ser una operación voluntaria, claro.

-La mujer lo tiene que decidir. -Sí, sí.

-La operación es muy interesante porque normalmente en esta ablación

el clítoris no ha desaparecido del todo.

Es una pieza, digamos, que supera incluso los 10 cm,

por tanto queda una parte.

La operación consiste en coger lo que queda,

y llevarlo, cuanto más posible, a la superficie

y cerca de la vagina.

Manteniendo los sistemas de relación

para que el orgasmo siga siendo posible.

-Es una reconstrucción lo más cercana posible

a la realidad.

-Sí, por tanto,

digamos que hay un aspecto físico que se recupera muy bien,

y también una funcionalidad sexual que también se recupera...

-Y una recuperación mental también.

-Sí, esto es muy importante, autoestima psicológica,

profesional a todos los niveles.

Ha operado a más de 100,

son todas operaciones gratuitas

para que sea más fácil para estas mujeres pasar por esto.

Ha hecho mucha educación por toda España, ha ido a operar a Valencia.

Y naturalmente,

esto es una práctica que va creciendo y sigue creciendo.

Su trabajo ha metido también a Barcelona en un mapa mundial.

Porque ahora, poco a poco,

el estar creando este centro de excelencia, esta escuela,

que él mismo encontró en París.

La verdad es que la operación no cuesta mucho,

son 1.200 euros por proceso.

-Además hay cobertura de la Seguridad Social.

-Además, pero en su caso, en su hospital...

-Pero claro, al principio no...

-No. Y su fundación, la fundación del Dexeus,

está pagando, está invirtiendo,

digamos en esta práctica.

-Muy bien, gracias, Antonella, por esa iniciativa.

-Gracias a vosotros.

(Música)

En dos días se celebra la cumbre por la crisis climática

en Nueva York.

Y en la red, hemos visto algunas de las soluciones

que ya se proponen para mejorar la calidad del aire en el mundo.

Nos ha llamado la atención, por ejemplo, este banco árbol,

de una compañía alemana

y que se ha probado en algunas sociedades europeas como Londres.

El musgo que contiene y la tecnología que lo conforma,

limpia y refresca el aire igual que harían 275 árboles

si se pudieran plantar ahí.

Claro que sí.

Otro edificio que vamos a ver ahora, este,

es el edificio árbol construido en Milán.

Se conoce como El Bosque Vertical.

Es un modelo de rascacielos para la futura ciudad

que se está construyendo ya en Liuzhou, en China.

Y que una vez terminada,

se convertirá en el primer bosque urbano del mundo con, atención,

40.000 árboles.

(Música)

Hoy, además, es el Día Mundial del Alzheimer,

una efeméride que recordamos por las devastadoras consecuencias

que conlleva.

Se calcula que, en el mundo,

cada tres segundos una persona desarrolla Alzheimer.

Una enfermedad neurodegenerativa que, aquí en España,

afecta a unas 700.000 personas,

según los últimos datos del Ministerio de Sanidad.

Pues bien, con la misión,

el spot de la campaña que este año

ha realizado la Fundación Reina Sofía,

compartimos su mensaje de esperanza para familiares y pacientes.

"Construir un cohete para irnos los dos a vivir a la luna."

(Música)

"Cada año, íbamos consiguiendo las piezas.

El conducto de ventilación, el motor de combustión...

Casi lo teníamos. Solo nos faltaba el retrovisor interespacial.

El año siguiente lo conseguiríamos."

(Música)

"Pero ese año, me di cuenta de que mi abuelo,

ya se había ido sin mí."

(Música)

"Ahora vivo con otra misión,

intentar llegar hasta él y hasta los millones de personas

que sufren Alzheimer.

Colabora en fundaciónreinasofía.es."

Si se encuentra triste, hace días, meses, quizá,

aunque sea con la mejor de las intenciones, aconsejar,

acompañar o consolar a alguien en esa situación es, cuanto menos,

delicado.

Vamos a echar mano de Patricia Ramírez,

nuestra psicóloga de referencia para ver qué nos puede aconsejar

y así, evitamos meter la pata.

(Música)

La persona que sufre tristeza, apatía o depresión,

lo pasa realmente mal.

Pero los que conviven alrededor también.

Muchas veces queremos ayudar y no sabemos cómo.

Y no solo no prestamos ayuda, sino que podemos empeorar

la situación.

Hoy en "Para todos la 2",

vamos a ver una serie de consejos para poder ayudar a la persona

que sufre tristeza.

El primer consejo es:

No trates de animar haciéndole a la persona ver

lo privilegiada que es.

¿Por qué?

Porque la persona con apatía, sabe que es una persona privilegiada,

pero en ese momento no es capaz de valorar ni su salud física,

ni el coche que tiene, ni la casa,

ni tener agua corriente en el grifo.

Necesita que no le des ese tipo de consejos,

porque harás que se sienta culpable

por no tener capacidad para darle valor.

El segundo punto:

No sobreprotejas resolviendo problemas

que la persona puede resolver.

Hay asuntos que,

la persona con depresión no puede atajar en este momento,

pero hay muchos otros, como igual puede ser cocinar,

salir a hacer la compra, hacer pequeñas gestiones que,

si se las haces tú,

al final terminas por anular su capacidad de reacción.

Tres:

No le digas todo lo que tú harías en ese momento.

¿Por qué?

Porque tu consejo parte de tu estado de ánimo, no del suyo,

y cuando tú le dices lo que podría hacer desde tu estado de ánimo,

le haces sentir que no está a la altura de la situación.

Cuatro:

Su apatía y tristeza no son un problema de actitud.

No le digas: "Pero venga, qué tontería,

ponle un poco de ganas que seguro que puedes".

Normalmente hay un problema de base

relacionado con nuestros neurotransmisores.

Que impiden que realmente podamos

disfrutar de verdad de todo aquello que tenemos alrededor.

Si tú le dices que es un problema de actitud

le vas a hacer sentir culpable

porque no es capaz de gestionar su vida

como se supone que debería hacerlo.

Cinco: Sé empático.

Ser empático no significa que tengas que entender

todo lo que le pasa.

Pero sí puedes tener un poco de paciencia,

puedes no personalizar una mala contestación que te den.

O simplemente preguntar: ¿en qué podría ayudarte yo

para que te sintieras mejor?

Seis:

Ayúdale a buscar tratamiento.

Hay veces que no basta simplemente

con el apoyo de los que tenemos alrededor.

A veces ni siquiera la psicología es capaz

de resolver una depresión mayor.

Hay ocasiones en las que uno necesita tomar medicación.

Y tenemos que acudir a psiquiatría.

Punto número siete:

Acompáñale a realizar actividades que disfrute.

Hay actividades que también son capaces

de cambiar nuestros neurotransmisores;

el deporte, la meditación,

el yoga o simplemente ver una serie juntos que nos haga reír.

Y ocho:

Escucha y no interrumpas,

no permitas que su depresión o su malestar sea el monotema,

pero la persona sí necesita poder contar cómo se siente

y desahogarse con alguien de confianza.

Y aquí tienes el resumen de estos ocho consejos

para poder ayudar a una persona que se encuentra triste.

Pues esto es lo que ha dado de sí este sábado de actualidad social.

Si quieren más, nos tienen siempre a mano,

en nuestros perfiles de Internet.

Y si no, nos vemos en siete días, saludos para todos. Adiós.

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Para todos La 2 - 21/09/19

Para todos La 2 - 21/09/19

21 sep 2019

Música y cerebro. Alguien dijo que la música es la 'perfección del silencio'. La ciencia afirma que no escuchamos con el oído, sino con el cerebro. Lo cierto es que escuchar música nos provoca un sinfín de reacciones. Algo que experimenta a diario el cantante y compositor Eric Vinaixa y que ha investigado a fondo el ingeniero y músico Jordi Jauset. Reportaje.

Solidaridad. Entrevista a María Parra, directora de la Fundación Diversión Solidaria que ayuda a superar algo tan duro y tan difícil como el cáncer. Saber encajar la situación y pensar en positivo es tan importante que llega a convertirse en parte de las terapias curativas. Este verano han llevado a cabo el proyecto Dale al Talento en el que 17 pacientes oncológicos adolescentes de entre 14 y 25 años han desarrollado diferentes disciplinas creativas.

Emprendedores sociales. Antonella Broglia nos presenta el trabajo del ginecólogo y cirujano Pere Barri que opera de forma gratuita a mujeres que quieren una reconstrucción genital tras haber sufrido una ablación. Se calcula que unos 200 millones de mujeres y niñas han sufrido una mutilación genital en el mundo.

Psicología. La psicóloga Patricia Ramírez ofrece algunos consejos para ayudar a las personas que están tristes. Dice que, entre otras cosas, hay que escucharlas sin sobreprotegerlas.

ver más sobre "Para todos La 2 - 21/09/19 " ver menos sobre "Para todos La 2 - 21/09/19 "
Programas completos (1257)
Clips

Los últimos 8.013 programas de Para todos La 2

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios