www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.14.0/js
4465909
Para todos los públicos Página Dos - Patricio Prom - ver ahora
Transcripción completa

Déjame decirte de entrada Patricio

que aunque están de moda

a ti los títulos cortos no te van,

porque este por ejemplo de tu último libro,

"Lo que está y no se usa, nos fulminará"

pero si miramos libros tuyos anteriores

son todos títulos realmente largos.

Así es,

lo que era una pequeña manía personal

y una especie de desafío tácito a mi editor

acabó convirtiéndose en una especie de marca de estilo,

eventualmente esta marca de estilo puede no ser muy útil

desde el punto de vista comercial,

pero sin embargo parece funcionar de extrañas maneras

en la relación entre mis libros y sus lectores.

Hay escritores que publican cuentos

y que te dicen, que intentan a la hora de escogerlos,

crear un libro que tenga una cierta unidad,

sea desde el punto de vista argumental o formal,

¿en este libro también lo has buscado?

esa unidad...

No lo busqué deliberadamente

generalmente cuando escribo libros de relatos

lo que hago es escribir durante un largo período de tiempo

sin una intención programática

hasta el momento en el que creo

tener la suficiente cantidad de cuentos

como para ver cómo funcionan,

descartar algunos y armar un conjunto.

Si bien, como digo, no persigo una intención programática

lo que descubrí cuando reuní los cuentos

es que curiosamente había estado pensando yo,

incluso sin saber,

sin ser consciente de ello,

acerca de determinados temas que recorren todo el libro,

cuestiones como el doble,

cuestiones como de qué forma

el ascenso de la virtualidad

o la importancia cada vez más creciente de la virtualidad

supone cambios en nuestras formas de relacionarnos,

la cuestión de las segundas oportunidades

que es algo, en lo que no creí haber pensado

está muy presente en el libro

pese al hecho de que no recuerdo yo haber pedido una segunda oportunidad

ni haberla recibido.

No podemos hablar de todos los cuentos, sí de algunos,

y de algunos de esos temas que son más o menos recurrentes,

comentabas tú antes.

A mí me interesa mucho el tema del doble,

que está también en algunos de estos cuentos

de lo falso,

de como el arte copia la vida y como la vida copia el arte,

es un tema que veo que te interesa de una manera muy especial.

Absolutamente sí,

es un tema que constituía uno de los motivos centrales

de mi última novela:

"No derrames tus lágrimas por nadie que viva en estas calles"

pero también está presente en estos cuentos,

en los cuales como dices muy bien hay dobles,

hay personas que pretenden ser lo que...

pretenden ser personas que no son realmente

y en las cuales se convierten tarde o temprano.

Todo esto posiblemente tenga que ver con una convicción profunda

de que en última instancia

la literatura consiste en adoptar una serie de identidades...

...falsas

desde la perspectiva del mundo real,

finalmente no hacemos una cosa muy distinta cuando leemos

que lo de adoptar un identidad

que es la del protagonista del texto que estamos leyendo.

Otro de los temas

es el del paso del tiempo, el de los recuerdos,

el de la memoria,

pienso por ejemplo, en tu cuento, en el de "La repetición",

este hombre ya jubilado, brasileño,

que quiere reproducir una fiesta que celebró cuando era muy joven,

también tema importante este,

un poco comprobar si la vida

ha sido generosa con nosotros o no lo ha sido,

Casi todos los personajes del libro

también el protagonista de "La repetición"

son personas que se encuentran o reflexionan

acerca de un momento de sus vidas

en que sus vidas pudieron haber tomado un destino,

una dirección diferente,

no necesariamente mejor, sino sencillamente diferente.

Diría que es en sustancia

una especie de cuento que contribuía

a uno de los temas principales del libro

que es el de el exceso de pasado

que vivimos en un momento en el cual...

en un momento como el presente

en el cual tenemos la posibilidad de evocar

o reunir documentos o testimonios acerca de prácticamente

todo lo sucedido en los últimos...

tal vez, doscientos años.

-¿Vamos a la biblioteca?

-Pues vamos a la biblioteca.

Nos vamos a la biblioteca a leer un ratito.

-Hola, buenos días

-Las horas que un paciente pasa en el hospital

de alguna manera está en contacto constantemente

con todo lo que rodea su enfermedad

o el tiempo que tiene que permanecer en espera

para realizarle todas las pruebas necesarias o intervenciones,

y acercarle la lectura hasta su cama

es de alguna manera mitigar esa sensación de soledad,

de aislamiento y ayuda a desconectar

de ese espacio que puede ser tan cerrado

como la habitación de un hospital.

Mi trabajo consiste en atender a todas las personas

tanto enfermos, compañeros, niños,

que quieren leer.

Primero llego y converso un poco

es importante para saber qué va a leer,

la mayoría quieren lectura fácil

me refiero al enfermo que está encamado,

letra grande,

manejable porque el peso también les dificulta mucho

el manejo,

en fin, eso para el enfermo que está en la cama,

pero los que se mueven

prefieren una novela de acción.

-El origen del proyecto es hacer que el libro

sea un instrumento más desde la terapéutica

para la curación de los pacientes y la recuperación de su salud.

El libro es un medio ideal para disminuir la tensión

de un lugar desconocido muchas veces

para los pacientes que ingresan en un centro hospitalario,

para pacientes que son grandes lectores

que también les facilita evadir su dolor

y la situación en la que están

y un puente de plata para su vida normal y social.

-Llevo internada desde el día 1 que estuve en urgencias,

que son horas muertas

que hay que hacer algo con ellas

y me parece que una de las mejores formas es leer.

Y bueno, pues ahora voy a ojear un libro que yo quería

"Palmeras en la nieve" la continuación,

entonces pienso que me va a ir bien.

-La lectura ayuda muchísimo a los pacientes,

o bien pacientes muy lectores

que por algunas circunstancias no disponen

o no han podido traerse su propia lectura aquí al hospital

y son pacientes que vienen buscando un determinado título,

un determinado autor,

en ocasiones lo que hacen es una relectura,

y luego pues también pacientes que no son muy lectores,

pero que el tiempo de estancia en el hospital

se les hace muy largo y muy pesado

y buscan en la lectura un modo de distracción,

de evasión, de entretenimiento.

-El facilitar que esos pacientes y esas pacientes, deseen curarse

volver a buscar su sentido de vida y deseo de curación

a través de novelas, de cuentos, de relatos,

es no solamente fomentar, entre comillas, ese ocio,

es una función terapéutica.

Ha llegado la hora de retirarse

estoy agradecido de todos

tanto de los amigos complacientes

como de los enemigos frenéticos

inolvidables personajes sagrados.

Miserable de mí

si no hubiera logrado granjearme la antipatía casi general.

Salve, perros felices que salieron a ladrarme al camino

me despido de ustedes con la mayor alegría del mundo

gracias de nuevo, gracias

reconozco que se me caen las lágrimas,

volveremos a vernos en el mar,

en la tierra, donde sea

pórtense bien,

escriban,

sigan haciendo pan,

continúen tejiendo telarañas,

les deseo toda clase de parabienes

entre los cucuruchos de esos árboles que llamamos cipreses,

les espero con dientes y muelas.

Muy bueno el primer relato

esos dos escritores que deciden,

compartir el hecho de que cada uno escribirá la autobiografía del otro

y además tenemos ahí a una lectora obsesionada por los dos

y que se cabrea porque uno de los escritores

tiene un comportamiento que ella considera que está fuera de lugar

y ahí planteas un tema muy interesante

que el tema de separar o no,

lo que es la vida profesional de un escritor

de su vida particular ¿no?

a veces cómo se nos caen, cómo se nos derrumban los mitos.

Creo que es un debate que tenemos pendiente

y que es más y más relevante

en la medida en que la moralidad de los creadores

ha sido puesta en cuestión en los últimos meses,

si bien comparto el deseo

de que se ponga punto final a determinadas prácticas abusivas

también considero que es necesario hacer ejercicio de abstracción,

por dificultoso que esto sea,

de tal forma que tengamos por una parte la obra

y por otra parte al autor o autora,

sé que eso no es fácil

admito que mi propia práctica presenta dificultades

pero también entiendo que es necesario

porque de lo contrario corremos el serio riesgo

de quedarnos sin arte o bien sin determinadas obras,

cuyos autores tuvieron una vida que no era precisamente ejemplar.

Otro cuento que estoy seguro que será muy comentado

es el que lleva por título:

"Este es el futuro que tanto temías en el pasado"

donde tenemos a un escritor personaje

que casualmente se llama Patricio Pron

que decide contratar a un actor

para que le supla en la promoción de sus libros,

luego contratará a otra gente también para que acabe el trabajo

no es mala idea.

No es mala idea...

Porque sé de algunos colegas tuyos, no sé si es tu caso,

que odian hacer la promoción de sus libros.

Si, quizás la palabra promoción es una palabra...

...poco amable,

con esto que es la oportunidad que tenemos como autores de conversar

con quienes son los primeros lectores de nuestros libros

que son a menudo los periodistas culturales y literarios,

esa conversación es al menos para mí

que me abstengo de pensar en mis libros

hasta el momento en que han sido publicados,

siempre es muy enriquecedora,

pero desde luego hay momentos... difíciles,

uno en ocasiones lleva varios días fuera de su casa

comiendo...

..chacinados que no son mi alimento favorito,

en pueblos y pueblos de España donde los hacen realmente deliciosos

y uno desea solamente estar en su casa.

A veces los escritores, creo yo,

escribimos para conjurar en la ficción,

para no cometer errores en la realidad

que podemos cometer en la ficción,

generando menos daño a nuestro alrededor o a nosotros mismos,

y este es uno de los casos.

Aunque pasada por el tamiz de la ficción lógicamente

sueles nutrirte de tu propia biografía

para escribir tus historias,

te lo pregunto porque por ejemplo, pienso en el relato:

"Un divorcio de 1974"

donde el que narra habla de sus padres revolucionarios

en la Argentina de los años 70,

tema que por otro lado,

ya hemos leído en algún otro libro tuyo anterior,

no sé si es porque es un tema muy generacional

muy de los hijos nacidos en Argentina, en los años 70...

Creo que...

...es muy dificultoso

y posiblemente innecesario

el no tomar posición si has nacido en Argentina

en unos años específicos,

en torno a la cuestión de los hechos trágicos

del pasado reciente argentino,

esos hechos trágicos en la historia trágica de Argentina

nos han rozado a mi familia y a mí,

desde luego en menor medida

que a otros de mis compañeros de generación,

pero por fuerza es un tema en el que uno piensa,

para mí es importante dar cuenta del hecho

de que a la manera de una...

como parte de una toma de posición más general

por el lado de las víctimas,

yo me siento en algún sentido

hijo de desaparecidos.

La madre revolucionaria de ese narrador

lo tilda al hijo de reformista

y me ha hecho mucha gracia ese apelativo.

Es una acusación frecuente de mis padres hacia mí,

mis padres son muy revolucionarios, lo siguen siendo,

y supongo que en ese sentido me ven a mí como especial reformista

empiezan a hacerse a la idea de que a pesar de ello

yo estoy del lado correcto de la historia

desde su punto de vista, al menos,

podemos discutirlo,

pero es una acusación que he escuchado toda mi vida

así que tenía por fuerza que atribuírsela a un personaje

para sacármela de encima por un rato.

Las redes sociales pueden ser muy útiles

si tienes un objetivo definido.

Hoy profundizaremos

en un aspecto tan interesante como adictivo,

los clubes de lectura.

El hijo de David Bowie, el cineasta Duncan Jones,

se propuso un reto de año nuevo,

crear un club de lectura virtual con los libros favoritos de su padre.

El primer elegido fue Peter Ackroyd

y su novela "La sombra de Hawsmoor"

El éxito del club fue fulgurante

con participantes estelares como el padre del "cyberpunk",

William Gibson

o el hijo de Stephen King, Joe Hill

Duncan Jones ha prometido continuar leyendo

y debatiendo virtualmente clásicos de su biblioteca familiar

como "El loro de Flaubert" de Julian Barnes

"La naranja mecánica" de Burgess

o "Dinero" de Martin Amis.

Siguiendo con las habituales promesas de año nuevo

el 2018 arrancó con una lectura colectiva

de "La divina comedia" de Dante

a razón de un capítulo por día,

la propuesta finalizará el 10 de abril.

Hasta ahora el resultado está siendo espectacular,

tras la etiqueta "Dante 2018"

muchos usuarios hacen comentarios brillantes

sobre su complejo argumento.

Otros suben ilustraciones

y hay quien se anima a leer partes del texto original,

una delicia virtual en toda regla.

Las redes sociales son perfectas para conversar sobre tus libros favoritos,

no es de extrañar que una página web como "Goodreads"

funcione tan bien.

Para quien no la conozca

es una web donde puedes valorar y comentar

los libros que vas leyendo

y así dar pistas a otros usuarios sobre qué libros deben escoger

Esta página también permite compartir tu pasión literaria en grupos

como este club de lectura para los que no tienen tiempo

donde cada dos meses leen y comentan libros

como "El nombre del viento" de Patrick Rothfuss.

No es de extrañar que estos clubes virtuales abunden

los hay globales como "Big Library Read"

promovidos por editoriales

o apoyados por bibliotecas o instituciones culturales.

El mismísimo Mark Zuckerberg el dueño de "Facebook"

decidió montar hace un tiempo una página a modo de club de lectura

llamada "A year of books"

solo se apuntaron poco más de setecientas mil personas

y al año siguiente se cerró.

(Cantan en inglés)

Muchos de los cuentos de Patricio Pron

tienen una banda sonora muy particular,

por eso estamos en una sala de conciertos tan especial como esta

son historias que además

retratan como nadie, lo que es la vida cotidiana

algo que hizo también en su día el genial John Cheever,

que mostró cómo era la vida de los EE.UU.

en la década de los 50 y 60,

con aquellas casas con césped, piscinas, cocteles y barbacoas,

ahora podéis volver a disfrutarlas

gracias a la reedición que ha hecho "Literatura Random House".

Música celestial.

Historias cortas son también las que vais a encontrar

en esta siguiente recomendación,

una recomendación más cercana al ensayo.

Es un libro de viajes titulado "Cinco ciudades"

y en él, vais a poder viajar

por algunas de las ciudades más importantes de Turquía,

como Ankara, Estambul, o Bursa.

Va a ser un viaje repleto de cultura y de historia.

Es una auténtica delicia.

No quiero cerrar esta sección

sin recomendaros otro libro de cuentos,

en este caso el de José Ovejero.

Además son historias

que se alimentan de la confrontación entre los opuestos,

me explico,

¿qué une más a dos personas?

¿el amor o el dolor?

¿y qué las libera más?

¿la risa o la agresión?

Bueno, yo os voy a dar la respuesta

espero que la encontréis

en este estupendo libro de cuentos.

-Hoy os voy a recomendar "Animales del Norte"

-Hoy os voy a recomendar "El pedo más grande del mundo"

-El libro va sobre muchos animales del norte

que te explican sus vidas, sus costumbres,

y cosas así.

Hay tres capítulos,

el primero, América del norte

el segundo, Europa y el tercero, Asia.

-El libro va de que unos animales

empiezan a tirarse pedos en el estanque

entonces aparece un mono un poco locuelo

y se le ocurre la idea de que podrían celebrar un concurso de pedos

-Lo que más me ha gustado del libro son las ilustraciones,

me parece muy bien que el ilustrador haya decidido

hacerlo con líneas rectas y me parece muy buena idea.

-El pedo más pequeño...

se lo tira el gorila;

este se tira la bolita y lo descalifican

porque es un concurso de pedos, no de bolitas.

-El animal que más me ha gustado es el zorro polar

porque se ve tan blanquito y tan achuchable.

A mí me gustan mucho los animalitos así.

-Lo que más me ha gustado del libro ha sido el final

que el ratón se tira el pedo más grande

y eso quiere decir que el más pequeño puede lograr lo más grande.

Olvidé destacar también

la importancia que tiene la música en este libro,

hay un relato que protagonizan unos jóvenes de la RDA

que trafican con música punk, en Berlín,

luego hay otro donde Bob Dylan

también tiene un presencia importante,

¿qué importancia tiene la música en tu vida y en el libro?

Tiene una importancia muy, muy grande,

como se pone de manifiesto,

desde luego, en los cuentos que mencionas

y también el hecho de que muchos cuentos del libro

adoptan estructuras que se parecen en algún sentido

o fueron inspiradas por determinadas piezas musicales

o canciones que me interesan especialmente,

hay cuentos que parecen terminar

en lo que en música se denominaría un "Face out"

y luego reaparece en otros cuentos.

Hay temas que se repiten,

hay estribillos que se repiten en los relatos.

Todo esto tiene que ver con un enorme interés que tengo

por la música que sin embargo

que posiblemente ha sido una cosa muy importante en mi vida

no me permite escribir con música,

a diferencia de muchos colegas míos yo no puedo escribir con música.

Te ha salido el libro muy argentino

geográfica y sentimentalmente hablando.

Sí, absolutamente,

alguien me comentaba hace unos días

que posiblemente fuese mi libro de regreso al país,

y es posible que así sea.

En algún momento me vi tentado por la posibilidad

te confieso, de llamar al libro "Mundo argentino"

Había una revista en los años 40, 50 que se llamaba "Mundo argentino"

que para mí constituía un título magnífico

para dar cuenta de esta especie de convicción

que tenemos los argentinos de que todo el mundo es argentino.

No es habitual, yo no lo recuerdo

alguna vez ha ocurrido

pero que alguien le dedique el libro entre otras personas,

a un gato, que además aparece en alguno de los cuentos, creo.

Sí, sí...

no tengo mucho que decir al respecto

excepto que estos cuentos fueron escritos

en la compañía de Mao Zedong, nuestro gato,

que se llamaba Mao Zedong porque era amarillo y rojo

como el "Gran timonel"

y que en algún momento

fue un personaje relativamente célebre

entre nuestros amigos debido a los numerosos achaques que tenía.

Vivió con nosotros,

nos inspiró

y contribuyó a que la experiencia fuese más rica,

que es posiblemente

y al margen de que no fuese sus intenciones como gato,

el objetivo último de la literatura,

enriquecer la experiencia en lugar de empobrecerla,

mediante la repetición de lo mismo.

En ese sentido era inevitable

que él que fue testigo

e inspirador de estos relatos

y que murió en marzo del año pasado

tuviese una especie de corona de flores literaria

para la que él hizo muchos más méritos,

de los que yo podría mencionar en este contexto,

lo echamos mucho de menos.

¿Cuántas veces os hubiera gustado revivir

un acontecimiento del pasado?

No sé, tener una segunda oportunidad

o durante un tiempo, ser otro.

Imagino que unas cuantas.

Pues bien, como la vida no siempre está dispuesta

a satisfacer nuestros deseos,

podéis intentarlo con la literatura

y cómo no, con los cuentos de Patricio Pron.

Ahora Paulo está sentado en la oscuridad del galpón,

escuchando su respiración,

que le parece que dibuja volutas en el aire.

En la penumbra puede distinguir las sillas,

las guirnaldas,

los contornos de los alimentos y de las botellas sobre la mesa,

tal como cree recordar, los de aquella noche.

No sé si era así, musita.

Ahora le parece que las sillas tienen un respaldo demasiado alto

y que en su recuerdo las guirnaldas están más bajas.

Por un instante piensa que tendría que haber comprado

unos maniquíes

y vestirlos y colocarlos en las posturas

que podrían haber asumido las personas

que asistieron a la fiesta,

pero de alguna forma,

temió verse en un galpón oscuro,

rodeado de maniquíes,

en una ciudad que para él

ya ha vuelto a ser prácticamente desconocida

o demasiado familiar,

y entonces tocan a la puerta.

  • Patricio Prom

Página Dos - Patricio Prom

06 feb 2018

Óscar López entrevista a Patricio Pron sobre ‘Lo que está y no se usa nos fulminará’. Un libro de relatos en el que toca temas como las segundas oportunidades, la suplantación de la personalidad o cómo la vida copia al arte y viceversa. Patricio Pron lleva al lector, con sobriedad, ironía, originalidad y elegancia, a un lugar del que desearía no tener que regresar nunca.
En la sección ‘La Red’ el programa explica cómo funcionan los clubes de lectura virtuales. También recuerda al poeta Nicanor Parra, recientemente fallecido.
El programa finaliza su emisión con un reportaje en el que mostrará cómo los hospitales trabajan las terapias de lectura y los beneficios que aportan a los enfermos.

ver más sobre "Página Dos - Patricio Prom" ver menos sobre "Página Dos - Patricio Prom"
Programas completos (413)
Clips

Los últimos 1.472 programas de Página Dos

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios