www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
3882791
Para todos los públicos Página Dos - Álvaro Colomer - ver ahora
Transcripción completa

Álvaro, antes de ir al meollo del argumento

"Aunque caminen por el valle de la muerte"

que es tu nuevo libro,

es una novela, esto hay que decirlo

que esto es ficción.

Esto es ficción, pero basada en hechos reales

esto es lo que Cercas llamaría un relato real

o lo que Frédéric Beigbeder llama fact fiction

que es mezcla de hechos con ficción

y tienes sobre una base real,

lo que ocurre durante toda la historia ocurrió realmente

lo único que los personajes están alterados

y algunas pequeñas acciones y teorías sobre aquella batalla

lo que ocurrió realmente yo me inclino por una de las teorías

en vez de por otras posibles teorías que había sobre los hechos reales.

¿Y por qué una novela y no un ensayo, por ejemplo?

En realidad al ser una reproducción de una batalla,

las batallas en el siglo XXI duran unas 5 o 6 horas

hasta que llegan 4 o 5 helicópteros norteamericanos

y todo el mundo sale corriendo, por así decirlo.

Me encontraba que contra esa misma batalla desde cuatro puntos de vista

que son los cuatro ejércitos que tomaron parte de esa batalla

eran como muy repetitivos.

O sea, tú explicabas la historia y luego decías:

bueno, ahora la versión salvadoreña

y aunque la versión salvadoreña sobre los motivos y algunas acciones

es un poco diferente,

en esencia es la misma historia.

Yo empecé a hacer una nanoficción con esto, pero llegó un punto

en que me parecía repetitivo y cansino.

Una vez leído el primer capítulo ya no tenía casi motivos

para leerte el segundo.

Así que fui por el camino del medio y dije voy a hacer una novela

porque a fin de cuentas la historia yo creo que merece

que todo el mundo la conozca.

Narras un hecho histórico en el que participó el ejército español

el 4 de abril de 2004, la batalla de Nayaf en Irak.

¿Qué tuvo esa batalla para que le dediques todo un libro?

Esa batalla está considerada una de las batallas más importantes

no solo para el ejército español que es un ejército

que por su naturaleza no suele tener enfrentamientos,

no suele tener conflictos armados, por así decirlo,

y de hecho aquí en España se considera, probablemente

que es la batalla más importante que ha tenido el ejército español

en los últimos 50 años.

Concretamente desde el asedio de Sidi Ifni.

Pero, es que a nivel internacional, de la coalición

si lo miramos desde el punto de vista iraquí

es una batalla de referencia para el ejército estadounidense también,

para el ejército salvadoreño y para muchos otros ejércitos.

La batalla del 4 de abril en Estados Unidos la conoce todo el mundo

en El Salvador es una batalla que la tienen en un altar,

es muy importante para ellos.

En España, por el carácter que tenemos

aquí no se ha hablado de esta batalla como dios manda,

pero es una batalla importantísima.

Sé que le dedicas 250 páginas para hablar de ella, pero

en resumen, qué ocurrió en ese acuartelamiento del Al Ándalus.

En aquel acuartelamiento, bajo bandera española

y era compartido o alquilado unos espacios al ejército salvadoreño,

al ejército norteamericano, un batallón del ejército hondureño,

que venía de vez en cuando a comer al cuartel,

y en ese cuartel bajo bandera española se recibió un ataque

de un grupo insurgente chií.

De hecho el alzamiento chií en Irak tras la invasión empezó en Nayaf,

en una zona que estaba bajo nuestro control

y hubo un ataque de unos 2000,

hay quien dice 3000, 1500, insurgentes

atacando una base española que es un recinto vallado

y se tuvo que proteger el cuartel.

Dentro de esa protección del cuartel hubo diferentes puntos de vista

sobre el modo en que debía hacerse.

Los españoles actuaron de un modo, los americanos de otro

y los salvadoreños actuaron de otro modo.

Y en esa diferencia de modos de actuar es

donde hubo el conflicto interno.

Comentabas un hecho importante de la novela,

esa diferencia de criterio a la hora de abordar

lo que estaba ocurriendo en ese acuartelamiento

entre el ejército salvadoreño, los norteamericanos, los contratistas

y el ejército español, ¿qué pasó ahí?

La novela viene a explicar que es la historia de una traición.

Los estadounidenses querían que los españoles nos implicáramos

y nosotros íbamos con una misión de pacificación y reconstrucción,

con lo cual no teníamos unas órdenes de actuar

ni de entrar en conflicto armado.

Hay que tener muy en cuenta

el momento histórico que se estaba viviendo en España

Zapatero ya había sido nombrado presidente, pero no investido,

estábamos en el mes de transición entre un gobierno y otro.

En este contexto político en España estalla la batalla de Nayaf

se crea el mal clima allí

los americanos presionan a los españoles

para que ataquemos a esos posibles insurgentes,

todavía antes de la batalla,

y el conflicto que hubo es

que los españoles tardaron mucho en reaccionar

y los salvadoreños y los norteamericanos

que por su naturaleza actúan muy rápido, consideraron

que quienes deberían proteger el cuartel, que era español,

no estaban haciendo lo que había que hacer.

Había un clima como de que estos españoles son unos cobardes,

no están actuando,

y los españoles tenían un clima de estos americanos,

no tanto los salvadoreños,

pero de estos norteamericanos son unos salvajes

están disparando con demasiada facilidad.

Y es como estalla.

El problema básicamente es

un problema con las reglas de enfrentamiento.

Las reglas de enfrentamiento españolas son muy restrictivas

solo puedes disparar cuando casi ya te han disparado a ti,

mientras que las reglas de enfrentamiento americanas son

muy expansivas y solo que intuyas que alguien puede dispararte

ya puedes disparar y matar.

Un discreto regusto apenas perceptible

que le da todo su encanto y que no consigo identificar.

Sin embargo es bien sencillo.

Supongo que usted le añade, en el último momento,

una copita de coñac.

Pues yo, aunque tal vez no sea muy ortodoxo,

le agrego aguardiente de ciruelas alsaciano.

He aquí todo el secreto.

No descubrimos nada al afirmar que la novela policíaca y la gastronomía

viven una historia de amor a prueba de balas.

Hemos comido con Carvalho, con Brunetti, con Kostas Jaritos,

y cómo no con ese policía que antes que todos ellos disfrutó

de comidas exquisitas entre investigación e investigación.

El gran comisario Maigret creado por George Simenon.

Y comimos y seguimos comiendo con él

por las dotes culinarias de su mujer Louise

que borda, entre otros platos,

este suculento pollo al vino blanco que podemos encontrar

en toda la serie de Maigret.

Una serie que consta de casi 80 novelas

y un gran número de cuentos protagonizadas por este comisario

de la policía judicial de París.

Un tipo alto, tranquilo, que suele llevar abrigo y bombín.

Y, cómo no, su omnipresente pipa en la mano.

No le va lo de poli duro,

y en sus investigaciones combina la intuición

con esos métodos policiales más clásicos.

Como interrogatorios, técnicas forenses

o reconstrucciones de los hechos delictivos.

El escritor belga George Simenon, nacido a principios del siglo pasado,

utilizó 27 pseudónimos a lo largo de su vida

para escribir sus cerca de 500 títulos publicados.

Pero no solo se prodigó en la literatura,

también fue un consumado mujeriego

que se jactaba de haber tenido miles de amantes.

Si deconstruimos su vida hallaremos algunos polémicos y oscuros episodios

Ahí están unos artículos de juventud de corte antisemita

que lo llevaron a ser tildado de simpatizante de la causa nazi,

o el suicidio de su hija que lo sumió en una profunda depresión

que sufrió hasta su muerte.

Pero hoy preferimos recordarlo

por lo que supo regalarle al mundo de la cocina

que fue tanto que incluso Robert J. Courtine publicó

un estupendo libro de recetas titulado

"El cuaderno de recetas de Madame Maigret".

Así pues, por Jules Maigret, por Louise y por George Simenon

hoy brindamos con un buen pollo al vino blanco.

Cuando cada semana llegue el momento de ver Página 2

tomaros la vida con calma.

Sentía que aquello no era vivir.

Era tan solo notar como el tiempo transcurría

alrededor de mis biorritmos.

Éramos socios del Círculo de Lectores

a mí me impresionó mucho el Mein Kampf

-¿Mein Kampf? -Sí.

¿Lo leíste de pequeño? -Sí.

¿Y estaba en el Círculo de Lectores? -Sí. -¡joder!

Nos lo recomendaban.

Avanzaron por un valle profundo

y durante un tiempo cruzaron un hermoso bosque

que se extendía hasta más allá de lo que alcanzaba la vista.

Yo pienso que todo el mundo tiene su atmósfera ideal de creación,

sitios donde se siente bien.

Y el mío es en el agua.

Yo escribo las novelas o al lado de lagos, piscinas, ríos.

Título de la infancia, por supuesto El Principito

que es como lo primero que leí con cierta consciencia.

Y luego El guardián entre el centeno fue el libro

que ya más entrada la adolescencia fue el que me marcó

y creo que empezó a abrir ya un mundo especial.

En la orilla,

además de haber ganado el premio Francisco Umbral,

los críticos de este país han decidido que es

la mejor novela de 2013.

Pues estoy asustado pensando lo mal que está este país.

Si el nivel es ese, lo siento por el país, pero bueno.

Quedarse solo, la soledad, el abandono,

Palabras tristes o amenazadoras, terribles.

Ya verás lo que es la vejez

si cometes el error de quedarte soltero, te asustan.

¿Has intentado abordar toda esta cuestión

desde una posición neutral como escritor?

O como lo haces de de la ficción no ha sido necesario.

Aquí es el conflicto que tienes como español en este caso,

dices bueno, voy a hablar de una batalla en la que se cuentan

acciones heroicas españolas,

pero también acciones un poco deleznables,

y tienes como una imposición digamos de vives aquí

tienes que adaptarte a donde vives,

no seas demasiado duro con los tuyos

Pero luego acabé yéndome a El Salvador, a Estados Unidos,

a Irak a entrevistar a los otros elementos de la batalla

y hay un momento que tracé tanta amistad con todos

que bueno, escribe la novela como si fueras francés.

Sí que es verdad que en la actuación española

y hay una parte del libro que se dedica a describirla,

hay un comportamiento heroico por parte de unos soldados

que van en una misión de rescate.

Hay un momento, pese a las dificultades que tuvieron

para empezar a actuar los españoles, no la tropa,

sino para recibir la orden del alto mando y empezar a disparar

hay un momento

a partir de cierta hora en el que se recibe la orden de podéis actuar,

fuera del cuartel a un kilómetro de distancia había

un campamento donde habían quedado aislados unos 200 salvadoreños.

Salvadoreños e iraquíes, pero iraquíes de nuestro lado,

y se pide a cuatro blindados cuatro BMR que salgan

y recorran ese kilómetro por medio de una ciudad de calles estrechas

hasta llegar al campamento y rescatar a todos aquellos salvadoreños.

Entiendo que el proceso de documentación ha sido arduo.

Has tenido que hablar con mucha gente, viajar mucho.

El trabajo de documentación ha sido arduo y divertidísimo.

Muchos de mis libros están basados en cosas concretas por así decirlo

y había que ir a los lugares siempre.

Tuve que ir a Estados Unidos a entrevistar por todo Estados Unidos

a mercenarios de Blackwater y a soldados regulares,

luego a El Salvador, luego a Irak, luego en España

moverme secretamente por los cuarteles,

porque el Ministerio de Defensa no me facilitó nada.

Es una investigación llena de anécdotas

o de momentos difíciles.

Yo no soy un corresponsal de guerra ni nada de eso

y a mi ir a Irak cuando fui, que esto debía ser 2010 o así.

Cuando yo fui para allá todavía no estaba el Daesh,

pero sí había atentados y secuestros y cosas,

y yo debo reconocer que iba asustadísimo,

no me voy a hacer el héroe, para nada,

y cuando ya conseguí llegar al sitio donde ocurrió la batalla

y estar en el tejado donde transcurre gran parte de la historia

bueno, estar ahí es una investigación chulísima.

También es una investigación muy accidentada.

Hasta ahora hemos hablado de los ejércitos de la coalición,

pero, ¿qué pasa con el ejército del otro bando?

Porque a fin de cuentas era un país invadido.

Es decir, ¿qué tratamiento has querido darle?

Es simplemente el de un iraquí,

yo en este caso en cada uno de los ejércitos cojo a un militar

para representarlo.

De aquí cojo a un chaval que estuvo en la batalla

y cuento su punto de vista que es

aquí hay una coalición de países que han invadido nuestro país,

tenemos que expulsarlos,

y vamos a atacarlos y hay que hacerlo con armas.

Es un chaval joven lleno de testosterona y adrenalina

y está como loco por atacar.

Hay cifras de las muertes,

sabemos que en el bando de la coalición hubieron un par.-Sí.

Y en el otro bando no se sabe.

Del otro bando no se sabe en general

Pero, a tenor de lo que sale en la novela debieron ser muchos.

Debieron ser bastantes. Hay como unas cifras acordadas

la prensa enseguida reprodujo esas cifras que son

de 20 muertos en el bando iraquí y 200 heridos.

Esto es lo que te dice la parte de la coalición, la parte occidental.

Ahora bien, cuando vas allí y hablas con los iraquíes

te dicen que las cifras son muchísimo mayores.

Y Nuestro Señor les dijo: Id por todo el mundo

y predicad el Evangelio a toda criatura.

Volvemos a tener a Martin Scorsese en el programa.

Sí, no está nada mal tener de vez en cuando a un maestro en el programa

Se agradece mucho. Exacto.

Esta vez le tenemos con Silencio

que es la adaptación de una novela del japonés Shusako Endo.

Es la historia de dos jóvenes jesuitas portugueses

que en el siglo XVII viajan a Japón en busca de su mentor

que ha sido dado por desaparecido.

Durante todo el proceso se dan cuenta del profundo rechazo que hay en Japón

hacia los cristianos.

Eso no es posible.

El padre Ferreira arriesgó su vida para extender nuestra fe por Japón.

Tengo la sensación de que nuestra misión es más urgente que nunca

debemos encontrar al padre Ferreira.

Scorsese el tema de la religión y de la fe

lo ha tratado mucho en sus películas.Continuamente.

No solo de una forma deliberada, en películas como

La última tentación de Cristo,

o Kundun que era sobre la figura del Dalai Lama, o Silencio,

sino que también la mayor parte de sus películas la fe,

la relación con la religión es fundamental

en los personajes principales.

¿Y esta te ha gustado? Mucho.

Es una película dura, que exige mucho al espectador,

que se toma su tiempo,

que se centra tanto en los procesos internos de los personajes

que a veces puede hacerse un poco dura de roer.

Pero aun así es interesantísima por la forma que tiene

de hablar de la religión, de la fe

y me gusta mucho esta mezcla que tiene

de violencia muy radical, de belleza

y sobre todo este saber hacer cine a partir de procesos personales

muy profundos y muy internos.

¿Es de metraje largo, verdad?

Es una película que va más allá de las dos horas y media.

O sea, que se toma su tiempo.

Estaba pensando que creo que la mayoría

de los últimos estrenos de Martin Scorsese

los hemos tenido en esta sección.

Sí, porque llevó una temporada larga haciendo adaptaciones.

Muchas. Sí.

Le tuvimos con "Shutter Island",

que era una adaptación de una novela de Dennis Lehane.

Por cierto, lo vamos a tener en unas semanas en el programa.

Ah, que bien, que guay.

Luego, estuvo también con "La invención de Hugo",

que era la adaptación de una novela gráfica,

estuvo también con "El lobo de Wall Street",

que era la adaptación de unas memorias de un brooker.

Ahora, está con "Silencio".

Es que a lo mejor no nos damos cuenta

de que en el fondo es un gran adaptador.

Sí, igual...

Parece que siempre son guiones originales.

Exacto.

No lo asocias como con la figura del adaptador al uso,

pero haces un repaso a su filmografía

y te das cuenta de que tiene muchísimas adaptaciones

y que muchas de sus películas más importantes,

tienen una base de libros. Porque "Toro salvaje" lo es.

Exacto, era la adaptación de la autobiografía

del boxeador Jake LaMotta, por ejemplo.

O "El cabo del miedo",

que está inspirado en una novela de John Mc Donald,

que ya había sido llevada al cine con anterioridad.

O "La edad de la inocencia",

que era la adaptación de la famosa novela de Edith Wharton, por ejemplo.

Sí.

Creo que con tu recomendación seguimos en Japón.

Sí. Esta vez, hemos acertado bastante con el libro.

El libro lleva por título "Hayao Miyazaki e Isaho Takahata.

Vida y obra de los cerebros de Studio Ghibli".

