www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5055558
Para todos los públicos Página Dos - Domingo Villar - ver ahora
Transcripción completa

(Música)

"Mónica Andrade no era una mujer conflictiva,

ni mantenía una relación sentimental tormentosa.

Su casa estaba ordenada, sin señales de violencia,

nada hacía presumir que fuese una desaparición forzada.

El doctor necesitaría convencer a políticos,

jueces y mandos policiales de que algo extraño se ocultaba

tras la ausencia de su hija,

para lograr que, pese a la falta de indicios de delito

se destinaran recursos a buscarla."

(Música)

"Nigel Barley es un antropólogo inglés,

siempre se había interesado más,

la rama más teórica de la antropología,

pues él un poco a su pesar,

pues al final se buscó un lugar donde ir hacer eso,

el famoso trabajo de campo,

lo que fundamenta la antropología."

(Música)

"Kenneth Cook es un periodista, guionista de televisión australiano,

que se hizo famoso por alguno de sus relatos,

humorísticos todos, por ejemplo 'El canguro alcohólico',

'El koala asesino', 'El lagarto astronauta' es otro."

(Música)

"Claude Lévi Strauss es el antropólogo más influyente

en la segunda mitad del siglo XX,

pero además es un tipo rompedor en un momento dado,

y con 'Triste Trópicos' se adelanta

a lo que sería después una antropología disruptiva."

(Música)

Lo que diferencia el antropólogo inocente

del resto de literatura de este tipo,

es completamente accesible a todo el mundo

y además es que es un libro extremadamente divertido.

Te explica quienes fueron los *, pero sobre todo

te explica las vicisitudes que te encuentras tú

en el trabajo de campo,

claro él lo que hace, a lo que va

es a un montón de anécdotas absurdas,

pero que en este contexto están cargadas de sentido.

No sé, anécdotas que van, pues no sé,

de cómo sacarte una muela,

o no sé, o trayectos en coche que medio poblado se te sube

dentro del coche y se quiere ir contigo al sitio donde tu vas.

"El canguro alcohólico es un compendio de aventuras

mezcladas en diferentes sitios de Australia.

A excepción de dos o tres historias,

la mayoría son relaciones con animales y aventuras que suceden

y de lo imprevisto, y dentro de esto como el propio autor

Kenneth Cook, se termina un poco de humillar, de fustigar

por cositas que le pasan y lo cuenta luego en tono humorístico.

La relación que puede tener la antropología

depende de los capítulos, hay algunos que son literales

Kenneth Cook lo que hace muy bien es que analiza cómo, o sea,

cuenta una historia a partir de un ritual un poquito,

pero también te sabe meter dentro de un papel

de una cultura determinada, una en el caso de una playa,

de una población costera y el otro en el caso

de una población del típico salvaje oeste pero adaptada a lo australiano

"Tristes Trópicos" es muchas cosas en una,

es una etnografía, son las vivencias personales

de un etnógrafo que cuenta la cara B

de la investigación, aquello que le incomoda,

el viaje, e incluso se posiciona,

hay una parte importante donde se atreve a hacer filosofía,

es un libro de viajes, es también una pequeña aventura,

y es una novela encubierta.

La motivación de Strauss en el viaje es el contacto con tribus

que en una primera distancia tienen poca conexión

con el mundo occidental del que él proviene.

(Música)

Los libros de antropología son muy, muy, muy pertinentes,

tanto como para aprender cómo viven gente que están,

pues eso, no sé, en África, Australia, donde sea,

pero sobre todo para aprender cómo viven nuestros vecinos.

Yo como estudiante, no más allá de sus teorías,

de su modo conceptual y de la manera romántica de trazar aventuras

fuera de nuestros territorios conocidos,

creo que lo que más me interesaba era hacerla aplicada,

y para hacerla aplicada,

creo que el primer factor era lo de comprender al otro.

Bueno, yo como antropólogo lo que toco más es lo cotidiano,

lo más inmediato, la antropología en ese aspecto

tiene mucho de reflexión y técnicamente y metodológicamente

con lo que se hacía en aquellos tiempos de "Triste Trópicos",

pero que actualmente hay una antropología más cercana

en evidenciar lo que aparece como muy próximo,

pero no palpable o identificable en un primer plano.

(Música)

Domingo, han pasado nueve o diez años de tu anterior entrega

de las aventuras de Leo Caldas, ¿por qué ha pasado tanto tiempo?

Em realidad uno se embarca,

no toma un barco que no sabe si es el último o no y no sabes,

sabes cuándo partes pero no sabes cuando vas a llegar a puerto.

Yo lo que quería era estar contento con el trabajo,

y en este tiempo pues he escrito mucho

he trabajado mucho y no siempre he estado satisfecho,

ahora sí lo estoy y por eso el barco ha llegado a puerto.

Para los que no conocen o no han leído las aventuras de Leo Caldas,

haznos un retrato robot de cómo es este inspector de policía gallego.

Bueno, es un tipo como mi tierra,

tranquilo, sosegado,

con costumbres más o menos

claras, va a las mismas tabernas, va a los mismos bares,

pero sobre todo es un tipo que está involucrado

de verdad en su trabajo, yo creo que es alguien de fiar,

alguien que sigue un rastro y que se deja guiar,

primero por sus instintos, también por los hechos,

pero alguien que persigue de verdad la resolución de un crimen.

Vamos a entrar si te parece ya en el argumento de esta entrega,

porque estamos en Tirán,

Vigo está allí al otro lado de la ría.

Vigo es esa ciudad inmensa. Que está en el fondo.

Y justo aquí al lado de esta iglesia de San Joan vive,

no sé si decir la protagonista ausente de la novela,

que es Mónica Andrade, una profesora de cerámica

que trabaja en la Escuela de Artes y Oficios, ¿qué pasa con ella?

Bueno, Mónica todos los días toma un barco para ir a dar clase

en la Escuela de Artes y Oficios, va y vuelve.

Hace un tiempo se apartó del bullicio de la ciudad

y se vino a vivir a esta orilla que está mucho más tranquila,

y un día su padre que es un eminente cirujano de la ciudad,

llega a la comisaría un poco alarmado porque no hay noticias

de Mónica, ni aparece en casa, ni tienen noticias de ella

en la Escuela de Artes y Oficios, y bueno, lo que en principio

a Caldas no le preocupa porque es una mujer adulta

y no tiene cargas, nada parece demasiado revuelto,

bueno, pues pronto se tornará en algo más.

A Leo Caldas y sus ayudantes los vemos por estas calles

de aquí de Tirán interrogando a los vecinos para saber

que ha ocurrido con Mónica,

me hace gracia porque ellos cogen a menudo el ferry que viene aquí,

o vienen con el coche, pero lo que me gusta especialmente

del libro es esa manera que tienes de mostrar la cotidianeidad,

la manera como Caldas se relaciona con la gente

que viene a interrogar pero también con los vecinos que va encontrando.

Claro, es que sale de una ciudad en la que hay mucho alboroto,

y llega aquí donde encuentra mariscadoras rastrillando arena,

o barcos, aquí le llaman balandros a los barcos auxiliares de batea,

que han recogido la carga de mejillones en las bateas,

y a ellos les pregunta, a los vecinos, son pocos,

pues también tiene cierto interés en saber que ha sucedido,

en ver si han escuchado algo, y si claro, de alguna manera,

Caldas penetra en la cotidianeidad de esta gente.

Siguiendo con estos personajes secundarios

importantes en la novela, hay uno que deambula

por estas calles y que viste de color naranja,

que es un personaje casi trascendental en la novela.

Sí, un personaje entrañable, es un muchacho que se llama Camilo,

que deambula y se viste de color naranja

para llamar la atención, no diremos el motivo.

Pero sí, siempre deambula, siempre está cerca,

pero nunca demasiado cerca, él ve, observa el mundo

desde algo de distancia, siempre pone un espacio

entre él y lo demás.

Y para levantar expectativas con respecto a Camilo, diremos

que tiene un don, lo que no explicaremos es cuál es.

Exacto, tiene un don.

¿Sabes que te ha salido también una novela muy de padres e hijos?

Sí, lo sé. Pero mucho, porque

Camilo con su madre, Leo con su padre,

lógicamente Mónica con Víctor.

Sí, sé que es una novela muy de padres e hijos,

hay unas relaciones familiares intensas,

y bueno, yo tenía una relación estrecha con mi padre,

con mi madre la sigo teniendo,

me dejé a mi padre en el camino en estos diez años

de escritura y yo creo que parte de las lágrimas

pues han debido de emborronar el texto

y a lo mejor lo han enriquecido, sí.

(Música)

Hay momentos en que miro a ese chaval

y me pregunto quien es.

-¿Cómo está nuestro hijo, yo no voy a rendirme ahora, nunca.

Desi, ¿qué película me traes hoy? Pues hoy te traigo "Beautiful boy",

que es la nueva película de Felix Van Groeningen,

y es una película basada en una historia real

que es la relación entre un padre de familia joven

y uno de sus hijos que es un chaval adicto a las drogas.

Y está basada en un libro.

Pues es un caso peculiar porque está basado en la misma historia

pero en dos libros distintos que son las memorias

de los dos personajes principales, el padre y el hijo,

los dos escribieron un libro explicando su experiencia

pero nosotros de cara a la sección nos vamos a ceñir en el comparativo

al libro escrito por el padre, David Sheff,

porque es el único que está publicado en España.

¿Y tiene muchas diferencias?

Sí, yo creo que antes de entrar de lleno en el tema de diferencias,

creo que habría que marcar algo y es que el director

en las entrevistas que ha concedido explica que aunque todo el peso

se centra en la figura un poco del padre,

nosotros entendemos la historia desde su punto de vista,

que él tuvo muy en cuenta también las memorias del hijo

porque le parecía importante que no quedara como un personaje

que era el motor del drama del padre,

si no que empatizáramos con él también y lo entendiéramos.

Yo creo que hay dos diferencias importantes,

una tiene que ver con la estructura, el libro es un poco más lineal,

el padre va explicando distintas etapas en la vida de su hijo

y su relación con su hijo a lo largo de los años.

En la película parten de la relación entre ellos cuando él es un chaval

que está a punto de entrar en la Universidad y a partir de ahí

va haciendo flashback hacia atrás recuperando algunos episodios

del pasado. En la película yo creo que cogen todo lo esencial

del libro, pero algunas cosas sí que están más desarrolladas

en el libro, como todo lo que tiene que ver con la infancia

del chaval, todo lo que tiene que ver con cómo vivió la separación

de sus padres, el hecho de que sus padres tuviera custodia compartida,

cómo se adaptó a la nueva familia del padre,

todo esto está más desarrollado en el libro que en la película.

¿Y te ha gustado?

Bueno, hay cosas que me gustan de la película, me gusta mucho

que como la interpretación de los dos actores principales

Steve Carell y Timothée Chalamet,

es tan buena, yo creo que consiguen que te creas la historia,

te transmiten una verdad que es algo indiscutible.

Luego me gusta que de alguna forma, todo el proceso de obsesión

del padre por intentar ayudar al hijo,

tiene algo de adicción también.

No discutiremos sobre quien se queda este libro, pero debes saber

que es uno de mis actores favoritos.

No discutiremos porque ya me he adelantado yo.

Hoy te traigo "La gran vida" que es la autobiografía de Michael Caine,

es alucinante porque repasar más de cinco décadas

de implicación de este actor tan emblemático,

tan carismático al cine pero desde la primera persona,

con lo que está lleno de anécdotas suculentas de todo tipo,

de rodaje, de relación con otros cineastas,

cosas más personales suyas. O sea, lo cuenta todo, vamos.

Lo cuenta todo y con mucha gracia, con lo que creo que es un librazo.

(Música)

Me encanta repetir los viajes que hace Leo Caldas

entre Vigo y Tirán para venir a investigar, pero en mi caso es

para recomendaros un libro histórico muy especial, "Tyll",

y es que Tyll es un personaje legendario del folklore alemán,

nacido en el año 1600, que vivió como malabarista

en un país devastado por la guerra de los treinta años,

es como una biografía novelada, ficción histórica de alto nivel.

(Música)

Hay quien viaja a través de la historia,

los que cruzamos la ría de Vigo y los que circulan por la vida

de la manera más absurda posible. Eso es lo que le ocurre a Arnaldo,

el protagonista del último cómic de Sergi Pujol,

"La sangre extraña", y es que el pobre Arnaldo se encontrará

con un tipejo en trance catatónico y se verá entre novelas rusas,

hectolitros de cerveza y tótems mentales,

vamos es puro delirio.

Nuestra última recomendación arranca precisamente en un barco,

donde dos hermanos persiguen a un hombre

para regalárselo a su abuela y no es broma,

es que esto es "Moebius", de Matías Candeira,

una novela sorprendente, repleta de bucles, círculos,

puertas que dan a otras puertas y por ellas transitan verdugos,

presos, una actriz con un guepardo, en fin, como para no leerla.

(Música)

Hoy les voy a hablar de "Los Historionautas",

una aventura egipcia.

Hoy les voy a recomendar "La receta de Hans y Greta".

El libro va de unos niños que les encantan las aventuras

y su mascota que es un gato que se llama Héroe,

que les encanta la historia y van a un museo,

y explica un poco los egipcios,

hay un cómic, además también te hacen algunas actividades

para hacer en casa y está muy bien.

