Ochéntame otra vez La 1

Ochéntame otra vez

Jueves a las 00:00 horas

www.rtve.es /pages/rtve-player-app/2.17.1/js/
5136458
No recomendado para menores de 7 años Ochéntame otra vez - El otro lado de la verja - ver ahora
Transcripción completa

"En el desfile de testas coronadas

con que nos obsequiaron las cámaras de la BBC,

pudo notarse una ausencia a todas luces ostensible.

La de Su Majestad El Rey de España Don Juan Carlos I,

que había declinado previamente la invitación

a consecuencia del anuncio por parte del Palacio de Buckingham

según el cual, los príncipes de Gales,

embarcarían en el puerto de Gibraltar

para iniciar su luna de miel."

(Música)

# Gibraltareña,

# gibraltareña.

# Como muchas noches, # las que soñamos,

# con nuestro amor.

# Gibraltareña,

# gibraltareña,

# cruzaré La Línea # para besarte junto al Peñón.

# Ole, ole y ole. #

Buenas noches señores.

En directo desde la verja de Gibraltar,

desde La Línea de la Concepción.

Hemos venido informando a lo largo del día de hoy,

a lo largo de diferentes conexiones, en los informativos,

en los telediarios, sobre el ambiente previo

a este momento que va a ser verdaderamente histórico para España

por ser una cuestión sin duda ninguna de Estado,

pero especialmente para esta comarca del Campo de Gibraltar,

y también para la comunidad gibraltareña,

este momento sin duda histórico

que se va a producir dentro de un minuto.

Era un ambiente tan animoso, tan esperanzado,

con el puntito de ansiedad,

la gente hablaba de la gente que iba a ver

cuando se abriera la verja...

Esta es la puerta de entrada a España, es decir,

las personas que ven ustedes van a ser...

(COREAN) "La llave, la llave".

Interrumpimos el comentario para que escuchen ustedes

"la llave, la llave", que es lo que están diciendo

en estos momentos las personas que esperan aquí detrás de la verja.

-Hacía frío, ese día la gente se arremolina en torno a la frontera

casi sin creer que iba a poder abrirse...

Las cámaras de televisión, los empujones...

-Aquí están los miembros de la Policía Nacional,

que como les hemos dicho, van a ser los que abran la puerta.

Quedan aproximadamente 30 segundos.

No se sabe todavía quién es exactamente el policía nacional

que va a abrir.

Creemos, efectivamente, el señor que llega en este momento,

un cabo primero, y un miembro de la policía.

(GENTE GRITANDO)

En este momento, señoras y señores, se abre la verja.

Vean ustedes, Carmen Word es la primera persona en entrar.

-¿Cuánto tiempo llevas aquí?

(GRITA)-¡Uy, 13 años, 13 años!

-Se abre la verja y aparece la primera, una señora,

Carmen Word, trece años encerrada.

-Era de La Línea, le cogió el cierre de la verja

y allí se quedó, según dijo ella, encerrada.

-Yo creo que eso no lo olvidaremos jamás,

la expresión jocosa de aquella mujer

que por primera vez cruzaba la frontera.

-Fue un momento de un júbilo extraordinario,

de una naturalidad también porque, es como sí,

como si La Línea se sintiera

y el Campo de Gibraltar también encerrado.

Y aquella verja, venía a ser también una liberación

para los que estaban de este lado.

(Música)

-Yo pasé por primera vez en Gibraltar

la noche del 15 de diciembre de 1.982

cuando se abre a efectos peatonales la frontera.

Hasta entonces no había pasado.

Me dio la sensación de que olía como Londres,

era un olor distinto, una atmósfera diferente a la española.

-Imagínate, yo, pasé todos los días de mi infancia viendo a España,

las montañas, La Línea, sin poder llegar.

Y yo me acuerdo cruzando por primera vez,

y pensando que iba a haber una barrera invisible

que me iba a rebotar.

Y la sensación de, de repente, "estoy en España,

y puedo volver, y volver otra vez".

Y ese fue y sigue siendo

la experiencia más extraña de mi vida.

-Yo vivía en Algeciras y tenía el Peñón enfrente

pero no sabía qué había ahí.

Y claro, eso te provoca una cierta fascinación.

(Música)

-Es un lugar curioso, es un lugar particular,

es la definición del mestizaje absoluto.

(Música)

-Esa roca del Peñón tiene un imán, es una roca imán, ¿no?

Y... atrae, atrae.

(Música)

-Mi tierra. Mi gente llegaron allí en el 1.740.

Yo sé que la postura oficial del gobierno español

es que somos recién llegados.

Y no sé cuántos cientos de años hay que estar ahí

antes que uno pueda decir: "esta es mi patria".

Para mí eso es lo que es Gibraltar.

# Gibraltareña,

# gibraltareña,

# como muchas noches # las que soñamos con nuestro amor.

# Gibraltareña,

# gibraltareña,

# cruzaré La Línea # para besarte junto al Peñón.

# Ole, ole y ole,

# ole, ole y ole,

# por ti mi gibraltareña # yo brindaré. #

-La identidad gibraltareña yo creo que empieza a conformarse

en la postguerra mundial.

-Cuando empezó la Segunda Guerra Mundial en el 39,

todos los civiles, todas las mujeres y los niños,

lo evacuó el gobierno inglés inicialmente a Marruecos.

Luego cuando cayó Francia, de Marruecos fuimos a Londres,

y luego con los bombardeos alemanes a Inglaterra,

nos movieron de Londres al norte de Irlanda.

-En campos en Irlanda,

en unas circunstancias absolutamente penosas en cuanto a higiene,

un frío tremendo, hambre...

O los que tuvieron más suerte a las Bermudas o algunos a Madeira.

-Así es que, yo me fui con un año,

y volví con siete u ocho años.

-La gente tenía que decidir: "me quedo viviendo en La Línea",

en muchos casos se quedaron,

o "me voy a Inglaterra con los demás".

Eso también crea una identificación

con el Imperio Británico muy fuerte.

-Ese éxodo no se resuelve

hasta mucho tiempo después

de terminada la Segunda Guerra Mundial,

en que todos vuelven a Gibraltar.

-Y los niños que no conocíamos Gibraltar

queríamos esta patria de Gibraltar

porque lo escuchábamos de nuestros padres y nuestros abuelos.

-Si en aquel momento en el que los gibraltareños vuelven

al Peñón, después de haber sido maltratados por Gran Bretaña,

si en aquel momento en España hubiera habido una democracia,

probablemente su voluntad hubiera sido la de ser españoles.

Lo de que Gibraltar era "piedra en el zapato" de España

es una expresión periodística, política, de la retórica,

sobre todo de los años 60, retórica diplomática.

-Nosotros nunca nos consideramos una piedra, y desde luego,

con el tamaño del Peñón, tiene que tener un pie muy grande

para que sea una "piedra en el zapato".

-Yo diría que no es tanto como una piedra.

Es una pequeña chinita, casi un granito de arena en el zapato.

Quizá para los medios o para la, incluso opinión pública,

la trascendencia es mayor que la que realmente tiene.

En realidad siempre ha sido algo de lo que se ha hablado

pero que nunca realmente España ha hecho nada

desde tiempos históricos, o muy poco por de verdad...

recuperar Gibraltar. Y las relaciones con el Reino Unido

siempre han sido magníficas, pese a Gibraltar.

-Todo esto es muy paradójico.

España entra en Naciones Unidas en el año 54,

pues empieza a mantener una guerra fría con Gran Bretaña

dentro de Naciones Unidas, para recuperar Gibraltar

aprovechando la supuesta ofensa de la visita de Isabel II a la Roca.

Eso dura lo que dura

y en el Comité de Descolonización de Naciones Unidas

se debate el tema de Gibraltar durante varios años,

y la situación se tensa definitivamente hacia el año 68.

En que el Reino Unido decide otorgar una constitución a Gibraltar,

una autonomía amplísima,

mucho más amplia que las autonomías españolas de hoy,

y España sostiene que eso no es viable,

que la soberanía concierne en función del Tratado de Utrech,

a Inglaterra o España,

y que los gibraltareños no pueden tener arte ni parte en todo eso.

-No sólo se decidía la condición británica de los gibraltareños

sino que se aprobó una constitución, la Constitución de Gibraltar,

que dice que, el Reino Unido no puede tomar ninguna decisión

sobre Gibraltar sin tener en cuenta la opinión vinculante

del pueblo de Gibraltar.

Y que ningún acuerdo con otro país,

siempre refiriéndose a España evidentemente,

no será aprobado si los gibraltareños no lo aprueban.

-El pueblo gibraltareño se sintió públicamente muy británico

y rechazando lo español.

También a la vez un rechazo del franquismo.

-El Tratado de Utrech, la traducción correcta

es que España cede Gibraltar al Reino Unido

o a su majestad británica, a perpetuidad.

Esa es la palabra que dice, a perpetuidad.

Entonces, ese un tratado que está vigente.

Si uno se lee detenidamente la historia,

España ha podido recuperar Gibraltar militarmente en varias ocasiones,

y no ha querido.

Los ingleses nos habían quitado Panamá, La Florida, amenazaban Cuba.

Era un gran problema para nosotros

mantener el impero español en América,

y hay una carta, me parece recordar, de Florida Blanca a Carlos III,

que dice más o menos:

"Majestad, dejemos que los ingleses se peleen por esas cuatro piedras,

porque nuestros intereses están en América".

Porque lo que a España interesaba en aquel momento

era recuperar Centroamérica, La Florida, etc, etc.

"El ocho de junio de 1.969, el gobierno español

decretaba el cierre de la frontera terrestre

de La Línea de la Concepción con Gibraltar, en respuesta,

a la entrada en vigor de la nueva constitución gibraltareña,

aprobada por el gobierno británico en 1.968 y que trascendía

a las resoluciones de las Naciones Unidas."

Y llegamos al cierre de la frontera,

esa ruptura fundamental muy, muy profunda,

ya no cruza la gente, ya no tenemos ese contacto diario

con gente que viven en España, y se crea más y más y más

una identidad gibraltareña que es sui géneris,

es algo de allí, que no somos ingleses, que no somos españoles,

somos otra cosa.

-Cerró la frontera para presionar a Inglaterra

y para presionarnos a nosotros.

La cerró porque conseguimos un nivel de autogobierno más alto,

en el 69, era algo, que el régimen de Franco

consideraba que era darle al pueblo de Gibraltar una identidad

para encaminarlo hacia una posible independencia

del Reino Unido y de España.

-"Gibraltar caerá como fruta madura".

Lejos de caer como fruta madura, Gibraltar se convirtió en Numancia.

-El efecto como es de esperar en esa situación

es que nos hizo más fuertes y que Inglaterra se comprometió más.

-Los gibraltareños consolidaron su identidad y Gran Bretaña,

se permitió el lujo de seguir amparándoles como la metrópolis

que nunca deja de apoyarles

frente a la pretendiente metrópolis española,

que lo único que hace es hostigarle.

-Fue una calamidad.

Desde luego desde el aspecto humano, fue criminal.

Ni los gibraltareños se hicieron españoles,

ni se consiguió la soberanía,

ni se consiguió el desarrollo de la zona.

O sea que, no cabe mayor fracaso.

-Me gustaría preguntarles a todos, de un lado y de otro de la verja,

a quién le beneficiaría más la apertura total incondicional...

-Sería un beneficio mutuo.

(MURMULLO, HABLAN A LA VEZ)

-Ten en cuenta que nosotros hemos tenido

un gobierno británico que nos ha resguardado la espalda

todo el tiempo que ha estado cerrada; y ustedes...

(MURMULLO, HABLAN A LA VEZ)

-¡Un momento por favor!

-Aquí me lo dieron todo porque en La Línea no había nada.

Y encima nos cerraron las puertas para darnos menos todavía.

Nos hundieron totalmente.

-El mismo gobierno español.

-¡El gobierno franquista de Franco!

"Cerca de 500 familias gibraltareñas,

residentes en el Campo de Gibraltar,

deben abandonar en 72 horas sus hogares.

En España se piensa que el bloqueo dará resultados inmediatos

aunque el gobierno de Londres consigue mantener artificialmente

una población cerrada de 25.000 habitantes,

que en lugar de despegarse de sus colonizadores, se unen más y más."

(Música)

"El Peñón, tierra española, se alza como centinela del Mediterráneo.

Y junto a él La Línea, otra blanca maravilla del litoral,

ciudad adelantada de la España en desarrollo."

# Cuanto tiempo hace que...

# y no miras al cielo, # a las estrellas. #

"La Línea que había conocido años de esplendor

proporcionando mano de obra para la colonia inglesa,

vio hundirse tras el cierre la economía de su ciudad.

Esta pequeña población sufre hoy todavía unas condiciones dramáticas.

Con un desempleo del 32%, es uno de los pueblos de España

con mayor índice de paro."

# Yo tengo la llave # que la puerta abre.

# Y gracias a tus besos # yo dejé de ser cobarde.

# Tengo la llave. #

-Quién sufre realmente el trauma del cierre de la verja

es La Línea de la Concepción,

y Algeciras y los pueblos del Campo de Gibraltar

que pierden muchísima población

porque su sustento es trabajar en Gibraltar.

-Dejó hombres sin trabajo, ni futuro para los hijos,

sin saber a dónde se iban a ir a emigrar

y qué iban a hacer con sus familias.

¿Qué porvenir tenían los niños en La Línea?

Que era el pueblo que más ha sufrido.

Algeciras tenía su vida, Tarifa tenía la suya, y otro por otro lado,

pero La Línea ha sido la víctima más grande de esta contienda.

-Emigrar, emigrar en masa.

O sea La Línea pasaría de 75.000 habitantes

a poco más de 50.000, 55.000 en 1.969.

-Esos trabajadores españoles

que antes la frontera la tenían allí mismo para ir su puesto de trabajo,

cuando la cierran, tienen que emigrar.

Uno de los sitios de más acogida fue Inglaterra.

Quiere decir que traslada esa frontera

miles de kilómetros más para allá.

O sea que, es demencial.

-Yo he estado trabajando allí 25 años.

De ahí me fui a Inglaterra.

Toda mi vida he estado trabajando en Gibraltar.

Yo opino que deben de abrir la frontera.

(Música)

-En Londres hay un suburbio con una calle que se llama La Línea.

Yo emigré en el año 69,

y en el sitio de trabajo donde yo estaba,

me encontré con varios linenses,

la población de La Línea quedó disminuidísima.

-El personal de aquí de La Línea, quieren que abra la reja,

porque esto está por completo muerto.

-Era una ciudad absolutamente desolada, lo cual significaba

infinidad de casas y residencias simplemente abandonadas.

-Duro, ¿eh?, duro.

Duro porque además se notó el bajón económico también.

Aunque Franco procuró,

la refinería y otras decisiones de carácter industrial,

se procuró compensar, pero, pero era fundamental

y es fundamental Gibraltar para la economía del Campo de Gibraltar.

-Aunque el Estado franquista de entonces

hizo un gran esfuerzo inversor,

ese esfuerzo no recayó en La Línea,

ni fue capaz de sustituir la gran fábrica entre comillas,

que era Gibraltar en relación con el empleo.

-Yo tengo siete hijos y los tengo pasando necesidades.

-Qué pasa, ¿no hay trabajo aquí en La Línea?

-Aquí nada, aquí no emplea nadie.

Y el que emplea, emplea recomendado.

-Hay un informe que se publica sobre el tema

y que dan una ratio de pobreza y de riesgo de pobreza extrema

bastante preocupante, de un 20 o un 30% de la población.

Si nos vamos ahora, siguen siendo la misma ratio.

El paro sigue siendo altísimo,

la economía sumergida sigue siendo brutal.

(Música)

-Por ejemplo la ayuda económica del Reino Unido

empieza con el cierre.

-Que es lo mejor que nos ha podido pasar a nosotros,

que la frontera esté cerrada.

El 90%, el que diga lo contrario

es porque se quiere poner bien con ustedes.

Es lo mejor que nos ha pasado.

Ahora no sé por qué venís aquí

porque ustedes sabéis que aquí no queremos nada con ustedes.

Con el problema que tenéis en la Moncloa que han despedido a 16

ahí podéis hacer la entrevista.

-Bueno pero queremos hablar con la gente

justamente que os diga lo que opinan.

-Pero venís y después no sabéis lo que se dice.

No porque hemos visto muchos programas

y en ninguno ha salido lo que hemos dicho.

-Para fabricar casas traíamos ladrillos de Londres,

en vez de traerlos de Andalucía, ¿no?

El agua, venía en barco de Nothumbria,

del norte de Inglaterra.

La arena venía de Portugal.

-La carne sí es congelada.

Pero vamos, es bueno, no es que sea malo.

Hasta de nuestro amigo el argentino nos lo traen,

de allí de al lado de las Malvinas.

Aquí viene de todos lados, hasta los conejos vienen de china.

-Congelados también. -Congelados también.

-Imagino que a la gente le gustará pasar a La Línea

y comerse un chuletón, ¿no?, fresco.

-Pero a veces lo que pasa es que ya te haces a la carne congelada

que cuando coges un chuletón fresco dice la niña:

"¡Ay!, esto no es para mí".

-Para nosotros eso implicaba vivir encarcelados.

Gibraltar tiene cinco kilómetros cuadrados.

Eso no es mucho espacio.

-Había muchas familias que eran casados con gibraltareños

y viviendo en Gibraltar,

y otros casados con chicas de La Línea viviendo en España,

con que ahí ha habido ya, a ese nivel,

había mucha mezcla de familias de La Línea y de Gibraltar.

-Yo nací en Gibraltar y me he criado en Gibraltar.

-¿Y usted señora? Usted es de...

-De La Línea.

-¿Y tanto usted como su marido tiene...?

-Tenemos familia en las dos partes de la frontera.

-Era una cosa diaria, es decir,

cuando nacía un "baby" en un lado o en el otro de la frontera,

iban a la frontera y chillaban de lejos para decirles

que había nacido un niño nuevo, que tenían un primo, un sobrino

o un nieto.

-A gritos desde las dos vallas.

Porque entre una y otra puede haber una separación de 100-150 metros,

a gritos, y saludando con la mano o subiendo al niño para:

"¡mira este es tu nieto!".

(GRITA)

-Hay imágenes emocionantes de esto, ¿eh?

Se ponían las familias en la verja,

y en la alambrada que había,

le enseñaban a los niños, les levantaban a los niños,

"fulanito que ha venido", el otro...

O sea que, esa era la forma de comunicación.

-Yo recuerdo hacia el año 81, todavía con la frontera cerrada,

en el verano fui hasta allí a medio día

con Rafael Alberti y con Fani Rubio,

y vimos a las familias gritar de un lado a otro,

preguntarse que cómo estaba la familia, quién había muerto,

quién había nacido, quién se había casado...

En el momento en que un guardia civil reconoció a Alberti,

se dirigió hacia nosotros y nos pidió que nos disolviéramos

como si fuéramos una manifestación,

aquellos tres escritores locos en mitad de un chillerío.

Alberti se le encaró al guardia civil y le dijo:

"Déjeme, que no muerdo, y además si mordiera esa roca,

de ahí lo único que iba a salir es sangre, sangre...",

empezó a recitar, la gente empezó a aplaudir

y el guardia civil terminó por irse.

-Yo tuve un tío que murió

y me enteré a los 15 días que se había muerto,

como no había modo de comunicarse por teléfono, ni por nada,

la carta echó 15 días y cuando mi madre se enteró

que el hermano se había muerto,

imagínese usted a los 15 días

qué es lo que le entra a esa mujer.

# Yo quise subir al cielo # para ver. #

-Nos sorprendimos la cantidad de personas que nos contaron

la experiencia de no poder llegar al lecho de muerte

del madre, padre, algo así.

Intentaron sacar un permiso del gobernador de Algeciras

y dijeron que no,

tuvieron que ir a Tánger y llegaron tarde.

Y uno puede imaginar lo que implica eso,

que gente nacida en España me han comentado:

"Ese día, dejé de ser española, eso nunca lo voy a perdonar".

-Y yo comprendo a esta chica, lo que dice de no son españoles,

bueno, hasta cierto punto.

Mi madre es de Gibraltar,

la familia de mi madre se encuentra en Gibraltar,

hemos sufrido la separación y muerte de algunos familiares

sin poder haber estado junto a ellos.

# Abre la puerta niña,

# que el día va a comenzar. #

-Yo fui estando plenamente cerrada, fui a través de Algeciras

en Algeciras cogíamos un barco a Tánger,

y de Tánger otro a Gibraltar.

Que aquello era como dar la vuelta al mundo, ¿no?

Una cosa que tardas cinco minutos andando,

te llevaba un día dar la vuelta.

-Los que tenían medios, los que no tenían medios,

pues era muy complicado,

porque además se cortó también las comunicaciones telefónicas.

"Llegar a Gibraltar es hoy poco menos que una aventura.

Una pequeña odisea en la que es necesario pasar al menos

tres controles aduaneros, navegar dos horas y media,

y pagar 5.000 pesetas por persona para atravesar el estrecho."

-A pesar de todos eso impedimentos,

algunos cruzando la frontera buceando o nadando o en piragua,

buscando maneras de pasar de un modo u otro,

mantener las conexiones.

-Claro, estaban encerrados.

Aquello era de alguna manera era como un presidio.

-El primer paso que tomó Franco en cerrar, ¿no?

unió al pueblo.

Lo importante era que estaban tratando de impedir

que pudiéramos sobrevivir y nosotros tuvimos que trabajar

para consolidar nuestra identidad y para fortalecer nuestra economía.

-Y de eso vemos un rechazo a lo español.

Si no hubiera sido por Franco nunca hubiéramos desarrollado

una identidad tan fuerte gibraltareña.

(HABLA INGLÉS)

"Desde hace trece años el aduanero gibraltareño

abre una puerta por la que no pasará nadie.

Para muchos ciudadanos de otros países

la imagen de la roca es la de la última colonia en Europa.

Para los británicos, algo que hay que mantener

por razones estratégicas y políticas

mientras que para los gibraltareños es un lugar donde trabajar y vivir,

aunque sea claustrofóbicamente."

(HABLA INGLÉS)

-Abrí la verja bastante frecuentemente en los años 79-80,

por circunstancias pues, por ejemplo,

"hay un incendio en Gibraltar",

fueron los bomberos de La Línea.

"Fue noticia también la apertura de la verja con Gibraltar,

para que los residentes en la roca pudieran ejercer su voto.

De los 200 españoles congregados en la verja,

sólo una minoría fue autorizada a pasar,

justamente la que podía demostrar estar censada correctamente.

Esta minoría se solidarizó con el resto

y no pasó la verja nadie."

Ambulancias, coches fúnebres...

esto era bastante frecuente,

simplemente había que solicitar un permiso al gobernador civil

y autorizaban el paso de un vehículo de una familia, de un...

Estábamos ya en democracia,

lo absurdo era mantener aquello como si fuera el muro de Berlín.

-Lo primero yo creo que hay que reconocer en España hoy,

de que la frontera estuvo cerrada más tiempo con la democracia

que con la dictadura.

Y lo difícil no es comprender por qué la cerró la dictadura,

sino por qué no la abrió la democracia.

(Música)

-En el Campo de Gibraltar teníamos tres canales,

la primera cadena de televisión española, la segunda no llegaba,

pero teníamos la televisión de Marruecos

y la televisión de Gibraltar que era muy vistosa

aunque fuera en blanco y negro.

Con la radio ocurría lo mismo.

Mi padre consumía mucho flamenco y canción española, copla,

pero cuando se iba mi padre yo cambiaba el dial

y ponía la radio de Gibraltar para escuchar rock and roll.

-Hoy todo el mundo parece que está muy predispuesto

a ofenderse por cualquier cosa que ocurra en Gibraltar.

Hubo famosos, Víctor Manuel y Ana Belén se casaron en Gibraltar,

Jonh Lenon y Yoko Ono también se casaron el Gibraltar.

Y hubo una canción de Los Beatles que lo recordaba además.

(Música)

Parecía que Gibraltar era una especie de tierra de nadie

donde la gente pudiera hacer lo que le diera la gana,

y eso, ofende mucho al estado español tradicionalmente.

Cuando Lady Di y Carlos viajan a Gibraltar como primer destino

están realmente vindicando la posición imperial.

-Fue bastante sonado aquello,

de hecho creo recordar

que no hubo representación de la Casa Real Española en la boda.

-Como sabéis los Reyes de España

no asistirán a la boda pasado mañana.

Y no lo harán porque los novios han decidido

empezar su viaje de luna de miel en Gibraltar.

Y Gibraltar no es inglés sino español,

por mucho que digan los ingleses.

Y eso de que los recién casados viajen a Gibraltar,

ha sentado muy mal a los españoles.

# Suave que me estás matando

# que estás acabando # con mi juventud. #

Es un poco extraño para el que no conoce

la política española en relación a Gibraltar,

para el que la conoce era perfectamente normal.

# Eres como una espinita

# que se me ha clavado # en el corazón. #

El Reino Unido tiene la necesidad de vez en cuando

de recordar que posee Gibraltar, ¿no?

Aunque realmente, históricamente nunca le ha importado mucho.

# Suave que me estás matando. #

De cara a la galería de la opinión pública británica,

es importante Gibraltar

porque es el último rescoldo del imperio que queda.

Es la última gotita que queda del imperio

y eso significa mucho emocionalmente

para una parte considerable de la población inglesa.

-Para el pueblo de Gibraltar,

el símbolo de la monarquía británica es muy importante,

porque es parte de su identidad, ¿no?

Y el que vinieran allí también, siempre se ha visto,

las visitas reales que se han hecho,

que no es la primera ni la última esa, siempre se ha visto como,

simbólicamente apoyando el compromiso

que tiene la corona británica con Gibraltar.

-Lo mismo que te digo que a mí me encantaba escuchar

la radio de Gibraltar por Los Beatles, por Los Rolling,

por toda la música que había allí entonces,

a la contra en el año 82 cuando se reabre la verja,

y hacen una encuesta según la cual a los gibraltareños

el cantante que más les gusta es Manolo Escobar.

Ese mestizaje es real, se han empeñado, ha habido mucho empeño,

por parte de las autoridades en evitar que ese mestizaje exista.

Pero como diría Spielberg en Parque Jurásico,

"La vida siempre se abre paso",

y allí sin duda, la naturaleza es sabia.

# Gibraltar,

# Gibraltar. #

-La sociedad española en realidad no se toma en serio

el conflicto de Gibraltar o no lo vive como un conflicto.

Creo que sólo lo vive una minoría.

Aunque lo es, y sobre todo lo es para el Campo de Gibraltar.

# Gibraltar,

# español, español. #

Pero fuera del ámbito de la frontera,

creo que Gibraltar no está dentro del discurso,

no es algo que parezca más que como una anécdota.

El carácter llanito es una mezcla británico-andaluza

yo creo que muy lograda, y muy marcada,

primero por la extroversión gaditana,

de fondo Gibraltar es un pueblo gaditano y se comportan como tal,

sus habitantes son gaditanos y tienen esa extroversión

y esa afabilidad propia de la gente de Cádiz.

Pero a la vez también son un pueblo muy reservado,

muy acostumbrado, se dice en Gibraltar que:

"En Gibraltar se opina en casa".

-¿De dónde viene la palabra "llanito"? No se sabe.

-Hay quien dice que viene de Jonny,

que era lo que le llamaban a los ingleses

que estaban de militares en Gibraltar.

Hay quién dice que es porque nosotros estamos en el Peñón,

y el istmo que nos une a la Península es un llano.

-Yo no he escrito "llanito" nunca con "ll",

yo lo he escrito siempre con "y".

Parece que viene de "Yiani" del italiano, y de "Yiani, Yiani"

pues "Yanito".

-La verdad es que nadie lo sabe, pero era algo que yo creo

que nos pusieron de apodo a lo mejor,

para ver si nos sentíamos insultados

y nosotros lo hemos hecho algo nuestro

y nos sentimos orgullosos que somos los "llanitos".

-Nos quieren llamar a veces "llanitos" como si fuera despectivo,

a nosotros nos honra porque quiere decir que hablan de una comunidad

que tiene sui generis.

-Joshua Hassan era un personaje fascinante.

Él era sefardita.

Los judíos sefarditas empiezan a volver a Sefarad

a través de Gibraltar en el siglo XVIII,

que es la fecha en la que se levanta la primera sinagoga allí.

Sabía distinguir entre el pueblo español y gobierno español,

entre el pueblo español que había sufrido la dictadura,

y el pueblo gibraltareño que había sufrido también esa dictadura,

a partir del cierre de la frontera.

Yo siempre me he llevado muy bien con los políticos ingleses

y con los políticos de Andalucía, particularmente si eran de izquierda

a nivel personal.

Y he tenido desacuerdos con los dos a nivel político.

Todos nos sentimos que somos algo distinto,

que no somos españoles, que no somos ingleses,

que tenemos nuestro modo de vida,

y tenemos estabilidades de no desapartar al que llega aquí

sino de integrarlo en nuestra comunidad,

y ser parte de nosotros mismos.

-Si Gibraltar estuviera al lado de Bilbao, no sé,

o de Santander, a lo mejor ya no querría seguir siendo británico.

Pero es que está al lado de La Línea,

que es el municipio de la provincia de Cádiz casi con más paro.

Dentro de que Cádiz es la provincia de Andalucía con más paro,

y que Andalucía es la región de España con más paro.

Y eso se nota en todo.

-Carmona era un hombre que entendía a los gibraltareños

más de lo que los entendió otra gente.

Pero la realidad es que, en el Campo de Gibraltar,

nunca ha habido una diferencia ni una enemistad.

-Yo con otro grupo de personas constituimos lo que es:

El Movimiento Linense Pro-Reconciliación

entre los pueblos de Gibraltar y su Campo.

Es sintomático y además se ha visto hoy aquí,

que estamos muy lejos de la conciliación,

hasta el punto de que nos hemos enzarzado en un momento

en una disputa que no sé cómo hubiera podido terminar.

Es decir, estamos lejos porque no hay una verdadera voluntad

a pesar de lo que se diga,

porque además la voluntad se demuestra andando,

como lo ha demostrado nuestro grupo, de acercamiento entre los pueblos.

La relación con España era nula.

Se había exacerbado el carácter británico de los gibraltareños,

se había constituido un nuevo pueblo.

No se leía absolutamente nada que fuera en español,

la enseñanza que hasta entonces, prácticamente era bilingüe,

dejó de serlo para ser exclusivamente inglesa.

Y las nuevas generaciones no habían visto una vaca en su vida.

-La vida que llevamos no es ni como la de España

ni como la de Inglaterra, es una mezcla de las dos.

-Por ejemplo, la comida lo mismo nos da un día comer paella

que otro "baked beans", porque mi madre es inglesa

y mi padre de aquí.

Y yo me siento gibraltareña.

-Mi madre española y mi padre de Gibraltar,

y yo me siendo gibraltareña.

-Mi padre son los dos de aquí y yo me siento muy gibraltareña.

-A mediados de los 60 casi todo el mundo en Gibraltar

dominaba el español, se hablaba español en casa,

y colegios y el trabajo se hablaba el inglés.

Ahora es muy distinto, ya la mayoría de los jóvenes no hablan castellano,

o lo hablan muy mal.

-Cuando yo era chico se hablaba más bien el "llanito",

que es una mezcla de español-inglés,

pero toda la educación era en inglés.

Desde entonces nosotros aprendemos a hablar en inglés

desde la edad de 4-5 años.

-Ellos son bilingües.

Que yo siempre he defendido que por qué el Campo de Gibraltar

no es bilingüe, por lo menos que hubiéramos tenido esa riqueza.

-Aunque no sueno inglés cuando soy inglés,

tampoco sueno español cuando hablo en español.

Se confunden, alguna gente se creen que somos de un país suramericano.

(HABLA INGLÉS)

-Gonzalo Arias que se jugó la vida y la libertad

en varias ocasiones saltando la verja

él o en compañía de otros pacifistas incluyendo a su familia,

para exigir la reapertura de la frontera,

cuando la frontera estaba abierta, ideó otra operación

que era la "operación pajarita de papel"

para llenar Gibraltar de libros españoles que habían desaparecido.

Tuvo problemas a la hora de que se lo aceptaran,

y finalmente fue una familia a título privado

quien se quedó con los libros,

porque ninguna institución en Gibraltar,

estaba dispuesta a aceptar la donación.

# Nada crece a la sombra,

# del recuerdo de mi mente.

# Nadie cree en nuestra historia

# nadie habla nadie entiende.

# El presente es ayer. #

-La apertura será el 20 de abril próximo.

Creo que es una afirmación suficientemente breve

y suficientemente precisa.

-Dijeron: "El 20 de abril se abre la frontera".

Resulta que en aquellos días ocurre la guerra de las Malvinas.

Que fue cuando la frase aquella famosa de Calvo Sotelo,

de que: "Aquello era un problema distinto y distante".

Pues ni tan distinto ni tan distante,

porque aquello no supo...

-Apagones de luz, huelgas, una enorme manifestación,

prácticamente todo el pueblo de La Línea salió a la calle,

# El camino a la gloria. #

-Yo estaba en alguna dónde se repartieron bastantes porrazos

y bolas de eso, y estuvo la cosa...

-Tan grave fue aquello y tan fuerte en La Línea,

que esa fecha que anunció Calvo Sotelo de 20 de abril,

el ayuntamiento decidió que esa fecha había que...

como una fecha de la gran decepción de La Línea,

y se le dió nombre a una calle que aún existe

que se llama Avenida 20 de Abril.

-"El 20 de abril se abrirá la verja".

Pero no ocurre.

Felipe González gana las elecciones y dice: "Esto de sentido común,

de cajón, que se abra la verja".

Ese es final de todo esto.

-El gobierno reafirmará con todo vigor la reivindicación de Gibraltar

cuya actual situación colonial atenta la integridad

del territorio nacional y menoscaba la posición internacional

y estratégica de España.

-No íbamos a poder entrar

en lo que entonces era la Comunidad Económica Europea,

la CEE, la posterior Unión Europea si no abríamos esa frontera.

-Antes de empezar si quiera a hablar, abre la verja.

Gibraltar en aquella época

era una importante base de la OTAN.

Entonces si España pretendía entrar en la OTAN,

¿cómo va a tener bloqueada una base de la OTAN?

-Buenas tardes. El gobierno de Felipe González

se ha reunido hoy por primera vez.

Tres asuntos destacados figuraban en la agenda gubernamental:

la subida de la gasolina,

que podría alcanzar unas 20 pesetas por litro de subida media;

la apertura peatonal de la verja de Gibraltar,

y una larga lista de nombramientos de altos cargos.

-Felipe González lo que hace es culminar un proceso que se abre

con la transición en una nueva política hacia Gibraltar.

Hay decisiones políticas que caen por su peso.

Ésta fue una de ellas.

-Señores, muy buenas tardes.

Hablamos en directo para Telediario desde La Línea de la Concepción.

Desde la misma verja que separa La Línea de la Concepción

del territorio Gibraltareño.

Aquí van a ver ustedes la verja, que va a abrirse esta noche

a las 00:00 horas, dentro de algo menos de nueve horas.

Yo formaba parte de la redacción del telediario desde el año 76,

fui en coche, en un Ford Fiesta,

empezamos a localizar, a preparar técnicamente el asunto,

y yo a meterme en los bares; a mí no hay nada que me guste más

que entrar a un bar y hablar con la gente.

-Lo que queremos es poder entrar allí y que ellos salgan para acá

y ver nuestra familia que tenemos allí,

y ellos que vean a la familia que tenemos aquí.

-Señor, ¿usted va a pasar para acá?

-Yo mañana sobre las 10:30 o las 11:00.

¿Es usted español? -Sí señor.

-Pues sea usted bienvenido ya con antelación.

-Ese día la gente se arremolina en torno a la frontera,

casi sin creer que iba a poder abrirse,

las cámaras de televisión, los empujones,

y el grito clásico que ninguno de los que estuvimos allí

olvidaremos nunca de la primera "llanita" que no era tan "llanita"

que era de La Línea aunque casada con un gibraltareño,

gritando al salir: "Me llamo Carmen Word".

-Ven ustedes el primer grupo de personas

que va a entrar por la verja, va a entrar a España.

Nos acabamos de informar que la primera persona

que atravesará esta verja,

que se va a abrir dentro de pocos minutos,

aproximadamente unos 19 minutos,

la primera persona es una señora que se llama Carmen Word,

y que ya está preparada con su pasaporte español.

-El año 82 hay lo que se llama, o nosotros le llamamos,

"apertura a medias", ¿por qué a medias?

Porque te dejan pasar exclusivamente peatones.

-Arranco con el: "Señores buenas noches,

desde La Línea.

Un momento tan largamente esperado

por la comarca del Campo de Gibraltar,

un momento..."

pues, seguro que utilicé la palabra "histórica".

(Música)

Hemos venido informando a lo largo de diferentes conexiones

en los informativos, en los telediarios,

sobre el ambiente previo a este momento que va a ser

verdaderamente histórico para España por ser una cuestión,

sin duda ninguna de Estado,

pero especialmente para esta comarca del Campo de Gibraltar,

y también para la comunidad gibraltareña,

este momento sin duda histórico

que se va a producir dentro de un minuto.

La expectación era inmensa;

allí habría... ¿cuántas personas habría?

Pues más de 1.000.

Cámaras, emisoras de radio...

-Yo no estuve allí mismo en la verja,

porque, y esto ahora se puede decir al cabo de los años,

hubo por la mañana una situación complicada.

Hubo una enorme pelea,

sobre todo entre Policía Nacional y Guardia Civil

por ver quién abría la verja.

Tan fuerte era aquella discusión, que llegó a mis oídos,

que yo llamé al gobernador civil y le dije:

"Oye, pon orden aquí que esto es un espectáculo lamentable".

Y hablando con el gobernador civil: "Bueno y qué hago,

porque si la Guardia Civil se cabrea, lo otro".

Se me ocurrió decirle:

"Pues mira, ni uno ni otro, el Ministerio de Hacienda, Aduanas".

-Bien, ¿eh? Bien que no fuera ningún político...

sino que fuera un funcionario, ¿no?

-Y la foto que ha pasado a la historia fue un señor de civil

con su llave, abriendo un candado así de grande...

(GRITOS)

-En este momento señoras y señores se abre la verja.

Vean ustedes, Carmen Word, es la primera persona en entrar.

(GRITOS) -¿Cuánto tiempo llevas aquí?

(GRITA) -¡Uy, 13 años, 13 años!

-Me acerco a ella, ella: "Qué alegría, ya era hora,

estaba cansada de salir por la lancha",

o algo así dijo.

Yo le pregunté: "¿Es usted española?"

"Sí, sí, soy española".

-Señora, ¿es usted española?

-¡Me parece mentira, sí!

Llevo 13 años aquí encerrada, saliendo nada más que por la lancha.

(Música)

-Ahora esta noche me quedo ahí, y ya mañana vuelvo.

-¿La Nochebuena la va a pasar en Gibraltar o en España?

-En España todo, todos...

¡Llevo 13 años sin pasar las navidades!

-Bienvenida señora.

(Música)

-Me acuerdo de la cara de un periodista, un radiofonista

de la radio de Gibraltar que estaba al otro lado de la verja,

también transmitiendo lo mismo.

-¿Qué hará usted cuando cruce esta noche?

(HABLA INGLÉS)

(Música)

-Ese es el sonido de el sello del pasaporte...

(Música)

-La apertura de la verja es un alivio enorme,

un alivio enorme para los pueblos de La Línea,

y un respiradero, una oportunidad de integrarse dentro de Andalucía

dentro de España y de Europa,

para los gibraltareños que estaban deseando hacerlo, ¿no?

-Con la verja se abría,

una relación humana que había habido que romperla,

porque Franco dijo: "Esto caerá como fruta madura".

¿Qué caerá como fruta madura?

La política de aquel momento fue errónea,

y no cayó como fruta madura.

Entonces lo que se abría allí era:

emociones, emociones de la gente,

"me voy a poder volver a ver con aquella gente

con la que yo pegaba gritos a través de la verja y de la valla".

Pero es que también había otra cosa y era: es que se iba a abrir

una oportunidad, que ya la hubo antes, de carácter económico.

"Es que vamos a poder trabajar".

Eso visto en hoy, seguro hubiera sido un gran festival de bienvenida,

música, etc, etc, etc.

¡No! aquello fue un acto de espera a las 00:00 de la noche.

"Sin música" dirás... no,

apareció por allí la tuna de Málaga, de la Universidad de Málaga,

y se puso a tocar canciones y...

Y recuerdo que escuchamos naturalmente "La Gibraltareña".

# Gibraltareña,

# gibraltareña,

# fueron muchas noches # las soñamos con nuestro amor.

# Gibraltareña,

# gibraltareña,

# cruzaré La Línea # para besarte junto al Peñón.

# Ole, ole y ole,

# ole, ole y ole.

# Por ti mi gibraltareña # yo brindaré. #

Te lo voy a decir gráficamente:

No pagué una caña en los días que estuve allí.

Tal era, tal era, bueno el carácter abierto, espontáneo,

la gente tan linda, y sabiendo que estabas allí

porque estabas transmitiendo una cosa que para ellos era

su puro corazón y significaba mucho,

emocional y de futuro y económicamente.

-Yo me acuerdo cuando abrieron la frontera

y yo cruzando por primera vez a tomar un café

y comprar jamón serrano que no había...

y me acuerdo sudando cruzando, volviendo con el jamón,

que no quería que me pillaran porque era ilegal

pasar con jamón serrano,

eso fue la emoción de ser contrabandista con mi jamón.

-Lo que yo creo que fue más que nada es un acto de encuentro

entre la política con mayúsculas

y los intereses de la gente.

Cuando tú ves que algo, una decisión política,

crea esa sensación en la gente, tú dices:

"Un momento, esto está bien hecho".

"Dos pueblos vecinos vuelven a encontrarse.

Termina el aislamiento

que comenzó por deseo del gobierno español en 1.969."

Por cierto que se abrió 24 horas al día,

pero sólo con una salida para allá y una para acá, sólo.

-Pero sin nada encima.

Bueno, eso generó una cantidad de anécdotas impresionante.

Pasa un naturalista, que traía un escarabajo,

que era una especie autóctona del Monte Calpe.

Llega allí y le dice el guardia civil: "Usted no puede pasar esto".

Y la gente que estaba en la cola le dice:

"Mira, ponlo en el suelo y que pase andando".

El mes de agosto, no sé si del 83, ahora mismo no me acuerdo;

y claro era una tentación, ver la tiendas de Gibraltar, la de la moda,

no sé qué, no sé cuanto, y venirte de vacío.

Y mi madre se compró un abrigo de lana escocesa

y se lo puso por los hombros.

Llega allí a la aduana, le dice el guardia civil:

"Señora, ¿hace un poquito de frío?"

Y dice: "Yo creo que sí".

-Todavía no pasaron coches, cosa que ocurrió en el 85.

Eso fue la consecuencia de la normalización de relaciones,

de la entrada de personas a trabajar, de levantar reticencias

desde el punto de vista comercial, y de todo tipo.

Y entonces eso lo trae la vida.

Es que, ya es necesario

meter y sacar, entrar y salir,

con una frecuencia diferente y con un tonelaje diferente.

-Estuvimos repartiendo claveles.

Y en los claveles poníamos una etiquetita que pone:

"Movimiento por la conciliación".

# Él soñaba sobre el tiempo

# flotando como un velero,

# flotando como un velero. #

Fue como resucitar, ¿no? Claro, fue como resucitar.

# En el corazón del sueño. #

-¿Qué podemos hacer sin contar con la gente de Gibraltar?

¿Qué podemos hacer a estas alturas del campeonato,

sin que haya consenso entre las comunidades?

-Hubo un referéndum ilegal en Gibraltar

para una abrumadora mayoría rechazando la idea de soberanía

y entonces, qué vamos a hacer, tú vas a poder

obligarle a los gibraltareños ceder soberanía a España,

contra su propia voluntad... me parece muy poco democrático,

y causara muchos problemas pero tal vez la solución

es mayor convivencia con nuestros vecinos en España

y parece, últimamente, en los últimos años estamos hablando

cosas pragmáticas, ¿no?

Y dejar de usar Gibraltar

como un peón en un juego de ajedrez.

(Música)

-Aquella situación no la quería el pueblo llano, la gente,

la mayoría.

Son decisiones que se tomaban en Madrid,

que se tomaban en Londres.

Entonces aquello era ajeno a la voluntad de la gente.

-Lo que hacen los gobiernos no tienen la culpa los pueblos.

Las cosas que hacen malas los gobiernos las hacen precisamente

porque se comprometen a hacer cosas buenas para salir elegidos

y son lo contrario cuando están adentro.

-Mis hijos todos han nacido en Inglaterra,

pero no se sienten ingleses.

Tienen una relación muy fuerte con la abuela,

mi hijo tiene los shorts y la camiseta

del equipo gibraltareño...

Porque mis hijos se sienten curiosamente,

más gibraltareños que ingleses.

-Y realmente, yo no creo que España pueda recobrar nunca Gibraltar,

con el pueblo gibraltareño en contra.

Y es lo que llevamos haciendo desde hace demasiado tiempo.

Si nos ha fallado esta estrategia, históricamente,

la estrategia del asedio, la estrategia de la hostilidad,

¿no sería la hora de cambiar de estrategia?

-Era una gente queriéndose llevar bien con la gente

y queriendo tener una mejor vida.

Allí no había banderas españolas, "Gibraltar español", no, no, no...

de eso no se hablaba.

La gente lo que quiere es concordia, entenderse, encontrar trabajo,

y ser feliz. Y el que tiene un novio, una novia en el otro lado,

pues estar juntos, ¡qué va a querer la gente!

-Yo quiero que esta verja se abra y que mi novia que está ahí enfrente

pueda pasar para acá y yo para allá.

-Ante un caso así,

me parece que no voy a tener más remedio que abrir la verja.

Venga, que pase.

(APLAUSOS)

-Si queremos tanto a Gibraltar por qué no regalarle flores

en lugar de tirarle macetas.

(Música)

  • A mi lista
  • A mis favoritos
  • El otro lado de la verja

Ochéntame otra vez - El otro lado de la verja

12 abr 2019

El programa revisa la vida en la frontera que separa Gibraltar de sus vecinos de La Línea de la Concepción y del Campo de Gibraltar para conocer como han vivido sus habitantes, en los últimos 50 años

ver más sobre "Ochéntame otra vez - El otro lado de la verja" ver menos sobre "Ochéntame otra vez - El otro lado de la verja"
Programas completos (102)