Y con un título así,

yo creo que no hace falta dar tampoco demasiadas explicaciones.

Ya sabemos de que va casi.

Es un libro escrito por Juan Manuel Corral,

que es un crítico que, en parte, está especializado en cine asiático.

Y lo que hace es proponer un repaso

a la historia del famoso estudi o de animación Ghibli,

pero de una forma un poco menos convencional.

Por un lado, sí que es verdad que hace un repaso

a las películas más importantes salidas del estudio.

Yo que sé, desde "La princesa Mononoke",

"Porco Rosso", "El viaje de Chihiro",...

O los cuentos de "Terramar", ¿no?

Que es la adaptación de los cuentos de Ursula K. Le Guin.

Y a parte lo que hace es un repaso a la biografía de ambos creadores,

de los creadores del estudio. O sea, son como biografías noveladas

Sí, un poco, pero sin olvidar tampoco toda esta parte de documentación

y de información sobre las películas más importantes, salidas del estudio.

Ya veis que la guerra está muy presente

en el libro de Álvaro Colomer,

como lo está también en la novela gráfica de Javier de Isusi.

Aquí, la guerra, por eso es la guerra civil española, la nuestra

Y la viviremos a través del exilio de Marina.

Una mujer que pasa del País Vasco a Barcelona, luego a Francia,

para recalar definitivamente en Venezuela.

Y una cosa muy importante:

Todos los beneficios que se obtengan de su venta

irán destinados a una ONG de ayuda a los refugiados.

Un motivo más para leerla.

No podía haber mejor programa que este para recordar

la primavera árabe, que se vivió con ilusión en muchos países,

aunque no siempre con final feliz.

Como ocurrió en Libia,

que es donde se sitúa "El regreso de Hisham Matar".

Aquí, regresa el autor tras muchos años de exilio forzoso,

para intentar encontrar el paradero de su padre,

encarcelado por Gadafi.

Es pura emoción.

La literatura está repleta de historias desgarradoras,

como nuestra última recomendación de hoy.

Y es que aquí, tenemos a una familia que se va desgastando

tras la muerte del hijo.

Los padres navegan sin rumbo por la vida,

mientras que la hija se siente especialmente culpable.

Hasta que, un buen día, se abre un resquicio para la esperanza.

Bueno, merece la pena que descubráis por qué.

Hoy, tengo un libro genial para pequeños y grandes lectores:

"Leocadio, un león de armas tomar".

Leocadio pasa de ser un león que lucha a punta de escopeta

contra unos cazadores,

a un famoso y refinado tirador de circo.

Tras vivir unos días como humano en la ciudad,

acabará preguntándose quien es realmente.

Un gran dilema.

-Pues yo estoy leyendo "El chico de la flecha", de Espido Freire.

Su protagonista se llama Marco, tiene 12 años

y vive en la antigua Mérida romana.

El libro trata sobre ese momento que nos cambia a todos,

en el que pasamos de la infancia a la edad adulta.

Os gustará.

Llama mucho la atención esa mirada descarnada

de algunos de los participantes, en el conflicto,

sobretodo, lógicamente, por parte del ejército norteamericano,

y más concretamente, por parte de los contratistas.

Yo entiendo que, ahí, el escritor utiliza la mirada del protagonista

a partir de las opiniones que te hayan dado.

Pero, por ejemplo, se habla de los muertos

como si fueran patos de feria, por ejemplo.

De una manera muy fría.

La guerra es un acontecimiento joven.

Normalmente, la gente que participa en la guerra es gente muy joven.

Si tú le das un arma a un chaval de 20 años

con un sentimiento patriota y con un exceso de testosterona,

y no vive la guerra como una cosa tan dramática

como la podemos vivir desde otras edades, por así decirlo.

Los chavales jóvenes, el concepto de la guerra, del conflicto armado,

de disparar, simplemente es para mucha gente apetecible.

Otra cosa, luego, es cuando ya hayas matado,

lo que te vas a llevar a casa metido en tu cerebro.

Hay momentos en que parece un videojuego bélico

de estos que podemos hacer en cualquier momento por ahí.

Es que es un videojuego.

Bueno, los videojuegos son demasiados reales, quizás.

Pero, realmente, en ese caso, como digo, un montón de iraquíes corriendo

hacia un sitio amurallado, es un videojuego,

es un montón de personas que no tienen cara,

que van embozados además, y que tú vas disparando

y que es un videojuego.

Para ellos es un videojuego,

aun cuando después pagarán las consecuencias, claro.

No se escribe mucha literatura bélica, al menos en nuestro país.

¿Por qué? No te se dar la respuesta,

porque es extrañísimo que no se esté escribiendo

literatura bélica en España, con la participación que estamos teniendo

en los conflictos bélicos más importantes.

Hay algunos escritores notables que tienen, incluso,

un poco, misión laboral, recordar que estamos en guerras,

como es el caso de Lorenzo Silva,

que es la gran representante de la literatura bélica en España.

Luego, ha habido algunos intentos, quizás menores,

de otros escritores, de hablar un poquito de Irak y así.

Algunos con más fortuna que otros.

Pero, en realidad, como literatura bélica

o como escritores que estén empeñados en recordarnos

lo que está pasando a nuestro alrededor,

es que se puede señalar a Lorenzo Silva y punto.

¿Estás preocupado, expectante, por la reacción del ejército,

o de los políticos de entonces?

Bueno, el ejército yo creo que no habrá problema

porque la tropa va a estar totalmente de acuerdo con lo que cuento.

O sea, porque básicamente es la historia que me contaron ellos.

Y yo traduzco lo que me han contado,

con mis pequeñas dosis de ficción, por supuesto.

Pero yo cuento lo que ellos cuentan.

El alto mando, entiendo, que no le gustará.

Igual que no le gustó que Paul Bremer publicara sus memorias.

Las memorias de Paul Bremer eran muy agresivas con el ejército español.

Nos dejaban de vuelta y media, básicamente.

Y entiendo que no les gustó.

Y esta novela también recoge la versión de Paul Bremer,

y entiendo que al alto mando no le gustará.

Pero bueno, que teniendo el apoyo de la tropa,

¿a quién le preocupa el alto mando? Por así decirlo.

Dice Álvaro Colomer, al principio de su libro, que en la guerra

hay tantas verdades como puntos de vista.

Bueno, pues imagino que la mayoría de vosotros

estaréis de acuerdo conmigo.

En que esa máxima se puede aplicar a cualquier ámbito de la vida.

Pero mejor, en tiempos de paz.

"La bengala dibuja una estela que es como una incisión en el cielo.

La columna de humo se dilata pausada en el viento.

Parece un desgarro abriendo la piel al universo.

Tal vez, se derrame la sangre acumulada durante milenios

en el firmamento.

Pero la brisa disipa la estría,

y el cohete se extingue sin un estallido.

La ausencia de un petardazo final desconcierta a los milicianos.

Y Hayak Trasak duda de que fuera la señal acordada

para arrancar la batalla.

Tabletean las ametralladoras a su alrededor.

La gente se dispersa buscando refugio.

Una mujer resbala y la muchedumbre la pisotea.

Y aún con esto, el lobato no reacciona.

Su mente zozobra en una ciénaga oscura.

Y rechaza aquello que resulta evidente.

La muerte ya cabalga con una pistola en cada mano.

Un vehículo de asalto se posiciona frente a la entrada,

y los soldados de la plus ultra enseñan las armas.

Los congregados no creen que se atrevan a usarlas,

y tiran piedras contra el carruaje.

La tripulación carga los HK, apunta encima de las cabezas,

y abre fuego disuasorio.

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • Álvaro Colomer

Página Dos - Álvaro Colomer

24 ene 2017

Álvaro Colomer nos habla de la batalla de Najaf. Su novela "Aunque caminen por el valle de la muerte" (Literatura Random House) explora ese episodio bélico, acaecido en Irak el 4 de abril de 2004, cuando un numeroso grupo de insurgentes iraquíes atacó la base militar española.

Por otro lado, volvemos a la cocina y prepararemos el pollo al vino blanco, una receta recurrente en las novelas del inspector Maigret de Georges Simenon.

Rescatamos algunos buenos momentos de los diez años de Página Dos.

Y, finalmente, nos vamos al cine para analizar "Silencio", la última película de Martin Scorsese.

ver más sobre "Página Dos - Álvaro Colomer" ver menos sobre "Página Dos - Álvaro Colomer"
Programas completos (427)
Clips

Los últimos 1.541 programas de Página Dos

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios