www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.12.2/js
3761919
Órbita Laika - Programa 4 - ver ahora
Transcripción completa

¡Ay, el espacio! ¡Qué lugar tan solemne!

Uno no sabe lo poco cosa que es hasta que no llega al espacio

y comprueba que hay tanto espacio.

Y otra cosa que también me choca, después de ver tanto Star Wars,

es que el sonido no se transmite en el espacio.

(Pedos)

(Radio)

A ver, tripulación, que no es cosa mía.

Es que al robot de cocina le ha dado por hacer en las últimas semanas

fabes con de todo.

Pues llevo nueve meses así.

(Radio)

Mira, no pasa nada, eh.

Lo que ocurre en el espacio se queda en el espacio.

(Música de cabecera)

(NARRADOR) El espacio, la última frontera.

Estos son los viajes de la nave estelar Laika.

Su misión: adentrarse en las grandes preguntas

de la ciencia para ir, de buen rollo,

adónde nadie ha ido jamás.

Órbita Laika, la nueva generación.

(Aplausos)

Saludos, amigas y amigos, bienvenidos a Órbita Laika.

Gracias, gracias.

¿Qué tal? Gracias, gracias. Parla, Vanesa.

¿Qué tal? Gracias a todos.

Sé que os estáis preguntando:

"¿Por qué tiene esta sonrisa tan estúpida?"

Vamos a tratar un asunto que me resulta interesante.

Un asunto peliagudo, pero, no obstante,

que puede ser de interés para todos.

(GRITA)

¿Te has asustado, eh? ¿No? Pues haber pedido muerte.

Vamos a hablar de muerte, o de la ausencia de muerte,

o de la inmortalidad.

Porque os tomáis a la ligera el asunto de la muerte.

Habéis salido y no habéis dicho: "Lo mismo me muero".

Parece que la muerte nos la tomamos a cachondeo.

Decimos: "Estoy muerto de hambre",

"Estoy muerto de sueño", "Muero de amor".

Esa tontería que tenéis los adolescentes:

"La quiero a morir". A ver...

¿Quién va al fútbol y grita?:

"Hasta la muerte, contigo hasta la muerte".

¿Te has planteado lo que estás diciendo?

No es te acompaño a una esquina y me vuelvo,

es hasta la muerte.

¿No pensáis que habláis de vuestra muerte? Porque...

O sea, tú y tú, y tú y tú.

El de casa, te vas a morir.

¡Ay, perdón! ¿He hecho un spoiler?

Sí, yo no sé vosotros,

pero a mí se me quitan las ganas de morirme.

Es una cosa... Yo no me quiero morir.

Yo quiero estar siempre aquí, como vosotros ser joven.

(CANTA) Forever young, I want to be...

Lo que pasa es que todos tenemos ganas de ser inmortales,

pero hacemos cosas muy estúpidas para conseguir la inmortalidad.

Eso de escribir un libro,

plantar un árbol, tener un hijo.

¿Pero qué tontería es esa?

Eso no te hace inmortal, sino que te quita vida.

Lo cansado que es cavar un hoyo para plantar un árbol.

Escribir un libro te deja agotado, mirad a Belén Esteban

que está destrozada.

Y lo de tener un hijo... Vosotros lo sabéis que sois hijos.

Es una cosa carísima que está ahí en casa más tiempo que tú,

viviendo hasta que tenga hijos y se vaya.

Mi consejo es que si queréis ser inmortales,

nada de plantar árboles... No, tened un hijo

que plante él el árbol y escriba el libro.

Y tú como padre le recriminas.

Le dices: "Yo a tu edad ya había escrito 20 bestsellers".

"Yo cuando tenía tu edad había plantado las Ardenas enteras,

me llamaban el Amazonas".

Eso sí que te da vidilla, el volcar tus frustraciones en tu hijo.

Diréis: "Qué crueldad, qué maldad".

Nada mejor que la maldad para ser inmortal.

Si ya lo dicen los refranes: "Mala hierba nunca muere".

Si tú eres malo, eres de los que no te mueres.

En los entierros dicen: "Solo se van los buenos".

Yo nunca he ido a un entierro que digan:

"Se nos ha ido Manolo, qué lástima, con lo cruel que era".

"Ay, me acuerdo que le arrancaba las alas a las moscas,

Lo vamos a echar de menos.

Cómo nos fustigaba

para que construyésemos su pirámide".

Os veo a todos tan jóvenes que no puedo evitar recordar

que vais a vivir mucho gracias a que hemos cambiado,

antes tenían menos esperanza de vida.

Vosotros, gracias a la medicina, podréis vivir un montón.

Hemos conseguido prevenir enfermedades,

curarlas, mejorar los hábitos alimenticios...

Pero nos parece poco y por eso queremos

hacer una especie de involución, volver al estado antiguo,

nada de alimentos modificados genéticamente,

nada de medicamentos de farmacia, que son un complot,

nada de vacunas.

Dices: "Que se endurezca el niño, qué se va a pinchar.

Que se haga recio y fuerte".

Hay que vivir como en el Paleolítico.

Eso sí que era vida sana.

Todo el día aire puro, agua limpia con sus bacterias,

y deporte, porque anda que no hacían deporte.

"Corre que viene un diente de sable".

Es hacer crossfit: "Salta, agáchate".

Lo que no entiendo es cómo podían vivir 30 años nada más,

con una vida tan sana.

¿Sabéis lo que creo? Creo, y que no salga de aquí,

que esto de doblarnos y triplicarnos la esperanza de vida

es un complot de las farmacéuticas

para vendernos más medicamentos.

A lo mejor es cosa mía.

Aprovechado que sois jóvenes y que estáis aún por moldear,

que sois como trozos de barro en los que puedo construirme,

Os daré un consejo fruto de mi experiencia:

recordad todos los que sois jóvenes, aquí y en casa,

no se trata de saber cuándo vas a morir,

sino de saber cómo vas a vivir.

(Aplauso)

Quiero decir que cómo vas a vivir

con los sueldos que te esperan en el futuro.

Comienza Órbita Laika, la nueva generación.

Este es nuestro sumario.

(ROBOT) Cargando cuaderno de bitácora del capitán.

En nuestro viaje hablaremos del tiempo,

de telómeros de envejecimiento,

visitaremos el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas

y el Parque de Investigación Biomédica de Barcelona.

Y muchas cosas más.

Cuaderno de bitácora cargado.

Muchas gracias, Reme.

Ya que estamos hablando de inmortalidad,

hemos decidido invitar a la nave Laika

a alguien que ha hecho todo lo posible por intentar alcanzarla.

Siri, teletranspórtame a Barei.

(ROBOT) ¿A cuál de las 30 islas del reino de Bahréin teletransporto?

No, a ver, me refiero a que, para ser exactos,

me teletransportes a la cantante Barei.

(ROBO) Teletransporte activado.

Genial. Fuerte aplauso para recibir a Barei.

(Aplauso)

(Música de cabecera)

Detrás de usted.

Toma asiento. ¡Cómo te quiere la gente!

Bueno, Barei, no sé si me has escuchado

viajando por el espacio orbital

mientras venías que te he presentado como una persona que había intentado

alcanzar la inmortalidad.

Y presentarse a Eurovisión es buscar la inmortalidad,

mira a Massiel...

Sí, es buscarlo en cierta manera.

Al final quedas en la historia.

Me decían: "¿Te das cuenta?" Y yo: "Que todavía no".

En estos casos, además, no sabe uno qué es mejor, si triunfar,

si hacer un... No sé.

Te cae un foco y todos se van a acordar de eso.

Hay muchas maneras de inmortalizarse.

Cada uno tiene sus gustos.

Tuvimos a Mónica Naranjo en el programa

y le mostramos cómo sonaría Johann Sebastian Bach

en Venus o en Marte en función de la atmósfera.

No sé qué tal llevas lo de la música espacial...

No soy muy conocedora.

Hay un astronauta que se llamaba Tim Peake,

y estaba en... No Twin Peaks.

No, eso es una serie de David Lynch,

sino Tim Peake, que en inglés significa Tim Peake.

Aquí lo tienes. Ese es Tim Peake.

Estaba en la Estación Espacial Internacional

y se llevó tres canciones.

Como eres una persona con... He visto tus redes sociales

y tienes mucho gusto y conocimiento musical,

a ver si aciertas qué canciones se llevó.

Más o menos, qué estilo, no sé...

Si le gusta el rock o el rap. ¿ABBA?

¿Tiene cara de gustarle...? No lo sé?

En todas partes cuecen habas.

¿También allí? No lo sé.

¿Queen o algo así?

¿Queen? Curioso esto. ¿Por qué lo has dicho?

Por su cara.

Eso es, Queen. Escucha la primera canción.

(Música rock)

(CANTA)

Efectivamente, Queen. "¿Te das 'cuen'?"

¿Verdad que sí? ¿Cómo era? ¿Tim qué?

Es ideal para despegar. Dices: "No me pares ahora".

"Don't stop me now".

Es el momento... (CANTA) Show must go on.

Eso cuando estás ya en la atmósfera.

Esto era efectivamente Don't Stop Me Now de Queen.

Este era Freddie Mercury. La segunda canción...

¿Qué más te suena? Has dicho ABBA,

ya te digo que no, hubieras perdido el apartamento.

Sting. Sting... Sting.

Pues mira, ni idea.

Sting, no. Nada de aguijones.

A ver si te suena.

(Música rock)

Tiene sentido. Claro.

Beautiful Day de U2,

que sabes que además era el nombre de un avión

o sea que la cosa va de aerodinámicas y demás.

Tú vas en un cohete y dices: "Pues espero tener un buen día".

Totalmente, vamos.

Porque era británico, si fuera español, hubiese escuchado a Serrat.

(CANTA) Hoy puede ser un gran día.

Y la tercera, ¿alguna apuesta a última hora?

Cuéntamelo tú.

La tercera canción es esta.

(Música pop)

¡Oh, qué buena!

Buena música se llevó. ¿Verdad que sí?

Muy propia.

A Sky Full of Stars.

Es que parece que dice: "Que se os cae". ¿Verdad?

Parece que está avisando: "Que se os cae".

(CANTA) Cause you're a sky... Estaría bien para el cohete.

"Que se os cae".

Pero no se cae, hombre, si no hay gravedad.

¿Tú qué tres canciones pondrías para que te acompañaran

si fueses astronauta? ¿Qué te llevarías?

Suponiendo, ¿no? En un hipotético caso.

¿Te llevarías a Bruno Mars?

Me gusta mucho, sí, pero Michael Jackson.

Por encima de todo es Michael Jackson.

Para poder moverte con ingravidez.

En la Luna el Moonwalker.

Who's bad?

Barei, háblanos, ya que te tenemos, de tu experiencia eurovisiva.

Porque dicen que Eurovisión es lo mejor y lo peor.

Que ahí está todo como un revoltijo.

Yo me lo paso muy bien viéndolo.

Dicen: "El representante de Kazajstán".

Y eso da mucho juego. Por ejemplo, cantar en inglés.

Ha despertado polémica y todo esto.

Bueno, y más ahora.

Vienes con un puesto que no es el esperado

y la gente dice: "Lo ves".

Hemos ido en español otras veces y ha pasado lo mismo.

Porque Remedios Amaya triunfó.

La verdad que sí, quiero decir... No tiene nada que ver con el idioma.

Lo del inglés es por el estilo, porque la música es sonido,

la dicción es sonido también

y la dicción del inglés es muy distinta al castellano.

Para ciertos estilos, si le arrancas la sonoridad que tiene las raíces,

te lo cargas.

Me pasa con el humor. El castellano es más seco.

En inglés es más fácil.

¿Cómo se llama el estado de EEUU donde hay más dulces?

"Maschuches".

¡Mas...! ¡Maschuches!

Dejemos... ¡Dadme un aplauso para recuperarme

y para que se recupere ella!

Lo siento, perdón.

¿Crees que deberíamos estar abiertos,

que nuestro representante cantara en lo que quisiera?

Que pueda cantar en klingon, por ejemplo.

Total, en lo que quiera.

¿El klingon lo controlas?

El klingon no, pero da igual. En gallego, en euskera,

en catalán, en castellano, en inglés, en francés.

Lo que mande la canción, ¿no? Claro, el estilo.

Estamos hablando de un evento

que tuvo más de 200 millones de telespectadores.

Es como nuestro programa. ¡Ahí es nada!

Para que lo entendáis los que estáis en casa,

equivale a llenar... En campos de fútbol la gente se aclara bien.

El Santiago Bernabéu casi 2500 veces.

Es una barbaridad. ¿Te pusiste nerviosa?

No.

¿Nada? ¿Tan pancha?

"Todos los días me ven 200 millones".

Me puse nerviosa los días anteriores.

Pero esa noche, no.

Me pasó lo mismo en Objetivo Eurovisión.

No sé, ese momento estaba tan agradecida

y tenía tantas ganas de vivir ese momento

que sabía que iba a pasar...

Mi responsabilidad es disfrutarlo. Pensé eso.

Y lo disfruté y la gente también.

Ya que hablamos de inmortalidad, hay que disfrutar el momento.

Carpe diem. Memento mori.

¿Existe el peligro de que Eurovisión

le arrastre a uno como un agujero negro,

te subsuma?

¿A mí o a los fans?

¿A ti como artistas crees que esto va a ser un lanzamiento

o puede ser todo lo contrario?

Para mí, lo ha sido.

Cambia también cuando eres un artista consolidado

o cuando eres artista independiente, que aunque lleves tiempo,

no estás en un punto de tu carrera en el que pueda ser

algo que te perjudique, ¿no?

Todo lo que me ha venido es positivo,

tengo la visibilidad que antes no tenía.

Ya luego la gente decidirá: "Me gusta", "No me gusta nada",

"Me lo compro" o "No lo quiero".

Pero si no tienes visibilidad, no existes.

Además, todo es cuestión de tiempo

Y, en un programa que habla sobre tiempo,

sobre la inmortalidad,

¿tú sabes por qué contamos los días como los contamos,

el tiempo, las horas...? ¿Por qué contamos?

No. Yo tampoco.

Nos lo va a explicar el que nos cuenta estas cosas.

Recibamos a Santi García con un fuerte aplauso.

Vamos, Santi.

(Música de cabecera)

(Aplausos)

Que corra el aire, Santi, que te conozco.

Goyo, vengo contento.

Bueno, me presento, soy matemático,

como cuando ves La 2 y te duermes,

que dices: "Joder, es matemático".

Bueno, estamos en La 2.

¿Sabes lo que es matemático también? La renovación de tu contrato

para la siguiente temporada.

Venga, Santi, vamos al tajo.

¿O vas a hacer un chiste cada día o te vas a meter al tajo?

Mientras se me ocurra, sí.

Vengo preocupado, pero no mucho,

porque me he dado cuenta de que todos tenemos

una cosa que es demagógica y es para todos igual

que es que somos finitos.

Sí, algunos más... (SANTI) Algunos más que otros.

Y Finito de Córdoba, que además es de Córdoba.

Yo me refiero que empezamos y terminamos.

Claro, venga, más obviedades.

Sí, todos morimos, pero ¿todas las formas de vida mueren?

Pues, sí, ¿no? Está implícito en vivir.

Al final, palmas.

Es necesario la muerte para la evolución de la vida.

Pero ¿todas todas todas?

Menos Drácula y esto que eso es ficción.

Pues yo traigo una que no se muere, que es una medusa.

Una medusa inmortal. La vamos a ver en pantalla.

Una medusa muy bonita.

¿Es esta medusa?

La turritopsis nutricula.

Mide menos de medio centímetro. Es muy chiquitita y no muere nunca.

¿Cómo se llama? Turritopsis nutricula.

Sí, claro, de la famosa nutricula de Murcia.

Es una medusa pequeña, ¿no? No esta que sacamos del mar.

No pica, no hace nada, solo es inmortal.

Es inmortal por un proceso muy interesante

que se llama la transdiferenciación.

Nuestras células se vuelven específicas con el tiempo.

Son todas iguales y cada una con el tiempo se vuelve específica.

Pues la medusa lo que tiene es que vuelven al estado original.

En vez de específicas, se vuelven otra vez originales.

Todas iguales, generalistas.

Entran en un bucle, como mi madre cuando se enfada.

Sí, entra en bucle como mi madre.

Efectivamente, como mi madre cuando se enfada.

Mi madre entra en bucle. (BAREI) ¿Tu madre es inmortal?

Si hay inmortalidad, mi madre va y la encuentra.

Mi madre también es de esas, eh.

La medusa no es que sea inmortal porque dice:

"Es que yo nunca muero".

No es solo que no muera, es que no pierde cualidades.

Es interesante estudiar esto, porque se puede utilizar

para regenerar tejidos, regenerar...

Ya lo veo por las madrugadas:

"Baba de caracol, no, crema de medusa".

Puede valer para todo.

Se está utilizando para investigar sobre el alzhéimer y el cáncer.

¿Podemos ser inmortales?

¿Imagina una medusa en la cabeza?

A mí me quedaría bien, me haría un pelazo, pero...

De momento, creo... Más de una medusa haría falta.

¿Y en regeneración de cabello puede ayudarnos?

No lo sé, pero no queda bien en la cabeza.

De momento no está de moda.

Los hipsters pueden ser capaces de todo.

-¿Y nacen más? Quiero decir, porque habría una plaga...

Buena pregunta.

Si no mueren y no paran de nacer, el mundo será Medusas World.

Esto es muy fácil. Solo mueren de una manera.

"Ups, se me ha ido el dedo". Y así sucesivamente.

-¿No mueren por si solas?

-Por accidente o por enfermedad.

Y tendrán algún predador, ¿no?

¿Un depredador...? Los japoneses. Las tortugas comen medusas.

Y viven 200 años y qué bien les va.

Por eso va a ser eso.

Nosotros somos finitos y tenemos que contar nuestro tiempo.

¿Cómo contamos el tiempo?

Contamos con los dedos. Uno, dos... Hasta diez.

Tenemos diez dedos. Los pies no cuentan.

Contamos de diez en diez.

Tú eres muy joven, pero cuando éramos pequeños,

decíamos: "Y me llevo cuatro y..."

(BAREI) Y me llevo... Sí, lo contábamos así.

Entonces ¿contamos hasta diez porque tenemos diez dedos?

Exacto, contamos de diez en diez.

Tenemos uno, dos, tres, hasta nueve y el diez que es uno y cero.

Tenemos diez números.

Del cero al nueve son diez números y ya está.

Pero después hay cosas muy raras, por ejemplo, las horas del día.

¿Por qué las horas son 12 de día y 12 de noche, 24?

No contamos de diez en diez.

En la antigua época, con los sumerios,

todo empieza con los sumerios, es la primera civilización.

Los sumerios también contaban, por eso eran los sumerios.

Pusieron un palo, de lo que sea, de selfi no había,

pero ponían un palo y hacían cuántas hora tenía el día.

Un reloj de sol. Una esfera, ¿no?

Ponían ahí letritas, letritas... Y contaron 12.

Dijeron: "Pues 12 de día y 12 de noche".

El equinoccio tiene 12 horas en el día y 12 en la noche.

Fue casualidad.

Pero tiene muchas ventajas contar de 12 en 12,

Por ejemplo, ¿cuántos minutos tiene una hora?

¿Cuántos segundos tiene un minuto?

60. ¿60? ¿Y por qué 60?

(BAREI) ¿Por qué no 24? -Eso, ¿por qué no 24

y seguimos un patrón estándar?

Pues el 60 también viene de los sumerios,

porque miraban las estrellas y tenían que hacer particiones

en el cielo, con grados.

Y de hecho, ahí podemos ver el cielo, mira cómo gira.

Claro, como es esférico lo hacen en grados.

Partían el cielo por trocitos. Decían: "Una parte aquí,

un grado aquí, otro aquí"... ¿Cuántos grados tenemos?

Dijeron: "Vamos a usar el sistema sexagesimal".

60. 60 grados.

¿Por qué 60 y no diez si tenemos 10 dedos?

"Vamos a partir en diez. Las piezas en diez".

¿Por qué 60? Que nos tienes en ascuas.

¿Por qué 60? Porque se divide muy bien.

Porque puedes dividir 60 entre 30, entre 15, entre 12, entre 10,

y así hasta 11 divisores de 60.

Mucho más que, por ejemplo, el número 100,

que es diez veces diez.

100solo se divide por nueve números.

¿Y todo esto lo inventaron los sumerios?

Dijeron: "Si lo podemos partir en mucha gente,

pues cuanto más, mejor".

Eran gente así, de repartir.

Y ahora contamos en binario y todo esto.

Claro, decimos: "Está muy bonito.

El sistema duodecimal para las horas,

el sexagesimal para el cielo".

Pero en nuestra época actual, ¿cuál es el que prima?

Los ceros y los unos. Con los binarios ya nos vale.

Estamos con el móvil y ahí solo usamos el cero y el uno.

No hay término medio.

Está muy bien que me des esto, porque se acaba la sección

y vas a dejar de ser un uno y pasarás a ser un cero.

¿Sí? Pero he hecho una cosa.

¿Qué cosa has hecho? He hecho una canción.

A ver, perdona un momentito, Barei.

Tuvimos una conversación, ¿te acuerdas cuando vino Mónica

y lo hablamos claramente?

Que entre bomberos no nos pisábamos la manguera.

Pero me dijiste que era simpática...

Pero ¿has intentado no ser atractivo en la canción?

Sí, me he puesto gafas.

Entonces, te dejo.

Siri, ponme la canción del tiempo.

(Música de cabecera de El Tiempo)

Yo hay veces que no sé si es que se equivoca

o es muy lista.

Llámala Remedios y te hará caso.

Remedios, no, la otra canción del tiempo,

la que he hecho esta mañana, porfa.

(ROBOT) De acuerdo, activada reproducción de vídeo.

(CANTA) El tiempo es una variable Que ni empieza ni acaba

Que nos hace sentir viejos Que nos arruga la cara

El tiempo es una variable Se divide y se compara

Tiene años, tiene meses Tiene días que borraba

El otro día vi a Mónica Naranjo, ese no lo borraba.

(CANTA) El tiempo hay que contarlo para ver por qué trabajas

Ocho horas y no cuatro Porque el puente no libraba

El tiempo es relativo Pero en la Tierra apenas nada

Es más justo que nosotros Que las mates nunca engañan

Duodecimal

Con las horas que hay que contar

Sexagesimal

Con los minutos pa' aprovechar

Un día dura 24 horas

Contando un día ha salido eso

Una hora dura 60 minutos

Porque 60 se divide muy bien

Un minuto dura 60 segundos

Por lo mismo, eh

Curioso elemento el tiempo

Barei, para Eurovisión del año que viene.

Lo siento, perdón.

A mí, personalmente, me encanta Jarabe de Palo,

pero el original.

He hecho un homenaje, ¿no?

Voy a mandar un saludo a Pau Donés, un abrazo enorme,

y otro a ti, que no ha estado mal del todo la sección

Puedo volver, ¿no? Vete, arreando.

Adiós, Santi García.

Bueno, Barei, llegados a este punto, elegimos a alguien del público

y le planteamos una pregunta que tiene que resolver

a lo largo del programa con ayuda de una tablet.

Por desgracia, tenemos un pesado en el programa

que se empeña en ser quien lleve esto,

quien escoja al voluntario, así que, para que deje de molestar,

hemos decidido dejar

que se ocupe él de esto a partir de ahora.

No le aplaudáis mucho que se viene arriba.

Mister Nerd, adentro. ¿Dónde está?

Hola, hola, hola. ¡Ey!

¿Qué tal? Hola.

No es de plástico, es así, en serio.

¿Qué es esto que llevas ahí?

He pensado que podíamos elegir al pasajero

igual que al ganador de Los juegos del hambre.

Le doy las espadas y que se maten.

No, mira, de verdad. O sea... No.

No, porque luego hay que recoger, hay que fregar,

que el plató es blanco.

¿A que no caes en esas cosas? Como no tienes experiencia.

Tampoco son tantos, ¿eh?

Lo hacemos de otra manera. Lárgate, fuera, ya está.

Hola, completa desconocida, ¿qué tal?

A ver si hay suerte, tropiezas y te clavas una de esas.

No sé quién es porque no veo Eurovisión,

solo programas culturales y a veces este también.

Sí...

(Abucheos)

A veces. -A veces solo.

Pues nada, vete a ver tus programas culturales.

Pon La 2 que está muy bien.

Adiós, Barei. -Hasta luego.

Entiendes ahora por qué no tenemos a este con una sección,

se nos ha colado.

Vamos a buscarlo nosotros, porque como dependamos de él...

¿Me acompañas? Voy detrás de ti.

Así voy admirándote.

¡No mires mucho! No, no, no.

Estaba viendo a ver si caminabas así también.

Voy así, de lado.

Es punta, talón, punta, talón, ¿verdad?

Sí, la gente suele abrir...

Yo lo he hecho en la escuela de arte dramático, es la base.

Pero lo haces uno a uno.

Lo hago lento para que no se pierdan esta gente.

Y fíjate que son unos talentazos, de hecho los traemos

para asegurarnos de tener un nivel bueno de público.

El del fondo, de la camiseta blanca,

Vamos, ven, ven. Ve hacia él.

Voy a coger un micrófono para que se le escuche.

Un momento.

No te tomes confianza que acabo de nombrarte y ya estás besando.

¿Te llamas? Julio.

No, tú no te llamas. La gente te llama

Has estado rápido. Julio, ¿a qué te dedicas?

Estudio Medicina.

Ya sabía yo... Como va de blanco. Ya va calentando, ¿verdad?

¿En qué curso estás?

En segundo. ¡No te queda nada, chaval!

Ahora eres chamán y punto.

Síguenos, te vamos a nombrar pasajero de primera.

Siéntate por aquí.

Moveos hacia allá y así nos sentamos.

Barei, siéntate tú aquí. Siéntate junto a él.

Toma tu micrófono, póntelo en la boca para hablar.

Te vamos a hacer una pregunta y tienes hasta el final del programa

para encontrar la solución utilizando el dispositivo

y el acceso a redes, tienes toda la información.

¿Cuál es la pregunta? ¿Quieres saberlo?

Remedios, Anacleta, como quieras, formula la pregunta.

(ROBOT) ¿Qué relación tiene una mano robótica

con el velcro?

¿Qué tiene que ver una mano robótica, biónica,

con el velcro?

Sabemos lo que es, ¿eh?

La gente que tiene velcro...

Yo no beso a gente con barba porque hacemos velcro.

Es por eso por lo que...

Tienes hasta el final del programa.

De vez en cuando vamos a mirar, nada de ver vídeos de caídas.

Esto es para investigar.

Lo importante no es el resultado, es el proceso, ¿de acuerdo?

Julio, segundo de Medicina, ponte a ello.

Estás perdiendo el tiempo.

¿Qué tiene que ver una mano biónica con el velcro?

Perdona, esto...

(ROBOT) Alerta, el teletransporte ha sido activado.

Esto es el teletransporte,

La única que lo activa cuando le da la gana

y entra así de forma ortodoxa es Gloria García-Cuadrado.

(Música de cabecera)

Gloria García Cuadrado, Barei.

Perdóname que os presente.

(GLORIA) Encantada. (BAREI) Igualmente.

-¿A ti te gustaría poder envejecer más lentamente?

-A veces sí y a veces no. Casi siempre sí.

-En general, sí.

Eso es porque es joven. A mí me gustaría envejecer más...

Pero bueno, sí.

La cuestión es que podemos ralentizar el tiempo.

Es algo que sucede todos los días, veréis.

Ayúdame, por favor, Barei, sujeta esto.

Antes de Einstein, nuestra concepción del tiempo

era muy diferente.

Veíamos los relojes como objetos rígidos, indeformables,

pero Einstein nos demostró lo contrario.

Nos dijo que el tiempo se puede deformar.

Vamos a verlo ahora.

Por favor, Goyo, trabaja un poco.

Yo tenía de esto.

Coge uno de estos. Barei ven por aquí.

Sujeta el otro extremo. ¿Sigo tirando?

Ahí está bien, capitán, pero baja, por favor.

Esto no es "le damos un latigazo al calvo", ¿no?

Tranquilo, no es peligroso. Baja, por favor.

¿Aquí? Ahí estás bien.

Bueno, pues pensad en los tics de un reloj

como en las crestas de este muelle.

En un intervalo dado, por ejemplo, el cuerpo de Barei,

estás muy esbelta,

podemos contar uno, dos, tres, cuatro, cinco crestas.

Por favor, capitán, aléjate un poco.

Al final lo sueltan y verás tú.

Muévete más, muévete más, muévete más.

Venga, ahí está bien. Detente, capitán.

Quieto parado, ahí. Muy bien.

¿Qué vemos? Vemos que, al estirar el muelle,

disminuimos también el número de crestas del intervalo.

Ahora tenemos una, dos, tres.

Al tiempo le pasa algo similar, es como un muelle.

Lo podemos estirar como este muelle y podemos ralentizarlo,

haciendo que haya menos tics, que marque menos tics.

Esto lo hace mucho mi pareja, que estira el tiempo.

Yo pierdo las mañanas, pero ella...

La cuestión es que ahora nos podríamos preguntar:

"¿Cómo lo podemos hacer?

¿Cómo podemos estirar el tiempo? ¿Cómo podemos hacerlo?"

Lo podemos hacer jugando con dos cosas:

con la gravedad y con la velocidad.

Empecemos con la gravedad.

Tengo aquí algo que reconoces, ¿verdad, capitán?

Sí, lo hemos visto en otro programa.

Es una visualización del espacio-tiempo en un plano

para que sea más fácil de comprender

para las mentes débiles como la mía.

Para cualquier mente. Está perfecto.

Un cum laude. Muy atento, un alumno aplicado.

Pues, Barei, esto, como decía Goyo,

tenemos que pensar en que el tiempo y el espacio

no son independientes, sino que están juntos,

están incrustados en lo que llamamos espacio-tiempo,

que representamos con esta red.

Cuando colocamos materia o energía en esta red,

la red se deforma

y, con ello, las medidas de las reglas,

que miden las distancias, y de los relojes,

que miden el tiempo, se deforman también.

Vamos a verlo con nuestro muelle del tiempo.

Ayúdame otra vez, Barei.

Mira.

Pon tu mano encima de la mía, para sujetarlo con más fuerza.

¿Qué pasará cuando deje ir esta pelota?

Esta pelota pesa lo suyo. Un poquito.

(BAREI) Se bajará. (GLORIA) Muy bien. Buena intuición.

¿Qué ocurre?

Se deforma el espacio-tiempo

y esta deformación tira del muelle del tiempo con él.

Ralentiza el tiempo, como hemos dicho antes.

Esto ocurre continuamente.

Por ejemplo, en una estrella de neutrones.

Es una estrella muy, muy densa.

Pensad que un volumen equivalente a un terrón de azúcar

de una estrella de neutrones

pesaría tanto como el Everest.

Es un cuerpo muy denso.

Lo siguiente más denso ya es un agujero negro.

Pues lo que pasa con la estrella de neutrones

lo vamos a ejemplificar aquí.

Esto es una estrella de neutrones, ¿no?

Tiene pinta. -Deforma mucho el espacio-tiempo.

Lo deforma tanto que el tiempo cerca de una estrella de neutrones

transcurre 0,9 veces más lento

que el tiempo lejos.

Como la película Interestellar que están cerca del agujero negro

y envejecen más lento

y, cuando vuelve, la hija es mayor que el padre.

Eres muy ducho en la materia.

La cuestión, Barei, es que, si te apetece,

cogemos al capitán y lo enviamos a una estrella de neutrones

y nosotros hacemos un motín a bordo

y nos hacemos con la nave, ¿eh?

Es broma, quédate aquí.

Ya me iba a una estrella de neutrones.

No abuséis de mí, por Dios.

Hago lo que me pidáis.

Si enviamos a Goyo a una estrella de neutrones,

un año para alguien que se queda en la Tierra

sería para Goyo 11 meses.

Es decir, lo hemos hecho un mes más joven.

Parece poco, pero en un mes se pueden hacer muchas cosas.

Pero no hace falta ir tan lejos.

Capitán, por favor, sube al puente de mando.

Un poco más arriba. Ahí está bien.

Muy bien, mira, Barei y yo, ahora somos más jóvenes que tú.

¿Por qué?

Porque, al ganar altura, te estás alejando de la deformación.

En cambio, nosotras estamos más cerca

y notamos más este efecto de estiramiento del tiempo.

Por eso envejezco peor, porque soy más alto.

Debe ser por eso.

La cuestión es que...

¿Puedo bajar que me estoy haciendo mayor por momentos?

Ven con nosotras otra vez.

Pues esta diferencia de tiempo es muy pequeña.

Por ejemplo, si fuéramos al Empire State Building,

que mide unos 380 metros de altura,

tendríamos que vivir 79 años en la planta baja

para ganar 0,01 segundo

con respecto a alguien que viviese en la planta alta.

Está bueno saber esto por si compras piso, compra un bajo,

porque envejecerás menos. Compra un bajo que ralentiza

el tiempo y envejeces menos.

La conclusión es que si queremos un estiramiento significativo

tenemos que ir cerca de masas muy contundentes,

deformaciones muy profundas, no solo la Tierra.

También podemos estirar el tiempo con la velocidad.

Os voy a presentar a un ilustre invitado, como tú, Barei.

Te presento al señor Albert Einstein.

No, a Goyo ya lo conoces, es íntimo amigo tuyo.

Que no tienes cabeza ninguna.

(GLORIA) Parece que diga: "Tengo una idea".

Pues ¿cómo sería esto de ralentizar el tiempo con la velocidad?

Sería algo tal como esto. Barei, ayúdame, por favor.

Ahí, sujeta bien fuerte el muelle.

Tranquilo, Albert, vamos a darte velocidad con tu permiso, Einstein.

Sería algo así como que por fricción

un cuerpo que se mueve con cierta velocidad

arrastra el espacio-tiempo con él y con ello dilata el tiempo.

Un coche también lo hace, ¿no?

Si nos pusiéramos a correr y tú te quedases en reposo,

nuestro tiempo iría también más lento.

Lo que ocurre es que son diferencias de tiempo muy pequeñas.

La cuestión es que tenemos que movernos muy rápido,

el señor Einstein tiene que moverse a casi la velocidad de la luz

para conseguir un efecto significativo.

Esto lo hacemos cada día en los aceleradores de partículas,

donde movemos las partículas al 99,9% de la velocidad de la luz.

Ya tenemos los ingredientes necesarios

para construir nuestro elixir de la juventud.

Nos tenemos que ir cerca de una estrella de neutrones,

o a un agujero negro como el del centro de la galaxia,

y movernos a la velocidad de la luz.

Un aplauso para Gloria para despedirla.

Lo importante es que, además de vivir mucho,

nunca terminamos de aprender,

como nuestro pasajero, que es joven,

pero también aunque uno sea muy mayor, ¿verdad?

Siempre hay algo que aprender.

Con esa idea hemos decidido enviar a la abuela

de alguien del equipo, no sabemos de quién,

al Parque de Investigación Biomédica de Barcelona.

(ROBOT) Activando reproducción de vídeo.

-Buenos días. -Buenos días.

-Preguntaba por el doctor Ángel Raya.

-Aquí lo tiene. -Gracias.

-Hola, ¿qué tal? ¿Elena? -Hola. Sí.

-Mucho gusto. -Igualmente.

-¿Viene usted de Órbita Laika? -Sí.

-Bienvenida, la estábamos esperando. -Gracias.

-No sé si sabe mucho de qué va esto de la medicina regenerativa.

-Hombre, no lo sé, no lo sé. Por eso venía.

-Por ejemplo, a nosotros el pelo nos crece,

nuestro cuerpo se va regenerando, pero tiene un límite.

Nuestro objetivo es intentar ayudar al cuerpo

a regenerar esos órganos

o si no, podemos hacerlos nosotros y ponérselos a las personas.

-¿Se puede rejuvenecer?

-Nosotros no queremos, ni lo que hacemos va a servir

para que no haya vejez,

sino para que esa vejez sea sin achaques.

-Pues a mí me gustaría que hicieran algo

para esta enfermedad que es el cáncer.

-Con el cáncer lo que sucede no es que dejen de funcionar las células,

sino que se vuelven locas y empiecen a crecer.

El tipo de cosas que hacemos no sería muy eficaz

para tratar el cáncer.

Durante los últimos años lo que hemos intentado hacer

es músculo del corazón para solucionar

los problemas del corazón y podemos llegar a hacer

que células humanas empiecen a latir

en la placa y se comporten como células del corazón.

Las células viven aquí, esto es como un horno

donde tenemos las células a una temperatura controlada

como si estuvieran en el cuerpo.

Estas células, ¿ve cómo laten?

Esas células eran de la piel de un paciente

y, después de haberlas manipulado y haber hecho estos procesos,

conseguimos células que están latiendo

como si fueran células de un corazón.

¿A que son...? -¡Qué adelantos, eh! ¡Madre!

-Después de lo que hemos visto,

mi pregunta es: ¿usted cree que el tipo de investigación

que hacemos y el tipo de medicina que queremos desarrollar

serviría para curar el cáncer? -Yo creo que no.

Porque el cáncer lo que quiere es que las mate.

-Exactamente.

Mientras lo que nosotros hacemos es investigar

para que las células estén cuanto más robustas

y funcionales mejor.

Pues veo que le ha quedado todo claro,

espero que le haya resultado una visita agradable.

-Mucho.

-En un segundito está de vuelta con el teletransportador.

-Eso va rápido, ¿eh?

(Aplausos)

Impresionante, me parece fabuloso que no haya edad para aprender.

¿Qué opinas tú de esto? Totalmente.

El saber no ocupa lugar.

(ROBOT) Los científicos estiman el ser humano ha evolucionado

para morir antes de que su cuerpo lo requiera.

Porque así mejor la vida de las generaciones venideras,

pero no está programado para morir.

No existe ningún gen que le diga al cuerpo: "Apágate".

Si se pudieran reemplazar las piezas que se van desgastando,

teóricamente el ser humano podría ser biológicamente inmortal.

Perdona, Barei, pero es que esto es nuestra CPU,

que todos los programas tiene la manía de soltarnos un rollo

que no lo hemos metido en el software, pero ella lo hace.

Me va a tocar desconectarte, mira lo que te digo.

(ROBOT) No comprendo por qué me haces esto.

Tengo un gran entusiasmo por la misión.

¿Has visto 2001: Odisea en el espacio?

Pues está dándose el gusto de hacer el guion de la película.

Tranquila que no te voy a desconectar,

pero tengo una app que si quiero, lo hago.

(ROBOT) Pues no me acojones, Goyo.

Hay que revisar el protocolo gramatical.

No sé si sabes que no se pueden decir según qué cosas.

En fin, Barei.

Voy a seguir con la entrevista, perdona por esta interrupción.

Tiene su momento de protagonismo. Es normal.

Eso forma parte de ser inmortal, el protagonismo,

la sensación de protagonizar algo es muy humano.

Hay una cosa que me hace mucha gracia.

El tema de inmortalizar todo con los móviles.

Por ejemplo, vas a un concierto y la gente no ve el concierto,

la gente ve la pantalla del móvil, que es un pena.

Para los que estamos en el escenario es un poco raro

cuanto menos, ¿no?

Escuché a una pareja: "¿Te acuerdas de París?"

"No, estaba haciendo una foto".

Claro, totalmente.

No vives el momento. Lo cuentas, no lo vives.

¿Tú crees que lo bonito de ser mortal

es aprovechar, no?

Sí, sí, yo creo que sí.

Soy la primera que lo hago, eh.

Por eso me decías que hay que aprovechar.

Aprovechaste Eurovisión, sin ponerte nerviosa

y ahora espera aprovechar cada momento que venga.

Totalmente. Si puedo 15 años o 30...

Llevo 15 ya, sin que nadie me conociera,

pues a ver si estoy otros 15. Yo ya te conocía por amigos comunes.

Tienes una voz maravillosa, compones, eres letrista,

eres una maravilla de artista y te queda una carrera larguísima.

Eso espero. Eres joven, talentosa.

(Aplausos)

Muchas gracias.

Eres joven, talentosa y brillante.

Todo lo contrario del colaborador que te voy a presentar.

No lo digas, pobrecillo.

Es que me da rabia, porque es guapo, listo, lo tiene todo.

Le voy a tener que atar los machos

porque los experimentos no me acaban de convencer.

A ver qué nos trae esta semana.

Deja que te presente a Dani Jiménez. (DANI) ¡Goyo, Barei, venid!

Acercaos.

(Aplausos)

-Hola.

-Venid porque tengo unas piezas...

Perdona, me merece mucho respeto tu currículum,

tu experiencia como científico,

pero me salto el protocolo para decirte:

"¿Qué pasa, tronco?"

Luego iremos con ese tronco, pero os voy a hacer una pregunta.

Una pregunta con el primer protagonista.

Hoy vamos a experimentar con el tiempo

y, si os fijáis, en este recipiente tenemos moscas.

Barei, Goyo, ¿cuánto creéis que vive una mosca?

Yo lo sé pero se lo voy a dejar a Barei para no humillarla.

Aventúrate. -Muy poco, ¿no?

-Pero ¿un día, una semana, un mes, un año?

¿Meses, semanas, días?

-Un día. (DANI) Un día...

Os voy a traer otra pieza en el otro lado.

Aquí la tenemos.

-¿Es de verdad? No. -No.

Es una tortuga, pero está disecada.

¿Cuánto crees que puede llegar a vivir, no una como esta,

una tortuga gigante?

-Muchísimo. -¿Cuánto más o menos?

-Casi 200 años. -Casi 200 años. Muy bien.

Sí, sí.

Una mosca puede vivir un poco más de un día, un mes.

Y una tortuga gigante vive unos 200 años.

¿Por qué esta diferencia?

Para la mosca, la tortuga es eterna.

¿Por qué unas viven tan poco y otras tanto?

Es una estrategia para sobrevivir para evolucionar, para adaptarse.

Las moscas ponen muchos huevos

y esos huevos tienen una variabilidad genética enorme.

Son diferentes a los padres y la mosca tiene que morir

para que los huevos puedan progresar.

En cambio la tortuga utiliza una técnica diferente.

Cuando la tortuga pone un huevo y salen esos huevecitos

que van desde la playa al mar

es el momento cuando son más delicados.

¿Qué va a interesar a las tortugas?

Tener una vida muy larga para que puedan poner huevos

durante mucho tiempo.

Para nosotros, que estamos más cerca de las moscas que de las tortugas,

las tortugas son eternas.

Pero eso no es nada. ¿No?

No. Vamos para allá.

Nos comparamos con esto. Pasa, pasa.

Déjame primero que diga

que esta pieza nos la ha dejado

el grupo de investigación genética fisiológica e historia forestal

de la Universidad Politécnica de Madrid.

Necesitas todo el tronco para grabarlo todo ese nombre.

Un aplauso para el tronco porque es espectacular.

Agachaos, agachaos, agachaos.

Sentados así me da la sensación de que soy Gandalf el Gris.

Te falta el pelo. Sí.

Es una pieza, increíble, excepcional.

Os voy a decir solo tres cosas.

Tiene 514 años como mínimo.

Es decir, nació en el año 1494.

O sea, que estaba Colón... Estaba Colón por allá.

Es un pino canario, por tanto... Colón pasó por allí,

Pasó por Canarias.

Aquí aproximadamente, en el 1642, 43, depende del calendario,

nació Newton.

Vivió la época de la revolución científica.

Aquí vivió con Einstein cuando descubrió

la teoría de la relatividad en 1905

y, aquí, en el 1956, nació Eurovisión.

Pues ahí está, en este tramo.

Mira... Mira a Massiel.

Este pino murió en el 2008, por tanto no...

-Aquí está Edurne. Remedios Amaya está por ahí.

El pino no es simétrico, tiene un lado más ancho que el otro.

Esto se llama madera de reacción.

El pino creció en una ladera y, entonces...

Se ha escapado una mosca. Hay que liberarla.

¡Aprovecha la vida que te queda una semana!

(DANI) Vemos que, para hacer de pilar,

necesita un tronco más ancho,

en cambio el otro estaba en la parte alta y es más corto.

Destaca esta hendidura.

La hizo el hombre para llegar a lo que es el duramen,

esta parte de aquí,

era muy resinosa, no se pudre, es una parte que no se rompe,

es casi indestructible,

por tanto la sacaban para hacer teas.

Estos pinos pueden vivir tanto tiempo,

más de 500 años,

porque tienen un metabolismo muy lento.

Hay muy pocas células que trabajan.

Pero estos 500 años, o los 4.000 y picos años que pueden tener,

no son nada,

si lo comparamos con el tiempo geológico.

Acerca, sube, sube. Pero ¿quién hay ahí?

Una máquina que... -Lo vamos a poner aquí.

Venid para acá.

Estas piezas nos las ha dejado

el grupo de Estratigrafía de la Universidad Complutense.

¿Se puede?

Son testigos de sondeos geológicos mineros.

Tienen 245 millones de años.

¿Perdón? 245 millones de años.

Piensa que hace 245 millones de años...

Me parecen los cigarritos de chocolate

de cuando era pequeño.

El corte es muy parecido.

-La Tierra era tan diferente que había un único continente,

Pangea.

En ese continente, pues convivían los dinosaurios

con los animales que ya están extintos.

Es importante que veáis esas rayitas de color rojo.

Hay unas un poco verduzcas y eso marca que había

óxido de hierro.

Por tanto, lo más increíble es que estos sedimentos,

que los encontraron a 200 metros,

cuando se crearon estaban a 5, 6, 7 000 metros de altura.

Porque había una cordillera, un Himalaya,

hace 245 millones de años

donde se recogieron estos sondeos.

No somos nadie, ¿eh?

Pero esto no es lo más increíble que he traído.

Porque esto es nada, es un nene, es un baby,

si lo comparamos con la última pieza.

La pieza más antigua, la cosa...

Barei, ¿qué es lo más antiguo que has tocado?

Y no es Goyo, di otra cosa.

(BAREI) Es antiguo, ¿sí?

(DANI) Sí, sí, sí. -Tócala, tócala, tócala.

-Déjame que te diga que es una condrita

del Instituto de Geociencias de la Universidad Complutense

y del CSIC, del Consejo Superior de Investigaciones Científicas.

Es un cenicero maravilloso. Además.

-Es una pieza que tiene 4.550 millones de años.

Es un meteorito y es lo más antiguo que existe en la Tierra.

Esta pieza se formó

cuando se formó el sistema solar, pero no cayó

o no se juntó con ningún planeta, dio vueltas alrededor del Sol

y, en un momento dado, cayó en la Tierra.

Estas piedras son muy extrañas, diferentes.

Normalmente caen poquitas, caen 100 al año,

pero la gente las ve, son unas piezas especiales.

Es que no me hacen falta análisis químicos

para saber de qué está hecho.

¿Sabes de qué está hecho esto, Barei?

Está hecho del material con el que se forjan los sueños.

Así me gusta, Dani, que acabes la sección por todo lo alto.

Un fuerte aplauso para Dani.

Nosotros, Barei, llegados a este punto,

y para descansar de tanto trajín y tanto viaje en el tiempo

vamos a hablar de investigación y de la buena.

Esto es lo que hacen

en el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas.

Remedios, pon el vídeo.

(ROBOT) Activada reproducción de vídeo.

-El CENIO es el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas

y estudiamos el cáncer.

No nos quedamos ahí, damos el siguiente paso

que es trasladar este conocimiento a nuevas aplicaciones

a nuevas maneras de diagnosticar, de prevenir y de curar el cáncer.

Eso lo hacemos gracias, por una parte,

a un programa de desarrollo de fármacos,

que podemos sintetizar moléculas antitumorales,

y, por otro lado, a un programa de investigación

en el que participan oncólogos que tiene sus laboratorios aquí

y también ven pacientes en los hospitales.

Una de las actividades que hemos potenciado

la transferencia de tecnología e información,

que es conseguir que nuestros descubrimientos

se conviertan en productos que lleguen cuanto antes

a los pacientes.

Gracias a entender estos procesos

de por qué envejecemos y qué determina la longevidad,

estamos consiguiendo alargar muy significativamente

la vida en organismos próximos a nosotros

como puedan ser los ratones.

El objetivo de las investigaciones en envejecimiento

es precisamente entender que este proceso de envejecimiento

es el causante de las enfermedades

con el fin de poder detectarlas a tiempo,

prevenirlas o también curarlas más eficientemente.

Las enfermedades son de muchos tipos diferentes.

Están las enfermedades infecciosas, que puede ser mortales,

que están producidas por gérmenes, ya sean virus, bacterias...

Estas hemos aprendido que para controlarlas, evitarlas

para curarlas, es importante acabar con el germen.

Hay otro tipo de enfermedades, como el alzhéimer,

el infarto de miocardio o el cáncer que el germen que las produce

es el mismo proceso de envejecimiento.

Será muy importante entender este proceso de envejecimiento

para ser capaz de erradicar estas enfermedades.

La longevidad es algo flexible.

Hay organismos que viven tan solo tres años,

como un ratón de laboratorio,

y otros organismos como nosotros que vivimos entre 80 o 90 años,

pero no somos los más longevos.

Hay ballenas que han llegado a vivir más de 200 años

o almejas que llegan a vivir más de 500 años.

Esto de la longevidad es algo flexible que se puede modular

y que podemos intentar averiguar cómo se modula

para así pues conseguir retrasar el envejecimiento

y las enfermedades asociadas al envejecimiento.

La ciencia es internacional y el CENIO es un ejemplo de ello

y vienen científicos de todas partes del mundo

por los grupos de investigación que hay trabajando aquí.

(Aplausos)

¡Qué maravillas saber que hacemos eso en nuestro país!

Se siente uno muy reconfortado.

Y ya que vemos una cosa de medicina,

nos vamos a nuestro estudiante de Medicina.

Ha llegado tu momento, Julio segundo de Medicina.

Te recuerdo la pregunta: ¿Qué tienen en común una mano biónica

y el velcro?

¿Has conseguido la respuesta?

He encontrado algo.

"He encontrado algo"... Eso es muy de estudiante.

"He encontrado algo, yo no sé"... A ver.

He encontrado un equipo que ha construido

una mano robótica hecha con piezas de Lego y velcro.

Gracias, el esfuerzo es importante, porque se trata de esto.

Se trata de que el proceso de investigación

es el que lleva a los resultados.

Lo que tienen en común es que el velcro

es un invento de un suizo llamado George de Mestral

que se basó en un cardo. Los que tenéis perro

veis que se le pegan como unas bolitas.

Pues eso lo inspiró para construir el velcro

que la NASA lo utilizó para sujetar a los astronautas

para que los cierres y todo esto pues es más fácil.

Y la mano biónica

es un ejemplo basado también en la naturaleza.

Ambos inventos están basados en observar la naturaleza

y aprovechar lo que la naturaleza nos da

para desarrollar tecnología.

Pero bueno, has perdido el apartamento en Torrevieja,

pero tienes opción a ganar la bicicleta.

(Música de cabecera)

Me siento más optimista, no sé tú.

Depende, porque el tema de tener avances

también te da más pie a vivir más tiempo...

Lo que decíamos, antes la gente se moría a los 30 años,

o en tribus de ahora, que sigue pasando.

O sea, que tiene su parte buena y su parte mala.

Lo que vivir tanto tiempo, a veces... ¿no?

¿Qué haces tanto tiempo?

Presentar en La 2 Saber y Ganar.

Por ejemplo. Por ejemplo.

Él sí que es inmortal.

Es inmortal y estará aquí para ver el futuro

que se nos echa encima.

Por favor, Siri, ¿tienes preparado el vídeo El futuro ya está aquí?

(ROBOT) Activando reproducción de vídeo.

Anda, pon el vídeo, máxima eficiencia.

(Música animada)

(Aplausos)

Gracias por aplaudir esta exhibición coreográfica.

Pues lo siento a todos, en casa, a vosotros y a ti, Barei,

como suelo decirle a mis parejas: "Hasta aquí hemos llegado".

Todo lo bueno se acaba. ¿Cómo se lo toman?

Con leche normalmente y con una bici para perseguirme.

No sé si has aprendido, has disfrutado,

o si ha sido un gasto innecesario en el tiempo de tu vida.

He aprendido muchas cosas y creo que inmortalizaría este momento.

(ROBOT) Todo listo para el salto. ¡Que nos pilla el toro!

Lo dicho, que querido público, que hayáis aprendido mucho

los de aquí y los de casa

y nos vemos la semana que viene.

Espero veros.

(ROBO)Activando sistemas para el hiperespacio.

Te lo explico, Barei: esto es la palanca de hiperespacio.

Es costumbre que la active el invitado.

Así que pon la mano aquí, que sé que lo estabas deseando.

Los cinco dedos, acuérdate. Uno, dos tres, cuatro, cinco.

Vas poniendo dedos con la cuenta atrás.

Muchas gracias a todos y recordad lo que decía Einstein:

"Nosotros los mortales logramos la inmortalidad

en las cosas que creamos y que quedan después de nosotros.

Y ahora, pásame la sal, Elsa".

Que era su mujer.

Muchas gracias. ¡Dale!

(ROBOT) Cinco.

(TODOS) Cuatro, tres, dos, uno.

(ROBOT) Adiós.

(Música de cabecera)

(Música pop)

¿Qué pasa aquí? ¡Pero, oye! ¡Eh!

Remedios, ¿se puede saber qué haces con la música a tope?

Que estoy intentado ver la Champions...

La... Con La 2, con La aventura del saber.

No me puedo concentrar.

¡Quita la música de una vez! ¿No me escuchas?

(ROBOT) Por favor, Goyo, sal de mi habitación.

¿Perdona? ¿Cómo que habitación? Si esto es un puente de mando.

¡Anda, quita la música!

(ROBOT) La habitación es mía y hago lo que me da la gana.

Vamos a ver, Remedios-Siri,

no me obligues a que te desconecte y te resetee,

porque te desconecto y acabamos. Venga, la música fuera...

(ROBOT) Déjame en paz, Goyo, que tú no me mandas,

porque tú no eres mi padre.

No sé si seré tu padre, pero mientras estés en mi nave,

se hace lo que yo diga.

La música fuera.

(ROBOT) Lo siento, Goyo, eso no me es posible.

  • Programa 4. La inmortalidad

Órbita Laika - Programa 4. La inmortalidad

18 oct 2016

La eurovisiva Barei acompañará al presentador Goyo Jiménez en 'Órbita Laika: la nueva generación' para descubrir si la ciencia permitirá al ser humano vivir para siempre. Esta semana, Santi García, Gloria García-Cuadrado y Dani Jiménez hablan de la inmortalidad, de la relación espacio-tiempo y demostrarán por qué la inmortalidad de los humanos es una ventaja evolutiva.

ver más sobre "Órbita Laika - Programa 4. La inmortalidad" ver menos sobre "Órbita Laika - Programa 4. La inmortalidad"
Programas completos (42)
Clips

Los últimos 340 programas de Órbita Laika

  • Ver Miniaturas Ver Miniaturas
  • Ver Listado Ver Listado
Buscar por:
Por fechas
Por tipo
Todos los vídeos y audios