El libro va de la típica historia de Hansel y Gretel

pero se ve como lo ven los niños,

como lo ve la bruja en diferentes páginas

y te va diciendo cómo lo ve cada personaje de la historia.

He aprendido bastantes cosas sobre los egipcios que no sabía,

por ejemplo, algunos dioses egipcios

que eran muy importantes para los egipcios

que yo no los conocía, como por ejemplo Anubis,

que pone aquí que es el Dios de la...

momificación.

En este libro han añadido personajes nuevos,

Hans y Greta, la bruja Maruja,

el arquitecto municipal, y Tere y Tim.

"Los Historionautas" es una serie de libros que aparte de los egipcios

también están los vikingos, los romanos

y muchas más épocas de la historia, yo que sé.

Lo que más me gusta del libro,

es que no es el Hansel y Gretel normal,

es como Hans y Greta y los nombres son distintos,

es lo primero en lo que te fijas al ver la portada del libro.

(Música)

Es "En busca del tiempo perdido", es ese clásico que siempre

me han recomendado una y otra vez, y que sé que necesito

encontrar el tiempo adecuado para leerlo.

"La Rebelión de las masas", de Ortega y Gasset,

me hubiera gustado escribirlo, posiblemente por la predicción

tan perfecta que hace de las sociedades occidentales

principalmente y en tanto al pensamiento crítico,

la pérdida de pensamiento crítico.

"El estudiante de Salamanca", de José de Espronceda,

que es un libro que siempre me parece que me están contando

un cuento tenebroso de estos de cuando eras niño

y te lo contaba, me parece el mejor poema narrativo del siglo XIX.

Me chifla.

Ha sido "El péndulo de Foucault",

"El péndulo de Foucault" me lo leí cuando tenía

unos 17 años, venía como así muy eufórico

por haber leído "El nombre de la rosa",

sin embargo me quedé como a 100 u 80 páginas.

Y posiblemente porque entonces yo creo que no estaba tan preparado

como para poder leerlo y había muchos matices que se me perdían.

Es algo que tengo ahí en la recámara.

Pues se titula "La cocina de Castamar",

la publica Planeta,

y básicamente es la historia de una muchacha,

culta, educada, de principios del siglo XVIII,

que tiene la desgracia su familia de caer en el infortunio,

y a raíz de eso se ve abocada a vivir de su mayor pasión,

de su mayor talento, que es la cocina y por otro lado,

a ocultar su mayor secreto, que es que sufre agorafobia.

Domingo, estamos en la Escuela de Artes y Oficios de Vigo,

este es un escenario fundamental, venimos de Tirán, aquel escenario

potentísimo, pero este también lo es porque aquí ocurren muchas cosas

no sé hasta donde podemos contar, porque Mónica trabaja aquí,

pero trabajan también otros personajes.

Mónica es la ayudante del maestro de cerámica, de Miguel Vázquez,

que es un personaje literario y un personaje real,

es un escultor maravilloso que enseña su oficio aquí,

aquí trabaja un luthier que es Ramón Casal,

que también es otro personaje real,

en este taller en el que estamos enseñan a construir gaitas

y zanfonas. Y bueno, hay una persona que ha desaparecido,

que es Mónica y hay que localizarla

y uno de los sitios donde buscar es este.

Tengo curiosidad por saber porque le diste tanta importancia

a esta Escuela, porque no es un mero escenario,

es que tiene mucho peso.

Hay varios motivos, uno de ellos es porque me gustan

los oficios que se hacen despacio, a mí me gusta el trabajo

de un luthier, el trabajo de un ceramista, se parece al trabajo

de un autor literario, un trabajo íntimo,

que tiene más que ver con la artesanía que con la producción

en serie y a cada uno le lleva su tiempo hacer sus trabajos

y después van apareciendo además sorpresas a medida que se trabaja.

Por ese lado me gustaba y luego me gusta porque

la Escuela de Artes y Oficios es un lugar singular,

donde se hace educación gratuita y técnica,

para esto lo donó el fundador y pasa inadvertido en la ciudad,

la gente camina por delante y no se para a pensar que dentro

hay gente enseñando a hacer zanfonas, gaitas,

laúdes renacentistas o a pintar o a dibujar

o a esculpir o a esmaltar y todo eso se puede hacer aquí.

No voy a contar nada del argumento, déjame decir solo al menos

si se puede, que algún sospechoso se puede encontrar en esta escuela.

Más de uno, sí, casi todos diremos, sí.

Los escenarios son realmente importantes en tus libros.

Sí, bueno,

la trama, no diré tanto como que la trama ha sido una excusa

para contar otra cosa, pero sí que la novela tiene un acelerador

que es un término de Juan Ramón Biedma que me parece muy acertado,

de la historia, y mientras yo estoy contando

todas las peripecias de Caldas, sí que puedo mirar a los lados,

de manera que acaba siendo una novela policíaca, sí,

pero también en parte una novela costumbrista,

una novela realista, una novela social.

Los que conocemos tu serie

sabemos que tú no apuestas por esas historias trepidantes,

con disparos, persecuciones, una violencia extrema,

aquí tú apuestas por la vida cotidiana de los protagonistas.

Sí, me gusta más imaginar

que sucede en un universo determinado, o cuando un crimen

lo modifica y un crimen, dice Leo Caldas,

que sabe que los crímenes son unos virus,

que tienen una víctima, pero que en realidad afectan a todos

lo que tienen alrededor. Me parece una manera bonita

de conocer cómo se transforma una sociedad ante una convulsión.

Los escritores de novela policíaca,

soléis documentaros mucho, yo no sé si tú tienes tratos

con la policía de la ciudad o no, ¿cómo te documentas en ese aspecto?

Tengo una amiga magistrado que me da unas pautas

y sobre todo me llama la atención, me dice: "No se dice hola señoría".

A mí nadie me saluda así.

Pero luego, me documento menos, trato de ponerme en los zapatos

de los investigadores y de pensar qué haría yo si estuviese

en sus circunstancias para que la novela avance.

Sí me documento mucho en cambio, en lo demás,

sí he pasado muchas horas con los ceramistas,

con los luthiers o con los marineros

o con la gente que vive en la otra orilla, en Tirán.

En eso sí me documento más.

Te atreves a prometer que no tardarás diez años

para publicar la siguiente.

No, los libros están cuando están.

Dedico muchos años,

mucho tiempo a trabajar, yo lo que estoy seguro,

lo que puedo prometer es que el siguiente libro estará

cuando yo esté seguro de que el libro está bien,

no lo entregaré antes en ningún caso.

Después de leer un libro como "El último barco",

rodar en un lugar tan fantástico como la Escuela de Artes y Oficios,

de Vigo y estar rodeado de tantas herramientas,

me vais a permitir que hoy de manera entusiasta,

reivindique el trabajo artesano, y es que si conocierais

la trastienda de "Página 2", veríais que este programa

es pura artesanía.

(Música)

"Caldas y Estévez bajaron la escalera hasta la playa

de A Videira y echaron a andar por la arena húmeda.

El sol incidía sobre las algas descubiertas por la marea,

envolviendo el mediodía con un aroma intenso.

Seis o siete barcas se balanceaban en el agua,

abrigadas contra el muelle de piedra

al que se había dirigido remando Andrés el Vaporoso.

Llegaron a la altura del hombre que volcaba algas en el remolque,

cuando se percató de la presencia de los policías,

clavó la pala en la arena

y se apoyó en ella como en un bastón.

Tenía los ojos oscuros y el rostro agrietado

por el salitre y las horas al sol.

'Un día bonito', le saludó Caldas.

'Para pasear no debe ser feo', respondió el hombre."

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Domingo Villar

Página Dos - Domingo Villar

12 mar 2019

Óscar López visita Vigo para conocer de cerca los escenarios donde se desarrolla ‘El último barco’, la última novela de Domingo Villar que supone el regreso del inspector Leo Caldas. En esta ocasión, el peculiar inspector intentará revelar lo sucedido tras la desaparición de Mónica Andrade. No hay rastros de violencia en su vivienda, por lo que todo parece indicar que la desaparición ha sido voluntaria. Sin embargo, como toda buena trama policial, el caso se va enredando… Fiel a su estilo, Domingo Villar se recrea en los paisajes y la idiosincrasia gallega para mostrarnos un cuadro repleto de personajes secundarios logradísimos.

A continuación, el programa hablará de tres ensayos clave en la antropología. Y en la ‘sección de cine’ analizará la película ‘Beautiful Boy, dirigida por Felix van Groeningen. El protagonista del Cuestionario literario esta semana será el escritor Fernando J. Múñez.

ver más sobre "Página Dos - Domingo Villar" ver menos sobre "Página Dos - Domingo Villar"
Programas completos (455)
Clips

Los últimos 1.656 programas de Página Dos

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios